Inmigración asiática en Argentina

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

La población asiática de Argentina desciende de varias olas de inmigración que han ocurrido básicamente en el siglo XX y prosiguen en el siglo XXI. En este artículo cuando se habla de "inmigración asiática" se está hablando de las poblaciones procedentes del Extremo Oriente, y en menor medida, del Indostán. Asia, a lo largo de la historia argentina, ha constituido la segunda fuente de inmigrantes en Argentina tras Europa, aunque hoy en día se encuentra desplazada en tercer lugar, tras los inmigrantes de procedencia de países americanos, especialmente limítrofes.

Los argentinos cuyos linajes proceden del Extremo Oriente viven principalmente en las grandes ciudades de Argentina, a menudo se concentran en sus propios barrios. Muchos son dueños y manejan sus propios negocios de escalas variantes en textiles, indumentaria, comercio minoristas y restaurantes estilo buffet o "tenedor libre".

Con respecto a las personas provenientes del Indostán, estas corrientes no han sido tan numerosas como las acotadas anteriormente. La mayoría de estos inmigrantes provienen del estado indio del Punyab.

La colectividad japonesa, la más antigua de ellas, además de hallarse en la provincia de Buenos Aires, también está fuertemente concentrada en la provincia de Misiones (esto último es compartido también con las colectividades laosiana, camboyana y vietnamita). La colectividad coreana se concentra fundamentalmente en Buenos Aires en los barrios de Balvanera y Flores y sus alrededores inmediatos. La colectividad china además de concentrarse en esos barrios tiene su propio "barrio chino" en Belgrano; y en los últimos 15 años la expansión de sus negocios llevó a que se instalaran en otras grandes ciudades de Argentina, como Rosario, Córdoba, Mar del Plata, Santa Fe y Paraná.

Extremo Oriente[editar]

Inmigrantes japoneses[editar]

Casa de la colectividad japonesa de Oberá en 2005.[1]
Casa de la colectividad japonesa de Oberá en 2005.[1]

Los inmigrantes japoneses (particularmente de la prefectura de Okinawa) llegaron en pequeñas cantidades durante los primeros años del siglo XX. En esa época Japón vivía la experiencia victoriosa pero crítica derivada de la Guerra Ruso-Japonesa (1905) y las inestabilidades que preludiaban a la Primera Guerra Mundial. El primer barco con inmigrantes okinawenses recaló en puertos del sur brasileño en 1908 al parecer ya desde ese año varios de los inmigrantes se radicaron en Argentina, En 1917 llegan colonos japoneses a la Provincia de Misiones, donde existe una de las comunidades japonesas más grandes de Argentina.
El primer nisei (segunda generación) nipón-argentino, Seicho Arakaki, nació en 1911. Hoy se estima un número de 32.000 personas de origen japonés en Argentina, según la Association of Nikkei and Japanese Abroad (Asociación de Nikkei y Japoneses en el Extranjero). Los primeros inmigrantes se dedicaron a actividades agrícolas y se destacaron en la floricultura, sin embargo, dada la concentración del mercado argentino en la ciudad de Buenos Aires, la primera y segunda generación de inmigrantes japoneses formaron parte importante del gremio eminentemente urbano de la tintorería (entendiéndose como tintorería al lavado y planchado de ropas), como se indica también se destacaron en la floricultura debiéndose a ellos en gran medida la declaración de la ciudad de Belén de Escobar como sede de la Fiesta Nacional de la Flor y habiendo donado la colectividad de origen nipón a tal comuna el primer jardín japonés de Argentina, posteriormente la colectividad de origen japonés remozó el Jardín Japonés ubicado en el Parque 3 de febrero (o de Palermo) en la ciudad de Buenos Aires. La tercera y cuarta generación de argentinos descendientes de japoneses ha diversificado sus actividades dedicándose principalmente a profesiones técnicas con especialización universitaria (ingeniería, electrónica etc.).

En zonas rurales pequeños grupos de origen japonés han llegado a establecer granjas y criaderos de aves.

Actualmente la comunidad japonesa se haya representada en un gran número de asociaciones tanto en el Área Metropolitana de Buenos Aires como en el interior del país. Recientemente además de las asociaciones han surgido gran variedad de institutos que difunden diferentes manifestaciones de la cultura japonesa y su idioma, principalmente debido al interés creciente de argentinos no descendientes de japoneses que se ven atraídos hacia a ella. Existen a su vez distintas publicaciones que informan sobre cuestiones de la comunidad, la cultura y actualidad japonesas y la Argentina y su relación con ellas. Ejemplo de esto es el periódico La Plata Hochi cuyas publicaciones en japonés, aunque también en español, datan desde el año 1947.[2]

La población de origen japonés durante décadas (aproximadamente desde 1900 y hasta inicios de los 1970) fue casi la única población procedente del Extremo Oriente establecida en Argentina.

Además de sus poblaciones en la provincia de Misiones en los partidos bonaerenses de Escobar, Almirante Brown, Florencio Varela, Colonia Urquiza (La Plata) y en los barrio porteños de Almagro y Floresta, la colectividad japonesa tradicionalmente también se asentó en José C. Paz (partido de la provincia de Buenos Aires), lugar donde se dedicaron a la floricultura y de donde salieron descendientes destacados como Mario Ishii. Otras comunidades se establecieron en Córdoba y Santa Fe, donde formaron asociaciones.

Flag of North Korea.svg Flag of South Korea.svg Inmigrantes coreanos[editar]

Una segunda ola de inmigrantes asiáticos (principalmente empresarios coreanos) se establecieron en Argentina a partir de los años 1960s procedentes de Corea del Sur, concentrándose en la ciudad de Buenos Aires, inicialmente varios instalándose en barrios precarios como la Villa 31.[3] En 1965 llegan, en tres contingentes, los colonos coreanos que crearon la colonia coreana de tipo agrícola en Lamarque, Valle Medio del Río Negro, a los que se le sumaron algunos inmigrantes en las décadas posteriores y también desde la cual hubo algunos desertores que migraron luego hacia Buenos Aires.[4] [5] Hoy se estima que hay 20.000 argentino-coreanos viviendo en Argentina, especialmente en los distritos de Once o Balvanera y de Flores. Están dedicados principalmente en la fabricación y venta de indumentaria y en segundo lugar a minimercados de autoservicios. Existe también coreanos y descendientes viviendo en: Córdoba, Tucumán, La Plata, Bahía Blanca, Mar del Plata, Rosario, Ciudad de Neuquén, Santa Fe, Puerto Madryn y ciudades del Alto Valle del Río Negro. Actualmente, la mayoría de ellos pertenecen a la clase media alta y clase alta.

Flag of the People's Republic of China.svg Flag of the Republic of China.svg Inmigración china y taiwanesa[editar]

Fiesta de celebración año nuevo lunar en el Barrio Chino de Buenos Aires.
Supermercado chino en Trelew, provincia del Chubut.

Aunque hubo una muy reducida inmigración de población china durante la primera mitad del siglo XX, estableciéndose este primer pequeño colectivo en áreas semirurales próximas a la ciudad de Buenos Aires constituyendo pequeñas cooperativas de horticultores que proveían a la colectividad argentina de origen japonés con alimentos típicos hasta entonces desconocidos en Argentina (por ejemplo champignones); recién durante los años 1990s la inmigración desde China superó numéricamente a la de origen japonés y a la de origen coreano, fue una tercera ola que trajo a muchos empresarios chinos y taiwaneses a Buenos Aires. Un gran número de los empresarios chinos están en el comercio minorista. Según el periódico argentino Clarín, hay más de 120.000 inmigrantes chinos o personas de origen chino que viven en el país, por la zona de procedencia de los inmigrantes (Taiwán y Fujian principalmente) se considera que un gran porcentaje de los inmigrantes chinos procede de la etnia hakka. Aunque los pobladores con orígenes chinos se encuentran distribuidos en diversos barrios, han llegado a constituir un "Barrio Chino" en un sector del bajo Belgrano de la ciudad de Buenos Aires en donde suelen realizar sus más vistosas festividades (como la celebración del año nuevo chino).

Los barrios porteños donde mayor cantidad de pertenecientes a la comunidad se han asentado, han sido los pertenecientes a la zona céntrica de la ciudad de Buenos Aires, es decir: los barrios de Once, Almagro, Caballito, Parque Chacabuco, Flores, Villa Crespo y Floresta.

Una de las personas más destacadas de la comunidad chino-argentina es Liu Song, jugador de tenis de mesa nacido en China y nacionalizado argentino, que el 20 de octubre de 2011 consiguió la medalla de oro en los Juegos Olímpicos Panamericanos.

Flag of Laos.svg Flag of Cambodia.svg Flag of Vietnam.svg Inmigración laosiana, camboyana y vietnamita[editar]

Argentina es también hogar de la comunidad laosiana; esta "inmigración laosiana" es la más grande de Sudamérica, contando casi 2.000 personas. Es adecuado mencionar que existe un porcentaje minoritario de familias vietnamitas y camboyanas que formaron parte del mismo contingente de refugiados.

Este grupo emigró debido a la inestabilidad política y social suscitada por las reformas desplegadas en países del sudeste asiático luego de la victoria comunista en la Guerra de Vietnam. Representada por el Pathet Lao, la oleada comunista busco la consolidación del poder con insurrecciones en provincias claves y emplazando comités en altos cargos administrativos, demandando un "régimen popular y democrático". En este marco, el 23 de agosto de 1975, abdica el Rey Sisavang Vatthana.

Luego de una Conferencia Internacional en Ginebra convocada por Naciones Unidas a mediados de 1979 el presidente de facto Jorge Rafael Videla decide colaborar abriendo las puertas del país, con el objetivo de mejorar la imagen internacional de Argentina en materia de derechos humanos, se recibieron aproximadamente 300 familias entre 1979-1981 bajo la tutela de la ONU.

[6] [7] [8]

Existe una importante comunidad laosiana en la Ciudad de Posadas, capital de la Provincia de Misiones,[9] de la que surgió el nombre del barrio o paraje 'Colonia Laosiana'. Esta comunidad participó en ocasiones del Desfile del Inmigrante de la Fiesta Nacional del Inmigrante en Oberá.

Indostán[editar]

Inmigrantes indios[editar]

La inmigración india en Argentina no ha sido tan numerosa como otras corrientes asiáticas. Sin embargo, se pueden trazar las raíces de dicha inmigración hacia la época de la creación y ampliación del ferrocarril en Argentina. Los primeros inmigrantes indios llegaron de la mano de los británicos para colaborar como mano de obra en los ferrocarriles. En los últimos años se ha visto un leve incremento de dicha inmigración, de indios profesionales que vienen por negocios a la Argentina, aun así, siendo un grupo muy reducido.

Situación actual[editar]

Aproximadamente la mitad de los argentino-asiáticos se marcharon a los Estados Unidos y Canadá, o a sus lugares de origen desde la crisis económica del 2001, algunos regresaron merced a la recuperación de la economía argentina posterior pero, las continuas crisis recientes han detenido dicho retorno, e incluso, han vuelto a partir. La inmigración asiática actual, proviene principalmente desde las provincias del sur de la China continental y es una de las de más rápido crecimiento en la Argentina en la actualidad, pero en contrapartida, los de origen chino-taiwanés, chinos del norte, japoneses y coreanos rápidamente disminuyen, partiendo hacia otros lugares como Brasil, Perú, Chile, Estados Unidos, Canadá, o a sus países ancestrales. La colectividad china ya se posiciona como la cuarta en importancia, y podría seguir creciendo, solo quedando detrás de la boliviana, paraguaya y peruana.[10]

Véase también[editar]

Referencias[editar]

  1. Japón – La Colectividad. Fiesta Nacional del Inmigrante
  2. Cronología de la historia de la población de origen japonés en la Argentina y de las relaciones Argentino-Japonesas
  3. Banco Interamericano de Desarrollo. Cuando Oriente llegó a América: contribuciones de inmigrantes chinos, japoneses y coreanos.
  4. «Las fronteras físicas y culturales de la colonia coreana Lamarque».
  5. Trincheri, Alcira. «La inmigración coreana en la Argentina. Una migración de redes». Consultado el 26 de noviembre de 2013.
  6. Refugiados del sudeste asiático en Argentina
  7. Refugiados Laosianos y Camboyanos en Misiones
  8. Con promesas de paz unos llegaban, otros huían. La inmigración de laosianos en los años finales de la última dictadura
  9. Los laosianos necesitaron un cuarto de siglo para arraigarse en Misiones
  10. La colectividad china se convierte de esta manera, en la cuarta más numerosa del país

Bibliografía[editar]

  • IMAI, Keiko (1997). Los inmigrantes japoneses en Argentina. Buenos Aires: Instituto Japonés. (en español e inglés). 

Enlaces externos[editar]