6, 7, 8 (programa de televisión)

De Wikipedia, la enciclopedia libre
(Redirigido desde «6, 7, 8»)
Saltar a: navegación, búsqueda
6, 7, 8 (programa de televisión)
Programa de televisión
Antiguo logo de seis en el siete a las ocho a.m..bmp.jpg
Primer logo del programa.
Presentador Jorge Dorio (2013-2015)
Carlos Barragán (2012-2015)
Diego «Chavo» Fucks (2012)
Luciano Galende (2010-2012)
María Julia Oliván (2009-2010)
Reparto
Voces Marcos Palmiero
Tema principal «Margarita» (entre 2009 y 2012), interpretado por el supergrupo estadounidense Traveling Wilburys
«Cricóptero» (entre 2012 y 2014), interpretado por la banda argentina La Doblada
País de origen Argentina
Localización Bandera de la Ciudad de Buenos Aires.svg Ciudad Autónoma de Buenos Aires, Flag of Argentina.svg Argentina
Temporadas 6
Producción
Productores ejecutivos Diego Gvirtz
Empresas productoras Pensado Para Televisión
Dirección Diego Gvirtz
Formato de imagen 16:9 (1080i HD).
Emisión
Duración 90 minutos
Primera emisión 6 de abril de 2009
Última emisión 23 de diciembre de 2015
Enlaces externos
[Web del programa Sitio web oficial]
[editar datos en Wikidata]

6, 7, 8, también conocido como 6-7-8 (leído seis, siete, ocho), fue un programa de televisión argentino que fue emitido por la TV Pública desde el 6 de abril de 2009.[1] En diciembre de 2015, el programa cesó sus transmisiones en el canal estatal.[2] Inicialmente su título era Seis en el Siete, a las 8:00.[3]

Fue un programa periodístico y político, de línea editorial kirchnerista.[4] [5] La productora dueña del programa era privada y pertenecía al empresario Cristóbal López, productora que tenía su propio canal privado, pero el programa, hasta diciembre de 2015, se transmitió por la televisión estatal y pública.[6]

Se centraba en la crítica al tratamiento de la información política y social por parte de los medios masivos de comunicación y al desarrollo de los distintos sectores políticos en el país. Esta visión opuesta a los históricos formadores de la opinión pública argentina fue reprobada por otros periodistas.[7]

A los debates que se generaban fueron invitados, en contadas ocasiones, pensadores críticos al Gobierno.[8] [9] [10] [11] [12]

El programa fue considerado por otros medios como un medio de propaganda del Gobierno.[13] Según el diario Perfil, era el programa más oficialista de la televisión argentina.[14] [15] Era cuestionado por su defensa del Gobierno y formar parte de un canal público perteneciente al Estado cuando era producido por una productora privada que tenía su propio canal.[6] Según Hernán Lombardi el programa no respetaba el pluralismo político.[16] En ocasiones, el Gobierno kirchnerista ejercía el derecho a réplica en temas cuya difusión entendía que no había sido la correcta o que había sido tergiversada por medios informativos privados.[17] A su vez era acusado de no permitir el derecho a réplica.[18] [6] En ocasiones, los panelistas de 6, 7, 8 estuvieron en desacuerdo tanto con informes realizados por la producción del programa como con el propio Gobierno.[19] [20] [21]

Según el libro Es la eKonomía, estúpido de Maximiliano Montenegro, desde el conflicto entre el Gobierno argentino y el Grupo Clarín, este último se ubicó como «opositor». Asimismo Montenegro afirma que en muchos casos se puso en duda la credibilidad del mismo cuando se mostraron (en 6, 7, 8 y en otros programas) operaciones de prensa que tendrían por objetivo salvaguardar los negocios propios.[22]

Características[editar]

Nombre[editar]

El nombre 6, 7, 8 se debía a que inicialmente había cinco personas en el panel, y haciendo referencia a que «el sexto [por el público] sos vos», en Canal Siete y a las 20:00 (las «8» de la noche), por lo tanto abreviándose 6, 7, 8. A fines de 2009 el programa fue cambiado al horario de las 21:00, sumando además otra emisión los domingos alrededor de la medianoche y agregando más panelistas invitados, con lo que pasaron a ser más de seis integrantes.[23]

La canción que identificaba al programa se titula Margarita, y pertenece al primer álbum de la banda estadounidense Traveling Wilburys (Bob Dylan, George Harrison y otros)[24] y la canción de apertura es Tenete fe de Gustavo Cordera.

Conducción[editar]

Luciano Galende condujo 6, 7, 8 entre 2010 y 2012.

Inicialmente era conducido por María Julia Oliván, con un panel conformado por Orlando Barone, Carla Czudnowsky, Luciano Galende, Eduardo Cabito Massa Alcántara y Sandra Russo, más un analista invitado que, en cada programa, exponía su opinión acerca de los diferentes temas abordados.[25]

En enero de 2010, María Julia Oliván anunció en una entrevista que el 28 de enero de ese año sería su última participación en el programa.[26]

A partir de entonces su lugar fue ocupado por el panelista Luciano Galende. Para remplazarlo se incorporó a Carlos Barragán como panelista estable del programa. Posteriormente, en febrero del mismo año, se produjo el retorno al ciclo de la periodista Sandra Russo, quien se había alejado de él en diciembre del año anterior, aunque sin discontinuar del todo su participación en el programa, puesto que estuvo presente como invitada especial el día que el expresidente Néstor Kirchner visitó el estudio. Posteriormente se sumó Nora Veiras en remplazo de Carla Czudnowsky.

Carlos Barragán conduce el programa desde 2012.

En las primeras ediciones de enero de 2012 se sumaron Dante Palma (profesor de Filosofía y doctor en Ciencia Política, columnista de la revista Veintitrés) y Cynthia García, periodista y columnista de La mañana, el programa conducido por Víctor Hugo Morales en radio Continental y conductora en Radio Nacional.[27] [28] [29]

El 16 de enero de 2012 ingresó Edgardo Mocca, politólogo y profesor de la Universidad de Buenos Aires. En marzo de 2012 se sumó Mariana Moyano, especialista en Ciencias de la Comunicación y docente de la Universidad de Buenos Aires.[30] Iniciándose el año 2013 dejó de participar Eduardo Cabito Massa Alcántara[31] y se incorporó el periodista, escritor y actor Jorge Dorio.[32]

Falta de objetividad[editar]

El escritor y conductor de radio Alejandro Dolina emitió su opinión sobre el programa:[33]

Algunos dicen: «No es un programa objetivo». Y claro que no, no hay programas objetivos, ¿en qué consiste ser objetivo? Despojarse de todo interés. [...] Más que acusar a uno porque sirve a determinados intereses, mejor es ver cómo los sirve. Si los sirve legítimamente o si miente, si los sirve con inteligencia o si lo hace con torpeza [...] Así que el programa este, 6, 7, 8, evidentemente sirve a unos intereses. Son una posición política concretamente ante el Gobierno. Un programa que está a favor del Gobierno. Pero su metodología es interesante.
Si usted elige un costado de la realidad y lo muestra, bueno, por ahí elige el costado que más le conviene y no los costados que no le convienen... Por ahí las investigaciones se hacen justamente allí donde es la oposición la que comete los errores, pero me parece que está bien.

Alejandro Dolina[34]

El periodista Horacio Verbitsky opinó:

6, 7, 8 no es un programa periodístico. Es un espectáculo, es un show sobre temas políticos. Es un show informativo sobre temas políticos. Lo que hacen no es periodismo, es propaganda política. Y es legítima.[35]

La periodista Soledad Gallego-Díaz escribió:

Se presenta como un "resumen crítico de lo que pasa en los medios" y utiliza un amplio archivo audiovisual para subrayar las contradicciones de políticos y periodistas, manteniendo, en general, un tono jocoso. El problema es que no tiene, ni pretende tener, la menor ecuanimidad. Las únicas voces que se oyen son las que defienden al Gobierno y las únicas críticas que se emiten, las que afectan a los enemigos de los Kirchner.[36]

Luciano Galende opinó:

¿Un programa de apoyo explícito al Gobierno? Sí, claro que sí. Muy explícito. 6-7-8 se califica a sí mismo jocosamente de mierda oficialista, y en eso somos más honestos que otros. Decimos lo que somos. Mierda oficialista es una canción chistosa que emite el programa. Nosotros compensamos el mensaje hegemónico contra el Gobierno y divulgamos su pensamiento.[36]

Críticas y controversias[editar]

La principal crítica que recibía el programa era que se dedicaban a defenestrar, descalificar o agraviar a cualquier político, pensador, escritor, periodista o medio que no concordara con el gobierno kirchnerista.[36] [37] [38] [39] [40]

Propaganda oficialista[editar]

El programa fue acusado por periodistas de otros medios de ser un instrumento propagandístico en vez de hacer periodismo.[36] [41] [42]

La periodista María O'Donnell opinó:

6, 7, 8 es un instrumento de la propaganda del Gobierno. Nadie es objetivo. Pero el periodismo, si no tiene independencia del poder de turno, no es periodismo. Es propaganda.[13]

El programa también fue acusado de dedicarse a atacar opositores y periodistas críticos al gobierno de Cristina Fernández de Kirchner.[15] Según el mismo contrato el Servicio Nacional de Medios Públicos debía aprobar los contenidos antes de que el programa fuera emitido:

La productora comunicará a la Dirección Ejecutiva o a la Gerencia Artística de SNMP (Servicio Nacional de Medios Públicos) el nombre del invitado o invitados a más tardar a las 18 horas del día jueves previo a la emisión del programa, si la Dirección Ejecutiva o la Gerencia Artística de SNMP no aprobaran la presencia del invitado o invitados, la productora propondrá su sustituto a mas tardar el viernes previo a la emisión del programa. Si el sustituto no resulta aprobado por SNMP se cancelará la emisión del domingo siguiente sin que las partes puedan reclamarse nada recíprocamente por tal evento.[15]

En particular fue criticado porque supuestamente se usó un canal de estado y fondos del estado para financiar un programa privado perteneciente a un empresario amigo de la presidenta.[15] Los sueldos de los periodistas eran particularmente altos y por eso fueron muy cuestionados.[43] [15] El programa fue «cuestionado por los periodistas profesionales por el alineamiento político partidario al oficialismo, y los ataques verbales generados desde el canal estatal y financiados por los impuestos de todos los contribuyentes».[44]

Según el escritor Martín Caparrós:

Es falsa la idea de que 6, 7, 8 haga crítica de medios. Lo que hacen es una crítica de ciertos discursos y posturas políticas a través de los medios. El hecho de que se centren en criticar a los medios tiene que ver con un proyecto político, el kirchnerismo, que decidió que los medios son un campo de batalla política: un enemigo. Tener a los medios como enemigos les sirve para definirse a sí mismos. Y, por otro lado, cohesiona el campo propio. Para el Gobierno, los medios son muy útiles como enemigo. Y son enemigos baratos. [...] en 6, 7, 8 o en Twitter, el discurso oficialista siempre es contra alguien.[45]

Falta de neutralidad[editar]

Jorge Dorio cocondujo el programa desde 2013.

En distintos medios periodísticos se han publicado notas criticando este programa. Según el diario Clarín, el programa critica a los medios de comunicación, jueces y políticos opositores al Gobierno nacional, siguiendo una política editorial favorable al kirchnerismo, que el mismo programa reivindica, incluso proclamándose algunos de sus panelistas como periodistas militantes. Teniendo en cuenta la relación del Grupo Clarín con Néstor Kirchner, Clarín ha esgrimido también como argumento contrario al programa el costo en dinero que se destina al programa para defender a los Kirchner y atacar a la oposición.[46]

El diario Perfil lo definió como «el programa más oficialista de la televisión». En un programa al cual fue el entonces ex presidente Néstor Kirchner (1950-2010), el mimso hizo acusaciones de una conspiración destituyente, que a su juicio corporizaban «Héctor Magnetto, Clarín, Julio Cobos, parte de la oposición, los medios y el partido judicial».[14]

El periodista Jorge Lanata ha criticado a los conductores del programa, a su productor y al presupuesto empleado. A su vez, desde el programa emitían informes críticos del accionar periodístico de Jorge Lanata, y cuestionaban su informe sobre los salarios y costos de 6, 7, 8 acusándolo de tener un posicionamiento hacia el programa paralelo al del Grupo Clarín (y su director Héctor Magnetto), al que acusaban de «colaboracionista de la última dictadura» [sic, según 6, 7, 8] y al del director del diario Perfil, Jorge Fontevecchia), y el periodista Luis Ventura.[47]

Jorge Lanata, a su vez, criticó a Orlando Barone afirmando que durante la dictadura de Videla trabajaba para en el diario Clarín y que Sandra Russo trabajaba para el diario de Página/12 (creado y dirigido en esa época por el mismo Lanata), que también pertenecía al Grupo Clarín.[48] [49]

Respecto al presupuesto, Lanata consiguió a través de Luis Ventura el contrato entre Canal 7 y la productora PPT donde figura que cada emisión costó 50 000 pesos más IVA por un total de 7.68 millones de pesos durante el 2009 y 11.52 millones durante el 2010.[50] En este informe dijo que cada emisión de los domingos costaba 1.3 millones, comentario del que al día siguiente se tuvo que retractar. En la contestación que dio 6, 7, 8, se le pidió que comparara este presupuesto con los costos de programas similares que van por horario central. Además, sostuvieron que los costos del programa son absorbidos en su totalidad por la publicidad.[51] Luego se supo que durante el Gobierno kirchnerista la Ansés (Administración Nacional de la Seguridad Social) había girado, de manera irregular, 30.7 de pesos al programa en concepto de «publicidad no tradicional».[52]

Sandra Russo.

La diputada Victoria Donda también se refirió al oficialismo del programa y la falta de diversidad de voces que aparecían:

Me encantaría ver en el panel de 6, 7, 8 a alguna persona que no esté de acuerdo con este Gobierno, me encantaría que pasen, no sé. Hubo un blooper muy divertido de Diana Conti en CQC y en 6, 7, 8 no lo vi, sin embargo sí veo otras cosas. Cuando uno está por la diversidad de voces, está por la diversidad de todas las voces, aunque no digan lo que quiera de mí.[53]

En 2011, durante una disertación que se llevó a cabo en la Universidad de Palermo en el marco de un Foro de Periodismo Argentino, Magdalena Ruiz Guiñazú fue agredida con insultos y piedras por grupos proficialistas desde un edificio exterior, en el momento en que hablaba su colega Jorge Lanata, mientras le gritaban «¡Aguante "6, 7, 8"!».[54] [55]

Matías Reggiardo Tolosa, nieto recuperado, contó cómo intentó, muchas veces, que el programa le permitiera el derecho a réplica por las «crueles» críticas que los periodistas de 6, 7, 8 le hacían debido a la posición opositora de Reggiardo Tolosa al gobierno kirchnerista y nunca se lo permitieron.[56]

El conductor Chiche Gelblung le inició acciones legales por calumnias e injurias y denunció que nunca logró ser invitado al programa para tener un derecho a réplica frente a las supuestas calumnias.[18]

Hernán Lombardi, titular del Sistema Federal de Medios y Contenidos Públicos, contó que una vez que lo estaban criticando se fue hasta el programa y pidió tener derecho a réplica pero no le permitieron salir al aire.[6]

La escritora Beatriz Sarlo, luego de visitar el programa opinó:

El problema son estos aparatos paraperiodísticos. Que no son aparatos intelectuales. Le completo: son aparatos mediáticos y paraperiodísticos. No son periodismo en el sentido puro de la palabra. Además, desde el punto de vista periodístico, son muy malos. En principio porque parecerían no conocer la producción de la noticia. Por ejemplo, la forma en que ellos producen los informes que aparecen allí. [...] En 6, 7, 8 cubrieron la noticia [de los indignados españoles] de un modo radicalmente diferente [de los medios españoles]. O sea que han engañado a su audiencia. [...] Insisto en que esto me parece grave porque fomentar la ignorancia del público no es un acto ni progresista, ni nacionalista, ni redistributivo. [...][57]

El periodista Robert Cox, luego de haber ido dos veces a 6, 7, 8, opinó:

Me dí cuenta que era una maquinaria de mentiras, verdades parciales o solo sus ideas. Hay ataques contra personas, especialmente los periodistas, tomando frases fuera de contexto para que ellos puedan aparecer malos. Es propaganda.[58]

6, 7, 8 Facebook[editar]

Mariana Moyano, panelista del programa.

El programa tiene una gran presencia en la red social Facebook donde grupos y páginas oficiales y no oficiales marcan su apoyo al programa.[59] Desde internet se convocó a una manifestación en la Plaza de Mayo el 12 de marzo del 2010, con el fin de expresar apoyo al Gobierno de la presidenta Cristina Fernández de Kirchner y al programa. Las estimaciones rondaron entre 5000 y 10000 personas.[60] [59]

Posteriormente a este evento, llamaron a una nueva convocatoria en defensa de la Ley de Medios aprobada por el Congreso en el 2009 y frenada por medidas cautelares. Se realizaron marchas en Posadas y en Paraná, convocadas conjuntamente por 6, 7, 8 y una gran cantidad de organizaciones.[61] [62] [63]

Fin del contrato con la TV Pública[editar]

Luego del cambio de gobierno, al ser designado como titular de RTA (Radio y Televisión Argentina), Hernán Lombardi anunció que en la televisión pública ya no habría espacio para 6, 7, 8.[64]

El 3 de diciembre de 2015 en diálogo con la radio La Once Diez, Liliana Parodi, gerente de programación de América TV, mostró interés por incorporar a 6, 7, 8 a la grilla de programación de su canal.[65] [66] [67] Sin embargo, Daniel Vila (presidente de UNO Medios, una de las empresas dueñas del canal América TV) dijo que no incluiría a 6, 7, 8 en la programación de su canal por ser «un programa partidario».[68]

El 18 de diciembre de 2015 se supo que Cristóbal López (cuyo conglomerado de medios incluye a la productora PPT) decidió retirar a 6, 7, 8 de La TV Pública al finalizar el contrato comercial vigente. El programa dejó de transmitirse al caducar el contrato el 23 de diciembre.[2]

El titular del Sistema Federal de Medios y Contenidos Públicos, Hernán Lombardi también emitió su opinión sobre el programa:

Acá puede trabajar cualquier periodista de izquierda o de derecha o de centro, que sean kirchneristas o macristas, bienvenidas todas las expresiones, lo que nunca será bienvenido es la intolerancia y el linchamiento público. Eso no puede tener lugar. No es un problema de las ideas, es un problema que hasta los móviles de muchos canales tuvieron que despintarse porque eran hostigados y los que inducían este hostigamiento eran desde programas como este [...] Esto funcionó como un Ministerio de Propaganda del gobierno saliente. A partir de ahora todos tendrán lugar [en la televisión pública]. Los que piensen parecido y los que piensen diferente, todo manejado en un marco de tolerancia y de respeto. [...] le vamos a dar voz al sagrado oficio del periodismo independiente, que dice lo que piensa.[6]

Denuncia ante Oficina Anticorrupción[editar]

En febrero de 2016, el nuevo gobierno denunció, ante la Oficina Anticorrupción, que durante el gobierno kirchnerista, en 2015, la Ansés (Administración Nacional de la Seguridad Social) había girado, de manera irregular, 30.7 millones de pesos al programa en concepto de «publicidad no tradicional», de los cuales la TV Pública recibió la mitad. Al ser un programa de una empresa privada había una claúsula en el contrato que especificaba que «en ningún caso la productora podrá comercializar espacios de publicidad de ningún tipo para organismos oficiales».[52]

Es un escándalo mayúsculo que el dinero de los jubilados haya financiado 6, 7, 8

Hernán Lombardi[69]

Diego Gvirtz hizo su descargo y aseguró que, aunque el contrato decía que en ningún caso la productora podíá comercializar espacios de publicidad de ningún tipo para organismos oficiales, el canal sí podía venderle PNT a la Ansés y los ingresos de esa publicidad se repartía entre el canal y la productora.[70]

Premios y nominaciones[editar]

Año Premio Categoría Nominados Resultado
2011 Premios Martín Fierro 2010 Mejor periodístico 6, 7, 8 Nominado
Premios Tato 2011 Periodístico 6, 7, 8 Nominado
2012 Premios Martín Fierro 2011 Mejor periodístico 6, 7, 8 Nominado
Labor periodística Sandra Russo Nominado
2013 Premios Martín Fierro 2012 Periodístico 6, 7, 8 Nominado[71]

Referencias[editar]

  1. hasta 2015.«Fin de ciclo: "6, 7, 8" cesó sus transmisiones en la TV Pública», noticia falsa (bulo) publicada en el sitio web Big Bang News (Buenos Aires).
  2. a b «Cristóbal López decidió no renovar el contrato de 6, 7, 8 con la TV Pública». www.lanacion.com.ar. Consultado el 29 de diciembre de 2015. 
  3. Video de la primera temporada, donde se leía Seis Siete 8:00. Consultado el 10 de diciembre de 2015.
  4. «Con palos a Macri, así fue el programa "6, 7, 8" tras las elecciones del domingo», artículo de diciembre de 2015 en el diario La Voz (Córdoba).
  5. «El programa "6, 7, 8" volvió al aire finalmente, triste pero optimista», artículo en el diario Territorio Digital (Misiones).
  6. a b c d e Wiñazki, Nicolás (diciembre de 2015). «Es la misma productora privada de "6, 7, 8" la que decidió terminar el ciclo [a partir del minuto 10]». Radio Mitre. Consultado el 2 de enero de 2016. 
  7. Jorge Lanata opina sobre el programa en una edición de 6, 7, 8
  8. «Beatriz Sarlo rompió la hegemonía K en el programa “6, 7, 8”». Los Andes. 25 de mayo de 2011. Consultado el 2 de enero de 2016. «La ensayista Beatriz Sarlo protagonizó ayer un novedoso cambio en su estilo. Pasó de la teoría, a la práctica. Después de analizar el programa oficialista “6, 7, 8” en su último libro, “La audacia y el cálculo”, participó ella misma de esa emisión, a la que en su texto descalifica, entre otras cosas, por sus métodos de montaje engañoso, que tienen como fin difundir propaganda K, algo que incluye la crítica sistemática a los “enemigos”.[...] La presencia de un personaje como Sarlo en “6, 7, 8” ya era atrayente debido a que en ese programa los invitados suelen retroalimentar sus enunciados, pero nunca los confrontan del todo. A ese punto se le sumaba otra variable, quizás más intensa. La escritora enfrentó ella sola a siete panelistas que pensaban lo contrario a sus posiciones.» 
  9. «Entrevista a Martín Caparrós (54)». Noticias. 12 de enero de 2012. Consultado el 5 de enero de 2016. «En 6, 7, 8 me pegaban con cierta frecuencia y yo no tenía ningún lugar donde contestar. Empecé tímidamente y en esos días hubo un episodio que me permitió descubrir lo mejor de Twitter. Yo escribía para la Newsweek nacional y en la web de El Argentino, ambos medios del Grupo Szpolski. Publiqué una nota sobre la reelección de Cristina y a las dos horas la bajaron de la web y desapareció.» 
  10. «A la izquierda de los K está medio país». Noticias. 12 de enero de 2012. Consultado el 5 de enero de 2016. «Ese es uno de los grandes efectos del discurso kirchnerista. Contra ese efecto escribí “Argentinismos”. A los kirchneristas les conviene postular que si no estás con ellos estás con La Nación, con la Sociedad Rural y con Clarín. Cuando fui a 6, 7, 8 tuve una discusión porque me decían: “ A nuestra izquierda no hay nada”. Justamente, uno de los trabajos que he tratado de hacer es demostrar que sí, que a su izquierda está la mitad del país.» 
  11. «"6, 7, 8": Orlando Barone, experiodista de Clarín, defendiendo lo indefendible», video publicado en el sitio web YouTube.
  12. «"6, 7, 8": Análisis de la deuda; debate Donda-Barone 2010-01-21», video publicado en el sitio web YouTube.
  13. a b «La respuesta de María O'Donnell a la nota de Carlos Barragán». Diario Registrado. 7 de enero de 2011. Consultado el 2 de enero de 2016. 
  14. a b «Aló Diputado: Kirchner visitó “6, 7, 8”», artículo en el diario Perfil, del 24 de enero de 2010.
  15. a b c d e «El programa "6, 7, 8" le cuesta al Estado 11 millones de pesos al año». Consultado el 2 de enero de 2016. 
  16. «La TV Pública se deskirchnerizó durante los actos de la asunción presidencial», artículo en el diario Clarín (Buenos Aires).
  17. Programa del 15 de enero de 2011: Derecho a réplica.
  18. a b «Chiche Gelblung dijo que le hará juicio al programa "6, 7, 8"», artículo en el sitio web Minuto Uno (Buenos Aires).
  19. Sandra Russo comenta que el Gobierno demoró en recibir a los representantes de la etnia qom.
  20. Cabito critica los informes que se interrogaban sobre si Tato Bores sería kirchnerista.
  21. «Orlando Barone: “No me gusta que el patrimonio de los Kirchner haya crecido eso”» (video de YouTube).
  22. Maximiliano Montenegro: Es la eKonomía, estúpido (pág. 109). Buenos Aires, Planeta, 2011; ISBN 978-950-49-2599-6.
  23. Asteriscos.tv «Seis, siete, ocho ¿y ahora a las nueve?».
  24. «Margarita», la canción insignia del programa.
  25. Ficha de 6, 7, 8 en el sitio web de la TV Pública (Buenos Aires).
  26. «María Julia Oliván: “No voy a seguir en ‘6-7-8’. En estos días me despido al aire”», artículo en el sitio web Televisión.com.ar.
  27. «Periodismo militante: Cynthia García por Eduardo Anguita». Urgente 24. 14 de diciembre de 2012. Consultado el 2 de enero de 2016. 
  28. «Declaran “personas no gratas” a periodistas k en Radio Nacional». Consultado el 2 de enero de 2016. 
  29. «Trabajadores de Radio Nacional declararon "personas no gratas" a periodistas K». Perfil. 10 de julio de 2015. Consultado el 2 de enero de 2016. 
  30. «Los cambios en “6, 7, 8”», artículo en el sitio web InfoNews.com del 18 de enero de 2012.
  31. «Cabito se fue de "6, 7, 8"», artículo en el sitio web www.lanacion.com del 9 de enero de 2013.
  32. «Jorge Dorio: “Es una satisfacción ser parte de 6, 7, 8”», artículo en el sitio web InfoNews.com del 8 de enero de 2013.
  33. «Alejandro Dolina opina sobre el programa “6, 7, 8”», video del 21 de junio de 2010.
  34. «Alejandro Dolina, Schultz, “6, 7, 8” y “TVR”», video del programa del 23 de junio de 2010.
  35. «Horacio Verbitsky cuestionó el informe de Papel Prensa». Perfil. 13 de setiembre de 2010. Consultado el 2 de enero de 2016. 
  36. a b c d Gallego-Díaz, Soledad (28 de julio de 2010). «'6-7-8', el programa de los Kirchner». El País. Consultado el 5 de enero de 2016. «El programa se llama 6-7-8 y quizás no es el de mayor audiencia, pero seguramente es el más polémico y el más seguido en las redacciones de Argentina. Lo emite la televisión pública, Canal 7, financiada con impuestos y publicidad oficial, y se dedica todos los días, sin disimulo y en horario estelar, a descalificar a la oposición y a desacreditar a los periodistas críticos con el Gobierno.» 
  37. «En España hablan de 6, 7, 8 como "el programa de los Kirchner para descalificar a opositores"». Perfil. Consultado el 5 de enero de 2016. 
  38. «El conductor de "6, 7, 8" justifica el oficialismo del programa», artículo publicado el 31 de agosto de 2010 en el diario Perfil (Buenos Aires).
  39. «Caparrós contestó las acusaciones de "6, 7, 8"», artículo del 10 de septiembre de 2010 en el diario Perfil (Buenos Aires).
  40. «Magdalena Ruiz Guiñazú le saltó al cuello a Víctor Hugo Morales por su pase al “periodismo militante”». OpiSantaCruz. 20 de octubre de 2011. Consultado el 5 de enero de 2016. «Hay programas enteros como "6, 7, 8" ―que pagamos entre todos― donde otros periodistas se dedican a hablar pestes de nosotros.» 
  41. «María O´Donnell y los K: "El interés es destrozar el periodismo, no mejorarlo"». Perfil. 25 de septiembre de 2014. Consultado el 2 de enero de 2016. 
  42. «Diego Bonadeo: “6, 7, 8 es repugnante”». Perfil. noviembre de 2010. Consultado el 5 de enero de 2016. «"6, 7, 8" es repugnante, es repugnante el mensaje permanente, de estos individuos e individuas, tomando la terminología de Cristina que dice "Buenas tardes a todos y todas", bueno, todos y todas, yo no sé si Carla Chudnovsky trabajó alguna vez en el multimedio, pero los demás sí. Barone, aparentemente, también trabajó en el multimedio aunque borró la palabra Clarín de su currículum. Barragán lo reconoció el otro día. Sandra Russo no lo reconoció aparentemente, pero ella era apostilladora de Lalo Mir en radio Mitre, que yo sepa radio Mitre es del Grupo Clarín. Para qué hablar de Galende, que si no se hubiera muerto Jorge Guinzburg, seguramente todavía estaría trabajando para el multimedio de ahora cuestiona.» 
  43. «Polémica por el presupuesto del programa "6, 7, 8"». Perfil. 16 de enero de 2010. Consultado el 2 de enero de 2016. «Crece el escándalo por el abultado dinero que destina el Estado al programa 6, 7, 8, que se emite por Canal 7, y siguen las dudas acerca de cuánto cobran los periodistas que integran el staff del programa producido por la productora PPT». 
  44. Astrid Pikielny (13 de noviembre de 2011). «Periodistas vs. periodista». La Nación. Consultado el 2 de enero de 2016. «El periodismo no alineado con el Gobierno siente que los colegas del llamado periodismo "militante" se han convertido en vigías o comisarios políticos con derecho a juzgar la catadura moral del resto, crítico con el kirchnerismo, y a impugnar agresivamente su palabra.» 
  45. «Este Gobierno dijo que iba a democratizar los medios, pero sus medios son cada vez más excluyentes», artículo de 2015 en la revista Brando (Buenos Aires).
  46. «El programa que ataca a los medios críticos cuesta caro», artículo en el diario Clarín del 10 de enero de 2010.
  47. «Magnetto, Lanata, Fontevecchia y afines... contra 6, 7, 8», video 1, del 1 de julio de 2010.
  48. «Lanata embistió contra 6, 7, 8: "Es Goebbels puro". Dijo que Gvirtz hace todo "por plata", tildó a Barone de "chupador", y le pegó a Daniel Tognetti y a Tristán Bauer», artículo del 6 de octubre de 2010 en el diario Perfil (Buenos Aires).
  49. Editorial de Jorge Lanata, video del programa DDT (Después de Todo), del 5 de octubre de 2010.
  50. «El contrato millonario», video del programa DDT, conducido por Jorge Lanata, del año 2010.
  51. «Costos y sueldos de “6, 7, 8”», video en YouTube.com. Consultado el 7 de julio de 2011.
  52. a b «El Gobierno denunció que "6, 7, 8" recibió $30 millones de la Ansés de manera irregular», artículo
  53. Entrevista a Victoria Donda
  54. «Journalists Jorge Lanata and Magdalena Ruiz Guinazu were attacked». Consultado el 2 de noviembre de 2012. 
  55. Jorge Lanata y Magdalena Ruiz Guiñazú, agredidos a piedrazos por grupos pro kirchneristas
  56. «Mi experiencia con "6, 7, 8"». Entrefilete. 15 de diciembre de 2015. Consultado el 5 de mayo de 2016. 
  57. «En "6, 7, 8" engañan a la audiencia». Perfil. 5 de junio de 2011. Consultado el 2 de enero de 2016. 
  58. «Robert Cox: "Este Gobierno es anti-libertad de expresión"». Clarín. 5 de noviembre de 2015. Consultado el 2 de enero de 2016. 
  59. a b «La emoción de estar por lo mismo», artículo en diario Página 12 del 13 de marzo de 2010.
  60. «Simpatizantes K en la Plaza convocados por “6, 7, 8”», artículo en el diario Perfil, del 12 de marzo de 2010.
  61. «En la Plaza de Armas pidieron por la Ley de Medios», artículo en Infoecos.
  62. «Se realizará hoy en Posadas la movilización por la Ley de Medios», artículo en Línea Capital.
  63. «Se realizó una movilización en Paraná a favor de la Ley de Medios», artículo en el diario La Voz.
  64. «Chau 6, 7, 8», artículo del 24 de noviembre de 2015 en el diario Perfil (Buenos Aires).
  65. «Liliana Parodi: "Me gustaría tener 6, 7, 8 en América"», artículo del 4 de diciembre de 2015 en el diario Infobae (Buenos Aires).
  66. «Liliana Parodi: “Me encantaría ver a 6, 7, 8 en América, pero con capitales privados”», artículo del 12 de diciembre de 2102 en el diario Tiempo de San Juan (San Juan).
  67. «Liliana Parodi tendría a “6, 7, 8” en América», artículo en el diario El Día (La Plata).
  68. «Daniel Vila contundente: “No traería 6 7 8 a América”», artículo del 22 de diciembre de 2015 en el sitio web Primicias Ya (Buenos Aires).
  69. Lombardi: "Es un escándalo mayúsculo que el dinero de los jubilados haya financiado 678"
  70. «Tras la denuncia contra "6, 7, 8", Gvirtz rompió el silencio», artículo del 20 de enero de 2016 en el diario El Intransigente.
  71. «Martín Fierro 2013: todos los nominados, todos los ganadores». ciudad.com.ar. 5 de agosto de 2013. Consultado el 7 de agosto de 2013. 

Bibliografía[editar]

Enlaces externos[editar]