Judea

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Mapa del sudeste del Levante, hacia 830 a.E.C.      Reino de Juda      Reino de Israel      Ciudad-estados Filisteos      Estados Fenicios      Reino de Ammon      Reino de Edom      Reino de Aram-Damasco      Tribus Arameas      Tribus Arubu      Tribus Nabatu      Imperio Asirio      Reino de Moab

Judea (en hebreo: יהודה, Yehuda, 'agradezco a Dios' o 'reconozco a Dios') es la parte montañosa del sur de la histórica Tierra de Israel (ארץ ישראל, Eretz Israel).

El nombre Judea es en griego (Ιουδαία) y latín (Iudaea) una adaptación del nombre Judah y originalmente implicaba el conjunto de los territorios de los Reinos Judíos, pero en los tiempos del Nuevo Testamento se limitó su alcance al sur de la región. En hebreo Yehudah se refiere a una gran sección del sur de Israel y el Margen Occidental, o en la combinación de Judea y Samaria para referirse concretamente a Cisjordania en la zona sur de Jerusalén. Del nombre Judea viene el gentilicio «judío».

El área fue el sitio del Antiguo Reino de Judá, el Reino Hasmoneo, y más tarde el Reino de Judea, una provincia del Imperio romano.

Localización y límites históricos[editar]

Los límites originales fueron Bethsûr (cerca de Hebrón), en el sur del país; Beth-horon (hoy Beit 'Ur al Fawka, en Cisjordania), en el norte; Latrun o Emaús, en el oeste (a pocos kilómetros al oeste de Jerusalén), el río Jordán en el este. El historiador clásico Flavio Josefo tenía una definición más ampliada, que abarca la mitad inferior de lo que hoy es Cisjordania en el norte, hasta Beerseba en el sur, y los límites al este y al oeste eran el Mar Mediterráneo y el río Jordán, respectivamente.

Geografía[editar]

Judea se ubica en el sur del actual Israel. En ella se encuentra la capital, Jerusalén.

Breve historia[editar]

Judea 1 by David Shankbone.jpg

En el tercer milenio anterior a la presente era comenzaron a surgir las primeras ciudades, n contacto con las grandes civilizaciones que se desarrollaron en los valles del Nilo y la Mesopotamia. El territorio estaba habitado por cananeos hasta el siglo XII a.C. Según la Biblia, el pueblo judío peregrinó desde Egipto en algún momento de la XIX o XX Dinastía. Al comienzo, los judíos se instalaron en las regiones localizadas al oeste del Mar Muerto, y poco a poco se trasladaron hacia las márgenes del Mediterráneo y las tierras del norte, en la Galilea donde se enfrentaron a los llamados pueblos del mar, entre ellos los filisteos. Las constantes luchas entre los dos pueblos terminaron, según la Biblia, con la victoria de los hebreos. En el siglo X a.C., el Reino de Judá aprovechó el debilitamiento de los grandes imperios vecinos para expandir su territorio. El reino, que alcanzó su apogeo a lo largo de los reinados bíblicos de David y Salomón, fue más tarde dividido en dos reinos: Reino de Israel, al norte, y el Reino de Judá, al sur. El reino arameo de Israel fue transformado en tributario de Asiria y después de subir al trono, en 721 a. C., Sargón II conquistó el reino y deportó a la mayor parte de sus habitantes. Al sur, el Reino de Judea conservó su precaria independencia hasta 587 a. C., cuando Nabucodonosor II lo conquistó y deportó a su población a Babilonia. En 539, cuando el emperador persa Ciro el Grande se apoderó de Babilonia, muchos hebreos pudieron regresar a Israel. Después de la conquista del Imperio persa por el macedonio Alejandro el Grande, toda la región quedó sometida a la influencia helenística.

Cronología[editar]

Detalle del Arco de Tito, en Roma que muestra los tesoros robados del Templo de Jerusalén (el Candelabro de los Siete Brazos, la Mano de los Panes de Proposición, los Rollos de la Ley y el velo del Sancta Sanctorum).
Antigua moneda romana. La inscripción reza IVDEA CAPTA ('Judea conquistada').




Coordenadas: 31°41′56″N 35°18′23″E / 31.69889, 35.30639