Játiva

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Xàtiva
Játiva
Municipio de España
Bandera de Játiva
Bandera

Vista de la ciudad

Vista de la ciudad
Játiva
Játiva
Ubicación de Játiva en España.
Játiva
Játiva
Ubicación de Játiva en la provincia de Valencia.
País Flag of Spain.svg España
• Com. autónoma Flag of the Valencian Community (2x3).svg Comunidad Valenciana
• Provincia Valencia
• Comarca La Costera
• Partido judicial Játiva
Ubicación 38°59′19″N 0°31′09″O / 38.9887291, -0.5191539


Coordenadas: 38°59′19″N 0°31′09″O / 38.9887291, -0.5191539
• Altitud 115 msnm
• Distancias 60 km a Valencia
101 km a Alicante
138 km a Albacete
384 km a Madrid
Superficie 76,60 km²
Población 29 400 hab. (2013)
• Densidad 383,81 hab./km²
Gentilicio setabense
(val.) xativí /ina[1]
Predom. ling. oficial Valenciano
Código postal 46800
Alcalde (2011) Alfonso Rus Terol PP.png
Fiestas mayores del 15 al 20 de agosto
Sitio web Ayuntamiento de Játiva
[editar datos en Wikidata]

Játiva[2] (en valenciano y oficialmente Xàtiva)[3] es un municipio de la Comunidad Valenciana (España) situada en el sur de la provincia de Valencia, en el norte de las Comarcas Centrales y capital de la comarca de La Costera. Posee el mayor número de enclaves de toda España, con un total de veintiséis,[4] y en 2013 contaba con 29.400 habitantes (INE).[5]

Históricamente, Játiva fue una de las poblaciones más importantes del Reino de Valencia, rivalizando incluso con Valencia y Orihuela, las otras dos ciudades más importantes en la época foral. Fue cuna de los papas Borja y conserva un importante patrimonio artístico, a pesar de que fue quemada en 1707 por las tropas borbónicas como represalia por apoyar a las tropas austracistas durante la Guerra de Sucesión. En 1822 se convirtió en capital de la provincia de Játiva, que desapareció a raíz de la división territorial de España en 1833.

Toponimia[editar]

Játiva es una de las pocas ciudades españolas que ha conservado un topónimo prerromano. Los iberos la conocieron como Saiti, lo que derivó en latín a Saitabi o Saetabis. En árabe evolucionó a مَدينَة شاطِبَة (madīnat Šāṭibat) y de ahí al valenciano Xàtiva.[6] En 1707 Felipe V cambió el nombre de la ciudad por el de San Felipe.[6] Las Cortes de Cádiz restituyeron el nombre en 1811 en su forma castellanizada Xátiva,[7] [8] que posteriormente se adaptó a la ortografía académica con la grafía Játiva y volvió a cambiar oficialmente a su forma valenciana Xàtiva por Decreto del Consell de 7 de enero de 1980.[3]

Geografía física[editar]

Vista de la ciudad y el castillo.

El municipio de Játiva está situado entre las cuencas del río Albaida y de su afluente el río Cáñoles, en el estratégico corredor de Montesa. Tiene un perímetro muy desigual y cuenta con varios enclaves territoriales, fruto de las segregaciones habidas en su término histórico, que estaba compuesto por más de 60 pueblos.[6] Se distinguen al menos cuatro unidades bien diferenciadas en el relieve. En la zona septentrional se alza la sierra de Santa Anna, un afloramiento de naturaleza triásica. Al sur de esta sierra, entre la Llosa de Ranes y Játiva, se extiende un amplio valle de fondo casi plano, con una altitud media de 80-100 m y cubierto de sedimentos cuaternarios. Está surcado en dirección O-E por el río Cáñoles y el barranco de Carnissers, y en dirección S-N por el río Albaida, con cuyas aguas se riega la fértil huerta de Játiva.[6] Al este del Albaida se alza la mole del Puig (312 m), en cuya cima está las ruinas de la ermita de Nuestra Señora del Puig. Al sur de la huerta el relieve se vuelve abrupto por medio de un anticlinal de paredes casi verticales y agudas calizas. Al sur de estas crestas se abre el valle de Bisquert, colorido por las tierras albarizas. Por el sur de Bisquert se levanta la Serra Grossa, que conforma el límite con el Valle de Albaida.[6] La ciudad está enclavada a los pies del cerro del castillo cuyas laderas llegan a ocupar algunas casas, extendiéndose hasta la parte más llana de la vega.

Localidades limítrofes

Noroeste: Anna, Estubeny, Cárcer, La Granja de la Costera, Rotglá y Corbera, Sellent Norte: Alcántara de Júcar, Benegida, Énova, Puebla Larga, Villanueva de Castellón Noreste: Barcheta, Llosa de Ranes, Carcagente, Lugar Nuevo de Fenollet, Manuel, Rafelguaraf, Simat de Valldigna
Oeste: Llanera de Ranes, Cerdá, Enguera, Novelé, Torrella, Vallés Rosa de los vientos.svg Este: Genovés
Suroeste: Alcudia de Crespins, Montesa, Canals Sur: Bellús, La Granja de la Costera, Guadasequies Sureste: Benigánim, Ollería

Clima[editar]

El clima de Játiva es mediterráneo típico. En esta población los inviernos se pasan con temperaturas templadas, mientras que los veranos son muy calurosos, con temperaturas máximas que en ocasiones pueden superar los 40 ºC. Pocas veces hiela y nieva. En otoño se puede producir la gota fría.

Gnome-weather-few-clouds.svg  Parámetros climáticos promedio de Játiva, El Realenc (1961-1990) WPTC Meteo task force.svg
Mes Ene Feb Mar Abr May Jun Jul Ago Sep Oct Nov Dic Anual
Temperatura máxima absoluta (°C) 29 30 39 39 41 42 47 47 44 36 34.6 30 47
Temperatura máxima media (°C) 16.7 18.1 20.5 22.8 27 31.2 35 34.5 31.8 25.9 20.5 16.9 25.1
Temperatura media (°C) 10.2 11.3 13 15.3 19.2 23.2 26.6 26.8 24.2 19 13.8 10.5 17.8
Temperatura mínima media (°C) 3.6 4.4 5.4 7.7 11.3 15.2 18.3 19.1 16.5 12 7.1 4.1 10.4
Temperatura mínima absoluta (°C) -9 -8.2 -7 -2 3 8 10 10 5 0 -2 -9 -9
Precipitación total (mm) 68.4 44.2 59.8 53.8 49.5 25.7 6.3 14.1 58.5 120.9 107.9 84.3 693.4
Fuente: Atlas Climático de la Comunidad Valenciana.

Historia[editar]

Moneda de Saetabi del siglo I a.C.
Prehistoria y Antigüedad

Los testimonios del poblamiento en el término de Játiva son de los más antiguos en toda la fachada mediterránea, como atestiguan los hallazgos de la Cova Negra, pertenecientes al Paleolítico Medio.[6] La ciudad se remonta a la cultura ibérica y ha conservado su topónimo, que originalmente fue Saiti (aunque existieron las variantes Ibi o Tibi).[6] Dado que el poblamiento se ha extendido durante más de 2.300 años en una misma área geográfica se hace muy difícil encontrar restos antiguos, ya que los materiales han sido reutilizados una y otra vez, motivo por el que se explica la escasez de restos ibéricos. No obstante, el poblado original se ha identificado en el lugar en que actualmente se levanta el Castillo Menor.[6]

La romanización se inició en el siglo II a.C., en el que Saitabi floreció y acuñó moneda propia,[6] en la que se representaba una estrella de tres puntas en las 8, las 12 y las 4, con cierto parecido al actual logotipo de Mercedes. Fue elevada a la categoría de municipio romano con el nombre de Saetabis Augusta, en honor al emperador Octavio César Augusto.[6] Durante toda la época romana Játiva fue un importante nudo comercial, al estar situada al pie de la Vía Augusta, y fue conocida en el Imperio por la producción de lino y la fabricación de textiles. Los restos de la ciudad, sin embargo, apenas son visibles, ya que sus piedras se reutilizaron para construir edificaciones en el casco actual, y el solar fue objeto de una intensa ocupación agrícola. Se conservan, sin embargo, más de una docena de aljibes.[6] Durante el Bajo Imperio, Saetabis se convirtió en sede episcopal y sus obispos asistieron a los concilios de Toledo, ya en época visigoda (siglos VI y VII).[6] En la Hispania visigoda fue sede episcopal de la iglesia católica, sufragánea de la Archidiócesis de Toledo que comprendía la antigua provincia romana de Cartaginense en la diócesis de Hispania.


Edad Media

Tras la conquista musulmana en 711, la ciudad se denominó مَدينَة شاطِبَة (madīnat Ŝāţibat, transcrito generalmente como Medina Xáteba). Durante este periodo se fortificaron los castillos y la ciudad ganó importancia como plaza fuerte. De hecho, el geógrafo al-Idrisi (siglo XII) loa la belleza y solidez de los castillos de Játiva. Perteneció primero al reino de Toledo para pasar luego al de Córdoba. Perteneció posteriormente al de Almería, el de Denia y finalmente el de Murcia. En 1094[9] sirvió de refugio para las tropas almorávides derrotadas por el Cid en la batalla de Cuart. Esta vinculación con la figura del Cid hace a Xàtiva formar parte del denominado Camino del Cid. A comienzos del siglo XIII era cabeza de un pequeño estado musulmán dependiente de Valencia que abarcaba desde el río Júcar por el norte hasta Biar por el sur.[6] Xáteba destacó asimismo por ser la pionera de la fabricación de papel en Europa Occidental.[6]

División administrativa del Reino de Valencia entre los siglos XIV a XVII.
Retrato de Felipe V colgado del revés en el Museo de la Ciudad.

Tras conquistar Valencia en 1238, Jaime I puso sitio a Játiva en 1240, aunque lo levantó al llegar a una tregua con el alcaide musulmán de la ciudad. Sin embargo, problemas entre este alcaide y los castellanos, obligaron a Jaime I a intervenir militarmente de nuevo, conquistando la ciudad en 1244, al poco de firmar el tratado de Almizra con Alfonso X.[6] Al rendir la ciudad, Jaime I respetó la mezquita, que no se derribó hasta el siglo XVI. Bajo el dominio cristiano la ciudad, ya con el nombre actual de Xàtiva, se convirtió en la segunda ciudad más importante del Reino de Valencia y, si bien no alcanzó a recuperar su posición como sede episcopal, sí fue cabeza de una lugartenencia homónima.[10] La población morisca se expulsó del recinto amurallado y se redistribuyó entre las zonas rurales y el arrabal de San Juan, mientras que los judíos conservaron su judería (call) intramuros, en las proximidades del porta de Santa Tecla. El castillo y las murallas se reforzaron y ampliaron entre 1287 y 1369, adquiriendo una forma muy similar a la actual, a la vez que se mejoraba el abastecimiento de agua mediante la construcción de los acueductos de Bellús y del Agua Santa.[6] En 1347 el rey Pedro IV le concedió el título de ciudad.[11]

Edad Moderna

A finales del siglo XV la ciudad tenía unos 8000 habitantes y se encontraba cerca de su punto álgido. Su función administrativa se extendía en primer nivel sobre un extenso término municipal, que hoy corresponde a 37 municipios, y en segundo nivel por una gobernación que abarcaba desde el río Júcar hasta Biar, Castalla, Jijona y Villajoyosa, con una extensión de 4.750 km².[6] Además de sus funciones administrativas, tenía otras de tipo militar (al ser su castillo el más fuerte del Reino de Valencia), económico y comercial. Sin embargo, la expulsión de los moriscos supuso la pérdida de casi la mitad de los habitantes de la gobernación, quedando despoblados más de 100 de sus núcleos. Esta crisis demográfica vino seguida de otra de tipo económico y ambas se vieron agravadas por las epidemias de peste que se sucedieron a mediados del siglo XVII, lo que hizo disminuir aún más la población, incluso en la propia ciudad.[6]

Durante la Guerra de Sucesión Española, Játiva tomó partido por el archiduque Carlos, y padeció duros asedios por parte de las tropas borbónicas comandadas por D'Asfeld. Sufrió grandes destrozos, gran parte de la ciudad fue saqueada y buena parte de su población expulsada temporalmente. Tradicionalmente se ha dicho que la ciudad ardió completamente durante 8 días (de ahí el apelativo de socarrats, "chamuscados", que se da popularmente a los setabenses). Sin embargo, actualmente se considera que los daños, si bien importantes, no pudieron ser tan grandes, ya que se conservan muchos de los edificios de anteriores épocas.[6] Sí hubo, no obstante, un proyecto para derribar gran parte del casco urbano y construir nuevas calles, pero la remodelación no se llevó a cabo por problemas técnicos y de propiedad. Con todo, la mayor afrenta para la ciudad fue la desmembración de la antigua gobernación, la merma de funciones civiles y la negación de su condición de ciudad histórica, que se reflejó en el cambio de su nombre por el de Colonia Nueva de San Phelipe, o simplemente San Felipe.[6]

Edad Contemporánea

A lo largo del siglo XVIII la ciudad fue recuperándose, como demuestra el hecho de que en 1787 se contaran ya 12.655 habitantes en el término, lo que además promovió nuevas obras y reformas urbanas en la ciudad. Sin embargo, los terremotos de 1748 causaron grandes desperfectos, hasta el punto de que la iglesia de Santa Tecla se derrumbó completamente y el castillo quedó prácticamente abandonado. La economía, además, comenzó a deteriorarse ya a finales del siglo XVIII, al quedar fuera del nuevo Camino Real de Madrid a Valencia, que pasaba a unos 4 km de la ciudad (aproximadamente el trazado actual de la A-35 y la A-7) que se comenzó a construir en 1776.[6] En 1811 las Cortes de Cádiz restituyeron el nombre anterior de la ciudad, Xátiva,[7] [8] [12] gracias, entre otros motivos, a la perseverancia de Joaquín Lorenzo Villanueva.[13] En el ámbito económico, la ciudad sufrió un importante revés al desaparecer entre 1810 y 1830 su industria textil del lino y la seda casi por completo, lo que dejó en paro a unas 1300 personas. Este hecho no impidió que entre 1822 y 1823 fuese capital de la provincia de Játiva, aunque este ensayo del Trienio Liberal no fue corroborado en la división definitiva de 1833,[14] en que se incluyó a la ciudad en la provincia de Valencia.[6] Játiva recuperó gran parte de su importancia como nudo de comunicaciones en 1858 al abrirse la línea entre Valencia y La Encina, que continuaba hacia Madrid.[15] El 20 de diciembre de 1854 ya se había inaugurado la nueva Estación ferroviaria.[15] Pero este hecho no contribuyó al desestancamiento demográfico, que se había acrecentado por la desamortización, que vació muchos conventos, y la abolición de los señoríos, que conllevó el éxodo de medio centenar de familias nobles. De hecho, la población siguió decreciendo hasta 1910, en aumentó el número de habitantes debido a la inmigración. Sin embargo, el crecimiento se estancó otra vez entre 1940 y 1960, década en que la población comenzó a aumentar lenta pero invariablemente, principalmente debido al éxodo rural y la especialización de Játiva como ciudad de servicios.[6]

Durante la Guerra Civil Española la localidad se mantuvo fiel a la Segunda República hasta el final de la contienda, con la presencia de algunas industrias de guerra. El 12 de febrero de 1939 sufrió una incursión de bombarderos italianos de la Aviación Legionaria, que atacaron principalmente la Estación de trenes y sus alrededores.[16] El bombardeo dejó 129 muertos y más de 200 heridos, muchos de ellos mujeres y niños que abarrotaban los andenes de la estación para recibir la llegada de un convoy militar que en ese momento efectuaba su entrada.[16]

Demografía[editar]

El municipio contaba con 29.363 habitantes en 2008 (INE). Sus habitantes se conocen como setabenses o socarrats ("chamuscados", por la quema de la ciudad a manos de Felipe V); un 9,0% de ellos es de nacionalidad extranjera.[17]

Evolución demográfica de Játiva[18]
1707 [19] 1708 [19] 1787 [20] 1808 [8] 1814 [8] 1829 [20] 1857 1887 1900 1910 1920
12.000 400 12.665 12.000 10.872 12.596 15.747 14.099 12.600 12.737 14.148
1930 1940 1950 1960 1970 1981 1991 2000 2005 2010 2013
15.087 18.263 18.092 19.896 21.578 23.755 24.586 25.478 28.222 29.361 29.400

Entre el censo de 1887 y el anterior, Játiva recibió un incremento poblacional al incorporarse el municipio desaparecido de Anahuir.

Economía[editar]

Si bien en 1950 el 40% de la población se dedicaba a la agricultura, este porcentaje apenas llegaba al 5% en 2001. La industria ocupaba ese mismo año al 20% de la población activa y la construcción al 12%. No obstante, Játiva se ha especializado en las últimas décadas como ciudad de servicios, sector que ocupa a más del 63% de su población activa.[6]

Política[editar]

Los alcaldes del municipio desde 1979 han sido los siguientes:[21]

Lista de alcaldes desde las elecciones democráticas de 1979
Mandato Nombre del alcalde Partido político
1979–1983 Manuel Casesnoves Soldevila PSPV-PSOE
1983–1987 Miquel Calabuig i Adrià PSPV-PSOE
1987–1991 Miquel Calabuig i Adrià PSPV-PSOE
1991–1995 Miquel Calabuig i Adrià PSPV-PSOE
1995–1999 Alfonso Rus Terol PP
1999–2003 Alfonso Rus Terol PP
2003–2007 Alfonso Rus Terol PP
2007–2011 Alfonso Rus Terol PP
2011– Alfonso Rus Terol PP

Organización territorial[editar]

El término municipal de Játiva se extendía, desde la época andalusí, por la ribera del Júcar, la Costera y el Valle de Albaida, abarcando por el norte Sumacárcel, Antella y Villanueva de Castellón, por el sur Ayelo de Malferit y Montaberner, por el oeste Canals y Alcudia de Crespins y por el este Benigánim y Barcheta, con una extensión de unos 434 km² y una población de unos 20.000 habitantes en el siglo XVI. Tras un largo proceso, de los 62 pueblos del término se segregaron 37 que formaron sus respectivos municipios, lo que redujo considerablemente su extensión.[6] En la actualidad se encuentran en él, amén de la capital municipal, las siguientes unidades poblacionales, ordenadas según su población en 2009:[5]

  • Torre de Lloris (126 hab.)
  • Anahuir (76 hab.)
  • Sorió (28 hab.)
  • El Realengo (2 hab.)

Transportes[editar]

Estación de ferrocarril de Játiva.
Carretera

Por el término de Játiva circulan las siguientes carreteras:[22]

 A-7  Enlaza Algeciras con Barcelona.
 CV-41  Enlaza Játiva con Alcira.
 CV-58  Enlaza Játiva con la A-7 por el norte.
 CV-563  Enlaza CV-41 con Llosa de Ranes.
 CV-567  Enlaza Játiva con Cerdá.
 CV-573  Enlaza Barcheta con Manuel.
 CV-597  Enlaza la A-7 con la A-35.
 CV-600  Enlaza Játiva con la CV-50 a la altura de Tabernes de Valldigna.
 CV-610  Enlaza Játiva con la CV-60 a la altura de Almiserat.
 CV-620  Enlaza Játiva con la CV-60 a la altura de Montaberner.
 CV-645  Enlaza Játiva con la A-7 por el sur.
Ferrocarril

En el núcleo urbano de Játiva se encuentra la estación de Játiva, que cuenta con los servicios de Renfe Operadora de grandes líneas (Alaris, Arco, Talgo y Trenhotel), Media Distancia y Cercanías Valencia, en concreto la línea C-2. La estación dispone de andenes para la parada de trenes de alta velocidad AVE Madrid-Valencia (por Albacete) en construcción.

Patrimonio[editar]

El casco antiguo de Játiva se declaró Conjunto Histórico-Artístico en 1982, y en él se encuentra la gran mayoría del patrimonio de la ciudad.[11]

Patrimonio militar
Castillo de Játiva
  • Castillo (Castell): encaramado sobre la sierra Vernissa, domina completamente la ciudad de Játiva. Su núcleo original, situado en el actual Castillo Menor (Castell Menor), es de origen ibérico y fue posteriormente habitado por los romanos,[6] quienes también comenzaron la construcción del Castillo Mayor (Castell Major).[23] El conjunto actual, sin embargo, presenta una arquitectura principalmente islámica o de estilo gótico. Fue prisión de estado de la Corona de Aragón, y fue considerado durante muchos siglos como la plaza más fuerte del Reino de Valencia.[23] Desde lo alto del castillo se divisan, al norte, la ciudad y el llano de la ribera del Júcar; al sur, las tierras de secano y las sierras Grossa, Mariola y Benicadell; al oeste, la frontera con Castilla; y al este, los días de buena visibilidad, se puede intuir el mar Mediterráneo.[24] Fue declarado Monumento Nacional en 1931.[23]
Patrimonio religioso
La Seo de Játiva
Pórtico y portada de la iglesia de San Félix.
  • Iglesia de San Pedro (Església de Sant Pere): se levantó en el siglo XIV sobre una antigua mezquita existente en la plaza del Mercado, donde se solía celebrar la feria de ganado.[6] Sigue pues el modelo de los templos de conquista. Tiene tres arcos diafragmáticos y se cubre con un artesonado gótico-mudéjar, decorado con franjas polícromas, pámpanos, motivos geométricos y escudos.[27]
  • Iglesia de Santa Tecla (Església de Santa Tecla): datada en el siglo XIV, resultó muy dañada durante los bombardeos borbónicos de 1707 y se vino definitivamente abajo a causa de un terremoto en 1748.[6]
  • Covento de San Francisco (Convent de Sant Francesc): se comenzó a construir en el siglo XIV y su iglesia, actualmente restaurada, sirve de sala de conciertos.[6] Consta de una sola nave con siete capillas laterales de crucería.[28] Cerca del edificio se sitúa la fuente de San Francisco, construida en 1764 con elementos ornamentales rococó.[29]
  • Convento de Santo Domingo (Convent de Sant Domènec): se levantó a lo largo del siglo XIV y en él destacaban el refrectorio, el claustro, la sala capitular y la iglesia. Fue derribado en gran parte, y actualmente se está rehabilitando como centro cultural.[30]
  • Convento de San Onofre el Nuevo (Convent de Sant Onofre el Nou): se construyó entre 1715 y 1721 enfrente de la iglesia de San Pedro, al lado del antiguo Portal de Cocentaina.[6] Las dependencias más interesantes son el claustro de dos plantas y la iglesia, decorada con azulejos y pinturas al fresco.[31]
  • Ermita de San José (Ermita de Sant Josep): se construyó a principios del siglo XVIII según planos del arquitecto Francisco Cuenca.[6] El interior es de planta de cruz latina, con ábside semicircular y capillas laterales. Destaca la torre, que engloba la antigua ermita de Santa Bárbara y una puerta tapiada que, según la tradición, es la de la antigua aljama por donde entró Jaime I de Aragón tras conquistar la ciudad.[32]
  • Ermita de Santa Ana (Ermita de Santa Anna): de estilo gótico, se construyó en la primera mitad del siglo XV. Consta de una sola nave, con tres bóvedas de crucería y ábside. En los capiteles, donde arrancan los nervios de las bóvedas, aparecen los escudos de la Corona de Aragón, de Játiva y de los Borja.[33]
  • Antiguo convento de la Trinidad (Antic convent de la Trinitat): data del siglo XV, aunque en la actualidad sólo se conserva la portada de estilo gótico flamígero de la iglesia, que alberga el Archivo Municipal.[34] Ante esta puerta se sitúa la fuente de la Trinidad, del siglo XIV,[35] cuya copa está conformada por un prisma octogonal en el que alternan, casi borrados, los escudos de Játiva y del Reino de Valencia.[36]
Patrimonio civil
Patio del Almodín.
  • Almudín (Almodí): se trata de un edificio de estilo gótico, construido entre 1530 y 1548, del que destaca su fachada y el patio interior con columnas jónicas. En su planta baja se realizaban las contrataciones y venta del trigo, mientras que la parte superior se utilizaba para el almacenamiento del mismo, uso que conservó hasta 1919, en que fue convertido en Museo de Bellas Artes y, posteriormente, en Museo de la Ciudad (Museu de la Ciutat).[6] En él se exhibe el famoso retrato de Felipe V colgado del revés por haber ordenado la quema de la ciudad.[37]
  • Hospital Mayor de Pobres (Hospital Major de Pobres): sus obras comenzaron en el siglo XV pero no terminaron hasta mediados del XVI. El interior se destruyó en 1707, pero se reedificó a comienzos del siglo XVIII.[38] Su planta es cuadrangular, con patio y jardín interior. La fachada, de piedra, pertenece al estilo renacentista, con puerta principal plateresca y puerta de la capilla en estilo gótico tardío. Destacan también los cuatro ventanales del piso principal y la galería de balconcillos con arco de medio punto que corre bajo el alero, así como la fuente en su jardín interior. En el interior se conserva la bóveda original de la capilla de la Asunción.[38] Aunque conserva parte de su uso sanitario, la porción de mayor valor arquitectónico alberga la sede de la Mancomunidad de la Costera.[6]
  • Palacio de los Mahíques Sanz (Palau dels Mahíques Sanç): se comenzó a construir a principios del siglo XVII, aunque se amplió considerablemente en los años 1920. Actualmente alberga la Casa de la Cultura de la ciudad.[41]

Urbanismo[editar]

Játiva en 1563, según un dibujo de Anton Wijngaerde.
Alameda de Játiva

El núcleo original de la ciudad ibera se hallaba donde actualmente se levanta el Castillo Menor. Tras la conquista romana, el centro se trasladó paulatinamente hacia el llano, ocupando el espacio actualmente vacío entre la ciudad actual y el castillo, donde se encuentran las iglesias de San Félix y de San José.[6] Los restos y noticias de edificios andalusíes prueban que la población rebasó el antiguo recinto romano-visigodo. La medina islámica debió ocupar casi todo lo que ahora se conoce como ciudad medieval, y en su interior destacaban la Aljama (en el Montsant) y la mezquita mayor, en el solar que ocupa la colegiata. El abastecimiento de agua se producía mediante la acequia de la Villa.[6] Con la conquista cristiana se renovó el urbanismo de la ciudad y se construyeron nuevos edificios. Es a partir de finales del siglo XIII cuando los habitantes empiezan a abandonar la zona alta de la ciudad, descendiendo a zonas de mejor acceso y con agua corriente, hasta el punto de que el viejo recinto se convirtió en un gran albacar (lugar para guardar ganado) y posteriormente en zona de cultivos.[6] A partir de entonces la ciudad se mantuvo en los límites formados por la muralla, aunque se ampliaron varios arrabales y se construyó un buen número de edificios hasta la llegada de la crisis económica que acompañó a la expulsión de los moriscos.

En 1707 la ciudad quedó muy destrozada tras los asedios borbónicos, pero empezó a recuperarse relativamente pronto y, en el transcurso del siglo XVIII, se creó la plaza del Mercado y se construyó toda una serie de palacios a lo largo de las calles Corretgeria y Moncada. En 1822 se intrudujo el primer alumbrado público con aceite y durante la Primera Guerra Carlista (1837-1847) se reforzaron las murallas por última vez. El estancamiento demográfico del siglo XIX hizo que no fueran necesarias obras de ampliación urbana, pero se llevaron a cabo algunos proyectos importantes como la bajada de la Estación (baixada de l'Estació) en 1860, la paralela bajada del Carmen (baixada del Carme), nueva salida hacia Valencia, y la urbanización de la Alameda (l'Albereda), ambas en 1882, tras la demolición de gran parte de las murallas en 1874. Estos tres ejes marcaron la dirección del ensanche que tuvo lugar ya a principios del siglo XX.[6] El crecimiento urbano se dio primero rellenando el espacio que quedaba entre la ciudad medieval y el ferrocarril y, posteriormente, hacia el oeste, siguiendo al principio la calle de la Reina. En 1934 se redactó un plan de ensanche que, reconvertido en Plan de Alineaciones en 1944, rigió el crecimiento de la ciudad hasta la década de 1960. El PGOU de 1988 tenía como principal objetivo el crecimiento de la ciudad más allá del ferrocarril, para lo que eran precisos dos nuevos pasos subterráneos y uno elevado. En 1995 se mejoró el acceso a la autovía A-7 con un nuevo puente sobre el río Cáñoles.[6]

Cultura[editar]

Fiestas[editar]

Gastronomía[editar]

Los platos más conocidos son la cazuela de arroz con tanda (cassola d'arrós amb tanda) y el arroz al horno (arrós al forn). Entre los postres destacan las almoixàvenes y el arnadí, que son pasteles de calabaza y almendras.[43]

Hermanamientos[editar]

La ciudad de Játiva está hermanada con la ciudad de Cocentaina, en Alicante.

Personajes destacados[editar]

Xátiva de Vicente Boix

Referencias[editar]

  1. «Els gentilicis valencians» (en valenciano). Diccionari ortogràfic i de pronunciació del valencià (DOPV).
  2. Topónimo en castellano, de acuerdo con la RAE. Cf. Real Academia Española (1999). «Apéndice 3: Topónimos cuya versión tradicional en castellano difiere de la original». Ortografía de la lengua española. Madrid: Espasa. p. 144. ISBN 8467000767. 
  3. a b CIVIS (Sistema de Información Municipal de la Generalitat Valenciana)
  4. Estudio sobre el Registro de Entidades Locales - Ministerio de Política Territorial
  5. a b INE - Relación de unidades poblacionales
  6. a b c d e f g h i j k l m n ñ o p q r s t u v w x y z aa ab ac ad ae af ag ah ai aj ak al am an «Xàtiva». Gran Enciclopedia Temática de la Comunidad Valenciana. Geografía. Editorial Prensa Valenciana. 2009. 
  7. a b Ramírez Aledón, Germán (1987). «El diputado Villanueva y la restitución del nombre del a ciudad de Xàtiva». Feria de Agosto de Játiva (Ayuntamiento de Játiva):  p. 66. 
  8. a b c d Hernando Serra, Mª Pilar; Aznar i García, Ramon (2002). Játiva durante la guerra del francés, 1808-1814. Játiva: Matéu Editors. pp. 25, 65 y 103. ISBN 84-923759-8-1. 
  9. «Información sobre Xàtiva en el Camino del Cid» (en español). Consorcio Camino del Cid. Consultado el 8 de junio de 2010.
  10. «Governació de Xàtiva». Gran Enciclopedia Temática de la Comunidad Valenciana. Historia. Editorial Prensa Valenciana. 2009. 
  11. a b «Historia de Xàtiva» (en español). Ayuntamiento de Játiva. Consultado el 11 de mayo de 2010.
  12. Cortes de Cádiz (1813). Colección de los decretos y órdenes que han expedido las Cortes generales y extraordinarias desde su instalación: De 24 de setiembre de 1810 hasta igual fecha de 1811 (en español) 1. Imprenta Nacional. 

    "Las Cortes generales y extraordinarias atendiendo á los méritos y servicios de la ciudad de Xátiva en el Reyno de Valencia, que fue despojada de este nombre por el Sr. Rey D. Felipe v, y considerada colonia y población nueva de resultas de la guerra de sucesion; y queriendo además dar un testimonio de benevolencia á sus leales habitantes, decretan:Que se restituya á la misma ciudad su antiguo nombre de Xátiva, y no se repute en adelante por colonia o población nueva. [...] Dado en Cádiz á 28 de septiembre de 1811."

  13. Ramírez Aledón, Germán (1987). «El diputado Villanueva y la restitución del nombre del a ciudad de Xàtiva». Feria de Agosto de Játiva (Ayuntamiento de Játiva):  p. 66. 

    "La primera noticia que tenemos del tema que nos ocupa la encontramos en las Actas Capitulares de la Ciudad, del año: 1811. En el Cabildo del 11 de mayo, "El secretario dio cuenta de una Carta que desde Cadis le dirigia don Joaquín Villanueva, vocal a Cortes, con fecha de dose de abril último en la que entre otras cosas se dise: Que es ocasión para que el Ayuntamiento pida la restitución del antiguo nombre de Xátiva ó Zetabis (sic), a esta nuestra patria..."

  14. «Provincia de Xàtiva». Gran Enciclopedia Temática de la Comunidad Valenciana. Historia. Editorial Prensa Valenciana. 2009. 
  15. a b Almansa a Valencia y Tarragona (AVT) Compañía del Ferrocarril de Almansa a Valencia y Tarragona Spanishrailway
  16. a b «El trágico bombardeo de Xàtiva». Levante-EMV. Consultado el 31 de mayo de 2012.
  17. Explotación estadística del censo según el INE. Población por sexo, municipios y nacionalidad (principales nacionalidades).
  18. Población de hecho según el Instituto Nacional de Estadística de España. Alteraciones de los municipios en los Censos de Población desde 1842, Series de población de los municipios de España desde 1996.
  19. a b Antes del Asedio de Játiva, según Isaïes Blesa Duet (2007). La destrucción de Játiva en 1707 y el gobierno de la ciudad en el exilio. Játiva: Ulleye. p. 75. 
  20. a b Un poco más de 12.000 según Ramon Martínez (2004). Játiva, Historia breve. Valencia: Quatre Fulles. p. 156. 
  21. Histórico de gobierno local. Área de Análisis, Estudios y Documentación de la Presidencia de la Generalidad Valenciana.
  22. Mapa Oficial de Carreteras (46ª edición). Madrid: Ministerio de Fomento. 2006. ISBN 84-498-0751-4. 
  23. a b c «Xàtiva, castillo de». Gran Enciclopedia Temática de la Comunidad Valenciana. Historia. Editorial Prensa Valenciana. 2009. 
  24. «Castillo» (en español). Ayuntamiento de Játiva. Consultado el 11 de mayo de 2010.
  25. «Colegiata Basílica o Seu» (en español). Ayuntamiento de Játiva. Consultado el 11 de mayo de 2010.
  26. «Iglesia de Sant Feliu» (en español). Ayuntamiento de Játiva. Consultado el 11 de mayo de 2010.
  27. «Iglesia Parroquial de Sant Pere» (en español). Ayuntamiento de Játiva. Consultado el 11 de mayo de 2010.
  28. «Iglesia de Sant Francesc» (en español). Ayuntamiento de Játiva. Consultado el 11 de mayo de 2010.
  29. «Fuente Real de Sant Francesc» (en español). Ayuntamiento de Játiva. Consultado el 11 de mayo de 2010.
  30. «Ex-Convento de Sant Domènec» (en español). Ayuntamiento de Játiva. Consultado el 11 de mayo de 2010.
  31. «Ex-Convento de Sant Onofre el Nou» (en español). Ayuntamiento de Játiva. Consultado el 11 de mayo de 2010.
  32. «Ermita de Sant Josep» (en español). Ayuntamiento de Játiva. Consultado el 11 de mayo de 2010.
  33. «Santa Anna, ermita de (Xàtiva)». Gran Enciclopedia Temática de la Comunidad Valenciana. Sociedad. Editorial Prensa Valenciana. 2009. 
  34. «Trinitat, iglesia del antiguo convento de la». Gran Enciclopedia Temática de la Comunidad Valenciana. Historia. Editorial Prensa Valenciana. 2009. 
  35. «Trinitat, fuente de la». Gran Enciclopedia Temática de la Comunidad Valenciana. Historia. Editorial Prensa Valenciana. 2009. 
  36. «Fuente Real de la Trinidad» (en español). Ayuntamiento de Játiva. Consultado el 11 de mayo de 2010.
  37. «Museo de l'Almodí» (en español). Ayuntamiento de Játiva. Consultado el 11 de mayo de 2010.
  38. a b «Hospital Reial de Xàtiva». Gran Enciclopedia Temática de la Comunidad Valenciana. Sociedad. Editorial Prensa Valenciana. 2009. 
  39. «Casa Natalicia de Alejandro VI» (en español). Ayuntamiento de Játiva. Consultado el 11 de mayo de 2010.
  40. «Palacio d'Alarcó» (en español). Ayuntamiento de Játiva. Consultado el 11 de mayo de 2010.
  41. «Palacio de los Mahíques Sanç» (en español). Ayuntamiento de Játiva. Consultado el 11 de mayo de 2010.
  42. a b c d e «Fiestas en Xàtiva» (en español). Ayuntamiento de Játiva. Consultado el 11 de mayo de 2010.
  43. Jaume Fábregas, ed. (2007). «Lugares de interés: Játiva / Xàtiva». Comunidad Valenciana (en español) IV (2007-2008 edición). Guías Metrópoli. ISBN 978-84-96878-06-8. 
  44. a b Manuel Oliver. D. Rodrigo de Borja. Sus hijos y descendientes (en español). 
  45. Enciclopedia general del mar. Barcelona: Ediciones Garriga SA. 1965. 
  46. Diccionario biográfico del Trienio Liberal. Madrid: El Museo Universal. 1991. 
  47. Ricardo Navas Ruiz (1982). El Romanticismo español (3ª edición). Madrid: Cátedra. 
  48. Vicent Boix (Traducción de Rafael Pastor i Cantizano) (2008). L'Encobert de Valéncia I. Valencia. L'Oronella S.E.V., S.L. ISBN-13: 978-84-96472-20-4.  Parámetro desconocido |Reproducción= ignorado (ayuda)
  49. Mainat, Joan Ramon (1982). Tretze que canten (en valenciano). Editorial Mediterránea. 
  50. Pomar, Jaume (1983). Raimon (en español). colección Los Juglares. Madrid: Ediciones Júcar. 
  51. Batista, Antoni (2005). Raimon. La construcció d´un cant / Raimon. La construcción de un canto (en valenciano / español). Ediciones La Magrana. RBA. 

Véase también[editar]

Enlaces externos[editar]