Quilpué

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Quilpué
Entidad subnacional

Montaje de Quilpué, versión 1.jpg

Escudo de Quilpué.svg
Escudo
Comuna de Quilpué.svg
Ubicación de Quilpué en la Región de Valparaíso.
Coordenadas 33°03′S 71°27′O / -33.05, -71.45Coordenadas: 33°03′S 71°27′O / -33.05, -71.45
Entidad Comuna de Chile
 • País Chile
 • Región Bandera de la Región de Valparaíso Valparaíso
 • Provincia Marga Marga
Alcalde Mauricio Viñambres Adasme
Superficie  
 • Total 536,90 km²
Población  
 • Total 168 070 [1]  hab.
Gentilicio Quilpueíno
Huso horario UTC−3
Sitio web oficial
[editar datos en Wikidata]

Quilpué es una ciudad y comuna chilena, capital de la Provincia de Marga-Marga en la Región de Valparaíso, e integrante, en conjunto con las comunas de Valparaíso, Viña del Mar, Concón y Villa Alemana, del Área Metropolitana de Valparaíso.[2] Recibe el apodo de ‹Ciudad del Sol›, «por su clima benigno y prodigioso».[3] [Nota 1] Geográficamente está asentada sobre las cuencas de Quilpué, Marga-Marga y Puangue,[4] y pertenecen a ella subterritorios de renombre, como El Belloto, en el área urbana, o Colliguay, en la zona rural.[5] Quilpué es la tercera urbe más poblada de la región, y sus principales actividades económicas son el rubro inmobiliario, la industria, la enseñanza y el comercio.[1]

Etimología[editar]

Se cuenta un total de diez teorías sobre el origen y significado de la palabra «Quilpué».[6] Sin embargo, el Consejo Nacional de Historia le definió en 1972 como ‹paraje de tórtolas›, esto es, donde abundan especialmente las tórtolas, por medio de la unión de las palabras mapudungun cullpo (‹tórtola›) y we (‹lugar, paraje, comarca›), tal cual lo señalaba en 1869 Pedro Armengol Valenzuela, y más tarde, en 1944, el erudito Ernesto Wilhelm de Moesbach. [6]

Entre las demás acepciones, cuatro hacían referencia a «Quilpué» como ‹lugar de la piedra lanceta›, con sus distintos modos expresivos y conjunciones autóctonas —‹instrumento para sangrar›, ‹pedernal para sangrar›, ‹guijarros agudos›, ‹lugar de pedernales›—,[6] fundamentándose en que los picunches, nativos de la zona, eran avezados en la confección de estas piedras, las que utilizaban para practicar sangrías, un arte medicinal muy socorrido, y que fue realizado incluso por la naciente población chilena hasta bien entrada la Colonia.[7] En cambio, el primer teórico al respecto, don Francisco Solano Astaburuaga, había expresado en 1867 la posibilidad de que esta toponimia tuviera el significado de ‹comarca de jaspe›, que luego rectificó a ‹comarca de jaspes›.[6] Casi un siglo después, dos investigaciones paralelas, realizadas por Urbano Rojas Castillo y Luis Aguirre Achiburu, dieron también oportunidad a la descripción de ‹paraje de piedras negras›.[6]

Por otro lado, el apodo de ‹Ciudad del Sol›, en relación al «clima benigno y prodigioso» de la localidad,[Nota 2] se le debe a Teresa Bórquez Oberreuter, educadora y poetiza portomontina, que una vez llegada a la ciudad en 1932 y hasta su muerte en 1941, utilizó en sus múltiples poemas estas palabras para referirse a Quilpué, y las que de forma simultánea y en adelante fueron también empleadas por otros poetas locales.[3]

Historia[editar]

Prehistoria, conquista y colonia[editar]

El valle en que asientan las actuales comunas de Quilpué y Villa Alemana fue poblado por los picunches, también llamados mapuches del norte, a quienes los kichwas (quechuas) del Tawantinsuyu sometieron durante un tramo de medio siglo, a partir de 1435.[8] Los picunches era un colectivo recordado por las piedras horadadas que dejaban en sus ceremonias, llamadas piedras tacitas; no residían en poblados establecidos, y mayoritariamente se dedicaban a la ganadería y textilería, por cuanto confeccionaban vestuarios con lanas de llamas, a las que previamente criaban.[9] No obstante, bajo sus dominadores kichwas, tomó importancia la minería del oro, por cuanto los picunches debían enviar al Inka del Qosqo (Cuzco) un tributo de este mineral, el que se extraía de las arenas auríferas del Estero Marga Marga. Es por esta razón que una de las fortalezas incarias, o pucará, fue construida durante este período en las riveras del afluente, robusteciendo la importancia económica del asentamiento.[8] Tras la dominación española de estas tierras, y la información que le proporcionó el cacique Michimalongo tras la derrota,[10] Pedro de Valdivia ordenó el reinicio de las faenas en 1541, a lo cual, los lavaderos de oro de Marga-Marga rindieron tal cantidad del metal precioso, que financiaron la Conquista de Chile. Con ello, Pedro de Valdivia apodó al riachuelo como El río de las minas.[8]

Dice la leyenda, que tras la conquista, la primera propiedad en las tierras de Quilpué recayó a Rodrigo de Araya, compañero del conquistador Pedro de Valdivia, a quien le fueron entregadas a elección el 26 de abril de 1547, por gracia de su labor en el Cabildo de Santiago.[11] En dicha ocasión Araya señaló los siguientes motivos de su decisión:

Mi señor Gobernador, cumplí con mi deber, sin intenciones de recibir una gracia, pero ya que se me quiere hacer merced de algo, prefiero que me sean donadas las tierras de Quilpué, de esa hermosa hacienda cerca del mar que ya conozco. He visitado esas tierras con Ud. mismo y no puedo borrar de mis ojos la belleza de sus paisajes, ni de mi espíritu, tan delicioso clima; ni olvido el imán de sus montañas ligeras ni el esplendor de sus bosques verdegueantes, de pájaros que nos embelesan con su trino al despertar de cada aurora. Si esto fuera posible, señor Gobernador y amigo, lo estimaría, como el mejor de los premios.[12]

Rodrigo de Araya

Los lavaderos fueron mantenidos por la familia Araya, junto a un colectivo de indígenas ya establecidos a su servicio, los que dieron forma a un caserío disperso pero aislado, que fue conocido como San José de Marga-Marga.[7] Empero, era el Cabildo de Santiago el que seguía dictando directrices para la correcta administración de los lavaderos, por lo cual se nombraba a un Alcalde de Minas, que residía en el lugar. En este período se manifiesta también, y al igual que con los picunches y kichwas, el desinterés en el desarrollo agrícola del valle.[7] De este modo, hasta inicios el siglo XVIII, sólo la minería constó de importancia productiva.[13]

Recién entonces, la familia Valencia, oriunda de Quillota y también asociada a la conquista española, le fue poco a poco comprando tierras a la familia Araya, para otorgarles un propósito agrícola, al mismo tiempo que las diferentes herencias entre éstas, a través de los años, supuso la división y subdivisión de los antiguos predios, lo cual trajo un mayor comercio de tierras, que finalmente reforzó el nuevo perfil de la zona. De esta forma fueron llegando primerizos clanes de ingleses e italianos, junto a otras familias hispanas.[13]

Quilpué tras la independencia[editar]

Se constituyó ya en el siglo XIX una florenciente población, con las familias Araya-Valencia, los Valencia-Araya, los Valencia-Urrutia y los Valencia-Mena, como familias pioneras en la organización del poblado, ahora constituido también por familias de variados orígenes europeos, que llegaron a la localidad gracias a la cercanía del entonces principal puerto de Chile, Valparaíso, en el contexto de la primera mundialización, y que se sumaron a las también antiguas descendencias picunches.[13] En 1856, y tras la construcción de la vía férrea Santiago-Valparaíso, definitivamente despegó el poblamiento quilpueíno.[14]

En efecto, el 14 de octubre de 1893 se creó la comuna de Quilpué, con asiento en la aldea del mismo nombre, y que abarcaba el territorio al norte de la cuenca del Estero Marga-Marga, valle que había sido trasladado a la administración del Departamento de Casablanca.[15] Ya el 25 de abril de 1898, se otorgó a la entonces Villa de Quilpué el título de ciudad, y posteriormente fue incorporada a la Provincia de Valparaíso.[15] Por aquellos años se oficializaron las primeras juntas vecinales o subdivisiones de la urbe, como fue el caso de las poblaciones Buenos Aires, El Retiro y El Sauce —hoy El Belloto—, declaradas en 1893, 1911 y 1912 respectivamente.[16] También por entonces surgieron las primeras industrias.[16]

La ciudad adquirió tal importancia que se convirtió en el centro poblacional y administrativo de primer orden del valle entero. El inevitable crecimiento de Quilpué se desarrolló tempranamente en paralelo a las líneas férreas y al camino que unía Valparaíso con Limache, en sentido este-oeste. De esta forma, absorbió a aldeas como Paso Hondo.

Mediados del siglo XX[editar]

El influjo desarrollista que a nivel de gobierno nacional se gestaba, sobre todo después de la crisis de 1929, condujo a la adopción de una política de sustitución de importaciones,[17] lo que dio pie a que una pujante rama industrial surgiese en Quilpué durante este período, de manera que destacaron varias corporaciones instaladas en la ciudad.

Compañía Molinos y Fideos Carozzi fue una de ellas, la que llegó a ser la más importante del país en la fabricación de pastas y fideos, y que se trasladó desde Valparaíso a Quilpué en 1907, estando activo en la ciudad hasta su traslado definitivo a San Bernardo en 1982.[18] Su escala de operaciones demandó un grueso importante de la población local, y debido a la Ley de Habitaciones Obreras, también impactó fuertemente en la construcción de la ciudad. La Ley de Habitaciones Obreras buscaba dar solución a los problemas de vivienda de los ciudadanos chilenos de aquella época, para lo cual impulsaba los tratos entre empleadores y trabajadores para obtener un inmueble financiado entera o parcialmente por las compañías.[19] Fue así que tres barrios de la ciudad surgieron del ejercicio de Carozzi en Quilpué: la población Augusto Carozzi, la población Enrique Wiegand, y la población El Esfuerzo.[18]

Otra industria destacada fue la avícola, donde la Granja Avícola Arizona emprendió sus tareas en los años 1950, en el sector de Alto El Yugo, siendo a 2013 uno de los criaderos más grandes del país, con un plantel de más de 500.000 aves.[18] También destacaron y destacan aún Laboratorios Knop (1951),[20] especialista en farmacéutica y homeopatía, la fábrica de puertas y ventanas Cornils y Cía (1944), la de jabones Rivera y Cía (1958), la de papel Decomural, y la textil Zahr S.A., entre otras.[18]

Cabe destacar que en estos años se rompió la linealidad del asentamiento, y la urbe proyectó con fuerza su crecimiento hacia la zona sur, especialmente con un fin residencial. En menor medida, se establecieron barrios residenciales hacia el norte, donde sí hubo una mayor impronta industrial al respecto, en especial con Belloto Norte, cuyas 96 hectáreas fueron compradas por Corfo en 1974 con este fin, permitiendo que medio centenar de empresas industriales se hayan instalado en dicha área.[21]

Quilpué hacia el siglo XXI[editar]

Mall Plaza del Sol, observado desde la Parroquia de Nuestra Señora del Rosario, por calle Diego Portales.

Ya en el contexto de la globalización y liberalización económica, tomó un fuerte peso el comercio y el sector terciario en la ciudad, que ya venía en apogeo desde principios del siglo XX. Un hecho icónico es la instalación de los primeros supermercados en la década de 1980, lo cual sería el antecedente para la instalación de hipermercados y retail en general, en las décadas siguientes.[22] Otro ejemplo lo constituyen los tres malls que posee la urbe en 2016: Mall Plaza del Sol, Portal Belloto y Centro El Belloto.[23] [24] También en esta etapa destaca el gran desarrollo inmobiliario que ha experimentado toda la ciudad, lo cual ha significado el sostenido crecimiento demográfico de la comuna, y el abordaje de una mayor complejidad territorial, lo cual fue gatillante para ser designada como capital de la naciente Provincia de Marga-Marga, creada en 2010.[25]

Geografía[editar]

Geología y relieve[editar]

Emplazado entre los 33º00’ y 33º15’ de latitud sur, y entre los 71º00’ y 71º30’ de longitud oeste, Quilpué está mayoritariamente asentado sobre la Cuenca del Estero Quilpué, que es a su vez una sub-cuenca del Marga-Marga, la que constituye una cuenca costera de la zona central del Chile. Pese a ello, es la Cordillera de la Costa y sus ramales erosionados, la unidad morfológica dominante en el paisaje de la comuna.[4] Posee una superficie de 537 km2, y en su interior hay altitudes tan variables como los 209 m.s.n.m. en el límite con Viña del Mar, o los 2.040 m.s.n.m. en el Cerro Vizcachas, en el límite con la Región Metropolitana de Santiago.[4]

El Valle de Quilpué y Villa Alemana está constituido por secuencias sedimentarias fluviales: coquinas, conglomerados coquináceos, areniscas y conglomerados estructurados en niveles, que datan del Pleistoceno (PPl1m), diferenciándose por esta razón de la cuenca alta del Marga-Marga, que está compuesta principalmente por depósitos aluviales, coluviales y de remoción en masa, correspondientes al intertanto Pleistoceno-Holoceno (Q1).[26] Ambos conjuntos están montados en una zona dominada por monzodioritas cuarcíferas, dioritas y granodioritas de biotita, piroxeno y hornblenda, que varían entre los 180 y 142 millones de años, y cuyo origen se remonta a la etapa geológica del Jurásico Medio-Superior (Jsg).[26]

En el lado sureste de la comuna está ubicado el Valle de Colliguay, dispuesto sobre la Cuenca del Puangue, un tributario del Río Maipo. Hay cierta diversidad geológica en este valle, dada la presencia de secuencias sedimentarias y volcánicas continentales del Jurásico Medio-Superior (Js2c), secuencias volcánicas y sedimentarias marinas del Jurásico (J2m), y del Cretácico Inferior (Ki2m), como dioritas y monzodioritas de piroxeno y hornblenda, granodioritas, monzogranitos de hornblenda y biotita del Cretácico Inferior alto y Cretácico Superior bajo (Kiag), de hace apenas 123 a 85 millones de años.[26]

Como es natural de todo Chile, Quilpué presenta un fuerte riesgo sísmico, al ser receptor de toda actividad telúrica que origine la subducción de la Placa de Nazca en la Placa Sudamericana frente a las costas chilenas; viéndose este riesgo maximizado, además, por el hecho de que en su territorio hay un sistema de fallamiento de considerable longitud y potencial de desplazamiento, conocido como Falla del Marga-Marga.[27]

Clima[editar]

El clima de Quilpué corresponde a un clima mediterráneo con lluvias invernales y con estación seca prolongada, propio de los valles de la costa de la Región de Valparaíso. Es un clima templado, que acusa cierto grado de continentalidad, si le comparamos con las ciudades costeras como Viña del Mar o Valparaíso, esto debido a la distancia del litoral y por la presencia de la Cordillera de la Costa.[4] Al reducirse la influencia del océano, las variaciones térmicas diarias y estacionales se hacen menos homogéneas, en tanto que la humedad relativa disminuye, sobre todo en época estival. En verano también, se constata una diferencia en la nubosidad entre la costa y Quilpué, del cual deriva el nombre característico de la ciudad; mientras que en invierno la situación se torna uniforme en toda la zona, dado el desplazamiento del Anticiclón del Pacífico Sur-Oriental hacia más al norte, y las consecuentes entradas de sistemas frontales, y de humedad costera que, al no tener encima la presión del anticiclón, puede sortear con mayor libertad el relieve.[4] A mediados de año son recurrentes las heladas, y eventuales nevazones se pueden presentar en las zonas más altas de la comuna.[28]

Gnome-weather-few-clouds.svg  Parámetros climáticos promedio de Quilpué, Chile WPTC Meteo task force.svg
Mes Ene. Feb. Mar. Abr. May. Jun. Jul. Ago. Sep. Oct. Nov. Dic. Anual
Temp. máx. abs. (°C) 27 29 29 31 26 24 27 30 28 25 27 26 27.4
Temp. máx. media (°C) 20 21 20 19 17 16 15 16 16 17 18 19 17.8
Temp. mín. media (°C) 12 12 11 9 8 7 6 7 7 8 9 10 8.8
Temp. mín. abs. (°C) 3 3 2 0 -1 -2 -2 -2 -1 -5 1 1 -0.3
Lluvias (mm) 0 8 6 9 93 117 87 68 24 12 6 3 433
Humedad relativa (%) 76.0 73.0 77.3 77.7 79.3 84.5 84.8 83.8 82.5 79.0 74.0 70.3 78.5
Fuente: Msn Weather.[29]

Flora y fauna[editar]

La vegetación clímax de la zona es el bosque esclerófilo, el cual puede desarrollarse con completa libertad en pendiente moderadas a altas en laderas de umbría, observándose un notorio contraste con las laderas de solana, donde predomina el matorral xerófilo de cactáceas y puyales. En fondos de quebradas y sitios aledaños puede aparecer vegetación higrófila, mientras que en áreas de escasa pendiente y alta insolación, se manifiestan usualmente sabanas mediterráneas, integradas por estepas y colonias dispersas de espinos (Acacia caven). De esta forma se componen las cuatro unidades fisionómicas básicas de vegetación que predominan en el territorio.[4]

Quilpué pertenece al hotspot chileno de biodiversidad, poseyendo en su flora y fauna, un alto nivel de endemismo, el cual se encuentra altamente amenazado.[30] Los espacios naturales han sido intervenidos en buena parte de la comuna, teniendo por refugio la alta cuenca del Marga-Marga, el Valle de Colliguay, y la zona al norte de la ciudad, constituida por los fundos San Jorge, El Carmen y El Rebaño. Precisamente este último es un ejemplo claro de lo dicho, al ser evaluado con un endemismo de 57% en plantas vasculares, y evidenciando a especies de renombre amenazadas, como la guilesia (Gilliesia graminea), la palma chilena (Jubaea chilensis), el lingue (Persea lingue) y el belloto del norte (Beilschmiedia miersii);[31] produciéndose, en cambio, protestas para lograr una mayor protección de éste respecto a los instrumentos de planificación metropolitana, dada su extrema cercanía con la zona urbana, y el inherente riesgo de destinar su superficie para usos antrópicos.[32]

Respecto a organismos vertebrados, hay registros de su abundancia y frecuencia en la zona norte de la comuna.[31] Las aves muestran una alta abundancia absoluta, siendo el fío fío (Elaenia albiceps) la especie más representativa, con un 13,5% de los avistamientos, seguido del tordo (Curaeus curaeus), con un 8,5%, y el cachudito (Anairetes parulus), con un 8,0%. En los reptiles fue la lagartija lemniscata (Liolaemus lemniscatus) la más reconocida, con un 73,0% de los encuentros con este clado, y en un 57,1% la rana grande chilena (Calyptocephalella gayi) hizo lo propio en los anfibios.[31] En cuanto a la riqueza por tipo de ambiente, es el bosque o matorral esclerófilo el que aglomera a la mayor cantidad de especies, 56 en total, seguido del espinal y pradera, con 31 especies, y los fondos de quebrada con 27. Tras de estos, y con 16 especies, el matorral xerofítico es el menos concurrido por la fauna.[31]

Política y gobierno[editar]

Administración[editar]

Provincia de Marga Marga.

La Comuna de Quilpué fue creada legalmente el 14 de octubre de 1893, cuando aún era una aldea, perteneciente por entonces al Departamento de Casablanca.[15] Unos pocos años después, el 25 de abril de 1898, consiguió el estatus de ciudad, siendo con el tiempo trasladada a la Provincia de Valparaíso.[15] Varias décadas más tarde, un 11 de marzo de 2010, se dictaminó la creación de la Provincia de Marga-Marga, y se decidió el nombramiento de Quilpué como capital provincial de este conjunto al que entraron a pertenecer también las comunas de Villa Alemana, Limache y Olmué, todas consideradas tradicionalmente como localidades satélites del Gran Valparaíso.[25] [15] Asimismo, como históricamente Quilpué no había sido fundada, se realizó dicho acto el 25 de abril del año 2008, bajo el mandato del alcalde Mauricio Viñambres, el Gobernador Provincial de entonces, Ricardo Bravo; el Párroco de Quilpué, Jaime Da Fonseca; el decano de los sacerdotes de Marga-Marga, Jorge Romero y el notario Carlos Swett.[15]

Respecto a la administración de su propio territorio, el gobierno comunal, a cargo de la Ilustre Municipalidad de Quilpué, cuenta en primera instancia con la facultad de establecer un Plan de Desarrollo Comunal (Pladeco), un instrumento clave en la definición de acciones para impulsar el desarrollo integral del territorio y sus habitantes, el cual se suele proyectar normalmente a un plazo de cuatro años o más.[33] En el caso de Quilpué, la última versión está planteándose para el período 2016-2022.[33] De igual forma, el municipio debe establecer un Plan Regulador Comunal (Prc), el cual está diseñado para velar por el desarrollo armónico de la urbe a largo plazo, y que, para el caso de Quilpué, data de 1971, pese a sus variadas modificaciones posteriores, habiendo planes para su actualización.[34]

De forma adicional, y a causa de la conurbación con el Gran Valparaíso, este último instrumento está afectado, a su vez, por el Plan Regulador Metropolitano de Valparaíso (Premval), cuya más reciente versión fue aprobada en 2013, donde Quilpué es una pieza constituyente en los esfuerzos mancomunados para el progreso armónico de toda esta metrópoli.[35]

Representación[editar]

Quilpué pertenece al Distrito Electoral nº 12 y a la 5ª Circunscripción Senatorial (Valparaíso Cordillera), y es representada en la Cámara de Diputados del Congreso Nacional por los diputados Arturo Squella Ovalle de la Unión Demócrata Independiente (UDI) y Marcelo Schilling Rodríguez del Partido Socialista (PS),[36] a su vez que es representada en el Senado de Chile por los senadores Ignacio Walker Prieto del Partido Demócrata Cristiano (PDC) y Lily Pérez San Martín de Amplitud.[37] [38]

La Ilustre Municipalidad de Quilpué es dirigida por el Alcalde Mauricio Viñambres Adasme (PS).[39] En tanto, el Concejo Municipal, cuya función es fiscalizadora, normativa y resolutiva, está conformada por: Christian Cárdenas Silva (PDC), Urzula Mir Arias (RN), Maximiano Gac Solar (PS), Robert Knop Pisano (UDI), Roxana Sepúlveda Alarcón (PRSD), Heriberto Neira Robles (RN), Manuel Contreras Chávez (PS), e Ignacio Olavarría Bozzo (PDC).[39]

Símbolos de la ciudad[editar]

Quilpué posee dos emblemas representativos, su himno y su escudo, los cuales conjugan en su interior diferentes símbolos y elementos significativos.

El escudo de Quilpué fue diseñado por el artista Ignacio Severín Huidobro, siendo oficializado el 21 de diciembre de 1983, en el mandato del Alcalde Arturo Longton Guerrero, por Decreto Alcaldicio Nº 1185, instituyéndose como el Escudo de Armas Oficial de la comuna de Quilpué.[40] He aquí la descripción:

Escudo de armas
Está partido y cortado conformando tres campos, uno a su derecha y dos a su izquierda. El sector superior de su campo derecho es de azur, trae un sol de oro en jefe y en punta una piedra tacita de su color. En su campo izquierdo superior en campo de gules, de plata un casco español (morrión), y sus armas representando la sangre de los indios, primeros habitantes del actual Quilpué. Ambos elementos conjugados están presentes en las generaciones de hoy. En el campo inferior izquierdo y en campo de oro en razón de los lavaderos de oro que concentraron la atracción hacia Quilpué, una tórtola acogiendo la etimología de la palabra.

El ornamento exterior de este escudo está constituido por ramas de vid en oro, producto abundante que dieron las tierras de Quilpué, y complementado con una corona mural que es relativa a ciudades. Completa este escudo una divisa en oro con leyenda en sable, I. Municipalidad de Quilpué.[40]

Descripción del Escudo de Quilpué

El otro emblema local, correspondiente al himno de la ciudad, fue escrito por Rafael Riveros Quiroz, y compuesto junto a Hernán Molina Valderas.[40] El resultado literario del mismo fue el siguiente:

Quilpué ciudad del sol, // la regalona y la más gentil. // Invita a gozar la alegría // de su juventud.

Ambiente de alegría, // tu clima saludable es un primor. // Por eso muy hondo en el alma // tu gran recuerdo siempre vivirá.

Quilpué ciudad del sol // son tus bellezas de gran atracción. // Mujeres que cual flor // cautivan al instante el corazón.

Y cuando ya al partir // iré cantando con gran emoción, // Quilpué ciudad de mis amores // tú eres dueña de mi corazón.[40]

Himno de Quilpué

Demografía[editar]

Los Pinos, sector residencial de Quilpué.

Según la proyección a 2015, realizada a partir de los datos del Censo 2002 del Instituto Nacional de Estadísticas, la comuna posee una población de 168.070 habitantes, y una densidad de 313 personas por km2. Quilpué acoge al 9,21% de la población total de la región, lo que lo sitúa como la tercera comuna con más habitantes, tras Viña del Mar y Valparaíso, y con un potente crecimiento, cuya variación es del 30,71% entre 2002 y 2015, superando con creces el promedio regional (18,57%) y nacional (19,12%) para el mismo período, lo cual se ampara en población inmigrante que proviene de otros puntos de la región, como así también de regiones vecinas, y que vienen a asentarse de modo permanente.[1] Un 1,31% de su población vive en el ámbito rural, y un 98,69% es población urbana.[41]

Evolución demográfica de Quilpué desde 1813 [41]

También se constata un notorio envejecimiento de la población quilpueína, por cuanto los tramos de edad más avanzados (45 a 64 años, y 65 o más) tienden ha proyectar un avance porcentual significativo en el intertanto 2002-2015, a cambio de la reducción de representatividad en los tramos etarios más jóvenes (0 a 14, 15 a 30, 30 a 44 años), lo cual se condice con la medida de su Índice de Adultos Mayores, que es de 69,58.[1] [Nota 3] Este fenómeno, a su vez, se manifiesta de un modo más pronunciado en la comuna que en las realidades a nivel regional y nacional, como se puede apreciar en la siguiente tabla:

Edad Quilpué Otras escalas
Censo 2002 % 2002 Censo 2015 % 2015 % Región 2015 % País 2015
0-14 30.373 23,62 31.270 18,61 19,38 20,36
15 a 29 29.610 23,03 38.030 22,63 23,73 23,79
30 a 44 31.138 24,22 34.145 20,32 20,30 21,36
45 a 64 24.018 18,68 42.866 25,50 24,47 24,17
65 y más 13.439 10,45 21.759 12,95 12,12 10,32
Total 128.578 100 168.070 100 100 100
Fuente: Censo de Población y Vivienda 2002 y Proyección de población 2015, INE.[1]

Tanto las tasas de natalidad (11,93%), como las de mortalidad general (6,20%) y mortalidad infantil (4,60%), poseen cifras por debajo de los niveles de la región y de la nación.[1]

Economía[editar]

El Servicio de Impuestos Internos constata que a 2013, la rama de actividad económica más significativa en el empleo comunal era la construcción, en conjunto con las actividades inmobiliarias, empresariales y de alquiler, con un 30,16%. Seguidamente lo eran, con un 26,06% la industria manufacturera, metálica y no metálica; con un 16,29% la enseñanza; y con un 14,53% la actividad comercial. Por su parte, las actividades primarias absorbieron sólo un 3,17% de la fuerza laboral, fundamentalmente en ganadería y agricultura, en tanto que el turismo, representado por la categoría hoteles y restaurantes, implicó apenas a un 1,83% del universo de trabajadores.[1]

La población económicamente activa (PEA) representaba en 2009 a un 52,80% de la población de 15 o más años, mientras que la tasa de desocupación alcanzaba los 15,11% del PEA, una cifra que se encuentra por encima de los promedios a nivel regional y nacional.[42] Pese a lo anterior, la pobreza por ingresos representa un 9,56% de la población, lo cual es comparativamente menor a los índices para la región y el país.[1]

Cultura y sociedad[editar]

Religión y etnia[editar]

Capilla de la Iglesia SUD, ubicada en esquina calle Cooperación con Los Carrera.

Según el Censo de 2002, el 70,07% de los quilpueínos declaró profesar el dogma católico, siendo el grupo mayoritario en la ciudad. Secundariamente aparecen los movimientos evangélicos, con un 10,43% del total, y el grupo conformado por ateos y agnósticos, con un 9,12%. Otros credos suman un 10,39%.[43] Respecto a la etnicidad, el 1,08% de la población se declaró indígena, es decir 1.394 personas, de las cuales el 88,09% se reconoció mapuche, totalizando un subconjunto de 1.228 ciudadanos. En continuación, no hubo un grupo que sobresaliera, distribuyéndose la proporción restante en rapanuis, aimaras, atacameños y quechuas, entre otros.[1]

Educación[editar]

La escolaridad promedio a 2009 era de 11,66 años, la cual superaba a los promedios regional y nacional,[42] e incluso a todos los países de habla hispana.[44] Esto se traducía en que uno de cada tres habitantes manifestaba formación profesional (29,77%); uno de cada tres educación media completa (36,22%); y uno de cada tres educación media no completada en diferentes grados (32,49%). Un 1,52% se reportaba sin educación.[42] En la actualidad, casi la totalidad de los menores entre 5 y 18 años se encuentran cursando la educación básica y la educación media, que forman doce años de educación obligatoria, establecida en 2003 por la Constitución.[45] [46] Esto, junto al mayor acceso a la educación superior, hace que los años esperados de escolaridad en Chile sean, según el PNUD, de 15,2 años para 2014,[44] lo cual aplica también para Quilpué.

Quilpué fue la primera comuna de la región en poner en marcha el proceso de enseñanza municipalizada, el 16 de diciembre de 1981.[47] No obstante, hacia el año 2014 el 75,2% (94) de los establecimientos educativos de Quilpué eran particular subvencionado, mientras, un 4,8% (6) era particular pagado, y sólo un 20,0% (25) dependían de la Corporación Municipal. Por entonces, el número de matrículas mantuvo una proporción similar.[1] Cabe destacar que el primer establecimiento educativo en servir a la comunidad fue el colegio público D-416 Manuel Bulnes Prieto, inaugurado en 1845, y que sigue en operaciones actualmente.[47] En el ámbito rural, el primer centro de enseñanza se estableció en el decenio de 1920, en el asentamiento de Colliguay.[47]

En cuanto a recintos de educación superior, la comuna cuenta con tres entidades: la Escuela de Ingeniería Mecánica de la Pontificia Universidad Católica de Valparaíso, una sede de la Universidad de Aconcagua, y limita con la Sede José Miguel Carrera de la Universidad Técnica Federico Santa María.[48] [49] [50]

Artes[editar]

Quilpué ha acogido a importantes literatos del país. Fue aquí donde Joaquín Edwards Bello pasó su niñez y adolescencia, para más tarde ser distinguido con el Premio Nacional de Literatura en 1943, o Daniel de la Vega, nacido en la ciudad, y quien recibió aquel mismo laurel diez años más tarde. También se registra los pasos adolescentes de Roberto Bolaño, antes de que obtuviera el renombre a nivel iberamericano que alcanzó a tener.[3]

En pintura, los parajes quilpueínos han sido retratados por destacados pintores, entre ellos Raymond Monvoisin, Pedro Lira o Alfredo Helsby.[3] Este primer acercamiento, dado a inicios del siglo XX, dio paso a la residencia de un conjunto de pintores provenientes de otras localidades, que venían a avecindarse en los barrios de Quilpué durante varias décadas en dicha centuria.[3] Ya en el epílogo del siglo surgen algunos pintores locales labrando carrera más allá de los límites de la ciudad y la región, como lo son Giancarlo Bertini, Pablo Chiuminatto Muñoz y Aurora Bravo Fernández.[3]

Respecto al talento musical, sobresale a lo largo de la historia el caso de María Ester Aldunate del Campo, cantante que alcanzó notable fama en el Tercer Reich Alemán,[51] y el grupo Congreso, que desde 1969 se ha posicionado como un representante y emblema del estilo fusión latinoamericana.[52]

Deportes[editar]

En cuanto a actividades deportivas en equipos, destacan dos en Quilpué, el fútbol y el básquetbol:

  • El fútbol llegó a la ciudad dada la cercanía a Valparaíso, puerta de entrada del fútbol al país, lo que impulsó a que el primer club de la ciudad se fundara tempranamente, en 1902, con el nombre de Quilpué Rangers.[53] A partir de entonces y hasta la década de 1970, este deporte mantuvo un pulso fundamentalmente local, con barrios que formaban equipos que competían entre sí.[53] Ya en los años 1980 Quilpué se abre a las competiciones amateurs a nivel regional y nacional, obteniendo paulatinamente algunos logros en categorías de menores y seniors, los cuales permitieron más tarde cimentar el camino al Campeonato Nacional Amateur de 1993, el máximo reconocimiento alcanzado por la comuna en este deporte.[53] Con este hecho, rápidamente se encontró representación en el fútbol profesional, a través de una sucesión de clubes,[53] que han desembocado en el actual Provincial Marga Marga, partícipe de la Tercera División de Chile.[54]
  • Por su parte, el básquetbol contó con su primera institucionalización en 1946, cuando se funda la Asociación de Básquetbol de Quilpué y se establece una liga local amateur, la cual ha mantenido su constancia con el correr del tiempo.[55] Es con esta continua popularidad como fondo, que se funda en 2009 el Club Deportivo Colegio Los Leones de Quilpué, institución que dos años después hace su entrada en la más alta categoría del baloncesto chileno, la Liga Nacional de Básquetbol de Chile, tanto en masculinos como en femeninos, logrando en varias oportunidades competir en torneos internacionales, y siendo en la rama femenina donde ha cosechado sus mayores éxitos, con el bicampeonato nacional, obtenido en 2012 y 2014.[56]

Entre los deportes individuales han habido importantes logros de quilpueínos, sobre todo en pesca, caza y ciclismo:

  • En pesca, Lubertina Lindermeyer fue campeona nacional en 1969, como más tarde hizo, en 1976, Marta Rogers Mayorga. Se constata también la obtención del récord mundial en peso lenguado, por Augusto Núñez Moreno, en 1971.[55]
  • En caza deportiva sobresale la figura de Ernesto Uribe Galassi, campeón sudamericano de caza en 1975, y cinco veces campeón nacional en dicha especialidad.[55]
  • En ciclismo han habido dos quilpueínos campeones nacionales en velocidad, Alfonso Salas y Juan Aburto Peña, cuyos logros fueron obtenidos respectivamente en 1931 y 1968. Asimismo hubo un campeón sudamericano de pista y ruta, Sergio Aliste Hatte, cuya hazaña fue lograda en 1981.[55]
  • Cabe reseñar, adicionalmente, a Marianne Berndt Ortiz, quien rompió en 2003 el récord nacional de lanzamiento de bala, y a Gustavo Rivera Follert, quien fuera campeón chileno de turismo carretera, en 1984.[55]

En lo referente a infraestructuras para el deporte, se dispone del Estadio Villa Olímpica de Quilpué para fútbol y atletismo, el Gimnasio Municipal de Quilpué, para diferentes actividades deportivas comunales, y el Autódromo Villa Olímpica de Quilpué para motociclismo y automovilismo.[57] [58] [59] [60]

Patrimonio y otros[editar]

El patrimonio inmueble de la comuna está constituido mayoritariamente por piezas arquitectónicas del siglo XX. Sin embargo, dos edificios eclesiásticos hacen de excepción. El primero de ellos es la Parroquia de Nuestra Señora del Rosario, construida en 1889, y el que es uno de los símbolos más recurrentes de la ciudad.[61] El otro es la Capilla Los Perales, de estilo románico, la que fuera inaugurada en 1900 como un centro de formación de sacerdotes, pero relegada luego de que una serie de terremotos dañaran gravemente su estructura, quedando en dicha condición hasta que en 2008 fue nombrada Monumento Histórico Nacional y en 2015 recuperada gracias a la inversión del Ministerio de Obras Públicas.[62] [63] [64] Como dato relevante, esta acción se enmarcó en el proyecto de Museo de Historia Local de Los Perales, el que, a su vez, fue inaugurado en 2011.[63]

A diferencia de las anteriores estructuras, las edificaciones de interés patrimonial de pleno siglo XX se caracterizan por una diversidad de funciones originarias, y que recientemente están tomando prestancia pública. Así, está el Teatro Velarde, creado en 1940 para la entretención como sala de cine, luego para obras de teatro, y finalmente para eventos culturales, luego de su compra y remodelación por la municipalidad en 2015;[65] [66] el Edificio Carozzi, de propósito industrial, comprado en 2016 por el municipio para ser la nueva sede consistorial;[67] o los conjuntos habitacionales en altura de la ex-inmobiliaria soviética KPD, cuya característica construcción prefabricada sólo es posible encontrar en Quilpué, Viña del Mar y Santiago, y que han sido distinguidos en el Bienal de Arquitectura Venecia 2014 por el hito técnico, ideológico, estético y político que significaron en el turbulento contexto histórico de la década de 1970 en Chile.[68] [69]

De un modo anexo a los inmuebles patrimoniales y museos, pero solapando ciertos cometidos, puede considerarse al Zoológico de Quilpué como un bien didáctico al servicio de la comunidad. Abierto el día 29 de diciembre de 1990, cuenta en sus instalaciones con más de 700 especies faunísticas de Chile y del mundo, que enriquecen el conocimientos acerca de la diversidad natural de nuestro planeta en la población local como en visitantes ocasionales.[65]

Transporte[editar]

Ferrocarril y metro[editar]

El ferrocarril conformó parte esencial del desarrollo comunal. Si el ferrocarril Valparaíso-Santiago se hubiera construido de acuerdo al trazado original que se había considerado, por la costa hasta Concón, seguramente Quilpué y Villa Alemana no habrían logrado el crecimiento, desarrollo y progreso que alcanzaron. Originalmente, el tendido ferroviario debía seguir hacia el norte, alcanzando a Reñaca y luego a Concón, con la meta de arribar en Quillota, y de allí virar a Santiago.[70] Pero con un nuevo análisis, se determinó que era demasiado peligroso aventurarse a construir el ferrocarril por las arenas y dunas que dominan el paisaje de Reñaca y Concón, y se propuso una nueva ruta para llegar a Quillota, por el Estero Marga-Marga y el Valle de Quilpué, que fue lo que finalmente se hizo, materializándose la apertura de la Estación Quilpué en 1856.[22]

Tempranamente, la vía del ferrocarril aportó a aglutinar el asentamiento en torno a su eje, de modo que fueron abriéndose paulatinamente más estaciones. En 1862 se inauguró la Estación Las Palmas, en Población Argentina, y más tarde, en 1938, la Estación El Belloto. Ya en 1951 abre la Estación El Sol, y en la década de 1970, Estación Valencia se transforma en sucesora de Las Palmas.[22]

A las pocas décadas de concluida la inauguración de este ferrocarril, era posible viajar desde Quilpué a puntos tan extremos como Puerto Montt e Iquique, lo que posibilitaba el tránsito de personas y de mercancías con todo el país, y también a nivel internacional, por efecto del terminal en el Puerto de Valparaíso.[71] Todo esto le dio atractivo a la comuna para llegar a ser polo industrial.[22] No obstante, el debilitamiento de la red ferroviaria en la segunda mitad del siglo XX llevó al confinamiento del servicio hasta Valparaíso por el poniente, y hasta Limache, por el oriente, tramo que serviría más tarde, en 1999, para la puesta en marcha de la modernización de la infraestructura, y posterior apertura de Metro Valparaíso.[72]

Así, el 23 de noviembre de 2005, se inaugura Metro Valparaíso, como sucesora del ferrocarril, reutilizando tres de las cuatro estaciones del sistema antiguo de trenes, las cuales se destinaron como paradas para Quilpué. Éstas son, en sentido costa a interior: Estación Quilpué, Estación El Sol, y Estación El Belloto, todas activas. En 2016 entró también en funcionamiento el servicio de Bus + Metro, y ya se trabaja en la reapertura de la restante parada, la Estación Valencia.[73]

Transporte interno e interurbano[editar]

Autopista Troncal Sur y su enlace con Camino Marga-Marga.

El Camino Real Valparaíso-Limache es una de las vías de mayor antigüedad en consignar una importancia crucial para el transporte interno e interurbano hasta la actualidad. Dicha plataforma, dispuesta en paralelo al ferrocarril, se conoce hoy como Avenida Los Carrera,[74] continuando en Viña del Mar con el nombre de Camino Troncal, y en Villa Alemana como Avenida Valparaíso. La bifurcación que sufre a mitad de su tránsito por Quilpué se llama Avenida Freire.[74] Juntas atraviesan la zona central de la urbe, y en ambas confluye la mayor parte del transporte público local y metropolitano, representados por colectivos, taxis, y los autobuses del TMV,[75] [76] siendo las principales arterias urbanas.[50]

No obstante, en 2003 se dio apertura a una autopista segregada de alta velocidad en la zona sur de la ciudad, llamada Troncal Sur,[61] cuya presencia permitió socorrer el flujo de vehículos de las avenidas centrales, y disminuir los tiempos de viaje desde la periferia hacia el núcleo del Gran Valparaíso.[77] Esta infraestructura está concesionada a la empresa Abertis Autopistas, y por ende cuenta con un peaje y telepeaje dentro de su recorrido.[78] Especialmente empleada por vehículos particulares, aunque en creciente medida por el transporte público,[77] se constituyó en otro eje estructurante del flujo de la ciudad.

Hacia la zona sur también se proyecta el Camino Marga-Marga, antiguamente denominado Camino Real a Santiago,[74] que dentro de la zona urbana conecta a la Avenida Los Carrera con la Autopista Troncal Sur. Esta proyección (Ruta F-50 Lo Orozco) permite la conectividad con los asentamientos rurales de la comuna, y yendo más allá, desemboca en la Ruta 68, posibilitando hasta el día de hoy la efectiva conexión con Santiago.[79] En el ámbito de caminos rurales, resalta la Ruta F-760, que desde su inauguración en 1930, comunica a Quilpué con el Valle de Colliguay,[61] en una ruta que sortea un relieve abrupto, siendo dentro de su trayectoria conocida la Cuesta de Colliguay por sus pronunciadas curvas y ángulos cerrados.[80]

Medios de comunicación[editar]

Periódicos

A través del tiempo, un total de 25 revista de actualidad han surgido desde la iniciativa local, y para el público local, fundamentalmente. La primera de ellas correspondió al periódico El Progreso, fundado el 1 de septiembre de 1894, con el objetivo de defender el concertado interés de la naciente comuna.[81] De aquel primer antecedente, y en orden cronológico, los periódicos de la historia de Quilpué han sido los siguientes (subrayadas los que siguen vigente):[81]

  • El Progreso
  • La Prensa
  • El Imparcial
  • La Voz de Quilpué
  • La Galeta
  • La Justicia
  • La Tribuna
  • La Aurora de Chile
  • Claridad
  • La República
  • La Región
  • La Campana
  • Ahora
  • El Sol
  • En Marcha
  • El Quilpueíno
  • El Observador
  • El Troncal
  • El Despertar
  • Ruta 62
  • La Nueva Frontera
  • Ciudad del Sol
  • El Correo
  • El Alba
  • Semanario Futuro
  • Página 12
Televisión
  • 12 - TVN
  • Internet - Quilpue.tv
  • Internet - Quilpué on line
Radio

Con respecto a la radiodifusión, en Quilpué pueden sintonizarse las radioemisoras ubicadas en la conurbación del Gran Valparaíso. Además alcanzan a recepcionarse, con débil intensidad, algunas emisoras de Quillota y Limache.

FM

AM

  • 1100 kHz Radio BBN
  • 1210 kHz Radio Fe
  • 1270 kHz Radio Festival
  • 1340 kHz Radio Colo Colo Valparaíso
  • 1410 kHz Radio Amor
  • 1450 kHz Radio Universidad Técnica Federico Santa María
  • 1600 kHz Estilo FM

Notas y referencias[editar]

Notas[editar]

  1. Descripción formulada por el poeta porteño y residente quilpueíno de 1938 a 1984, Ángel Valle Tassara, en su poema Canto a la Ciudad del Sol.
  2. Ibídem.
  3. Es una medida demográfica del envejecimiento, caulculándose como el número de adultos mayores de 65 o más años, por cada cien menores de entre 0 y 14 años.

Referencias[editar]

  1. a b c d e f g h i j «Quilpué en los Reportes Estadísticos Comunales 2015» (reportescomunales.bcn.cl). Reportes Estadísticos Comunales. Biblioteca del Congreso Nacional de Chile. Consultado el 6 de agosto de 2016. 
  2. Ilustre Municipalidad de Valparaíso. «Valparaíso, una síntesis de lo que somos» (www.municipalidaddevalparaiso.cl). Consultado el 8 de agosto de 2016. 
  3. a b c d e f López Ascarate, 2013, pp. 99-128; Arte y cultura.
  4. a b c d e f López Ascarate, 2013, pp. 31-38; Características físicas.
  5. López Ascarate, 2013, pp. 23-40; Antecedentes generales.
  6. a b c d e López Ascarate, 2013, p. 21; Quilpué, ciudad enigmática en su etimología y fundación.
  7. a b c Leguás Contreras, 2002.
  8. a b c López Ascarate, 2013, p. 15; Desde Huayna Capac hasta Pedro de Valdivia.
  9. Troncoso Narváez, 1985, p. 17, Tomo I; Características del pueblo picunche.
  10. Alarcón, 2012.
  11. López Ascarate, 2013, p. 16; Donación de tierras de Quilpué.
  12. López Ascarate, 2013, p. 15; Don Rodrigo de Araya.
  13. a b c López Ascarate, 2013, p. 17; Los Araya, los Valencia, y otras familias pioneras.
  14. Troncoso Narváez, 1985, p. 26, Tomo II; Creación de la comuna.
  15. a b c d e f Comunicaciones de la Ilustre Municipalidad de Quilpué. «Fundación de Quilpué» (www.quilpue.cl). Consultado el 3 de agosto de 2016. 
  16. a b López Ascarate, 2013, pp. 19-20; Las primeras poblaciones.
  17. «Corporación de Fomento a la Producción (1939-1952)» (www.memoriachilena.com). Memoria Chilena. Dirección de Bibliotecas, Archivos y Museos. Consultado el 25 de agosto de 2016. 
  18. a b c d López Ascarate, 2013, pp. 135-136; Industria quilpueína.
  19. Hidalgo Dattwyler, Rodrigo (2000). «La política de casas baratas a principios del siglo XX. El caso chileno». Scripta Nova. Revista Electrónica de Geografía y Ciencias Sociales (Universidad de Barcelona) (55). ISSN 1138-9788. Consultado el 7 de agosto de 2016. 
  20. «Historia de Knop» (www.knoplabs.com). Sitio web de Laboratorios Knop. Consultado el 7 de agosto de 2016. 
  21. López Ascarate, 2013, p. 137; Barrio Industrial El Belloto.
  22. a b c d López Ascarate, 2013, pp. 131-133; Reseña histórica del comercio quilpueíno.
  23. «Listado de malls y centros comerciales que deben otorgar feriado a sus trabajadores por Fiestas Patrias» (www.dt.gob.cl). Dirección del Trabajo de Chile. 2004. Consultado el 24 de agosto de 2016. 
  24. «Estos son los horarios de cierre de malls y supermercados para estas Fiestas Patrias» (www.diariopyme.cl). Diario Pyme. Publimetro. 2013. Consultado el 24 de agosto de 2016. 
  25. a b «Ley 20.368» (www.leychile.cl). Crea la Provincia de Marga-Marga y modifica territorio de las provincias de Valparaíso y Quillota, en la Región de Valparaíso. Biblioteca del Congreso Nacional de Chile. Consultado el 3 de agosto de 2016. 
  26. a b c Subdirección Nacional de Geología (2013). Mapa geológico de Chile. Servicio Nacional de Geología y Minería de Chile. pp. 12 y 14. 
  27. Thorson, Robert (1999). La falla geológica Marga-Marga. Biblioteca Central, Valparaíso. Inventario: 96932: Universidad Técnica Federico Santa María. p. 3. 
  28. Concha, Raquel (9 de junio de 2014). «Gobernador de Marga-Marga reabrió Cuesta La Dormida y advierte nuevo frente de mal tiempo» (www.quilpueonline.cl). Quilpué Online. Consultado el 23 de agosto de 2016. «No descartó que nuevamente vuelva a nevar en la parte alta de la cuesta, así como en la zona de Colliguay, por lo que llamó a la ciudadanía a ser precavidos y adoptar los cuidados pertinentes 
  29. Msn Weather (23 de agosto de 2016). «Records and Averages of Quilpué». Consultado el 23 de agosto de 2016. 
  30. Arroyo et al (2006). «El hotspot chileno, prioridad mundial de conservación». Biodiversidad de Chile: Patrimonio y Desafíos (Comisión Nacional del Medio Ambiente): 94-97. ISBN 956-8018-22-0. Consultado el 8 de agosto de 2016. 
  31. a b c d Centro de Ecología Aplicada (2015). «Sector Norte de Quilpué + Quebrada El Zaino y Laguna Copín». Diagnóstico de sitios de alto valor para la conservación en la Región de Valparaíso (Ministerio del Medio Ambiente de Chile): 58-83. Consultado el 8 de agosto de 2016. 
  32. a b «Pladeco de Quilpué 2016-2022» (www.quilpue.cl). Ilustre Municipalidad de Quilpué. Consultado el 8 de agosto de 2016. 
  33. «Actualización del Plan Regulador Comunal» (www.quilpue.cl). Ilustre Municipalidad de Quilpué. Consultado el 8 de agosto de 2016. 
  34. Seymour, Fernando (2014). «Aprobación de Premval fija condiciones de urbanismo para ocho comunas» (radio.uchile.cl). Radio Universidad de Chile. Consultado el 8 de agosto de 2016. 
  35. «Cámara de Diputados» (www.camara.cl). Cámara de Diputados de Chile. Consultado el 7 de agosto de 2016. 
  36. «Ignacio Walker Prieto» (www.senado.cl). Senado de Chile. Consultado el 7 de agosto de 2016. 
  37. «Lily Pérez San Martín» (www.senado.cl). Senado de Chile. Consultado el 7 de agosto de 2016. 
  38. a b «Resultados electorales de Quilpué 2012 y 2014» (reportescomunales.bcn.cl). Reportes Estadísticos Comunales. Biblioteca del Congreso Nacional de Chile. Consultado el 7 de agosto de 2016. 
  39. a b c d López Ascarate, 2013, pp. 39-40; Escudo e Himno.
  40. a b López Ascarate, 2013, pp. 29-30; Censos comunales.
  41. a b c «Quilpué en los Reportes Estadísticos Comunales 2011» (reportescomunales.bcn.cl). Reportes Estadísticos Comunales. Biblioteca del Congreso Nacional de Chile. Consultado el 6 de agosto de 2016. 
  42. «Quilpué en los Reportes Estadísticos Comunales 2012» (reportescomunales.bcn.cl). Reportes Estadísticos Comunales. Biblioteca del Congreso Nacional de Chile. Consultado el 6 de agosto de 2016. 
  43. a b «Informe sobre Desarrollo Humano 2015» (hdr.undp.org). Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo. Consultado el 7 de agosto de 2016. 
  44. «Ley 19.876» (www.leychile.cl). Reforma constitucional que establece la obligatoriedad y gratuidad de la educación media. Biblioteca del Congreso Nacional de Chile. Consultado el 10 de agosto de 2016. 
  45. Anguita, Teresa (2002). «Gobierno establece enseñanza media obligatoria» (www.emol.com). El Mercurio. Consultado el 10 de agosto de 2016. 
  46. a b c López Ascarate, 2013, pp. 83-88; Educación.
  47. «Ubicación de la Escuela de Ingeniería Mecánica» (www.pucv.cl). Pontificia Universidad Católica de Valparaíso. Consultado el 7 de agosto de 2016. 
  48. «Sede Quilpué» (www.uac.cl). Universidad de Aconcagua. Consultado el 7 de agosto de 2016. 
  49. a b «Barricadas causan alta congestión vehicular en principal avenida de Quilpué» (www.24horas.cl). Televisión Nacional de Chile. 5 de mayo de 2015. Consultado el 23 de agosto de 2016. 
  50. Walther, Gerd (29 de marzo de 2004). «Das Portrait: María Ester Aldunate del Campo (1914-1997)» (PDF) (en alemán). www.rundfunkmuseum.fuerth.de. Consultado el 22 de abril de 2013. 
  51. «Congreso» (www.musicapopular.cl). Consultado el 22 de agosto de 2016. 
  52. a b c d López Ascarate, 2013, pp. 207-222; Fútbol quilpueíno.
  53. González, Fernando (21 de mayo de 2016). «Provincial Marga Marga debutará ante Ferro Lampa por la Zona Norte de la Tercera División B» (www.ucvmedios.com). UCV Radio. Consultado el 24 de diciembre de 2016. 
  54. a b c d e López Ascarate, 2013, pp. 186-206; Deportes y deportistas.
  55. «Club Deportivo Colegio Los Leones de Quilpué celebra su 7º aniversario de vida deportiva e institucional» (cdcolegiolosleonesquilpue.cl). Web de Colegio Los Leones de Quilpué. Consultado el 20 de agosto de 2016. 
  56. Ilustre Municipalidad de Quilpué. «Estadio Villa Olímpica» (www.quilpue.cl). Consultado el 22 de agosto de 2016. 
  57. Ilustre Municipalidad de Quilpué. «Gimnasio Municipal» (www.quilpue.cl). Consultado el 22 de agosto de 2016. 
  58. Club de Automovilismo Deportivo de Quilpué. «Historia del Club de Automovilismo Deportivo de Quilpué» (www.cadquilpué.cl). Consultado el 22 de agosto de 2016. 
  59. Gana, Felipe (2013). «Maxi Scheib campeón de Supermotard 2013, Ricardo Chio ganó la última fecha en Quilpué» (www.racing5.cl). Racing 5. Consultado el 8 de agosto de 2016. 
  60. a b c López Ascarate, 2013, pp. 265-274; Cronología de sucesos.
  61. «Inauguran obras de restauración de emblemática Capilla Los Perales de Quilpué» (www.quilpue.cl). Ilustre Municipalidad de Quilpué. Consultado el 22 de agosto de 2016. 
  62. a b «Inauguran Museo de Historia Local en Quilpué» (www.elmatutino.com). El Matutino. 8 de abril de 2011. Consultado el 22 de agosto de 2016. 
  63. «Monumento Histórico: Capilla Los Perales» (www.monumentos.cl). Dirección de Bibliotecas, Archivos y Museos. Consultado el 22 de agosto de 2016. 
  64. a b López Ascarate, 2013, pp. 235-254; Miscelánea.
  65. «Alcalde Viñambres y Gobernador de Marga Marga inspeccionan restauración en Teatro Municipal de Quilpué» (www.ucvmedios.com). UCV Radio. 3 de diciembre de 2015. Consultado el 22 de diciembre de 2016. 
  66. «Municipalidad de Quilpué compró edificio Carozzi para su nueva Casa Consistorial» (www.quilpue.cl). Ilustre Municipalidad de Quilpué. Consultado el 22 de agosto de 2016. 
  67. «Con atractivas actividades culturales Quilpué celebrará el Día del Patrimonio» (www.quilpue.cl). Ilustre Municipalidad de Quilpué. Consultado el 22 de agosto de 2016. 
  68. Vergara, Enzo (2014). «Sistema de panel prefabricado KPD» (www.plataformaarquitectura.cl). Plataforma Arquitectura. Consultado el 23 de agosto de 2016. 
  69. «El Ferrocarril de Valparaíso a Santiago» (www.patrimonioferroviariochileno.cl). Patrimonio Ferroviario Chileno. Consultado el 12 de agosto de 2016. 
  70. «Expansión ferroviaria en Chile» (www.archivonacional.cl). Archivo Nacional de Chile. Direccion de Bibliotecas Archivos y Museos. Consultado el 16 de agosto de 2016. 
  71. «Historia de Metro Valparaíso» (www.metro-valparaiso.cl). Metro Valparaíso. Consultado el 11 de agosto de 2016. 
  72. Miño y Retamal (20 de junio de 2016). «En julio comenzaría conexión de buses y metro en Quilpué» (www.biobiochile.cl). Radio Bío Bío. Consultado el 11 de agosto de 2016. 
  73. a b c González Valencia, 2014, pp. 28-50.
  74. González, Carmen Paz (4 de noviembre de 2015). «Comenzaron los desvíos en Quilpué por reparación de Avenida Los Carrera» (www.biobiochile.cl). Radio Bío Bío. Consultado el 23 de agosto de 2016. 
  75. «Empresas, líneas y recorridos del TMV» (www.tmv.cl). Transporte Metropolitano de Valparaíso. Consultado el 23 de agosto de 2016. 
  76. a b Díaz, María Eugenia (10 de junio de 2004). «Buses circularán por Troncal Sur» (www.mercuriovalpo.cl). El Mercurio de Valparaíso. Consultado el 23 de agosto de 2016. 
  77. Miranda, M. (15 de mayo de 2015). «El 25 de mayo comienza la entrega de tag en la Región de Valparaíso» (diario.latercera.com). La Tercera. Consultado el 23 de agosto de 2016. 
  78. Concha, Raquel (4 de junio de 2014). «Terminan primeras obras de seguridad en Ruta Lo Orozco» (www.quilpueonline.cl). Quilpué Online. Consultado el 23 de agosto de 2016. 
  79. «Camión quedó colgando de un barranco en la Cuesta de Colliguay» (www.elobservador.cl). El Observador. 26 de agosto de 2011. Consultado el 23 de agosto de 2016. 
  80. a b López Ascarate, 2013, pp. 62-80; Organizaciones e instituciones de servicio público.

Libros y publicaciones[editar]

  • Alarcón, Luis (2012). «Algunos antecedentes generales para la historia de la minería en el Valle del Marga-Marga». Boletín Histórico de la Provincia de Marga-Marga, Tomo III (Agrupación de Investigadores de la Historia del Valle del Marga-Marga). ISSN 0719-2754. 
  • González Valencia, Andrés (2014). «Quilpué y lo que sobrevino tras la muerte del Contra-Almirante Don Carlos A. Condell de la Haza». Boletín Histórico de la Provincia de Marga-Marga, Tomo X (Agrupación de Investigadores de la Historia del Valle del Marga-Marga): 28-50. ISSN 0719-2754. 

Enlaces externos[editar]