Arnaldo Otegi

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Arnaldo Otegi
Arnaldo Otegi

21 de septiembre de 1995-16 de mayo de 2005

Batasuna.svg
Miembro de la Mesa Nacional de
Herri Batasuna
14 de febrero de 1998-23 de mayo de 2001

Logotipo de Batasuna.svg
Miembro de la Mesa Nacional de
Batasuna
23 de mayo de 2001-5 de junio de 2003

SORTU.PNG
Secretario general de Sortu
Actualmente en el cargo
Desde el 23 de febrero de 2013

Datos personales
Nacimiento 6 de julio de 1958 (55 años)
Elgóibar, Guipúzcoa, España Bandera de España
Partido Herri Batasuna (HB)
Euskal Herritarrok (EH)
Batasuna
Sortu
Otras afiliaciones políticas ETA político-militar
ETA Militar
Cónyuge Julia Arregi Gorrotxategi
Hijos Hodei, Garazi
Sitio web www.arnaldotegi.com

Arnaldo Otegi Mondragon (Elgóibar, País Vasco, 6 de julio de 1958) es un político español de ideología independentista vasca y marxista, exportavoz de Batasuna y exparlamentario vasco de Herri Batasuna y Euskal Herritarrok, las tres declaradas ilegales en España en 2003 por estar consideradas bajo la tutela de ETA.[1] Fue también militante de la desaparecida organización terrorista ETA político-militar.[2] Actualmente se encuentra en prisión, condenado a seis años y medio de cárcel por pertenencia a organización terrorista en el denominado «caso Bateragune»;[3] pese a ello fue elegido secretario general de Sortu.

Biografía[editar]

Arnaldo Otegi nació en la localidad guipuzcoana de Elgóibar, en el País Vasco. Es licenciado en Filosofía y Letras. Está casado con Julia Arregi Gorrotxategi, con la que tiene una hija, Garazi, y un hijo, Hodei.

En 1977 huyó a Francia desde su localidad natal, tras conocerse su vinculación con un comando de ETA político-militar responsable de la explosión de una gasolinera, de robos de vehículos a mano armada y del asalto al gobierno militar de San Sebastián, así como de varios robos más y la liberación de un miembro de ETA internado en un hospital. En febrero de 1979 participó en el secuestro del director de Michelín en Vitoria, Luis Abaitua, a quien mantuvo oculto en una cueva de Elgóibar durante diez días. Tras la división de ETA-pm en 1984, el sector mayoritario de dicha organización, conocido como 'ETA-pm VIII pro-KAS' o milikis y al que pertenecía Otegi, decide incorporarse a ETA militar.[2] El 8 de julio de 1987, tras ser detenido de nuevo en Francia, fue entregado a las autoridades españolas en el puesto fronterizo de Hendaya.

En enero de 1989 la etarra francesa Françoise Marhuenda acusó a Otegi del secuestro en 1979 del entonces secretario general de UCD Javier Rupérez, cargo del que fue absuelto al no poder Rupérez identificar a sus captores. Sin embargo, el 21 de febrero del mismo año fue encontrado culpable del secuestro de Abaitua y condenado a seis años de cárcel. En octubre de 1990 es puesto en libertad provisional tras haber cumplido la mitad de su condena. Ese mismo año fue también acusado y absuelto del atentado e intento de secuestro del entonces diputado de UCD Gabriel Cisneros. En 1991 ingresa en prisión para terminar de cumplir la condena por el secuestro de Abaitua hasta 1993.[4]

Carrera política[editar]

En las elecciones autonómicas del 23 de octubre de 1994 se presentó en séptimo lugar en las listas de Herri Batasuna (HB) por Guipúzcoa, sin conseguir el acta de parlamentario al obtener la lista de HB seis escaños por esta provincia. El 27 de septiembre de 1995 accedió al Parlamento Vasco al sustituir a la diputada Begoña Arrondo.

En noviembre de 1997 una sentencia del Tribunal Supremo condenó a siete años de cárcel a los miembros de la Mesa Nacional de HB por haber intentado difundir un vídeo de ETA en el spot publicitario de su candidatura a las elecciones generales de 1996.[5] A causa de la inminente encarcelación de los miembros de la Mesa Nacional, Joseba Permach y Otegi fueron elegidos miembros de la nueva dirección provisional de HB.

El 12 de septiembre de 1998 Otegi participó en la firma del Pacto de Estella, el cual proponía, para solucionar el conflicto, el inicio de un proceso de diálogo sin «condiciones previas infranqueables» con una segunda fase que exigiría una «ausencia permanente de todas las expresiones de violencia»; propuestas que propiciaron una tregua de ETA. En las elecciones autonómicas del 25 de octubre de 1998 fue candidato de la plataforma Euskal Herritarrok (EH) por Guipúzcoa. EH obtuvo los mejores resultados de la izquierda abertzale en diez años, convirtiéndose en la tercera fuerza política del País Vasco y, tras las elecciones forales de 1999, también la tercera en Navarra.

En agosto de 2000 la fiscalía del Tribunal Superior de Justicia del País Vasco presentó una querella contra Otegi por apología del terrorismo a raíz de sus declaraciones en el homenaje a cuatro miembros de ETA fallecidos días antes al explotarles el coche bomba que se encontraban a punto de activar. En 2001 HB se refundó en Batasuna, que fue ilegalizado en 2003 en virtud de la Ley de Partidos recién aprobada, sin que esto impidiera a Otegi continuar participando en actos públicos ya que en España la ilegalización de un partido político no supone la supresión de los derechos individuales de sus miembros. En noviembre de 2004 Otegi participó en un acto de Batasuna en el velódromo de Anoeta donde propuso la creación de unas «mesas de diálogo» para solucionar el conflicto vasco. Estas declaraciones generaron una gran polémica y comenzó a hablarse de unas posibles negociaciones del Gobierno español con ETA.

A finales de 2005 el diario Gara publicó un libro de entrevistas a Otegi, con el título Mañana, Euskal Herria. Otegi se ha declarado a favor de las políticas del expresidente venezolano Hugo Chávez y la Revolución Bolivariana, de los partidos socialistas europeos a la izquierda de la Internacional Socialista, y ha alabado en varias ocasiones a Simón Bolívar, venezolano de origen vasco, prócer de la independencia de varias naciones latinoamericanas frente al Imperio Español.

Procesos judiciales[editar]

El 26 de mayo de 2005, en pleno debate sobre la negociación del Gobierno con ETA, Otegi ingresó en prisión preventiva acusado de un delito de pertenencia a banda armada; abandonó la cárcel tras depositar una fianza de 400.000 euros. Otegi tenía, además, un proceso abierto por presunta apología del terrorismo en el entierro de la presunta militante de ETA Olaia Castresana, después de que el Tribunal Supremo ordenara la anulación de una sentencia de quince meses de cárcel impuesta por el Tribunal Superior de Justicia del País Vasco y la repetición del juicio. En 2007 finalmente es absuelto al retirar la Fiscalía la acusación.

En noviembre de 2005 fue condenado por el Tribunal Supremo a un año de cárcel por injurias a la Corona, debido a unas declaraciones que había realizado en 2003. Durante una visita de Juan Carlos I a Vizcaya, días después del arresto de diez trabajadores del diario Euskaldunon Egunkaria, Otegi había declarado que «el rey de España es el jefe supremo del Ejército español, es decir, el responsable de los torturadores y el que protege la tortura e impone su régimen monárquico a nuestro pueblo por medio de la tortura y la violencia».[6] Esta sentencia fue suspendida tres años en 2006 por el Tribunal Superior de Justicia del País Vasco.[7]

Asimismo, el 29 de marzo de 2006 el juez Fernando Grande-Marlaska ordenó su ingreso en prisión, acusado de inducir más de cien actos violentos en una huelga celebrada en el País Vasco y Navarra el día 9 de ese mismo mes. Salió a los pocos días de la cárcel tras depositar 250.000 euros de fianza.[8]

Un mes antes, el 27 de abril de 2006, Arnaldo Otegi fue condenado a quince meses de prisión por la Audiencia Nacional, por enaltecimiento del terrorismo, debido a su participación en el homenaje al histórico miembro de ETA José Miguel Beñarán, Argala, en diciembre de 2003,[9] y el 8 de junio de 2007 ingresó en la prisión de Martutene para cumplir esta condena tras la confirmación de la misma por el Tribunal Supremo.[10] Salió de la cárcel el 30 de agosto de 2008 manifestando que apostaba por el «diálogo y la negociación» para solventar el «conflicto vasco». Durante su reclusión no hubo movilizaciones significativas para reclamar su puesta en libertad.[11] Otegi había hecho una vida discreta en la cárcel y se había dedicado a aprender inglés, manteniendo distancias con la estrategia de la dirección de ETA.[12] Según el periodista Luis R. Aizpeolea, analista del diario El País, el atentado de la T4, que supuso la ruptura de la vía dialogada con el Gobierno, marcó el punto de inflexión en la relación de Otegi con ETA, dando por agotada la vía de la violencia y mostrándose muy crítico desde la cárcel con el asesinato de Isaías Carrasco. Otegi ya habría iniciado su crítica a las armas tiempo antes con un análisis del contexto vasco e internacional, pero a partir del atentado comenzaría a apostar por la nueva estrategia de acumulación de las fuerzas independentistas en torno al denominado «polo soberanista», que se materializaría en 2011 en la coalición electoral Bildu.[13]

En enero de 2009 el TSJPV archivó la causa abierta entre otros a Otegi y a los lehendakaris Patxi López (PSE) y Juan José Ibarretxe (PNV), por reunirse en 2006 y 2007. En marzo de ese mismo año fue acusado de enaltecimiento del terrorismo por su participación en el acto de Batasuna en el velódromo de Anoeta en 2004,[14] siendo absuelto en diciembre de 2010 por la Audiencia Nacional al considerar ésta que en el acto no ensalzó a ETA, sino que defendió «la conveniencia y necesidad de un proceso de diálogo y negociación para la resolución del conflicto de manera pacífica y democrática».[15]

A mediados del mes de marzo de 2011 el Tribunal Europeo de Derechos Humanos condenó a su vez al Estado español a pagar la suma de 20.000 euros en concepto de daños morales por «vulnerar la libertad de expresión de Otegi» en el caso de las «injurias al Rey».[16] [17] [6]

En prisión[editar]

El 16 de octubre de 2009, Otegi fue nuevamente detenido junto con el exsecretario general del sindicato LAB Rafael Díez Usabiaga y otros referentes de la izquierda abertzale, siendo imputados en el «caso Bateragune» por intentar reorganizar la cúpula directiva de Batasuna. En prisión, comenzó una huelga de hambre el 27 de enero de 2010. En septiembre de 2011, la Audiencia Nacional condenó a Otegi y Usabiaga a diez años de prisión por «pertenecer a ETA en grado de dirigentes».[18] Posteriormente, el 9 de mayo de 2012, esta condena les sería rebajada por el Tribunal Supremo a seis años y medio, al considerar que no eran dirigentes de dicha organización.[3] En esa misma sentencia también vieron ratificada su condena, con cierta reducción de la pena, los otros encausados.[19] La sentencia no fue unánime y dos de los cinco magistrados emitieron sendos votos particulares, uno partidario de la libre absolución y otro de la anulación del juicio.[20]

El 21 de junio de 2012, en la rueda de prensa celebrada al día siguiente de la legalización de Sortu por el Tribunal Constitucional, el abogado Iñigo Iruin pidió la liberación de Otegi y de los otros cuatro condenados porque, según declaró, «es un hecho notorio que los cinco condenados en el sumario están en el origen de todo el proceso de reflexión del que surge el nuevo proyecto político y organizativo de la izquierda abertzale, que se concretó en Sortu»,[21] [22] y anunció la interposición de un recurso de amparo ante el Tribunal Constitucional que fue admitido a trámite en mayo de 2013.[23]

En espera de la causa por la que fue detenido, también se le juzgó por enaltecimiento del terrorismo por su participación en 2005 en un acto de homenaje a José María Sagardui Gatza, el preso de ETA que más tiempo llevaba encarcelado. La Audiencia Nacional le condenó a dos años de cárcel y dieciséis de inhabilitación,[24] [25] si bien dicha sentencia fue anulada por el Tribunal Supremo, que ordenó repetir el juicio con unos magistrados diferentes al apreciar «un prejuicio acerca de la culpabilidad» de Otegi.[26] [27]

El 14 de octubre de 2012 se le incomunicó, como medida cautelar, después de que se hiciera pública el día anterior una grabación suya en un mitin de EH Bildu, en la cual llamaba a «vaciar las cárceles y ocupar las calles para defender nuestros derechos».[28]

Fue elegido secretario general de Sortu tras su congreso fundacional el 23 de febrero de 2013,[29] pero al encontrarse encarcelado este cargo quedará vacante hasta que recobre la libertad.

Referencias[editar]

  1. Sentencia de ilegalización de Batasuna, Herri Batasuna y Euskal Herritarrok, 27 de marzo de 2003.
  2. a b Gaizka Fernández Soldevilla, «Agur a las armas. EIA, Euskadiko Ezkerra y la disolución de ETA político-militar (1976-1985)», en Sancho el Sabio. Revista de cultura e investigación vasca, ISSN 1131-5350, núm. 33, 2010, pág. 92.
  3. a b El Supremo rebaja a seis años y medio la condena a Otegi, Público, 9 de mayo de 2012.
  4. D. Martínez y J. Pagola, «Arnaldo Otegi, "la voz de su amo"», ABC, 9 de abril de 2002.
  5. «El Tribunal Constitucional anula la sentencia del Supremo y excarcela a la Mesa de HB». El País. 21 de julio de 1999. 
  6. a b Condenan a España por vulnerar la libertad de expresión de Otegi, EiTB, 15 de marzo de 2011.
  7. El Tribunal Superior del País Vasco suspende tres años la pena de prisión de Otegi por injurias al Rey, El Mundo, 17 de mayo de 2006.
  8. Los dirigentes abertzales Otegi, Petrikorena y Olano salen de prisión tras pagar sus fianzas, El Mundo, 8 de abril de 2006.
  9. La Audiencia Nacional condena a Otegi a 15 meses de cárcel, 20 minutos, 28 de abril de 2006.
  10. Otegi ingresa en prisión tras confirmar el Supremo la pena de 15 meses por enaltecimiento del terrorismo, El País, 8 de junio de 2007.
  11. Arnaldo Otegi sale de la cárcel de San Sebastián tras cumplir 15 meses de condena, 20 minutos, 30 de agosto de 2008.
  12. Otegi, defenestrado por ETA, dejará la política cuando salga de prisión, 20 minutos, 27 de julio de 2008.
  13. Luis R. Aizpeolea, «El divorcio de la izquierda ‘abertzale’», El País, 1 de diciembre de 2013.
  14. Otegi y su extenso 'currículo judicial', El Mundo, 16 de septiembre de 2011.
  15. Arnaldo Otegi, absuelto de enaltecer a ETA en el acto de Anoeta, EiTB, 10 de diciembre de 2010.
  16. Estrasburgo condena a España por vulnerar la libertad de expresión de Otegi, Público, 15 de marzo de 2011.
  17. El Tribunal de Derechos Humanos condena a España a indemnizar a Otegi por vulnerar su libertad de expresión, El País, 15 de marzo de 2011.
  18. La Audiencia Nacional condena a Otegi a 10 años de cárcel como dirigente de ETA, El País, 16 de septiembre de 2011, consultado el 12 de marzo del 2012
  19. «El Supremo mantiene a Otegi en prisión por un voto de diferencia». El País. 10 mayo de 2012.  Texto «fechaacceso» ignorado (ayuda)
  20. El Supremo rebaja la condena de Otegi de 10 años a seis y medio al no considerarle dirigente de ETA, RTVE, 9 de mayo de 2012.
  21. «Sortu pide tras su legalización la puesta en libertad de Otegi». El País. 22 de junio de 2012. 
  22. «Otegi y Usabiaga recurren en amparo las condenas por el ‘caso Bateragune’». El País. 22 de junio de 2012. 
  23. El TC comienza a tramitar el recurso del ‘caso Bateragune’, Naiz, 9 de mayo de 2013.
  24. Dos años de cárcel y 16 de inhabilitación para Arnaldo Otegi, EiTB, 3 de marzo de 2010.
  25. Iñaki Iriondo, «La Audiencia Nacional se ceba con Arnaldo Otegi para acallarlo y hace el ridículo al decir que Mandela nunca usó la violencia», Gara, 3 de marzo de 2010.
  26. El TS ordena repetir el juicio a Otegi por el homenaje al etarra Sagarduy, La Vanguardia, 8 de febrero de 2011.
  27. El TS ordena repetir el juicio de Otegi por participar en el homenaje de Sagarduy, Deia, 8 de febrero de 2011.
  28. «Arnaldo Otegi, incomunicado». Público. 14 de octubre de 2012. 
  29. La nueva Batasuna echa a andar a la espera de que Otegi salga de la cárcel para liderarla, La Voz Digital, 24 de febrero de 2013.

Enlaces externos[editar]