Libro de Mormón

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
El Libro de Mormón
El Libro de Mormón: otro Testamento de Jesucristo, publicado por la Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días.
El Libro de Mormón.
Autor Joseph Smith
Tema(s) Religión
Idioma Inglés/Español
Título original The Book of Mormon
Traductor Joseph Smith & Oliver Cowdery
Editorial © 1993 por Intellectual Reserve, Inc.
País Estados Unidos
Fecha de publicación 1830 en Palmyra, Nueva York, E.U.A.
Formato Tapa dura, tapa blanda, de bolsillo y audiolibro
ISBN 1-59297-506-2

El Libro de Mormón es uno de cuatro libros canónicos aceptados por La Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días,[1] la Comunidad de Cristo[2] y otras ramas[3] [4] [5] [6] del movimiento de los Santos de los Últimos Días (comúnmente llamado el mormonismo). El libro mismo dice ser una traducción de los escritos de hombres santos de la antigua América escrito en una forma similar a la Biblia. Toma su nombre de uno de los últimos de los profetas que, de acuerdo al libro, escribieron en él, Mormón, quien alrededor del 390 d.C. habría resumido en un compendio varios escritos y archivos dando alcance a 2500 años de historia.[7]

Historia[editar]

La Iglesia de Jesucristo de Los Santos de Los Últimos Días mantiene que El Libro de Mormón contiene los registros de dos grandes civilizaciones que poblaron el continente americano, una procedente de Jerusalén por el año 600 a. C. y la otra arribando muchos siglos antes cuando el episodio bíblico de la Torre de Babel.[8] Estos registros habrían sido mantenidos por profetas que vivieron entre esos pueblos, hasta que Mormón, uno de esos profetas, hiciera una compilación de los anales en un único volumen, grabado en planchas de oro.[9]

Una página de El Libro de Mormón (2 Néfi 26:12) edición de 1997 en portugués.

En la narrativa de José Smith, restaurador de dicha iglesia, Moroni, un humano glorificado, le visitó el 21 de septiembre de 1823, instruyéndole acerca del antiguo escrito y de los pasos a seguir para traducirlo. Smith contó que, cuatro años más tarde, las planchas le fueron finalmente entregadas, traduciéndolas enseguida, asegurando tener auxilio divino para esa labor. La traducción del texto se realizó mediante el uso de un instrumento llamado Urim y Tumim[10] que permitía a Smith interpretar los caracteres del egipcio reformado al inglés usado en la época. En dicha labor cooperaron Martin Harris y posteriormente Oliver Cowdery, ambos firmantes como testigos originales de las llamadas Planchas de Oro entregadas a Smith por el ángel Moroni.

José Smith publicó su obra por primera vez en 1830, con el título The Book of Mormon, en referencia al personaje del libro responsable de su compilación. Como resultado del trabajo misionero de los miembros de la Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días, y otras denominaciones afínes, el libro se ha publicado en 78 idiomas, con porciones traducidas en otras 32 lenguas, imprimiendo más de 120 millones de copias, cubriendo el idioma nativo del 99% de sus miembros y el 87% de la población mundial total.[11] En 1998 Iglesia SUD dejó de traducir secciones resumidas de El Libro de Mormón, anunciando que la traducción del libro a cada nuevo idioma será una edición completa.[12]

Publicaciones[editar]

El Libro de Mormón fue publicado por primera vez por Joseph Smith en marzo de 1830, en Palmira (Nueva York, EE. UU.), .[13]

Actualmente existen varias ediciones en español publicadas por las iglesias que creen en él. Está impreso con los títulos:

Creencias[editar]

El tema de El Libro de Mormón, dado en la portada, es mostrar al mundo que Jesús es el Cristo, el Eterno Dios, quien se manifiesta a todas las naciones.[16]

El título del libro fue cambiado a El libro de Mormón: otro Testamento de Jesucristo para clarificar el tema cristiano del libro: «Todo el que abra el libro sabrá, por su título, qué es lo que contiene» (Boyd K. Packer).

Según la introducción del libro,[17] la parte considerada más importante del libro es la visita de Jesucristo al continente americano tras su resurrección, registrada en el libro de 3.er Nefi, en los capítulos 11 al 28. En este libro, considerado sagrado para sus devotos, «se expone la doctrina del evangelio, se describe el plan de salvación y se dice a los hombres lo que deben hacer para lograr la paz en esta vida y la salvación eterna en la vida venidera.»[13]

Las iglesias que creen en el Libro de Mormón afirman que este también sirve como evidencia del llamamiento de Dios a su profeta, Joseph Smith, que habría traducido el libro de antiguas planchas de oro que le fueron entregadas por un ángel. Es un texto que, por lo demás, es considerado parte integral y canónica de la misma Biblia por los devotos mormones.[15] [18] [19] Se enseña que los escritos en el Libro de Mormón demuestran que la Biblia es un libro inspirado por Dios.[20]

En el libro mismo se invita a orar para saber si su contenido es verdadero,[21] y se afirma que, por medio de su interpretación correcta y fiel aplicación, el lector recibirá la guía y dirección de la divinidad para su vida.[18]

Divisiones del Libro de Mormón[editar]

El Libro de Mormón está formado por las siguientes divisiones o libros, el autor de cada uno siendo descendiente de Lehi, o en su defecto, designado por el profeta de la época en cuestión:

Los pueblos del Libro de Mormón[editar]

El Libro de Mormon.jpg
Libro de Mormón
Personajes
Pueblos
Lugares y Objetos

En el libro se narra la historia de dos grandes pueblos, denominados nefitas y lamanitas, quienes vivieron entre el 600 a. C. y el 421 d. C. También se relata la historia de un pueblo más antiguo, del tiempo de la Torre de Babel, llamado jaredita. Se afirma que estos pueblos surcaron los mares y desembarcaron con la ayuda de Dios en lo que se supone ser el actual continente americano, en el sur de Mesoamérica (México y territorios de Guatemala) según muchos eruditos mormones actuales,[36] aunque se han propuesto otras localizaciones,[37] si bien la Iglesia SUD nunca dio una posición oficial al respecto. Su cultura original era la hebrea antigua, con reminiscencias egipcias. Nefi, quien comienza el relato, menciona escribir en el «idioma de los egipcios», mientras que Moroni, un siglo después de Nefi, dice que sus escritos y los de su padre Mormón habían sido hechos en «egipcio reformado».[38] Son las dos únicas instancias dentro del libro en que se especifica el idioma en que los autores escriben sus relatos.[39]

Nefitas y lamanitas[editar]

Según el libro, los nefitas eran los descendientes de Nefi, hijo de Lehi. Lehi, sacó a su familia de Jerusalén en el tiempo de Sedequías, rey de Judá, tiempo en el que Babilonia y Egipto competían por el poder y control de esa parte del mundo, y el pequeño pueblo de los judíos estaba situado en el medio de ambas potencias. Por instrucciones de Dios fueron llevados a través del desierto a un lugar no especificado de la costa del Mar Rojo, cerca del golfo de Aqaba, una distancia de aproximadamente 300 kilómetros de Jerusalén.[40] Allí Nefi recibió instrucción de Dios para la construcción de un barco, con el cual trasladó a su familia al continente americano, haciendo uso de una brújula llamada entre ellos Liahona.[41] Se establecieron en el continente, lugar al que llamaban con frecuencia, «tierra prometida». Después de la muerte de Lehi, la familia se dividió, por una parte los nefitas quienes siguieron el liderazgo de Nefi y tenían una relación de obediencia a los mandamientos de Dios, y los lamanitas, gente escindida de los nefitas quienes no siguieron las enseñanzas divinas transformándose en guerreros, en enemigos de los nefitas. En los comienzos del movimiento Santos de los Últimos Días se interpretó a este relato como la explicación del origen de los habitantes de América, más adelante esta idea fue abandonada y actualmente se considera que no hay en el libro referencias de que la entera población amerindia fuese descendiente de los nefitas o lamanitas.[42] El libro mismo habla de la destrucción de la mayor parte de los nefitas por otros habitantes de las Américas.[43] [44] [45]

Otros pueblos[editar]

Por otra parte, los jareditas, a causa de la iniquidad del pueblo, fueron destruidos mucho tiempo antes de la llegada de Lehi y su familia, pero su historia fue conocida por el descubrimiento de un juego de 24 planchas (registros) de metal por parte del pueblo de Limhi en la época del rey nefita Mosíah.

En el libro también se hace referencia a una colonia de judíos llamados mulekitas, liderados por Mulek (hijo de Sedequías, rey de Judá), quienes llegaron asimismo al continente americano, colonia que fue descubierta por Mosíah, pero no hablaban el mismo idioma ni tenían anales. El libro habla brevemente de otras personas que llegarían a este continente especial bajo la inspiración de Dios, pero no describe su historia.

Sin embargo, el relato más importante del Libro de Mormón es la visita de Jesucristo resucitado a los nefitas, en el cual se relatan las enseñanzas y mandamientos de Jesucristo a los descendientes de los nefitas y los lamanitas, quienes tendrían la oportunidad de recibir el Libro de Mormón en la época moderna.

Finalmente, 421 años después de Cristo, los nefitas fueron destruidos por los lamanitas.

Moroni, hijo de Mormón, se encargó de preservar los anales escritos por los profetas nefitas, además de compendiar los anales de los jareditas y anexarlos al compendio de los anales nefitas hecho por su padre, para luego escribir su propio testimonio y esconder los registros, con el fin de que fueran preservados hasta que se restaurara de nuevo la iglesia sobre la tierra al terminar la gran apostasía.

Peculiaridades[editar]

El 21 de marzo de 2007, Swann Auction Galleries reveló que tenía en su poder una rara edición original del Libro de Mormón de unos 177 años, descubierto con la firma de Orson Pratt, un apóstol contemporáneo con Joseph Smith. Al entrar en subasta, se vendió por $180.000.[46]

El 14 de septiembre de 2007, Mark Witmer (de Hessney Auction Co., en Geneva Nueva York) reveló que tenía en su poder una rara edición original del Libro de Mormón de unos 177 años, descubierto en una caja de libros cerca de Palmira (N. Y.). El libro entró en subasta el 19 de septiembre de 2007 y un comprador desconocido lo compró por 105 600 dólares estadounidenses.[47] [48]

En 2004, la Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días consiguió con éxito registrar el término Book of Mormon en inglés en EE. UU.[49] Para octubre de 2007 no se habían registrado oponentes al registro, ni se han verificado demandas por razón del nuevo derecho reservado. A pesar de la nueva marca registrada, la página web BookOfMormon.com pertenece aún al Utah Lighthouse Ministry, una organización crítica del Libro de Mormón.[50]

Controversia[editar]

Autenticidad histórica[editar]

La comunidad científica, arqueológica e histórica se ha mostrado escéptica sobre lo que dice el Libro de Mormón. Los críticos se han centrado en cuatro áreas principales:

  • La falta de correlación entre las localizaciones descritas en el Libro de Mormón y los yacimientos arqueológicos americanos.[51]
  • Las referencias a animales, plantas, metales y técnicas en el Libro de Mormón de la que los científicos no han podido encontrar evidencias del post-Pleitoceno, América precolombina, frecuentemente referidos como anacronismos.[52] Los elementos que se suelen nombrar son: ganado,[53] caballos,[54] [55] burros,[54] [56] bueyes,[54] ovejas, cerdos, cabras,[57] elefantes,[58] [59] trigo, acero,[60] latón, cadenas, hierro, cimitarras y carros.[61]
  • La falta de conexión lingüística entre los nativos americanos y la lenguas de Oriente Medio.[62]
  • La falta de evidencia de ADN que unan a los nativos americanos con el antiguo Oriente Próximo.[63]

La mayoría de los adherentes del Movimiento de los Santos de los Últimos Día consideran el Libro de Mormón como un registro históricamente exacto.[64] Dentro del Movimiento de los Santos de los Últimos Días hay muchos grupos apologéticos que buscan reconciliar las discrepancias de formas diversas. Entre los grupos apologéticos se encuentra la Foundation for Ancient Research and Mormon Studies (FARMS) y la Foundation for Apologetic Information & Research (FAIR), que intentan probar que el Libro de Mormón es historia literal, teniendo en cuenta los argumentos críticos de su autenticidad histórica, o reconciliando las evidencias históricas y científicas con el texto. Uno de los argumentos recientes más comunes es el Modelo de Limitación Geográfica, que conjetura que el pueblo del Libro de Mormón cubrió tan solo una limitada región geográfica en Mesoamérica, Sudamérica o la zona de los Grandes Lagos.

Acusaciones de plagio[editar]

Tan pronto como Joseph Smith publicó el libro, en marzo de 1830, empezaron a surgir los primeros cuestionamientos sobre la credibilidad del texto, cuando numerosos lectores notaron que varias partes del libro contenían citas textuales de la Biblia. Algunas de ellas se explicaban en el texto como parte del material profético que Lehi había llevado de Jerusalén (por ejemplo las citas de Isaías, aunque la crítica bíblica las considera, hoy en día, posteriores a este profeta) pero otras presentan notorias semejanzas con pasajes de libros escritos después de la partida de los nefitas.

Entre ellos podemos encontrar la conversión de Alma (Mosíah 27:11 - 20) muy semejante a la conversión de San Pablo (Hechos 9).

Se han detectado cerca de 27.000 palabras y frases que están tomadas al pie de la letra de la Biblia, concretamente de la versión conocida como Biblia del Rey Jacobo (1611),[65] la más difundida en los países de habla inglesa.

La Biblia y el libro de mormón hablan acerca de la historia de lo que pasó antes, durante y después de que Jesucristo vino a la Tierra y a eso se debe su parecido.

Lingüística[editar]

Smith asegura que las planchas de oro que encontró enterradas en la colina Cumorah estaban escritas en un idioma llamado egipcio reformado, y que logró traducirlas al inglés gracias a un instrumento llamado Urím y Tumím. El consenso académico entre los egiptólogos[66] es que tal afirmación resulta cuestionable, por cuanto numerosos lingüistas, filólogos, historiadores y egiptólogos han estudiado con profundidad la civilización egipcia y jamás se ha hallado rastro del "egipcio reformado".[67] [68] Los defensores del mormonismo señalan que sus críticos se equivocan al considerar al "egipcio reformado" como una lengua enteramente egipcia, fija, invariable y de uso extendido;[69] Destacan que en el Libro de Mormón esta lengua es exclusiva de una pequeña comunidad y se describe compuesta del "idioma de los egipcios" y la "ciencia de los judíos"[70] lo cual podría indicar que la lengua sea la egipcia pero transliterada con caracteres hebreos,[71] (o viceversa) tal como sucede con el yidish, que es una lengua básicamente de origen alemán pero escrita con caracteres hebreos, o como sucede con un reciente[72] descubrimiento en el que se ejemplifica el uso de otros alfabetos (el griego en este caso) para escribir una sentencia en lengua hebrea; aún tenemos otro ejemplo en el Silabario de Biblos que utiliza caracteres egipcios adaptados a la lengua de la región.[73] En segundo lugar aclaran que el apelativo "egipcio reformado" se usa como un adjetivo y nunca como un nombre propio,[74] tal como aparece descrito en el Libro de Mormón, por tanto, es natural que sea muy poco probable que se halle una lengua que expresamente se llame "egipcio reformado" y, desde luego, susceptible de ser encontrado en un diccionario moderno. Este término debería entenderse como una lengua que se ha modificado o transliterado para adaptarse a las necesidades de la comunidad que la utiliza.[75]

Cabe destacar, sin embargo, que los arqueólogos independientes niegan la existencia de inscripciones hebreas o egipcias en la América precolombina[76] Los mormones alegan que, por otro lado, esto no tiene una relación directa strictu sensu con el "egipcio reformado", puesto que dicha "lengua" que sufriría modificaciones a lo largo de casi un milenio, además del hecho de que según afirma el mismo libro, sus hablantes (Nefitas) habrían sido exterminados alrededor del año 400 d.C. y su lengua, por extensión, estaría extinta.[77] Por otra parte, los Urim y Tumim bíblicos, artefactos mediante los cuales Smith dijo haber traducido las planchas de oro, parecen haber sido piedras sagradas que se echaban a suerte,[78] y no un dispositivo para la videncia, como alegó el profeta.[79]

El erudito francés Jean-François Champollion logró, tras arduos esfuerzos, descifrar los jeroglíficos de la famosa piedra de Rosetta en 1822. Casi seis décadas más tarde, en 1880, el erudito alemán Ludwig Stern publicó su gramática copta, y en 1902 lo hizo el egiptólogo alemán Adolf Erman. Fue gracias a los trabajos de Champollion, Stern y Erman que se logró conocer en profundidad la evolución del idioma egipcio, desde el tiempo de los faraones hasta nuestros días. Es muy poco probable que Smith conociera o siquiera oyera hablar de las investigaciones de Champollion. De hecho, su primer contacto documentado con auténticos jeroglíficos egipcios data de 1835. En ese año adquirió un lote de papiros de una exhibición itinerante y tradujo algunos de ellos alegando que se trataba de un texto escrito por el patriarca bíblico Abraham "por su propia mano sobre papiro"[80] y que constituye el Libro de Abraham. También comenzó a componer una Gramática Egipcia[81] [82] que nunca fue publicada.

Véase también[editar]

Referencias[editar]

  1. "El Libro de Mormón es otro testigo de que Jesucristo verdaderamente vivió, de que fue el Hijo de Dios y de que es el Hijo de Dios." Página oficial de La Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días (mormon.org). [1]
  2. "En nuestra tradición, El Libro de Mormón y el libro de Doctrina y Convenios son testigos adicionales del amor de Dios y el ministerio de Cristo." Community of Christ - Nuestras Creencias Básicas. [2]
  3. "Por ello vemos que su enseñanza es la creencia en el Señor Jesucristo, y la aceptación y obediencia del evangelio de Cristo, es los únicos medios de salvación." Church of Christ - Temple Lot. [3] Traducción libre
  4. "Las creencias de La Iglesia están fundamentadas en la Santa Biblia y el Libro de Mormón, que fueron escritas bajo inspiración de Dios y presentan el plan de salvación completo y la vía de la vida que debe ser seguida para ser salvos en el Reino de los Cielos." The Church of Jesus Christ - Mission. [4] Traducción libre.
  5. "Nosotros creemos que en la Biblia está contenida la palabra de Dios; que el Registro de los Nefitas es un testigo adicional de Cristo, y que estos contienen la 'plenitud del evangelio'".The Church of Christ with the Elijah Message. [5]
  6. "No es ni más importante, ni es menos importante que la Biblia. Son igualmente importantes para entender el mensaje de Cristo, especialmente la restauración de la Casa de Israel." CenterPlace.org - Representing Restoration RLDS. [6]
  7. "Por tanto, es un compendio de los anales del pueblo de Nefi, así como de los lamanitas —Escrito a los lamanitas, quienes son un resto de la casa de Israel, y también a los judíos y a los gentiles—Escrito por vía de mandamiento, por el espíritu de profecía y de revelación —Escrito y sellado, y escondido para los fines del Señor, con objeto de que no fuese destruido —Ha de aparecer por el don y el poder de Dios para que sea interpretado —Sellado por la mano de Moroni, y escondido para los propósitos del Señor, a fin de que apareciese en el debido tiempo por medio de los gentiles —A interpretarse por el don de Dios." Portada de El Libro de Mormón. [7]
  8. Marion G. Romney (Noviembre 1975). «America’s Destiny». Ensign:  pp. 35. http://www.lds.org/ldsorg/v/index.jsp?vgnextoid=2354fccf2b7db010VgnVCM1000004d82620aRCRD&locale=0&sourceId=314761cb2b86b010VgnVCM1000004d82620a____&hideNav=1. 
  9. L. Tom Perry (Noviembre 2005). «Las bendiciones del leer el Libro de Mormón». Ensign:  pp. 6. http://www.lds.org/conference/talk/display/0,5232,89-3-561-2,00.html. 
  10. Guía para el Estudio de las Escrituras - Urim y Tumim Urim y Tumim
  11. editores (Julio 2001). «Taking the Scriptures to the World». Ensign:  pp. 24. http://lds.org/portal/site/LDSOrg/menuitem.b12f9d18fae655bb69095bd3e44916a0/?vgnextoid=2354fccf2b7db010VgnVCM1000004d82620aRCRD&locale=0&sourceId=2db2759235d0c010VgnVCM1000004d82620a____&hideNav=1. 
  12. «Translation Work Taking Book of Mormon to More People in More Tongues» (en inglés) (6 Febrero 2005). Consultado el 16 nov 2007.
  13. a b El Libro de Mormón: otro Testamento de Jesucristo. Church of Jesus Christ of Latter Day Saints. diciembre de 1992. pp. Introducción. ISBN 1-59297-506-2. 
  14. «Artículos de Fe y Prácticas de la Iglesia de Cristo (Terreno del Templo)». Consultado el 9 de noviembre de 2007.
  15. a b «Creencias Básicas de la Iglesia Remanente de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días». Consultado el 9 de noviembre de 2007.
  16. Élder Robert D. Hales, del Quorum de los Doce Apóstoles (octubre de 2006). «Las Santas Escrituras: El poder de Dios para nuestra salvación». Ensign, Conferencia General. http://www.lds.org/conference/talk/display/0,5232,89-3-648-10,00.html. 
  17. Véase una copia en línea de la introducción aquí citada, disponible en: Introducción (versión en español).
  18. a b «Creencias Básicas de La Comunidad de Cristo». Consultado el 9 de noviembre de 2007.
  19. «Creencias Básicas de La Iglesia de Jesucrito de los Santos de los Últimos Días.». Consultado el 9 de noviembre de 2007.
  20. «Sección 20:10–12.». Doctrina y Convenios. Church of Jesus Christ of Latter Day Saints. diciembre de 1992. 
  21. «Moroni 10:3-5». El Libro de Mormón: otro Testamento de Jesucristo. Church of Jesus Christ of Latter Day Saints. diciembre de 1992. ISBN 1-59297-506-2. 
  22. «Introducción 1 Nefi 1». El Libro de Mormón: otro Testamento de Jesucristo. Church of Jesus Christ of Latter Day Saints. diciembre de 1992. ISBN 1-59297-506-2. 
  23. «Introducción 2 Nefi 1». El Libro de Mormón: otro Testamento de Jesucristo. Church of Jesus Christ of Latter Day Saints. diciembre de 1992. ISBN 1-59297-506-2. 
  24. «Introducción Jacob 1». El Libro de Mormón: otro Testamento de Jesucristo. Church of Jesus Christ of Latter Day Saints. diciembre de 1992. ISBN 1-59297-506-2. 
  25. «Introducción al Libro de Enós». El Libro de Mormón: otro Testamento de Jesucristo. Church of Jesus Christ of Latter Day Saints. diciembre de 1992. ISBN 1-59297-506-2. 
  26. «Introducción al Libro de Jarom». El Libro de Mormón: otro Testamento de Jesucristo. Church of Jesus Christ of Latter Day Saints. diciembre de 1992. ISBN 1-59297-506-2. 
  27. «Introducción al Libro de Omni». El Libro de Mormón: otro Testamento de Jesucristo. Church of Jesus Christ of Latter Day Saints. diciembre de 1992. ISBN 1-59297-506-2. 
  28. «Palabras de Mormón». El Libro de Mormón: otro Testamento de Jesucristo. Church of Jesus Christ of Latter Day Saints. diciembre de 1992. ISBN 1-59297-506-2. 
  29. «Introducción al Libro de Mosíah». El Libro de Mormón: otro Testamento de Jesucristo. Church of Jesus Christ of Latter Day Saints. diciembre de 1992. ISBN 1-59297-506-2. 
  30. «Introducción de Alma 1». El Libro de Mormón: otro Testamento de Jesucristo. Church of Jesus Christ of Latter Day Saints. diciembre de 1992. ISBN 1-59297-506-2. 
  31. «Introducción de Helamán 1». El Libro de Mormón: otro Testamento de Jesucristo. Church of Jesus Christ of Latter Day Saints. diciembre de 1992. ISBN 1-59297-506-2. 
  32. «Introducción de 3er Nefi 1». El Libro de Mormón: otro Testamento de Jesucristo. Church of Jesus Christ of Latter Day Saints. diciembre de 1992. ISBN 1-59297-506-2. 
  33. «Introducción de 4to Nefi 1». El Libro de Mormón: otro Testamento de Jesucristo. Church of Jesus Christ of Latter Day Saints. diciembre de 1992. ISBN 1-59297-506-2. 
  34. «Introducción de Mormón 1». El Libro de Mormón: otro Testamento de Jesucristo. Church of Jesus Christ of Latter Day Saints. diciembre de 1992. ISBN 1-59297-506-2. 
  35. «Introducción de Moroni 1». El Libro de Mormón: otro Testamento de Jesucristo. Church of Jesus Christ of Latter Day Saints. diciembre de 1992. ISBN 1-59297-506-2. 
  36. Ensign, octubre de 1984: Digging into the Book of Mormon: Our Changing Understanding of Ancient America and Its Scripture, parte 2, por John L. Sorenson.
  37. http://www.irr.org/mit/espanol/mapa-1-geografia-libro-mormon.html
  38. Nefi menciona el idioma de sus escritos al comienzo de su primer libro, 1Nefi 1:2, y Mormón denomina sus escritos como una alteración del egipcio reformado en Moroni 9:32.
  39. Véase concordancia de Moroni 9:32.
  40. El Libro de Mormón: Guía de estudio para el alumno. Sistema Educativo de La Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días. Salt Lake City, Utah, E. U. A. [8]
  41. Véase 1 Nefi 16:10 y también Alma 37:38.
  42. Jeff Lindsay (4 de julio de 2007). «LDS FAQ: Does DNA evidence refute the Book of Mormon?» (en inglés). Consultado el 20 de noviembre de 2007. «The Book of Mormon text DOES NOT claim to explain the origins of all Native Americans. It is an incorrect and unfortunate assumption by early Mormons and many still living that the Americas were peopled by descendants of Lehi's group alone. No such claim is made in the text. And in spite of the modern foreword in the book, there is no claim that the Lamanites were somehow the "principal founders of the American Indians"».
  43. Michael F. Whiting (2003). «DNA and the Book of Mormon: a Phylogenetic Perspective.». Journal of Book of Mormon Studies 12 (1).  [9]
  44. El Libro de Mormon: Otro Testamento de Jesucristo. Diciembre 1992. pp. 2 Nefi 1:10-12, 4:9. ISBN 1-59297-506-2. 
  45. El texto en cuestión, sin embargo, puede ser entendido como una profecía de la ocupación europea del territorio indígena.
  46. The New York Times (20 de septiembre de 2007).
  47. Yahoo.com, Rare Mormon book up for bid
  48. Libro de Mormón book sold at auction The Boston Chronicle, 19 de septiembre de 2007.
  49. United States Patent and Trademark Office, Reg. No. 2,883,572.
  50. Búsqueda en WhoIs del 17 de octubre de 2007.
  51. Citing the lack of specific New World geographic locations to search, Michael D. Coe, a prominent Mesoamerican archaeologist and Professor Emeritus of Anthropology at Yale University, writes (in a 1973 volume of Dialogue: A Journal of Mormon Thought): "As far as I know there is not one professionally trained archaeologist, who is not a Mormon, who sees any scientific justification for believing [the historicity of The Book of Mormon], and I would like to state that there are quite a few Mormon archaeologists who join this group."
  52. Cecil H. Brown. 1999. Lexical Acculturation in Native American Languages. Oxford Studies in Anthropological Linguistics, 20. Oxford
    Paul E. Minnis & Wayne J. Elisens, ed. 2001. Biodiversity and Native America. University of Oklahoma Press.
    Gary Paul Nabhan. 2002. Enduring Seeds: Native American Agriculture and Wild Plant Conservation. University of Arizona Press.
    Stacy Kowtko. 2006. Nature and the Environment in Pre-Columbian American Life. Greenwood Press.
    Douglas H. Ubelaker, ed. 2006. Handbook of North American Indians, Volume 3, Environment, Origins, and Population. Smithsonian Institution.
    Elizabeth P. Benson. 1979. Pre-Columbian Metallurgy of South America. Dumbarton Oaks Research Library.
    R.C. West, ed. 1964. Handbook of Middle American Indians, Volume 1, Natural Environment & Early Cultures. University of Texas Press.
    G.R. Willey, ed. 1965. Handbook of Middle American Indians, Volumes 2 & 3, Archeology of Southern Mesoamerica. University of Texas Press.
    Gordon Ekholm & Ignacio Bernal, ed. 1971. Handbook of Middle American Indians, Volume 10 & 11, Archeology of Northern Mesoamerica. University of Texas Press.
  53. 1 Nefi 18:25
    LDS scholars think that this may be a product of reassigning familiar labels to unfamiliar ítems. For example, the Delaware Indians named the cow after the deer, and the Miami Indians labeled sheep, when they were first seen, "looks-like-a cow."
    John L. Sorenson, An Ancient American Setting for the Book of Mormon (Salt Lake City, Utah: Deseret Book Co.; Provo, Utah: Foundation for Ancient Research and Mormon Studies, 1996 [1985]), 294. ISBN 1-57345-157-6
    http://www.mormonfortress.com/cows1.html
  54. a b c 1 Nephi 18:25
  55. "[H]orses became extinct in North America at the end of the Pleistocene..." (Donald K. Grayson. 2006. "Late Pleistocene Faunal Extinctions," Handbook of North American Indians, Volume 3, Environment, Origins and Population. Smithsonian. Pages 208-221. quote on pg 211)
    "The youngest dates on North American fossil horses are about 8150 years ago, although most of the horses were gone around 10,000 years ago" (Donald R. Prothero & Robert M. Schoch. 2002. Horns, Tusks, and Flippers: The Evolution of Hoofed Mammals. The Johns Hopkins University Press. Page 215.)
    "During the Pleistocene both New World continents abounded in [horses] and then, some 8000 years ago, the last wild horses in the Americas became extinct..." (R.J.G. Savage & M.R. Long. 1986. Mammal Evolution: An Illustrated Guide. Facts on File Publications. Page 204.)
  56. Asses and horses are both in the genus Equus so see the footnote concerning horses.
  57. 1 Nephi 18:25
    http://www.irr.org/mit/smithsonian.html paragraph 4
  58. Ether 9:19
  59. Donald K. Grayson. 2006. "Late Pleistocene Faunal Extinctions," Handbook of North American Indians, Volume 3, Environment, Origins and Population. Smithsonian. Pages 208-221. The Pleistocene extinction of the two Proboscidea genera Mammut and Mammuthus are mentioned on pages 209 and 212-213.
    "T[he] megafauna [of North America] then disappeared from the face of the earth between 12,000 and 9,000 years ago..." (Donald R. Prothero & Robert M. Schoch. 2002. Horns, Tusks, and Flippers: The Evolution of Hoofed Mammals. The Johns Hopkins University Press. Page 176.)
    "In North America three other proboscideans survived the end of the Ice Age--the tundra woolly mammoth (Mammuthus primigenius), the woodland American mastodont (Mammut americanum) and the grazing mammoth (Mammuthus jeffersoni). Hunting by early man is the most likely cause of the final extinction..." (R.J.G. Savage & M.R. Long. 1986. Mammal Evolution: An Illustrated Guide. Facts on File Publications. Page 157.)
    "Mammut became extinct only about 10,000 years ago." (Dougal Dixon et al. 1988. The Macmillan Illustrated Encyclopedia of Dinosaurs and Prehistoric Animals. Collier Books. Page 244.)
    "M[ammuthus] primigenius survived until about 10,000 years ago." (Dixon et al. 1988, page 245)
  60. 1 Nephi 4:9
  61. Alma 18:9
  62. Lyle Campbell. 1979. "Middle American languages," The Languages of Native America: Historical and Comparative Assessment. Ed. Lyle Campbell and Marianne Mithun. Austin: University of Texas Press. Pages 902-1000.
    Lyle Campbell. 1997. American Indian Languages: The Historical Linguistics of Native America. Oxford University Press.
    Jorge Súarez. 1983. The Mesoamerican Indian Languages. Cambridge University Press.
  63. The traditional view of the Book of Mormon suggests that Native Americans are principally the descendents of an Israelite migration around 600 BC. However, DNA evidence shows no Near Eastern component in the Native American genetic make-up. For example:
    Simon G. Southerton. 2004. Losing a Lost Tribe: Native Americans, DNA, and the Mormon Church. Signature Books. The entire book is devoted to the specific topic of DNA evidence and the Book of Mormon."...[T]he DNA lineages of Central America resemble those of other Native American tribes throughout the two continents. Over 99 percent of the lineages found among native groups from this region are clearly of Asian descent. Modern and ancient DNA samples tested from among the Maya generally fall into the major founding lineage classes... The Mayan Empire has been regarded by Mormons to be the closest to the people of the Book of Mormon because its people were literate and culturally sophisticated. However, leading New World anthropologists, including those specializing in the region, have found the Maya to be similarly related to Asians. Stephen L. Whittington...was not aware of any scientists 'in mainstream anthropology that are trying to prove a Hebrew origin of Native Americans... Archaeologists and physical anthropologists have not found any evidence of Hebrew origins for the people of North, South and Central America.'" (pg 191)
    D. Andrew Merriwether. 2006. "Mitochondrial DNA," Handbook of North American Indians. Smithsonian Institution Press. Pg 817-830. "Kolman, Sambuughin, and Bermingham (1995) and Merriwether et al. (1996) used the presence of A, B, C, and D to argue for Mongolia as the location for the source population of the New World founders. More specifically perhaps, they argued that the present-day Mongolians and present-day Native Americans are both derived from the same ancestral population in Asia, presumably in the Mongolia-Southern Siberia-Lake Baikal region. T.G. Schurr and S.G. Sherry (2004) strongly favor a southern Siberian origin for the majority of lineages found in the New World." (pg 829)
    Tatiana M. Karafet, Stephen L. Zegura, and Michael F. Hammer. 2006. "Y Chromosomes," Handbook of North American Indians. Smithsonian Institution. Pp. 831-839. "Zegura et al. (2004) have presented the following scenario for the early peopling of the Americas based on Y chromosome data: a migration of a single, polymorphic Asian population across Beringia with a potential common source for both North American founding lineages (Q and C) in the Altai Mountains of southwest Siberia. Since all their STR-based SNP lineage divergence dates between the Altai and North Asians versus Native Americans...ranged from 10,100 to 17,200 year ago, they favored a relatively late entry model." (pg. 839)
    Defenders of the book's historical authenticity suggest that the Book of Mormon does not disallow for other groups of people to have contributed to the genetic make-up of Native Americans.[cita requerida] Nevertheless, this is a departure from the traditional view that Israelites are the primary ancestors of Native Americans, and therefore would be expected to present some genetic evidence of Near Eastern origins. A recently announced change in the Book of Mormon's introduction, however, allows for a greater diversity of ancestry of Native Americans. See, for example, the following Deseret News article published on November 9, 2007: Intro Change in Book of Mormon Spurs Discussion
  64. "The limited success so far in swaying popular LDS opinion is a constant source of frustration for Mormon apologists...It appears that Mormons are generally content to picture the Book of Mormon story in a setting that is factually wrong. For most Mormons, the limited geography models create more problems than they solve. They run counter to the dominant literal interpretation of the text and contradict popular folklore as well as the clear pronouncements of all church presidents since the time of Joseph Smith", Simon G. Southerton (2004, Signature Books), Losing a Lost Tribe, pp. 164-165.
    "Some of the [Community of Christ]'s senior leadership consider the Book of Mormon to be inspired historical fiction. For leaders of the Utah church, this is still out of the question. [The leadership], and most Mormons, believe that the historical authenticity of the Book of Mormon is what shores up Joseph Smith's prophetic calling and the divine authenticity of the Utah church", Southerton (2004), pg. 201.
    Quotations from temple dedicatory sermons and prayers in Central and South America by President Gordon B. Hinckley in 1999-2000 continually refer to Native LDS members in attendance as "children of Lehi" (Southerton [2004], pp. 38-39).
  65. Los mormones, Ernesto P. Bravo, Editorial Claretiana, Buenos Aires, Argentina, 1985. Pág. 36
  66. Como se refleja en el Diccionario de Arqueología de Francovich. Ver: Francovich, Ricardo y Manacorda, Daniele. Diccionario de Arqueología. Crítica, Barcelona, 2001; pág. 161
  67. Lista de idiomas extinguidos de The Linguist. En ningún lugar de la lista aparece el "Reformed Egyptian" (Egipcio reformado)
  68. Taller del Maestro: Carta a un amigo mormón (Sobre el "egipcio reformado")
  69. William J. Hamblin; Reformed Egyptian. Provo, Utah: Maxwell Institute
  70. 1 Nefi 1:2 Aquí se describe la composición del "egipcio reformado"
  71. Semitic Texts Written in Egyptian Characters. Provo, Utah: Maxwell Institute
  72. descubrimiento
  73. Jeroglíficos egipcios modificados por adaptación a la lengua de Biblos
  74. Mormón 9:32,34 En estos versículos se enfatiza que la lengua era conocida solo entre ellos como egipcio reformado y que además han alterado su lengua
  75. Ancient Semitic in Egyptian Pyramids?. Paul Y. Hoskisson, and Michael D. Rhodes
  76. Coe, Michael D (Summer 1973). «Mormons and Archaeology: An Outside View».Dialogue: A Journal of Mormon Thought.
  77. Mormón 8:2-3 Los nefitas son perseguidos y finalmente exterminados
  78. "Outlines of Jewish Hist." (New York, 1903); 87, 316; MUSS-ARNOLT, "The Urim and Thummim, a Suggestion as to their original Nature and Significance" in "American Journal of Semitic Literature, XVI (Chicago, 1900), 218
  79. José Smith - Historia 1:35
  80. Smith, Joseph, Jr. (March 1, 1842), "Truth Will Prevail", Times and Seasons (Nauvoo, IL) 3 (9): 704
  81. Saraví, Fernando. El mormonismo al descubierto. Portavoz, Grand Rapids, Michigan, EEUU, 1997. Pág. 149
  82. La Gramática Egipcia de Smith puede consultarse en Wikisource (inglés).

Enlaces externos[editar]