Dioses egipcios

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

El panteón de dioses egipcios fue uno de los más numerosos del mundo. En el Antiguo Egipto hubo más de setecientos dioses. Algunas divinidades fueron creadas fusionando las características de varios dioses. Para los antiguos egipcios, el ka de los dioses residía en la Tierra, en las imágenes de sus templos, y había que venerarlas. Para eso, rogaban, bailaban, cantaban y les llevaban ofrendas de objetos valiosos, alimentos y prendas.

Bande monstre.png

Durante más de tres mil años de la historia del Antiguo Egipto, la religión apenas evolucionó. Sin embargo, en algunos períodos, ciertos dioses se volvieron predominantes mientras que otros pasaban a un segundo plano pues, cada culto, era originario de una región diferente, y la importancia de cada dios también variaba según la influencia de dicha región en el resto de Egipto. Akenatón, conocido modernamente como el faraón herético, impuso, durante su corto reinado, un culto monoteísta (o henoteista) centrado en la veneración del disco solar: Atón.

Los dioses eran seres invisibles, generalmente, como Horus, aunque podían encarnarse en seres tangibles, como el faraón, o ser el ka de ciertos animales, como el toro Apis.Estos dioses eran representados con figuras humanas o de animales ,a veces mixtas

Los dioses más importantes del Imperio Nuevo fueron: Ptah, Amón y Ra.

Véase también[editar]

Referencias[editar]

Enlaces externos[editar]