Batalla de Crimea (1944)

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Batalla de Crimea
Frente Oriental - Segunda Guerra Mundial
Eastern Front 1943-08 to 1944-12.png
Fecha 8 de abril - 12 de mayo de 1944
Lugar Crimea, Unión Soviética
Resultado Victoria soviética
Beligerantes
Fuerzas del Eje:
Flag of German Reich (1935–1945).svg Alemania nazi
Flag of Romania.svg Reino de Rumanía
Aliados:
Flag of the Soviet Union (1923-1955).svg Unión Soviética
Comandantes
Flag of German Reich (1935–1945).svg Erwin Jaenecke Flag of the Soviet Union.svg Fiódor Tolbujin
Fuerzas en combate
17.° Ejército:
140,000 alemanes
60,000 rumanos
IV Frente Ucraniano:
400.000
Bajas
97.000 entre prisioneros de guerra, muertos y heridos 84.808 muertos, heridos y desaparecidos

La Batalla de Crimea, conocida en la historiografía soviética como Operación de Crimea de 1944 fue una serie de ofensivas lanzadas por el Ejército Rojo para expulsar a las tropas alemanas de la península de Crimea entre el 8 de abril y el 12 de mayo del año 1944. A lo largo de cinco semanas de lucha el 4.° Frente Ucraniano del Ejército Rojo se enfrente al 17.° Ejército alemán del Grupo de Ejércitos Sur de la Wehrmacht, el cual comprendía divisiones alemanas y rumanas. La operación concluyó con un triunfo soviético completo, siendo que la evacuación apresurada de las fuerzas del Eje causó una elevada cantidad de bajas entre alemanes y rumanos.

Antecedentes[editar]

Desde fines de 1943, el Grupo de Ejércitos Sur de la Wehrmacht debió retroceder continuamente a lo largo de Ucrania, siendo que una de las decisiones más difíciles para el OKH alemán fue retirar al 17° Ejército de la cabeza de puente de la región de Kuban (en octubre de 1943) y trasladarlo a Crimea cruzando el estrecho de Kerch, en el Mar Negro, debido a que tropas soviéticas impedían una evacuación terrestre a lo largo de la línea costera. Al mes siguiente la renovada ofensiva soviética cortó las comunicaciones terrestres de las tropas alemanas de Crimea al tomar el Istmo de Perekop (que conecta Crimea con el resto de Ucrania) en noviembre de 1943; esto significaba que el 17° Ejército alemán (y las dos divisiones rumanas del Cuerpo de Tropas de Montaña), sólo podría ser evacuado a través del Mar Negro hacia territorio amigo en Rumania. Por su parte, el alto mando soviético, la Stavka, ansiaba recuperar dicha península que contenía el importante puerto militar de Sebastopol.

La batalla[editar]

Tropas soviéticas del 4° Frente Ucraniano, concretamente el Segundo Ejército de Guardias y el 51° Ejército, lanzaron un desembarco anfibio tras cruzar el Mar de Azov en el sector noreste de Crimea, cruzando las marismas del Mar de Syvach a fines de 1943; luego estas fuerzas atacaron conjuntamente a las tropas alemanas cercanas al Istmo de Perekop con una fuerza de aproximadamente 400,000 soldados, 6000 cañones pesados y ligeros, 560 tanques y 1,750 aviones de combate. El 17° Ejército alemán contaba con unos 200,000 soldados, 3600 cañones, 200 tanques y tan sólo 150 aviones, incluyendo en tal cifra a cerca de 60,000 soldados rumanos; tal fuerza no estaba en condiciones de defender una extensa línea de frente en toda Crimea contra un enemigo tan superior. A partir del 10 de abril de 1944 los alemanes se retiraron masivamente con la orden de conservar por el mayor tiempo posible el importante puerto de Sebastopol, situado en el extremo suroeste de la península.

Los soviéticos continuaron su avance apoyados por una visible superioridad numérica en hombres y sobre todo en aviación de combate (contando para esta operación con todo el 4° Ejército Aéreo de la VVS soviética) que con ataques a tierra colaboraba en destruir las posiciones defensivas de los alemanes y en dificultar mucho que se retirasen sin sufrir graves bajas, mientras que para el OKH era cada vez más difícil enviar apoyo a unas fuerzas tan aisladas. Los alemanes abandonaron sus posiciones en muy pocos días, inclusive en el centro montañoso de la península (la cual tiene un área poco menor a la de Bélgica), retirándose también de la ciudad principal de la península, Simferópol. En estas operaciones el Ejército Rojo tuvo ayuda de los partisanos soviéticos locales que desde mediados de 1942 se habían refugiado en las montañas del centro de la península luchando en guerrillas contra los alemanes.

Infantería soviética cruzando el Mar de Syvach en noviembre de 1943

El OKH ordenó al 17° Ejército concentrarse en la defensa de Sebastopol considerándola una fortaleza (Festung, en alemán) con la misión de no abandonarla y de defenderla a todo costo de la misma forma que habían hecho los soviéticos en las primeras campañas de los años 1941 y 1942. Los combates más encarnizados se libraron en torno a Sebastopol a lo largo de varios días, pero dicho puerto no contaba con un sistema defensivo adecuado, además que la soprendente rapidez del avance del Ejército Rojo impidió a alemanes y rumanos construir defensas que permitieran siquiera prolongar la resistencia.

La evacuación de heridos alemanes y rumanos empezó apenas iniciado el ataque soviético, desde el mismo 12 de abril, mediante convoyes (formados principalmente por naves rumanas) que partían del puerto rumano de Constanza y llegaban a Sebastopol a retirar soldados heridos y entregar en el puerto material bélico para la guarnición cercada. El OKH rechazó en esa fase la evacuación masiva de las tropas cercadas alegando que Sebastopol podía aún mantenerse como fortaleza por tiempo indefinido. No obstante desde fines de abril la ofensiva soviética se hizo más intensa, obligando a los alemanes a utilizar todo su potencial en tanques y artillería pesada contra las mucho más numerosas fuerzas soviéticas, en una serie de pequeñas contraofensivas locales destinadas a frenar lo más posible el avance enemigo. Esta táctica sólo reducía la velocidad del Ejército Rojo pero no lo detenía, y al empezar mayo el 17° Ejército de la Wehrmacht, sin refuerzos, ya no pudo sostener la mayoría de sus posiciones defensivas, perdiendo rápidamente terreno ante las fuerzas soviéticas.

El 9 de mayo los soviéticos ya habían entrado en el puerto de Sebastopol y habían destruido los aeródromos que los alemanes conservaban en las afueras del área urbana, y los restos del 17° Ejército se lanzaron a combatir dentro de la urbe sólo para proteger su evacuación por mar; ese día recién se reinició la evacuación naval por naves rumanas, con permiso del OKH alemán, pero ahora transportando a todos los sobrevivientes de la guarnición hacia Rumania, desde las cercanas playas de Quersoneso, en las afueras de Sebastopol.

La retirada se hizo muy difícil ante la falta de unidades navales suficientes, y el evidente dominio aéreo de los soviéticos que impedía el rápido transporte en los buques rumanos, por lo cual varios miles de soldados alemanes y rumanos fueron hechos prisioneros al no poder ser retirados. Finalmente el combate en la "fortaleza Sebastopol" terminó el 12 de mayo al quedar todas las instalaciones portuarias en poder del Ejército Rojo.

Consecuencias[editar]

Los soviéticos recuperaron Crimea y obtuvieron una importante base de ataque para aviones y buques contra el Grupo de Ejércitos Sur de la Wehrmacht, además de amenazar directamente los campos petrolíferos de Ploiesti en Rumania y sus costas del Mar Negro, que efectivamente fueron blanco de bombardeos de la VVS. El 17° Ejército sufrió también severas bajas, ascendiendo casi a 97,000 hombres perdidos entre muertos, heridos y prisioneros (incluyendo a las dos divisiones rumanas que participaron en la lucha).

En total los rumanos tuvieron 31,600 bajas (5,800 heridos y 28,500 hombres entre muertos y prisioneros, mientras los alemanes tuvieron 65,100 bajas (33,400 heridos, y otros 31,700 hombres entre muertos y prisioneros). Las bajas soviéticas oficiales ascendieron a 84,808 soldados (17,754 de ellos muertos y el resto heridos).

La evacuación de Sebastopol consiguió llevar hasta Rumania a 36,557 soldados rumanos (incluyendo 4,262 heridos), 58,486 soldados alemanes (12,027 de ellos heridos), junto con 723 soldados eslovacos y 15,391 rusos que combatían al servicio de Alemania, más 2,581 prisioneros varios y 7,115 civiles.

Referencias[editar]

  • Glantz, David M. (1998). When Titans Clashed: How the Red Army stopped Hitler. University Press of Kansas. ISBN 0700608990.