Estado sin litoral

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
En verde, países sin salida al mar o mediterráneos. Liechtenstein y Uzbekistán son los únicos países sin litoral que, a la vez, limitan únicamente con otros países sin salida al mar.

Se denomina Estado sin litoral (o también país mediterráneo en Hispanoamérica) a un país rodeado de tierra o que carece de salida al mar o al océano. A principios de 2013 en el mundo había 44 países que pueden ser considerados como tales.

Un mar cerrado es, como su nombre indica, un mar que no está conectado a los océanos. El mar Caspio y mar de Aral se consideran normalmente como lagos. De acuerdo a esta denominación, el 44% del agua contenida en los lagos del mundo se encuentra en el mar Caspio.

Los mares que se encuentran conectados con los océanos a través de estrechos canales, como el mar Báltico, el mar Mediterráneo y el mar Negro, son de gran importancia estratégica para los países que controlan su acceso.

Significado[editar]

Históricamente, el no poseer acceso al mar implicaba una posición desventajosa, ya que separaba al país de las riquezas que se presentan en el litoral marino, como la pesca y especialmente el comercio marítimo. Como norma general, las zonas costeras del mundo son más prósperas y están más densamente habitadas que las interiores.

Los países han intentado mantener o conseguir una salida al mar. Así, la Sociedad Internacional del Congo, propietaria de los terrenos sobre los que se asienta la actual República Democrática del Congo, obtuvo una pequeña salida al mar en la Conferencia de Berlín de 1885. Para ello, Angola fue dividida en dos territorios.

La República de Dubrovnik regaló la ciudad de Neum al Imperio otomano para evitar tener frontera con la República de Venecia[cita requerida].

En la actualidad, Bosnia Herzegovina mantiene esta pequeña localidad como salida al mar, dividiendo en dos las posesiones de Croacia en el mar Adriático.

Después de la I Guerra Mundial, Polonia obtuvo el Corredor de Danzig para disponer de una salida al mar. El Danubio fue internacionalizado para permitir que Estados sin litoral, como Austria, Hungría y Checoslovaquia, tuvieran una salida segura al mar.

La pérdida de la salida al mar genera normalmente[cita requerida] una caída en la economía del país, algo que puede apreciarse en el caso de Etiopía y Serbia, con la secesión de Eritrea y Montenegro, respectivamente.[cita requerida]

Tras el Tratado de 1904 entre Chile y Bolivia, Bolivia cede su acceso al océano Pacífico a cambio de una serie de beneficios.

Hungría también perdió su salida al mar a consecuencia del Tratado de Trianon de 1920: aunque Croacia poseía autonomía dentro de Hungría, la ciudad de Fiume era independiente, siendo gobernada como corpus separatum desde Budapest por un gobernador, ya que era el único puerto de Hungría.

Cuando los aliados dividieron el antiguo Imperio otomano por el Tratado de Sèvres, se prometió a Armenia una salida al mar Negro a través de las actuales provincias turcas de Trabzo y Rize. Sin embargo, este acuerdo no se llevó a cabo debido a la Guerra de Independencia Turca, liderada por Mustafa Kemal Atatürk, y las aspiraciones armenias fueron eliminadas en el Tratado de Lausana.

La Convención de las Naciones Unidas sobre el Derecho del Mar permite a los países sin salida al mar el acceso al mismo sin tener que pagar aranceles o cuotas de paso a los países de tránsito. Las Naciones Unidas poseen un programa de acción para ayudar a los países en vías de desarrollo sin salidas al mar, siendo el actual responsable Anwarul Karim Chowdhury.

Algunos países poseen una línea litoral muy extensa pero inútil. Por ejemplo, los puertos de Rusia se encuentran en el océano Ártico y se congelan cada seis meses. Ganar el control de un puerto de aguas cálidas fue el motivo de la expansión rusa hacia el mar Báltico, el mar Negro y el océano Pacífico.

Por otro lado, hay Estados que poseen línea costera, pero carecen de salida al mar. Este es el caso de los países ribereños del mar Caspio y del mar de Aral. Debido a que muchas veces son considerados lagos, los países ribereños se siguen incluyendo dentro de la lista de países sin salida al mar.

Un país insular es un país rodeado completamente por mar, es decir, el caso opuesto a un Estado sin litoral.

Lista de países sin salida al mar[editar]

Los Estados se pueden agrupar en grupos contiguos:

Los siguientes Estados sin salida al mar están rodeados sólo por países ribereños:

Europa y África son los continentes con más Estados sin salida al mar (16 cada uno); Asia tiene 10 y en América sólo hay 2. Oceanía es el único continente en el que no los hay, siendo además el único continente con una sola frontera terrestre, la que separa Papúa Nueva Guinea de la provincia indonesia de Papúa.

Doble aislamiento[editar]

Un Estado sin salida al mar, cuyas fronteras sean con otros Estados sin salida al mar, es un Estado doblemente aislado. Un ciudadano de ese país deberá cruzar dos fronteras para acceder al mar. Sólo existen dos casos en el mundo, Liechtenstein en la Europa Central (rodeado por Austria y Suiza), y Uzbekistán, en Asia Central (rodeado por Afganistán, Kazajistán, Kirguizistán, Tayikistán y Turkmenistán).

Sin embargo, sus Estados vecinos tienen salidas indirectas al mar, como a través del río Danubio, en el primer caso, o a través de los canales hacia el mar Caspio, en el segundo. Además, Liechtenstein posee salida propia a través del río Rin.

Antes de 1919 y desde 1938 hasta 1945 no existieron Estados doblemente aislados. En el periodo anterior al fin de la Primera Guerra Mundial, los países de Asia Central formaban parte del Imperio ruso y Liechtenstein tenía frontera con un Estado con costa, el Imperio austrohúngaro. En el periodo entre 1938 y 1945, Uzbekistán formaba parte de la Unión Soviética y Austria había sido anexada a la Alemania nazi, por lo que Liechtenstein hacía frontera con un Estado con costa.

Casi aislados[editar]

Los siguientes Estados destacan por tener una pequeña salida al mar en comparación con sus fronteras terrestres. En la lista, se incluyen países cuya costa sea inferior al 5% del total de fronteras:

Accesos artificiales al mar[editar]

Un país aislado puede ganar acceso al mar a través de los llamados corredores:

En el Tratado de Versalles de 1919, una parte de Alemania, denominada el Corredor polaco, fue cedida a la Segunda República Polaca para obtener acceso al mar. Esto también se hizo con el pretexto de convertir Danzig y su puerto en la Ciudad Libre de Danzig. Con este corredor Polonia pasó a ser un estado semiaislado. Además de perder territorio, Prusia Oriental pasó a ser un exclave separado de Alemania por ese corredor. Aunque se planteó crear un ínfimo corredor con una vía de tren y una carretera que uniera Alemania con Prusia Oriental, esta idea[1] fue desestimada.

La República Democrática del Congo posee un corredor.

Falta de conexiones ferroviarias[editar]

Mientras que América del Norte y Europa están perfectamente interconectadas (aunque con algunas dificultades surgidas con la tecnología incompatible), África, Sudamérica, Centroamérica y Asia carecen de buenas conexiones ferroviarias. Esto puede recibir el nombre de "aislamiento ferroviario". Katmandú, la capital de Nepal, es una ciudad sin conexiones ferroviarias dentro de un país sin salida al mar.

Véase también[editar]

Referencias[editar]