Agustín Muñoz Grandes

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Agustín Muñoz Grandes
J mmue 65058 00001.jpg

Ministro del Ejército
20 de julio de 1951-25 de febrero de 1957
Predecesor Fidel Dávila Arrondo
Sucesor Antonio Barroso

Vicepresidente del Gobierno
11 de julio de 1962-22 de julio de 1967
Jefe de Gobierno Francisco Franco
Predecesor Francisco Gómez-Jordana
Sucesor Luis Carrero Blanco

Información personal
Nacimiento 27 de enero de 1896
Madrid, Bandera de España España
Fallecimiento 11 de julio de 1970
Madrid, Bandera de España España
Nacionalidad Española Ver y modificar los datos en Wikidata
Partido político FET y de las JONS
Información profesional
Ocupación Político y militar Ver y modificar los datos en Wikidata
Rama militar
Rango Capitán General
Participó en
[editar datos en Wikidata]

Agustín Muñoz Grandes (Madrid, 27 de enero de 1896ibídem, 11 de julio de 1970) fue un militar y político español que combatió en la Guerra de Marruecos, en la Guerra Civil Española y en la Segunda Guerra Mundial.

Biografía[editar]

Carrera militar[editar]

Nació en Carabanchel Bajo (Madrid),[1] en el seno de una familia humilde. Siendo todavía un adolescente, en 1913 ingresó en la Academia de Infantería de Toledo, de la que entonces era jefe el coronel José Villalba Riquelme. A los dos años de su graduación, en 1915, se traslada al frente marroquí, donde permanecerá largo tiempo. Muñoz Grandes destacó en 1924 durante la retirada de Xauen.[2] Al año siguiente fue gravemente herido al recibir un impacto en el pecho en la batalla de Alhucemas. Rechazó ser ayudante del rey Alfonso XIII y prefirió seguir en la harka.

Tras la proclamación de la Segunda República, en 1931 asciende en la escala militar —al rango de teniente coronel— y pasa a estar adscrito al Cuerpo de Seguridad. El 23 de septiembre de 1933 fue nombrado por el gobierno de Manuel Azaña primer jefe y fundador del Cuerpo de Seguridad y Asalto,[3] [4] más conocida popularmente como «Guardia de Asalto». Muñoz Grandes organizar el cuerpo en apenas tres meses.[2] Permaneció al frente del nuevo organismo policial republicano hasta finales de 1935. Para su nombramiento influyó la gran fama adquirida al organizar y dirigir las tropas regulares de Marruecos.[2]

Desempeñó el puesto de Delegado de Asuntos indígenas en Marruecos,[1] entre 1935 y 1936.

Guerra Civil[editar]

Aunque trató de huir al comienzo de la Guerra Civil Española, fue rápidamente localizado y encarcelado en la cárcel Modelo de Madrid. Condenado a nueve años de prisión por la justicia republicana, su pena fue rebajada a dos años y medio y, posteriormente —por la mediación de los generales de Miaja y Rojo— es indultado y se plantea su ingreso en el Ejército popular. El 21 de marzo de 1937 se traslada a Valencia para incorporarse a dicho ejército y aprovecha la circunstancia para fugarse a la zona sublevada. El 1 de abril ya se encuentra en zona sublevada.[5] Posteriormente pasó a dirigir la II Brigada Navarra, al frente de la cual intervino en la Batalla de Santander.[6] En la primavera de 1938 participó en la Ofensiva de Aragón al frente de una división del Cuerpo de Ejército de Castilla y tuvo una destacada intervención durante la Batalla de Caspe, frente a tropas de las Brigadas Internacionales.[7] Los avances de Muñoz Grandes le llevaron a entrar en Cataluña y alcanzar el río Segre. Sin embargo, ahí se destuvo su avance.

Ascendido en la escala militar, posteriormente pasó a mandar el recién constituido Cuerpo de Ejército Urgel,[7] con el que tomó parte en la Campaña de Cataluña. La ofensiva comenzó a finales de diciembre de 1938 y las tropas de Muñoz Grandes intervinieron en la ruptura de las líneas defensivas republicanas en el río Segre. A comienzos de enero habían logrado tomar Artesa de Segre, un importante centro de comunicaciones, tras lo cual se derrumbó el frente.[8] Hacia el final de la contienda ostentaba el rango de coronel, aunque tras la guerra fue ascendido a general de brigada.

Posguerra[editar]

El 9 de agosto de 1939 Franco constituyó su segundo gobierno. Muñoz Grandes fue nombrado Secretario general de FET y de las JONS, con rango ministerial, en sustitución de Raimundo Fernández-Cuesta. Aunque furibundamente anti-monárquico, Muñoz Grandes no era ni tradicionalista ni antiguo falangista, y no tenía experiencia política alguna.[9] Por eso su nombramiento fue una auténtica sorpresa. En el nuevo Consejo Nacional de FET y de las JONS, Muñoz Grandes ocupaba el tercer puesto en importancia, tras Ramón Serrano Suñer y Pilar Primo de Rivera.[9] Sin embargo, no pasó mucho tiempo hasta que acabó teniendo tensas relaciones tanto con Serrano Suñer —jefe de la Junta Política— como con Pedro Gamero del Castillo, vicesecretario del partido.[9] Serrano Suñer era el verdadero hombre fuerte en el partido único. Poco después de ser nombrado, designó nuevos cargos en el seno de Falange: Ricardo Giménez-Arnau fue puesto al frente de la Falange Exterior, y Gerardo Salvador Merino al frente de los Sindicatos Verticales.[10]

Durante el tiempo en que estuvo al frente del partido único, Muñoz Grandes llegó a esbozar un plan que buscaba la reconciliación nacional entre los partidarios de Franco y los antiguos partidarios de la República.[11] El plan buscaba la reintegración de todos los «rojos» y/o miembros del Ejército republicano que no hubieran cometido delitos de sangre, contando con la asistencia de la Falange.[11] Cuando planteó esta idea en el Consejo de ministros, comprobó que era el único ministro que apoyaba el plan.[12] Frustrado por este y otros esfuerzos fallidos, Muñoz Grandes acabaría presentando su dimisión en marzo de 1940.[12] Más tarde fue nombrado comandante de la 22.ª División y jefe de la comandancia militar del Campo de Gibraltar.[13]

Desde tiempo atrás, Muñoz Grandes era conocido por ser un militar con simpatías nazis. Aprovechando que estaba al frente de la comandancia militar del Campo de Gibraltar, los alemanes contaban con su entusiasta colaboración en caso de que se desarrollara la llamada Operación «Félix», el plan alemán para capturar la base británica de Gibraltar.[14] La operación, sin embargo, no llegó a desarrollarse y el asalto sobre Gibraltar fue abandonado debido a la neutralidad española en la contienda mundial.

División Azul[editar]

En julio de 1941, tras la Invasión alemana de la URSS, el dictador Francisco Franco le situó al frente de la unidad de voluntarios españoles que iba a combatir junto a los alemanes en la Unión Soviética, la llamada División Azul. Este nombramiento le concedió a Muñoz Grandes una gran popularidad y se convirtió en el centro de atención.[15]

Muñoz Grandes en uniforme alemán.

Meses más tarde, el comandante de la flamante División Azul llegó a mantener una entrevista con el dictador alemán Adolf Hitler en su cuartel general de Rastenburg, también conocido como la «Guarida del lobo». Por sus hechos de armas fue condecorado por Hitler con la Cruz de Caballero de la Cruz de Hierro con hojas de roble, una de las más altas condecoraciones militares alemanas. El dictador alemán, después del desinterés mostrado por Franco y la impotencia de Ramón Serrano Súñer, pensaba que Muñoz Grandes era un entusiasta partidario de que España entrase en la guerra, y que de hecho constituía un potencial reemplazo del propio Franco en la dirección del país.[15] Franco se enteró del contenido de las conversaciones con Hitler y decidió destituir a Muñoz Grandes como jefe de la división. No obstante, las presiones de Hitler sobre Franco retrasaron durante varios meses su cese como jefe de la división, debido al interés de Hitler por aumentar el prestigio militar de Muñoz Grandes.[16] Finalmente, en diciembre de 1942 fue destituido y sustituido por el general Emilio Esteban-Infantes, un militar conservador que no compartía muchos de los puntos de vista de su predecesor.[17]

Cuando Muñoz Grandes regresó a España en 1943, fue ascendido a teniente general y nombrado jefe de la Casa Militar de Franco.[18] No obstante, conviene hacer notar que, con el mentado ascenso, Muñoz Grandes dejaba de tener mando sobre tropas, motivo por el cual dicho ascenso ha sido interpretado en ocasiones como una maniobra de Franco para quitar de enmedio a un enemigo potencial, quizá excesivamente identificado con la causa de la Alemania nazi. Lo cierto es que hasta el final de la contienda mundial, Franco no volvió a confiarle el mando de tropas: en marzo de 1945 fue nombrado comandante de la importante Región militar de Madrid.[18]

Carrera posterior[editar]

Tras la Segunda guerra Mundial estuvo al frente de la I Región Militar durante algunos años. El 18 de julio de 1951 Franco formaba su octavo Gobierno, el del nuevo concordato con la Santa Sede y los acuerdos con los Estados Unidos, el mismo que el 1 de mayo de 1952 dio el tercer indulto general. En este gobierno Muñoz Grandes ocupó la cartera de ministro del Ejército,[19] posteriormente alcanzó el grado de capitán general, ocupando el número 52 desde la institución del cargo por el monarca Carlos III.

El gobierno necesitaba el apoyo norteamericano, la gran potencia mundial de su tiempo y dispuesta a estrechar lazos. Le correspondió la misión militar y diplomática más delicada: negociar los acuerdos con Estados Unidos. Abandonó el Ministerio del Ejército en 1957, aunque pasó a estar al frente del Alto Estado Mayor. En julio de 1962 fue nombrado vicepresidente del gobierno, el primero desde la institucionalización de la dictadura.[20] Su nombramiento como vicepresidente fue significativo, ya que recientemente Franco había sufrido un accidente de caza y su salud había resultado afectada.[20] En 1967 fue sucedido por Carrero Blanco.[21]

La muerte le llegó el 11 de julio de 1970 a causa de una insuficiencia cardio respiratoria.

Imputación póstuma[editar]

Fue uno de los treinta y cinco altos cargos del franquismo imputados por la Audiencia Nacional en el sumario instruido por Baltasar Garzón,[22] por los delitos de detención ilegal y crímenes contra la humanidad cometidos durante la Guerra Civil Española y durante el primer franquismo; no fue procesado al comprobarse su fallecimiento, acaecido unas décadas antes de la imputación.[23] [24] [25]

Condecoraciones[editar]

Referencias[editar]

Pie de página[editar]

Bibliografía[editar]

  • Arasa, Daniel (2008). Historias curiosas del franquismo. Barcelona: Ediciones Robinbook. 
  • Bowen, Wayne H. (2000). Spaniards and Nazi Germany: Collaboration in the New Order. University of Missouri Press. 
  • —— (2006). Spain During World War II. University of Missouri Press. 
  • Chinchón Álvarez, Javier (2011). «“Lost in Transition”: La experiencia española. Una visión desde el Derecho». En: Ana Gabriela Macedo Carlos Mendes de Sousa Vítor Moura (Eds.). Vozes, Discursos e Identidades em Conflito (Universidade do Minho; Edições Húmus): 101-131. ISBN 978-989-8139-99-3. 
  • Clemente, José Carlos (2005). Ejército y conflictos civiles en la España contemporánea. Fundamentos. 
  • De Arce, Carlos (1998). Los generales de Franco. Seuba Ediciones. 
  • Domingo Álvaro, Alfonso (2009). El Ángel rojo: la historia de Melchor Rodríguez, el anarquista que detuvo la represión en el Madrid republicano. Córdoba: Almuzara. 
  • Preston, Paul (2004). Franco: Caudillo de España. Ensayo, Historia. Traducción de Teresa Camprodón Alberca y Diana Falcón Zás Revisión de Eva Rodríguez Halffter (1.ª edición). Barcelona: Debolsillo. ISBN 978-84-9759-477-6. 
  • Thomas, Hugh (1976). Historia de la Guerra Civil Española. Barcelona: Círculo de Lectores. ISBN 84-226-0874-X. 
  • Togores, Luis E. (2007). Muñoz Grandes, héroe de Marruecos, general de la División Azul. Madrid: La Esfera de los Libros. 
  • Urquijo Goitia, José Ramón (2008) [2001]. Gobiernos y ministros españoles en la edad contemporánea. Madrid: CSIC. 

Enlaces externos[editar]


Predecesor:
Raimundo Fernández-Cuesta
Yoke and Arrows.svg
Ministro-Secretario general de FET y de las JONS
19391940
Sucesor:
José Luis Arrese Magra
(1941)
Predecesor:
Fidel Dávila Arrondo
COA Spain 1945 1977.svg
Ministro del Ejército
19511957
Sucesor:
Antonio Barroso y Sánchez Guerra
Predecesor:
Francisco Gómez-Jordana
(vacante desde 1939)
COA Spain 1945 1977.svg
Vicepresidente del Gobierno
19621967
Sucesor:
Luis Carrero Blanco