Frank Quintero

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Frank Quintero
Datos generales
Nombre real Juan Francisco Quintero Mendoza
Nacimiento 27 de noviembre de 1952 (61 años)
Origen Caracas, Flag of Venezuela.svg Venezuela
Ocupación Compositor e Intérprete
Información artística
Género(s) Balada, Pop, Pop Latino, Rock
Instrumento(s) Voz, Guitarra, Bajo, Teclados, Batería, Percusión
Período de actividad 1976 - Actualidad
Artistas relacionados Melissa, Elisa Rego, Ilan Chester, Franco De Vita, Ricardo Montaner, Yordano, Kiara, Guillermo Dávila, Pablo Manavello

Juan Francisco Quintero Mendoza, mejor conocido como Frank Quintero (Caracas, Venezuela, 27 de noviembre de 1952) es un músico, compositor e intérprete venezolano.

Biografía[editar]

Formación[editar]

Fue bautizado como Juan Francisco Quintero Mendoza por sus padres, el contrabajista José Quintero y Carmen Mendoza, ambos venezolanos. Tiene siete hermanos, de los cuales dos también se dedicaron a la música: Marycruz, quien es cantante; y Leonardo (Leo) Quintero, que es guitarrista y compositor.

Inicia su vida musical a muy temprana edad, sin la aprobación de su padre, aunque éste se convirtió en la influencia más cercana y determinante para su formación, al igual que el ambiente musical que siempre hubo en su hogar. A pesar de la negativa de su padre, éste le regaló su primer instrumento musical al cumplir los diez años de edad: una batería profesional. Según relataría años más tarde el intérprete, entre los siete y los ocho años su padre le enseñó la ejecución del ritmo del bossa nova, aparentemente por haber visto a su hijo intentando tocar percusión con objetos domésticos o que emitieran sonidos que simularan tambores. Dos años después, le regalaría la batería, que perteneció hasta entonces a un músico de un programa musical de la época.

Primera etapa creativa[editar]

En 1964, con sólo doce años de edad y al tiempo que cursaba la educación secundaria en el Liceo Militar "Gran Mariscal de Ayacucho", formó el grupo musical Licmilaya. El nombre del mismo lo obtuvo combinando las tres primeras letras del nombre del instituto. Esta fue una banda de rock and roll, formada con algunos de sus compañeros de clase, creada con la finalidad de animar fiestas y pequeñas reuniones. En ella se desempeñó como baterista.

En 1966, próximo a cumplir los catorce años, su padre lo inscribió en la Escuela de música José Angel Lamas, en Caracas, donde realizó estudios formales de teoría, solfeo y armonía con profesores como el director de bandas Pedro Antonio Ramos y el maestro Vicente Emilio Sojo. Un año después (1967), participó como baterista en la banda de rock Loving King, conformada junto con su hermano Leonardo "Leo" Quintero y el desaparecido músico Jesús Quintero. Esta agrupación, después de Licmilaya, se convirtió en su segunda experiencia grupal dentro de la música.

Al llegar el año 1968, luego de algunos cambios en la formación de Loving King, Frank Quintero inicia con su hermano Leo, y luego junto a Ivan Velásquez, el grupo La fe perdida, proyecto musical con el cual se daría a conocer. Con ella comenzó su actividad de vocalista y compositor, sin dejar de interpretar la batería. Al principio, el grupo centró su trabajo en hacer versiones de bandas de rock, tanto inglesas como estadounidenses. Sin embargo, posteriormente, comenzó a componer, de manera tal que el grupo se inició en la interpretación de material propio. La agrupación permaneció trabajando desde el año 1968 hasta 1971, tiempo en el cual llegaron a grabar cuatro discos de 45 RPM, para la disquera venezolana Hermanos Antor con dos temas cada uno: «Una sombra en tu puerta», «Escaleras de tu mente», « Feeling» y «Sombras en mi habitación».

A comienzos de 1972, el grupo La fe perdida se disuelve y a finales de ese año Quintero entra formar parte del coro del grupo de La onda nueva de Aldemaro Romero. La actividad desarrollada en esta agrupación duró poco más de un año (hasta 1973), tiempo en el cual la agrupación realizó una gira por Europa, recorriendo Suiza, Francia, Suecia, España y Grecia.

Una vez separado de La onda nueva, en el año 1973, Frank Quintero incursiona en el campo de la producción musical, realizando arreglos, componiendo y, en líneas generales, produciendo grabaciones para artistas como Diana Fontalvo, Los vecinos de la cuadra y Los chicos malos, todos para el sello discográfico CBS. Dentro de estas labores retoma la composición y crea el tema «Apóyate en mi», iniciando paralelamente la grabación de música para pautas publicitarias.

En 1974, a raíz del trabajo desarrollado en el campo de la producción de música para publicidad y grabaciones como cantante, y en unión de otros músicos, formó una banda que en un primer momento se llamó Frank Quintero y su grupo, y que unos meses más tarde se dio a conocer como Frank Quintero y los balzehaguaos, contratada por la filial venezolana de CBS Columbia. El trabajo musical de esta agrupación amalgamaba una gran variedad de estilos que iban desde la música impresionista hasta la psicodelia, pasando por el rock, el jazz, la balada y la música latina, aunado esto a la continua experimentación con nuevos sononidos e instrumentos. De esta experiencia salieron canciones como «La dama de la ciudad», «Apóyate en mí» y «Por tenerte cerca». En 1978, la agrupación se disuelve debido, principalmente, a las limitaciones de tiempo que cada uno de los integrantes tenía para dedicarle a la banda, y a la decisión de Quintero y su hermano Leo de viajar al exterior para estudiar música en el Berklee College of Music de Boston, Massachusetts, Estados Unidos.

Carrera como Solista[editar]

A partir del año 1979, mientras estudiaba en Boston, Frank Quintero inició su carrera como cantante solista y compositor, mientras desarrollaba en paralelo su trabajo de ejecutante; hecho que desembocó en la realización de su primer LP en esta nueva etapa De noche y con poca luz (1980), cuyo tema promocional, «Canción para ti», resultó todo un éxito, permitiéndole entrar en el gusto de las masas y consolidando su carrera.

En agosto de 1980, Quintero se presentó en el Poliedro de Caracas junto a su banda, convirtiéndose en el primer cantante venezolano de música pop que se presenta solo en ese escenario y lograra llenarlo. De igual manera, en ese mismo año, Zildjian Cymbals, firma dedicada a la fabricación de platillos para instrumentos de percusión, lo contrató como imagen de sus productos, actividad que desempeñó con dicha firma hasta el año 1992.

Durante la serie de conciertos del Festival Musical de Berklee, del año 1981, denominada Berklee Concert Series Award 1981, la agrupación de Quintero ganó el primer premio como mejor Banda y el intérprete obtuvo el premio Buddy Rich como mejor baterista. De igual manera, se presentó en diversas ciudades de los Estados Unidos como Atlanta y Nueva Jersey. También, en ese mismo año, Frank Quintero se presentó en el programa 300 Millones de Televisión Española (TVE), el cual se transmitía a toda Iberoamérica, e igualmente logró formar su productora independiente denominada Señora Luna, por el nombre de una de sus composiciones.

Durante este período, realizó un trabajo constante como solista y grabó los discos Letra y música (1981) y Pájaros y estrellas (1981), con la compañía CBS Columbia. Esta última producción sólo incluía un tema instrumental, poseía menos influencia del género jazz, y contaba con una mayor tendencia hacia los temas vocalizados y al pop.

En 1982, obtiene en Berklee los títulos de músico ejecutante en batería y de productor, dentro de la mención músico profesional. Ese año regresa a su país con la intención de continuar ampliando su vida profesional, mientras de manera esporádica continuó viajando a Los Ángeles y Nueva York con la misma finalidad.

En 1984 salió al mercado el disco A través de mis ojos, primer álbum en su carrera grabado tanto en Estados Unidos como en Venezuela. Los temas que se extrajeron de este álbum para ser difundidos en las emisoras de radio lo llevaron a realizar su tercera gira por Venezuela.

Luego, en 1985, es contratado por la empresa disquera, hoy desaparecida, Sonorodven, emprendiendo entonces un viaje a los Estados Unidos para grabar su sexto larga duración, el cual llevaría por nombre La calle del atardecer. El alto índice de promoción que recibió este material por parte de la compañía disquera y el estilo musical que en éste se manejó, lo convirtieron en un éxito importante, pues la mayor parte de los temas fueron radiados. Las ventas elevadas de esta grabación le hicieron merecedor de un disco de oro y un disco de platino. También le permitió realizar su cuarta gira nacional, dentro de la cual se presentó por primera vez en el Aula Magna de la Universidad Central de Venezuela, el 16 de diciembre de 1986. Así mismo, dos de los temas del disco fueron incluidos en la banda sonora de la película venezolana La Generación Halley, realizada ese mismo año, además de otro tema que no forma parte de ninguno de los álbumes que conforman su producción, la canción «Tema de amor de Sonia».

A partir de entonces, Quintero alternará las presentaciones con sesiones de grabación, a través de diversos discos realizados para el sello Sonorodven, destacando entre las giras la realizada durante los meses de agosto y septiembre de 1989 en Venezuela junto a su colega Ilan Chester a la que se le dio el nombre de "Amigos en concierto", a la par de reiniciar sus actividades como productor y compositor para otros artistas nacionales, ya que asumió diversos proyectos para artistas de diferentes sellos disqueros, labor en la que se mantuvo por espacio de tres años aproximadamente.

En esta etapa produjo para Kiara (Rodven – 1987), Guillermo Carrasco (Rodven – 1988), Tokio (Rodven – 1989), 20/20 (SPI – 1988), Delia (EMI – 1988), Fernando y Juan Carlos (Sonográfica – 1987), Paul Gillman (Rodven – 1988) (trabajo realizado por Leo Quintero con la colaboración de Frank Quintero) y Sandino (Hecho a Mano Records – 1998).

A finales de agosto de 1990, mientras realizaba de forma individual la gira promocional del disco Buscando soles, Quintero tomó la decisión de salir de su país y radicarse en Los Ángeles, Estados Unidos. Esta decisión fue motivada porque Quintero pensaba que para la mayoría de los artistas latinos populares, Estados Unidos constituía una base importante por residir allí las oficinas de las principales compañías discográficas transnacionales. Además, había recibido ofertas para crear música publicitaria y la posibilidad de componer canciones para otros artistas. Este hecho vino a representar una oportunidad significativa en su carrera musical, ya que su campo de trabajo se amplió, permitiéndole desarrollar una actividad constante como intérprete, compositor e instrumentista con la compañía Latin Music Expo. En Este periodo, grabó como vocalista, en calidad de invitado especial, con Sheena Easton, Manoella Torres, John Warren y Willie Colón. También, conformó en la ciudad de Los Ángeles una agrupación integrada por músicos de dicha ciudad, presentándose semanalmente en el club Le Café, banda con la cual se dedicó a interpretar material propio, además, grabó un comercial junto al cantante mexicano Luis Miguel y acompañó, como invitado especial, a José Feliciano en la gira de 1991.

De regreso a Venezuela, en ese mismo año, (1992), alternó nuevamente con Ilan Chester en el Teatro Teresa Carreño y participó en la grabación del tema «20 millones de corazones», junto a Oscar D'León, Franco de Vita, Soledad Bravo, Ilan Chester, Carlos Mata, Guillermo Dávila, Gustavo Aguado y Yordano. Esta pieza, compuesta y grabada sin fines de lucro, fue estrenada en cadena nacional de radio el 7 de abril de ese año con la intención de promover una visión positiva sobre el país en contraposición a la tensa situación político-social que experimentaba Venezuela durante ese periodo.

En 1994 la empresa Sony Music edita un disco realizado con grabaciones tomadas directamente de sus conciertos efectuados en el Celarg (Centro de Estudios Latinoamericanos Rómulo Gallegos) con el nombre de Francamente acústico. También en este año, formó conjuntamente con los intérpretes y músicos Guillermo Carrasco, Pedro Castillo y Willie Croes el grupo Nosotros 4, organización de una trayectoria corta. En ella, Frank Quintero, al igual que los demás integrantes, se desempeñó como cantante e instrumentista.

En 1995 comenzó su actividad como locutor de radio en Caracas, con el programa Francamente, actividad que continúa realizando hasta el momento. Con Francamente, su actividad de locutor la realiza de manera individual ya que en 1991, y por espacio de dos años consecutivos, Quintero incursionó junto a Ezequiel Serrano, Pedro Castillo y Guillermo Carrasco en la conducción del programa No todo es tan malo. También, en ese mismo año, Quintero forma una compañía de producciones musicales llamada Organización Musical Frank Quintero, conformada por diversas productoras y editoras musicales y, entre estas, la empresa discográfica venezolana Anes Records.

En febrero de 2000 participó como cantante en la grabación del tema «Dale la cara a la vida», junto a otros músicos e intérpretes venezolanos, con el fin de recaudar fondos para la reconstrucción del Núcleo de la Universidad Simón Bolívar ubicado en el Litoral Central, afectado a consecuencia de la Tragedia de Vargas en diciembre de 1999. Ese mismo año, aproximadamente en septiembre, Quintero compuso el tema «Mientras pueda soñar», escrito para la telenovela Amantes de Luna llena, del canal televisivo Venevisión. Esta pieza le valió notoriedad a nivel de difusión radial, alcanzando nuevas cuotas de popularidad entre el público, lo cual condujo a la publicación del sencillo correspondiente.

Paralelo a estas actividades, Frank Quintero fue contratado por la fabricante alemana de instrumentos de percusión Meinl, como imagen de sus productos. Además, participó como ponente en el Primer Encuentro Internacional de Percusionistas, celebrado en la Universidad Central de Venezuela. Su ponencia versó sobre técnicas y estilos de ejecución en la batería.

Actualmente, Frank Quintero prepara material nuevo para un posible nuevo disco, preparando un segundo volumen del álbum dedicado a los niños (Canciones para mis pequeños amigos) y realizando diversas presentaciones en Venezuela con motivo de sus 35 años de vida artística en compañía de otros artistas amigos.

Paralelo a todo esto se ha dicho que está escribiendo un libro de memorias titulado tentativamente: Cómo sobrevivir un Grupo de rock en un país subdesarrollado, con lo cual explora y muestra a la vez una nueva faceta dentro de su carrera.

Discografía[editar]

Año Título Discográfica
1976 Después de la tormenta CBS Columbia (Venezuela)[Nota 1]
1977 Travesía CBS Columbia (Venezuela)
1978 Hechizo CBS Columbia (Venezuela)
1980 De noche y con poca luz CBS Columbia (Venezuela)
1981 Letra y música CBS Columbia (Venezuela)
1981 Pájaros y estrellas CBS Columbia (Venezuela)
1984 A través de mis ojos CBS Columbia (Venezuela)
1985 Una en un millón CBS Columbia (Venezuela)
1985 La calle del atardecer Sonorodven (Venezuela)[Nota 2]
1987 Hablando a tu sueño Sonorodven (Venezuela)
1988 El de siempre (Recopilación) CBS Columbia (Venezuela)
1989 Algo más que canciones Sonorodven (Venezuela)
1989 Buscando soles Sonorodven (Venezuela)
1992 Agua dulce Sony Music (Venezuela)
1994 Frankamente acústico (Unplugged) Sony Music (Venezuela)
1997 Canciones para mis pequeños amigos[Nota 3] Anes Records (Venezuela)
1999 Bien Latin World Music (Venezuela)[Nota 2]
2002 Signos de admiración Latin World Music (Venezuela)
2003 Celebración Producción Independiente (Venezuela)
2003 Demos Producción Independiente (Venezuela)
2006 De regreso a la calle del atardecer Producción Independiente (Venezuela)
2009 Horas de vuelo IQ - Sony-BMG Music (Venezuela)[Nota 4]
2012 Guerreros de Luz Diario El Nacional (Venezuela)

Notas al pié[editar]

  1. La discografía con este sello no está disponible sino en forma de compilación
  2. a b Las grabaciones con este sello ya no están disponibles comercialmente, debido a su desaparición
  3. Contiene temas infantiles escritos por el intérprete
  4. Recopilación de 4 CD de audio con la discografía de Frank Quintero realizada para CBS Columbia Venezuela (Sony Music), hecha a partir de discos de acetato.

Canciones destacadas[editar]

  • «Canción para ti...y para mí...»
  • «La dama de la ciudad»
  • «Química» (con Mara Getz)
  • «Nunca»
  • «Sin querer evitarlo»
  • «Contigo»
  • «Baila conmigo»
  • «Miguel»
  • «Agua dulce»
  • «Mi no tiene con qué» (con Trina Medina)
  • «Mientras pueda soñar» (Amantes de Luna llena)
  • «Brasilera»
  • «No me atrevo a sentir» (Un poco más) (con Ángela Uzcategui)
  • «Apóyate en mí»
  • «El leñador»
  • «Delicado y gentil»
  • «La chica de los 80»
  • «Muchacha tímida»
  • «La calle del atardecer»
  • «Feeling»
  • «Ya no somos los mismos»

Para otros artistas[editar]

Referencias[editar]

  • Leonardo Quintero: "Elementos de Fusión Presentes en una Muestra Representativa de la Obra Musical de Frank Quintero", Tesis de Grado, UCV, Facultad de Humanidades y Educación, Escuela de Artes, Mayo, 2001, Caracas, Venezuela.

Enlaces externos[editar]