Atamante

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Arcangelo Migliarini (1779 - 1865): Atamante preso de las Erinias
(Atamante preso dalle Furie, 1801). Academia de San Lucas.

Atamante (en griego, Ἀθάμας) es un rey de la mitología griega que gobernaba en Beocia,[1]​ pero otros dicen que reinaba en Coronea o en la propia Tebas. Es hijo de Eolo y Enárete, y por lo tanto nieto de Helén,[2]​ pero según una versión minoritaria es hijo de Minias.[3]Hesíodo lo denomina como «rey administrador de justicia»; [4]​ no obstante tuvo una complicada vida familiar, con hasta tres esposas: Ino, Néfele y Temisto. Su leyenda fue tema de varias tragedias y contiene relatos a veces contradictorios.

Matrimonios con Néfele e Ino[editar]

La mayoría de las fuentes coinciden en que su primer matrimonio fue con Néfele, de quien tuvo dos hijos, Frixo y Hele,[5][1]​ pero otro autor añade además a Macisto.[6]​ Atamante, tras repudiar a Néfele, se casó con Ino, hija de Cadmo, con quien tuvo a Learco y a Melicertes.[7]​ Durante su reinado se extendió la esterilidad en los campos, debido a la rivalidad de sus esposas. Para asegurar los derechos sucesorios para sus vástagos, Ino proyectó eliminar a los hijos del primer matrimonio, para lo que convenció a las mujeres del país para que tostaran el grano destinado a la siembra del trigo, diciéndoles que así crecería más, por lo que nada brotó cuando los hombres lo sembraron. Ino consiguió convencer de nuevo a las mujeres de que el trigo no había crecido porque los dioses no estaban contentos, así que Atamante consultó entonces el oráculo de Delfos, e Ino sobornó al emisario de su marido, que trajo la respuesta de que para acabar con la carestía se debía sacrificar a Frixo.[8]​ En otras versiones Néfele es citada explícitamente como una diosa y que la esterilidad de la tierra se debió a los celos de esta, abandonada por Atamante.[9]​ Sea como fuere, cuando ya llevaban a Frixo para ser inmolado, según algunas tradiciones junto con su hermana Hele, su madre Néfele le dio un carnero prodigioso con vellón de oro,[10]​ que los elevó por los aires, llevándolos a Cólquide, si bien Hele se cayó y se ahogó por el camino. Este es el origen del periplo de los argonautas.[1]

Otra versión relataba que el mensajero reveló la conjura a Atamante, quien ordenó el sacrificio de Ino junto con Melicertes, su hijo. Pero, cuando eran llevados a inmolar, Dioniso sintió piedad de ella, puesto que era su tía y fue su nodriza, y envió una nube que envolvió y permitió escapar a Ino y a su hijo.[8]​ Luego Zeus o Hera provocaron la locura a Atamante: «entonces ya del pecho de Atamante los sentimientos arrebató Zeus».[11]​ Algunos dicen que Hera estaba ofendida porque Ino y Atamante habían cuidado del infante Dioniso en su palacio y en venganza maldijo a Atamante. Sea como fuere mató a su hijo menor, Learco, atravesándolo con flechas como si fuera una pieza de caza, e Ino, horrorizada por la matanza, decidió suicidarse arrojándose al mar con su hijo Melicertes en brazos.[12]​ La versión de la épica griega nos dice que Ino abandonó en el palacio a Atamante y Zeus la convirtió en la agradable divinidad marina llamada Leucótea o Leucótoe;[13][14]​esta diosa salvaría más tarde a Odiseo en sus viajes.[15]

Matrimonio con Temisto[editar]

Atamante, expulsado de Beocia, preguntó al dios dónde debía establecerse y se le respondió que habitara cualquier lugar donde fuese acogido por animales salvajes; después de atravesar gran parte de la región, encontró unos lobos que estaban devorando pedazos de oveja y que al verlo abandonaron su presa y huyeron. Denominó Atamantia al territorio y se casó con Temisto, hija de Hipseo, con quien tendría a Leucón y Esqueneo[16][17][14]​ y también a dos epónimos, Eritrio y Ptoo.[18]​ Las hijas de Leucón se hicieron cargo del infante Dioniso tras el exilio de Atamante y la desaparición de Ino.[19]

Una versión alternativa narraba Eurípides en una tragedia que no se ha conservado llamada Ino pero de la que se conoce el argumento por una de las Fábulas de Higino.[20]​ En ella Ino se habría marchado al monte tras el fracaso de su conspiración, a reunirse con las bacantes, servidoras de Dioniso. Atamante creyó que había muerto y contrajo matrimonio con Temisto, con quien tendría a Orcómeno[21]​ y Esfingio[22]​ o Esfincio.[7]​ Sin embargo Ino regresó y Atamante la introdujo en su palacio como sirvienta. Temisto, celosa, planeó acabar con los hijos de Ino, confiándose a la nueva sirvienta sin saber su identidad, ordenándole vestir de negro a los hijos de Ino y de blanco a los suyos. Al hacerlo Ino al revés, Temisto mató a sus propios hijos, suicidándose al darse cuenta.[7]

Véase también[editar]

Notas y referencias[editar]

  1. a b c Apolodoro: Biblioteca mitológica I,9,1.
  2. Hesíodo: Catálogo de mujeres fr. 10(a), vv. 25–6; Pseudo-Apolodoro: Biblioteca I 7, 3
  3. Escolio sobre Apolonio de Rodas, 1. 230
  4. Hesíodo: Catálogo de mujeres fr. 10
  5. En cambio, en varios escolios se decía que Néfele había sido su segunda esposa.
  6. Estéfano de Bizancio, voz «Macisto»
  7. a b c Higino: Fábulas I
  8. a b Higino: Fábulas II
  9. Escolio V a Aristófanes: Nubes 257.
  10. Hesíodo: Catálogo de mujeres fr. 68, citado en Pseudo-Eratóstenes, Catasterismos 19
  11. Hesíodo: Catálogo de mujeres fr. 69, citado por Galeno, De placitis Hippocratis et Platonis I 266, 7
  12. Apolodoro: Biblioteca mitológica I 9, 2
  13. Biblioteca mitológica I,9,1-2. HIGINO: Fábulas 2.
  14. a b Hesíodo: Catálogo de mujeres fr. 70, en el Papiro de la Sociedad Italiana 1383
  15. Homero: Odisea V, 282 - 364
  16. Esqueneo: Σχοινεύς / Schoineús.
  17. Nono: Dionisíacas IX 314
  18. Biblioteca mitológica I,9,2.
  19. Hesíodo: Catálogo de mujeres fr. 41 (Most); citado en Papiro de la Sociedad Italiana 1383, papiro de Yale 15-43, escolio a la Ilíada de Homero 18, Geografía de Estrabón 21-23, escolio a los Fenómenos de Arato 23
  20. Fábulas 4.
  21. Orcómeno: Ὀρχομενός.
  22. Esfingio: Σφίγγιος.

Bibliografía[editar]

Enlaces externos[editar]