Metro de Bogotá

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Metro de Bogotá
Lugar
Ubicación Bogotá, Flag of Colombia.svg Colombia
Descripción
Tipo Metro
Inauguración 2019[cita requerida]
Características técnicas
Longitud 26,5 km
Explotación
Líneas 1 en etapa de diseño
Notas
Página web http://metrodebogota.gov.co

El Metro de Bogotá es un proyecto de transporte masivo que busca mejorar la movilidad de la ciudad de Bogotá, capital de Colombia. La construcción del Metro de Bogotá ha sido objeto de debates y estudios desde 1950 cuando el alcalde Fernando Mazuera Villegas decidió eliminar el tranvía asfaltando sus rieles..[1]

La construcción del Metro de Bogotá fue el proyecto bandera de Samuel Moreno para llegar a la Alcaldía Mayor de la ciudad, con la promesa de construir un sistema de transporte masivo que complementara el sistema TransMilenio. En su momento Moreno sugirió que la primera línea del metro podría extenderse desde la localidad de Kennedy a lo largo de la Avenida del Ferrocarril hasta la Estación de la Sabana en la Calle 13 o Avenida Jiménez y desde allí hacia el norte a lo largo de la Avenida Séptima hasta la calle 72, a continuación, a lo largo de Calle 72 a terminar en Engativá.[2] Sin embargo, el diseño final fue entregado en agosto de 2009 por el consorcio español Sener-TMB, ganador de una licitación pública para los estudios de factibilidad del proyecto.[3]

No obstante, el alcalde actual de Bogotá Gustavo Petro anunció que se construirá la primera línea de metro luego de firmar el inicio de los estudios definitivos de la obra.[4] [5]

Antecedentes[editar]

En 1981, durante la presidencia de Julio Cesar Turbay y la alcaldía de Hernando Durán Dussán un estudio siendo uno de los más completos, donde se analiza la situación de la época de Bogotá, y se planea para hacerlo teniendo como fecha de entrega de la primera línea o línea prioritaria, como se refiere en el texto, en un periodo de construcción de 5 años, con entrega en 1986, así mismo esta línea prioritaria tenía un coste aproximado de USD $797 millones[cita requerida] , este proyecto fue uno de los que más estuvo a punto de hacerse realidad, pero debido a retrasos y complicaciones, más la discusión que surgió en torno a si se realizaba el Mundial de fútbol de 1986 en Colombia, los recursos no estuvieron listos, igualmente influyó fuertemente en la economía del país y en los recursos de esta obra la Tragedia de Armero y el Holocausto del Palacio de Justicia.[cita requerida] En 1987 seis países formularon propuestas para la construcción del Metro de Bogotá.

En 1988 durante el gobierno de Virgilio Barco se anunció la negociación con firma italiana Intermetro para la construcción del Metro, porque ese país había formulado la mejor propuesta para la construcción del mismo.[cita requerida]

Durante el gobierno del alcalde Juan Martín Caicedo Ferrer se logró establecer un acuerdo con el Gobierno Nacional en cuanto al aspecto técnico y jurídico, para la realización del metro, pero no se logra un consenso en el aspecto económico y especialmente en el financiamiento del cual se estudiaban treinta posibilidades entre ella la sobretasa a la gasolina.[6] Sin embargo debido a la inestabilidad económica y de seguridad del país el proyecto fue aplazado indefinidamente.

Soporte legal[editar]

El Decreto 469 de Revisión del Plan de Ordenamiento Territorial de Bogotá D.C., que define el Sistema de Movilidad de la capital considera el Metro de Bogotá como el principal componente del sistema de transporte de Bogotá junto con otros sistemas de transporte como el Tren de Cercanías y TransMilenio.

La ley 310 comúnmente llamada Ley de metros obliga al gobierno nacional a contribuir de manera importante en la financiación de la construcción del tren metropolitano de la capital de Colombia.

Primeros estudios[editar]

Primera propuesta para la primera línea del Metro de Bogotá 1997.

El debate sobre la necesidad y factibilidad de la construcción de un sistema de tren metropolitano para Bogotá se inició en los años 1950 a raíz del colapso del Tranvía de Bogotá.

Desde la quiebra de los ferrocarriles, se han realizado numerosos estudios para la implementación de un sistema de transporte masivo que integre un tren metropolitano.[cita requerida] En 1981 el director de Fedesarrollo Miguel Urrutia Montoya realizó estudios sobre estimativos de costos para cinco alternativas de metro, las cuales fueron archivadas.[cita requerida] En 1991, Jaime Castro Castro estableció el Proyecto Metro de Bogotá y creó la empresa del mismo nombre para que llevara a cabo los estudios de factibilidad, financiación y construcción del sistema masivo de transporte.[cita requerida]

Durante 1996 y 1997 el Departamento Administrativo de Planeación Nacional contrató a Fedesarrollo para realizar estudios con miras a definir la estrategia financiera e institucional que se debía implementar para llevar a cabo el Sistema Integrado de Transporte Masivo (SITM) y el desarrollo de la primera línea del metro para Bogotá la cual serviría de base para la ejecución de etapas posteriores. Antes del estudio el gobierno nacional se había comprometido a pagar el 70% del costo total de la obra. [cita requerida]

Aunque los resultados del estudio concluyeron que el metro debía construirse, el gobierno no quedó satisfecho con los costos financieros, que en ese momento se consideraron desmedidos. Por otra parte debido a la crisis en el Instituto de Seguros Sociales (ISS), el gobierno tuvo que empezar a desviar importantes recursos hacia esta institución para evitar su colapso financiero, lo que afecto gravemente la ejecución de nuevos proyectos de infraestructura e inversión social en todo el territorio nacional.[cita requerida]

Además, uno de los factores más grandes los cuales contribuyeron al aplazamiento de la construcción del Metro, fue el hecho de entregar el proyecto en concesión[cita requerida]

Recesión económica y aplazamiento del proyecto[editar]

El agravamiento de la situación fiscal del gobierno nacional a finales de los años 1990 produjo un déficit cercano al 6% del PIB. El alto desempleo redujo las afiliaciones y los ingresos al Seguro Social reduciendo sus reservas[cita requerida]. Anteriormente, parte del déficit del gobierno central se financiaba con inversiones forzosas o convenidas, de las reservas del ISS en títulos de tesorería del gobierno nacional; pero ante la entrada en crisis del ISS, el gobierno ya no podía financiar los déficits futuros probables, tomando como fuente de financiación las reservas del ISS; tendría que salir al mercado a conseguir tales recursos, presionando las tasas de interés[cita requerida]. La situación fiscal del Distrito Capital también se vio afectada por esta recesión; los ingresos no crecieron como se esperaba y hubo déficit en las finanzas obligando a una reducción en los gastos de inversión[cita requerida].

Esta coyuntura forzó el aplazamiento de la construcción del Metro y a la puesta en marcha de una solución para el corto y mediano plazo al problema de transporte masivo en Bogotá lo cual resultó en la implementación del sistema TransMilenio.[7]

Posible construcción[editar]

Samuel Moreno, alcalde de Bogotá para el periodo 2008-2011 incluyó en su plan de gobierno construir la primera línea de Metro en el año 2010, luego de la licitación que se realizaría en 2009,[8] para inaugurar la primera línea en el año 2012.[9] En respuesta, el ministro de hacienda Oscar Ivan Zuluaga, le recordó que no había dinero para financiar el metro ya que el compromiso está adquirido para desarrollar TransMilenio.[10] Para construir el Metro de Bogotá y otros proyectos férreos el alcalde Samuel Moreno tiene planeado constituir la Empresa de Transporte Férreo Metropolitano, la cual se hará cargo de todos los proyectos de movilidad de la ciudad que incluyen entre otros: metro de Bogotá, tren metropolitano de la Sabana de Bogotá, trenes turísticos, concesión de carga y extensión de transmilenio a Soacha.[11] [12]

El Concejo de Bogotá aprobó dentro del presupuesto para 2008 una partida para el estudio de factibilidad de construcción del metro. Al día siguiente, el 3 de noviembre de 2007, el entonces presidente Álvaro Uribe Vélez avaló la iniciativa de construir el Metro de Bogotá con varias condiciones: que siga adelante la construcción de la Fase 3 del sistema TransMilenio tal como está previsto, y que el Metro sea autosostenible.[13]

Etapa de diseño[editar]

La licitación para el diseño de la obra fue abierta por la Alcaldía de Bogotá el día 19 de marzo de 2008 y se cerró a finales de abril.

Inicialmente 56 firmas de 27 países se presentaron a la licitación,[14] de la cual se obtuvo una lista de seis finalistas en el mes de mayo. De esta selección, sólo tres firmas cumplieron con todos los requisitos exigidos para obtener la financiación del Banco Mundial. Éstas fueron Ineco-Metro de Madrid, Davies and Gleave (Inglaterra) y Sener-Transporte Metropolitano de Barcelona.[15]

La firma ganadora tuvo un plazo de un año para definir el trazado de la primera línea del metro, el costo del pasaje, el valor de la obra y los aportes de la Nación y del Distrito para iniciar la construcción a finales del año 2011. Este plazo se cumplía en junio de 2009.[16] Adicionalmente, se tendrá que decidir cómo se integrará la primera línea del metro con las rutas de buses urbanos, TransMilenio y el Tren de Cercanías de la Sabana de Bogotá.[17]

A la empresa Sener & Transporte Metropolitano de Barcelona se le ha pagado por parte del distrito la cifra de 19 mil 600 millones de pesos para la realización de los estudios que no estarán listos antes del 20 de julio de 2009, tiempo después de cumplirse el plazo establecido y luego de tres aplazamientos.[18] [19]

Aunque el alcalde Samuel Moreno había propuesto que la primera línea del tren metropolitano de Bogotá fuera desde el sector de Kennedy por la Avenida del Ferrocarril hasta la Estación de la Sabana en la Calle 13 o Avenida Jiménez, de allí hasta la carrera Séptima y luego hacia el norte a lo largo de la Séptima hasta la Calle 72, desde allí hasta Engativá,[20] será la empresa encargada de los diseños quien finalmente resuelva por donde irá la eventual primera línea del Metro de Bogotá.

De la entrega de diseños dependerá si el Metro es financiado en su 70% por el gobierno nacional, tal como está presupuestado. Lo que se espera son las correcciones técnicas relacionadas con la forma de implementación del ferrocarril. Los cuestionamientos de Planeación nacional aún esperan respuesta por parte de la Secretaría de Movilidad de Bogotá.[21]

Primera línea[editar]

Según conoció el diario El Tiempo el 19 de agosto de 2009, la empresa Sener-Transporte Metropolitano de Barcelona (TMB), determinó cuatro posibles rutas del Metro de Bogotá, siendo la principal una que comenzaría en la Carrera Séptima con Calle 127, empalmando con la Avenida Boyacá, cruzando su trazado hacia el sur hasta la localidad de Usme, en su cruce con la Avenida Caracas. Asimismo, se señalaron otras vías como la Primero de Mayo, la Avenida 68, y la Carrera 13, en la totalidad de sus recorridos, y un plan de desarrollo a futuro hasta el año 2038.[22] [23]

Fue el 26 del mismo mes, cuándo se reveló oficialmente por parte de la Alcaldía de Bogotá la primera línea de Metro, hecho que anunció el alcalde Samuel Moreno luego de una reunión con el presidente de la República Álvaro Uribe Vélez.[24] El trayecto parte desde el Portal de las Américas del sistema TransMilenio, recorriendo la Avenida Primero de Mayo hasta la Avenida 68, tomando desde allí el antiguo corredor férreo hasta conectarse con el Tren de Cercanías de la Sabana de Bogotá, y desde allí conectarse, tras pasar por la Estación de la Sabana, hacia la Plaza de Bolívar. Desde allí toma las carreras 10a, 13 y 11 hasta llegar a la Calle 127.[25]

Su costo ascenderá a 1.920 millones de dólares, tendrá 29 kilómetros, de los cuales 20 serán subterráneos. El costo será financiado en un 70% por el gobierno nacional, y habrá dineros para vigencias futuras a partir de 2016[26] , cuando la primera línea ya haya sido puesta en servicio. Sin embargo, el alcalde electo de Bogotá, Gustavo Petro, dice que es necesario que la primera línea del metro se extienda hasta la localidad de Suba.[27]

Aprobación[editar]

En una rueda de prensa en la Casa de Nariño, la Alcaldía Mayor y la Nación, lograron un acuerdo donde el gobierno nacional autorizó 300 mil millones de pesos anuales a partir de 2016 hasta 2032 para la movilidad en el Distrito Capital,[26] donde se incluyó la construcción de la primera línea del metro, la implementación del Sistema Integrado de Transporte Público y adecuación de TransMilenio, así quedará estipulado en el documento CONPES que será expedido el 19 de julio de 2010.[28]

El burgomaestre logró que la Nación le diera vía libre para contratar los estudios de ingeniería a detalle de la primera línea y así continuar con el cronograma, pero deberá de manera simultánea recalcular el modelo de demanda de pasajeros.

Dentro del acuerdo se especifican 40 mil millones de pesos anuales adicionales para el Tren de Cercanías, y sugirieron al gobernador de Cundinamarca, Andrés González, estudiar alternativas de tren de más bajo costo.

El 5 de mayo de 2013 el alcalde de Bogotá Gustavo Petro anunció el acuerdo definitivo para la construcción del metro. [29] Dicho acuerdo validaría los estudios de ingeniería previos a la construcción la cual iniciaría en septiembre de 2014.[4] [30]

Críticas[editar]

El principal crítico de la construcción de un sistema de tren metropolitano para Bogotá es el ex alcalde Enrique Peñalosa,[31] quien afirma que "el gobierno distrital se está desperdiciando en temas como el metro, que hace lo mismo que el TransMilenio pero cuesta más, cuando hay graves situaciones como la de seguridad y espacio público".[32] Según Peñalosa no hay ninguna ciudad en el mundo cuyo tráfico se haya descongestionado con la construcción de un sistema metro. Además critica que a lo sumo el metro de Bogotá tendrá una longitud de 30 km y que sistemas metro con longitudes de 400 km como el Metro de Londres tampoco han solucionado el problema de congestión vial de esa ciudad.

Las más importantes críticas que se le hacen al proyecto actual se basan en su gran improvisación, denunciada por el representante a la Cámara, Simón Gaviria debido a las irregularidades presentadas en la etapa de diseños.[33] Por otra parte, más allá de criticar la construcción del Metro para Bogotá, el ex-presidente Álvaro Uribe Vélez sugirió concluir primero el proyecto original de desarrollo del sistema TransMilenio y luego pasar a pensar en la construcción del Metro.[34]

Otra parte que es criticada al proyecto es su forma de financiación, ya que esta dependería de un 70% con recursos del gobierno nacional. El ex ministro de hacienda Juan Camilo Restrepo advirtió que no está del todo claro cómo se distribuirán las vigencias futuras.[35] Asimismo, Planeación Nacional afirmó que no hay vigencias disponibles hasta después del año 2016, cuando eventualmente culmine la construcción de todas las fases del sistema TransMilenio.[36] Por ello, existe una incertidumbre financiera, técnica e incluso de liderazgo por parte del exalcalde Samuel Moreno para sacar adelante el proyecto del Metro para Bogotá, según menciona el columnista del diario El Tiempo Enrique Santos Calderón.[37]

De igual manera, dos profesores estadounidenses se oponen rotundamente a la construcción del Metro: Ralph Gakenheimer, experto en transporte del Massachusetts Institute of Technology (MIT) considera que se debe ampliar el sistema TransMilenio y descartar al Metro por costos.[38] Por su parte, el ex asesor de la Alcaldía de Bogotá y considerado como uno de los gurú mundial del mercadeo, Phillip Kotler considera que el Metro es una trampa populista y un engaño.[39] Por otra parte, en las palabras del ex alcalde Enrique Peñaloza, "La línea de metro cuesta por lo menos diez veces más por kilómetro que Transmilenio. Con base en la experiencia internacional reciente como la línea cuatro de Sao Paulo, en construcción, la línea de metro de Bogotá costaría mínimo USD 2400 millones, unos USD 100 millones/km. El Transmilenio a Soacha está costando USD 7,7 millones/km. Suponiendo un costo de USD 10 millones/km para transmilenio, con los USD 2400 millones que costarían 24 kilómetros de metro, se harían 240 kilómetros de troncales; 3 veces lo que hoy existe. Se cubriría toda la ciudad con transporte masivo".[40]

Una vez fue presentada la primera fase del Metro, los ex alcaldes de Bogotá Antanas Mockus, Luis Eduardo Garzón y Enrique Peñalosa, criticaron nuevamente el proyecto, destacando que el Metro dejaría a la ciudad sin recursos para terminar las fases futuras de TransMilenio, y advirtiendo que el Metro es un "lujo innecesario" por sus elevados costos.[41] En las palabras de Enrique Peñalosa, "Transmilenio está movilizando hoy 1,6 millones de personas diariamente, con 84 kilómetros de troncales. La alcaldía estima que los 24 kilómetros de metro van a movilizar a 600.000 personas diariamente. Si los USD 2400 millones del metro se invierten en 240 kilómetros de troncales de Transmilenio, y estas movilizan la misma cantidad de pasajeros/ kilómetro que Transmilenio moviliza hoy, se movilizarían 4,6 millones de pasajeros."[42]

Por otro lado, quienes apoyan el proyecto del metro[43] afirman que no hay que ver solo costos sino los beneficios que se logran por la inversión en infraestructura, tales como generación de empleo, reducción en tiempos de traslado, estimulación de la economía Bogotana, mayores posibilidades de que las personas puedan conseguir empleo en lugares antes prohibitivos debido a los tiempos de transporte, la recuperación de las vías superficiales para uso peatonal, de bicicletas, automóviles y vehículos de servicios de emergencia, y el potencial crecimiento del turismo.

Véase también[editar]

Sistemas de Transporte Masivo de Colombia Bandera de Colombia
Sistemas de Metro: Metro de Medellín
Sistemas de Buses: TransMilenio de Bogotá | SITP de Bogotá | Transmetro de Barranquilla | Transcaribe de Cartagena de Indias | MIO de Cali | Megabús de Pereira | Metrolínea de Bucaramanga | Metrobús de Cúcuta | Metroplus de Medellín
Proyectos: Metro de Bogotá, Tranvía de Ayacucho (Medellín), Metrocable Líneas M y H (Medellín), Trolebús (Bello,Antioquia), Línea 3 de Metroplús (Medellín-Envigado-Itagüí)

Referencias[editar]

  1. Museovintage. «Memorias de Fernando Mazuera Villegas». «"También un poco dictatorialmente me impuse y acabé con la circulación del tranvía de Bogotá. (...) ¿Qué tal hoy la ciudad de Bogotá con las calles llenas de tranvías incómodos, bulliciosos y ya fuera de uso en el resto del mundo?"».
  2. Revista Dinero (19-11-2007). «En 2010 se iniciará construcción del metro».
  3. «Adjudicado contrato para los diseños del Metro de Bogotá».
  4. a b El Tiempo (ed.): «Luego de 60 años, el metro de Bogotá da su primer paso decisivo» (9 de mayo de 2013).
  5. http://www.youtube.com/watch?v=XVWUv9mGV1Q
  6. El Tiempo (13-12-1990). «Del Metro De Bogotá Ya Hay Centímetros».
  7. Instituto de Desarrollo Urbano. «primera línea del metro».
  8. El Tiempo (27-10-2009). El Tiempo (ed.): «'Yo no soy un clientelista'». Consultado el 29 de agosto de 2009.
  9. Samuel Alcalde (ed.): «Bogotá tendría su primera línea del Metro en el 2012» (27 de noviembre de 2007). Consultado el 29 de agosto de 2009.
  10. Caracol Radio (ed.): «El gobierno insiste en que no hay plata para financiar el Metro de Bogotá» (29 de octubre de 2007). Consultado el 29 de agosto de 2009.
  11. El Tiempo (ed.): «Arrancó el proyecto de la Región Capital con la celebración del primer Consejo Directivo de la CAR» (16 de enero de 2008). Consultado el 29 de agosto de 2009.
  12. El Tiempo (ed.): «Proyecto Ciudad-Región intentará revivirse con nuevas administraciones Distrital y departamental» (8 de enero de 2008). Consultado el 29 de agosto de 2009.
  13. Presidencia de la República (3 de noviembre de 2007). «Gobierno está dispuesto a contribuir con Metro de Bogotá, dice Presidente Uribe». Consultado el 18 de agosto de 2008.
  14. Revista Dinero (27 de agosto de 2008). «Avanza el Metro de Bogotá». Consultado el 24 de junio de 2009.
  15. Caracol Radio (3 de septiembre de 2008). «Solo tres firmas competirán por los diseños del Metro para Bogotá». Consultado el 24 de junio de 2009.
  16. El Espectador (4 de noviembre de 2008). «Primer empujón al metro». Consultado el 24 de junio de 2009.
  17. El Espectador (23 de junio de 2009). «Transmilenio, metro y tren no pueden ser independientes uno del otro: Uribe». Consultado el 24 de junio de 2009.
  18. Caracol Radio (23 de junio de 2009). «Vuelven a aplazar entrega de estudios del Metro para Bogotá». Consultado el 24 de junio de 2009.
  19. Yesid Lancheros (23 de junio de 2009). El Tiempo (ed.): «Aplazan nuevamente la entrega de los estudios del Metro de Bogotá». Consultado el 24 de junio de 2009.
  20. Juan Carlos Martínez (19 de noviembre de 2007). Revista Dinero (ed.): «En 2010 se iniciará construcción del metro». Consultado el 24 de junio de 2009.
  21. Paula Castillo Lenis (18 de junio de 2009). El Espectador (ed.): «Se enreda financiación del Metro por parte de la Nación». Consultado el 24 de junio de 2009.
  22. Yesid Lancheros (19 de agosto de 2009). El Tiempo (ed.): «Están listos los cuatro corredores de donde saldrá la primera línea del Metro de Bogotá». Consultado el 29 de agosto de 2009.
  23. El Tiempo (ed.): «Documento PDF anexo» (19 de agosto de 2009). Consultado el 29 de agosto de 2009.
  24. Terra Colombia (ed.): «Uribe y Moreno definen la primera línea del Metro» (27 de agosto de 2009). Consultado el 29 de agosto de 2009.
  25. Secretaría de Movilidad de Bogotá (ed.): «Primera línea del Metro» (26 de agosto de 2009). Consultado el 29 de agosto de 2009.
  26. a b El Tiempo. «Gobierno Nacional autoriza 300 mil millones de pesos anuales para metro y TransMilenio».
  27. El Espectador (ed.): «Primera Línea del Metro costaría US$1.920 millones» (27 de agosto de 2009). Consultado el 29 de agosto de 2009.
  28. El Espectador. «Uribe reitera que próximo 19 de julio quedará listo Conpes para Metro».
  29. http://www.elnuevosiglo.com.co/articulos/5-2013-ingenier%C3%ADa-b%C3%A1sica-del-metro-en-18-meses.html
  30. http://www.eltiempo.com/colombia/bogota/firma-de-contrato-de-estudios-y-diseo-para-primera-lnea-del-metro-de-bogot_12789156-4
  31. Perspectivas sobre el Metro en Bogotá), Carta de Enrique Peñaloza envidada al diario El Espectador, mayo 26 de 2008
  32. 'Bogotá no sabe para dónde va': Peñalosa
  33. Semana.com (09-06-2009). «Despelote en diseños para Metro en Bogotá». Consultado el 24-06-2009.
  34. Caracol Radio (10-09-2008). «Uribe sugiere que la prioridad de Bogotá sea el Transmilenio antes que el metro». Consultado el 24-06-2009.
  35. El Espectador (04-12-2008). «Se enreda la financiación del Metro de Bogotá». Consultado el 24-6-2009.
  36. El Tiempo. «'Gobierno no puede financiar el metro, tren y TransMilenio al mismo tiempo': Planeación Nacional». Consultado el 24-06-2009.
  37. Enrique Santos Calderón (21-6-2009). El Tiempo (ed.): «El metro de Samuel: de Moreno a oscuro». Consultado el 24-06-2009.
  38. Revista Dinero (09-11-2008). «No al metro de Bogotá». Consultado el 24-06-2009.
  39. CM& (27-04-2009). «El gurú mundial del mercadeo no ahorra elogios para el talento de dos colombianos». Consultado el 24-06-2009.
  40. PEÑALOSA, ENRIQUE (2009). «Las Ventajas de Transmilenio». EGOB Revista de Asuntos Públicos - Universidad de los Andes (3). 
  41. Caracol Radio (ed.): «Ex alcaldes de Bogotá advierten que el Metro es un lujo innecesario» (31 de agosto de 2009). Consultado el 1 de septiembre de 2009.
  42. PEÑALOSA, ENRIQUE (2009). «Las Ventajas de Transmilenio». EGOB Revista de Asuntos Públicos - Universidad de los Andes (3). 
  43. Congreso de la República de Colombia (ed.): «Intervención de Maximiliano Londoño presidente de la Asociación Llyndon Larouche.» (11 de Diciembre del 2007).

Enlaces externos[editar]

Wikinoticias

Wikinoticias