Idioma alemán

De Wikipedia, la enciclopedia libre
(Redirigido desde «Lengua alemana»)
Saltar a: navegación, búsqueda
Alemán
Deutsch
Hablado en Bandera de Alemania Alemania (77,7 millones / 95 %)

Bandera de Austria Austria (7,4 millones / 89 %)
Flag of Switzerland (Pantone).svg Suiza (5,2 millones / 65 %)
Flag of Liechtenstein.svg Liechtenstein (35 000)
Minorías:
Bandera de Brasil Brasil (1,4 millones)[1]
Bandera de los Estados Unidos Estados Unidos (1,38 millones)[2]
Bandera de Canadá Canadá (450 000)[1]
Bandera de Rusia Rusia (400 000)[1]
Bandera de Kazajistán Kazajistán (350 000)[1]
Bandera de Argentina Argentina (250 000)[1]
Bandera de Italia Italia (250 000)[1]
Bandera de Polonia Polonia (110 000)[1]
Bandera de Ucrania Ucrania (100 000)
Bandera de Australia Australia (110 000)[1]
Bandera de México México (100 000)[3]
Bandera de Sudáfrica Sudáfrica (75 000)[1]
Bandera de Hungría Hungría (80 000)[1]
Flag of Belgium (civil).svg Bélgica (75 000)[1]
Bandera del Perú Perú (55 000)[4]
Bandera de Venezuela Venezuela (50 000)[1]
Bandera de Chile Chile (50 000)[1]
Bandera de Bolivia Bolivia (46 000)[5] [1]
Bandera de la República Checa Chequia (40 000)
Bandera de Nueva Zelanda Nueva Zelanda (37 500)
Flag of Namibia.svg Namibia (30 000)[1]
Bandera de Paraguay Paraguay (30 000)[5]
Bandera de Luxemburgo Luxemburgo (10 000)
Bandera de Francia Francia (18 000)[1]
Bandera de Rumania Rumanía (15 000)[1]
Bandera de Dinamarca Dinamarca (15 000)[1]
Flag of Slovakia.svg Eslovaquia (6 000)
Bandera de Costa Rica Costa Rica (1 500)

Hablantes

• Nativos:
• Otros:

180 millones (aprox.)

• 100 millones[6]
• 80 millones[7]

Puesto 10o (Ethnologue, 2013)
Familia Indoeuropea
 Germánica
  Occidental
   Alemán
Dialectos Numerosos; destaca el grupo Alemannisch en el cual se incluyen los dialectos suizos, o Schwyzerdütsch
Escritura Latino (variante germánica)
Estatus oficial
Oficial en Flag of Germany.svg Alemania
Flag of Austria.svg Austria
Flag of Liechtenstein.svg Liechtenstein
Flag of Switzerland (Pantone).svg  Suiza
Bandera de Luxemburgo Luxemburgo
Flag of Belgium.svg Bélgica
 Flag of Trentino-South Tyrol.svg Trentino-Alto Adigio
 (Región Autónoma de Italia)
Bandera de Hungría Sopron
 (Ciudad de Hungría)
Bandera de Brasil Antônio Carlos[8] y Pomerode[9]
 (Ciudades de Brasil)
Bandera de Unión Europea Unión Europea
 (idioma oficial de la Guardia Suiza Pontificia)
Bandera de Argentina Provincia de Entre Ríos: Aldea Protestante, Aldea Valle María, Aldea San Francisco, Pueblo Alvear, Aldea Spatzenkutter, Aldea Salto, Aldea Brasilera, Aldea Grapschental, Aldea San Rafael, Aldea Santa Rosa, Aldea San Miguel y Hasenkamp[10]  (Algunas aldeas de los departamentos Paraná y Diamante)
Regulado por Ninguna oficial

(La ortografía alemana es regulada por el Concilio por la Ortografía del Alemán (Rat für deutsche Rechtschreibung)[11] ).

Códigos
ISO 639-1 de
ISO 639-2 ger (ISO 639-2/B)
deu (ISO 639-2/T)
ISO 639-3 deu
Idioma alemán.pngDeutschsprachigeWelt.png
Extensión del alemán

El alemán (en alemán: Deutsch, pronunciación: [ˈdɔʏtʃ]) es una lengua indoeuropea perteneciente al grupo de las lenguas germánicas occidentales. Es también una de las lenguas más importantes del mundo[12] y la que más hablantes nativos tiene en la Unión Europea. Los adjetivos utilizados en lengua española para referirse al habla alemana son germanoparlante, germanohablante o germanófono/a. Es el segundo idioma germánico más hablado, después del inglés y uno de los idiomas oficiales de la Unión Europea por ser el idioma materno de alrededor de 100 millones de personas en 2004, lo que representa el 13,3 % de los europeos. Es, además, el idioma más hablado del continente, excluida Rusia, por encima del francés (66,5 millones de hablantes en Europa en 2004) y el inglés (64,2 millones de hablantes en Europa en 2004). Se le considera el tercer idioma más enseñado como lengua extranjera en todo el mundo,[cita requerida] el segundo en Europa y el tercero en Estados Unidos después del español y el francés. Con más de 150 millones de hablantes en 38 países del mundo, apenas sorprende que el uso del idioma varíe. Como el inglés, y el español, es un idioma pluricéntrico con tres centros principales: Alemania, Austria y Suiza.

Distribución geográfica[editar]

Las comunidades germanoparlantes pueden ser encontradas en la excolonia alemana de Namibia (independiente de Sudáfrica desde 1990) como también de forma minoritaria en otros puntos de flujo migratorio alemán como los Estados Unidos, México, República Dominicana, Brasil, Argentina, Paraguay, Uruguay, Chile, Colombia, Perú, Venezuela (donde se desarrolló el dialecto conocido como Alemán Coloniero), Sudáfrica y Australia. En Namibia, los namibios germanófonos mantienen sus instituciones educativas.

Europa[editar]

El alemán es oficial y es hablado principalmente en Alemania (en donde es el la lengua materna de más del 95 % de la población), Austria (89 %), Suiza (65 %), la mayoría de Luxemburgo y Liechtenstein —en donde tiene la categoría de único idioma oficial—.

Es también uno de los tres idiomas oficiales de Bélgica, junto con el flamenco y el francés. Sus hablantes están concentrados dentro de la Comunidad germanófona de Bélgica, ubicada en el extremo este del país, la cual constituye el 1 % de la población.

Existen otras comunidades germanófonas, donde predomina el dialecto alemánico, en Italia septentrional (en Tirol del Sur y en algunas otras municipalidades en otras provincias), en las regiones francesas de Alsacia y Mosela y en algunos pueblos fronterizos en Jutlandia Meridional, en Dinamarca.

Más comunidades germanófonas menores también pueden ser encontradas en República Checa, Eslovaquia, Polonia, Rumania, Serbia, Rusia y Kazajistán. Las expulsiones posteriores a la Segunda Guerra Mundial y la emigración masiva a Alemania en las décadas de los 80 y de los 90 han despoblado la mayoría de estas comunidades.

África[editar]

El alemán es hablado por aproximadamente 25-30.000 personas como lengua materna en la anterior colonia alemana de Namibia. Aunque ya no disfruta del estatus de lengua oficial (es lengua nacional), sigue siendo usado ampliamente, especialmente en los ámbitos de negocios, turismo, religión (con mayor notoriedad en la Iglesia Evangélica Luterana de Namibia), escuelas, literatura, radio y música. Existen también comunidades germanoparlantes en Sudáfrica, especialmente dentro y alrededor de Wartburg.

Además, pueden encontrarse pequeñas comunidades germanohablantes en las antiguas colonias alemanas de Togo, Camerún y Tanzania, naciones con las que Alemania ha firmado memorandos de entendimiento para el estudio del idioma.

Norteamérica[editar]

En los Estados Unidos, los estados de Dakota del Norte y de Dakota del Sur son los únicos en donde el alemán es el segundo idioma más hablado después del inglés (el segundo más hablado en otros estados es el español o francés). Existen topónimos alemanes a lo largo de la región mediooeste del país, como New Ulm y muchas otras ciudades en Minnesota como Bismarck (capital del estado de Dakota del Norte), Munich, Karlsruhe y Strasburg en Dakota del Norte; New Braunfels, Fredericksburg y Muenster en Texas; y Kiel, Berlin y Germantown en Wisconsin.

En Canadá, según el censo de 2006, hay 622 650 hablantes de alemán y, en todo el país, hay gente con antepasados alemanes. Las principales comunidades germanoparlantes se dan especialmente en Columbia Británica (118 035) y en Ontario (230 330). Existe una gran y vibrante comunidad en la ciudad de Kitchener, Ontario, la cual en un momento determinado, llegó a ser llamada Berlín.

En México, la Organización Alexander von Humboldt de la Ciudad de México cuenta con la mayor escuela de enseñanza de alemán fuera de Alemania.[cita requerida]

Sudamérica[editar]

En Brasil, las concentraciones más grandes de hablantes del alemán están en los estados de Río Grande del Sur, Santa Catarina, Paraná, São Paulo y Espírito Santo.

En Argentina, la distribución del alemán es dispersa, pues se encuentran grandes colonias en distintas provincias, incluyendo la ciudad de Buenos Aires, el sur de la provincia homónima, Córdoba, centro y sur de Santa Fe, Entre Ríos, Misiones y en las provincias patagónicas de Río Negro y Neuquén. En la provincia de La Pampa se encuentran colonias menonitas que hablan tanto alemán como bajo alemán. En el caso de la Provincia de Entre Ríos se encuentra varias aldeas alemanas en lo que es el sur del departamento Paraná y el departamento Diamante[13] también en la ciudad de Paraná se puede notar entre las personas (principalmente mayores de 40 años) que son descendientes de alemanes, han vivido en Alemania o incluso que son alemanes.

En Peru el idioma alemán se habla en las colonias alemanas localizadas en Oxapampa, Pozuzo , Villa rica y moyobamba.

En Venezuela a pesar de ser un país donde el castellano es idioma oficial, el idioma predominante en la Colonia Tovar es el alemánico,[cita requerida] precisamente el alemán coloniero. Es una variante idiomática que han heredado las generaciones después de 150 años, aunque muchos giros fonéticos y lexicológicos ya no se usan en Europa. El alemánico pertenece, junto al bavaroaustríaco, a la rama denominada «alto alemán» de la familia de las lenguas germánicas.

En Chile, el idioma alemán se habla aún en el sur, especialmente en las regiones de del Maule, Los Lagos y Los Ríos.[cita requerida]

Hay también concentraciones importantes de descendientes de germanoparlantes en Peru Los primeros colonos alemanes que llegaron lo hicieron en 1853 para establecerse en la zona de Tingo María, Tarapoto, Moyobamba y el Amazonas; también existe colonias alemanas en Paraguay y Bolivia.

En el siglo XX, más de 100 000 refugiados políticos y empresarios se establecieron en países como Costa Rica, Panamá, Venezuela y la República Dominicana. Casi todos los habitantes de Pomerode, una municipalidad en el estado brasileño de Santa Catarina, puede hablar alemán.[cita requerida]

Oceanía[editar]

En Australia, el estado de Australia Meridional recibió una gran ola de migrantes provenientes de Prusia. Debido al prolongado aislamiento de otros hablantes del alemán y al contacto con el inglés australiano, se ha desarrollado un dialecto único conocido como el Alemán de Barossa, el cuál es hablado en el valle de Barossa, cerca de Adelaida. Alemania tiene firmados memorándums de entendimiento para el estudio del idioma con su excolonia de Papúa-Nueva Guinea.

Aspectos históricos, sociales y culturales[editar]

Estandarización de la lengua[editar]

Históricamente, el momento en el que una lengua inicia su estandarización es crucial, ya que a partir de ahí se desarrolla y se lleva a niveles que no se habían podido lograr anteriormente. Es entonces cuando se puede realizar un consenso entre autoridades y hablantes para determinar cómo será escrito y hablado, aunque ello no impide que existan variaciones regionales. A partir de ese consenso, la lengua se fortalece y adquiere mayor auge, ya que se pueden tomar medidas y crear consejos que regulen la manera en que se enseñará como lengua materna, así como segunda lengua o lengua extranjera. Esta unificación de la lengua es sobre todo una labor técnica en donde se deciden reglas, las cuales se aplican al idioma, y el alemán no es la excepción. En su caso, no fue hasta mediados del siglo XVIII cuando se dio essa conjunción que hizo de este idioma uno de los más fuertes en Europa. Se tomó el alemán del norte como punto de partida y, como es normal, en un inicio fue solamente escrito, hasta que la mayoría lo aceptó como lengua oficial y, en 1902, la Segunda Conferencia Ortográfica estableció las primeras reglas para el alemán estándar.

Lengua estándar[editar]

El idioma alemán en la Unión Europea.

Aunque utilizamos el término "alemán" para referirnos al idioma escrito, en el terreno hablado existe una amplia variedad de dialectos a lo largo y ancho de su ámbito lingüístico. El alemán estándar, conocido como Hochdeutsch, no se originó a partir de un dialecto concreto, sino que se creó a partir de los diversos dialectos (sobre todo los centrales y sureños) como lengua escrita. Ya desde el siglo XV, esta permitía la comunicación entre los mismos, pero a la hora de hablar no existía un patrón unificado. La creación de una pronunciación estándar se hizo necesaria por el aumento en importancia del teatro en el siglo XIX que llevó a los responsables de las compañías a encontrar una forma de recitar única que fuera entendida en todo el territorio. Así se creó el "Bühnendeutsch" o "alemán de escenario", que al final se convirtió en la pronunciación ideal del idioma alemán, aunque alguno de sus preceptos como que "-ig" = /ç/; no obedecen a razones lingüísticas sino acústicas.

Hoy día, en la mayor parte de las regiones del Norte de Alemania, la gente ha abandonado sus dialectos y hablan coloquialmente alemán estándar: los casos más extremos son los del valle del Ruhr (lugar a donde acudieron inmigrantes de toda Alemania a lo largo del siglo XIX) y el Sur del estado de Brandeburgo, en la llamada Sajonia prusiana, donde el dialecto prácticamente ha desaparecido. Esto no ocurre en el Sur de Alemania, Austria y sobre todo Suiza, donde el alemán estándar apenas se habla, sólo en ocasiones contadas, como a la hora de hablar con alguien que no entiende el dialecto suizo. En ciertas regiones alemanas, sobre todo en algunas grandes ciudades, una gran parte de la población sólo habla la lengua estándar.

La lengua estándar tiene diferencias regionales, especialmente en vocabulario, aunque también en pronunciación y gramática. Estas diferencias son mucho menores que las que existen entre los dialectos locales. Sin embargo, el alemán se considera una lengua pluricéntrica, pues las variedades de los tres mayores países germanohablantes son consideradas estándar de igual modo.

Dialectos[editar]

German dialectal map.PNG

Junto a la lengua estándar coexisten innumerables variedades dialectales, formando un continuum que se extiende por toda la "Teutonia" (término con el que se hace referencia a aquellos territorios que tienen como lengua oficial al neerlandés, al alto alemán y el luxemburgués). Las variaciones entre los distintos dialectos son considerables, pues los dialectos altoalemanes y los bajoalemanes no son mutuamente inteligibles; asimismo, los dialectos alemanes no suelen ser entendidos por alguien que sólo conoce el alemán estándar.

Podemos dividir los dialectos entre los del bajo alemán y los del alto alemán. La separación entre ambas zonas viene dada por la llamada Línea de Benrath, la cual separa las zonas que sufrieron la segunda mutación consonántica germánica de las que no la sufrieron. Esa mutación se produjo alrededor del año 500 d.C. en los pueblos al sur de esta línea; los dialectos de estos pueblos han dado lugar al alto alemán actual. Los dialectos de los pueblos al norte de esta línea han dado lugar al inglés, neerlandés, frisón y los dialectos del bajo alemán.

Otra segunda línea destacable es la línea Speyer, marcada por el río Meno, al sur de la cual la segunda mutación se da totalmente (alemán alto u Oberdeutsch), y al norte sólo parcialmente (alemán medio o Mitteldeutsch, de los cuales se deriva el alemán estándar). Un ejemplo de las variaciones fonéticas se ve a continuación:

Palabra del
bajo alemán
Palabra del
alto alemán
Significado
ik ich yo
maken machen hacer
Dorp Dorf pueblo
tussen zwischen entre
op auf encima de, en, de
Korf Korb cesta
dat das eso
Appel Apfel manzana

El grupo Alto/Medio Alemán se subdivide en los dialectos siguientes:

Deutsche Dialekte.PNG
Áreas de predominio del alemán en 1910.
  • Bávaro (Bairisch) o Austrobávaro (Bairisch-Österreichisch), que se extiende por el territorio de la Baviera Antigua, la mayor parte de Austria con la excepción del Vorarlberg, así como la región italiana del Tirol Meridional (Südtirol/Alto Adigio). Se caracteriza, entre otros rasgos, por la asimilación del grupo ei (/ai/), dando como resultado el sonido /a:/ (Stein > Staan), así como por la presencia del pronombre personal enk (2.ª persona del plural), que fue adoptado con posterioridad por el yidis. Pero entre los subdiálectos bávaros también se pueden encontrar grandes diferencias, por ejemplo con el erizo (alemán: Igel): existen casi todas las pronunciaciones entre Ü:gü e Igl.
    • bávaro del norte
    • bávaro central
    • bávaro del sur (Südbairisch)
  • Fráncico renano (Rheinfränkisch), considerado como un área de transición entre el Alto y el Bajo Alemán y donde existe una gran dispersión de isoglosas.
  • Nordhessisch
  • Mittelhessisch
  • Osthessisch
  • Fráncico ripuario
  • Fráncico del Mosela (Moselfränkisch), hablado en el Sur de Renania (Tréveris) y en Luxemburgo. Base de la lengua estándar luxemburguesa.
  • Francón oriental (Fränkisch), hablado en Franconia (zona septentrional de Baviera). Su dominio lingüístico comprende las ciudades de Würzburg, Núremberg y Bayreuth. Es la lengua que empleó Hans Sachs en su obra y en el siglo XVI era muy próxima lingüísticamente a los dialectos de la Alta Sajonia.
  • El Alto Sajón (Sächsisch), que se habla fundamentalmente en el estado de Sajonia, así como en el Sur de Brandeburgo. Aunque hoy está considerado como un dialecto cómico, en el siglo XVIII era considerado como el paradigma del alemán estándar. La lengua de la cancillería de Leipzig fue utilizada por Lutero en su traducción de la Biblia y es base del alemán normativo.
  • Nordobersächsisch
  • Thüringisch
  • Schlesisch
  • Hochpreußisch
  • El Alemán de Pensilvania es una variante del alemán, hablado por aproximadamente 225 000 personas en Norteamérica (más específicamente, en la provincia canadiense de Ontario y en los estados de Indiana, Ohio y Pensilvania).
  • El Belgranodeutsch es un dialecto alemán que se habla en Buenos Aires, concretamente en el barrio de Belgrano y que todavía sobrevive a día de hoy.
  • El Alemánico (Allemanisch), hablado en casi todo Baden-Württemberg (con excepción de su franja septentrional), Alsacia, Suiza, la Suabia Bávara (con capital en Augsburgo), Liechtenstein y el Vorarlberg (el Estado federado más occidental de Austria). Se trata de la lengua empleada por Wolfram von Eschenbach, Walther von der Vogelweide y otros trovadores medievales alemanas, así como por autores posteriores como Sebastian Brant (autor de la Nave de los Locos). Durante siglos persistió en este dominio lingüístico una variedad estándar propia, que fue gradualmente sustituida por el alemán moderno en los siglos XVII y XVIII.

Por su parte, el grupo Bajo Alemán se articula en las siguientes modalidades lingüísticas:

  • Bajo Sajón (Niedersächsisch) o Bajo alemán (Plattdeutsch) propiamente dicho, que se habla en toda la zona septentrional de Alemania, así como en el Nordeste de Holanda.
    • Westfälisch
    • Ostfälisch
    • Nordniederdeutsch
    • Mecklenburgisch-Vorpommersch
    • Brandenburgisch
    • Ostpommersch
    • Mittelpommersch
    • Bajo prusiano
  • Bajo Fráncico (Niederfränkisch), cuyo dominio lingüístico se extiende por casi todos los Países Bajos, Flandes, así como aquellas comarcas renanas (Cléveris, Emmerich) que lindan con dichos países. El dialecto de Holanda y Zelanda, el holandés, se convirtió en lengua estándar de estos territorios en el siglo XVII.

El alemán suizo - Schwyzerdütsch[editar]

Los dialectos del alemán suizo presentan varias curiosidades: existen diversas modalidades dependiendo de la región geográfica, por ejemplo, el Züridütsch (alemán suizo de Zúrich), Bärndütsch (de Berna), Urnerdüütsch (de Uri), Luzärnerdütsch, (de Lucerna), Baseldiitsch (de Basilea), Sanggallerdüütsch (de Sankt Gallen), Wallisertiitsch (del Valais).

En todos estos casos, se trata de dialectos hablados: su habla es dialectal, pero normalmente escriben en alemán estándar, aunque también existe una tendencia minoritaria que intenta reflejar el habla dialectal en ediciones escritas (correo electrónico, SMS). El principal problema que se encuentra en dicha empresa es la gran cantidad de variaciones dialectales, que en muchos casos difieren significativamente unas de las otras. Por ejemplo, los alemanes no entienden el alemán suizo con facilidad, pero los suizos, en cambio, entienden a los alemanes sin problema.

Ejemplos de variaciones léxicas dialectales[editar]

  • Grüezi (en alemán suizo de Zürich züridütsch) > Hallo (en Hochdeutsch) = hola (si bien su origen es (ich) grüß(e) dich en alemán estándar que significa «yo te saludo»)
  • rüebli (en alemán suizo) > Karotte o Möhre (o Mohrrübe o Wurzel) (en Hochdeutsch) > Wuddel (en Niederdeutsch) = zanahoria
  • merci vill mal (en alemán suizo) > Danke schön (en Hochdeutsch) = muchas gracias
  • schnufe (en alemán suizo) > atmen (en Hochdeutsch) = respirar
  • nai (en alemán suizo) > nein (en Hochdeutsch) = no
  • chli (en alemán suizo) > klein (en alemán estándar) > glõa (en dialecto bávaro) > lütt (en Niederdeutsch) = pequeño
  • Brötli|Weggli/Weggä (en alemán suizo) > Semmel (en dialecto bávaro) > Brötchen (en Hochdeutsch) = panecillo
  • Samschtig (en alemán suizo) > Samstag (en Hochdeutsch o alemán estándar) o Sonnabend (en el norte de Alemania) = sábado
  • Según la región, el otoño puede recibir los nombres Herbst, Spätjahr, Spätling, entre otros.

En algunos casos, los dialectos suizos difieren considerablemente los unos de los otros, tal y como se puede observar en el siguiente ejemplo:

es mödeli Ankä (en alemán suizo de Berna Bärndütsch)
e stückli Butter (en alemán suizo de Zürich züritüütsch)
ein Stück(chen) Butter (en Hochdeutsch)
«un trocito de mantequilla»

Ejemplos de variaciones morfológicas[editar]

En alemán suizo emplean -li como sufijo diminutivo en lugar de -chen o -lein del alemán estándar.

Ejemplos de variaciones fonológicas[editar]

En alemán de Zúrich se pronuncia una vibrante, al igual que los hispanoparlantes, cuando realiza el fonema correspondiente con la letra «r».

La secuencia ei que se pronuncia /ai/ en alemán estándar, se pronuncia /i:/ en alemán suizo.

Descripción lingüística[editar]

Evolución[editar]

El alemán es parte de la familia indoeuropea de lenguas, al igual que otros idiomas germánicos, como el inglés, el sueco, las lenguas escandinavas y otros más remotamente relacionados, como el latín y sus derivados (español, italiano, francés, portugués, rumano, etc.), el griego y las lenguas eslavas (polaco, ruso, checo, etc.), e incluso el sánscrito y el persa.

El alemán empezó a diferir de las demás lenguas germánicas al incorporar un cambio en las consonantes. No hay fecha exacta de este hecho, pero se cree que empezó antes del año 500 a. C. De manera sencilla, esto quiere decir que en el protogermánico, las consonantes indoeuropeas p, t y k se volvieron f (como en la pronunciación en inglés de [th] y h). Las consonantes indoeuropeas b, d y g se volvieron, respectivamente, p, t y k. Por ejemplo, tomando las consonantes del latín y del inglés (mostrando el cambio del protogermánico):

Latín Inglés Significado
Piscis Fish Pez
Tres Three 3
Decem Ten 10
Genu Knee Rodilla

Este primer cambio en las consonantes es lo que diferencia a las lenguas germánicas de todas las demás indoeuropeas. Esta variación es fundamental en la evolución del alemán, aunque no es suficiente aún para distinguirlo de las demás lenguas germánicas.

Un segundo cambio en las consonantes se dio antes de la séptima centuria d.C., que se esparció gradualmente desde las áreas montañosas del Sur (donde se hablaba alto alemán) hasta las tierras bajas del Norte (bajo alemán, respectivamente). No obstante, al no alcanzar completamente la línea costera, es posible encontrar dialectos del bajo alemán que no reflejan este segundo cambio.

La explicación sencilla de esta variación consiste en que las consonantes germánicas t, p y k se convirtieron en z, pf y ch del alto alemán.

Ejemplos:

Inglés Alemán Significado
Tooth Zahn Diente
Penny Pfennig Centavo, céntimo
Make Machen Hacer

Clasificación[editar]

El alemán pertenece a la rama occidental de la subfamilia germánica de la familia lingüística indoeuropea. Junto con el neerlandés, su pariente más próximo, forma una zona lingüística cohesionada y bien definida que se separa de sus vecinos por fronteras lingüísticas precisas. Estos vecinos son: en el norte, el frisón y el danés; por el este, el polaco, el sórabo, el checo y el húngaro; por el sur, el esloveno, el italiano, el friulano, el ladino y el romanche; y por el oeste, el francés. Excepto el frisón, ninguna de estas lenguas es germánica occidental: en consecuencia, son claramente distintas del alemán y el neerlandés. Ahora bien, a pesar de que el frisón es una lengua germánica, al igual que el alemán y el neerlandés, no se considera que sea mutuamente inteligible con ellos.

La situación es más compleja con respecto a la distinción entre alemán y neerlandés. Hasta hace poco ha existido un continuum dialectal a lo largo de toda el área germanohablante, sin fronteras lingüísticas. En ese continuum, los dialectos siempre son mutuamente inteligibles con sus vecinos, pero los dialectos que están alejados no suelen serlo. El continuum alemán-neerlandés se presta a una clasificación de los dialectos en alto alemán y bajo alemán basándose en la presencia de la segunda mutación consonántica. El neerlandés es parte del grupo bajo alemán. Sin embargo, debido a la separación política entre Alemania y los Países Bajos, los dialectos del bajo alemán de Alemania y de los Países Bajos empezaron a evolucionar independientemente a lo largo del siglo XX. Además, en ambos países muchos dialectos están al borde de la extinción al haber sido reemplazados por la lengua estándar. Por esto, está comenzando a formarse la frontera lingüística entre el neerlandés y el alemán.

Mientras que el alemán es gramaticalmente muy similar al neerlandés, es muy diferente en el diálogo. Un hablante de uno de los idiomas necesita algo de práctica para poder entender a un hablante del otro. Compárese, por ejemplo:

De kleinste kameleon is volwassen 2 cm groot, de grootste kan wel 80 cm worden. (neerlandés)
Das kleinste Chamäleon ist ausgewachsen 2 cm groß, das größte kann gut 80 cm werden. (alemán)
(«El camaleón adulto más pequeño mide 2 cm, el más grande bien puede alcanzar 80 cm.»)

Los hablantes monolingües de neerlandés generalmente pueden leer alemán, y los hablantes de alemán que pueden hablar bajo alemán generalmente entienden el neerlandés leído, pero tienen problemas para entender el neerlandés hablado.

Fonología[editar]

El inventario de alófonos consonánticos del alto alemán estándar viene dado por:

  Bilabial Labio-
dental
Alveolar Post-
alveolar
Palatal Velar Uvular Glotal
Oclusiva p  b   f  d     k  g ʔ¹
Africada p͡f   t͡s t͡ʃ  d͡ʒ²      
Nasal m   n     ŋ5  
Fricativa   f  v6 s  z ʃ  ʒ² ç³ x³ ʁ4 h
Aproximante         j    
Líquida     r4  l       ʀ4  
  1. En los dialectos septentrionales, [ ʔ ] aparece antes de raíces con vocal inicial. Aparece como prótesis de vocales acentuadas, no constituye un fonema independiente, ya que es una marca opcional de límite de raíces sin valor fonológico distintivo.
  2. [ d͡ʒ ] y [ ʒ ] aparecen solo en palabras de origen extranjero. En algunos dialectos, se reemplazan por [ t͡ʃ ] y [ ʃ ], respectivamente.
  3. [ ç ] y [ x ] se consideran tradicionalmente como alófonos después de vocales anteriores y posteriores, comoquiera que haya por lo mínimo una pareja, gracias a la composición. Para un análisis más detallado ver abajo en ich-Laut y ach-Laut. De acuerdo con algunos análisis, [ χ ] es un alófono de [ x ] después de [ a ] y [ aː ], y de acuerdo con algunos también después de [ ʊ ], [ ɔ ] y [ a͡ʊ ].
  4. [ r ], [ ʁ ] y [ ʀ ] son alófonos libres entre sí. [ r ] se usa solamente en los dialectos meridionales. En la coda silábica, el alófono [ ɐ ] se usa en muchos dialectos, excepto en el suroeste.
  5. Algunos fonólogos rechazan /ŋ/ y en vez de éste usan /nɡ/, y/nk/ en vez de /ŋk/. La secuencia fonémica /nɡ/ se realiza como [ŋɡ] cuando /ɡ/ puede iniciar un un comienzo válido de la siguiente sílaba cuyo núcleo es otra vocal átona /ə/, /ɪ/, o /ʊ/. Se convierte en [ŋ] de otra manera. Ejemplo:
    • dipthong /dɪftɔnɡ/ [dɪftɔŋ]: diphthongieren /dɪftɔnɡirən/ [dɪftɔŋɡiːʁn̩]
    • Englisch /ɛnɡlɪʃ/ [ɛŋlɪʃ]: Anglo /anɡlo/ [aŋɡlo]
    • Ganges /ɡanɡəs/ [ɡaŋəs] ~ /ɡanɡɛs/ [ɡaŋɡɛs]
  6. [ ʋ ] se considera ocasionalmente como alófono de [ v ], especialmente en los dialectos meridionales del alemán.

Sistema de escritura[editar]

Alfabeto alemán
(Escucha a un hablante de alemán recitar el alfabeto del alemán)

El alemán se escribe usando el alfabeto latino. Además de las veintiséis letras básicas, posee tres vocales con Umlaut (mutación vocálica), ä, ö y ü. Quizá el rasgo más característico de la escritura del alemán sea la existencia del carácter ß, llamado Eszett o scharfes S ("s picante" o "afilada"), que representa el fonema fricativo alveolar sordo [ s ] (AFI). Esta grafía, que no tiene ninguna relación con la beta griega, se introdujo en la época de la mecanografía, pero el carácter era en un principio una s (Es) larga (S larga) y z (Zett) minúscula con lazo descendente, según las convenciones de la caligrafía de la época. En Suiza no se utiliza y es sustituido por ss.

El alemán también se caracteriza por transcribir con la letra k las palabras que originalmente eran escritas con c, generalmente préstamos del latín, como se puede ver a continuación.

Palabra en alemán Palabra en latín Significado
Kalender calendarius calendario
klar clarus claro
Konzept conceptum concepto
Kultur cultura cultura

Esta forma de transcripción se aplica incluso a nombres de países, como se puede ver en la siguiente tabla:

Nombre del país en alemán Nombre del país en español
Kanada Canadá
Kolumbien Colombia
Kuba Cuba
Mexiko México

Como se puede ver en los ejemplos mostrados, el alemán tiene una característica casi única dentro de las lenguas del mundo: todos los sustantivos, tanto propios como comunes, se escriben con mayúscula inicial.

La escritura manuscrita tradicional se denominaba Kurrent. A comienzos del siglo XX se estableció una forma de escribir denominada Sütterlin, obligatoria en las escuelas hasta 1941, hoy en día en desuso.

En 1996, se reformó sustancialmente su ortografía, lo cual causó cierta polémica reforma, a fin de disminuir el número de excepciones y hacer más lógicas las reglas.

Gramática[editar]

El alemán es una lengua flexiva. La inflexión no sólo afecta al final de la palabra, sino también a su raíz, lo cual hace la declinación y la conjugación algo más compleja. Comparado con el inglés, tiene una estructura morfológica más intrincada a causa de la flexión nominal (véase declinación alemana) y la conjugación verbal, si bien su estructura gramatical no es realmente mucho más compleja que de la mayoría de lenguas indoeuropeas con flexión nominal y verbal.

Sus ventajas, a la hora del aprendizaje, son:

  • Tiene una estructura muy rígida, posicional. Por ejemplo, en la oración principal, el verbo siempre va en segundo lugar dentro de la oración, independientemente de que vaya precedido por el sujeto, un complemento o una oración subordinada completa; y si el sujeto no ocupa la primera posición, antes del verbo, se coloca en tercera posición, después del verbo.
  • Se lee como se escribe, aunque sus sonidos o fonemas no sean exactamente iguales que los españoles. Una serie de reglas hacen que determinados grupos de letras tengan una pronunciación prefijada (como en español con "gue" y "güe"). Por ejemplo, "eu" y "äu" se pronuncian /oi/.
  • Presenta una gran facilidad para formar palabras compuestas, uniendo palabras más simples. Por ejemplo, "Tisch" significa mesa y "Nacht", noche: la palabra compuesta "Nachttisch" es mesita de noche. Al contrario que en español, no se necesitaría el uso de una preposición. La adición de palabras, por otra parte, no significa necesariamente la adición de significados.

Sus desventajas (en el aprendizaje como "segunda" lengua):

  • Es imprescindible aprender con cada palabra su género y su forma idiosincrática de plural. No obstante, existen reglas que ayudan a saber determinar el género de muchas palabras o el número, si bien hay una gran cantidad de sufijos que determinan la afiliación a un género u otro, p. ej. -keit, -heit, -ung son femeninos, -er, -ig son masculinos y -chen, -lein son neutros.
  • El uso de la declinación es importante en alemán. En español queda sólo un residuo, como las diferentes formas de los pronombres personales según la función sintáctica que representen (yo, me, mí, conmigo; tú, te, ti, contigo).

Flexión nominal[editar]

Los nombres alemanes se flexionan según:

  • Tres tipos de la declinación (fuerte, débil o mixta).
  • Tres géneros (masculino, femenino o neutro).
  • Dos números (singular o plural).
  • Cuatro casos (nominativo, genitivo, dativo o acusativo). El caso genitivo no se usa demasiado en la lengua coloquial.

El género de una palabra es casi siempre predecible cuando se refiere a personas. Ej: Der Vater (el padre), es masculino, y Die Mutter (la madre), es femenino. Hay muy pocas excepciones de sustantivos neutros referidos a personas. Ej: Das Kind (el niño o la niña) es siempre de género neutro, al igual que Das Mädchen (la muchacha). No suele ser predecible cuando se refiere a objetos, animales o partes del cuerpo. Ej: Der Bleistift (el lápiz), es masculino, Die Schere (la tijera), es femenino y Das Notizbuch (la libreta), es neutro. De lo anterior se deducen los tres artículos en alemán según el género: der (masculino), die (femenino) y das (neutro), en el caso del singular. Para el plural, se utiliza siempre die para los tres géneros del sustantivo.

Otra notable (pero no exclusiva) característica del alemán es la habilidad para construir palabras compuestas de complejidad teóricamente ilimitada. Por ello, a muchos inventos se les da nombres compuestos de este tipo, en lugar de inventar palabras nuevas. Por ejemplo, "frigorífico" es Kühlschrank (congelador, literalmente, 'armario de enfriar'); televisor es Fernseher (literalmente, 'visor a distancia'); telescopio es Fernrohr (literalmente, 'tubo lejano'). Los objetos antiguos también siguen el mismo patrón, como Handschuh (guantes, literalmente 'zapatos de mano'). E incluso este patrón se aplica a la terminologíá médica y científica, por ejemplo Harnröhre (uretra, literalmente 'tubo de orina'), Harnstoff (urea, literalmente 'materia de orina'), Wasserstoff (hidrógeno, literalmente 'materia de agua') o Sauerstoff (oxígeno, literalmente 'materia ácida').

Flexión verbal[editar]

Los verbos alemanes se flexionan según:

  • El tipo de conjugación, débil, fuerte (con metafonía o supletismo), o mixta.
  • Tres personas, primera, segunda o tercera.
  • Dos números, singular o plural.
  • Dos voces, activa o pasiva, existiendo dos tipos de pasiva, la de acción (dinámica) y la de estado (estática).
  • Tres modos, indicativo, subjuntivo e imperativo.
  • Existe la distinción aspectual, pero no está sistematizada.

El infinitivo de los verbos alemanes siempre termina en -n, y casi siempre en -en, salvo algunos verbos como sein (ser/estar) y tun (hacer, en un sentido menos concreto, semejante al do del inglés). También hay un pequeño número de verbos cuyo infinitivo termina en "-ern", como "verbessern" (mejorar) o "sich erinnern" (acordarse).

El significado de los verbos puede ampliarse mediante diversos prefijos, de forma parecida a como ocurre en el español. El orden de la oración es ligeramente flexible, pero cuenta con algunos puntos fijos, como la posición inamovible del verbo conjugado dentro de la oración.

Ej: gehen = andar, vorgehen = proceder.

schreiben = escribir, ausschreiben = anunciar, unterschreiben = firmar.

La mayor parte del vocabulario alemán proviene del germánico, aunque existe un importante número de préstamos del francés, del inglés (más recientemente) y, sobre todo, del latín. De hecho, cualquier palabra procedente del latín puede ser convertida en palabra alemana siguiendo unas reglas definidas y el hablante que usa palabras construidas de esta forma partiendo del latín suele ser considerado culto por los alemanes.

Ej.:

reagieren (del neolatín reagere) = reaccionar

akzeptieren (del latín acceptāre) = aceptar

frequentieren (del latín frequentāre) = frecuentar

triumphieren (del latín triumphāre) = triunfar

Sintaxis[editar]

El alemán al igual que el neerlandés es una lengua V2 (específicamente SC-V2-SOV), eso significa que existen restricciones importantes del orden de los verbos finitos (flexionados según tiempo) en las oraciones principales. Más concretamente en alemán un verbo finito de la oración principal de un oración afirmativa debe aparecer en segunda posición, como en los ejemplos siguientes:

(1) Johann kaufte ein Buch
NProp comprar.PAS un libro
'Juan compró un libro'
(2) [Ein Buch] kaufte ich
un libro comprar.PAS 1.ªSG
'(yo) Compré un libro'

Obsérvese que en estos dos casos en la segunda posición sintáctica aparece un verbo ("ein Buch" aunque son dos palabras forman un único sintagma). La situación es la misma para los auxiliares conjugados según tiempo gramatical, como se observa en estos otros ejemplos:

(3) Simone wird das lesen
NProp FUT esto leer
'Simone leerá esto'
(4) Heute habe ich deine Mutter gesehen
Hoy AUX-PAS 1.ªSG tu madre ver
'Hoy he visto a tu madre'

Obsérvese que aquí el elemento conjugado vuelve a aparecer en segunda posición aunque el infinitivo lesen y el participio gesehen que no tienen flexión de tiempo permanencen en última posición.

Estos hechos pueden explicarse si se postula que en alemán, como en otras lenguas, posee dos categorías funcionales adicionales el sintagma de tiempo que debe estar ocupado obligatoriamente por el verbo o axiliar con marcas de tiempo, y un sintagma complementante que debe estar obligatoriamente ocupado. Para satisfacer las reglas anteriores, los verbos léxicos deben "desplazarse" hasta esas posiciones, dejando una huella sintáctica de movimiento. Además en ese esquema puede afirmarse que en alemán en su estructura profunda tiene un orden SOV como refleja el orden relativo usual con verbos no finitos, y las aparentes desviaciones de ese orden se explican por desplazamientos subsiguientes requeridos por el énfasis de elementos y las restricciones propias de una lengua V2.

El hecho de que el movimiento esté relacionada con el complementante se ve muy claramente cuando se analiza lo que sucede en las oraciones subordinadas, en las que el verbo ya no puede "aparecer" en V2 por estar la posición ocupada ya por el complementante:

(5a) Ich las dieses Buch gestern.
Leí este libro ayer.
(5b) Ich sagte, dass ich gestern dieses Buch las.
He dicho que leí este libro ayer'

En estas oraciones las 'leí' aparece en segunda posición (V2) en la oración principal, pero en la subordinada las aparece al final porque la conjunción dass impide que "ascienda" hasta esa posición.

Véase también[editar]

Referencias[editar]

  1. a b c d e f g h i j k l m n ñ o p q Handwörterbuch des politischen Systems der Bundesrepublik (en alemán).
  2. United States Census 2000
  3. Cascante, Manuel M. (8 de agosto de 2012). «Los menonitas dejan México». ABC. Consultado el 19 de febrero de 2013. «Los cien mil miembros de esta comunidad anabaptista, establecida en Chihuahua desde 1922, se plantean emigrar a la república rusa de Tartaristán, que se ofrece a acogerlos» 
  4. Error en la cita: Etiqueta <ref> inválida; no se ha definido el contenido de las referencias llamadas http:.2F.2Fsisbib.unmsm.edu.pe.2Fbibvirtualdata.2Fpublicaciones.2Finv_sociales.2FN22_2009.2Fpdf.2Fa05.pdf
  5. a b «Composición Étnica de las Tres Áreas Culturales del Continente Americano al Comienzo del Siglo XXI» (PDF). Consultado el 12 de junio de 2012.
  6. Marten, Thomas; Sauer, Fritz Joachim, eds. (2005) (in German). Länderkunde - Deutschland, Österreich, Schweiz und Liechtenstein im Querschnitt [Regional Geography - An Overview of Germany, Austria, Switzerland and Liechtenstein]. Berlin: Inform-Verlag. p. 7. ISBN 3-9805843-1-3.
  7. National Geographic Collegiate Atlas of the World. Willard, Ohio: R.R Donnelley & Sons Company. April 2006. pp. 257-299. ISBN Regular:0-7922-3662-9, 978-0-7922-3662-7. Deluxe: 0-7922-7976-X, 978-0-7922-7976-1.
  8. Cooficialização da língua alemã em Antônio Carlos
  9. Leis Municipais http://www.leismunicipais.com.br/twitter/222/legislacao/lei-2251-2010-pomerode-sc.html
  10. Aldeas alemanas en Entre Ríos, Argentina
  11. «Rat für deutsche Rechtschreibung - Über den Rat». Rechtschreibrat.ids-mannheim.de. Consultado el 11 de octubre de 2010.
  12. George Weber: “Top Languages: The World's 10 Most Influential Languages” in Language Today (Vol. 2, Dec 1997)
  13. Aldeas alemanas en Entre Ríos, Argentina

Enlaces externos[editar]

Wikipedia
Esta lengua tiene su propia Wikipedia. Puedes visitarla y contribuir en Wikipedia en idioma alemán.

Wikilibros