La Malinche

De Wikipedia, la enciclopedia libre
(Redirigido desde «Malintzin»)
Saltar a: navegación, búsqueda
La Malinche traduce la lengua de los mexicas a Cortés. Lienzo Tlaxcala Siglo XVI

Malinalli Tenépatl (en nahuatl: ‘malinalli’, ‘malinaltzin’ o ‘malintzin’, ‘hierbita’malinalli, hierba, hierba muerta; tzintli o tontli, diminutivo’)?, también conocida como Malintzin, la Malinche o Doña Marina (c.1502 - c.1529), nació posiblemente en Oluta, Veracruz (cerca de Coatzacoalcos) quizá en la clase alta de la sociedad mexica. Según Bernal Díaz del Castillo, los padres de Malintzin eran señores y caciques de un pueblo llamado "Painala". El historiador Gómez de Orozco supone que el nombre de su padre era el que señala como "Chimalpain", o sea, "Malintzin Tenepal". Éste era un cacique noble señor que se casó, según la costumbre, con una "señora de vasallos y Estados", también de noble origen, llamada "Cimatl", cacique de Oluta y Xaltipa, la cual según se dice era "joven y hermosa".

Infancia[editar]

Fue cedida como esclava al cacique maya de Tabasco después de una guerra entre los mayas de Potonchán y los mexicas de la zona de Xicalango. Malintzin fue parte de un tributo cedido al cacique Tabscoob, al resultar este ganador, pues esa era la tradición entonces. Fue dada como tributo siendo todavía niña, por lo que hablaba con fluidez su lengua materna, el náhuatl, y la lengua de sus nuevos amos, la maya. Según el relato de Díaz del Castillo, Malintzin se reencontró con su madre y su medio hermano después de la conquista de México, cuando éstos ya habían sido convertidos al cristianismo y utilizaban los nombres de Marta (la madre) y Lázaro (medio hermano). El padre de Malintzin falleció siendo ella todavía niña, por lo que su madre se casó con el hermano del padre de Malintzin, y Lázaro fue fruto de este matrimonio.

Intérprete de Cortés[editar]

Como tal esclava fue regalada a Hernán Cortés el 15 de marzo de 1519 por el cacique Tabscoob, junto con otras 19 mujeres, algunas piezas de oro y un juego de mantas, después de que Cortés derrotara a los tabasqueños en la llamada "Batalla de Centla". Tras bautizarla e imponerle el nombre de «Marina» fue regalada a su vez a Alonso Hernández Portocarrero, uno de sus capitanes. Cuando Cortés descubrió que Malintzin hablaba náhuatl empezó a utilizarla como intérprete náhuatl-maya, ocupándose Jerónimo de Aguilar, náufrago español que había estado cautivo y que fue rescatado por Cortés en Cozumel, de la traducción maya-español. Así, con el uso de tres lenguas y dos intérpretes, se llevaron a cabo todos los contactos entre españoles y mexicas, hasta que Malintzin aprendió castellano.

Se la conoce por los nombres Malintzin, Malinalli, transliteraciones al castellano del nombre original; el sufijo tzin se añadía al nombre para indicar jerarquía y nobleza, o bien La Malinche, que es la forma más común de referirse a ella. También como Marina, siempre expresado como doña Marina. Por fin, Malinalli Tenépatl, así como Marina La Lengua, ambos, el primero en lengua Náhuatl y el segundo en castellano, en referencia a su capacidad expresiva, esto es, su reconocida facilidad de palabra.[1]

Más allá de su servicio como intérprete Malintzin asesoró a los españoles sobre las costumbres sociales y militares de los nativos y posiblemente realizó también tareas de lo que hoy llamaríamos «inteligencia» y «diplomacia» jugando un papel importante durante la primera parte de la conquista. Tuvo un hijo de Cortés, Martín, primogénito, nacido ilegítimo y legitimado después mediante una bula especial papal.

Luego daría Cortés el mismo nombre de Martín al primer hijo que tuvo con Juana de Zúñiga. Cortés posteriormente en Orizaba casó a Malintzin con un hidalgo, Juan Jaramillo, de quien se sabe que ella tuvo otra hija, María Jaramillo. Hay constancia de que Malintzin había muerto ya en 1529, por documentos de las gestiones de su viudo para volverse a casar. Al parecer Malintzin falleció enferma de viruela por una epidemia que hubo en 1528 o 1529. Marina tuvo un papel relevante en la conquista de México. Bernal Díaz del Castillo, en su Historia verdadera..., encomia repetidamente su compromiso con los conquistadores y su valor en la batalla. Recuerda también la alegría de los españoles cuando supieron que Marina había sobrevivido a la Noche Triste.[2]

En la literatura[editar]

En la ópera[editar]

Véase también[editar]

Referencias y notas[editar]

  1. Menéndez, Miguel Ángel (1964). Malintzin en un fuste, seis rostros y una máscara (1a. edición). Populibros La Prensa, (OCoLC)652468414. p. 83. «Malinalli Tenépal. "La palabra Tenépal -opinó el sabio filólogo nahuatlista D. Mariano Rojas, consultado al efecto- se deriva de tene, que quiere decir afilado, filoso, puntiagudo, cortante y por extensión , en sentido figurado quiere decir, persona que tiene facilidad de palabra, que habla mucho y con animación. Por último, la palabra tenépal se puede derivar de tempalli, que quiere decir labio, de donde tenépal significaría persona que tiene labios gruesos, y esto, como figura, vendría a decir lo mismo que asentamos arriba, o sea, persona que habla mucho y con animación."»  .
  2. Se llama "La Noche Triste" a la derrota sufrida por las huestes de Hernán Cortés a manos de los guerreros aztecas la noche del 30 de junio de 1520 en Tenochtitlan

Bibliografía[editar]

  • Castellanos, Francisco (1992). Los Grandes Calumniados de México (Primera Edición edición). Diana. ISBN 968-13-2324-6. 
  • Díaz del Castillo, Bernal (1575). Historia Verdadera de la Conquista de la Nueva España (Vigésimo Segunda Edición edición). Porrúa. ISBN 970-07-6081-2.