Generalfeldmarschall

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Galón de Generalfeldmarschall del Ejército Alemán (Heer).

El Feldmarschall, también conocido como Generalfeldmarschall ((Acerca de este sonido listen )), es el rango militar alemán equivalente al de Mariscal de Campo.

Origen[editar]

Emblemas de cuello para la jerarquía de Generalfeldmarschall del Ejército Alemán (Heer).
Galón de Generalfeldmarschall de la Luftwaffe.
Emblema de cuello para la jerarquía de Generalfeldmarschall de la Luftwaffe.

El término marschall proviene de la Edad Media. El Marstall, en idioma alemán antiguo, era la edificación donde se almacenaban los utensilios para los caballos. El marschall era aquel encomendado con la tarea de atender y administrar los caballos y establos. En francés se le llamaba marechal. Más tarde se le llamó mariscal o Maestro de los establos (Stallmeister) al jefe de patio. En los ducados, el encargado de la casa del duque recibía el nombre de Hofmarschall (Mariscal de patio). El mariscal pasaba a ser Obermarschall (gran mariscal) y era el delegado de administrar las posesiones del duque, en su ausencia. En ocasiones festivas, el mariscal llevaba una vara larga en señal de su cargo, con la cual hacía una división en la pizarra del mariscal para las personas que no tenían algún puesto definido dentro del ducado. Esa disciplina se sigue viendo hoy en día en los patios ingleses. En la época medieval, aquel que poseía una Marschallstab o Kommandostab (bastón de mando, vara de comando), era considerado el oficial de más alto rango.

En los ejércitos de los países de habla alemana, se empezó a llamar feldmarschall (literalmente Mariscal de campo) al que ostentaba el rango de comandante de caballería en un ejército. Tras las reformas militares del siglo XVI, pasó a denominarse Generalfeldmarschall al comandante más antiguo del ejército. En tiempos de la Guerra de los Treinta Años se transformó en un grado de la plana mayor equivalente a un general, pero con preferencia en el mando. Desde fines del siglo XVII se convirtió en el rango jerárquicamente más alto; funcionalmente igual a un general, tenía, sin embargo, preferencia en el mando de unidades.

Imperios Alemán y Austrohúngaro[editar]

Réplica del bastón de mariscal del Generalfeldmarschall von Richthofen.

El rango de Mariscal de campo alemán pasó en el siglo XIX a tener un significado mucho más profundo que el de su simple escala en la jerarquía. Este grado tenía un peso diplomático que otorgaba a su acreedor un nivel protocolario igual al de un ministro, y con esto una cierta participación en la realidad política del Estado. El símbolo máximo del rango era el bastón del mariscal, adornado con símbolos nobles o reales y escudos. El Mariscal de campo compartía parte de la gobernación del Estado, aunque a título honorífico. Sin tener ninguna potestad de gobierno real, un Mariscal de campo gozaba de un enorme prestigio. Un Generalfeldmarschall nunca dejaba su cargo ni se jubilaba; se mantenía en activo y era reconocido como tal hasta su muerte.

Antiguamente, en el ejército prusiano, un Generalfeldmarschall sólo podía ser nombrado en tiempo de guerra, y el rango sólo era otorgado a un militar activo que ya gozara de alguno de los grados del generalato (de hecho, en 1854 se creó el rango de Generaloberst para poder darle un generalato superior al de sus subordinados al Príncipe de la Corona Federico Guillermo sin romper esa costumbre). En 1870 el Príncipe heredero Federico y el Príncipe Federico Carlos de Prusia fueron ascendidos a Generalfeldmarschall por méritos en campaña durante la Guerra de las Siete Semanas. En tiempos de paz, el rango podía ser concedido a condes u otros nobles en símbolo de amistad entre naciones. Ya entonces el titular del cargo poseía ciertos privilegios, como el de una escolta privada.

Tercer Reich[editar]

Bandera de mando para el rango de Generalfeldmarschall.

En tiempos del Tercer Reich, un oficial de alta graduación, normalmente un Coronel General (GeneralOberst), podía ser ascendido a Generalfeldmarschall por méritos de guerra al dirigir una campaña exitosa (como Fedor von Bock, Gerd von Rundstedt, Günther von Kluge o Wilhelm Ritter von Leeb), vencer en una batalla trascendental (como Erwin Rommel en Tobruk) o conquistar una plaza fuerte enemiga (como Erich von Manstein en Sebastopol). Algunos fueron nombrados a discreción de Hitler (como Wilhelm Keitel, quien no podía, como jefe de la Wehrmacht, tener un rango inferior al de algunos de sus subordinados). Erwin Rommel fue nombrado Generalfeldmarschall con gran revuelo en la cúpula militar alemana, pues no era Coronel General, sino General de Tropas Acorazadas, tras la operación Tormenta sobre Tobruk, convirtiéndose en el Mariscal de campo más joven del ejército alemán.

Hasta 1941, en el ejército alemán, el grado de Generalmarschall fue el más elevado que podía alcanzar un oficial, siendo sólo superado a partir de entonces por el de Reichsmarschall, cuyo titular único fue Hermann Göring, aunque el rango que poseía Göring era más bien de tipo protocolar, pues su nuevo grado no le concedió ningún mando sobre otras ramas de las Fuerzas armadas que no fuese la típica Luftwaffe que ya comandaba desde antes de su último ascenso. Su equivalente en la Kaiserliche Marine, Reichsmarine y Kriegsmarine era el rango de Großadmiral (Gran Almirante). En las Schutzstaffel (SS) y en las Waffen-SS su equivalente era el rango de Reichsführer-SS.

Posguerra[editar]

Tras la caída del Tercer Reich, el grado fue abolido. El Ejército Popular de la RDA creó el rango de Mariscal de la República Democrática Alemana el 25 de marzo de 1982, pero nadie lo recibió nunca, y fue suprimido en 1989.

Hoy en día, en la Bundeswehr (Fuerzas Armadas Federales) de Alemania, el máximo grado es el de General de Ejército y en la Deutsche Marine (Armada), el de Almirante.

Véase también[editar]