Monte Palatino

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

Coordenadas: 41°53′18″N 12°29′13″E / 41.88833, 12.48694

Circo Máximo y ruinas del Palacio Augusto (Domus Augustana) en el Palatino.
Mapa esquemático de Roma, mostrando las siete colinas y las murallas servianas.
La iglesia de San Bonaventura al Palatino (1625) en la cumbre más alta de la colina del Palatino.

El monte Palatino (en latín Collis Palatium o Mons Palatinus) forma parte de la llamada Roma Quadrata. El Palatino es la más céntrica de las siete colinas de Roma y es una de las partes más antiguas de la ciudad. Se alza a 40 m[1] sobre el Foro Romano, quedando entre éste y el Circo Máximo. En ella está el origen etimológico de la palabra ‘palacio’ en muchas lenguas (palazzo en italiano, palace en inglés, palais en francés).

Mitología[editar]

Según la mitología romana, el Palatino era el lugar donde estaba la cueva, conocida como el Lupercal, en la que fueron encontrados Rómulo y Remo y que era el hogar de Luperca, la loba que los amamantó. Según esta leyenda, el pastor Fáustulo encontró a los niños, y con su esposa Aca Larentia los crió. Cuando ellos crecieron, mataron a su tío abuelo, que había quitado el trono a su abuelo, y ambos decidieron erigir una nueva ciudad propia a las orillas del río Tíber. Tiempo después, tuvieron una fuerte discusión y al final Rómulo mató a Remo. De ahí surgió el nombre de ‘Roma’ (de Rómulo).

El lupercal (de lupa, loba en latín) era una cueva al pie de la parte sur de la colina del Palatino en Roma. En enero de 2007, arqueólogos Italianos anunciarón que probablemente había encontrado la legendaria cueva debajo de los restos de la casa del emperador Augusto, [2]

Historia[editar]

Los grandes muros de contención que ampliaron la zona del Palatino disponible para el complejo de edificios imperiales.

Roma tiene sus orígenes en el Palatino (con sus tres cimas: Cermalus, Palatium y Velia). De hecho, excavaciones recientes en la zona muestran que ha estado habitado desde aproximadamente el año 1000 a. C.

Muchos romanos pudientes del periodo republicano (510 a. C. – h. 44 a. C.) tuvieron en él su residencia. Aún pueden verse las ruinas del palacio de Augusto (63 a. C.14), Tiberio (42 a. C.37) y Domiciano (5196). Augusto también construyó aquí un templo a Apolo, junto a su casa.

La colina Palatina era también el lugar donde se celebraban la fiesta de las Lupercales.

Localización[editar]

Un edificio, que se cree que era la residencia de Livia (58 a. C.29), la esposa de Augusto, está actualmente en fase de renovación. Situada cerca de la casa de Livia está el templo de Cibeles, actualmente no excavado del todo y no abierto al público. Detrás de esta estructura, encajada en un lado de la colina, está la llamada Casa de Tiberio.

Sobre el Foro Romano está la Domus Flavia que fue construida en gran medida durante el reinado de la dinastía flavia (6996) – Vespasiano, Tito y Domiciano. Este palacio, que fue extendido y modificado por varios emperadores, se extiende por todo el Palatino y tiene vistas al Circo Máximo. La edificación de la mayor parte del palacio visible desde el Circo fue emprendida durante el reinado del emperador Septimio Severo (146211).

Inmediatamente anexo al palacio de Severo está el Hipódromo de Domiciano. Esta es una estructura que tiene la apariencia de un circo romano y cuyo nombre significa circo en griego, pero es demasiado pequeño para carreras de carros. Puede describirse mejor como un estadio griego, esto es, un local para carreras pedestres. No obstante, su propósito exacto es objeto de debate. Es cierto que se usó para acontecimientos deportivos en la época de los Severos, pero lo más probable es que en origen se construyera como un jardín con forma de estadio. Según una guía de la Sopraintendenza Archeologica di Roma, la mayor parte de las estatuas del cercano museo Palatino proviene del Hipódromo. (Domiciano también construyó un estadio más grande que fue realmente usado para competiciones pedestres; existe actualmente como Plaza Navona, lo stadio di Domiziano.)

El Estadio en el Palatino, quizá en origen un jardín particular de los emperadores.

El Palatino es hoy un gran museo al aire libre y puede visitarse durante el día por un pequeño recargo con el mismo billete que el Coliseo. Hay dos entradas, una cerca del Arco de Tito en el foro romano y la otra en Via di San Gregorio, la calle que queda justo detrás del Arco de Constantino, a 200 metros solo de él, alejándose del Coliseo.



Notas[editar]

  1. «Palatine Hill» (en inglés). Encyclopædia Britannica'' (2007). Consultado el 5 de agosto de 2007.
  2. "Descubren la cueva donde Rómulo y Remo fueron amamantados por la loba"

Enlaces externos[editar]