Arroz con frijoles

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Arroz con frijoles, carne y patatas, servido en un hotel del sureste de Brasil.

El arroz con frijoles (también llamado arroz con habichuelas, arroz con judías, arroz y habas, etcétera; arroz e feijão o feijão com arroz en portugués, diri ak pwa en criollo haitiano, avas kon arroz o avikas kon arroz en judeoespañol) es un plato muy popular en América Latina, el Caribe y las comunidades latinas, sefardíes y caribeñas de otros países. Debido a la naturaleza básica de sus ingredientes, existen recetas del plato en muchas partes del mundo.

Descripción[editar]

El plato suele consistir en arroz blanco acompañado de frijoles marrones, rojos o negros (típicamente Phaseolus vulgaris o Vigna unguiculata) y condimentado de diversas formas, según la región. En Brasil, por ejemplo, las judías negras son más populares en Río de Janeiro, Río Grande del Sur y Santa Catarina, mientras en la mayoría del resto del país se usan solo en las feijoada. La especialidad de Nueva Orleans conocida como red beans and rice se acompaña a menudo con salchicha ahumada o una chuleta de cerdo frita.

En México pueden ser frijoles "de la olla" ( hervidos, simplemente en agua abundante, con un poco de sal y puede llevar epazote, cebolla, ajo, etc. ) y arroz blanco, es decir tipo Morelos hervido. Se sirve cada uno en un lado del plato. Es practico, económico, abundante, sencillo.

En muchas zonas, el arroz y los frijoles se sirven a menudo uno junto a los otros en lugar de mezclados. En cualquier caso, puede considerar un plato principal o un acompañamiento para carne o pollo. A veces se ponen carne u otros ingredientes encima del arroz con frijoles, o (menos frecuentemente) se mezcla con él.

Historia[editar]

A diferencia de diversas variedades de frijol, el arroz no es originario de América, sino que fue introducido en el Caribe y Sudamérica por los colonos europeos, llevando los colonos españoles el arroz asiático a la Nueva España en la década de 1520, al puerto de Veracruz aproximadamente durante la misma época que los portugueses y sus esclavos africanos al Brasil colonial.[1] Estudios más recientes sugieren que los esclavos africanos desempeñaron un papel más activo en la consolidación del arroz en el Nuevo Mundo y que el arroz africano fue un cultivo importante desde la primera época.[2]

En cualquier caso, los platos de variedades de arroz y frijol fueron una comida básica entre los pueblos de África Occidental, y lo siguieron siendo entre sus descendientes esclavos en las colonias españolas americanas y en el resto de las Américas.[3]

Importancia[editar]

Aunque simple, el plato es muy nutritivo y las propiedades nutritivas de ambos componentes se complementan. El arroz es rico en almidón, una fuente excelente de energía, y también tiene hierro, vitamina B y proteína. Los frijoles también son ricos en proteína, y contienen una buena cantidad de hierro y otros minerales necesarios, proporcionando el consumo conjunto con arroz todos los aminoácidos esenciales. Una autoridad dice:

El arroz y los frijoles son una pareja inseparable de alimentos básicos para millones de latinoamericanos, partes de Centroamérica, el Caribe y la zona montañosa andina,es parte integrante del plato tipico de Cuba. Se consuman separados o juntos, estos cultivos aparecen prominentemente en la dieta humana y en las economías nacionales de toda la región, y las tendencias en su producción son un asunto de relevancia inmediata para prácticamente todos sus habitantes.[4]

Además, el arroz y los frijoles son ingredientes comunes y asequibles, estando disponibles incluso en épocas duras. Un nicaragüense explicaba la vida tras el Huracán Mitch diciendo:

Para desayunar tenemos frijoles y arroz. Para almorzar tenemos arroz y frijoles. Para cenar tenemos arroz y frijoles mezclados.[5]

Véase también[editar]

Notas[editar]

Bibliografía[editar]

Enlaces externos[editar]

Wikilibros