Corte Suprema de Justicia de la Nación (Argentina)

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Corte Suprema de Justicia de la Nación
Palacio de justicia.JPG
Palacio de Justicia de la Nación (Argentina), sede de la Corte Suprema de Justicia de la Nación Argentina.
Información general
Acrónimo CSJN
Tipo Corte suprema
Fundación 15 de enero de 1863
Jurisdicción Todo el país (competencia originaria y derivada)
Ámbito Argentina
Sede Talcahuano 550 CABA
Coordenadas 34°36′08″S 58°23′10″O / -34.6022, -58.3861Coordenadas: 34°36′08″S 58°23′10″O / -34.6022, -58.3861
Organización
Presidente Ricardo Luis Lorenzetti
Composición Elena Highton de Nolasco
Juan Carlos Maqueda
Carlos Rosenkrantz
Horacio Rosatti
Sitio web
[editar datos en Wikidata]

La Corte Suprema de Justicia de la Nación (CSJN) es el máximo tribunal de justicia de la República Argentina, como tal es la cabeza del Poder Judicial de la Nación. Su regulación se encuentra en la sección tercera de la segunda parte de la Constitución de la Nación Argentina. La elección de sus miembros la realiza el Presidente de la Nación con acuerdo del Senado de la Nación, a su vez estos designan de entre ellos su Presidente y Vicepresidente.

Introducción[editar]

Su existencia y atribuciones fueron establecidas por la Constitución Argentina de 1853. A fines de 1854, Justo José de Urquiza designó a una Corte que nunca llegó a reunirse. La reforma constitucional de 1860 dispuso que una ley nacional debía determinar el número de miembros, el que fue fijado en 5 por la Ley Nº 27. El 18 de octubre de 1862, el Senado dio acuerdo para los cinco primeros integrantes y el Tribunal comenzó a funcionar a partir del 15 de enero de 1863, fecha en que juraron los nuevos jueces.

La Corte Suprema es el último tribunal habilitado para impartir Justicia, es decir que sus fallos no pueden ser recurridos, si bien pueden eventualmente ser revisados por la misma Corte mediante el recurso de reconsideración. También decide en casos en los que se ponga en duda la constitucionalidad de alguna ley, norma administrativa o algún fallo de tribunales inferiores. Puede, por ejemplo, declarar inconstitucional (pero no nula, pues su sentencia solo es estrictamente obligatoria entre las partes en juicio) una ley aprobada por el Congreso Nacional si juzga que es incompatible con la Constitución Argentina. Este control, en realidad, es una atribución de todos los jueces argentinos según la Constitución Nacional, pero la Corte Suprema es quien lo ejerce en la última instancia (sistema difuso de control de la constitucionalidad).

Integración[editar]

La Corte Suprema de Justicia, según ley 26.183, estará integrada por cinco jueces.[1]

Requisitos[editar]

Para ser Juez de la Corte Suprema se requiere:

  • Ser abogado de la Nación con un mínimo de ocho (8) años de ejercicio de la profesión de abogado.
  • Cumplir los requisitos para ser Senador Nacional (artículo 55 de la Constitución Nacional —CN—): tener la edad de treinta (30) años, haber sido seis años ciudadano de la Nación. (artículo 55 CN).
  • Cumplir con el requisito del Decreto № 222 del 19 de junio de 2003.[2]

Nombramiento[editar]

El proceso de nombramiento de los jueces de la Corte Suprema está a cargo del Presidente de la Nación quien propone el candidato al Senado de la Nación, cuerpo que debe prestar conformidad al nombramiento en sesión pública y con una mayoría calificada de dos tercios de los miembros presentes (Art. 99 inc. 4 C.N.).

Los miembros son elegidos por el Presidente con acuerdo del Senado y duran en su cargo mientras tengan buena conducta (art. 110 C.N.). Sin embargo, la misma Constitución dispone (art. 99, inc. 4, párrafo 3º) la exigencia de un nuevo nombramiento una vez cumplidos los 75 años, y por el plazo de cinco años, pudiendo ser renovado indefinidamente. Pese a ello, esta disposición no es de aplicación para los ministros que hubiesen asumido previamente a la reforma (conforme al fallo de la Corte Suprema en el caso Fayt de 1999). Asimismo, los magistrados pueden ser removidos de sus cargos por un proceso de juicio político, llevado a cabo en el Senado (mediando acusación a cargo de la Honorable Cámara de Diputados) por mal desempeño, delito en el ejercicio de sus funciones o crímenes comunes (art. 53 C.N.). Adicionalmente, el artículo 110 de la Constitución agrega como condición de permanencia en el cargo la buena conducta.

En diciembre de 2015 fueron nombrados en comisión y por un período limitado Carlos Fernando Rosenkrantz y Horacio Daniel Rosatti por el presidente Mauricio Macri, a través de un decreto, amparándose en el artículo 99, inciso 19 de la Constitución Nacional. Posteriormente la medida no se hizo efectiva y finalmente el nombramiento de ambos ministros se hizo por los carriles habituales en el Senado de la Nación Argentina.

Competencia[editar]

  • Por Apelación según lo establezca el Congreso (en casos de Competencia Federal - Artículo 116); y Originaria y exclusivamente en los casos del artículo 117 de la Constitución Argentina
  • Por recurso extraordinario en los casos de los artículos 14, de la ley 48, interpretación de cláusula constitucional, o conflicto con normas de mayor jerarquía.
  • Por recurso de apelación artículo 6 de la ley 4055 (de reforma de la Justicia Federal).
  • Por recurso de revisión de los artículos 2 y 4 de la ley 4055.
  • En los recursos de apelación ordinarios Decreto-ley 1285/58 artículo 24 inciso 6, causas en que la Nación sea parte, concernientes a extradición o en tiempos de guerra.

Sedes[editar]

Al momento de su creación en 1862, la Corte Suprema de Justicia ocupó un antiguo caserón en la calle Bolívar, mientras la Cámara Civil se instaló en el reformado edificio del Cabildo de Buenos Aires.

Durante las presidencias de la Generación del 80, liderada por Julio Argentino Roca comenzó a plantearse la organización de los poderes de gobierno en la nueva Capital Federal, para los cuales deberían construirse edificios monumentales e imponentes, ya que los utilizados hasta ese momento eran precarios y de superficie insuficiente. Así, durante la década de 1880 se planificaron la nueva Casa de Gobierno y el Palacio de Justicia, encargado en 1889 al arquitecto francés Norbert Maillart.

Al año siguiente, la Revolución de 1890 aceleraba la caída del Presidente Miguel Juárez Celman, impulsada por una grave crisis económica que llevó al Estado a declararse en bancarrota, luego de una década de fuertes especulaciones financieras y corrupción. Así, el proyecto para el Palacio de Justicia quedó completamente suspendido durante la siguiente década y no fue hasta el 24 de julio de 1902 que mediante la Ley 4087 el Poder Legislativo permitió adoptar los planos que Maillart había diseñado más de diez años antes. Luego de modificaciones realizadas por la Inspección General de Arquitectura del Ministerio de Obras Públicas, cuyo arquitecto oficial era Francesco Tamburini, ese 25 de noviembre un decreto presidencial corroboró el inicio de las obras.

El 30 de diciembre de 1903, se cedió una manzana completa que ocupaba el Parque de Artillería, entre las calles Talcahuano, Uruguay, Lavalle y Tucumán y frente a la actual Plaza Lavalle. Al año siguiente, el presidente Julio A. Roca colocaba la piedra fundamental el día 24 de mayo. A pesar del acto, la construcción comenzó en realidad en 1905 y si bien el Presidente José Figueroa Alcorta inauguró parcialmente el Palacio de Justicia en 1910, la Corte Suprema recién se instaló en 1912 y las obras se fueron extendiendo más allá de los plazos originales.

El contrato de Maillart fue rescindido ese mismo año, y en 1914 la construcción fue suspendida por cuestiones administrativas. En 1915, la Dirección General de Arquitectura se hizo cargo de las obras y en 1922 modificó notablemente el proyecto original, cambiando la mansarda de pizarra por un piso extra con fachadas revestidas de tejas esmaltadas rojizas. Las trabas burocráticas fueron tales que el edificio se pudo dar por concluido recién en 1942, cuando fue terminada la Sala de Audiencias de la Suprema Corte, inaugurada por el Presidente Ramón Castillo.

Historia[editar]

Asunción de los nuevos miembros de la Suprema Corte en 1947, durante el primer gobierno de Perón.

La Constitución Argentina de 1853 determinó que la Corte Suprema iba a estar integrada por nueve jueces y dos fiscales. A fines de 1854, Justo José de Urquiza designó a una Corte que nunca llegó a reunirse. La reforma constitucional de 1860 cambió esta conformación, ya que dispuso que una ley nacional debía determinar el número de miembros. La Ley Nº 27 estableció en cinco el número de ministros de la Corte. La ley N° 48, a su vez, estableció el régimen procesal ante la Justicia Federal, y creó la figura del recurso extraordinario federal (una especie de recurso de casación, pero referido únicamente al concepto de «cuestiones federales»), que es la vía por la cual, en la mayoría de los casos, el expediente llega al Tribunal, a fin de que establezca doctrina constitucional.

El 18 de octubre de 1862, el Senado prestó acuerdo a los 5 primeros jueces nominados por el presidente Bartolomé Mitre. El 15 de diciembre de ese año, el Presidente también dispuso que el tribunal comenzaría a funcionar el 15 de enero del año siguiente. Sin embargo, Valentín Alsina no aceptó ser presidente de la Corte, por lo que el 6 de enero de 1863 fue nombrado Francisco de las Carreras para ese puesto, por decreto. La Corte quedó entonces integrada por Francisco de las Carreras (Presidente), Salvador María del Carril, José Barros Pazos, y Francisco Delgado.[3] El 15 de enero de 1863 juran los primeros jueces, el 11 de octubre de 1863 se dicta el primer reglamento interno y el 15 de octubre de 1863 la Corte Suprema dicta su primera sentencia en el caso "Otero".[4] El 10 de junio de 1865 asume como juez José B. Gorostiaga, cubriendo la vacante pendiente.[5]

El número de magistrados de la Corte Suprema no sería una constante en la Historia argentina. La Constitución Nacional de 1853 estableció el número de jueces en nueve, y dos fiscales; aunque en 1860 esa disposición quedó sin efecto, delegándose en el Congreso de la Nación la fijación del número.[6] La ley 27 estableció una integración de 5 jueces. La ley n.º 15.271 de enero de 1960 aumentó su número a siete, mientras que Juan Carlos Onganía, mediante la ley n.º 16.895 volvió su número a cinco. La Corte fue expandida de cinco a nueve miembros mediante la Ley Nº 23.774 del 16 de abril de 1990, siendo escogidos cinco nuevos miembros por el entonces presidente Carlos Menem que recibieron acuerdo del Senado. Jorge Antonio Bacqué, miembro de la Corte al momento de la reforma, renunció en oposición a la medida, al igual que el entonces Presidente del Tribunal, José Severo Caballero.

Durante la década de 1990, la Corte Suprema fue duramente criticada por carecer de la suficiente independencia del Poder Ejecutivo. De hecho, muchos de sus miembros fueron acusados de conformar una «mayoría automática» que siempre fallaba a favor de los intereses del gobierno. Durante el 2003, año en que asume la presidencia Néstor Kirchner, los magistrados Julio Nazareno, Adolfo Vásquez y Guillermo López renunciaron ante la posibilidad de resultar destituidos por juicio político, mientras que Eduardo Moliné O'Connor fue destituido de su cargo por un juicio político a fines de ese año.[7]

A partir de la reforma constitucional de 1994, los jueces de la Corte Suprema son nombrados previo acuerdo del Senado en “sesión pública”, mientras que antes el acuerdo se prestaba en sesión “secreta”. Luego, el 19 de junio de 2003, por decreto del entonces presidente Néstor Kirchner, se procuró transparentar el proceso de nominación en el ámbito del Poder Ejecutivo, de modo que todos los candidatos a integrar la Corte Suprema deben pasar una etapa de exposición pública que tiene que presentar el Poder Ejecutivo en los principales medios de comunicación de todo el país. El currículum del nominado (o los nominados) debe ser publicado y promocionado en el sitio web del Ministerio de Justicia y puede ser discutido por ONG, asociaciones de Derecho, universidades, organizaciones de Derechos Humanos, y cualquier ciudadano que así lo desee. Luego de un período de quince días, el Presidente, sopesando los apoyos y rechazos a la candidatura, queda habilitado para presentar la nominación al Senado, que debe decidir si aprueba o no que la persona propuesta por el Presidente forme parte de la Corte, necesitándose -por imperativo constitucional- una mayoría de dos tercios de los miembros presentes para dicha aprobación.

La renovación de la Corte Suprema de Justicia durante los primeros años del gobierno de Kirchner, con la designación del Dr. Eugenio Raúl Zaffaroni en 2003, y de las Dras. Elena Highton de Nolasco y Carmen María Argibay en 2004, fue vista y es usualmente reconocida por la oposición como un paso positivo,[8] [9] [10] que brinda más independencia al Poder Judicial y equilibra la Corte tanto ideológicamente como por género.

Desde un punto de vista estadístico, puede señalarse que el 60% de los jueces de la Corte Suprema se graduaron en la Universidad de Buenos Aires, el 22% en la Universidad de Córdoba, el 10% en la Universidad Nacional de La Plata, 2% en la Universidad Católica Argentina, 2% en la Universidad Nacional del Litoral, 2% Universidad de la República del Uruguay, 1% en la Universidad Católica de Córdoba, y 1% Universidad de Charcas.[11]

En cuanto a los antecedentes previos a asumir el cargo, se observa que el 38% de los jueces tenía antecedentes judiciales y políticos, 32% tenía exclusivamente antecedentes judiciales, el 21% tenía antecedentes exclusivamente políticos, y el 9% tenía antecedentes exclusivamente en el ejercicio de la profesión de abogado.[12]

Respecto del motivo de cese, el 54% de los jueces cesó por renuncia, 24% por fallecimiento, 17% por remoción ordenada por un gobierno de facto y 5% cesó por destitución por juicio político.[13]

A lo largo de la historia de la Corte Suprema, la mayoría de sus integrantes fueron hombres, casi todos eran católicos y considerados, salvo excepciones, políticamente conservadores o liberales. No obstante, se destaca que el 7 de octubre de 1970 fue designada Margarita Argúas,[14] quien fue la primera mujer en llegar al máximo tribunal no sólo en la Argentina sino en toda América, precediendo en más de diez años al nombramiento de Sandra Day O’Connor (1981), la primera mujer nombrada en la Suprema Corte de los Estados Unidos. Asimismo, dos de las más recientes elecciones del Senado para integrar la Corte son mujeres. Una de ellas, Carmen Argibay, era feminista, atea militante, y apoyaba la despenalización del aborto. Por su parte, Zaffaroni (el primero en ser designado a través del método público de nominación), es catalogado políticamente como de centro izquierda e inclinado hacia la tendencia jurídico-penal vulgarmente conocida como garantismo.

Luego de la destitución de Antonio Boggiano, en septiembre de 2005, y a raíz de la coetánea renuncia del juez Augusto Belluscio —uno de los tres, junto con Carlos Fayt y Enrique Petracchi, que conformaban el tribunal desde la restauración democrática de 1983— la Corte Suprema mantuvo desde octubre de 2005 dos vacantes en su integración, lo que le impidió formar mayoría para resolver muchos casos de importancia donde había opiniones encontradas entre los magistrados.

Durante ese período la oposición política y muchas ONG instaron reiteradamente al gobierno de Néstor Kirchner a que nominase a jueces para completar la integración del Tribunal, al tiempo que otros sugerían que se debía aprovechar la oportunidad para volver a cambiar el número de jueces y dejarlo en siete.

Finalmente, el gobierno vino a impulsar una ley que volvió a dejar el número de jueces de la Corte en los históricos cinco miembros. No altera la composición actual, por lo que de momento su integración permanece y se irá reduciendo en la medida en que se produzcan las vacantes. Fue aprobada por el Congreso y promulgada el 18 de diciembre de 2006, como ley 26.183.

A mediados de 2007 la Corte (caso Mazzeo) declaró inconstitucional el indulto del expresidente Carlos Menem al general Santiago Omar Riveros, acusado de haber cometido delitos de lesa humanidad durante la última dictadura en Argentina. De esta manera se abre la posibilidad de anular los indultos a los represores que aún se mantengan con vida.[15] [16] Esta sentencia sigue la línea del caso Simón, que había declarado la invalidez constitucional de las leyes de Punto Final y Obediencia Debida, considerando a los crímenes cometidos por el terrorismo de Estado como imprescriptibles, argumento ya esbozado en «Arancibia Clavel», y sustentado en la Convención sobre la Imprescriptibilidad de los Crímenes de Guerra y de Lesa Humanidad, con jerarquía constitucional desde el año 2003.

La misma composición de la Corte declaró, en «Láriz Iriondo», que los crímenes cometidos por agencias terroristas que no gozaban del control del Estado (en el caso, la ETA) eran prescriptibles, y que -por tanto- se hallaba extinguida la acción penal a su respecto, imposibilitando violar el principio penal de non bis in idem.

La Corte, no existiendo propiamente un tribunal constitucional, se considera a sí misma la «máxima intérprete» de la Constitución Nacional (especialmente, dado el carácter rígido de ésta), habiendo adoptado una fórmula relacionada con la Suprema Corte de los Estados Unidos: la Constitución es lo que la Corte dice que es.

Primera Corte Suprema[editar]

Fueron propuestos mediante la Ley Nacional N° 27 de Organización del Poder Judicial y Elección de sus Miembros, el 16 de octubre de 1862[17]

15 de enero de 1863 al 28 de abril de 1870, designados por el entonces presidente de la Nación Argentina Bartolomé Mitre

  • Presidente: Francisco de las Carreras (1863-1870).
  • Ministros: Salvador María del Carril (1863-1877), José Barros Pazos (1863-1877), José Benjamín Gorostiaga (1863-1887) y Francisco Delgado (1863-1875).

Jueces Actuales de la Corte Suprema[editar]

Lista de los jueces que actualmente conforman la corte suprema, el listado de todos los integrantes de la corte suprema desde sus inicios se encuentra en el Anexo a continuación.

Orden
Foto
Juez
Edad
Propuesto por
Año
Fecha de fin de mandato
Estudios de grado
Lugar de Nacimiento
Juez Presidente
Ricardo Lorenzetti.jpg
Ricardo Lorenzetti
61 años
Néstor Kirchner
2004
19 de septiembre de 2030 Universidad Nacional del Litoral Rafaela, Santa Fe
Jueza Vicepresidenta
Elena Highton de Nolasco.jpg
Elena Highton de Nolasco
73 años
Néstor Kirchner
2004
7 de diciembre de 2017 Universidad de Buenos Aires Lomas de Zamora, Buenos Aires
Ministro
Juan Carlos Maqueda.jpg
Juan Carlos Maqueda
66 años
Eduardo Duhalde
2002
29 de diciembre de 2024 Universidad Católica de Córdoba Río Tercero, Córdoba
Ministro
Horacio Rosatti.jpg
Horacio Rosatti 60 años Mauricio Macri
2016
11 de agosto de 2031 Universidad Nacional del Litoral Santa Fe, Santa Fe
Ministro
Rosenkrantz juez.jpg
Carlos Rosenkrantz
57 años
Mauricio Macri
2016
28 de octubre de 2033 Universidad de Buenos Aires Ciudad Autónoma de Buenos Aires

Referencias[editar]

  1. «CORTE SUPREMA DE JUSTICIA DE LA NACIÓN, Ley 26.183, Reducción del número de Jueces que la integran. Disposición Transitoria.». 2006. Consultado el 21 de mayo de 2014. 
  2. Decreto 222/2020
  3. «Primeros Ministros de la Corte Suprema». Consultado el 11 de junio de 2013. 
  4. Alfonso Santiago (dir.), “Historia de la Corte Suprema Argentina”, ed. Marcial Pons, 2014, t. III, p. 2056.
  5. Alfonso Santiago (dir.), “Historia de la Corte Suprema Argentina”, ed. Marcial Pons, 2014, t. III, p. 2056.
  6. Alfonso Santiago (dir.), “Historia de la Corte Suprema Argentina”, ed. Marcial Pons, 2014, t. III, p. 2055.
  7. Parlamentario. «El Senado destituyó a Moliné O'Connor». Consultado el 21 de agosto de 2014. 
  8. «Temor de Alfonsín por la interna del Partido Justicialista», Clarín, 16 de julio de 2005.
  9. Entrevista a Elisa Carrió realizada por Luis Majul en el programa La Cornisa, en Ari.org.ar.
  10. Entrevista a Aníbal Ibarra, en el sitio web Parque Chas.
  11. Alfonso Santiago (dir.), “Historia de la Corte Suprema Argentina”, ed. Marcial Pons, 2014, t. III, p. 2046.
  12. Alfonso Santiago (dir.), “Historia de la Corte Suprema Argentina”, ed. Marcial Pons, 2014, t. III, p. 2048.
  13. Alfonso Santiago (dir.), “Historia de la Corte Suprema Argentina”, ed. Marcial Pons, 2014, t. III, p. 2049.
  14. Alfonso Santiago (dir.), “Historia de la Corte Suprema Argentina”, ed. Marcial Pons, 2014, t. III, p. 2064.
  15. «La Corte Suprema anuló los indultos de Carlos Menem a jefes militares», en Clarín.
  16. «La Corte Suprema anuló los indultos», en La Nación
  17. Quiénes fueron los primeros supremos del país

Ver también[editar]

Enlaces externos[editar]

  • www.csjn.gob.ar Sitio oficial de la Corte Suprema de Justicia de la Nación Argentina
  • jus.gob.ar Sitio oficial del Ministerio de Justicia y Derechos Humanos (Argentina)

Coordenadas: 34°36′08″S 58°23′10″O / -34.60222, -58.38611{{#coordinates:}}: no puede tener más de una etiqueta principal por página