Alberto Fujimori

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Alberto Fujimori

Alberto Fujimori en 1991


Presidente Constitucional de la República del Perú
28 de julio de 1990-5 de abril de 1992
Primer ministro Juan Carlos Hurtado Miller (1990-1991)
Carlos Torres (1991-1991)
Alfonso de los Heros (1991-1992)
Predecesor Alan García Pérez
Sucesor Él mismo
(de facto tras autogolpe de estado)
1.º Vicepresidente Máximo San Román
2.º Vicepresidente Carlos García y García

9 de enero de 1993-28 de julio de 1995
Designado por Congreso Constituyente Democrático (1993-1995)
Primer ministro Óscar de la Puente (1993)
Alfonso Bustamante (1993-94)
Efraín Goldenberg (1994-95)
Predecesor Él mismo
(tras su autogolpe)
Sucesor Él mismo

28 de julio de 1995-28 de julio de 2000
Primer ministro Dante Córdova (1995-1996)
Alberto Pandolfi (1996-1998)
Javier Valle Riestra (1998)
Alberto Pandolfi (1998-1999)
Víctor Joy Way (1999)
Alberto Bustamante (1999-2000)
Predecesor Él mismo
Sucesor Él mismo
1.º Vicepresidente Ricardo Márquez Flores
2.º Vicepresidente César Paredes Canto

28 de julio de 2000-21 de noviembre de 2000
Primer ministro Federico Salas (2000)
Sucesor Valentín Paniagua Corazao
1.º Vicepresidente Francisco Tudela
2.º Vicepresidente Ricardo Márquez Flores


Presidente del Gobierno de Emergencia y Reconstrucción Nacional del Perú
5 de abril de 1992-9 de enero de 1993
Designado por tras su autogolpe
Primer ministro Óscar de la Puente Raygada
Predecesor Él mismo
como Presidente Constitucional
Sucesor Él mismo
como Presidente Constitucional

Información personal
Nombre de nacimiento Alberto Kenya Fujimori Inomoto
Nombre en japonés 藤森謙也 Ver y modificar los datos en Wikidata
Nacimiento 26 de julio de 1938 (85 años)
Santiago de Surco
Nacionalidad Peruana
Japonesa (no vinculante)
Lengua materna Español y japonés Ver y modificar los datos en Wikidata
Familia
Padres Naoichi Fujimori
(1898-1971)
Mutsue Inomoto
(1913-2009)
CónyugeSusana Higuchi Miyagawa
(matr. 1974; divorcio 1994)
— Satomi Kataoka
(matr. 2006 - Presente)
Hijos Keiko Sofía Fujimori Higuchi
(nacida en 1975)
— Hiro Alberto Fujimori Higuchi
(nacido en 1976)
— Sachi Marcela Fujimori Higuchi
(nacida en 1979)
Kenji Gerardo Fujimori Higuchi
(nacido en 1980)
Educación
Educado en
Información profesional
Ocupación Político, ingeniero agrónomo y profesor universitario Ver y modificar los datos en Wikidata
Partido político Cambio 90
Nueva Mayoría
Vamos Vecino
Sí Cumple
Alianza por el Futuro
Fuerza Popular
Perú Patria Segura
Nuevo Partido del Pueblo
Distinciones
  • Caballero de la Gran Cruz de la Orden de San Miguel y San Jorge
  • Gran Cruz con Diamantes de la Orden del Sol del Perú
  • Gran Cruz de la Orden del Mérito de Hungría
  • Grand Cordon of the Order of the White Elephant (1994)
  • Collar de la Orden de la Estrella de Rumania (1998) Ver y modificar los datos en Wikidata
Firma

Alberto Kenya Fujimori Inomoto (Santiago de Surco, 26 de julio de 1938; en japonés 藤森 謙也 Fuyimori Kenia?)[3]​ es un expolítico, profesor e ingeniero peruano, y fue presidente de Perú desde el 28 de julio de 1990 hasta el 22 de noviembre de 2000. Sin embargo, el liderazgo de facto lo ejerció Vladimiro Montesinos,[4]​ jefe del Servicio de Inteligencia Nacional durante el mandato de Fujimori, con el apoyo de las Fuerzas Armadas peruanas,[5]​ desplazando a Fujimori a ser una figura decorativa.[6]​ Figura notable de la política peruana, el mandato de Fujimori está marcado por la polémica, lo que a menudo le ha valido el calificativo de dictador.[7]

Fujimori, peruano de ascendencia japonesa,[8]​ era ingeniero agrónomo y posteriormente obtuvo un máster en matemáticas. Su carrera académica culminó como rector de la Universidad Nacional Agraria entre 1984 y 1989. En las elecciones generales peruanas de 1990 pasó a la esfera política al ganar la presidencia, y en su régimen se produjo un hecho sin precedentes en ese entonces en la historia republicana peruana al disolver los demás poderes del Estado en un autogolpe en 1992, asumiendo todos los poderes del Estado.

El gobierno de Fujimori se caracterizó por la adopción del Plan Verde, que implicaba el genocidio de los peruanos empobrecidos e indígenas, el control o la censura de los medios de comunicación y el establecimiento de una economía neoliberal supervisada por una junta militar.[9]​ Aun así, Fujimori consiguió la victoria en las elecciones presidenciales de 1995 y 2000. Sus políticas neoliberales descritas como el «consenso de Lima» atrajeron en gran medida a los militares, la clase acomodada de Perú y las instituciones financieras internacionales, que dieron forma a su control sobre la nación.[10]​ Sus partidarios reconocen a su administración la construcción del fujimorismo, la derrota de la insurgencia de Sendero Luminoso y el restablecimiento de la estabilidad macroeconómica de Perú.

La administración de Fujimori, a pesar de su impopularidad entre ciertos segmentos, obtuvo una respuesta nacional de apoyo cuando fue encuestado durante su procesamiento en 2008 por crímenes de lesa humanidad relacionados con su presidencia. La adopción del consenso de Lima y su ideología política explícita, acuñada como fujimorismo, han influido considerablemente en la gobernanza de Perú desde entonces, creando una especie de culto a la personalidad.[11]

Ante las acusaciones —sin precedentes en otros gobiernos americanos— de corrupción y atrocidades contra los derechos humanos, Fujimori se refugió en Japón en 2000, iniciando un exilio autoimpuesto.[12]​ Su exilio persistió hasta que fue detenido durante una visita a Chile en noviembre de 2005, lo que condujo a su extradición a Perú el 22 de septiembre de 2007 para ser procesado penalmente.[13][14]​ Le condenaron por autorizar una operación ilegal en diciembre de 2007, violación de los derechos humanos en abril de 2009 (asesinato, lesiones y dos casos de secuestro) y malversación en julio de 2009, culminando con una pena acumulada de 25 años.[15]

Fujimori fue condenado a siete años y medio de prisión por malversación tras admitir haber entregado 15 millones de dólares del erario peruano a Montesinos.[16]​ Dos meses después, se declaró culpable en un cuarto juicio por soborno y recibió una condena adicional de seis años.[16]Transparencia Internacional y la revista Forbes determinaron que la cantidad de dinero malversada —unos 600 millones de dólares o, ajustado a la inflación, unos 861 millones en 2021— es la séptima mayor por un jefe de gobierno en activo entre 1984 y 2004.[17][18]​ Según la legislación peruana, todas las penas resultantes deben cumplirse de forma concurrente, por lo que la duración máxima de la prisión sigue siendo de 25 años.[16]

Su saga con la justicia peruana dio un giro significativo con el indulto del presidente Pedro Pablo Kuczynski en diciembre de 2017, poco después de que el hijo de Fujimori, el congresista Kenji Fujimori, ayudara a sobrevivir al presidente Kuczynski a una votación de destitución.[19]​ Sin embargo, este indulto fue revocado por la Corte Suprema de Perú en octubre de 2018, por lo que Fujimori volvió a ser encarcelado en enero de 2019.[20][21]​ Una controvertida sentencia del Tribunal Constitucional de Perú (4-3) restableció el indulto en marzo de 2022.[22]​ Por el contrario, el 8 de abril de 2022, la Corte Interamericana de Derechos Humanos revocó la orden del Tribunal Constitucional, ordenando a Perú que mantuviera el encarcelamiento de Fujimori. Sin embargo, el 5 de diciembre de 2023, el Tribunal Constitucional ordenó su liberación inmediata.[23]

El legado político de Fujimori persiste a través de su hija, Keiko Fujimori, personalidad influyente en la política peruana y frecuente candidata presidencial. Keiko ha declarado abiertamente su intención de indultar a su padre si llega a la presidencia.

Primeros años[editar]

Nació en Lima (Perú), en el seno de una familia de clase media,[24][25][26]​ siendo hijo de Alberto Fujimori (nacido Naoichi Minami) y Mutsue Inomoto, ambos nativos de Kumamoto, Japón, quienes emigraron a Perú en 1934 en busca de trabajo y mejores condiciones de vida.[27]

Fujimori realizó sus estudios escolares en el Colegio Nuestra Señora de la Merced, La Rectora y en la Gran Unidad Escolar Alfonso Ugarte en Lima. Cursó sus estudios de Agronomía en la Universidad Nacional Agraria La Molina en 1957, donde se graduó de ingeniero agrónomo en 1961, primero de su promoción. En 1964, estudió Física Pura en la Universidad de Estrasburgo en Francia, y posteriormente siguió un posgrado en la Universidad de Wisconsin-Milwaukee en Estados Unidos donde obtuvo el grado de máster en Ciencias Matemáticas en 1969.[28]

Regresó a la Universidad Nacional Agraria para ser profesor y posteriormente llegó a ser decano de la Facultad de Ciencias de esta. Posteriormente en 1984, fue elegido rector, cargo que ocupó hasta 1989. Durante este periodo también asumió en 1987 el cargo de presidente de la Asamblea Nacional de Rectores y fue anfitrión del programa de televisión de debate llamado Concertando (1987-1989) transmitido por Televisión Nacional de Perú.[29][30]

Nacionalidad[editar]

A finales de la década de los noventa hubo investigaciones periodísticas acerca de la nacionalidad de Alberto Fujimori, ya que se dudaba si tenía nacionalidad peruana o japonesa.[31]

Su padre, Naoichi Fujimori, lo inscribió en el registro familiar japonés Koseki el 2 de agosto de 1938 ante el consulado de Japón en el Perú. El koseki es un equivalente a la partida de nacimiento.[32]​ Debido a ello, obtuvo el derecho a la nacionalidad japonesa de nacimiento, la cual fue reconocida por el Estado de Japón a solicitud de Fujimori en el 2000.[33][34]​ Así pues, tiene doble nacionalidad: peruano-japonesa, ambas de nacimiento.

El Koseki Fujimori detalla que Kenya Fujimori (Alberto Fujimori)[nota 1]​ es el hijo mayor de Naoichi y Mutsue Fujimori, nacido el 26 de julio de 1938 en Surco, provincia de Lima, Perú. Su padre es hijo natural de Kajuu Minami y su esposa Toki (abuelos naturales de Alberto Fujimori). Sin embargo, Naoichi fue adoptado el 28 de noviembre de 1911 por Kintaro Fujimori y su esposa Hagi (abuelos adoptivos de Alberto Fujimori).[39][40]

Cabe resaltar que todos aquellos nacidos de padres japoneses antes de 1 de enero de 1985 registrados en el Koseki a los 3 meses del nacimiento «reservan la nacionalidad japonesa» sin que se efectúe ningún trámite adicional. Las personas en esta condición no necesitan declarar su elección de nacionalidad para conservar la nacionalidad japonesa, ya que la Ley de Nacionalidad Japonesa entiende que la falta de dicha declaración como la elección de la nacionalidad japonesa.[41][42]

En el 2006 ingresó a Chile con pasaporte peruano, utilizando la peruana como nacionalidad activa y la japonesa como nacionalidad pasiva.

Vida política[editar]

A fines de la década de 1980, las Fuerzas Armadas del Perú supuestamente crearon el Plan Verde, que implicó el genocidio de los peruanos empobrecidos e indígenas, el control o censura de la prensa en la nación y el establecimiento de una economía neoliberal controlada por una junta militar.[43][44][45]​ Según se informa, los planificadores militares inicialmente decidieron no dar un golpe porque esperaban que Mario Vargas Llosa, un candidato neoliberal, saliese elegido en las elecciones generales de Perú de 1990.[46][47]

Fujimori comienza su carrera política en 1990, cuando se presenta como candidato a la presidencia en las elecciones generales de ese año al frente del movimiento Cambio 90, que había creado el año anterior. Fujimori, entonces desconocido en las esferas políticas,[48][49]​ recibió un apoyo inicial de sectores marginales de la sociedad peruana, pequeños empresarios y algunas iglesias evangélicas, que hacían su ingreso en la vida política peruana.

Fujimori obtuvo el 29.9 %[50]​ de los votos en la primera vuelta en abril de 1990, pasando a segunda vuelta contra el laureado escritor Mario Vargas Llosa; quien lideraba el Frente Democrático (Fredemo), que agrupaba a los partidos tradicionales de centro y derecha de Perú y dejando en el camino al candidato oficialista (aprista), Luis Alva Castro.

Para la segunda vuelta electoral, Fujimori recibió el apoyo de grupos de izquierda y el respaldo implícito del Gobierno aprista de Alan García. Fujimori expresó su preocupación contra las políticas neoliberales propuestas por su oponente Mario Vargas Llosa.[51]​ Durante esta etapa comienza a trabajar con Vladimiro Montesinos, abogado y excapitán del ejército. Rospigliosi afirma que «se produjo un entendimiento entre Fujimori, Montesinos y algunos de los militares» involucrados en el Plan Verde antes de la asunción de Fujimori.[47]​ El 10 de junio de 1990, Alberto Fujimori venció a Mario Vargas Llosa con el 62.32 %[52]​ de los votos. Tras asumir el poder, Fujimori abandonó la plataforma económica que promovió durante su campaña, adoptando políticas neoliberales más agresivas que las propugnadas por su competidor en las elecciones.[53]​ Fujimori supuestamente adoptaría muchas de las políticas esbozadas en el Plan Verde.[54][46]

Fujimori ha sido el líder de siete agrupaciones políticas distintas: el movimiento Cambio 90, el movimiento Nueva Mayoría, el movimiento Vamos Vecino, la alianza Perú 2000, el partido Sí Cumple, el partido Perú Patria Segura y la Alianza por el Futuro. Además, buscó sin éxito una curul en el Senado japonés por el partido Kokumin Shintō. En el 2011, aún contaba con la simpatía de un sector de la población de Perú y en las elecciones del 2011, Fuerza 2011 la coalición que agrupa a los partidos fujimoristas, obtuvo la segunda mayoría con treinta y siete escaños en el Parlamento Unicameral (130). En las elecciones generales de 2016, la agrupación fujimorista bajo el nombre de Fuerza Popular, liderada por su hija Keiko Fujimori obtuvo setenta y tres escaños en el Parlamento Unicameral de 130 (56 %), que le aseguraron mayoría absoluta.

Gobierno[editar]

Primer gobierno (1990-1995)[editar]

Fujimori inició su gobierno el 28 de julio de 1990. Pronto se desvinculó de los grupos evangélicos (Carlos García García) e informales que lo habían apoyado inicialmente y debido a la falta de cuadros gubernamentales, su política de gobierno dependió de la asesoría del ejecutivo de los Estados Unidos y del Fondo Monetario Internacional (FMI), que enviaron especialistas para aplicar sus planes de shock económico. Es en estas circunstancias que su asesor, el excapitán Vladimiro Montesinos, empieza a ocupar un rol preponderante en su gobierno.

Los principales hechos del primer gobierno fueron controlar la hiperinflación (en 1989 la inflación anual fue del 2775 %), minimizar la violencia política y de terror, la privatización de algunas empresas del estado, la disolución del Congreso, la aprobación de una nueva Constitución en 1993, la derrota de los grupos terroristas Sendero Luminoso y MRTA (Movimiento Revolucionario Túpac Amaru), y las reformas económicas introducidas en la economía para su recuperación.[55]

Fujishock y cambio de política macroeconómica[editar]
Alberto Fujimori en octubre de 1998, descendiendo del avión presidencial

Un equipo de técnicos acompañó a Fujimori desde el final de la primera vuelta y durante el período de transición con el fin de asesorar en materia económica, al que la prensa le denominó el grupo de los siete samuráis conformado por Santiago Roca, Adolfo Figueroa, Óscar Ugarteche, Esteban Hnylicza, Guillermo Runciman, Fernando Villarán de la Puente y Martha Rodríguez. Este grupo fue reemplazado por nuevos asesores más ortodoxos como Hernando de Soto, Carlos Rodríguez Pastor Mendoza, Carlos Boloña Behr y finalmente Juan Carlos Hurtado Miller.

Alberto Fujimori, a diferencia de Mario Vargas Llosa, había negado la implementación de un shock económico durante su candidatura, sin embargo, a los 9 días de la toma de poder el 28 de julio de 1990; el gobierno tuvo que seguir las recomendaciones del Fondo Monetario Internacional. Es por ello que, el 8 de agosto de 1990, el presidente del Consejo de Ministros y ministro de Economía, Juan Carlos Hurtado Miller salió en cadena nacional anunciando una reestructuración de precios, que sería conocida como el «fujishock». Esta medida del gobierno permitió controlar la inflación, pero provocó la devaluación de los salarios de la mayoría de la población. Era la primera de muchas reformas de tendencias liberales y algunas de capitalismo clientelista, que ocasionaron la eliminación del control de precios y el posterior cambio de moneda al nuevo sol (el cual reemplazaría al inti, con una equivalencia de 1 millón de intis por cada nuevo sol).

Como resultado de la aplicación firme y sostenida de un programa que ahora iniciamos, los precios en diciembre solo serán marginalmente más altos que los de noviembre y no como ahora que se multiplican semana a semana. [...] Es así que la lata de leche evaporada que hoy costaba en la calle 120 mil intis, costará a partir de mañana 330 mil intis. El kilo de azúcar blanca que solo se conseguía a 150 mil intis, costará a partir de mañana 300 mil intis. El pan francés que esta tarde costaba 9 mil intis, costará a partir de mañana 25 mil intis. [...] Pocas veces en el Perú o en cualquier parte del mundo se ha requerido de todos un sacrificio tan grande como el que necesita el Perú. Hay que cursar un periodo corto, de unos pocos meses, en el que antes de estar mejor nos vamos a sentir peor. Es el precio que tenemos que pagar por lo ocurrido en los últimos años. [...] El Perú tiene futuro. [...] Que Dios nos ayude, que Dios nos ayude.
Juan Carlos Hurtado Miller
Presidente del Consejo de Ministros
Mensaje a la Nación del 8 de agosto de 1990

A partir del ajuste económico de agosto de 1990 se redefinieron las funciones del Estado y el mercado asumió un nuevo y fundamental papel en la economía de Perú, siguiendo con las recomendaciones del Consenso de Washington, que proponía una reforma tributaria, una rigurosa disciplina fiscal, la firme liberalización financiera y comercial, el establecimiento de un tipo de cambio competitivo, la privatización de empresas, la eliminación de las barreras a las inversiones extranjeras directas, entre otras.

Si bien llegó a estabilizar la vida económica y permitió la reinserción de Perú en el sistema financiero internacional, así como la privatización de las compañías del Estado, se redujo al mínimo la actividad sindical y aumentó la actividad económica informal. Por otro lado, la reducción del Estado y la liberalización de la economía nacional fomentaron la inversión extranjera. Como resultado, el FMI se contentó con las medidas de Perú y garantizó la financiación de préstamos para el Perú. La inflación comenzó a caer y empezó a llegar capital de inversión extranjera. En 1994 la economía peruana creció un 13 %.[56]

La iniciativa de Fujimori relajó los controles de precios del sector privado, redujo drásticamente los subsidios gubernamentales y el empleo gubernamental, eliminó todos los controles cambiarios y también redujo las restricciones a la inversión, las importaciones y el capital.[57]​ Los aranceles se simplificaron radicalmente, el salario mínimo se cuadruplicó inmediatamente y el gobierno estableció un fondo de alivio de la pobreza de 400 millones de dólares.[57][58]

Sin embargo, las privatizaciones que realizó la administración Fujimori no fueron liberales, sino, de capitalismo clientelista porque privatizó empresas con monopolios legales, como el caso de la venta de la Compañía Peruana de Teléfonos a la española Telefónica porque, en lugar de optar por la difusión masiva del capital (propiedad) a través de un accionariado difundido a los trabajadores, o a los ciudadanos, se prefirió vender las empresas estatales con un propósito únicamente fiscal de conseguir los mejores precios por sus acciones.[59][60]

El balance social fue mucho menos positivo. Análisis más recientes han dicho que la descripción de los logros económicos de Fujimori como un "milagro peruano" fue exagerada y que la desigualdad en Perú persistió.[61]​ La mayoría de la población no se ha beneficiado de los años de fuerte crecimiento, que en última instancia solo ampliará las desigualdades entre ricos y pobres. La tasa de pobreza se mantuvo en torno al 50 %, un nivel comparable al de Alan García al final de su mandato.[62]​ Gran parte del dinero generado por las privatizaciones ha sido absorbido por la corrupción. En 2004, Transparencia Internacional calculó que Fujimori malversó 600 millones de dólares durante su gobierno[63]​ y lo nombró uno de los diez exjefes de Estado más corruptos de los últimos 20 años.[64]

Cierre del Congreso y ruptura constitucional[editar]

Si bien Fujimori había triunfado en las elecciones presidenciales de 1990, en la elección del Congreso de la República su partido Cambio 90 tuvo un desempeño bastante regular. Consiguió tan solo 32 de las 180 curules en la Cámara de Diputados y 14 de 62 en la de Senadores, conformando la tercera fuerza en ambas cámaras, después del APRA y el FREDEMO. Debido a esto, la relación entre el gobierno y el parlamento estuvo marcada por la tensión y el enfrentamiento desde el inicio de la gestión. El equilibrio de poderes del Estado y la supervisión parlamentaria al Ejecutivo, principios propios de la democracia expresados en la Constitución de 1979, significaban una molestia en la perspectiva inmediatista y populista de Fujimori. Si bien el Congreso otorgó facultades legislativas al gobierno, la posterior revisión de los paquetes de decretos irritaba al presidente, que a su vez observaba las leyes que aprobaba el Legislativo.[65]​ Aprovechando la gran crisis de popularidad que atravesaba tanto el Congreso, como la política tradicional en general, Fujimori dedica meses a reforzar el relato de que esta no eran más que un estorbo en búsqueda de solución a los problemas del país, especialmente la lucha contra la insurgencia, y empieza a planear en secreto el cierre del Congreso y el control absoluto del poder. Incluso existen testimonios que confirman que Fujimori frenó la captura del líder de Sendero Luminoso Abimael Guzmán en diciembre de 1990, pues esta hubiera arruinado sus planes.[66]​ La ruptura del orden constitucional se dio finalmente la noche del domingo 5 de abril de 1992, en lo que terminaría conociéndose como el autogolpe del 5 de abril. Fujimori emitió un mensaje a la Nación en el cual ordenaba disolver el Congreso de la República y suspender las actividades del Poder Judicial, mientras las Fuerzas Armadas se desplegaban en las diferentes ciudades, rodeando las sedes de las principales instituciones democráticas y las casas de opositores políticos, asaltando medios de comunicación y secuestrando personas, como el periodista Gustavo Gorriti. Paradójicamente, el autogolpe fue apoyado por una mayoría de la ciudadanía y al mismo tiempo significó el fin de la legitimidad democrática del gobierno de Fujimori, que se extendería por 8 años más.

Es cierto que la propia Constitución prevé los mecanismos para su modificación, pero es igualmente cierto que (...) (ello) vendría a significar que, casi al término del presente mandato, recién contaríamos con los instrumentos legales necesarios para la reconstrucción general del Perú. (...)

¿Cuál es la institución o mecanismo que permitiría realizar todos los cambios profundos que a su vez hagan posible el despegue del Perú? Sin lugar a dudas ni el Parlamento, ni el Poder Judicial son hoy por hoy agentes de cambio, sino más bien freno a la transformación y el progreso.
Como Presidente de la República, he constatado directamente todas estas anomalías y me he sentido en la responsabilidad de asumir una actitud de excepción para procurar aligerar el proceso de esta reconstrucción nacional, por lo que he decidido tomar las siguientes trascendentales medidas.

1. Disolver temporalmente el Congreso de la República, hasta la aprobación de una nueva estructura orgánica del Poder Legislativo, la que se aprobará mediante un plebiscito nacional.
2. Reorganizar totalmente el Poder Judicial, el Consejo Nacional de la Magistratura, el Tribunal de Garantías Constitucionales, y el Ministerio Público para una honesta y eficiente administración de justicia.
3. Reestructurar la Contraloría General de la República con el objeto de lograr una fiscalización adecuada y oportuna de la administración pública, que conduzca a sanciones drásticas a los responsables de la malversación de los recursos del Estado.
Alberto Fujimori Fujimori,
5 de abril de 1992.

El 13 de noviembre de 1992, el general de división EP Jaime Salinas Sedó lideró, junto con un grupo de militares del Ejército de Perú, un intento de contragolpe con el objetivo de restablecer el orden democrático. Cuando los militares se alzaron contra Fujimori, este buscó rápidamente refugio en la embajada de Japón y denunció la medida como un intento de asesinato. La acción fue controlada y sus líderes encarcelados.

Fujimori inició entonces un gobierno de facto al que se bautizó como Gobierno de Emergencia y Reconstrucción Nacional, que fue tildado como autoritario. Ese mismo año debido a presiones tanto internas como externas (principalmente de la OEA), convocó rápidamente a elecciones para un Congreso Constituyente Democrático que sancionaría tras ser aprobada en referéndum la Constitución de 1993, que trajo consigo cambios en el funcionamiento del Estado, dándole más poder al presidente y recortando los poderes del Congreso; además de reducir el poder fiscalizador del estado en diferentes áreas. Esta constitución fue aprobada mediante el referéndum de 1993 contando a favor el 52,24 % de los votos válidos.[67]

Lucha contra el terrorismo y violaciones a los derechos humanos[editar]

En los inicios de su gobierno tuvo lugar una intensa campaña de atentados terroristas de la organización maoísta Sendero Luminoso (que en el campo empezaba a tener serios reveses en su guerra contra el Estado) y en menor medida, del movimiento revolucionario guevarista MRTA. En Lima, la explosión de un coche bomba el 16 de julio de 1992 en la Calle Tarata, —en el distrito de Miraflores— sería la acción más sangrienta que marcaría este periodo.

Se aplicó una nueva estrategia antisubversiva que centró el accionar de la DIRCOTE y de las FF.AA. en la captura los cabecillas de las organizaciones terroristas, dejando el combate armado y el patrullaje en manos de las DECAS (Comités de Defensa Civil Antisubversiva) bajo la ayuda del Ejército Peruano. Dándose así, un descenso significativo del accionar terrorista.

Hubo asimismo actos de violencia relacionados con la represión estatal y graves violaciones a los derechos humanos. En diciembre de 1991, ocurrió la masacre de Barrios Altos, en que fueron asesinadas 15 personas; y en julio de 1992 tuvo lugar el asesinato de 9 alumnos y un profesor de la Universidad Nacional de Educación Enrique Guzmán y Valle (La Cantuta). Estas acciones fueron llevadas a cabo por el Grupo Colina, escuadrón de la muerte que funcionó durante aquellos años como un grupo paramilitar fundamentada en el combate contra posibles miembros de la organización terrorista Sendero Luminoso.

Las acciones de los Servicios de Inteligencia de la Marina, Ejército y Policía Nacional de Perú, combinadas con la auto-organizadas Milicias Rurales de la Sierra -llamadas comúnmente Ronderos- a quienes se les adiestró y equipó militarmente, consiguieron dar golpes cada vez más duros al terrorismo. En julio de 1992, se logró la captura de Víctor Polay Campos, líder del MRTA. El 12 de septiembre, se asestó el golpe decisivo al terrorismo. En esa fecha el GEIN, grupo especial de la Dirección Nacional contra el Terrorismo (DINCOTE), dirigida por el coronel PNP Ketín Vidal, logró capturar pacíficamente a Abimael Guzmán, líder del grupo terrorista Sendero Luminoso, quien pretendía establecer un régimen maoísta en Perú, junto con varios miembros del Comité Central de la organización. Tras esto, Sendero Luminoso entró en un franco retroceso y en pocos años había quedado reducido a unas pocas columnas localizadas en la selva alta peruana, sin representar ninguna amenaza importante. De esta forma se puso fin a una década de terrorismo de dicha organización.

Al respecto, la Comisión de la Verdad y Reconciliación menciona en sus «Conclusiones generales»:

50. La CVR constata que a partir de 1985 las fuerzas policiales llegaron a tener un conocimiento más acertado de la organización y formas de acción de los grupos subversivos, hasta que el trabajo de inteligencia operativa de la DINCOTE (antes DIRCOTE) logró las impecables capturas de los principales dirigentes subversivos. Destacan entre ellos las de Víctor Polay Campos, del MRTA, el 9 de junio de 1992, y la de Abimael Guzmán Reinoso, del PCP-SL, el 12 de septiembre del mismo año. Estas capturas constituyeron un factor fundamental para conseguir la derrota estratégica de la subversión y el terrorismo. 100. La CVR ha constatado que, a partir de 1992, la nueva estrategia contrasubversiva puso énfasis en la eliminación selectiva de las organizaciones político-administrativas (OPA) de los grupos subversivos. Vinculado a Vladimiro Montesinos actuó un escua-drón de la muerte denominado «Colina», responsable de asesinatos, desapariciones forzadas, y masacres con crueldad y ensañamiento. La CVR posee indicios razonables para afirmar que el presidente Alberto Fujimori, su asesor Vladimiro Montesinos y altos funcionarios del SIN tienen responsabilidad penal por los asesinatos, desaparicio-nes forzadas y masacres perpetradas por el escuadrón de la muerte denominado «Colina».
CVR - Conclusiones generales[68]
Reelección[editar]

Debido a que la nueva Constitución Política permitía la reelección presidencial; Fujimori pudo presentarse en las Elecciones Generales de 1995, siendo reelecto con el 64 % de los votos al vencer al exsecretario General de las Naciones Unidas Javier Pérez de Cuéllar.

Segundo gobierno (1995-2000)[editar]

Ley de Amnistía[editar]

En junio de 1995, tras haber sido reelegido mayoritariamente, Fujimori promulgó una ley de amnistía dada por el Congreso Constituyente Democrático de mayoría fujimorista. Tal ley cerró todos los juicios e investigaciones en curso y futuras sobre violaciones a los derechos humanos cometidas por los agentes estatales durante el periodo de violencia. La amnistía incluyó, asimismo, a los agentes estatales envueltos en el reciente conflicto fronterizo con el Ecuador, por una parte, y, por otra, a los generales que al mando de Jaime Salinas Sedó intentaron restablecer el orden constitucional de 1979 el 13 de noviembre de 1992. El cumplimiento de la ley permitió la liberación de Santiago Martín Rivas y otros miembros del Grupo Colina.

EL PRESIDENTE DE LA REPÚBLICA POR CUANTO:

El Congreso Constituyente Democrático ha dado la Ley siguiente:

Artículo 1o.- Concédase amnistía general al personal Militar, Policial o Civil, cualquiera que fuese su situación Militar o Policial o Funcional correspondiente, que se encuentre denunciado, investigado, encausado, procesado o condenado por delitos comunes y militares en los Fueros Común o Privativo Militar, respectivamente, por todos los hechos derivados u originados con ocasión o como consecuencia de la lucha contra el terrorismo y que pudieran haber sido cometidos en forma individual o en grupo desde Mayo de 1980 hasta la fecha de la promulgación de la presente Ley. [...]

Artículo 6o.- Los hechos o delitos comprendidos en la presente amnistía, así como los sobreseimientos definitivos y las absoluciones, no son susceptibles de investigación, pesquisa o sumario; quedando, todos los casos judiacles, en trámite o en ejecución, archivados definitivamente. [...]

Mando se publique y cumpla.

Dado en la Casa de Gobierno, en Lima, a los catorce días del mes de junio de mil novecientos noventa y cinco.

ALBERTO FUJIMORI FUJIMORI

Presidente Constitucional de la República
Ley N° 26479[69]

La ley 26479, junto a la complementaria ley 26492, fueron dejadas sin efecto años después en sentencia vinculante de la Corte Interamericana de Derechos Humanos.

Política anticonceptiva[editar]

En 1995, el presidente Fujimori declaró que quería reducir la pobreza extrema en un 50 % para el año 2000. Anunció el Programa Nacional de Planificación Familiar al año siguiente, que decía que «se proporcionarían métodos anticonceptivos seguros de forma gratuita». Sin embargo, el programa se alejó del concepto original. Se han realizado muchas intervenciones quirúrgicas a mujeres sin su consentimiento.[70]​ Se calcula que solo un 30 % de ellas contaban con el consentimiento previo. Esto resultaba especialmente inaceptable en zonas con poblaciones de bajos ingresos, como los Andes y la Amazonia. Se fijaron objetivos numéricos y se impusieron cuotas del 66 % y el 38 % a los médicos de los estados de Amazonas y Ancash, respectivamente, para realizar las cirugías.[71]​ Al menos 300. 000 peruanas fueron víctimas de la esterilización forzada en la década de 1990, la mayoría de ellos afectados por el Programa Nacional de Salud Reproductiva y Planificación Familiar (PNSRPF).[44]

Estos fondos procedían principalmente de la Agencia de los Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (USAID) y del Fondo de Población de las Naciones Unidas (UNFPA), pero la Fundación Nippon, de la que Ayako Sono era entonces presidenta, también apoyó el plan.[72]

Ley de Interpretación Auténtica[editar]

En el año 1996, Fujimori inició maniobras ilegales para presentarse por tercera vez como candidato, desatando la controversia política en torno a la Constitución al promulgar una ley denominada de Interpretación Auténtica de la Constitución, en la que se facultaba a sí mismo para presentarse por tercera vez a la presidencia. El argumento de esta ley señalaba que si bien el artículo 112.º indicaba que el presidente puede ser reelegido solo para un periodo inmediato o después de transcurrido otro período constitucional, la elección de Fujimori el año 1990 no contaba porque no se encontraba vigente la Constitución de 1993 sino la de 1979. En ese sentido, Fujimori argumentó que solo se había presentado como candidato una vez (1995), por lo que en el año 2000 se daría su segunda postulación.

«Interprétase de modo auténtico, que la reelección a que se refiere el Artículo 112o. de la Constitución, está referida y condicionada a los mandatos presidenciales iniciados con posterioridad a la fecha de promulgación del referido texto constitucional. En consecuencia, interprétase auténticamente, que en el cómputo no se tiene en cuenta retroactivamente, los períodos presidenciales iniciados antes de la vigencia de la Constitución».[73]
Ley n.º 26657

Por otro lado, sectores críticos con la ley hicieron notar que precisamente como argumentaban los redactores de la ley, el mandato de Fujimori iniciado en 1990 ocurrió cuando se encontraba vigente la Constitución de 1979, la cual no permitía una reelección inmediata. Por tanto su segundo periodo solo podría justificarse asumiendo que la Constitución de 1993 (que permitía dos periodos consecutivos) se aplicaba al mandato presidencial iniciado en 1990.

El Tribunal Constitucional, dividido ante esta controversia, intentó sancionar acerca de la constitucionalidad de esta ley. En enero de 1997, el Tribunal finalmente declaró inaplicable la ley:

De la simple comparación de los artículos 112º de la Constitución vigente y 205º de la anterior, se desprende que:

a) La Constitución anterior prohibía la reelección presidencial inmediata;

b) La Constitución actual la permite, por una sola vez, debiendo transcurrir un período para que el Presidente reelecto pueda postular nuevamente; y

c) La actual Constitución reguló y rigió la función presidencial del Jefe de Estado durante su primer período, desde el 31 de diciembre de 1993 hasta julio de 1995, y también regula y rige la función presidencial del segundo período, iniciado el 28 de julio de 1995.

El texto del artículo 112º de la Constitución no ofrece duda alguna, en relación a lo que el Constituyente de mil novecientos noventidós expresó con este dispositivo, esto es, que ningún Presidente Constitucional desempeñe el poder político, de modo legítimo, por más de diez años consecutivos (cinco correspondientes a la elección, y los cinco posteriores, a la reelección), no pudiéndose por vía diferente a la reforma constitucional, cuyo procedimiento está expresamente establecido en la vigente Carta Política, modificar tal precepto. [...]

[...] este Tribunal, en cumplimiento del artículo 138º de la Carta Política, y con arreglo al artículo 4º de su Ley Orgánica que lo faculta a resolver y adoptar acuerdos por mayoría simple de votos, salvo casos especiales, concordante con las Disposiciones Generales Primera y Segunda del mismo cuerpo legal, se ve obligado a declarar, en aplicación de las imperativas reglas del "control difuso" que todo órgano jurisdiccional se encuentra en el inexcusable deber de emplear en el ejercicio de sus funciones, INAPLICABLE la norma impugnada en la demanda;
TRIBUNAL CONSTITUCIONAL
Sentencia del 3 de enero de 1997[74]

Este hecho motivó que el Congreso de la República, de mayoría fujimorista, destituyera a tres de sus miembros, acabando con cualquier vestigio de independencia en el sistema de justicia peruano. Estas circunstancias determinaron el inicio de protestas estudiantiles, sindicales, y de numerosos grupos de la sociedad civil.

La crisis de los rehenes[editar]
Réplica de la residencia del embajador de Japón en Lima.

A partir de diciembre de 1996, Fujimori se enfrentó la llamada crisis de los rehenes, que sería la última gran acción terrorista que vivió el Perú. El 17 de diciembre de 1996, 14 integrantes del Movimiento Revolucionario Túpac Amaru (MRTA), liderados por el ex sindicalista Néstor Cerpa Cartolini tomaron como rehenes a unas 800 personas pertenecientes a la jerarquía política, social y económica peruana en la residencia del Embajador de Japón en Perú.

La crisis suscitó en los meses sucesivos la atención internacional. Los secuestradores denunciaron la grave situación de violaciones a los derechos humanos en la cárceles peruanas y exigían la liberación de varios presos del MRTA. La Santa Sede envió como negociador a Juan Luis Cipriani Thorne, a la sazón arzobispo de Ayacucho, y se consiguió la liberación de la mayoría de los rehenes, quedando solamente 72 de ellos en cautiverio. La Cruz Roja Internacional fue aceptada por los miembros del MRTA como organización competente para garantizar la alimentación y los cuidados de salud de los rehenes.

La crisis finalizó en abril de 1997, cuando en una acción sorpresiva, mediante una operación militar fueron liberados 71 de los 72 rehenes que todavía se mantenían cautivos. La acción militar denominada Chavín de Huántar, se organizó en secreto e implicó el acceso a la residencia del embajador japonés por túneles subterráneos especialmente construidos. Los sucesos fueron transmitidos desde sus inicios en vivo y en directo en el Perú y en varios países del mundo vía CNN y otras cadenas de televisión extranjeras. En la operación se informó que habían muerto dos comandos, un rehén y los 14 terroristas. Fujimori usó el éxito de la operación para consolidar su apoyo entre la población en un momento en que comenzaban a aparecer crecientes denuncias de corrupción y debilitamiento.

Control de los medios de comunicación[editar]

Desde 1992, se le acusa de iniciar una intervención en los canales de televisión y periódicos para obtener el apoyo de éstos para su gobierno y el ocultamiento de actos de corrupción.[75]​ De esta forma se sobornó a la mayoría de los directores de los principales medios de comunicación del país, con lo que perdieron credibilidad al estar casi siempre favorables al régimen.[76]​ A cargo de esta política estuvo el asesor de inteligencia Vladimiro Montesinos, quien sería el hombre fuerte del gobierno desde la sombra.[77]

Se denunciaron varios casos de amenazas e intimidaciones a periodistas. Los más críticos al gobierno, como César Hildebrandt, fueron despedidos e incluso se denunciaron planes para el asesinato de éstos, con el nombre de Plan Narval. En mayo de 1997 al ciudadano israelí nacionalizado peruano Baruch Ivcher, propietario del canal Frecuencia Latina -hasta entonces cercano al gobierno-, se le retiró la nacionalidad peruana (en 2007, la revista Caretas publicó evidencias de que este retiro de nacionalidad no era ilegal).[78]​ Además Ivcher fue forzado a abandonar el país, por su oposición al cese de los miembros del Tribunal Constitucional.

También se le acusó de financiar a diarios pequeños (la denominada Prensa chicha), cuya característica principal era mostrar a los opositores al Fujimorato en sus portadas de forma burlesca.

Guerra y paz con Ecuador[editar]

Desde sus nacimientos como repúblicas independientes a principios del siglo XIX, y hasta el año de 1998, ambos países mostraron discrepancias sobre sus límites fronterizos en regiones comprendidas entre la cuenca del Amazonas y la cordillera de los Andes. Los problemas en la delimitación de fronteras con el Perú, Ecuador los recibió en herencia de la época en que pertenecía a la Gran Colombia, llegando a agudizarse en tres ocasiones (1941, 1981 y 1995) y desembocando en guerras generalmente cortas. El conflicto se convirtió durante siglo y medio en el principal factor que dificultó el fortalecimiento de las relaciones comerciales peruano-ecuatorianas. A inicios de 1995, se produjo un conflicto armado con el Ecuador por la región fronteriza nororiental conocida como Cordillera del Cóndor. En marzo, de ese año se firmó un alto el fuego en el palacio presidencial de Itamaraty en Brasilia. En los siguientes años se vivió una situación bastante tensa en las relaciones entre Perú y el Ecuador. Tras la llegada a la presidencia ecuatoriana de Jamil Mahuad en agosto de 1998, se iniciaron negociaciones con Ecuador para obtener una solución definitiva al conflicto. En octubre de 1998, se firmó el Acta de Brasilia, en la cual Ecuador y Perú aceptaron la fijación de la frontera en un tramo de 78 kilómetros en acuerdo a un dictamen de los garantes del Protocolo de Río de Janeiro. En un acto simbólico, Perú cedió al Ecuador como propiedad privada (es decir, sin ninguna soberanía) un kilómetro cuadrado de terreno donde se encuentra Tiwinza. El tratado trajo la oposición de varios miembros del gobierno y de la cúpula militar, que tuvo que ser reorganizada a raíz de esto. Asimismo, la oposición denunció un manejo manipulativo y poco sincero del conflicto con Ecuador.

Elecciones de 2000[editar]

A partir de finales de los años 1990, el gobierno de Fujimori enfrentó una creciente impopularidad mientras se descubrían numerosos casos de corrupción, volvían las dificultades económicas y se hacían patentes las intenciones de este de perpetuarse en el poder. En septiembre de 1998, el congreso (en el que los partidarios de Fujimori tenían la mayoría absoluta) desestimó el pedido de nulidad de la Ley de Interpretación Auténtica.

Fujimori se presentó como candidato para las elecciones generales de 2000 sin renunciar previamente a su investidura de presidente de la República. Tras una campaña proselitista empañada de acusaciones de fraude, y con el fondo musical de «El ritmo del Chino», tienen lugar en abril las elecciones, en las cuales surgió inesperadamente como segundo el economista Alejandro Toledo, líder del movimiento político Perú Posible, y que posteriormente aglutinaría en torno a sí a los grupos de la oposición.

Después de la primera vuelta, el opositor Alejandro Toledo anunció que desconocería los resultados ante «un proceso tan viciado y tan irregular» que no llevaran a la realización de una segunda vuelta. De la misma manera, la Organización de Estados Americanos (OEA), la asociación Transparencia y diversos embajadores europeos denunciaron los datos oficiales.[79]​ El gobierno de los Estados Unidos,[80]​ embajadores europeos y el representante de la OEA Eduardo Stein pidieron la realización de una segunda vuelta,[81]​ a la vez que denunciaron irregularidades en el sistema de cómputo oficial.[82]​ Las misiones de observación de Bélgica, Reino Unido y Países Bajos sostuvieron que la candidatura de Fujimori era inconstitucional, y que los recursos del Estado habían sido «abusivamente y a larga escala puestos al servicio de un candidato».[80]

En la segunda vuelta, que tuvo lugar en mayo, resultó elegido Alberto Fujimori. A raíz de la victoria de Fujimori, sus detractores incitaron protestas y el 28 de julio, durante la toma de posesión de Fujimori, tuvo lugar la Marcha de los Cuatro Suyos dirigida por Alejandro Toledo.[83]​ Durante la marcha, se denunció la infiltración de matones para desorganizarla y ocurrió el incendio de una sede del Banco de la Nación, en el cual murieron 6 de sus empleados. Se especuló que el gobierno había ordenado iniciar el incendio, ya que las instalaciones se desplomaron por completo a pesar de ser de material noble, y en los enfrentamientos entre los vehículos policiales y los manifestantes no se dio la magnitud destructiva necesaria como para destruir un edificio al punto que quedó el del Banco de la Nación.

"Un importante contingente de ciudadanos no coincide con nuestras propuestas. Eso es previsible en el juego democrático. Sin embargo, respetando esas opiniones discrepantes, tenemos que admitir que no existe ninguna democracia en el mundo en la que gobiernen las minorías, por muy respetables que éstas sean. Menos aún que gobiernen los no elegidos, o aquellos candidatos a congresistas que han obtenido un mínimo número de votos. Eso no existe en ninguna parte del mundo, menos en el Perú."[84]
Alberto Fujimori Fujimori,
28 de julio de 2000.

Tercer gobierno (2000)[editar]

Vladivideos[editar]

Tiempo después de iniciar su tercer período en 2000 y a través de la compra de un vídeo por parte de grupos opositores, salieron a la luz el 14 de septiembre de ese año evidencias de los actos de corrupción efectuados durante su gobierno por Montesinos, su más cercano colaborador. Fue mediante vídeos de cámara oculta que Montesinos instalaba y en los que aparecía sobornando a miembros de otros partidos para que apoyaran a Fujimori. En ese momento estalló la última crisis de su gobierno; Fujimori dio un sorpresivo mensaje a la nación el 16 de septiembre, donde anunciaba la desactivación del SIN y la convocatoria a nuevas elecciones generales, tanto para la elección de un presidente como de un nuevo congreso de la República. En estas elecciones, señaló que no participaría activamente como candidato.

(...) Por ello, tras una profunda reflexión y objetiva evaluación de la coyuntura, he tomado la decisión: primero, de desactivar el Sistema de Inteligencia Nacional, y en segundo lugar de convocar, en el mediano plazo posible, a elecciones generales —medida esta última que espero sea acogida y entendida, en su real contexto por los organismos competentes—. En esas elecciones generales —de más está decirlo— no participará quien habla, sino todos aquellos que se sientan capaces de ejercer la primera magistratura o las funciones congresales.[85]
Alberto Fujimori Fujimori,
16 de septiembre de 2000.

Fujimori cesó a Montesinos de su cargo formal como asesor, agradeciéndole por los servicios prestados, en un acto que provocó indignación en muchos ciudadanos. Además Fujimori entregó personalmente 15 millones de dólares en efectivo a Montesinos como indemnización. Poco después, Montesinos viajó a Panamá buscando asilo político, que nunca fue concedido. El 23 de octubre regresó por sorpresa, lo que desató un nuevo escándalo. El 29 de octubre Montesinos volvía a salir furtivamente del país, a bordo del velero «Karisma», llegando a recalar finalmente en Venezuela en la clandestinidad.[86]

Abandono del cargo[editar]

En medio de la presión política y la inestabilidad de su presidencia, Fujimori, en su condición de presidente de Perú, viajó el 13 de noviembre a la Cumbre del APEC en Brunéi. Al finalizar esta conferencia, se tenía previsto su paso por Kuala Lumpur para luego llegar a Tokio y desde allí emprender un viaje a Panamá para la X Cumbre Iberoamericana. Sin embargo Fujimori no se quedó a la clausura de la APEC y viajó hacia Singapur, mientras que en el Perú circulaban rumores de que Fujimori estaría pidiendo asilo político en Malasia, noticia que fue desmentida de inmediato por Palacio de Gobierno. Fujimori luego viajó a Tokio,[87][88]​ en donde se hospedó en el lujoso hotel New Otani, además declaró a la Agence France-Presse que «no quiere ser un factor de perturbación» en el Perú.

Desde la capital nipona, remitió por fax al presidente del Congreso de la República, su renuncia formal a la Presidencia y luego envió un mensaje a sus partidarios, anunciándoles que renunciaba a la Presidencia del país:

"He vuelto, entonces, a interrogarme sobre la conveniencia para el país de mi presencia y participación en este proceso de transición. Y he llegado a la conclusión de que debo renunciar, formalmente, a la Presidencia de la República, situación que contempla nuestra Constitución, para, de este modo, abrir paso a una etapa de definitiva distensión política que permita una transición ordenada y, algo no menos importante, preservar la solidez de nuestra economía."[89]
Alberto Fujimori Fujimori,
19 de noviembre de 2000.

Luego del suceso, Fujimori permaneció en completo silencio ante la prensa.[90]

Destitución por el Congreso[editar]

Ante lo insólito del hecho y los diversos escándalos descubiertos, el Congreso de la República decidió rechazar la renuncia (que por carecer de refrendación ministerial, era legalmente nula) y declarar vacante la Presidencia de la República aduciendo "incapacidad moral permanente"[91]​ y lo inhabilitó para ejercer cualquier cargo público por un periodo de 10 años.[92][93]

"Artículo 1°.- Declárase la permanente incapacidad moral del Presidente de la República, ciudadano Alberto Fujimori Fujimori, según lo establecido en el inciso 2) del artículo 113° de la Constitución Política del Perú.
Artículo 2°.- Declárase la vacancia de la Presidencia de la República, debiendo aplicarse las normas de sucesión establecidas por el artículo 115° de la Constitución Política del Perú."[91]
Resolución Legislativa,
21 de noviembre de 2000.
"De conformidad con el artículo 100° de la Constitución Política, y considerando la gravedad de los hechos denunciados contra el expresidente de la República, don Alberto Fujimori Fujimori y las evidentes infracciones constitucionales en que ha incurrido, se hace imperativo ejercer las atribuciones del Congreso de la República establecidas en el artículo 100° de la Carta Magna del Estado, para imponer sanción ejemplar, ha resuelto:
Inhabilitar a don Alberto Fujimori Fujimori, expresidente de la República, para el ejercicio de toda función pública por diez años."[92]
Resolución Legislativa,
23 de febrero de 2001.

El procurador público especial representante del Ministerio de Justicia, José Ugaz, solicitó y obtuvo la congelación de las cuentas de Vladimiro Montesinos, otros exfuncionarios del gobierno y empresarios vinculados a estos, en el extranjero: 140 millones de dólares en Suiza, 64 en las Islas Caimán, 20 en Estados Unidos y unos 4 millones en otros países; así como 18 millones en el propio Perú; sin embargo, no se ha encontrado ninguna cuenta hasta el momento a nombre de Alberto Fujimori ni de sus familiares más cercanos.[94][95]

Después de su gobierno[editar]

Exilio en Japón e inicio del proceso de extradición[editar]

Desde el momento de su renuncia y posterior destitución y hasta a su detención en Chile, Fujimori residió en el Japón, donde le fue reconocida la nacionalidad japonesa en su condición de hijo de padres japoneses.[96]​ Una de las residencias correspondió a Ayako Sono.[97]

El nuevo gobierno peruano, trasladó a Japón el pedido de las autoridades judiciales peruanas solicitando la extradición de Fujimori, pero el gobierno japonés protegió hasta el final al expresidente.[98]​ Japón nunca se pronunció sobre la solicitud de extradición, a cargo de las autoridades peruanas;[99]​ situación que se mantuvo hasta que Fujimori viajó a Chile.[100]​ Sin embargo, pese a que Japón nunca se pronunció oficialmente, es conocido que la legislación japonesa prohíbe la extradición de sus ciudadanos a terceros países. La fiscal de la Nación, de ese entonces, Nelly Calderón Navarro insistió sobre la necesidad de que Japón extraditase a Fujimori y dijo que en caso contrario se recurriría a la Corte Penal Internacional.[101][102]

En 2002, la Oficina Federal de Justicia de Berna (OFI) informó de que el procurador anticorrupción de Perú, Julio Arbizú, estuvo de gira en Berna para rastrear cuentas congeladas pertenecientes a personas políticamente expuestas a fondos del Fujimorismo y que fueron repatriadas a Lima.[103]​ Durante los últimos 15 años, se restituyeron un total de 1700 millones de francos suizos. En 2003 se realizó una solicitud de ayuda a los países miembros de la Unión Europea desde la XVI Conferencia Interparlamentaria UE-Latinoamérica.[104]​ Posteriormente recibió el apoyo de la Oficina en Washington para Asuntos Latinoamericanos.[105]

El Canciller de Perú, el 14 de marzo de 2005, durante su intervención ante la Comisión de Derechos Humanos de la ONU, señaló: "El Gobierno de Perú reitera su invocación al Gobierno de Japón para que contribuya al acceso a la justicia, autorizando la extradición del expresidente Alberto Fujimori". Desde su impuesto autoexilio, Alberto Fujimori sostuvo que todo el proceso seguido en su contra se debía a una venganza política, con acusaciones basadas en relatos de terceros, que no han aportado pruebas objetivas en contra suya.

En 2005, tras negociaciones con los dirigentes de los partidos fujimoristas se concretó una nueva alianza entre Nueva Mayoría y Cambio 90 denominada Alianza por el Futuro e invita a participar al Movimiento Sí Cumple (ex Vamos Vecino), que no había podido inscribir la candidatura del propio Fujimori, con lo cual se entendió que presentar ambas candidaturas fue una estrategia para intentar una nueva candidatura de Fujimori a la presidencia de Perú. Finalmente quien representó al Fujimorismo, en las elecciones generales de 2006, fue la expresidenta del Congreso Martha Chávez, obteniendo casi un millón de votos a nivel nacional, equivalente al 10 % del total de los sufragios según los resultados de la ONPE. Dicha alianza también colocó a 13 congresistas, siendo elegida la hija mayor de Fujimori, Keiko Fujimori congresista con la más alta votación de dicha elección.

Viaje, detención y extradición desde Chile[editar]

El 6 de noviembre de 2005, Fujimori llegó a Santiago de Chile procedente de Tokio, a bordo de un vuelo privado, habiendo ingresado a este país con pasaporte peruano (con lo cual escogió utilizar la peruana como nacionalidad activa y la japonesa como nacionalidad pasiva). Al día siguiente fue detenido por orden de un ministro de la Corte Suprema chilena, que emitió un auto de detención previa contra él, luego de un requerimiento de la Embajada de Perú en Chile (causa Rol N.º 5646-2005).[106]

Mientras tanto, en Lima, se convocó a un Consejo de Ministros urgente para evaluar la nueva situación presentada tan de improviso, que fue presidido por el presidente Alejandro Toledo, que tomó la decisión de enviar una comisión a la capital chilena, a fin de iniciar los trámites de extradición de Fujimori a Perú, para que fuese procesado por los delitos que se le imputaban entre los años 1990 y 2000.

Antes de su llegada a Chile, Fujimori habría pasado por Tijuana (México), pero no se le detuvo, lo que después condujo al despido del jefe de la sección de Interpol en Tijuana. Carlos Abascal, secretario de Gobernación (Interior) mexicano, explicó que había sido imposible detenerlo porque no había una orden de extradición por parte del gobierno peruano. Después se dijo que Fujimori había usado su pasaporte japonés, y que la orden emitida por la Interpol estaba basada en los datos contenidos en su pasaporte peruano. Lo mismo ocurrió con el Jefe de la Interpol en Perú, quien no respondió las llamadas de la Interpol chilena.[107]

El proceso de extradición a Perú se inició formalmente el 6 de enero de 2006, mediante una solicitud presentada por la Embajada de Perú en Chile ante la Corte Suprema chilena.[108]​ Tras su detención, a partir del 7 de noviembre de 2005 y hasta el 18 de mayo de 2006, Fujimori estuvo detenido en la Escuela de Gendarmería de Chile.

El 18 de mayo de 2006, la Corte Suprema de Chile otorgó la libertad bajo fianza a Fujimori, tras haber permanecido detenido más de medio año, aunque con una orden de arraigo que le impedía salir de territorio chileno mientras se desarrolle el procedimiento.[109]

Estando a la espera del fallo sobre la extradición y teniendo la nacionalidad japonesa en calidad de pasiva, Fujimori, decidió aceptar postular como candidato al Senado de Japón, por la agrupación política de extrema derecha llamada Kokumin Shintō (japonés: "Nuevo Partido del Pueblo").[110][111]​ Las elecciones se realizaron el 29 de julio de 2007 y resultó un fracaso total para el candidato Fujimori, quien no obtuvo representación parlamentaria alguna.[112]

El 11 de julio de 2007, el ministro de la Corte Suprema de Chile, y juez de la causa contra Fujimori, Orlando Álvarez, rechazó el pedido de extradición solicitado por el Estado peruano, basándose en que los delitos no estarían suficientemente acreditados.[113]​ Ante ello, el Gobierno de Perú presentó un recurso de apelación ante la misma Corte Suprema, cuyo conocimiento y resolución corresponde a la sala penal (Rol N.º 3744-2007). En agosto del mismo año, se decretó el arresto domiciliario, tras una petición de un representante de Perú.[114]

En la mañana del 21 de septiembre de 2007, Alberto Chaigneau, presidente de la segunda sala (Sala Penal) de la Corte Suprema Chilena, anunció que se había acogido la solicitud de extradición de Fujimori, tras un mes desde los alegatos finales de las partes ante el tribunal.[115]​ Chaigneau informó que 7 de las 13 acusaciones por delitos presentados contra Fujimori fueron aprobadas: cinco por casos de corrupción, cuya votación fue dividida y aprobada por mayoría; y dos por faltas a los derechos humanos (lesa humanidad), aprobados por unanimidad.[116]​ La sentencia de la Corte Suprema de Chile, fechada el 21 de septiembre de 2007, consta de 212 páginas.[117][118]

Juicios en Perú[editar]

El 22 de septiembre de 2007, Alberto Fujimori es extraditado a Perú, por decisión de la Corte Suprema de Chile, para responder por diversas acusaciones ante la justicia peruana. El avión que lo transportó primero aterrizó a las 13.20 horas en Tacna, luego lo hizo a las 16.40 horas en la Base Aérea de Las Palmas de Surco, en Lima. Posteriormente fue trasladado y recluido en la Dirección de Operaciones Especiales (Diroes) de la Policía Nacional de Perú. Poco después se inició el primer juicio contra el acusado Fujimori, por el allanamiento ilegal, a fines de su gobierno, a la casa de su asesor Vladimiro Montesinos, que se hizo usurpando la autoridad del poder judicial.

El Ministro de Relaciones Exteriores de Perú, José Antonio García Belaúnde, aseguró que el Gobierno no se prestará a un espectáculo mediático mientras dure el juicio al que será sometido Alberto Fujimori.[119]

El 10 de diciembre de 2007, se inició en Lima el juicio contra Alberto Fujimori por los sucesos denominados masacres de "Barrios Altos", y "La Cantuta".

El 11 de diciembre de 2007, la Sala Penal Especial, presidida por César San Martín Castro, condenó en primera instancia a Alberto Fujimori Fujimori a seis años de pena privativa de la libertad y dos años adicionales por el delito de usurpación de funciones y abuso de autoridad por haber participado en calidad de inductor en el allanamiento de la residencia de Trinidad Becerra (exesposa de Vladimiro Montesinos). De acuerdo con la sentencia el inculpado Fujimori no podrá ejercer ningún cargo público y deberá pagar una reparación de 400.000 soles. El 8 de abril de 2009, la Primera Sala Penal Transitoria de la Corte Suprema reafirmó la sentencia, desestimando el pedido que presentó el exmandatario para que se anule el fallo.[120]

El 7 de abril de 2009, fue condenado a veinticinco años de pena privativa de la libertad como "autor mediato de la comisión de los delitos de homicidio calificado, asesinato bajo la circunstancia agravante de alevosía en agravio de los estudiantes de La Cantuta y el caso Barrios Altos".[121]​ Asimismo, el Tribunal lo halló culpable por secuestro agravado, bajo la circunstancia agravante de trato cruel, en agravio del periodista Gustavo Gorriti y el empresario Samuel Dyer Ampudia. La Sala Penal Especial determinó que la condena hubiera vencido el 10 de febrero de 2032.[122]

El 20 de julio de 2009, la Corte Suprema de Perú condenó a Fujimori a otros 7 años y medio de cárcel al ser encontrado culpable de "peculado doloso, apropiación de fondos y falsedad ideológica en agravio del Estado". Fujimori admitió haber entregado 15 millones de dólares a su exasesor Vladimiro Montesinos de fondos del Tesoro Público, aunque alegó que lo hizo para evitar que Montesinos diera un golpe de Estado y que el dinero fue posteriormente devuelto. Sin embargo al no poder probar el origen del dinero devuelto (cuyos billetes eran de diferente denominación) y ante la aparente apatía de Fujimori en evitar la fuga de Montesinos, la Corte determinó que Fujimori cometió otros dos hechos punibles: facilitar la fuga de Montesinos y devolver una cantidad inexplicable. La Sala descartó de plano las dos atenuantes de la defensa: la restitución tardía del monto y el soborno a Vladimiro Montesinos para desactivar un supuesto complot.

El 30 de septiembre de 2009, fue sentenciado a seis años de prisión por los casos de interceptación telefónica, pago a congresistas y compra de la línea editorial de medios de comunicación durante su régimen;[77]​ el exgobernante fue encontrado culpable de los delitos contra la administración pública, peculado doloso en agravio del Estado, corrupción de funcionarios, cohecho activo genérico en agravio del Estado y contra la libertad, violación del secreto de las comunicaciones, interferencia o escucha telefónica. Así mismo, fue inhabilitado para ejercer cargo público alguno por dos años y disponer el pago de una reparación civil de 24 millones 60 mil 216 nuevos soles a favor del Estado. De igual manera, se ordenó que Fujimori abone tres millones de nuevos soles a cada uno de los 28 agraviados por el mismo concepto.

El 2 de enero de 2010, fue confirmada la sentencia a 25 años de prisión por violaciones de los derechos humanos.[123]

A pesar de todas las acusaciones y condena en su contra, el 59 % de los peruanos de las zonas urbanas se mostró a favor de un indulto según una encuesta publicada en octubre de 2012,[124]​ mientras que en otras realizadas al año siguiente el apoyo se reduce solo a un 40 %.

El 3 de mayo del 2016 el Tribunal Constitucional de Perú rechaza la nulidad de la condena de Alberto Fujimori.[125]​ Alberto Fujimori seguirá en condena por 25 años, que le fue impuesta por responsabilidad en las matanzas de Barrios Altos y La Cantuta.

El 20 de febrero de 2018 la Sala Penal Nacional resolvió que no aplica la resolución que otorgaba el derecho de gracia por razones humanitarias a Fujimori. Por ello el expresidente debía afrontar el proceso por el Caso Pativilca con comparecencia simple.[126]

Indulto[editar]

El 24 de diciembre de 2017 a las 18:00 horas el entonces presidente de la República Pedro Pablo Kuczynski anunció la aceptación del pedido de indulto humanitario para la libertad de Fujimori.[127]​ Sin embargo, el 3 de octubre de 2018 se determina que debe regresar a prisión para cumplir la totalidad de su pena.[128]​ Finalmente el día 23 de enero de 2019 tras estar 113 días internado en una clínica local es conducido al penal.

Proyecto de ley y posible arresto domiciliario[editar]

Además de una apelación, tras la anulación del indulto que otorgó Kuczynski, el bloque de Kenji Fujimori del Parlamento presentó un proyecto de ley con el que se buscó la liberación anticipada para reos mayores de 80 años. Yeni Vilcatoma presentaría un proyecto de ley que propone que los adultos mayores, de 65 a 75 años, que hayan completado un tercio de sus sentencias puedan cumplir arresto domiciliario.[129]​ El 12 de octubre de 2018 la mayoría fujimorista de Fuerza Popular en el Congreso peruano, de oposición al Gobierno de Martín Vizcarra, aprobó el proyecto.[130][131]

Retorno a prisión[editar]

El 23 de enero de 2019, Fujimori fue trasladado nuevamente al penal Barbadillo, en el distrito de Ate, lugar en el que estuvo internado de 2007 a 2017 cumpliendo su condena antes de ser indultado. El expresidente recibió el alta de la Clínica Centenario luego de que una junta médica del Instituto de Medicina Legal lo evaluara y determinara que está estable y que puede recibir tratamiento para sus dolencias.[132]

Intento de restitución del indulto de 2017[editar]

El 17 de marzo de 2022, fue liberado de su condena gracias al habeas corpus que presentó el abogado Gregorio Parco Alarcón y declarado fundado por el Tribunal Constitucional (TC).[133]​ref name=":8">CORREO, NOTICIAS (18 de marzo de 2022). «Alberto Fujimori | Abogado que presentó hábeas corpus: Juez penal no podía anular resolución de indulto | Gregorio Parco RMMN | POLITICA». Correo. Consultado el 23 de marzo de 2022. </ref> En el peritorio del TC se menciona:

1. El objeto de la demanda es que se declare nula la Resolución 10, de fecha 3 de octubre de 2018, expedida por el Juzgado Supremo de Investigación Preparatoria (Control de Convencionalidad) (f. 3), mediante la cual se declaró que carece de efectos jurídicos, el indulto por razones humanitarias otorgado a Alberto Fujimori Fujimori (Expediente 00006-2001-4-5001-SU-PE-01), y como consecuencia de ello, se disponga su inmediata libertad. Se alega la vulneración de los derechos a la libertad personal y a no ser sometido a tortura o tratos inhumanos o humillantes. ㅤ
Tribunal Constitucional, basado en el texto peritorio de Gregorio Fernando Parco Alarcón.

Tres de los magistrados del TC, Ernesto Blume, José Luis Sardón y Augusto Ferrero Costa, votaron por declarar fundado el recurso de habeas corpus a favor de Fujimori. Otros tres de los magistrados se opusieron al indulto: Marianella Ledesma, Eloy Espinosa-Saldaña y Manuel Miranda. En su calidad de presidente del TC Augusto Ferrero ejerció el voto dirimente.[134]​ El Tribunal Constitucional, con esa decisión, resolvió:

1. Declarar FUNDADA la demanda de habeas corpus.

2. Declarar NULAS la Resolución 10, de fecha 3 de octubre de 2018; la Resolución 46, de fecha 13 de febrero de 2019 y la Resolución 48, de fecha 13 de febrero de 2018, por encontrarse viciadas de incompetencia y vulnerar la debida motivación.

3. Restituir los efectos de la Resolución Suprema 281-2017-JUS, del 24 de diciembre de 2017.

4. Disponer la libertad inmediata del favorecido, Alberto Fujimori Fujimori.

Tribunal Constitucional

El indulto ha sido cuestionado por un grupo de expertos de la Organización de las Naciones Unidas en derechos humanos, el César Landa, ministro de Relaciones Exteriores y expresidente del Tribunal Constitucional de Perú durante 2006 y 2008, el abogado Carlos Rivera, defensor legal de las víctimas de masacre de La Cantuta y masacre de Barrios Altos.[135][136]​ A esto se añadió la falta de una disculpa pública hacia las víctimas.[nota 2]​ El 30 de marzo de 2022 la Corte Interamericana de Derechos Humanos (Corte IDH) solicitó al Gobierno de Pedro Castillo la suspensión de la sentencia del TC.[142][143]

Liberación[editar]

El 6 de diciembre del 2023, por disposición de una orden del Tribunal Constitucional del Perú emitida el día anterior, salió del penal Barbadillo, donde se va a quedar en el domicilio de su hija, Keiko Fujimori.[144]​ El sistema penitenciario, a cargo del Poder Ejecutivo, decidió acatar la decisión del tribunal interno a pesar de haber sido notificado de una orden de «no implementar» emitida la misma noche del 5 de diciembre por el presidente de la Corte Interamericana de Derechos Humanos.[145]​ En enero de 2024, un juez le prohibió salir de Perú por 9 meses.[146]

Luego de su excarcelación, Alberto Fujimori retomó sus actividades habituales. El exprocurador Julio Arbizu expresó su preocupación, al considerar que su comportamiento no corresponde al esperado de un paciente en fase terminal, a pesar del pedido de su defensa para que se le otorguen los beneficios correspondientes.[147]​ El periodista Marco Sifuentes compartió una foto donde aparece Fujimori sin cánula nasal ni balón de oxígeno, elementos que solía llevar en los juicios penales para justificar su estado de salud.[148]

Sentencias condenatorias recibidas[editar]

Fue condenado por diversos delitos por el Poder Judicial del Perú. Inicialmente, Fujimori fue hallado culpable de allanamiento ilegal de morada en la vivienda de Trinidad Becerra, esposa de Vladimiro Montesinos, y condenado a seis años de privación de libertad. Luego, el 7 de abril de 2009, fue condenado a 25 años de prisión por su responsabilidad en los delitos de asesinato con alevosía, secuestro agravado y lesiones graves tras ser hallado culpable intelectual de las matanzas de Barrios Altos, en 1991, y La Cantuta, en 1992, cometidas por un escuadrón del ejército conocido como el Grupo Colina, así como del secuestro de un empresario y un periodista.[149]​ Fujimori apeló la sentencia,[150]​ pero fue ratificada en enero del 2010. Finalmente, el 20 de julio de 2009, Fujimori fue condenado a otros siete años y medio de cárcel al ser hallado culpable de peculado doloso, apropiación de fondos públicos y falsedad ideológica en agravio del Estado.

Ha recibido en total cinco condenas, una de las cuales fue anulada por la Corte Suprema:[151][152][153][16][154][155][156]

Fecha Cargos Hechos Condena
11/12/2007 Usurpación de funciones (allanamiento ilegal) En noviembre de 2000 Alberto Fujimori supervisó personalmente el allanamiento de la casa de Trinidad Becerra, exesposa de Vladimiro Montesinos, principal asesor del gobierno. 6 años
07/04/2009 Homicidio calificado, lesiones graves y secuestro agravado[157] Se confirmó a Fujimori como autor mediato de homicidio calificado con alevosía, lesiones graves y secuestro agravado correspondientes a los casos de las matanzas de La Cantuta, Barrios Altos, y el secuestro al periodista Gustavo Gorriti y al empresario Samuel Dyer Ampudia. 25 años
20/07/2009 Peculado doloso por apropiación y falsedad ideológica en agravio del Estado.[158] Fujimori fue sentenciado por pagar una Compensación por Tiempo de Servicios (CTS) ilegal de 15 millones de dólares a su exasesor Vladimiro Montesinos. 7.5 años
30/09/2009 Peculado doloso (mal uso de fondos públicos), violación del secreto de las comunicaciones (espionaje telefónico) y cohecho activo (corrupción de funcionarios) Espionaje telefónico, la compra de medios de comunicación en el 2000 y la compra de congresistas tránsfugas. 6 años
16/08/2016 Peculado La Sala Penal Permanente de la Corte Suprema presidida por el juez de corte fujimorista, Javier Villa Stein, decidió absolver de responsabilidad y anular la condena del expresidente Alberto Fujimori por el caso del desvío de fondos públicos para el financiamiento de medios de prensa dedicados a la difamación de opositores y periodistas. Anulada

Fue indultado y liberado de la cárcel el 6 de diciembre del 2023 a las 6:30 p. m., luego de más de 15 años de prisión.

Documentales[editar]

  • Desde principios del año 2000, un equipo de producción de la cadena Biography Channel llegó a Perú y realizó una serie de entrevistas a diversos personajes cercanos y estudiosos del régimen de Fujimori, entre los que se encontraba Chema Salcedo, Luis Jochamowitz, Juan Carlos Hurtado Miller, y el mismo presidente Fujimori, para realizar un recuento de su gobierno. El documental Alberto Fujimori. Tsunami Fujimori fue estrenado el 26 de mayo de 2002.
  • En 2005, Ellen Perry publicó el documental The Fall of Fujimori (La caída de Fujimori), que fue estrenado a nivel nacional en el Perú y a nivel internacional en todo el mundo. Tuvo un gran éxito de crítica y fue aclamado a nivel mundial, y recibió una calificación de "Fresco" del 92 % en Rotten Tomatoes.
  • En mayo del 2016 la productora audiovisual Bergman was right Films estrenó de forma gratuita el documental Su nombre es Fujimori, del director Fernando Vílchez, que muestra una retrospectiva del Fujimorato.[159][160]​ El estreno fue parte de la campaña opositora al fujimorismo durante las Elecciones Generales de 2016.

En la ficción[editar]

En la película estadounidense de 1999 Pánico en la embajada, que se basa en la crisis de rehenes de la embajada japonesa de 1996, Robert Ito interpreta a Fujimori, pero bajo el nombre de Presidente Fujimoro.[160]

También aparece como personaje en las películas basadas en hechos reales de Francisco Lombardi Ojos que no ven y Mariposa negra.[160]

Cargos ocupados[editar]


Predecesor:

Rector UNALM
Rector de la Universidad Agraria La Molina
1984 a 1989
Sucesor:

Alfonso Flores Mere
Rector UNALM
Predecesor:
Manuel Zevallos Vera
Presidente ANR
Presidente de la Asamblea Nacional de Rectores
1987 a 1989
Sucesor:
Carlos Chirinos Villanueva
Presidente ANR

Véase también[editar]

Notas[editar]

  1. El nombre completo que figura en el Padrón Electoral de Perú,[35]​ se puede confirmar en el sitio web del Registro Nacional de Identificación y Estado Civil con su DNI n.º 10553955. Según La República,[36]​ cambió su fecha y nombre de nacimiento en su exilio en Japón, por Kenya Fujimori (フジモリ ケンヤ Fujimori Ken'ya?).[37][38]
  2. Si bien intentó mostrar su arrepentimiento en el juicio de 2007,[137]​ que se repitió en 2017 con la participación de su hijo Kenji,[138]​ hasta su excarcelación en 2023 el mandatario no ha realizado actos concretos de perdón público, pago de una reparación civil y ayuda para identificar a las víctimas, entre otros, que pudieran sustentar su solicitud de indulto ante la Corte Interamericana de Derechos Humanos.[139][140][141]

Referencias[editar]

  1. «Evidence suggests that Montesinos not only cleared Fujimori of tax-evasion charges but also forged his Peruvian birth certificate». (Stone, Alex (2002). «A wayward path: The failure of US policy in Peru». Harvard International Review (en inglés) 23 (4): 45-49. 
  2. «Fujimori sacó DNI con fecha falsa sobre su nacimiento». La República. 7 de marzo de 2023. Consultado el 4 de enero de 2024. 
  3. Según su certificado de nacimiento peruano, su nombre completo es Alberto Fujimori Fujimori y que nació el 28 de julio en el distrito de Miraflores. Sin embargo, según la Harvard International Review, existen pruebas de que Vladimiro Montesinos lo falsificó.[1]
    Para presentar la fecha y el lugar de nacimiento en este artículo sólo se tuvo en cuenta el koseki (registro familiar japonés) y el Padrón Electoral.[2]
    • «The coup of April 5, 1992, carried out by high-ranking military felons who used the President of the Republic himself as their figurehead, had as one of its stated objectives a guaranteed free hand for the armed forces in the anti-subversion campaign, the same armed forces for whom the democratic system – a critical Congress, an independent judiciary, a free press – constituted an intolerable obstacle».
    (Llosa, Mario Vargas [27 de marzo de 1994]. «Ideas & Trends: In His Words; Unmasking the Killers in Peru Won't Bring Democracy Back to Life». The New York Times [en inglés]. ISSN 0362-4331. Consultado el 24 de marzo de 2023).

    • «Mr Montesinos [...] and his military faction, [...] for the moment, has chosen to keep Mr Fujimori as its civilian figurehead».
    (Keller, Paul [26 de octubre de 2000]. «Fujimori in OAS talks Peru crisis uncertainty deepens after return of ex-spy chief» [en inglés]. Financial Times).

    • «Lester: Though few questioned it, Montesinos was a novel choice. Peru's army had banished him for selling secrets to America's CIA, but he'd prospered as a defence lawyer – for accused drug traffickers. [...]
    Lester: Did Fujmori control Montesinos or did Montesinos control Fujimori?
    Shifter: As information comes out, it seems increasingly clear that Montesinos was the power in Peru».
    («Spymaster» [en inglés]. Australian Broadcasting Corporation. Agosto de 2002. Consultado el 29 de marzo de 2023).

    • «Alberto Fujimori, [...] as later events would seem to confirm—merely the figurehead of a regime governed for all practical purposes by the Intelligence Service and the leadership of the armed forces».
    («The crisis of democratic governance in the Andes» [PDF]. Woodrow Wilson International Center for Scholars [en inglés]. 2001. Consultado el 25 de marzo de 2023).
  4. «Fujimori became a kind of, well, a figurehead». («Questions And Answers: Mario Vargas Llosa». Newsweek (en inglés). 9 de enero de 2001. Consultado el 25 de marzo de 2023. )
  5. Bibliografía en español:
    • «El expresidente y exdictador, Alberto Fujimori, se encuentra recluido...».
    (Esparza, Carlos Gamero (15 de septiembre de 2008). «Fujimori. La lucha por la defensa de los derechos humanos en la historia reciente del Perú». Vivat Academia: 20-170. ISSN 1575-2844. doi:10.15178/va.2008.98.20-170. Consultado el 3 de enero de 2024. )

    Bibliografía en inglés:
    • «Peru's vibrant human rights community, which fought tirelessly to confront impunity, end the Fujimori dictatorship».
    (Burt, Jo-Marie; Youngers, Coletta A. (2010). «Peruvian precedent: the Fujimori conviction and the ongoing struggle for justice». NACLA Report on the Americas 43 (2): 6. S2CID 157981443. doi:10.1080/10714839.2010.11722203. )
    • «The Inter-American Court of Human Rights ordered Peru to review the presidential pardon granted to former president and dictator Alberto Fujimori».
    (Contesse, Jorge (julio de 2019). «Inter-American Court of Human Rights – presidential pardon – anti-impunity – conventionality control». American Journal of International Law 113 (3): 568. S2CID 199175644. doi:10.1017/ajil.2019.28. )
    • «... the dictator Fujimori fled...».
    (Dzero, Irina (verano del 2016). «La fiesta del Chivo, novel and film: on the transition to democracy in Latin America». Latin American Research Review 51 (3): 85-100. S2CID 152210483. doi:10.1353/lar.2016.0035. )
    • «Fujimori's rule as a dictator lasted for nearly ten years».
    (Brickner, Rachel K. (2006). «Assessing Fujimori's Peru». Georgetown Journal of International Affairs 7 (2): 160. )
    • «... in Peru the first dictatorial support party was created by General Manuel Odria [...] and the second completely different one by President Alberto Fujimori».
    (Frantz, Erica; Geddes, Barbara (abril de 2016). «The legacy of dictatorship for democratic parties in Latin America». Journal of Politics in Latin America (German Institute for Global and Area Studies) 8 (1): 3-32. S2CID 55466885. doi:10.1177/1866802X1600800101. )
    • «... former Peruvian dictator Alberto Fujimori often dressed as a samurai and as an Inca as part of his campaign publicity».
    (Lesser, Jeffrey; Hu-DeHart, Evelyn; Lopez-Calvo, Ignacio (otoño de 2017). «Why Asia and Latin America?». Verge: Studies in Global Asias 3 (2): 1. S2CID 166028670. doi:10.5749/vergstudglobasia.3.2.0001. )
  6. «Fujimori secures Japanese haven». BBC News (en inglés británico). 12 de diciembre de 2000. Consultado el 3 de enero de 2024. 
    • Rospigliosi, Fernando (1996). Las Fuerzas Armadas y el 5 de abril: la percepción de la amenaza subversiva como una motivación golpista. Lima, Perú: Instituto de Estudios Peruanos. pp. 46-47. 
    • «A government plan, developed by the Peruvian army between 1989 and 1990s to deal with the Shining Path insurrection, later known as the 'Green Plan' [Plan Verde], whose [unpublished] text expresses in explicit terms a genocidal intention».
    (Gaussens, Pierre (2020). «The forced serilization of indigenous population in Mexico in the 1990s». Canadian Journal of Bioethics 3 (3): 180+. S2CID 234586692. doi:10.7202/1073797ar. )
    • «The plan called for the dissolution of Peru's civilian government, military control over the state, and total elimination of armed opposition groups. The plan, developed in a series of documents known as the "Plan Verde," outlined a strategy for carrying out a military coup in which the armed forces would govern for 15 to 20 years and radically restructure state-society relations along neoliberal lines».
    (Burt, Jo-Marie (septiembre-octubre de 1998). «Unsettled accounts: militarization and memory in postwar Peru». NACLA Report on the Americas (Taylor & Francis) 32 (2): 35-41. doi:10.1080/10714839.1998.11725657. )
    • «The project was known as 'Plan Verde', the Green Plan, [...] Fujimori essentially adopted the Green Plan and the military became a partner in the regime. [...] The self-coup, of April 5, 1992, dissolved the Congress and the country's constitution and allowed for the implementation of the most important components of the Green Plan».
    (Schulte-Bockholt, Alfredo (2006). «Chapter 5: Elites, Cocaine, and Power in Colombia and Peru». The politics of organized crime and the organized crime of politics: a study in criminal power. Lexington Books. pp. 114-118. ISBN 978-0-7391-1358-5. )
  7. Mauceri, Philip (1995). «State Reform, Coalitions, and The Neoliberal Autogolpe in Peru». Latin American Research Review (en inglés) 30 (1): 7-37. ISSN 0023-8791. doi:10.1017/S0023879100017155. Consultado el 3 de enero de 2024. 
  8. «A principal diferença entre o fujimorismo de Alberto Fujimori (1990-2000) e o fujimorismo sem Fujimori (2006-2021) é que o primeiro é pragmático, enquanto o segundo é ideológico, na medida em que faz da memória uma ideologia quase dogmática, que constrói um culto em torno da figura heroica de Fujimori e destrói qualquer tentativa de questioná-la». (Villalba, Fernando Velásquez (2022). «A Totalidade Neoliberal-Fujimorista: Estigmatização E Colonialidade No Peru Contemporâneo». Revista Brasileira de Ciências Sociais (en portugués) 37 (109). ISSN 1806-9053. doi:10.1590/3710906/2022. Consultado el 3 de enero de 2024. )
  9. Ramírez Varela, Lilia; Silva del Carpio, Cruz Lisset (2007). Balance del subsistema anticorrupción a seis años de su creación (2000-2006). Consorcio Justicia Viva. ISBN 978-9972-2862-8-5. OCLC 618512541. Depósito legal: 2007-07922. Archivado desde el original el 4 de julio de 2016. Consultado el 3 de enero de 2022. 
  10. «Chile autoriza la extradición de Fujimori a Perú». El País. 21 de septiembre de 2007. ISSN 1134-6582. Consultado el 3 de enero de 2024. 
  11. «Fujimori llega a Lima para ser procesado por delitos de lesa humanidad y corrupción». El Mundo. 23 de septiembre de 2007. Consultado el 3 de enero de 2024. 
  12. «Alberto Fujimori, condenado a 25 años de cárcel por delitos contra los derechos humanos». El País. 7 de abril de 2009. ISSN 1134-6582. Consultado el 3 de enero de 2024. 
  13. a b c d «Alberto Fujimori: Todas las condenas que recibió». larepublica.pe. 8 de enero de 2015. Archivado desde el original el 14 de junio de 2017. Consultado el 5 de junio de 2017. 
  14. «Alberto Fujimori - 2015-01-30 - The World's All-Time Most Corrupt Leaders». Forbes (en inglés). Consultado el 20 de febrero de 2024. 
  15. Informe Global de la Corrupción 2004 (en inglés). Transparencia Internacional. ISBN 978-1-84964-311-5. Consultado el 3 de enero de 2024. 
  16. Yan, Euan McKirdy,Holly (26 de diciembre de 2017). «Peru's ex-leader Fujimori asks for forgiveness amid heated protests». CNN (en inglés). Consultado el 3 de enero de 2024. 
  17. «Tribunal de Perú rechaza recurso judicial para excarcelar a expresidente Fujimori». France 24. 21 de noviembre de 2019. Consultado el 3 de enero de 2024. 
  18. «La Corte Suprema de Perú anula el indulto al expresidente Alberto Fujimori y ordena su captura». BBC News Mundo. Consultado el 3 de enero de 2024. 
  19. Cubbin, Ricardo Mc. (5 de diciembre de 2023). «TC decidió excarcelar a Alberto Fujimori: el expediente del indulto recibido antes de decisión». Infobae. Consultado el 3 de enero de 2024. 
  20. «TC ordena liberación de Alberto Fujimori». El Peruano. Consultado el 3 de enero de 2024. 
  21. Buscando la cuna de Fujimori Archivado el 30 de mayo de 2011 en Wayback Machine., en Caretas, Revista política.
  22. Relea, Francesc (2 de agosto de 1997). «Nueva polémica en Perú por la fecha de nacimiento del presidente Fujimori». El País. ISSN 1134-6582. Consultado el 9 de septiembre de 2023. «El semanal peruano Caretas publicó el reportaje en el que mostraba la partida de nacimiento del presidente peruano en la parroquia de Santa Ana de Lima, con un borrón en el apartado referente al lugar de nacimiento, y que dio lugar a que se cuestionase que Fujimori nació en Perú. » 
  23. El Ex ciudadano Fujimori Archivado el 25 de octubre de 2007 en Wayback Machine., Caretas, 1-12-2000. Que el expresidente Alberto Fujimori nació en el Perú está ahora probado, incluso por el hecho de que el consulado de Japón en Lima informara de ese hecho ocurrido en Lima al ministerio de Relaciones Exteriores de su país.
  24. Castillo, Maria Elena (20 de junio de 2001). «El viaje de Naoichi y Mutsue en el Boyuko Maru». La República. Archivado desde el original el 17 de enero de 2005. Consultado el 9 de septiembre de 2023. 
  25. «Famous people who majored in mathematics». www.math.rochester.edu. Archivado desde el original el 29 de abril de 2007. Consultado el 16 de mayo de 2016. 
  26. García, Doris (19 de abril de 2001). «Concertando a Fujimori». Caretas. Archivado desde el original el 23 de abril de 2019. Consultado el 23 de abril de 2019. 
  27. Murakami, Yusuke (2012). Perú en la era del chino: la política no institucionalizada y el pueblo en busca de un salvador. Ideología y Política (Segunda edición revisada y actualizada). Instituto de Estudios Peruanos. p. 186. ISBN 978-9972-51-345-9. Consultado el 27 de septiembre de 2023. «Por otro lado, por un año y medio y a partir de 1987, Fujimori presidió el programa político televisivo “Concertando” en el canal del Estado. Su desempeño consistió en moderar las discusiones que se hacían en cada programa entre los invitados, políticos o especialistas. Estos debates giraban en torno de temas de interés nacional como la deuda externa, las inundaciones, la agricultura, etc. Según Fujimori, esta experiencia de moderar en el programa televisivo le sirvió para formar su estilo de tener un juicio propio después de escuchar las opiniones de especialistas, así como utilizar estos debates para adquirir conocimientos especializados. Además, gracias a este programa televisivo llegó a ser conocido en las provincias (Fujimori 1999: N.° 11). Su prestigio llegó a ser tal que en 1988 el entonces presidente García propuso a Fujimori la cartera de Agricultura, pero este no la aceptó. Para entonces, el rector ya consideraba la posibilidad de presentar su candidatura en las elecciones de 1990 ». 
  28. «Una investigación asegura que Fujimori es japonés». www.lanacion.com.ar. 25 de julio de 1997. Consultado el 1 de noviembre de 2019. 
  29. Susana Higuchi. «FUJIMORI SE DIO UNA LEY PARA CONSERVAR SU NACIONALIDAD NIPONA». El padre lo inscribió el 2 de agosto de 1938 ante el consulado del Japón en el Perú. "koseki", registro familiar japonés, especie de partida de nacimiento. 
  30. «Fujimori es japonés desde que nació». ABC. 1 de mayo de 2001. Archivado desde el original el 14 de octubre de 2022. «Fujimori no tuvo que esperar un año y medio para acceder a la nacionalidad japonesa —como la mayoría de los niseis que la solicitan—, porque la tenía desde que nació y sólo hubo que reconocérsela. » 
  31. Valenzuela, Cecilia (12 de diciembre de 2000). «SE RESOLVIÓ EL MISTERIO, FUJIMORI ES JAPONÉS». imediaperu.com. ISSN 1609-9567. Archivado desde el original el 3 de marzo de 2001. Consultado el 3 de abril de 2022. 
  32. «Datos generales: Alberto Fujimori». INFOgob. Lima: Jurado Nacional de Elecciones. Archivado desde el original el 25 de abril de 2012. Consultado el 30 de marzo de 2015. 
  33. Páez, Ángel (6 de julio de 2005). «Fujimori sacó DNI con fecha falsa sobre su nacimiento». La República. Política. Lima: Grupo La República Digital. Archivado desde el original el 2 de abril de 2015. Consultado el 30 de marzo de 2015. 
  34. Páez, Ángel (11 de julio de 2005). «Orden de captura de Interpol tiene datos falsos de Fujimori». La República. Política. Grupo La República Digital. Archivado desde el original el 2 de abril de 2015. Consultado el 30 de marzo de 2015. 
  35. «Fujimori inicia campaña al Senado en Japón». ubc.ca. EFE. 12 de julio de 2007. Consultado el 3 de noviembre de 2013. 
  36. «El Koseki de Kenya fujimori». 
  37. «En la cuna de Fujimori VIAJE a la aldea japonesa donde viven sus parientes». 
  38. «Inscripción en el Registro de Familia y Nacionalidad Japonesa». I. Registro de Nacimiento II. Notificación de Reserva de la Nacionalidad Japonesa III. Elección de la Nacionalidad. Consultado el 22 de diciembre de 2020. 
  39. «Cómo obtener la nacionalidad japonesa, paso a paso.». 09/11/2016. p. Este requisito de la opción de la nacionalidad no se aplica a las personas nacidas antes del 1 de enero de 1985, ya que esta ley entró en vigor en esa fecha. Consultado el 22 de diciembre de 2020. 
  40. Rospigliosi, Fernando (1996). Las Fuerzas Armadas y el 5 de abril: la percepción de la amenaza subversiva como una motivación golpista. Lima, Peru: Instituto de Estudios Peruanos. pp. 46-47. 
  41. a b Gaussens, Pierre (2020). «The forced serilization of indigenous population in Mexico in the 1990s». Canadian Journal of Bioethics 3 (3): 180+. S2CID 234586692. doi:10.7202/1073797ar. «a government plan, developed by the Peruvian army between 1989 and 1990s to deal with the Shining Path insurrection, later known as the 'Green Plan', whose (unpublished) text expresses in explicit terms a genocidal intention ». 
  42. Burt, Jo-Marie (September–October 1998). «Unsettled accounts: militarization and memory in postwar Peru». NACLA Report on the Americas (Taylor & Francis) 32 (2): 35-41. doi:10.1080/10714839.1998.11725657. «the military's growing frustration over the limitations placed upon its counterinsurgency operations by democratic institutions, coupled with the growing inability of civilian politicians to deal with the spiraling economic crisis and the expansion of the Shining Path, prompted a group of military officers to devise a coup plan in the late 1980s. The plan called for the dissolution of Peru's civilian government, military control over the state, and total elimination of armed opposition groups. The plan, developed in a series of documents known as the "Plan Verde," outlined a strategy for carrying out a military coup in which the armed forces would govern for 15 to 20 years and radically restructure state-society relations along neoliberal lines. » 
  43. a b Avilés, William (2009). «Despite insurgency: reducing military prerogatives in Colombia and Peru». Latin American politics and society (en inglés) (Cambridge University Press) 51 (1): 57-85. ISSN 1531-426X. doi:10.1111/j.1548-2456.2009.00040.x. Consultado el 10 de diciembre de 2022. 
  44. a b Rospigliosi, Fernando (1996). Las Fuerzas Armadas y el 5 de abril: la percepción de la amenaza subversiva como una motivación golpista (PDF). Lima, Perú: Instituto de Estudios Peruanos. pp. 28-40. 
  45. «Fujimori: auge y caída». BBC Mundo.com. Consultado el 15 de noviembre de 2013. 
  46. «El Super Shock». Revista Semana. 1990. 
  47. «ELECCIONES GENERALES 1990 - Nacional (Presidente)». Oficina Nacional de procesos electorales de Peru. junio de 1990. 
  48. Pinchetti, Francisco Ortiz (14 de abril de 1990). «La frugalidad de “Cambio 90” y el derroche de Fredemo». Proceso. Archivado desde el original el 20 de septiembre de 2018. Consultado el 10 de diciembre de 2022. 
  49. «Resultados electorales: 1980-2006 (Presidente)/Elecciones Presidenciales 1990: Segunda Vuelta – Resultado Nacional». Perupolitico.com. ONPE 2006. 
  50. Gouge, Thomas (2003). Exodus from Capitalism : the end of inflation and debt. iUniverse, Inc. p. 363. ISBN 9780595265657. OCLC 62126709. Consultado el 10 de diciembre de 2022. 
  51. Schulte-Bockholt, Alfredo (2006). «Chapter 5: elites, cocaine, and power in Colombia and Peru». The politics of organized crime and the organized crime of politics: a study in criminal power (en inglés). Lexington Books. pp. 114-118. ISBN 0-7391-0869-7. OCLC 61704781. Consultado el 10 de diciembre de 2022. «[trad.]... importantes miembros de la oficialidad, en particular dentro del ejército, habían contemplado la posibilidad de un golpe militar y la instauración de un régimen autoritario o de la llamada democracia dirigida. El proyecto era conocido como "Plan Verde". [...] Fujimori adoptó esencialmente el "Plan Verde", y los militares se convirtieron en socios del régimen. [...] El autogolpe del 5 de abril de 1992 disolvió el Congreso y la Constitución del país y permitió implementar los componentes más importantes del Plan Verde ». 
  52. «La situación macroeconómica » «ESTABILIZACIÓN Y CRECIMIENTO EN El PERÚ». Carlos Paredes. 1991. p. 29. 
  53. Carol Stokes, Susan. Public Support for Market Reforms in New Democracies. 2001, page 163.
  54. a b Manzetti, Luigi. Privatization South American Style. 1999, page 235.
  55. Bibliografía en español: «El expresidente y exdictador, Alberto Fujimori, se encuentra recluido...». (Esparza, Carlos Gamero (15 de septiembre de 2008). «Fujimori. La lucha por la defensa de los derechos humanos en la historia reciente del Perú». Vivat Academia: 20-170. ISSN 1575-2844. doi:10.15178/va.2008.98.20-170. Consultado el 3 de enero de 2024. ) Lozano, Daniel (6 de diciembre de 2023). «Perú libera a Alberto Fujimori, el mayor dictador de su historia». El Mundo. Consultado el 3 de enero de 2024.  Noriega, Carlos (14 de diciembre de 2023). «La liberación de Alberto Fujimori aviva la indignación de los afectados por los crímenes de la dictadura​». Público. Consultado el 3 de enero de 2024.  «Uno por uno, los crímenes cometidos por Alberto Fujimori, quien podría ser liberado hoy». El Observador. Consultado el 3 de enero de 2024. «El Tribunal Constitucional de Perú ordenó el martes la liberación del dictador Alberto Fujimori [...] ».  Vega, Inés Santaeulalia (9 de diciembre de 2022). «La noche en la que Castillo durmió con Fujimori». El País. Consultado el 3 de enero de 2024. 
    Bibliografía en inglés:

    «Peru's vibrant human rights community, which fought tirelessly to confront impunity, end the Fujimori dictatorship».

    (Burt, Jo-Marie; Youngers, Coletta A. (2010). «Peruvian precedent: the Fujimori conviction and the ongoing struggle for justice». NACLA Report on the Americas 43 (2): 6. S2CID 157981443. doi:10.1080/10714839.2010.11722203. )

    «The Inter-American Court of Human Rights ordered Peru to review the presidential pardon granted to former president and dictator Alberto Fujimori».

    (Contesse, Jorge (julio de 2019). «Inter-American Court of Human Rights – presidential pardon – anti-impunity – conventionality control». American Journal of International Law 113 (3): 568. S2CID 199175644. doi:10.1017/ajil.2019.28. )

    «... the dictator Fujimori fled...».

    (Dzero, Irina (verano del 2016). «La fiesta del Chivo, novel and film: on the transition to democracy in Latin America». Latin American Research Review 51 (3): 85-100. S2CID 152210483. doi:10.1353/lar.2016.0035. )

    «Fujimori's rule as a dictator lasted for nearly ten years».

    (Brickner, Rachel K. (2006). «Assessing Fujimori's Peru». Georgetown Journal of International Affairs 7 (2): 160. )

    «... in Peru the first dictatorial support party was created by General Manuel Odria [...] and the second completely different one by President Alberto Fujimori».

    (Frantz, Erica; Geddes, Barbara (abril de 2016). «The legacy of dictatorship for democratic parties in Latin America». Journal of Politics in Latin America (German Institute for Global and Area Studies) 8 (1): 3-32. S2CID 55466885. doi:10.1177/1866802X1600800101. )

    «... former Peruvian dictator Alberto Fujimori often dressed as a samurai and as an Inca as part of his campaign publicity».

    (Lesser, Jeffrey; Hu-DeHart, Evelyn; Lopez-Calvo, Ignacio (otoño de 2017). «Why Asia and Latin America?». Verge: Studies in Global Asias 3 (2): 1. S2CID 166028670. doi:10.5749/vergstudglobasia.3.2.0001. )

    Collyns, Dan (3 de junio de 2021). «Leftist teacher takes on dictator's daughter as Peru picks new president». The Guardian. Consultado el 6 de junio de 2021. 

  56. «Fujimorismo: Privatización fue remate de las empresas». La República. Archivado desde el original el 3 de marzo de 2017. Consultado el 2 de marzo de 2017. 
  57. Bibliografía en español: «El expresidente y exdictador, Alberto Fujimori, se encuentra recluido...». (Esparza, Carlos Gamero (15 de septiembre de 2008). «Fujimori. La lucha por la defensa de los derechos humanos en la historia reciente del Perú». Vivat Academia: 20-170. ISSN 1575-2844. doi:10.15178/va.2008.98.20-170. Consultado el 3 de enero de 2024. ) Lozano, Daniel (6 de diciembre de 2023). «Perú libera a Alberto Fujimori, el mayor dictador de su historia». El Mundo. Consultado el 3 de enero de 2024.  Noriega, Carlos (14 de diciembre de 2023). «La liberación de Alberto Fujimori aviva la indignación de los afectados por los crímenes de la dictadura​». Público. Consultado el 3 de enero de 2024.  «Uno por uno, los crímenes cometidos por Alberto Fujimori, quien podría ser liberado hoy». El Observador. Consultado el 3 de enero de 2024. «El Tribunal Constitucional de Perú ordenó el martes la liberación del dictador Alberto Fujimori [...] ».  Vega, Inés Santaeulalia (9 de diciembre de 2022). «La noche en la que Castillo durmió con Fujimori». El País. Consultado el 3 de enero de 2024. 
    Bibliografía en inglés:

    «Peru's vibrant human rights community, which fought tirelessly to confront impunity, end the Fujimori dictatorship».

    (Burt, Jo-Marie; Youngers, Coletta A. (2010). «Peruvian precedent: the Fujimori conviction and the ongoing struggle for justice». NACLA Report on the Americas 43 (2): 6. S2CID 157981443. doi:10.1080/10714839.2010.11722203. )

    «The Inter-American Court of Human Rights ordered Peru to review the presidential pardon granted to former president and dictator Alberto Fujimori».

    (Contesse, Jorge (julio de 2019). «Inter-American Court of Human Rights – presidential pardon – anti-impunity – conventionality control». American Journal of International Law 113 (3): 568. S2CID 199175644. doi:10.1017/ajil.2019.28. )

    «... the dictator Fujimori fled...».

    (Dzero, Irina (verano del 2016). «La fiesta del Chivo, novel and film: on the transition to democracy in Latin America». Latin American Research Review 51 (3): 85-100. S2CID 152210483. doi:10.1353/lar.2016.0035. )

    «Fujimori's rule as a dictator lasted for nearly ten years».

    (Brickner, Rachel K. (2006). «Assessing Fujimori's Peru». Georgetown Journal of International Affairs 7 (2): 160. )

    «... in Peru the first dictatorial support party was created by General Manuel Odria [...] and the second completely different one by President Alberto Fujimori».

    (Frantz, Erica; Geddes, Barbara (abril de 2016). «The legacy of dictatorship for democratic parties in Latin America». Journal of Politics in Latin America (German Institute for Global and Area Studies) 8 (1): 3-32. S2CID 55466885. doi:10.1177/1866802X1600800101. )

    «... former Peruvian dictator Alberto Fujimori often dressed as a samurai and as an Inca as part of his campaign publicity».

    (Lesser, Jeffrey; Hu-DeHart, Evelyn; Lopez-Calvo, Ignacio (otoño de 2017). «Why Asia and Latin America?». Verge: Studies in Global Asias 3 (2): 1. S2CID 166028670. doi:10.5749/vergstudglobasia.3.2.0001. )

    Collyns, Dan (3 de junio de 2021). «Leftist teacher takes on dictator's daughter as Peru picks new president». The Guardian. Consultado el 6 de junio de 2021. 

  58. Mitrovic, Mijail (30 de diciembre de 2021). «At the fabric of history: Peru's political struggle under (and against) the pandemic». Dialectical Anthropology 45 (4): 431-446. PMC 8716181. PMID 34980936. doi:10.1007/s10624-021-09634-5. 
  59. https://www.lexpress.fr/informations/perou-les-rates-du-systeme-fujimori_620403.html
  60. «Suharto tops corruption rankings». BBC News (en inglés británico). 25 de marzo de 2004. Consultado el 24 de abril de 2022. 
  61. S.A.P, El Mercurio (8 de abril de 2010). «Revelan en Perú que US$6 mil millones desaparecieron durante gobierno de Fujimori». Emol. Consultado el 9 de septiembre de 2023. 
  62. Revista GENTE, 15 de enero de 1992
  63. «Alberto Fujimori impidió la captura de Abimael Guzmán - YouTube». 
  64. Base de Datos Políticos de las Américas. (2001) Perú: Resultados del Referéndum Constitucional. (25 de septiembre de 2001)
  65. CVR, Comisión de la Verdad y Reconciliación (2003). «Conclusiones Generales». CVR. Consultado el 6 de agosto de 2016. 
  66. Ley N°26479. 
  67. «世界・フジモリ大統領の強制避妊策の責任を追及する女性議員». web.archive.org. 23 de junio de 2008. Archivado desde el original el 23 de junio de 2008. Consultado el 8 de mayo de 2022. 
  68. «ディプロ2004-5 - Sterilisation forcee des Indiennes du Perou». web.archive.org. 17 de junio de 2008. Archivado desde el original el 17 de junio de 2008. Consultado el 8 de mayo de 2022. 
  69. «ざいだん模様 フジモリ氏への宿提供?私は運命に従っただけ». nippon.zaidan.info. Consultado el 8 de mayo de 2022. 
  70. PDF de la ley n.º 26657 —interpretación autentica de la constitución—. 
  71. Sentencia del 03/01/97 - Expediente 002-96-I/TC. 
  72. «Así fueron censurados los medios de prensa durante el autogolpe de Fujimori en 1992 | PERU». Gestión. 5 de abril de 2016. Consultado el 18 de marzo de 2022. 
  73. Efe (23 de abril de 2004). «Prensa peruana tiene baja credibilidad tras régimen de Fujimori». La Nación. Consultado el 18 de marzo de 2022. 
  74. a b «Nakazaki "olvida" que Fujimori compró medios de comunicación para liquidar a la oposición». larepublica.pe. 23 de febrero de 2009. Consultado el 18 de marzo de 2022. 
  75. Aznárez, Juan Jesús (15 de julio de 1997). «"Un absurdo jurídico"». El País. ISSN 1134-6582. Consultado el 18 de marzo de 2022. 
  76. «Fujimori roza su reelección entre crecientes sospechas de fraude». El País. 11 de abril de 2000. 
  77. a b «EEUU confía en Transparencia y exige una segunda vuelta». El País. 11 de abril de 2000. Archivado desde el original el 12 de noviembre de 2019. 
  78. «El líder de la oposición en Perú llama a una "revuelta civil" contra el fraude». El País. 13 de abril de 2000. 
  79. «Las trampas del sistema de cómputo oficial peruano». El País. 12 de abril de 2000. 
  80. «La marcha de los cuatro 'suyos'.». El País. 26 de julio de 2000. «Hay momentos en la historia de las naciones en que un misterioso arrebato libertario las lleva a grandes hazañas colectivas contra la opresión. La Marcha de los Cuatro Suyos nació al calor de una manifestación pública, en boca de Alejandro Toledo»
  81. «Mensaje a la nación ante el Congreso el 28 de julio de 2000». Archivado desde el original el 24 de septiembre de 2007. Consultado el 8 de julio de 2008. 
  82. Fujimori anuncia nuevas elecciones YouTube.
  83. «Periodistas venezolanos y peruanos denuncian que la Policía de Venezuela ayudó a escapar a Vladimiro Montesinos». ABC. 24 de abril de 2001. «La periodista Patricia Poleo, directora del diario «El Nuevo País» de Caracas, acompañada del periodista peruano Miguel Ramírez, de «El Comercio» de Perú, proporcionaron al jefe de la Policía Técnica Judicial de Venezuela, Miguel Dao, la misma información»
  84. «Fujimori se queda en Japón mientras el Parlamento estudia su destitución». El País. 17 de noviembre de 2000. 
  85. «FUJIMORI SE DESPIDE DE LA PRESIDENCIA DEL PERÚ». Imediaperu.com. 17 de noviembre de 2000. Archivado desde el original el 6 de marzo de 2001. Consultado el 3 de abril de 2022. 
  86. «Renuncia a la Presidencia de la República, Tokio, 19 de noviembre de 2000». Archivado desde el original el 22 de diciembre de 2014. Consultado el 8 de julio de 2008. 
  87. «Alberto Fujimori no tiene planes para regresar en lo inmediato a Lima - Política». La República. 21 de noviembre de 2000. Archivado desde el original el 26 de abril de 2002. Consultado el 12 de noviembre de 2023. «El ex presidente peruano Alberto Fujimori, de 62 años, permaneció ayer invisible para los medios de comunicación en su cuarto día de estancia en Japón. Salvo la confirmación de su dimisión a través de un fax a la agencia France Presse de Lima, nada se supo del ex presidente durante todo el día. Ni él ni ninguno de los miembros de su séquito pudo ser visto por los periodistas apostados en el hotel New Otani, de Tokio, donde se hospeda ». 
  88. a b «Resolución Legislativa declarando la permanente incapacidad moral del Presidente de la República ingeniero Alberto Fujimori Fujimori y la vacancia de la Presidencia de la República, 21 de noviembre de 2000». Archivado desde el original el 24 de septiembre de 2007. Consultado el 8 de julio de 2008. 
  89. a b «Resolución Legislativa que inhabilita en el ejercicio de la función pública hasta por diez años al ingeniero Alberto Fujimori Fujimori, 23 de febrero de 2001». Archivado desde el original el 23 de septiembre de 2007. Consultado el 8 de julio de 2008. 
  90. «Subcomisión halla indicios de responsabilidad penal en Fujimori». El Peruano. Archivado desde el original el 8 de marzo de 2001. Consultado el 28 de octubre de 2022. 
  91. DULIN, Antoine y MERCKAERT, Jean (junio de 2009). Biens mal acquis, à qui profite le crime ? (en francés). Comité Catholique contre la Faim et pour le Développement. , págs.43-45
  92. «Procuraduría Anticorrupción buscará ahora repatriar cuentas en Suiza». El Comercio. Archivado desde el original el 17 de junio de 2013. Consultado el 16 de mayo de 2016. 
  93. «Japonés, Pero Muy Criollo». Caretas. 14 de diciembre de 2000. Archivado desde el original el 8 de julio de 2004. Consultado el 18 de marzo de 2022. 
  94. «ONG japonesa ofrece a Fujimori boleto de retorno». El Comercio. 23 de junio de 2007. Archivado desde el original el 17 de enero de 2001. Consultado el 9 de septiembre de 2023. «Una decena de policías que bloqueaban la entrada a la casa donde se aloja Fujimori, propiedad de la escritora Ayako Sono, impidieron el acceso de los manifestantes a la propiedad y sólo les permitieron dejar una carta en el buzón ». 
  95. «Fiscalía lamenta declaraciones de embajador japonés sobre Fujimori». RPP Noticias. 27 de abril de 2005. Archivado desde el original el 28 de abril de 2005. Consultado el 1 de junio de 2022. 
  96. «Rodríguez Cuadros: No existe posibilidad que Fujimori sea deportado al Japón». CPN Radio. 16 de diciembre de 2005. Archivado desde el original el 30 de diciembre de 2005. Consultado el 1 de enero de 2023. 
  97. «Perú solicita formalmente a Japón la extradición del ex presidente Fujimori». El País. 13 de junio de 2002. ISSN 1134-6582. Consultado el 18 de marzo de 2022. 
  98. «Japón no tiene intención extraditar Fujimori». Hoy Digital. 10 de agosto de 2004. Consultado el 18 de marzo de 2022. 
  99. «Justicia peruana califica de "burla" pedido de Japón sobre extradición de Fujimori». El Universo. 7 de agosto de 2004. Consultado el 18 de marzo de 2022. 
  100. «"Suiza transferirá a Perú el dinero bloqueado"». Portada - SWI swissinfo.ch. 3 de octubre de 2012. 
  101. «Perú pide apoyo de la UE para extraditar a Fujimori». Terra. 21 de mayo de 2003. Archivado desde el original el 20 de febrero de 2004. Consultado el 23 de abril de 2023. 
  102. «WOLA reforzará pedido de extradición de Fujimori». Terra. Archivado desde el original el 10 de agosto de 2003. Consultado el 23 de abril de 2023. 
  103. «Resolución del Ministro Instructor de la Corte Suprema, Orlando Alvarez Hernández, de 07/11/2005». Archivado desde el original el 16 de enero de 2009. Consultado el 4 de febrero de 2008. 
  104. El viaje de regreso de Fujimori: una crónica http://www.voltairenet.org/
  105. «Resolución del Ministro Instructor de la Corte Suprema, Orlando Alvarez Hernández, de 06/01/2006». Archivado desde el original el 16 de enero de 2009. Consultado el 4 de febrero de 2008. 
  106. BBC, «Libertad bajo fianza para Fujimori»
  107. «Alberto Fujimori aceptó postular al Senado japonés». RPP Noticias. 27 de junio de 2007. Archivado desde el original el 29 de junio de 2007. Consultado el 12 de mayo de 2022. 
  108. Toledo-Ocampo, Maribel (reportera); Ego Aguirre Alfonso (editor) (1 de julio de 2007). «Fujimori no cumple». Youtube (Cuarto poder). Escena en tercera parte. Consultado el 27 de diciembre de 2022. 
  109. «Alberto Fujimori: a 13 años del fracaso de su postulación al senado en Japón». larepublica.pe. 2 de agosto de 2020. Consultado el 18 de marzo de 2022. 
  110. Poder Judicial de Chile, «Ministro Orlando Álvarez rechaza solicitud de extradición de Alberto Fujimori».
  111. Poder Judicial de Chile, «Medida cautelar: Ordenan el arresto domiciliario de Alberto Fujimori».
  112. Poder Judicial de Chile, «Finalizan alegatos en causa de extradición de Alberto Fujimori».
  113. Los siete casos de la extradición. El Comercio, 23.9.2007
  114. Poder Judicial de Chile, «Corte Suprema dictamina extradición de Alberto Fujimori».
  115. Fallo completo sobre la extradición
  116. Gobierno peruano no se prestará a espectáculo mediático. Andina, Agencia Peruana de Noticias, 26.9.2007
  117. «Confirman la sentencia a Fujimori por el caso del allanamiento». Archivado desde el original el 11 de abril de 2009. Consultado el 15 de abril de 2009. 
  118. El Comercio - Condenan a Fujimori a 25 años de prisión por delitos de lesa humanidad (enlace roto disponible en Internet Archive; véase el historial, la primera versión y la última).
  119. PODER JUDICIAL CONDENÓ A expresidentE FUJIMORI A 25 AÑOS DE PRISIÓN
  120. Fujimori, preso hasta 2032 Nota periodística del diario El País. Consultada el 3 de enero de 2010.
  121. «"Majority of Peruvians support Fujimori pardon, poll says. Archivado desde el original el 14 de octubre de 2012. 
  122. Alberto Fujimori: Tribunal Constitucional rechazó nulidad de condena - Hábeas corpus fue denegado con seis votos en contra y solo uno a favor.
  123. Quiroz, Karem Barboza (20 de febrero de 2018). «Caso Pativilca: cronología del caso por el que se procesará a Alberto Fujimori». El Comercio. Consultado el 17 de mayo de 2018. 
  124. Alberto Fujimori en libertad: PPK le dio el indulto humanitario.
  125. peru21.pe (3 de octubre de 2018). «Poder Judicial anula indulto a Alberto Fujimori y ordena captura». Consultado el 3 de octubre de 2018. 
  126. larepublica.pe (10 de octubre de 2018). «Yeni Vilcatoma presentó proyecto para beneficiar a Alberto Fujimori». Consultado el 10 de octubre de 2018. 
  127. www.adnradio.cl (12 de octubre de 2018). «Perú: Congreso aprobó ley que evita que Alberto Fujimori vuelva a la cárcel». Consultado el 12 de octubre de 2018. 
  128. «Congreso aprueba ley de arresto domiciliario para Alberto Fujimori y esto es lo que debes saber». Peru21. 12 de octubre de 2018. Consultado el 19 de mayo de 2023. 
  129. «Perú: el expresidente Alberto Fujimori vuelve a prisión tras más de 100 días internado en una clínica». BBC Mundo. 24 de enero de 2019. (requiere suscripción). 
  130. PERÚ, NOTICIAS EL COMERCIO (18 de marzo de 2022). «Alberto Fujimori | Abogado que presentó hábeas corpus: No es inocente ni culpable, es autor intelectual | Gregorio Parco | TC RMMN | POLITICA». El Comercio Perú. Consultado el 23 de marzo de 2022. 
  131. «Magistrado del TC: caso Fujimori apareció de la noche a la mañana». elperuano.pe. Consultado el 24 de marzo de 2022. 
  132. «Alberto Fujimori: las claves tras la polémica decisión que libera al expresidente de Perú». France 24. 19 de marzo de 2022. Consultado el 6 de abril de 2022. 
  133. «La liberación de Fujimori es un “retroceso inaceptable” para Perú, dicen expertos en derechos humanos». Noticias ONU. 22 de marzo de 2022. Consultado el 6 de abril de 2022. 
  134. «Noticias: : "PIDO DISCULPAS"». peru.com. Archivado desde el original el 22 de diciembre de 2007. Consultado el 30 de septiembre de 2023. 
  135. Agencia EFE. «Familiares de las víctimas de Fujimori rechazan su perdón y piden la anulación de su indulto». heraldo.es. Consultado el 6 de diciembre de 2023. 
  136. «Alberto Fujimori: ¿CIDH puede revertir el fallo del TC?». rpp.pe. 18 de marzo de 2022. Consultado el 11 de septiembre de 2023. «Carlos Rivera, abogado del IDL y los familiares de las víctimas de Barrios Altos, sostuvo que en 2018 la CIDH consideró que se podía otorgar el indulto a Alberto Fujimori siempre y cuando se cumpliera lo siguiente: "perdón público a las víctimas, pago de reparación civil, ayuda al esclarecimiento de la ubicación de los restos de los desaparecidos, verificar si hay impacto social, institucional sobre todo respecto de las víctimas y los familiares" ». 
  137. «La polémica liberación de Fujimori agita la política peruana». www.larazon.es. 6 de diciembre de 2023. Consultado el 7 de diciembre de 2023. «La salida de prisión de Fujimori ha vuelto a soliviantar a las víctimas de sus crímenes, que recuerdan que nunca ha pedido perdón ni pagado las reparaciones a que fue condenado ». 
  138. Muñoz Montejo, Juan Mauricio (7 de diciembre de 2023). «La dura crítica de un periodista de The Guardian por la liberación de Alberto Fujimori: “Está libre sin pedir disculpas”». infobae. Consultado el 8 de diciembre de 2023. 
  139. «Corte Interamericana de Derechos Humanos pide a Perú que suspenda la liberación de Fujimori». BBC News Mundo. Consultado el 6 de abril de 2022. 
  140. «El indulto a Fujimori genera polémica en Perú y preocupación internacional». SWI swissinfo.ch. Consultado el 6 de abril de 2022. 
  141. «Alberto Fujimori en libertad EN VIVO: expresidente peruano se retira del penal Barbadillo». Infobae (en español). 6 de diciembre de 2023. Consultado el 6 de diciembre de 2023. 
  142. Resolución del Presidente de la Corte Interamericana de Derechos Humanos de 5 de diciembre de 2023. Adopción de medidas urgentes Caso Barrios Altos y Caso La Cantuta vs. Perú.
  143. Salazar, Sarai (1 de febrero de 2024). «Juez niega el arresto domiciliario para Alberto Fujimori, y le prohíbe salir de Perú». 24 Horas. Consultado el 1 de febrero de 2024. 
  144. Paucar, Luis (20 de febrero de 2024). «Alberto Fujimori desata rechazo por su vuelta a la política y su paseo por un mall: “Demuestra que no es enfermo terminal” y “que Boluarte es su empleada”». infobae. Consultado el 21 de febrero de 2024. 
  145. Paucar, Luis (26 de febrero de 2024). «“Burla a la justicia”: Alberto Fujimori, sin cánula nasal ni balón de oxígeno, departe en almuerzo privado». infobae. Consultado el 27 de febrero de 2024. 
  146. BBC News (7 de abril de 2009). Declaran culpable a Fujimori. Consultado el 7 de abril de 2009. 
  147. «Fujimori pide nulidad de sentencia de 25 años por violación de DDHH » Nacional | Los Andes » Noticias Puno Perú». 1 de junio de 2009. Archivado desde el original el 1 de junio de 2009. Consultado el 16 de mayo de 2016. 
  148. «Violación de derechos humanos, corrupción, peculado, y más: estos son los crímenes de Alberto Fujimori». CNN en Español. 27 de diciembre de 2017. Consultado el 18 de diciembre de 2020. 
  149. «Alberto Fujimori: las condenas contra el ex presidente». El Comercio (Perú). 24 de enero de 2019. Consultado el 18 de diciembre de 2020. 
  150. «Estos son los 5 casos por los que ya fue condenado Alberto Fujimori». Peru 21. 03/10/2018. Consultado el 18 de diciembre de 2020. 
  151. betsabe.anazgo (11 de marzo de 2016). «Estas son las razones por las que Alberto Fujimori cumple condena de 25 años de cárcel». aweita.pe. Consultado el 5 de junio de 2017. 
  152. «Alberto Fujimori recibió cuatro sentencias». 31 de diciembre de 2009. Consultado el 18 de diciembre de 2020. 
  153. Bazo Reisman, Ana (16 de agosto de 2016). «Fujimori: Lee aquí la sentencia que anula su condena por el caso Diarios Chicha». Consultado el 18 de diciembre de 2020. 
  154. «Las claves de la sentencia por los casos de Barrios Altos y La Cantuta». El Comercio (Perú). 7 de abril de 2019. Consultado el 18 de diciembre de 2020. 
  155. «Corte Suprema confirma sentencia a Fujimori por pago de CTS a Montesinos». 24 de mayo de 2019. Consultado el 18 de diciembre de 2020. 
  156. «'Su nombre es Fujimori', el documental que recuerda la dictadura de los años 90». La República. 31 de mayo de 2016. Consultado el 16 de diciembre de 2017. 
  157. a b c Portales, Diego (21 de septiembre de 2007). «El sentenciado Fujimori en el cine». Cinencuentro. Consultado el 31 de marzo de 2019. 

Enlaces externos[editar]

Otros enlaces: