Quetzaltenango

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Quetzaltenango
Ciudad y Anexo:Municipios de Guatemala de Guatemala
Bandera de Quetzaltenango.svg
Bandera
Escudo de la Municipalidad de Quetzaltenango.png
Escudo
Xela 2013.jpg
Quetzaltenango
Quetzaltenango
Localización de Quetzaltenango en Guatemala
Apodo:Xela,
Xelajú,
La Cuna de la Cultura,
La Ciudad de los Altos,
Sexto Estado,
La Ciudad de la Estrella,
La Ciudad de las Cumbres,
Tierra Lanuda,
Capital Centroamericana de la Independencia
País Flag of Guatemala.svg Guatemala
• Departamento Quetzaltenango
Ubicación 14°50′00″N 91°31′00″O / 14.833333333333, -91.516666666667Coordenadas: 14°50′00″N 91°31′00″O / 14.833333333333, -91.516666666667
• Altitud[1] 2380 msnm
• Distancia 206 km a Ciudad de Guatemala
Superficie 127 km²
Municipio Municipios de Guatemala
Fundación 1524
Fecha de creación 15 de mayo
Población[2] 412,000 hab. (Censo de Población 2012)
• Densidad 1600 (aprox) hab./km²
Gentilicio Quetzalteco /a
Idioma Español
Mam
K'iche'[3]
Huso horario UTC-6
Código postal 09001
Pref. telefónico 7
Alcalde (2012-2016) Jorge Rolando Barrientos Pallecer[4]
Fiestas mayores Virgen del Rosario Patrona de Xelajú, Feria de la Independencia de Centroamérica, Juegos Florales Hispanoamericanos, FIPQ
Patrona Nuestra Señora del Santo Rosario
Sitio web Página de la Municipalidad
[editar datos en Wikidata]

Quetzaltenango [ketsalteˈnaŋgo], conocida también como Xelajú [ʃelaˈxu] o Xela [ˈʃela], es la capital del departamento de Quetzaltenango, asimismo, es la segunda ciudad más importante de Guatemala, localizada a los 14° 50' 40" de latitud Norte y 91° 30' 05" de longitud oeste, a 206 km al Noroeste de la Ciudad de Guatemala. La Ciudad se encuentra ubicada en un valle montañoso en el altiplano occidental de Guatemala con una altitud media sobre el nivel del mar de 2333 metros (7734 pies). Cuenta con una población de 300,000 habitantes en la zona metropolitana más la población que se genera de las ciudades colindantes debido al flujo comercial-educativo y para trabajar, la población se incrementa con 30,000 personas que conforman la población flotante de la ciudad. El municipio forma parte de la Mancomunidad Metrópoli de los Altos.

Quetzaltenango cuenta con diversos centros educativos, como algunas de las universidades más reconocidas de Guatemala. Es la ciudad con la mayor cantidad de centros educativos por habitante, debido, a su estratégica ubicación, ya que la mayoría de sus estudiantes no son de Quetzaltenango, sino de ciudades y poblaciones que se ubican en un radio de 150 kilómetros de esta ciudad.

La Ciudad de Quetzaltenango fue proclamada como Capital de Centroamérica por el Parlacen en 2008.

Es la cabecera del departamento de Quetzaltenango, que tiene 1953 km², equivalentes al 1,8% del territorio nacional. A nivel de Ciudad la población es de alrededor del 65% indígena o amerindia, el 32% mestizos o ladinos, y el 3% europeo y a nivel departamental el 60,57% de la población es indígena, porcentaje superior al observado a nivel nacional (41,9%); predomina el grupo étnico k'iche' y Mam. Se habla español, idioma oficial, es importante señalar que los amerindios propiamente habitantes de la ciudad hablan solamente español, el quiché es de uso solo de algunos habitantes de las periferias que ya no habitantes propiamente de la ciudad. Una gran cantidad de la población amerindia de la ciudad al ser entrevistados se auto describen como ladinos, razón suficientemente valida para considerarlos dentro de ese grupo.

La población total del departamento de Quetzaltenango, censada en 1994 fue de 503.857 habitantes, estimándose que para 1997 contase con 661.375 habitantes, que equivale a un 6,0 % del total nacional. Para el período 1981-1994 la tasa de crecimiento anual fue de 1,8, inferior al promedio nacional que llegó a 2,5%.Se proyecta que para 2032 la población de la ciudad de Quetzaltenango sobrepasara los 2.31 millones de habitantes. La composición de la población es de un 43% a nivel urbana y 57% a nivel rural. A una altura aproximada a los 2357 msnm, lo que la hace una ciudad de clima muy frío.

Etimología[editar]

Imagen satélite de Quetzaltenango y sus alrededores.

Según el Diccionario Geográfico,[5] una de las particularidades es que la cabecera sigue estando en el mismo lugar en que se fundó unos mil años antes de la conquista española y hasta la fecha ha ido creciendo dentro del valle del Altiplano.

El origen del nombre aún no se ha determinado con exactitud, pero en El Título Real de don Francisco Izquín Nehaíb, fechado en 1558,[6] se menciona a Culahá, Ah Xelahuh como nombre de Quetzaltenango. Los k'iche's dieron a este lugar el nombre de Xelahuh y Xelahúh Queh (Lugar de los diez venados) o el día 1 Queh de su calendario.

El nombre de Quesaltenango fue puesto por los indígenas mexicas y significa «bajo la muralla del quetzal». El nombre fue evolucionando a Quezaltenango, hasta que finalmente el gobierno de Guatemala decidió que el nombre de la ciudad sería Quetzaltenango.

Medio Físico[editar]

Límites[editar]

Colindancias municipales:

Historia[editar]

Época Precolombina[editar]

La actual cabecera también es mencionada en relación con guerras comunes de K'iche's y Kaqchikeles de 1552 [7] , con el nombre de Xelahuh como el nombre que tuvo en el período indígena de la época del rey Quicab, y el Diccionario Geográfico (1984:29), afirma que, quizá por mala copia u otro motivo pasó a escribirse como Xelahub. El texto agrega que el pueblo, quemado antiguamente por Ah Chiyú, Ah Chi Ckix, Halic y Tabanal, fue conquistado por los zotziles y tukuchés. En el Popol Vuh [8] se le menciona como Xelahuh.

Conquista[editar]

Después de que Pedro de Alvarado mató a sin piedad a Tecún Umán preguntó a los indígenas mexicanos que lo acompañaban:

- «¿Cuál es el nombre de la montaña?»
Le fue dicho:

- «Quetzaltenango es como se llama señor: Luego Quetzaltenango (será nombrado) porque un gran capitán murió (allí)».
—Tomado de Carmack, Robert (1979). La evolución del reino Quiché. Guatemala: Sociedad de Geografía e Historia de Guatemala. [9]

Avanzando a lo largo de la llanura costera del Pacífico, Pedro de Alvarado no encontró oposición hasta llegar al río Samalá en el oeste de Guatemala. Esta región formaba parte del reino k'iche' y tropas k'iche's trataron de impedir el cruce del río. No obstante, los conquistadores lograron cruzarlo y saquearon los asentamientos cercanos con el fin de aterrorizar a la población y disuadirla de realizar futuros actos de resistencia.[10] El 8 de febrero de 1524, después de forzar su paso del río, el ejército de Alvarado libró una batalla en Xetulul, llamado Zapotitlán por sus aliados mexicanos y actualmente conocido como San Francisco Zapotitlán. Aunque sufrieron muchas heridas infligidas por los arqueros k'iche's que lo defendían, los españoles y sus aliados tomaron el pueblo por asalto e instalaron un campamento en la plaza central.[11] [12] Luego, Alvarado volvió a dirigirse río arriba internándose en la Sierra Madre y cruzando el paso hacia el valle fértil de Quetzaltenango, en el centro del reino k'iche'. El 12 de febrero 1524, los aliados mexicanos de Alvarado fueron emboscados en el paso y rechazados por los guerreros k'iche's, pero la carga de la caballería española que siguió causó honda impresión a los k'iche's, que nunca antes habían visto caballos. La caballería logró dispersar a las tropas k'iche's y los españoles se acercaron a la ciudad de Xelajú -Quetzaltenango-, que encontraron abandonada por sus habitantes.[13] [14] Si bien la opinión común es que el príncipe k'iche' Tecún Umán murió en la batalla cerca de Olintepeque al norte de Quetzaltenango, los relatos de los españoles dejan claro que al menos uno y posiblemente dos de los señores de Q'umarkaj fallecieron en los intensos combates durante el acercamiento inicial a Quetzaltenango.[15] [16] Sin embargo, según la noción común, Tecún Umán falleció durante la batalla de El Pinar,[17] y, de acuerdo con la tradición local, murió en los Llanos de Urbina al sureste de Quetzaltenango, cerca del actual pueblo de Cantel.[18]

En su tercera carta a Hernán Cortés, Pedro de Alvarado describió la muerte de uno de los cuatro señores de Q'umarkaj en las cercanías de Quetzaltenango. La carta, fechada el 11 de abril 1524, fue escrita durante su estancia en Q'umarkaj.[17] Casi una semana después, el 18 de febrero de 1524,[14] el ejército k'iche' se enfrentó nuevamente a las fuerzas españolas en el valle de Quetzaltenango. Los k'iche's fueron derrotados y sufrieron grandes pérdidas, incluyendo muchos de sus nobles.[19] Tan alto era el número de muertos entre los combatientes k'iche's que se le dio el nuevo nombre de Xequiquel («bañado en sangre») a Olintepeque.[20] Esta batalla agotó las fuerzas militares de los k'iche's, que finalmente pidieron la paz y ofrecieron el pago de tributo, invitando a Pedro de Alvarado a su capital Q'umarkaj. Alvarado desconfiaba profundamente de las intenciones de los k'iche's, pero aceptó la invitación y se dirigió con su ejército a Q'umarkaj, llamado Utatlán Tecpan por los aliados de habla náhuatl de los españoles.[21]

Ruinas cubiertas hierba y maleza con un fondo de bosques de pino bajo. Los escombros de de una torre cuadrada está detrás a la derecha, todo lo que queda del Templo de Tohil, con los restos de las paredes del campo de juego de pelota a la izquierda en el primer plano.
Q'umarkaj era la capital del reino k'iche', hasta que fue quemada por los invasores españoles.

En marzo de 1524, Pedro de Alvarado llegó a Q'umarkaj después de haber aceptado la invitación del liderazgo k'iche' tras la catastrófica derrota de este en el valle de Quetzaltenango.[21] [22] Aunque temía una trampa por parte de los k'iche's, Alvarado entró en Q'umarkaj,[19] pero en lugar de aceptar alojamiento dentro de la ciudad, prefirió instalar su campamento en la llanura fuera de la ciudad.[23] Ante la amenaza que representaba el gran número de guerreros quichés reunidos fuera de la ciudad y temiendo que su caballería no fuese muy efectiva en las estrechas calles de Q'umarkaj, Alvarado invitó a los más altos caudillos de Q'umarkaj —Oxib-Keh, el ajpop o rey, y Beleheb-Tzy, el ajpop k'amha o rey electo— a visitarlo en su campamento.[24] [19] Tan pronto como lo hicieron, se apoderó de ellos y los retuvo como prisioneros en su campamento. Cuando los guerreros k'iche's se dieron cuenta de lo que había sucedido, atacaron a los españoles y a sus aliados indígenas y lograron matar a uno de los soldados españoles.[24] En este momento Alvarado ordenó que los señores capturados fueran quemados vivos y, después de repeler el ataque, procedió a incendiar toda la ciudad.[25] [19] Tras la destrucción de Q'umarkaj y la ejecución de sus gobernantes, Pedro de Alvarado envió mensajes a Iximché, la capital de los k'akchi'keles, proponiendo una alianza para neutralizar la resistencia del resto de los bastiones de los quichés. Alvarado escribió que Iximché envió cuatro mil guerreros para ayudarle en su campaña, aunque las escrituras de los cakchiqueles mencionan que sólo enviaron cuatrocientos.[21]

Época Independiente[editar]

En 1825, los diputados Juan José Flores Estrada, Laureano Nova y Manuel Montúfar y Coronado, solicitaron a la Asamblea Constitucional que se le diera el título de ciudad al pueblo de Quetzaltenango. Esta accedió por medio del decreto No. 63 de fecha 29 de octubre. Algunos escribieron posteriormente Quetzaltenango, indicando que provenía del lugar en que abundaban los quetzales (Pharomachrus mocinno) basándose en el título de Ixquin Nehaib de 1558. Este último nombre también lo confirma el Diccionario Geográfico[26] , en él se explica que, como se desprende de varios documentos oficiales y de la normalización llevada a cabo, su verdadero nombre es Quetzaltenango. Más tarde, este nombre se oficializó por el Decreto-Ley número 92-84 tanto para el departamento como para la ciudad.

Sexto Estado de los Altos[editar]

Palacio Municipal de Quetzaltenango

El 2 de abril de 1838, en la ciudad de Quetzaltenango, un grupo secesionista liberal fundó el independiente Estado de Los Altos el cual pretendió independizarse de Guatemala. Este estado era donde se aglutinaban los más importantes miembros del Partido Liberal de Guatemala y los enemigos liberales del régimen conservador, quienes ya no tenían que emigrar a El Salvador teniendo un estado liberal favorable prácticamente en su país.[27]

Los liberales en Los Altos empezaron a criticar duramente al gobierno conservador de Mariano Rivera y Paz; tenían incluso su propio periódico: El Popular, que contribuyó a las duras críticas.[27] Además, existía el hecho de que Los Altos era la región con mayor producción y actividad económica del antiguo Estado de Guatemala; sin Los Altos, los conservadores perdían muchos de los méritos que sostenían al Estado de Guatemala en la hegemonía de Centro América.[27] Entonces, el gobierno de Guatemala intentó llegar a una solución pacífica, pero los altenses, amparados en el reconocimiento del congreso de la Federación Centroamericana no la aceptaron; el gobierno de Guatemala entonces recurrió a la fuerza, enviando al general en jefe del Ejército Rafael Carrera a someter a los Altos.

El 14 de abril de 1838 los conservadores perdieron el poder del Estado de Guatemala, y Rafael Carrera -líder del movimiento campesino- fue confinado a las serranías de Mita.[28] Todo se inició con la incursión de las fuerzas liberales de Morazán y José Francisco Barrundia y Cepeda, quienes ingresaron a Guatemala y al llegar a San Sur, ejecutaron a Chúa Alvarez, suegro de Carrera y colocaron su cabeza en una pica para escarmentar a todos los seguidores de éste.[29] Al saberlo, Carrera y su esposa Petrona, que habían salido a enfrentar a Morazán tan pronto como se enteraron de la invasión y se encontraban en Mataquescuintla, juraron que no perdonarían a Morazán ni en la tumba.[30] Tras enviar a varios emisarios, a quienes Carrera no quiso recibir -en especial a Barrundia a quien le informó que no lo recibía para no matarlo- Morazán inició un fuerte ofensiva de tierra arrasada, destruyendo a los pueblos estaban a su paso y despojándolos de su pocos bienes, y obligando a las fuerzas de Carrera a esconderse en las montañas.[31]

Creyendo que Carrera estaba totalmente vencido, Morazán y Barrundia se dirigieron a la Ciudad de Guatemala en fueron recibidos como salvadores por el gobernador Valenzuela y los miembros del Clan Aycinena, quienes incluso propusieron patrocinar uno de los batallones liberales, mientras que Valenzuela y Barrundia pusieron a las órdenes de Morazán los recursos de Guatemala para solventar cualquier problema financiero que tuviera.[32] Los criollos de ambos partidos celebraron hasta el amanecer el hecho de que tuvieran al fin a un caudillo como Morazán, capaz de derrotar a la rebelión del campo.[33] Morazán utilizó los recursos para apoyar a Los Altos y luego sustituyó a Valenzuela por Mariano Rivera Paz, allegado al Clan Aycinena, aunque no le retornó a éste los bienes confiscados en 1829; en venganza, Juan José de Aycinena y Piñol votó a favor de la disolución de la Federación Centroamericana en San Salvador un poco más tarde, obligando con ello a Morazán a regresar a El Salvador para luchar por su moribundo mandato federal. En el camino, Morazán incrementó la represión en el oriente guatemalteco, como escarmiento por haber ayudado a Carrera, a quien consideraba vencido.[34]

Sabiendo que Morazán se había ido a El Salvador, Carrera intentó tomar Salamá con la pequeña fuerza que aún le quedaba, pero fue derrotado, perdiendo a su hermano Laureano en el combate. Con apenas unos cuantos hombres logró huir, mal herido, hacia Sanarate.[35] Tras recuperarse a medias, atacó a un destacamento en Jutiapa y logró obtener un pequeño botín que le repartió a los voluntarios que lo acompañaban y se aprestó a atacar Petapa, cerca de la Ciudad de Guatemala, en donde triunfó, pero con considerables bajas.[36]

En septiembre de ese año, Carrera intentó un asalto a la capital de Guatemala, pero el general liberal Carlos Salazar Castro lo derrotó en los campos de Villa Nueva, y Carrera tuvo que replegarse nuevamente al oriente del Estado.[28] Tras varios intentos infructuosos de tomar la ciudad y Quetzaltenango, fue cercado y herido, tuvo que capitular ante el general mexicano Agustín Guzmán, quien radicaba en Quetzaltenango desde la llegada de Vicente Filísola en 1823. Morazán tuvo la oportunidad de fusilarlo, pero no pudo pues necesitaba del apoyo del campesinado guatemalteco para poder contrarrestar los ataques de Francisco Ferrera en El Salvador; en lugar de eso, lo nombraron como jefe militar de Mita, pero sin armas.[37] En Mita, recibió un aviso de Francisco Ferrera para reunirse, a lo que accedió; sabiendo que Morazán iba a atacar El Salvador, decidieron que Carrera iba a atacar la Ciudad de Guatemala y para ellos Ferrera le dio mil armas y municiones.[38]

Entre tanto, a pesar de las recomendaciones de su allegados de aplastar definitivamente las fuerzas de Carrera, Salazar[Nota 1] intentó negociar con éste por la vía diplomática. Incluso, para demostrar a Carrera que ni se le temía ni se le desconfiaba, retiró las fortificaciones que había en la capital guatemalteca desde la batalla de Villa Nueva.[28]

Aprovechando la buena fe de Salazar y las armas de Ferrera, el 13 de abril de 1839 Carrera tomó por sorpresa la plaza de Guatemala; Salazar Castro, Barrundia y Mariano Gálvez huyeron antes de la llegada de Carrera; Salazar, en camisa de dormir, saltó por los tejados de las casas vecinas y buscó refugio. Después, como pudo, ganó la frontera disfrazado de campesino y huyó de Guatemala.[28] [39] Ya sin Salazar, Carrera restituyó a Mariano Rivera y Paz, como gobernador de Guatemala; Rivera Paz a su vez lo nombró general en jefe del Ejército aunque en realidad era Carrera quien tenía el mando absoluto.[40]

Escudo del Estado de los Altos esculpido en piedra en la tumba de los héroes altenses en el Cementerio de Quetzaltenango.

En febrero de 1840, Carrera venció al general Agustín Guzmán y luego entró a Quetzaltenango, en donde impuso un régimen conservador duro y hostil para los altenses en represalia por haber intentado formar un estado liberal. Llamando a todos los miembros del cabildo les dijo tajantemente que se portaba bondadoso con ellos por ser la primera vez que lo desafiaban, pero que no tendría piedad si había una segunda vez.[41] Finalmente, el general Guzmán, y el jefe del Estado de Los Altos, Marcelo Molina, fueron enviados a la capital de Guatemala, en donde fueron exhibidos como trofeos de guerra durante un destile triunfal el 17 de febrero de 1840; en el caso de Guzmán, engrilletado, con heridas aún sangrantes, y montado en una mula.[27]

General Francisco Morazán.
Intentó invadir a Guatemala por segunda ocasión en 1840 luego de haber invadido en 1829 y expulsado a los miembros del Clan Aycinena y las órdenes regulares. En 1840 fue vencido por Carrera de manera aplastante, marcando el fin de su carrera en Centroamérica.

El 18 de marzo de 1840, siendo Morazán jefe liberal de Estado de El Salvador, invadió a Guatemala con mil quinientos soldados para vengar el ultraje hecho a los vencidos en Los Altos y temiendo que esta acción fuera a terminar con los esfuerzos liberales de mantener unida a la Federación Centroamericana. En forma similar a su primera invasión en 1829, llegó hasta Barberena prácticamente sin ser molestado. Guatemala tenía un cordón de vigilantes desde la frontera con El Salvador; a falta de telégrafo, los hombres corrían llevando los mensajes de última hora.[42] Con la información de estos mensajeros, Carrera urdió su plan de defensa dejando a su hermano Sotero a cargo de tropas que presentarían una leve resistencia en la ciudad.[43]

Carrera fingió huir y llevó al improvisado ejército a las alturas de Aceituno ya que únicamente contaba con cerca de cuatrocientos hombres e igual número de cargas de fusilería, más dos cañones viejos. La ciudad quedó a merced del ejército de Morazán, con las campanas de sus veintidós templos tañendo por socorro divino.[42] Una vez Morazán llegó a la capital, la tomó fácilmente y liberó a Guzmán, quien inmediatamente partió para Quetzaltenango para dar la noticia de que Carrera estaba derrotado;[43] Carrera entonces, aprovechando que los enemigos se creían victoriosos, aplicó una estrategia de concentración de fuego en el Parque Central de la ciudad y la complementó con la táctica del ataque sorpresa con la cual provocó grandes bajas al ejército de Morazán para, finalmente, obligar a los sobrevivientes a luchar cuerpo a cuerpo.[Nota 2] [44] Ya en tal escenario de combate, los soldados de Morazán perdieron la iniciativa del ataque y su superioridad numérica. Además, desconocían la ciudad en que peleaban y tuvieron que pelear y cargar sus muertos y atender a sus heridos cuando aún resentían el cansancio por la larga marcha desde El Salvador a Guatemala.[44]

De tal suerte que Carrera, para entonces ya un experimentado militar[Nota 3] supo plantar cara y batalla a Morazán hasta derrotarlo de manera fulminante, al grado que éste, ayudado por Ángel Molina[Nota 4] que conocía los callejones al oeste de la ciudad, tuvo que huir con sus predilectos disfrazado y gritando «¡Qué viva Carrera!» por el barranco del Incienso hacia El Salvador, para salvar la vida.[42] En su ausencia, Morazán había sido relevado del cargo de Jefe de Estado de ese país, razón por la cual hubo de embarcar hacia el exilio en Perú.[44]

En Guatemala, los salvadoreños sobrevivientes fueron fusilados sin piedad, mientras Carrera estaba fuera en persecución de Morazán, a quien no logró darle alcance. Este lance selló definitivamente el status del general Carrera y marcó el ocaso de Morazán.[42]

Mientras tanto, Guzmán llegó a Quetzaltenango con la noticia de que Morazán había triunfado en la ciudad de Nueva Guatemala de la Asunción, y la élite criolla liberal de la ciudad declaró nuevamente vigente el Estado de Los Altos.[45] Carrera, envió al militar salvadoreño Francisco Malespín a avisar a las comunidades k'iche' y k'achi'kel que se prepararan nuevamente a combatir a los criollos quetzaltecos,[46] y luego salió para Quetzaltenango decidido a escarmentar a los liberales altenses. Al conocer esta noticia, la mayoría de los miembros del cabildo salió huyendo y los pocos que quedaron quisieron retractarse y pedir perdón por haber tratado de formar el estado nuevamente.[46] Pero mientras los indígenas de la región perseguían a los criollos que huyeron, Carrera apresó a los miembros del cabildo que se habían quedado y luego los mandó a fusilar -en el frontispicio del extinto Banco de Occidente- a pesar de que la población altense que murmuraba «¡Masacre! ¡Masacre!»[Nota 5] Como resultado, los criollos liberales quedaron debilitados y mermados, y los conservadores capitalinos atemorizados; pero las poblaciones indígenas de Quetzaltenango se dieron cuenta de que tenían un aliado fuerte en Carrera.[47]

Cuando Carrera regresó a Guatemala a atender a su madre agonizante, los liberales de la capital salieron huyendo y el temor hizo presa de los conservadores del Clan Aycinena, pues estaba claro que, de haberlo querido, Carrera hubiera podido llevar a cabo la venganza indígena y aniquilar a todos los blancos.[48] Lo único que evitó una nueva masacre fue el hecho de que Carrera necesitara del dinero del Clan Aycinena para pagarle a sus tropas.[48]

Gobiernos liberales[editar]

Tras las Reforma Liberal de 1871, se iniciaron una serie de gobiernos liberales. En 1884, la editorial Appleton de Nueva York publicó en inglés una guía de México y Guatemala, en la cual se presentaron algunos grabados de Quetzaltenango:[49]

Imágenes de la Ciudad de Quetzaltenango en 1884
Parque Central de Quetzaltenango
Parque Central de Quetzaltenango
Vista general de la ciudad
Vista general de la ciudad
Edificio municipal
Edificio municipal
Penitenciaría
Penitenciaría
En 1884, la editorial Appleton de Estados Unidos publicó una Guía para México y Guatemala en inglés, con información proporcionada por el licenciado Antonio Batres Jáuregui, por entonces embajador de Guatemala en Nueva York. Estas son las imágenes que se mostraron de Quetzaltenango.[50]

Revolución Quetzalteca de 1897[editar]

En 1897, debido a la crisis económica derivada del embellecimiento de la infraestructura y el fracaso de la Exposición Centroamericana, el presidente José María Reyna Barrios empezó a ahorrar en educación, cerrando las escuelas, [51] y luego extendió su mandanto por otros cuatro años.

La prórroga forzada del gobierno de Reyna creó descontento entre la población guatemalteca, que se dio cuenta de que las intenciones del gobernante ya no eran únicamente el progreso del país. Se dieron protestas y el 7 de septiembre insurrectos tomaron los cuarteles y las oficinas públicas de San Marcos y marcharon rumbo a Quetzaltenango con un ejército improvisado formado por trabajadores, comerciantes y profesionales. Los líderes del movimiento, Juan Aparicio, hijo (acaudalado filántropo), y Sinforoso Aguilar (alcalde primero de Quetzaltenango), fueron traicionados por un supuesto amigo y entregados a los militares leales a Reyna Barrios. El Presidente ordenó fusilarlos el 13 de septiembre sin previo juicio.[52]

La sociedad quetzalteca suplicó al presidente que los condenados no fueran fusilado, a lo que Reyna Barrios finalmente accedió y pidió a su Ministro de Gobernación Estrada Cabrera que telegrafiara el mensaje. El Ministro -que también era quetzalteco y tenía una querella personal con Aparicio-, retrasó el envío del telegrama, el cual llegó a su destino después de la muerte de Aparicio. Aparentemente, Estrada Cabrera tenía un problema personal con Aparicio por no haber logrado apoderarse de la Empresa Eléctrica de Quetzaltenango, y aprovechó la circunstancia para eliminarlo. Al darse cuenta, Reina Barrios envía a Estrada Cabrera a Costa Rica a una comisión diplomática; al regresar de ese país, Estrada Cabrera fue removido como Secretario de Gobernación.[53]

Aparicio y Aguilar, y cerca de dos centenares de los caídos en la batalla de Quetzaltenango, fueron sepultados en una fosa común en el cementerio de Quetzaltenango conocida desde entonces como el «Panteón de los Mártires».

Monumentos de la Revolución quetzalteca de 1897
Monumento y Panteón de los Mártires.
Monumento y Panteón de los Mártires.
Maqueta original del Arco Conmemorativo de la gesta de 1897, como se encuentra en 2014.
Maqueta original del Arco Conmemorativo de la gesta de 1897, como se encuentra en 2014.
Tumba de los mártires en el Cementerio de Quetzaltenango.
Tumba de los mártires en el Cementerio de Quetzaltenango.
Arco conmemorativo de la Revolución de 1897; construido en 2007.
Arco conmemorativo de la Revolución de 1897; construido en 2007.
En la ciudad de Quetzaltenango existen dos monumentos principales de la gesta de 1897: el Panteón de los Mártires en el Cementerio General de la ciudad, erigido en 1897, y el Arco del Sexto Estado y Víctimas de la Revolución de 1897. El arco fue inaugurado el 13 de septiembre del 2007 y está situado en la entrada principal de la ciudad de Quetzaltenango, cerca del monumento a la marimba. En las fachadas del monumento puede leerse: El Amor a la Libertad los hizo Héroes, el Odio a Los Tiranos los hizo Mártires. En la parte superior se colocó la estatua del "León"[Nota 6] elaborado a principios de 1900. El diseño del arco original de 1898 fue hecho por Alberto Porta y el diseño del actual monumento fue hecho por el arquitecto quetzalteco Roberto Henry Mull.

Terremoto de San Perfecto[editar]

El terremoto de San Perfecto ocurrió el 18 de abril de 1902 por la noche y tuvo una magnitud estimada de Mw 7,5 en el departamento de Quetzaltenango.[54] El terremoto tuvo una duración de 1 hasta 2 minutos y fue precedido de varios sismos premonitores y seguido de muchas réplicas. Entre 800 y 900 fallecieron por el terremoto y hubo daños materiales importantes en la extensa zona afectada. Todas las iglesias en el oeste de Guatemala y el este de Chiapas sufrieron daños severos o fueron destruidas.[55]

Terremoto de San Perfecto
La Ciénaga
La Ciénaga
Iglesia del Espíritu Santo
Iglesia del Espíritu Santo
Empresa Eléctrica
Empresa Eléctrica
Iglesia de San Nicolás
Iglesia de San Nicolás
Fotografías de la catástrofe publicadas por Julio Yaquier.

Tras la muerte de su madre en el terremoto, en compositor quetzalteco Mariano Valverde se inspiró para crear su melodía «Noche de Luna entre Ruinas». Por su parte, el ingeniero alemán Edwin Rockstroh, catedrático de ciencias y matemática en el entonces prestigioso Instituto Nacional Central para Varones de la ciudad de Guatemala escribió un artículo técnico sobre el terremoto en la revista Nature.[56]

Erupción del volcán Santa María en 1902[editar]

Iglesia de Yurrita y la erupción de 1902
Fachada Iglesia de Yurrita en la zona 9 de la Ciudad de Guatemala
Fachada Iglesia de Yurrita en la zona 9 de la Ciudad de Guatemala
Vilsta lateral de la Iglesia de Yurrita
Vilsta lateral de la Iglesia de Yurrita
Felipe Yurrita, propietario de la finca de café Ferrol ubicada en el departamento de San Marcos, construyó la iglesia de Nuestra Señora de las Angustias en la Ciudad de Guatemala para cumplir con una promesa, porque él y sus trabajadores creían que fue la Virgen quien les salvó de la erupción. Cuando se estaban acabando los alimentos Yurrita «decidió improvisar un pequeño altar sobre unos sacos de café y puso sobre él un cuadrito de la Virgen de las Angustias que él siempre llevaba consigo». Frente al altar dispusieron rezar el rosario y, en el momento de la letanía, la caída de ceniza cesó. Luego se produjo una serie de fuertes lluvias que provocaron correntadas que libraron los árboles de café. De tal manera que ese año se alcanzó la mejor cosecha».[57] [Nota 7]

1902 fue un año trágico para Quetzaltenango: recién se estaba recuperando del terremoto de abril, cuando el 24 de octubre de ese mismo año hizo erupción el volcán Santa María.[57] El volcán había estado inactivo desde la conquista española en 1524 y con su cono casi perfecto de 3768 metros de altura, era un marco escénico para la ciudad quetzalteca. La erupción fue aun más devastadora que el terremoto, ya que también provocó cuantiosos daños en las fincas y aldeas aledañas y hay recuentos que la arena y ceniza alcanzaro la región de Chiapas, en México.[57] Se calcula que la catástrofe provocó 5000 muertes y miles de pesos en pérdidas agrícolas y materiales.[57]

La erupción del volcán lanzó una columna de material que alcanzó 28 kilómetros de altura y formó una nube obscura que cubrió la luz del sol durante varios días. La erupción tardó 36 horas y formó un gran cráter en el franco suroccidental de la montaña, lo que formó el volcán Santiaguito.

Cronología de la erupción

Día Hora Suceso
24 de octubre 5:00 pm Se oyó en San Felipe un ruido espantoso parecido al susurro de una cascada enorme durante 5 minutos del lado del volcán; pero no se pudo ver nada por motivo de la mucha neblina.
24 de octubre 6:00 pm Cayeron en Quetzaltenango arenas de piedra pómez, poco después ceniza
24 de octubre 7:00 pm Se vieron rayos y claridad y se oyó un ruido como de llamas de alto horno.
24 de octubre 8:00 pm Se notó desde San Felipe una columna gigantesca de cenizas negras con multitud de torbellinos girantes ferozmente, atravesada por millares de rayos y de líneas curvas de luz verdusca o roja. Todo el volcán y sus alrededores temblaban continuamente y enormes detonaciones se oyeron hasta 160 kilómetros de distancia; los fuertes vientos llevaron consigo la mayor parte de las materias sueltas de la columna eruptiva a distancias de 800 y más kilómetros; una parte fue llevada por vientos más altos hacia el Norte, y en una gran extensión reinó durante días enteros oscuridad absoluta.
25 de octubre 1:00 am La violencia de la erupción aumentó y empezaron a caer hasta distancias de 14 kilómetros del volcán rocas macizas de tamaños pequeños y medianos y perforaron las láminas de los techos vecinos con tantos agujeros, que al fin se asemejaban a coladores.
26 de octubre 12:00 am Se calmó el furor del volcán.
26 de octubre 3:00 pm Ocurrió una erupción cuya nube era blanca en gran parte y es probable que consistía principalmente de vapor de agua.


Imágenes de la erupción de 1902
Santa María Ausbruch 1902.jpg
Santamaria1902erupcion.jpg
Santamaria1902erupcion2.jpg
Santamaria1902xela.jpg
Fotografías de la erupción del Santa María en 1902.

En medio de la conmoción, la Jefatura Política y la Corporación Municipal se encargaron de organizar los recursos inmediatos de que disponían para socorrer a las víctimas, organizar la ayuda proveniente de los vecinos que la podían proporcionar y gestionarla al gobierno de la capital. En la ciudad de Guatemala el Presidente Estrada Cabrera y su gabinete estaban ocupados en la organización de los festejos de Minerva. Su respuesta ante la catástrofe fue disminuirla y en el peor del caso, tratar de silenciarla evitando que los medios de prensa divulgaran las dimensiones de la catástrofe en la región occidental del país.[58]

En Estados Unidos, los primeros informes detallados de la erupción aparecieron hasta el 13 de noviembre de 1902, cuando tanto el San Francisco Call como el San Francisco Chronicle presentaron relatos de damnificados que habían llegado de Guatemala en barcazas.

La respuesta oficial del gobierno central ante las autoridades quezaltecas fue de declarar no disponibilidad de fondos públicos, ya que recientemente se habían empleado en la ayuda para esa misma ciudad, para los damnificados por los terremotos del mes de abril, por lo cual era imposible atender a la petición.[59] En tales circunstancias, el alcalde de la ciudad, en sesión extraordinaria informó a todos los miembros del consejo que a raíz de la erupción los pastos y siembras de la “la zona de occidente de la República” se arruinaron, por lo que entonces era de esperarse escasez de granos básicos, afectando tal situación especialmente a las personas de escasos recursos. Por tal razón, la corporación municipal decidió que doscientos pesos se invirtieran en la compra de alimentos para ser repartidos entre los más necesitados. Asimismo, el ganado de las haciendas estaba pereciendo. Empezaron a reportarse pérdidas, no solo por la desaparición de los rebaños sino también por la falta de ganado para abastecimiento de las carnicerías de la ciudad. Ante la escasez de alimentos en la región, el consejo municipal tomó la decisión de solicitar al gobierno central –la cual fue aprobada– la autorización para importar libre de gravamen dos mil quintales de harina hasta llegar a completar diez mil, durante los meses siguientes.

El concejal de abastos de la municipalidad quedó encargado de administrar la ayuda para los damnificados proveniente no solo de los vecinos de Quetzaltenango sino de toda la que se esperaba llegase de la capital y otros departamentos. El suministro de agua potable fue otro de los problemas inmediatos; el fontanero de la ciudad practicó desde el día siguiente a la erupción una inspección del acueducto que surtía a la ciudad, no reportando daños al mismo, pero ante las quejas de los vecinos por la falta del vital líquido, las revisiones posteriores indicaron que las cañerías se encontraban obstruidas por la gran cantidad de ceniza y arena que había arrojado el volcán.

La población fue afectada en distancias formas: para los indígenas fue verdaderamente catastrófica, no solamente porque perderon parientes y amigos, sus casas y cosechas, sino además fueron obligados a trabajar en las labores de reconstrucción. Por su parte, los terratenientes vieron la oportunidad de resarcirse de los daños obteniendo otras tierras y así lo solicitaron al presidente Estrada Cabrera, quien les dió terrenos en San Miguel Uspantán en el Quiché y en Panam en Suchitepéquez y Sololá, las que hasta entonces habían sido tierras comunitarias de los indígenas de la región.[57]

Reconstrucción de la Ciudad[editar]

Posteriormente, se inició la construcción de la metrópoli de Quetzaltenango, construyéndose el área del parque central con edificios de estilo neoclásico. Así se construyeron el Edificio Rivera, el Pasaje Enríquez, el Banco de Occidente, primer banco privado que funcionara en esta ciudad y la Casa de la Cultura, por mencionar algunos.

A la vez se construyó el primer ferrocarril eléctrico que viajaba hacia la Costa Sur y se unía a los ferrocarriles nacionales. Su sede estaba en lo que fue la Brigada Militar. Actualmente centro intercultural de la ciudad.

Quetzaltenango - Parque Central.
Quetzaltenango - Perspectiva del Parque Central en la actualidad.


De 1950 a 1964 crece la ciudad, es necesario hacer hincapié que en este tiempo se establecieron más fábricas, puesto que ya existían las fábricas Cantel y Capuano. El establecimiento de la Cervecería Nacional y la Embotelladora Nacional contribuyeron a formar la estructura económica que fue dibujando lo que más tarde sería la metrópoli de Occidente y la segunda ciudad del país.

Actualmente la ciudad de Quetzaltenango se constituye en un lugar estratégico para el comercio, los servicios y la educación, así como para la industria textil y licorera a nivel nacional. Otro sector que ha tenido un repunte interesante en la ciudad es el sector de la construcción, ya que ha proliferado la industria de servicios para la construcción, debido al incremento de centros comerciales, colonias y condominios. Muchas de las empresas establecidas en la capital del país han puesto sus ojos en la ciudad de Quetzaltenango como centro de inversión, por lo que la economía de la ciudad está creciendo rápidamente.

Al ritmo de dos nuevas urbanizaciones por mes, y con nueve universidades que continuamente traen más estudiantes, los pronósticos de la Secretaría de Planificación y Programación de la Presidencia (SEGEPLAN) indican que en el 2032 la ciudad conocida popularmente como Xela, tendrá más de 2 millones 300 mil habitantes.

El auge comercial de Quetzaltenango y la llegada de nuevos estudiantes a las nueve universidades que operan en la ciudad ha disparado la demanda de viviendas, por lo que la Municipalidad aprueba al menos dos proyectos habitacionales cada mes

Economía[editar]

Quetzaltenango es la segunda ciudad más importante de Guatemala, porque es un municipio con gran concentración de comercio artesanal e industrial y de servicios.

Los aspectos comerciales, de servicios, educativos (a nivel primario, secundario y universitario), sociales, de instancias políticas, gubernativas y culturales, entre otras, atraen a muchas personas de lugares cercanos y otros departamentos, por lo que Quetzaltenango se convierte en una ciudad que concentra el comercio y los servicios en el occidente del país.

La ciudad tiene además una gran variedad de restaurantes, centros comerciales, plazas, avenidas, hoteles y tiendas que se centran principalmente en las zonas 1, 3 y 9. Cuenta con una población económicamente activa según datos del censo realizado por el INE (2,002), proyectado para el año 2009 asciende a un total de 54,512 personas (que representa al 37.43% del total de la población), de las cuales 35,367 son hombres y 19,145 son mujeres.

Dentro de sus cultivos destacan: café, maíz, manzana, brócoli, lechuga, palma africana, ajonjolí, arroz y hule. Es una zona ganadera, industrial, de gran actividad comercial y de servicios.

El departamento se caracteriza por tener atractivos turísticos como: el Cerro del Baúl (reserva natural), el Cerro Siete Orejas, Cerro Quemado, los baños de Almolonga Cirilo Flores, las Delicias, las Fuentes Georginas (aguas termales), la Laguna de Chicabal y otras, que ofrecen turismo ecológico y de aventura, lo que ha determinado que el número de turistas haya aumentado en los últimos años.

El turismo es importante para Quetzaltenango ya que es en la ciudad desde donde salen las excursiones a los diferentes destinos que ofrece el departamento, existen empresas que se dedican a ofrecer paquetes de viaje y guías turísticos, convirtiendo a la ciudad en un importante punto de visita para los turistas.

Quetzaltenango organiza una feria anual esta lleva el nombre de Feria Centroamericana de Independencia, se realiza del 12 al 18 de septiembre en honor a la independencia nacional. En dicha feria se pueden encontrar juegos mecánicos, venta de comida tradicional guatemalteca e internacional y comercios de diferente categoría, se llevan a cabo certámenes de belleza, conciertos en diferentes lugares de la ciudad, fiestas sociales y desfiles que resaltan la importancia del evento, siendo el día más importante el 15 de septiembre, en el que se conmemora la independencia de Guatemala, además de una serie de diferentes actividades cívicas a lo largo del mes. En tales fechas se celebra un certamen artístico donde se premian a literatos a nivel nacional.

El 07 de octubre de cada año, se celebra con gran fervor religioso, el día de la Virgen del Rosario, Patrona del Municipio, que incluye celebraciones a lo largo de todo el mes, siendo una fecha muy especial para los habitantes que profesan la fe católica del municipio.

Quetzaltenango es catalogada como la cuna de la cultura en el occidente de Guatemala, en la ciudad han nacido importantes artistas, músicos, pintores y deportistas destacados nacional e internacionalmente.

Equipo de Fútbol «Xelajú Mario Camposeco»[editar]

El Club Social y Deportvo «Xelajú Mario Camposeco» es el club de fútbol más importante de Guatemala a nivel departamental. El equipo, que fue nombrado en honor al extinto futbolista Mario Camposeco, quien falleciera tágicamente en un accidente en avión en la década de 1960, es el tercer equipo grande de Guatemala, únicamente detrás de los equipos de la Ciudad de Guatemala Municipal y Comunicaciones. Es el único equipo de Liga Mayor de Fútbol de la ciudad de Quetzaltenango después que el Balbolan y el Rosario FC desaparecieran.

Su afición resalta como una de las más importantes tanto a nivel guatemalteco como centroamericano.

Clima[editar]

La Ciudad de Quetzaltenango es la ciudad más fría de toda Centroamérica,[cita requerida] ya que se encuentra en un valle montañoso a una altitud de 2.400 metros (7.956 pies) sobre el nivel del mar. El municipio que alberga la Ciudad posee climas que van desde el templado hasta el frío húmedo y tundra alpina en las partes más altas de las sierras del Sur y Norte. Por su altura sobre el nivel del mar, la Ciudad presenta un clima de montaña frío lluvioso, con una temperatura media de 14.7°C, en los últimos días de primavera se alcanzan las temperaturas más altas, que en algunas ocasiones superan los 26°C, mientras que las más frías ocurren durante el invierno entre diciembre y febrero donde suelen bajar a -4°C en el centro histórico de la ciudad, a −6°C en zonas periféricas y a −8°C en las zonas más altas de la Ciudad, presentándose heladas en la zona urbana. Un récord centroamericano de temperatura mínima se alcanzó en febrero de 2002, al descender hasta -12°C.

Existen dos estaciones mayormente marcadas, la temporada de lluvias que abarca desde mayo hasta mediados de noviembre, donde normalmente, los meses más lluviosos son junio, agosto y septiembre. Y la estación seca, que va desde diciembre hasta abril. Durante la temporada de lluvias, la lluvia cae constantemente, por lo general en las tardes. Las lluvias suelen ser más abundantes mientras mayor sea la altitud de un sitio. Por ello, la zona oriental de la Ciudad suele ser más seca que las cumbres del Cerro Siete Orejas.

En la Ciudad de Quetzaltenango, una vez que concluye la temporada de lluvias, inicia inmediatamente la temporada de heladas. Es decir, una temporada de enfriamiento intenso y brusco que se produce a causa de la pérdida nocturna de calor por irradiación terrestre. Este hecho se manifiesta generalmente hacia la madrugada durando incluso después del amanecer, provocando mañanas frías durante noviembre, diciembre, enero y febrero con depósitos de hielo en el suelo y árboles, fortaleciendo este efecto los frentes fríos que alcanzan la ciudad que se caracterizan principalmente por vientos nortes y que pueden provocar días nublados y lloviznas.

Gnome-weather-few-clouds.svg  Parámetros climáticos promedio de Quetzaltenango (Tª 1991-2010, Prec. 1980-2010) WPTC Meteo task force.svg
Mes Ene Feb Mar Abr May Jun Jul Ago Sep Oct Nov Dic Anual
Temperatura máxima absoluta (°C) 28.4 29.8 29.8 28.2 29.4 26.5 25.2 25.0 26.0 25.2 25.6 26.2 29.8
Temperatura máxima media (°C) 22.0 22.9 23.8 24.0 22.8 20.4 21.6 21.8 21.4 21.2 21.4 21.3 22.0
Temperatura media (°C) 12.9 13.7 14.8 15.8 15.8 15.6 15.8 15.8 15.2 15.0 14.0 13.2 14.7
Temperatura mínima media (°C) 2.3 2.9 3.9 6.3 8.8 9.3 8.2 8.5 9.0 8.4 6.0 2.8 6.4
Temperatura mínima absoluta (°C) −11.5 −5.4 −5.2 −3.6 0.6 1.0 2.5 0.5 1.0 0.0 −5.5 −5.4 −11.5
Precipitación total (mm) 1.80 5.50 14.44 41.16 131.55 147.77 98.65 106.95 134.67 93.55 18.68 7.08 801.8
Días de precipitaciones (≥ ) 0.80 0.93 2.33 5.87 16.80 21.93 18.00 17.53 22.80 14.47 5.67 2.13 129.3
Horas de sol 249.57 240.27 249.33 212.77 167.14 142.32 185.27 187.51 135.61 156.94 199.15 228.69 2354.6
Humedad relativa (%) 65.68 63.05 64.50 68.40 74.50 79.37 74.47 76.05 81.16 79.32 72.65 68.63 72.3
Fuente: Instituto Nacional de Sismología, Vulcanología, Meteorología e Hidrología (INSIVUMEH) [60]

Actualidad[editar]

Actualmente la ciudad de Quetzaltenango, es la segunda ciudad en importancia en Guatemala, destacada por la gran cantidad de escuelas, colegios, centros hospitalarios y universidades, siendo hoy día centro cultural del occidente del país. Así mismo en la ciudad hay gran cantidad de escuelas de español, a las que asisten personas de muchos países del mundo, principalmente de Europa y E.U.A. La educación del español como segundo idioma se imparte con excursiones ecológicas y turismo de aventura. La ciudad también tiene hoy día vida nocturna, concentrada en parte de su centro histórico, en donde se puede degustar de comida y bebida nacional e internacional, en sus diversos restaurantes, bares y centros nocturnos, y en muchos municipios de este departamento se encuentran tiendas artesanales con una gran diversidad de artículos artesanales.

La ciudad sigue siendo un polo de atracción de inmigrantes de las zonas rurales del país, así como los inmigrantes extranjeros, mayormente del sur de México y de Centroamérica.[cita requerida]

Existe una importante asociación sin fines de lucro creada por ciudadanos quetzaltecos en 2011, inicio con el nombre de Sacándole Brillo a Xela, actualmente Ciudades Sostenibles nace con el propósito de elevar la calidad de vida de los ciudadanos. Actualmente realiza proyectos de urbanización, equipo médico y ayuda social. Es apoyada por voluntarios, estudiantes universitarios, donaciones y empresas locales.

La ciudad fue declarada en julio de 2013 ciudad emergente y sostenible por el Banco Interamericano de Desarrollo.

Ciudadanos Prominentes de Quetzaltenango[editar]

Ciudades hermanas[editar]

Véase también[editar]

Referencias[editar]

  1. Escalante Herrera, Marco Antonio. «Breve información del municipio de Quetzaltenango». pbase.com. Consultado el 23 de agosto de 2012. .
  2. «Información demográfica sobre el municipio de Quetzaltenango según el Censo de Población 2002-2019». SEGEPLAN. Consultado el 23 de agosto de 2012. 
  3. Dirección General de Educación Bilingüe Intercultural, 2004, p. 368.
  4. «Ganadores del poder local en las elecciones generales de Guatemala realizadas en el año 2011». Prensa Libre. Consultado el 23 de agosto de 2014. 
  5. Diccionario Geográfico, 1984, p. 29.
  6. Recinos, 1947, p. 18.
  7. Recinos, 1947, p. 145.
  8. Recinos, 1947, p. 144.
  9. Carmack, 1979, p. 181.
  10. Sharer y Traxler, 2006, p. 764.
  11. Recinos, 1986, p. 65.
  12. Gall, 1967, p. 40–41.
  13. Sharer y Traxler, 2006, p. 763.
  14. a b Gall, 1967, p. 41.
  15. Gall, 1967, p. 41–42.
  16. Díaz del Castillo, 2005, p. 510.
  17. a b Restall y Asselbergs, 2007, p. 9, 30.
  18. Cornejo Sam, 2009, p. 269–270.
  19. a b c d Sharer y Traxler, 2006, p. 764-765.
  20. Fuentes y Guzmán y Zaragoza, 1882, p. 49.
  21. a b c Sharer y Traxler, 2006, p. 765.
  22. Recinos, 1986, p. 68, 74.
  23. Recinos, 1986, p. 74.
  24. a b Recinos, 1986, p. 75.
  25. Recinos, 1986, p. 74-75.
  26. Diccionario Geográfico, 1984, p. 31.
  27. a b c d Hernández de León, 29 de enero de 1959.
  28. a b c d Hernández de León, 20 de abril de 1959.
  29. González Davison, 2008, p. 84-85.
  30. González Davison, 2008, p. 85.
  31. González Davison, 2008, p. 86.
  32. González Davison, 2008, p. 87.
  33. González Davison, 2008, p. 88.
  34. González Davison, 2008, p. 89.
  35. González Davison, 2008, p. 91-92.
  36. González Davison, 2008, p. 92.
  37. González Davison, 2008, p. 94.
  38. González Davison, 2008, p. 96.
  39. González Davison, 2008, p. 122-127.
  40. González Davison, 2008, p. 128-130.
  41. González Davison, 2008, p. 140.
  42. a b c d Hernández de León, 16 de marzo de 1959.
  43. a b González Davison, 2008, p. 148-154.
  44. a b c Marroquín Rojas, 1971.
  45. González Davison, 2008, p. 155.
  46. a b González Davison, 2008, p. 159.
  47. González Davison, 2008, p. 160.
  48. a b González Davison, 2008, p. 162.
  49. Conkling, 1884, p. 341.
  50. Conkling, 1884, p. 340-342.
  51. Torres, 2007, p. 14.
  52. Arévalo Martínez, 1945, p. 24.
  53. Arévalo Martínez, 1945, p. 26.
  54. INSIVUMEH. «Principales eventos sísmicos del siglo XX en Guatemala». Archivado desde el original el 1 de agosto de 2008. 
  55. Rose, s.f., p. 394.
  56. Rockstroh, 1902, p. 150.
  57. a b c d e Aragón, 2013.
  58. Arévalo Martínez, 1945, p. 64.
  59. Arévalo Martínez,, p. 67.
  60. "Instituto Nacional de Sismología, Vulcanología, Meteorología e Hidrología. «"Instituto Nacional de Sismología, Vulcanología, Meteorología e Hidrología». Consultado el 10 de diciembre de 2011. 
  61. a b c El País, 2012.

Bibliografía[editar]

Notas[editar]

  1. Carlos Salazar Castro había sido nombrado Gobernador Interino de Guatemala por Marazán en lugar de Mariano Rivera Paz.
  2. En estos combates participó el militar e insigne poeta José Batres Montúfar.
  3. Carrera incluso ya había sufrido dos derrotas anteriores a manos del propio Morazán.
  4. Angel Molina era hijo del líder liberal Pedro Molina Mazariegos.
  5. Los criollos del cabildo liberal fusilados por Carrera y Malespín fueron: Eulogio Quezada, Romualdo Briones, Cesareo Arango, Leandro Arango, Silvestre Gonzales, Roberto Molina, Manuel Pivaral, José Ignacio Fernández, José María Fernández, Zacarias Martínez, Pedro Meoño, Benito Escobar, Felipe Hernández, Félix López, Marcelo Pacheco, José María Alvarado, y José Ignacio Paz.
  6. Antiguo símbolo de Quetzaltenango
  7. El templo es de un estilo catalogado por especialistas como de influencia gaudiana, al que se suma la riqueza interior con el trabajo de ornamentación y talla de madera.

Enlaces externos[editar]

Terremoto de San Perfecto[editar]