Alaska y Dinarama

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Alaska y Dinarama
Datos generales
Origen Bandera de España Madrid - España
Información artística
Otros nombres Dulce Venganza
Dynarama
Dinarama
Dinarama + Alaska
Alaska + Dinarama
Género(s) Pop, synth-pop, disco, techno-pop, acid house, glam rock, post-punk (comienzos)
Período de actividad 1982 - 1989
Discográfica(s) EMI/Hispavox
Artistas relacionados Loquillo y los Trogloditas, Alaska y los Pegamoides, Los Nikis, Los Vegetales, Kiko Veneno, Miguel Bosé, Fangoria, Nancys Rubias
Web
Sitio web Web oficial
Miembros
Alaska
Carlos Berlanga
Nacho Canut

Alaska y Dinarama (también Dinarama, Dinarama + Alaska y Alaska + Dinarama) fue un grupo de música pop español, formado por Alaska, Carlos Berlanga y Nacho Canut. Su actividad se desarrolló entre los años 1982 y 1989, año en que se disolvió tras la realización de 5 grabaciones y más de 5 000 000 discos vendidos. Cuenta con éxitos como: «Ni tú ni nadie» y «A quién le importa». Este último fue su mayor de ellos.

Historia[editar]

1982-83: Comienzos y Canciones profanas[editar]

Una vez disuelto Alaska y los Pegamoides como grupo, Alaska emprende una etapa en la que le gusta quedarse en casa y leer libros sobre la Edad Media y el misticismo. Se encuentra en una situación difícil en el plano artístico, ya que se plantea la posibilidad de presentarse en solitario, aunque por otro lado le apetece la idea de tener un grupo. Pero al margen de esto, Nacho, que es con quien más tiene en común entre los miembros de Pegamoides, comienza al mismo tiempo que Parálisis Permanente, una nueva iniciativa musical inventada por Carlos: Dinarama. Mientras tanto, Alaska y los Pegamoides viven el éxito con su su gira veraniega, aunque entran en un proceso de "crónica de una muerte anunciada".

Después de varios cambios de formación y pruebas con un par de cantantes, la primera actuación de Dinarama se produce ese mismo año con la siguiente formación: Carlos Berlanga (voz y guitarra), Nacho Canut (bajo y coros), Johnny Canut (batería), Javier de Amezua (saxo), y como coristas y bailarines, Mavi Margarida (ex-cantante del grupo Línea Vienesa) y Javier Furia. Cabe destacar que estas primeras actuaciones no le gustan demasiado a Alaska, ya que ve en ellas la misma inconexión de Kaka de Luxe.

Pero tanto Berlanga como Nacho Canut tienen claro que quieren una voz femenina en Dinarama. Alaska, que está sin grupo, baraja varias posibilidades: hacer el disco en solitario inspirándose en la Edad Media y el Camino de Santiago, temas en los que está inmersa en esos momentos, o montar un grupo, que aunque le apetece, no tiene muy claro con quién. Empieza a ensayar con PVP, grupo de rock madrileño que le gusta mucho, aunque desecha esta opción por falta de convicción. Así que Pito le propone finalmente colaborar de nuevo con Berlanga y Canut en Dinarama. Y aunque no le convence del todo el grupo, ya no tiene más opciones sobre la mesa. En definitiva, se trata del grupo de sus dos amigos con los que había fundado Pegamoides. En un principio se trataría de una colaboración, aunque pronto se vuelve en algo permanente.

«Hicieron un disco que a mí no me gusta, y en mi opinión se destrozaron bastantes canciones, pero eso no fue culpa de ellos»

Carlos Berlanga
Siouxsie Sioux influyó mucho en la voz de Alaska

Al irse Carlos al servicio militar, entra a sustituirle a la guitarra Ángel Altolaguirre, más tarde productor del primer álbum de Dinarama y con quien Alaska simpatizaba por haber sido el técnico de sonido durante la gira de Pegamoides. Alaska también influye en la selección de las canciones, al igual que en el sonido del disco, que se inclina más hacia el rock gótico, siniestro y las atmósferas densas, dando continuidad a las últimas grabaciones de Pegamoides. Aparte de Dinarama, Alaska participa también en la grabación de dos canciones de Loquillo y los Trogloditas, «Quiero un camión» y «El ritmo del garaje», incluidas en el álbum del mismo nombre.

Así mismo, surge una colaboración con Los Nikis, en la que también participa Ana Curra: Negros S.A. Un proyecto paralelo de Los Nikis en el que participarían voces femeninas. Ellos harían todo, componer y tocar las canciones. Ellas sólo pondrían la voz y la cara. Volviendo a Dinarama, en mayo de 1983 se pone a la venta Canciones profanas y se inicia la gira de Dinarama + Alaska, coincidiendo fatalmente con la trágica muerte de Eduardo Benavente en un accidente de tráfico.

Pero como la vida sigue, la gira de Dinarama y la promoción del disco continúan. Los dos primeros singles de Dinarama salen simultáneamente: «Crisis», por iniciativa de Hispavox, que pide una versión extendida, y «Perlas ensangrentadas», elegido por el grupo, el más radiado y el que quedaría en la memoria de los fans. Estos dos temas no llegan a tener la misma repercusión que «Bailando», aunque el disco obtiene una muy buena acogida. Por esta razón se empiezan a contratar muchas galas. Con el siguiente single, «Deja de bailar», repiten la misma fórmula en plan reprise de «Bailando». Con bastante sentido del humor a la hora de hacer la letra, este tema pasa un poco desapercibido por las radio-fórmulas y Alaska se adapta a la nueva situación musical. Lo que era una colaboración puntual se empieza a transformar en su nuevo grupo.

Con la vuelta de Carlos del servicio militar, llegan nuevas canciones, que entusiasman tanto a Alaska como a Nacho y, sobre todo, a su manager Pito. Altolaguirre, como estaba pactado, se va del grupo con la grabación de una nueva versión de «Rey del Glam». Colaboran en los coros Loquillo y Jaime Urrutia. Este single se convierte en un éxito rotunto que supera a los tres singles anteriores, acercándose al éxito de «Bailando». Para Hispavox supone el relanzamiento a nivel comercial de Alaska, comenzando un apoyo total en proyectos futuros.

1984-85: Deseo carnal y éxito masivo[editar]

Llega el momento de sacar nuevo disco. Alaska ya se ha hecho al grupo de nuevo. Con las nuevas canciones se dan cuenta de que debe de haber una producción diferente a la del disco anterior. Además buscan nueva gente con la que mejorar el sonido. Entre ellos, Luis Miguélez a la guitarra y Toti Árboles a la batería. Para la producción piensan en Tino Casal, pero deciden que sea un producción mas internacional. Quieren ser producidos por Zeus B. Held, el productor de Dead or Alive, pero su caché es demasiado alto para el presupuesto. Lo mismo ocurre con Stock, Aitken and Waterman, productores de Kylie Minogue, entre otros. Al final se elige a Nick Patrick, productor de varios grupos ingleses.

El disco se graba durante el verano del año 1984. Se incorpora Timana a la percusión y graban arreglos de cuerda y viento a cargo de Tom Parker. Se decantan por el sonido "Philadephia" con arreglos orquestales. La portada, de gran impacto mediático, corre a cargo de Studio Gatti. El disco, con diez canciones, sale a la venta en septiembre, coincidiendo en tiempo con el comienzo de La bola de cristal, programa de TVE presentado por Alaska. Un programa que ha hecho historia, que hoy día está justamente mitificado y que que se ha convertido en un objeto de culto. «Cómo pudiste hacerme esto a mí», el primer single del álbum, se convierte rápidamente en número uno y se mantiene hasta principios de 1985 en los primeros puestos de ventas y radio fórmulas. Como consecuencia, el álbum también entra fuerte en las superventas, trepando poco a poco hasta que a finales de año es número uno y se convierte en un éxito masivo.

Tras una fuerte campaña de promoción en septiembre y octubre, Alaska viaja a México para promocionar allí el lanzamiento del disco durante los meses de noviembre y diciembre. Alaska vuelve de nuevo a España para recibir el disco de oro y aprovechar para seguir grabando La bola de cristal[1] y lanzar el nuevo single «Ni tú ni nadie», un éxito todavía mayor al anterior. Durante todo el invierno, Alaska viaja a América para promocionar el disco en todos los países en los que es editado. Al mismo tiempo graba las canciones del programa, cuyo disco sale el otoño de 1985.

Se prepara una gira de verano con más de cien conciertos por toda España, con alguna actuación internacional. Por razones personales, Carlos Berlanga no actúa en todos los conciertos, por lo que entra Victor Coyote en sustitución. También entra un saxofonista nuevo llamado George. En el verano sale el tercer single, «Un hombre de verdad», con una cara B especial en la que colaboran Latinos Unidos. Por supuesto, otro éxito y en invierno inician la gira por América Finalizado el año 1985, se calcula que el álbum ya había vendido en España más de medio millón de copias y, en todo el mundo, más del millón y medio.

1986-87: No es pecado, «A quién le importa» y éxito en México[editar]

En 1986 llega el momento de sacar un nuevo disco y el listón ha quedado muy alto, tanto a nivel creativo como comercial. Uno de los puntos a mejorar es el directo, ya que tienen que adaptarse al momento de éxito y a las grandes giras. Así, hay una serie de personas como Marcos Mantero y Toti Arbolés, que abandonan el grupo por desavenencias con el resto.

A partir de ahora, Nacho Canut y Carlos Berlanga alternan bajo y guitarra respectivamente con los teclados. Juan Carlos Aured, procedente de La Frontera y de Los Vegetales, el grupo de los hermanos Canut, se incorpora a la batería, que en realidad es sustituida por percusiones electrónicas. Sigue Luis Miguélez a la guitarra. Por supuesto, Alaska. Esta es la formación definitiva de Alaska y Dinarama hasta su disolución, con alguna colaboración puntual.

En los nuevos directos se elimina el resto de percusiones y los vientos. Para la grabación del nuevo disco cuentan de nuevo con Nick Patrick en la producción. Este disco es más electrónico, más disco y más soul. Sigue habiendo arreglos de cuerda y viento, aunque menos que en Deseo carnal (1984). Este álbum es el que cuenta con un mayor número de colaboradores entre coros, vientos, cuerda, percusiones. Aunque la grabación es conflictiva, ya que hay desacuerdos: hay letras que Alaska no quiere cantar y hay que cambiar, no hay acuerdo en la selección de canciones entre los tres, por lo que al final quienes deciden son Pito y Nick Patrick, que se lleva la producción a su terreno. Además, y por primera vez, Alaska canta el disco completo y no aparece la voz de Carlos Berlanga, probablemente como represalia de Patrick tras una discusión entre los dos durante el proceso de grabación. En noviembre de 1986 sale el disco con una portada más polémica que la del anterior. Incluso llega a ser censurada en México, aunque sorprendentemente sustituida por otra mucha más lasciva.

El primer single es «A quién le importa», que por su letra se ha convertido en la canción más emblemática y versionada de Alaska y Dinarama. Además, se ha convertido en todo el mundo de habla hispana en el himno gay favorito. El éxito de este primer single es comparable a cualquiera de los del disco anterior, ya que es número uno de ventas varias semanas. El álbum también tiene una gran acogida en su lanzamiento, alcanzando también el número uno de ventas. Sin embargo, el número total de copias vendidas no alcanza a la del disco anterior, rondando esta vez las doscientas cincuenta mil copias.

En América, especialmente en México, sí obtiene un éxito similar a Deseo carnal. Esto motiva ya en pleno 1987 una gira de conciertos por toda América. Posteriormente al primer single, se lanzan otros, como «La funcionaria asesina», «Un millón de hormigas» y «Sólo creo lo que veo». Aunque también tienen éxito y una gran difusión en la radio, no son equiparables al primero. Entre tanto prosigue con gran éxito La bola de cristal con Alaska al frente. Cabe destacar que se proyecta el lanzamiento del álbum en inglés y que se llegan a grabar las maquetas de la mayoría de las canciones y algunas inéditas, aunque el proyecto queda relegado al olvido.

1987-88: Descenso en ventas y Diez[editar]

A finales de 1987 se plantea grabar un nuevo disco, pero la escasez creativa de Carlos Berlanga hace posponer la grabación de un disco con canciones nuevas. Así que optan, pensando en el mercado americano, por hacer un disco con nuevas versiones de las canciones de Alaska y los Pegamoides y del primer álbum de Dinarama, aderezándolo con temas que fueron caras B del Deseo carnal (1984) y dos canciones totalmente inéditas: «Sospechas» y «Hacia el abismo».

El tema que se elige como primer single es el mítico «Bailando (Do Re Mix)» y se saca un segundo single con «Sospechas» y «Rey del Glam». La repercusión de este disco, aunque tiene buena promoción en España, no es demasiado alta y se calcula que se vendieron unas 75.000 copias. La promoción del disco se centra más en el mercado americano, donde si goza de una mayor aceptación.

La producción del disco corre a cargo de Patrick por última vez. El sonido de este disco es más parecido al del Deseo carnal, aunque con menos arreglos de cuerda y viento y algo más guitarrero. Como gran novedad en el sonido, empiezan a flirtear con los samplers. En este disco hay menos colaboraciones que en el anterior, aunque destacan dos de lujo: Germán Coppini haciendo la parte rapeada de «Bailando», y el gran maestro Asins Arbó haciendo los arreglos de orquesta en «Cebras». Lo del sampler se desarrolla más en las versiones de «Bailando», «Sospechas» y «Rey del Glam», realizadas por Jesús Gomez, que ya había colaborado en No es pecado (1986) haciendo algunos arreglos.

Por esta época también conocen el acid house y se publican en Reino Unido dos remezclas de «Bailando» en adptando este género, una con voz y otra instrumental. Esta segunda se incluye además en un recopilatorio alemán titulado Acied Inferno. Estas remezclas no salen en España porque en ese momento no parece interesar aquel estilo. El título del disco hace alusión a dos cosas: celebran diez años en el panorama musical, y al número de canciones que tiene el disco. El álbum cierra una etapa en la relación de Alaska y Nacho Canut con Carlos Berlanga, que está ya un poco deteriorada, y abre las puertas a un nuevo planteamiento dentro del grupo.

1989: Acid house, Fan fatal y fin del grupo[editar]

Con la aparición del sampler y con el recorte del presupuesto impuesto por Hispavox debido al descenso de las ventas, se decide cambiar la forma de trabajar en el estudio. En principio se empieza a trabajar con Jesús Gomez, a quien encuentran adecuado para el nuevo sonido que quiere el grupo, basado en el sampler y en nuevos sonidos como el house o el hip hop, y la sustitución de arreglos de cuerda y viento por el scratching. Al ponerse a juntar canciones para el disco se dan cuenta de que no hay bastantes para el tipo de álbum que quieren, y se decide tomar prestadas algunas de Los Vegetales, el otro grupo de Nacho Canut. Esta idea surge por parte de Pito, el manager. Un punto más para estropear la relación con Carlos Berlanga. El rumbo que está llevando la grabación y las incomodidades que sufren en el estudio de Hispavox les hace paralizar la misma y comenzar de cero con una grabación casera.

Empiezan de nuevo en el estudio de Luis Miguélez, donde van experimentando y surgiendo cosas como «Fly Acid Fly». Aunque en cuanto al concepto están convencidos de lo que quieren, no acaban de ver la forma deseada en el sonido, pero afortunadamente conocen a Rebeldes sin pausa, que en principio iban a grabar unos scratching, y estos son los que toman las riendas de la producción final. El disco se termina de grabar en los estudios Tyrel, el estudio de Luis Carlos Esteban. Esta opción es la que conforma al los miembros del grupo, teniendo en cuenta que las cosas entre ellos van ya muy mal.

Finalmente contiene en formato vinilo de doce canciones y cuatro como bonus tracks en el CD (política para fomentar la venta de este último formato). Con estas cuatro canciones se hace un vinilo de edición limitada que se regala con las 10.000 primeras copias del vinilo. Aparte de temas de Carlos Berlanga y Los Vegetales se graban temas como «Quiero ser santa», de Parálisis Permanente, con Ana Curra como segunda voz, «Godzilla», de Aviador Dro, y «Fly Acid Fly» de Luis Miguélez, grabada con la colaboración de Pepe de Lucía.

El primer single es la versión de Los Vegetales «Mi novio es un Zombi», de la que se hacen tres remezclas publicadas en un maxi sencillo. La canción tiene una gran acogida popular y comercial que sorprende a la discográfica, lo que hace potenciar la campaña de promoción del álbum, probablemente la mejor promoción que ha tenido un álbum en toda la carrera de Alaska.

El título de este disco es un juego de palabras que hace referencia a una declaración de principios por la que se reconocen ellos mismos fans de la música y el cine. El disco incluye multitud de samples de sus ídolos y mitos: Prince, Ramones, Depeche Mode, Michael Jackson, Gracita Morales, Blade Runner. Está mucho más presente el acid house que por fin penetra en España y queda reflejado en la carpeta del disco y en la de los sucesivos maxis. Tras la acogida del primer single a finales de febrero de 1989, en el mes de marzo sale «Quiero ser santa», es elegida como segundo single a pesar de aparecer sólo en el CD. Quizás un experimento más de la compañía. No sólo obtiene mucho éxito, sino que supera a «Mi novio es un Zombi». Se realizan tres remezclas, editadas en un maxi especial para disc jockey.

En septiembre se edita «Descongélate» como tercer maxi con dos remezclas de este tema. Pero lamentablemente, aunque la edición discográfica de Alaska y Dinarama continúa junto a la promoción, el grupo ya está clínicamente muerto. Una de las innovaciones de esta nueva y breve etapa, pero que trascenderá en el futuro hasta hoy día, se trata de la gira Disco Inferno, que incluye sesión de disc jockey, y que divide los conciertos en dos partes: una más rockera, pop o glam rock, y otra mucho más acid house.

En uno de los conciertos de la última gira los Berlanga y Canut tuvieron una fuerte discusión en los camerinos por lo que Carlos Berlanga se fue en mitad del show así abandonando el grupo. Tras esto Alaska y Canut siguieron con el grupo y lanzaron como último sencillo «La mosca muerta» y a finales de octubre dieron el primer concierto de lo que es hoy Fangoria y Carlos Berlanga comenzó su carrera en solitario hasta la fecha de su muerte.

Discografía[editar]

LP's
Álbumes recopilatorios

Referencias[editar]

  • Cervera, Rafa (2003). Alaska y otras historias de la movida. Barcelona: Plaza & Janés. ISBN 84-01-37808-7. 
  • Vaquerizo, Mario (2001). Alaska. Valencia: Editorial La Máscara. ISBN 84-7974-455-3. 

Enlaces externos[editar]