Cynara scolymus

De Wikipedia, la enciclopedia libre
(Redirigido desde «Alcachofa»)
Saltar a: navegación, búsqueda
Commons-emblem-notice.svg
 
Cynara scolymus
P1000578 Galactites tomentosa (Compositae) Flowers.JPG
Capítulos de alcachofera en floración.
Clasificación científica
Reino: Plantae
División: Magnoliophyta
Clase: Magnoliopsida
Orden: Asterales
Familia: Asteraceae
Subfamilia: Cichorioideae
Tribu: Cardueae
Subtribu: Echinopsidinae
Género: Cynara
Especie: C. scolymus
L., Sp. Pl., vol. 2, p. 827, 1753[2]
Distribución
2005artichoke.png
[editar datos en Wikidata]

La alcachofera, alcachofa o alcaucil (Cynara cardunculus var. scolymus),[1] entre otro numerosos nombres vernáculos, es una planta cultivada como alimento en climas templados. Pertenece al género Cynara dentro de la familia Asteraceae.

Descripción[editar]

La alcachofa alcanza de 1,4 a 2 metros de altura. Vuelve a brotar de la cepa todos los años, pasado el invierno, si el frío no la heló. Echa un rosetón de hojas enteras hasta profundamente segmentadas aunque menos divididas que las del cardo y con pocas o ninguna espina. Las hojas tienen color verde claro en el haz y en el envés están cubiertas por unas fibrillas blanquecinas que le dan un aspecto pálido. Tanto el rabillo de la hoja como la vena principal tienen costillas longitudinales muy salientes.

Cuando la planta entallece, echa un vástago más o menos alto, rollizo, pero también costilludo y asurcado con cada vez hojas más escasas y menos divididas a medida que estén más altas en dicho tallo. En su apex, y en algunas divisiones laterales, traen unas cabezuelas muy gruesas, las alcachofas, cubiertas de numerosas brácteas coriáceas, en la base de las cuales está lo tierno y comestible. Al florecer, endurecen mucho dichas brácteas y no se pueden aprovechar para comer, aunque no rematen en espinas como la de los cardos.

Distribución[editar]

Originalmente procedente del Mediterráneo occidental.[2] Introducido y cultivado en numerosos países templados en todo el mundo.

Los holandeses introdujeron las alcachoferas en Inglaterra donde en 1530 ya empezaron a crecer en Boreham (Essex) en el jardín de un palacio de Enrique VIII.

Fueron introducidas en los Estados Unidos de América en el siglo XVIII a través de la Luisiana por los franceses y de California por los españoles .

Propiedades[editar]

alcachofa, cruda
Artichoke71.jpg
Valor nutricional por cada 100 g
Energía 53 kcal 220 kJ
Carbohidratos 10.51g
 • Azúcares 0.99g
 • Fibra alimentaria 5.4g
Grasas 0.34g
Proteínas 2.89g
Agua 84.94 g
Retinol (vit. A) 13 μg (1%)
Tiamina (vit. B1) 0.05 mg (4%)
Riboflavina (vit. B2) 0.089 mg (6%)
Niacina (vit. B3) 0.111 mg (1%)
Ácido pantoténico (vit. B5) 0.24 mg (5%)
Vitamina B6 0.081 mg (6%)
Ácido fólico (vit. B9) 89 μg (22%)
Vitamina C 7.4 mg (12%)
Vitamina E 0.19 mg (1%)
Vitamina K 14.8 μg (14%)
Calcio 21 mg (2%)
Hierro 0.61 mg (5%)
Magnesio 42 mg (11%)
Manganeso 0.225 mg (11%)
Fósforo 73 mg (10%)
Potasio 276 mg (6%)
Zinc 0.4 mg (4%)
% CDR diaria para adultos.
Fuente: alcachofa, cruda en la base de datos de nutrientes de USDA.
[editar datos en Wikidata]

Tras el agua, el componente mayoritario de las alcachoferas son los hidratos de carbono, entre los que destaca la inulina y la fibra. Los minerales mayoritarios son el sodio, el potasio, el fósforo y el calcio; y entre las vitaminas destaca la presencia de las vitamina B1, vitamina B3 y pequeñas cantidades de vitamina C. Sin embargo, lo más destacable de su composición son una serie de sustancias que se encuentran en pequeña cantidad, pero dotadas de notables efectos fisiológicos positivos:

Sus flores, al igual que las del cardo, contienen el fermento "lab" (que es un conjunto de 3 enzimas: pepsina, quimosina y paraquimosina) que sirve como cuajo de la leche para la elaboración de quesos. Dichos quesos reciben generalmente el calificativo de queso de flor; por ejemplo el «Queso de flor de Guía», en Gran Canaria.

Flor

Usos Medicinales[editar]

Se utiliza en forma de extractos secos y de otras preparaciones galénicas:[3]

Usos soportados por datos clínicos

Para el tratamiento de molestias digestivas(por ejemplo: dispepsia, sensación de plenitud, flatulencia, náuseas,dolor de estómago y vómitos).Como tratamiento adjunto de la hipercolesterolemia suave a moderada.

Usos descritos en la farmacopea y en otros documentos

Se usa oralmente para el tratamiento de la ateroesclerosis y para disfunciones del riñón (por su efecto diurético). Un estudio ha indicado que puede ser beneficioso en el tratamiento del síndrome del intestino irritable,pero más ensayos clínicos son necesarios antes de poder hacerse recomendaciones terapéuticas.

Usos descritos en medicina tradicional

Utilizada en el tratamiento de la anemia, diabetes, fiebre, gota, reumatismo y piedras en vías urinarias.

Advertencias sobre la utilización de preparaciones hechas a partir de extractos de alcachofera

A) Reacciones adversas:

  • En algunos estudios se han demostrado molestias gastrointestinales incluyendo diarrea suave, acompañada de calambres abdominales, dolor en la parte superior del abdomen, náuseas y ardor de estómago. En otros estudios sólo se han encontrado ligeras molestias gastrointestinales. Pueden ocurrir reacciones alérgicas en pacientes sensibilizados.

B) Contraindicaciones: Hipersensibilidad o alergia a las alcachoferas y obstrucción de los conductos biliares.

C) Advertencias: Se cree que es posible la interacción con anticoagulantes del tipo de las cumarinas.

D) Precauciones:

  • Generales: Los pacientes con piedras en la vesícula biliar deberían pedir consejo médico antes de utilizar preparaciones medicinales obtenidas a partir de esta planta.
  • Embarazo,efectos teratógenos y no teratógenos: No está recomendado su uso debido a que no se dispone de estudios de seguridad y eficacia.
  • Uso pediátrico: Debido a la falta de estudios de seguridad y eficacia, no está recomendado su uso en menores de 12 años.

E) Posología: Para hacer recomendaciones generales sobre la dosis a utilizar se debe conocer la pureza de los extractos utilizados.

Historia[editar]

Esta planta (o los cardos de los que procede) podría ser originaria de Egipto o del Norte de África. La planta denominada Cynara ya era conocida por griegos y romanos. Al parecer se le otorgaban poderes afrodisíacos y toma su nombre de una muchacha seducida por Zeus, y después transformada por este en alcachofera.

Durante la Edad Media no se conocía la alcachofera, y se piensa que en esta época, del cultivo sucesivo de los cardos, los horticultores poco a poco los transformaron hasta conseguir la alcachofera. Ya era consumida en la Italia del siglo XV. Venida de Sicilia, aparece en la Toscana hacia 1466. La tradición dice que fue introducida en Francia por Catalina de Médicis a la que le gustaba comer corazones de alcachofera. Esta florentina las llevó desde su Italia natal al casar con el rey Enrique II de Francia. Luis XIV era así mismo un gran consumidor de alcachoferas. Los colonos españoles y franceses en América, la introdujeron en este continente. Con el tiempo, en California, los cardos han llegado a ser hoy en día una auténtica plaga, ejemplo de planta invasora de un hábitat en el que no se encontraba anteriormente.

Cultivo y variedades[editar]

Producción[editar]

Según la FAO, los 10 países con mayor producción en 2012 han sido los siguientes - en miles de toneladas y orden decreciente:

Principales productores de alcachofa - 2012
en miles de toneladas
Bandera de Egipto Egipto 364.871
Bandera de Italia Italia 287.704
Bandera de España España 199.100
Bandera del Perú Perú 141.496
Bandera de Argentina Argentina 106.000
Bandera de la República Popular China China 77.000
Bandera de Marruecos Marruecos 63.889
Bandera de Argelia Argelia 53.657
Bandera de los Estados Unidos USA 51.300
Bandera de Francia Francia 42.465
Fuente: ONU: La División de Estadística [4]

Variedades cultivadas[editar]

Plantación de Cynara scolymus.
Alcachoferas en el mercado.
  • Francia.
    • Camus de Bretaña: Es la más grande de entre las alcachoferas ( con dos o tres se alcanza el kilo ). El capítulo de color verde tiende a formarse redondeado. Se consume hervida o al vapor con una vinagreta. Los corazones de la alcachofera pueden ser preparados en conserva.
    • Verde de Laon: Más rústica que la precedente, se adapta mejor al frío. La forma es la misma pero la alcachofera es más pequeña, Se la denomina también "cabeza de gato".
    • Violeta de Provenza: Mucho más pequeña y de forma cónica con las brácteas violáceas. Se cultivan abundantemente en la región mediterránea y se venden en los mercados con el nombre de alcachofera "bouquet". Se puede comer cruda cuando todavía no está totalmente madura (se llama en este momento "poivrade" ), o curada con vinagreta o cocinada.
  • España.
  • Italia.
    • Espinosa: Al decir de los italianos es la mejor de las alcachoferas crudas. Debe su nombre a las extremidades espinosas de sus brácteas. Al masticarla es a la vez carnosa y crujiente.
    • Romanesco: Gruesa, redonda y de color violeta. Incluye decenas de subtipos locales an la zona del Lacio y Campania. Producción en primavera.
    • Francesino: Similar al tipo francés "violeta de Provenza", de donde parece que tome al nombre. La más extendida en el sur, incluyendo la región de Apulia y Sicilia como los mayores productores
    • Brindisino/Catanese: Parecida a la anterior pero más abierta y adaptada a zonas más cálidas. Se usa mucho para el procesado industrial.
Variedad Gauchito.
  • Argentina.
    • Cultivar Chilena: Tendría un origen francés, y se cree que habría derivado de los cultivares franceses Verde de Provence, Verde Gruesa de Laon o Gruesa Camus de Bretaña.
    • Argentina o Blanco de San Juan: Originaria de la "Blanca de Tudela" española.
    • Española:También blanca, de cabezas más pequeñas y produce gran cantidad de brotes basales.
    • Ñato: Originalmente cultivada en los cinturones hortícolas de La Plata y Rosario.
    • Francés: Cultivar tipo Romanesco, más precoz que Ñato.
    • Oro Verde, Gurí y Gauchito: nuevas variedades clonales desarrolladas en los diez últimos años.
  • EE. UU.
    • Green globe
    • Imperial Star
    • Emerald
  • Variedades multiplicadas por semilla

Taxonomía[editar]

Cynara scolymus fue descrita por Carlos Linneo y publicado en Species Plantarum 2: 827–828. 1753.[5]

Citología

Número de cromosomas de Cynara scolymus (Fam. Compositae) y táxones infraespecíficos: 2n=34[6]

Etimología

Cynara:nombre genérico que deriva del Griego χινάρα,-ας o χυνάρα, "alcachofa", derivado de χυων-χυνός, cyon-cynos, "perro", por las brácteas involucrales que, por su forma, se asemejan a los dientes de dicho animal. Pasó al Latín como cinara y se usaba también para designar al cardo.

scolymus: Del Latín scǒlŷmos, i, derivado del Griego σχόλυμος, y evocado por Plinio el Viejo en su naturalis historia como un especie de cardo (XXI, 94-96), refiriéndose probablemente al Scolymus hispanicus o maculatus.

El nombre de alcachofera procede del árabe al-kharshûf; el nombre alcaucil (también arcacil, alcacil y alcací), del árabe al-qabsíl.[7]

Sinonimia
  • Cynara cardunculus subsp. flavescens Wiklund
  • Cynara cardunculus var. ativa Moris.
  • Cynara cardunculus subsp. scolymus (L.) Hegi
  • Cynara cardunculus subsp. scolymus (L.) Beger
  • Cynara cardunculus var. scolymus (L.) Fiori
  • Cynara communis Lam.
  • Cynara esculenta Salisb.
  • Cynara hortensis Mill.

Nombre vernáculo[editar]

  • Castellano: alcachofa (28), alcachofa picada, alcachofa real, alcachofa silvestre, alcachofas (4), alcachofera (14), alcachofero, alcacil, alcacil cultivado, alcací, alcancil (3), alcancilera, alcanciles (2), alcarchofa (2), alcarchofera, alcarcil (2), alcaucil (5), alcaucil cultivado, alcaucil silvestre, alcauciles, alcaucique (2), alcaucí, alcaulera (3), arcacil, arcancil, arcaucil, arcauciles, carchofa (2), cardillo, cardo (7), cardo alcachofero (3), cardo de comer, flor de cardo, morrilla (4), morrillera (3), penca. Entre parénteis, la frecuencia del vocablo en España; en negrita, los más usados.[8]

Véase también[editar]

Referencias[editar]

  1. Rottenberg, A., and D. Zohary, 1996: The wild ancestry of the cultivated artichoke. Genet. Res. Crop Evol. 43, 53—58.
  2. Distribución nativa en The Eurp+Medit PlantBase, Botanic Garden and Botanical Museum Berlin-Dahlem, 2006+
  3. World Health Organization. WHO monographs on selected medicinal plants, Vol. 4. Geneva: WHO; 2009. 456 páginas. ISBN: 978-92-4 154705-5
  4. «Estadísticas de: Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura: La División de Estadística». ONU FAO. 
  5. «Cynara scolymus». Tropicos.org. Missouri Botanical Garden. Consultado el 11 de diciembre de 2013. 
  6. Chromosome atlas of flowering plants. Darlintong, C. D. & A. P. Wylie (1955)
  7. [1] Alcachofa en Real Academia Española - Diccionario de la Lengua Española - Vigésima segunda edición
  8. Nombres en Real Jardín Botánico

Bibliografía[editar]

  • Acquadro A., et al. (2005). Development and characterisation of microsatellite markers in Cynara cardunculus. L. Genome 48 (2): 217-225.
  • Cointry, E.L.; García, S.M.; López Anido, F.S.; Firpo, I.T.; Cravero, V.P. y Muñoz, S. 2005. Aumentando el espectro varietal en alcaucil (Cynara scolymus L.): Gauchito FCA y Gurí FCA. Horticultura Argentina 24(56/57): 5-7.
  • Comino C., et al. (2007). Isolation and functional characterization of a cDNA coding a hydroxycinnamoyltransferase involved in phenylpropanoid biosynthesis in Cynara cardunculus. L. BMC Plant Biology 7: 14.
  • David J. Keil: Cynara. In: Flora of North America Editorial Committee (Hrsg.): Flora of North America North of Mexico. New York and Oxford, 1993+. Bd. 19, S. 89. online, abgerufen am 4. Februar 2008
  • Font Quer, P. Plantas medicinales - El Dioscórides renovado, Editorial Labor, Barcelona, 1980.
  • Gabriella Sonnante, Domenico Pignone, Karl Hammer: The Domestication of Artichoke and Cardoon: From Roman Times to the Genomic Age. In: AOBPreview, 4. Juli 2007. doi:10.1093/aob/mcm127
  • Mireille Jochum-Guillou, Marion Zerbst: Artischocke – die gesunde Delikatesse. Trias, Stuttgart 1998, ISBN 3-89373-466-X
  • Gallais A., Bannerot H. (1992) Amélioration des espèces végétales cultivées. Objectifs et critères de sélection. INRA Editions.
  • Englisch W, Beckers C, et al. « Efficacy of Artichoke dry extract in patients with hyperlipoproteinemia». Arzneimittelforschung. 2000 Mar;50(3):260-5.
  • Walker AF, Middleton RW, Petrowicz O. Artichoke leaf extract reduces symptoms of irritable bowel syndrome in a post-marketing surveillance study.Phytother Res. 2001 Feb;15(1):58-61. Résumé [archive]
  • Gebhardt R. Inhibition of cholesterol biosynthesis in HepG2 cells by artichoke extracts is reinforced by glucosidase pretreatment.Phytother Res. 2002 Jun;16(4):368-72. Résumé [archive])
  • Gebhardt R. Inhibition of cholesterol biosynthesis in primary cultured rat hepatocytes by artichoke (Cynara scolymus L.) extracts. J Pharmacol Exp Ther. 1998 Sep;286(3):1122-8. Résumé [archive] et Texte complet [archive]
  • Brown JE, Rice-Evans CA. Luteolin-rich artichoke extract protects low density lipoprotein from oxidation in vitro. Free Radic Res. 1998 Sep;29(3):247-55. (Résumé [archive])
  • De Paolis A., et al. (2008). Characterization and differential expression analysis of artichoke phenylalanine ammonia-lyase coding sequences. Physiologia Plantarum 132: 33-43.
  • Kraft K. « Artichoke leaf extract- recent findings reflecting effects on lipid metabolism, liver and gastrointestinal tracts». Phytomedicine 1997;4(4):369-78. Cité et décrit dans  : Blumenthal M, Goldberg A, Brinckmann J (Ed). Expanded « Commission E» Monographs, American Botanical Council, publié avec Integrative Medicine Communications, États-Unis, 2000, p. 10 à 12.
  • Fintelmann V, Petrowicz O. Long-term administration of an artichoke extract for dyspepsia symptoms. Results of an observational study. Natura Med 1998; 13: 17-26. Cité et décrit dans: Barnes Joan, Anderson A. Linda, Phillipson David J. « Herbal Medicines», Pharmaceutical Press, Grande-Bretagne, 2002, 2e édition, pp 61 à 66
  • Holtmann, et al. « Efficacy of artichoke leaf extract in the treatment of patients with functional dyspepsia: a six-week placebo-controlled, double-blind», multicentre trial. Aliment Pharmacol Ther. 2003 Dec;18(11-12):1099-105.
  • Lanteri S., et al. (2004). Amplified fragment length polymorphism for genetic diversity assessment in globe artichoke. Theoretical and Applied Genetics 108 (8): 1534-1544.
  • Mabberley, D.J. 1987. The Plant Book. A portable dictionary of the higher plants. Cambridge University Press, Cambridge. 706 p. ISBN 0-521-34060-8
  • Marakis G, Walker AF, et al. Artichoke leaf extract reduces mild dyspepsia in an open study.Phytomedicine. 2002 Dec;9(8):694-9.
  • Pittler MH, Thompson CO, Ernst E. Artichoke leaf extract for treating hypercholesterolaemia.Cochrane Database Syst Rev. 2002;(3):CD003335. (Résumé, par pubMed [archive])
  • Pignone D., Sonnante G. (2004). Wild artichokes of south Italy: did the story begin here?. Genetic Resources and Crop Evolution 51: 577-580.
  • Portis E., et al. (2005). Genetic structure of island populations of wild cardoon [Cynara cardunculus L. var. sylvestris (Lamk) Fiori] detected by AFLPs and SSRs. Plant Science 169 (1): 199-210.
  • Robbins, W.W., M. K. Bellue, and W. S. Ball. 1970. Weeds of California. State of California, Dept. of Agriculture. 547 pp.
  • Sonnante G., et al. (2007). On the origin of artichoke and cardoon from the Cynara gene pool as revealed by rDNA sequence variation. Genetic Resources and Crop Evolution 54: 483–495.
  • Sonnante G., et al. (2002). Genetic variation in wild and cultivated artichoke revealed by RAPD markers. Genetic Resources and Crop Evolution 49: 247-252.
  • Sonnante G., Carluccio A.V., De Paolis A., Pignone D. (2008) Identification of artichoke SSR markers: molecular variation and patterns of diversity in genetically cohesive taxa and wild allies. Genet. Res. Crop Evol., 55: 1029-1046
  • Sonnante G., De Paolis A., Pignone D. (2004). Relationships among artichoke cultivars and some related wild taxa based on AFLP markers. Plant Genetic Resources: Characterization and Utilization 1: 125-133.
  • Sonnante G., Pignone D., Hammer K. (2007). The domestication of artichoke and cardoon: from Roman times to the genomic age. Annals of Botany 100: 1095-1100.

Enlaces externos[editar]