Práxedes Mateo Sagasta

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Práxedes Mateo-Sagasta
Práxedes Mateo Sagasta

21 de diciembre de 1871-26 de mayo de 1872
Monarca Amadeo I de España
Predecesor José Malcampo y Monge
Sucesor Francisco Serrano y Domínguez

3 de septiembre de 1874-31 de diciembre de 1874
Presidente Francisco Serrano y Domínguez
Predecesor Juan de Zavala y de la Puente
Sucesor Antonio Cánovas del Castillo

8 de febrero de 1881-13 de octubre de 1883
Monarca Alfonso XII
Predecesor Antonio Cánovas del Castillo
Sucesor José Posada Herrera

27 de noviembre de 1885-5 de julio de 1890
Monarca María Cristina de Habsburgo-Lorena
Predecesor Antonio Cánovas del Castillo
Sucesor Antonio Cánovas del Castillo

11 de diciembre de 1892-23 de marzo de 1895
Monarca María Cristina de Habsburgo-Lorena
Predecesor Antonio Cánovas del Castillo
Sucesor Antonio Cánovas del Castillo

4 de octubre de 1897-4 de marzo de 1899
Monarca María Cristina de Habsburgo-Lorena
Predecesor Marcelo Azcárraga Palmero
Sucesor Francisco Silvela

6 de marzo de 1901-6 de diciembre de 1902
Monarca María Cristina de Habsburgo-Lorena
Predecesor Marcelo Azcárraga Palmero
Sucesor Francisco Silvela

Datos personales
Nacimiento 21 de julio de 1825
Flag of Spain (1785-1873 and 1875-1931).svg Torrecilla en Cameros, La Rioja, España
Fallecimiento 5 de enero de 1903
Flag of Spain (1785-1873 and 1875-1931).svg Madrid, España
Partido Partido Liberal
Cónyuge Ángela Vidal Herrero
Profesión Ingeniero de caminos

Práxedes Mariano Mateo-Sagasta y Escolar (Torrecilla en Cameros, 21 de julio de 1825Madrid, 5 de enero de 1903) fue un ingeniero de caminos y político español, miembro del Partido Liberal, de matiz progresista, varias veces Presidente del Consejo de Ministros en el período comprendido entre 1870 y 1902 y famoso por sus dotes retóricas.

Biografía[editar]

Clemente Sagasta, padre de Práxedes. Fotografía de J. Laurent.

Origen[editar]

Uno de los tres hijos de Clemente Sagasta y Díaz con Esperanza Escolar. Titulado en Ingeniería de Caminos, Canales y Puertos por la Escuela de Ingenieros de Caminos de Madrid en 1849, es destinado a la jefatura de Obras Públicas de Zamora, donde se le encomienda la construcción de la carretera de Zamora a Orense por las portillas de Padornelo y de la Canda. En 1852 se le encomendó el estudio del ferrocarril del Norte, entre Valladolid y Burgos, con 121 km de trazado.

Con 32 años, en 1857 se le nombra Profesor-Ingeniero de la recién creada Escuela de Ayudantes de Obras Públicas, impartiendo las clases de Topografía y Construcción durante nueve años. Fue nombrado Subdirector en 1858, compaginando la docencia con la actividad parlamentaria. Sin embargo, en 1866, a raíz de la sublevación del Cuartel de San Gil es cesado de su cargo de Profesor de la Escuela de Ayudantes y separado del Cuerpo de Ingenieros de Caminos. A su vuelta del exilio en 1868, tras la Revolución pasa a dedicarse plenamente a la actividad política.

Comienzo de la actividad política[editar]

Monumento a Sagasta en Logroño

Durante sus estudios de ingeniería de Caminos, Canales y Puertos en 1848, fue el único alumno de la Escuela que se negó a firmar un manifiesto en apoyo de la reina Isabel II de España.

Inició su vida política en Zamora, en 1854, donde había sido nombrado Jefe de Obras Públicas. Allí recibe el cargo de presidente de la Junta Revolucionaria de la ciudad, siendo elegido ese mismo año diputado de las Cortes constituyentes. En 1858 vuelve a ser elegido diputado permaneciendo hasta 1863.

En sus inicios políticos fue de vital importancia su amistad con Pedro Calvo Asensio con quien se conoció en el turbulento mes de mayo de 1848, durante las revoluciones de 1848 que en España se centraron en intentar derrocar al presidente conservador Narváez. Los dos fueron desde entonces buenos amigos y compañeros en el partido progresista, hasta el punto de debutar los dos como diputados en las mismas elecciones generales constituyentes de 1854. Sagasta por la provincia de Zamora y Calvo Asensio por Valladolid. Más tarde, en 1857, Sagasta se incorporó en la redacción del periódico La Iberia, de la mano de Pedro Calvo, su director, para más tarde, tras la muerte de Calvo Asensio, pasar a comprar sus acciones de La Iberia a su viuda y dirigir el periódico. Según el mismo Sagasta después de su repentina muerte, para él Pedro Calvo fue su más importante referente y mentor político. Lo cierto es que Calvo Asensio fue el principal impulsor de Sagasta para que llegara a estar al frente de los liberales progresistas.

A partir de 1865 colabora en actividades revolucionarias con el general Prim en 1866, participa en la Sublevación del Cuartel de San Gil, motín organizado con el objetivo de destronar a la reina Isabel II. Por su participación en la citada revuelta fue detenido, juzgado y condenado a muerte, pero logra huir y exiliarse en Francia.

Sagasta de pie en la esquina izquierda, con el Gobierno provisional de 1869 Desde izquierda: Figuerola, Ruiz Zorrilla, Sagasta, Juan Prim, Serrano, Topete, Adelardo López de Ayala, Lorenzana y Antonio Romero Ortiz (foto di J. Laurent).
Sagasta presidiendo un consejo de ministros. De izquierda a derecha: Segismundo Moret y Prendergast, Práxedes Mateo Sagasta, Juan Montilla y Adán, Valeriano Weyler, Cristóbal Colón de la Cerda, Félix Suárez Inclán, Amós Salvador Rodrigáñez, y el conde de Romanones. Fotografía de Christian Franzen de 1902.

Periodo del Sexenio Democrático[editar]

Regresa a España tras la Revolución de 1868, que supuso el destronamiento de la reina Isabel II y el inicio del periodo denominado Sexenio Democrático. En el gobierno provisional presidido por el general Serrano, es nombrado ministro de Gobernación.

Es miembro del Partido Constitucional, formado tras la muerte de Prim. En 1871, durante el reinado de Amadeo de Saboya, es nombrado presidente del Consejo de Ministros.

Presidió el Consejo de Ministros por segunda vez desde septiembre de 1874 hasta el final de ese año, en los meses previos a la Restauración Borbónica, durante el gobierno del general Serrano. En todo este periodo, inmerso en numerosas crisis sociales y políticas, fue el jefe del Partido Constitucional, la escisión del progresismo amparada por él.

Restauración borbónica de 1874[editar]

Tras la restauración de los Borbones en la corona de España, en la persona de Alfonso XII, Sagasta funda en 1880 el Partido Liberal, partido que junto al Partido Conservador de Cánovas del Castillo constituiría el sistema bipartidista con alternancia en el gobierno que caracterizaría a la Restauración española durante el tramo final del siglo XIX y la primera parte del siglo XX. Durante este periodo, Sagasta presidió el gobierno en cinco ocasiones.

El 24 de noviembre de 1885, en vísperas de la muerte del rey Alfonso XII, Sagasta, como líder del partido liberal, firmó con Cánovas del Castillo, jefe del partido Conservador, el denominado Pacto de El Pardo, con el propósito de apoyar la regencia de María Cristina (embarazada del futuro rey Alfonso XIII) y garantizar así la continuidad de la monarquía ante la situación creada por la prematura muerte del monarca. En este pacto se sancionó el turno de gobierno entre ambas formaciones, y Cánovas se comprometió a ceder el poder a los liberales de Sagasta a cambio de que éstos acataran la Constitución de 1876. El 27 de noviembre, Sagasta formó un nuevo Gobierno, tal como se había acordado tres días antes. El turno instaurado en el Pacto del Pardo se prolongó hasta 1909. El pacto ya existía de forma implícita desde 1881, fecha en la que Sagasta asumió el poder por primera vez en el periodo de la Restauración.

Sagasta presidió el gobierno durante el conflicto hispano-estadounidense de 1898, denominado en España Guerra de Cuba, que supuso la pérdida de las colonias españolas de Cuba, Puerto Rico, Filipinas y Guam. Derrota por la que tuvo inevitablemente que asumir la responsabilidad, lo que no impidió que le fuera nuevamente confiado el gobierno de la monarquía en 19011902.

Vida intelectual y personal[editar]

Sagasta, retratado por Christian Franzen.

Fue Caballero de la Insigne Orden del Toisón de Oro. Recibió las Grandes Cruces de la Real y Distinguida Orden de Carlos III (España), de la Orden de la Beneficencia (España), de la Orden de Cristo (Portugal), de la Orden de la Torre y Espada (Portugal), de la Orden de la Concepción de Villaviciosa (Portugal), de la Legión de Honor (Francia), de la Orden de Leopoldo (Bélgica), de la Orden del Doble Dragón (China), de la Orden de Honor (Nishan Imtiaz, Imperio Otomano), de la Orden del Sol y el León (Persia), de la Orden del Libertador (Venezuela), de la Imperial Orden de la Rosa (Brasil), de la Orden de los Santos Mauricio y Lázaro (Italia), de la Orden de la Estrella Polar (Suecia) y de la Orden de Leopoldo (Austria). I Bailío Presidente de la Orden del Santo Sepulcro de Jerusalén y creador del I Capítulo de la Orden en Madrid. Miembro de la Real Academia de las Ciencias Físicas, Exactas y Naturales. Coronel honorario del Regimiento de Caballeria de Camajuani y Comandante del Batallón de Ingenieros de la Milicia Nacional. Hijo predilecto de Logroño e hijo adoptivo de Huesca y Málaga. Sagasta fue un destacado masón, llegando a alcanzar el grado 33 y como tal el de Gran Maestre del Gran Oriente de España, hasta, que en enero del año 1885 decide apartarse de la masonería de forma privada. El 14 de noviembre de 1894 en defensa de sus propias creencias y de la Monarquía, manifiesta de forma pública ante el Congreso de los Diputados su definitiva separación de la Masonería.

Se casó en la Parroquia de San Sebastián el 18 de febrero de 1885 con Ángela Juana Vidal Herrero, Dama de la Orden de Santa Isabel de Portugal, nacida en Medina de Rioseco el 27 de diciembre de 1928, con la que tuvo dos hijos, José Mateo-Sagasta y Vidal, tronco de los condes de Torrecilla de Cameros, y Victoria Esperanza Mateo Sagasta y Vidal, primera condesa de Sagasta.

Su esposa murió el 3 de febrero de 1897 de hemorragia cerebral; fue enterrada en el Cementerio de San Lorenzo y San José.

Murió el 5 de enero de 1903, en su domicilio de Madrid (Carrera de San Jerónimo, 53), debido a una bronconeumonía senil e insuficiencia tricúspide. Fue enterrado en el Panteón de Hombres Ilustres de Madrid.

Trayectoria[editar]


Predecesor:
José Malcampo y Monge
Escudo de España con Amadeo de Saboya.svg
Presidente del Consejo de Ministros de España

1871-1872
Sucesor:
Francisco Serrano y Domínguez
Predecesor:
Juan de Zavala y de la Puente
Escudo del Gobierno Provisional y la Primera República Española.svg
Presidente del Consejo de Ministros de España

1874
Sucesor:
Antonio Cánovas del Castillo
(Presidente del Ministerio-Regencia)
Predecesor:
Antonio Cánovas del Castillo
Escudo de España 1874-1931.svg
Presidente del Consejo de Ministros de España

1881-1883
Sucesor:
José Posada Herrera
Predecesor:
Antonio Cánovas del Castillo
Escudo de España 1874-1931.svg
Presidente del Consejo de Ministros de España

1885-1890
Sucesor:
Antonio Cánovas del Castillo
Predecesor:
Antonio Cánovas del Castillo
Escudo de España 1874-1931.svg
Presidente del Consejo de Ministros de España

1892-1895
Sucesor:
Antonio Cánovas del Castillo
Predecesor:
Marcelo Azcárraga Palmero
Escudo de España 1874-1931.svg
Presidente del Consejo de Ministros de España

1897-1899
Sucesor:
Francisco Silvela
Predecesor:
Marcelo Azcárraga Palmero
Escudo de España 1874-1931.svg
Presidente del Consejo de Ministros de España

1901-1902
Sucesor:
Francisco Silvela

Bibliografía[editar]

  • Dardé, Carlos. 1996, ed. La Restauración, 1875-1902. Alfonso XII y la regencia de María Cristina. Madrid: Temas de Hoy. ISBN 84-7679-317-0. 
  • Ferrer Benimeli, José A. (coordinador) (1990). Masonería, revolución y reacción. Alicante: Instituto de Cultura "Juan Gil Albert". ISBN 84-404-7606-X. 

Véase también[editar]

Referencias[editar]

Enlaces externos[editar]