Prunus salicifolia

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Commons-emblem-notice.svg
 
Capulín
Clasificación científica
Reino: Plantae
Subreino: Viridaeplantae
Cavalier-Smith, 1981
División: Magnoliophyta
Clase: Magnoliopsida
Orden: Rosales
Familia: Rosaceae
Subfamilia: Prunoideae
Tribu: Ixieae
Género: Prunus
Especie: P. salicifolia
Kunth
Sinonimia

Prunus salicifolia, el capulín, es una especie botánica de árbol frutal.

Nombre común[editar]

Capulín, capulín blanco, capuli, capoli, capolin, cerezo de México, cerezo, detse, detze, taunday, jonote, puan, palman, xengua. En Guatemala cherry salvaje; en Bolivia y Perú: capuli o guinda; en Ecuador: capulí; en El Salvador:Capulin.

Descripción[editar]

Es un árbol erecto, alcanza 7-15 m (raramente 38 m), distinguido por un breve tronco de cerca de 9-12 dm de diámetro. Hojas deciduas, alternas, aromáticas; de 6–18 cm de largo, verde oscuras y brillantes en la punta, pálida en el envés; las hojas nuevas rosáceas. Flores al principio delgadas, saliendo de a una o más de la base del brote. Cuando abiertas, la flor tiene 2 cm de ancho, pétalos blancos y un grupo de conspicuos estambres amarillos. Fruto drupa de pesado aroma, redondo, muy pequeño (de 1–2 cm de diámetro); de piel fina, brillante, roja o negruzca, raramente blanca o amarilla. El jugo de la pulpa es verde pálido, ducle o ligeramente ácida. Semilla esférica, rodeada por un endocarpio o hueso leñoso (almendra) de gusto amargo.

En suelo el ph mínimo 5,6; máximo 6,0. Necesita exposición solar a pleno. Y tolera muy bien sequía. No tolera heladas por debajo de - 3 °C.

De moderado a rápido crecimiento. La plántula crece 5-10 cm en un mes. En sombra (muy negativa) crece 15 cm en 4 años, y muere si no se les libera de la sombra. Vive 40-60 años.

Origen[editar]

Es originaria del valle de México, de Sonora a Chiapas y a Veracruz, y posiblemente el oeste de Guatemala. Ha sido cultivada en Centroamérica, Colombia, Ecuador, Perú, Bolivia, y está extensamente y abundantemente naturalizada. Fue un importante alimento de los pueblos originarios, y de los conquistadores españoles. En el mercado americano, aparece en grandes cantidades, especialmente en El Salvador, Guatemala, Ecuador. En Guatemala, sus semillas se usan como alimento, por lo que los cultivares comerciales se especializan. El capulín es desconocido en el este de Sudamérica y en el resto del mundo. En 1924, fue introducido en elevaciones frescas de Filipinas.

Estación y clima[editar]

Crece en clima subtropical a subtemplado, naturalmente a elevaciones entre 1200–3400 msnm. Florece de enero a marzo en México; en Guatemala y El Salvador, de enero a mayo. Madura de julio a agosto en México. En Guatemala en septiembre; en El Salvador, se extiende de diciembre a abril.

Alimento y nutrición[editar]

Su fruto, conocido como capulín, es comestible, y se consume crudo o cocido, pudiéndose conservar en mermelada. En tamales especiales, es usado como relleno. Con la piel y las semillas quitadas, puede mezclarse con leche, vainilla y canela como postre. El capulín puede también ser fermentado para convertirse en bebida alcohólica.

Valor alimenticio por 100 g de porción*[editar]

Otros usos del capulín[editar]

Semillas: contienen 30-38% de u aceite semihidratado, amarillo, para fabricar jabones y pinturas.

Flores: son visitadas por abejas polinizándolas.

Madera: el floema es amarillo con pintas de rojo. El xilema es rojizo pardo, grano fino, muy duro, fuerte, durable. Se usa en mueblería, paneles interiores, gabinetes, carpintería general. Maduras, las raíces viejas se usan para realizar pipas de tabaco, figurines, y otros objetos finos de madera.

Usos medicinales: se hace un jarabe para ayudar en problemas respiratorios. Con el cocimiento de hojas, se da para reducir fiebre, parar diarrea y disentería, aliviar dolor de cabeza; y aliviar inflamación. Con infusión de corteza tibia es un lavaojos.

Salud: las hojas contienen un aceite esencial, grasa, resina, tanino, amigdalina, glucosa, un pigmento pardo, y sales minerales. La corteza contiene, pigmento pardo, amigdalina, almidón, ácido gálico, grasa, calcio, potasio, hierro. La corteza, hojas, y semillas (en contacto con agua) deben manipularse cuidadosamente debido a que liberan HCN (cianuro de hidrógeno).

Enlaces externos[editar]