Lagenaria siceraria

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Otras calabazas utilizadas con fines no alimenticios están listadas en el artículo Calabaza, en particular el árbol de las calabazas, Crescentia cujete.
Symbol question.svg
 
Lagenaria siceraria
Lang Kürbs Fuchs 1543 375.jpg
Taxonomía
Reino: Plantae
División: Magnoliophyta
Clase: Magnoliopsida
Subclase: Dilleniidae
Orden: Cucurbitales
Familia: Cucurbitaceae
Subfamilia: Cucurbitoideae
Tribu: Benincaseae
Subtribu: Benincasinae
Género: Lagenaria
Especie: Lagenaria siceraria
(Molina) Standl.
Sinonimia

L. vulgaris

[editar datos en Wikidata]
Calabacín cocido sin sal
Valor nutricional por cada 100 g
Energía 15 kcal 63 kJ
Carbohidratos 3.69 g
 • Fibra alimentaria 1.2 g
Grasas 0.02 g
Proteínas 0.6 g
Tiamina (vit. B1) 0.029 mg (2%)
Riboflavina (vit. B2) 0.022 mg (1%)
Niacina (vit. B3) 0.39 mg (3%)
Ácido pantoténico (vit. B5) 0.144 mg (3%)
Vitamina B6 0.038 mg (3%)
Vitamina C 8.5 mg (14%)
Calcio 24 mg (2%)
Hierro 0.25 mg (2%)
Magnesio 11 mg (3%)
Manganeso 0.066 mg (3%)
Fósforo 13 mg (2%)
Potasio 170 mg (4%)
Sodio 2 mg (0%)
Zinc 0.7 mg (7%)
% CDR diaria para adultos.
Fuente: Calabacín cocido sin sal en la base de datos de nutrientes de USDA.
[editar datos en Wikidata]

Lagenaria siceraria, de nombre común porongo, mate, calabaza de peregrino,[1] guaje, bule o jícaro, es una planta trepadora de la familia de las cucurbitáceas, cuyo fruto —comestible cuando tierno— se cultiva principalmente para ser utilizado seco como recipiente.

Se cree que el porongo fue una de las primeras plantas cultivadas, sobre todo para almacenar agua en sus frutos. De origen probablemente africano, L. siceraria aparece en excavaciones antiquísimas; en África y América se han encontrado restos datados alrededor del XII milenio a. C. Se presume que pudo haber sido transportada en el curso de las migraciones humanas.[2] Los frutos maduros, capaces de flotar, también contribuyeron en su difusión hacia América, donde ya se encontraba antes de la llegada de Cristóbal Colón.[3] De hábitat cosmopolita, se la registra desde muy antiguo en numerosas culturas, respondiendo a diferentes nombres, como botijo de pastor.

En el Perú, es usado desde hace milenios para la elaboración de mates burilados. En el Cono Sur, es el material tradicionalmente empleado para fabricar los recipientes para el mate, una bebida estimulante elaborada con las hojas de Ilex paraguariensis.

Descripción[editar]

Típica enredadera cucurbitácea, anual, véase la descripción en Teppner (2004[4] ).

L. siceraria es una planta herbácea anual, que produce zarcillos axilares bífidos con los que trepa sobre la vegetación. Los tallos alcanzan los 9 m, y son acostillados. Las hojas son pecioladas, alternas, ligeramente tri- a heptalobuladas y aproximadamente reniformes, ligeramente pilosas, de hasta 30 cm de largo; tienen un olor almizclado característico y a veces muy intenso. La planta es monoica; produce flores unisexuales, actinomorfas y pentámeras, cuya corola tiene los pétalos libres, pubescentes y de color blanco. Son heliotrópicas.

Polinizada por insectos produce un fruto pepónide, cuya forma varía según las subespecies. Inmaduro tiene la piel verde y el interior blanco y carnoso, de textura similar a la calabaza (Cucurbita maxima); el cultivar 'Cougourda', especialmente seleccionado para su consumo, tiene un pericarpo delgado, pero en la mayoría de las variedades éste legnifica tempranamente. Puede alcanzar 1 m de largo en algunas variedades. Las semillas son numerosas, de color gris, aplanadas y de forma elíptica; su interior es blanco, de sabor dulzón y oleoso. La forma del fruto presenta grandes variaciones, desde globos más o menos regulares hasta formas de botella o cilindros retorcidos.

Cultivo[editar]

El color de la cáscara es verde brillante al madurar y vira al verde claro y luego al bronceado o marrón al secarse,[5] pudiendo aparecer patrones de colores variegados debido a colonizaciones por moho y cambios de color por las heladas.[5]

Crece de forma silvestre en terrenos húmedos y soleados de clima templado a tropical; prefiere suelos circunneutrales, resguardo del viento, mucha humedad y un verano cálido. Resiste mal la sequía y las heladas, pero es muy resistente a plagas e insectos. Cultivado, se planta en general en primavera, y se protege en un invernadero si el clima no es favorable. Los tallos y frutos para consumo alimentario se cultivan alrededor de dos meses más tarde; los de uso como recipiente se recolectan hacia el otoño.

Su resistencia ha llevado a que se use como base para el injerto de otras plantas anuales más frágiles, como la sandía (Citrullus vulgaris) o el melón (Cucumis melo).

Historia[editar]

El uso medicinal de la calabaza, lo demuestra su presencia en la Capitulare de villis vel curtis imperii, una orden emitida por Carlomagno que reclama a sus campos para que cultiven una serie de hierbas y condimentos incluyendo las "cucurbitas" identificada actualmente como Cucurbia lagenaria.[6]

Variedades[editar]

La especie, cosmopolita, se caracteriza por ser altamente versátil en forma y tamaño, habiendo quizás una diferenciación taxonómica entre Asia y África que es difícil de acomodar a las morfologías de América (p. ej. Millán 1946[7] ), y que en los cultivos más populares parece haberse diluido con la globalización. Los cultivos de fruto más grande se encuentran en el oeste de África y los más parecidos a una serpiente en Asia (Decker-Walters et al. 2001[8] ). La especie posee cultivos que se consumen inmaduros como verdura de estación ("calabacines"), populares en Asia.

Decker-Walters (1996, editora) listó los cultivares de esta especie por ella conocidos y sus descripciones,[9] que están íntimamente relacionados con sus usos.

Uso[editar]

Mates secos en Cochas Chicos (Junín, Perú).
Mates secos, de 20 cm. de ancho por 20 com de alto.

Gastronomía[editar]

El fruto aún verde se emplea como verdura; en los cultivares de buena calidad es muy similar en sabor y textura al zucchini (Cucurbita pepo). En China es frecuente en la gastronomía del sur, donde se lo conoce como huzi (chino: 葫子, pinyin: húzi); se lo emplea salteado o en sopas. En el Japón se acostumbra secarlo para su conservación, cortado en tiras que se marinan o salan; conocido como kampyō, forma parte de numerosos platos vegetarianos. En la India se emplea en currys, y las hojas y brotes tiernos se cuecen y usan en sopas y guisados.

Las semillas son ricas en aceite comestible; en el sur de Asia se utiliza para frituras, o se prepara en base a ellas un cuajo vegetal similar al tofu. En Centroamérica las semillas tostadas y molidas se utilizan para preparar una bebida similar a la horchata.

Otras variedades son sumamente amargas, al punto de resultar incomestibles. Dymock sugiere que algunas pueden resultar tóxicas, con efectos similares a los del elaterio (Ecballium elaterium).

Medicinal[editar]

La pulpa fibrosa junto a las semillas tiene efectos laxantes y eméticos, mientras que la piel tierna y la decocción de la corteza actúan como diuréticos. Hervido es sumamente digestivo, y ayuda en el tratamiento de la indigestión y la acidez estomacal. El extracto de las flores parece ser moderadamente antibiótico, y en China se utiliza como tratamiento para la diabetes mellitus,[10] mientras que el aceite se emplea como vermífugo y aplicado tópicamente para aliviar eczemas o ampolladuras en América.[11]

Como recipiente[editar]

Un mate de porongo.
Una lámpara de calabaza en forma de cabeza.
Calabacilla de pastor o calabaza de agua. Detalle en el cuadro de Juan Bautista Maíno: La Adoración de los pastores (ca. 1611-1613). Museo del Prado (Madrid, España)

En Argentina, Bolivia, Chile, Uruguay, Paraguay, y Brasil, el fruto seco y curado es el recipiente tradicional para el mate, a tal punto que la bebida toma su nombre por metonimia del término quechua para la calabaza, mati o mathi.[12]

En zonas rurales de México, el guaje es secado y ahuecado para almacenar agua, en esta forma se le conoce como guaje o bule y en El Salvador como tecomate y se tapona con un olote (lo que queda cuando al elote se le quita los granos de maíz) o corcho. Cuando se corta sólo la base para fabricar un pequeño plato se le conoce como jícara. También es utilizado para que los canarios construyan sus nidos cuando viven en cautiverio. En Chiapas, sureste de México se le conoce como pumpo al que tiene forma de botella, para llevar agua cuando se va a la parcela, y como tol al de forma globosa, para poner las tortillas con o sin manta y que conserven lo caliente por más tiempo. En todo el mundo algunas variedades, las llamadas calabacillas, "de botija" o "de botella", se han empleado para el almacenamiento y transporte de líquidos como cantimploras. La variedad llamada en la India katutumbi alcanza gran tamaño y se emplea en Oriente y en Hawái como recipiente para presentar la comida.

En España, como en gran parte de Europa y el Norte de África, ha quedado variada documentación sobre la botija de calabaza (calabazo, botija de pastor o barril de peregrino, entre otras muchas denominaciones),[13] citada ya por Menéndez Pidal, que definía el calabazo como término del castellano antiguo usado para designar una "vasija en forma de calabaza". Siguiendo su morfología se diseñó la vasija alfarera, como parte del ajuar o la impedimenta de agricultores y pastores, continuando la tradición popular de referirse a este primitivo modelo de cantimplora, y utilizada para llevar vino o agua, llegaba a tener una capacidad de dos litros.[14]

Como instrumento musical[editar]

Güiro de salsa.
Vista de la planta

Se utiliza como caja de resonancia para la tambura, un tipo de guitarra; otros instrumentos de percusión y de cuerda también lo utilizan, como el berimbau en Brasil, utilizado en la Capoeira. Se utiliza para la construcción de varios instrumentos de cuerda, como sachaguitarra, atamisqueña, N´goñis, Akontings, Nyatitis, entre otros muchos instrumentos.

Detalle de la flor

Como artesanía[editar]

En Perú, existe una larga tradición en la fabricación del mate burilado. Mantuvo diversos estilos durante el Antiguo Perú y se transformó durante la Colonia.

En Bolivia, El Tutumo es una pequeña población en el departamento de Santa Cruz, distante a 17 km de la capital cruceña, que lleva ese nombre por la abundancia del árbol productor del porongo.

Taxonomía[editar]

Lagenaria siceraria fue descrita por (Molina) Standl. y publicado en Publications of the Field Museum of Natural History, Botanical Series 3(3): 435. 1930.[15]

Sinonimia
  • Cucumis lagenarius (L.) Dumort.
  • Cucumis mairei H.Lév.
  • Cucurbita idolatrica Willd.
  • Cucurbita lagenaria L.
  • Cucurbita leucantha Duchesne
  • Cucurbita longa hort.
  • Cucurbita siceraria Molina
  • Cucurbita vittata Blume
  • Lagenaria bicornuta Chakrav.
  • Lagenaria cochinchinensis M.Roem.
  • Lagenaria idolatrica (Willd.) Ser. ex Cogn.
  • Lagenaria lagenaria (L.) Cockerell, nom. invalidum
  • Lagenaria leucantha (Duchesne ex Lamarck) Rusby
  • Lagenaria leucantha var. clavata Makino
  • Lagenaria leucantha var. depressa (Ser.) Makino
  • Lagenaria leucantha var. hispida (Thunb.) Nakai
  • Lagenaria longissima hort.
  • Lagenaria microcarpa Naudin
  • Lagenaria siceraria (Molina) Standl.
  • Lagenaria siceraria convar. clavatina Grebenšč.
  • Lagenaria siceraria convar. cugurda Grebenšč.
  • Lagenaria siceraria f. depressa (Ser.) Hiroe
  • Lagenaria siceraria f. microcarpa (Naudin) Hiroe
  • Lagenaria siceraria subsp. asiática (Kobyakova) Heiser
  • Lagenaria siceraria var. gourda (Ser.) Hara
  • Lagenaria siceraria var. hispida (Thunb.) Hara
  • Lagenaria siceraria var. laevisperma Millán
  • Lagenaria siceraria var. makinoi (Nakai) Hara
  • Lagenaria siceraria var. turbinata (Ser.) Hara
  • Lagenaria vittata Ser.
  • Lagenaria vulgaris Ser.
  • Lagenaria vulgaris subsp. africana Kobyakova
  • Lagenaria vulgaris subsp. asiática Kobyakova
  • Lagenaria vulgaris var. depressa Ser.
  • Lagenaria vulgaris var. viscosa Eggers
  • Pepo lagenarius (L.) Moench[16]

Véase también[editar]

Citas[editar]

  1. Decker-Walters (1996[9] ): "Swan (Goose, Speckled Swan, sometimes "Swan" is mis-applied as a synonym for Maranka) - Vendor: Park Seeds. Parentage: native Americans. Characteristics: large dipper shaped fruit with an enlargement near the stem-end of the neck, fruit 14-18" long with a 6" diameter bowl, rind mottled green, 100-120 day maturity. Similar: Indonesian Bottle. 1989."
  2. Seedman. "Gourds"[5] : "For birdhouses, drill a small hole through the top for a hanging cord. On the side, cut a hole large enough to accommodate wrens, barn swallows, or other small birds. Shake out the dried seeds. A small hole drilled in the bottom will help drain any rainwater that finds its way into the house. These natural-gourd birdhouses can last for many years."
  3. Decker-Walters (1996[9] ): "Birdhouse (Purple Martin House, Bird's Nest) - Characteristics: large bilobal with slender neck, thick rind, large blossom end bowl, 8-14" diameter, suitable for making birdhouse, 95-120 day maturity. Whitaker and Davis's Cucurbits, 1962."
  4. Decker-Walters (1996[9] ): "Purple Martin (Martin, Bird's Nest, sometimes called Birdhouse which is applied to a wider range of fruit types) - Vendor: Rocky Ford Gourds. Parentage: native to Southeast U.S. where the fruit were used as outdoor nesting containers for purple martins. Characteristics: fruit with swollen blossom end measuring 12-16" diameter and a thick variably elongated neck, rind thick and hard. Speck's Gourds of the Southeastern Indians. 1941."

Referencias[editar]

  1. Sevilla, Álvaro; Ángela, María (1999). «El uso de la calabaza de peregrino (Lagenaria Siceraria) en España». Revista de folklore (223). Consultado el 26 de marzo de 2015. 
  2. Erickson, David L.; Smith, Bruce D.; Clarke, Andrew C.; Sandweiss, Daniel H.; Tuross, Noreen. «An Asian origin for a 10,000-year-old domesticated plant in the Americas». PNAS 102 (51): 18315–18320 fecha= 20 December 2005. doi:10.1073/pnas.0509279102. PMC 1311910. PMID 16352716. Consultado el 17 de noviembre de 2009. 
  3. «Cucurbitaceae--Fruits for Peons, Pilgrims, and Pharaohs». University of California at Los Angeles. Consultado el 2 de septiembre de 2013. 
  4. a b H Teppner. 2004. Notes on Lagenaria and Cucurbita (Cucurbitaceae) - Review and New Contributions. Phyton (Horn, Austria) 44.2:245-308.
  5. a b c d Seedman. "Gourd seed". Las variedades tienen descripción informal y foto, en inglés. https://www.seedman.com/Gourds.htm
  6. Paris, Harry S.; Daunay, Marie-Christine; y Janick, Jules (2011): «Occidental diffusion of cucumber (Cucumis sativus) 500–1300 CE: two routes to Europe», artículo en inglés en la revista Oxford Journals. 30 de septiembre de 2011.
  7. a b Millán (1946) Nuevo mate del Uruguay (Lagenaria siceraria var. laevisperma). Darwiniana 7(2):194-197. http://www.jstor.org/stable/23211625
  8. a b D Decker-Walters, J Staub Aa López-Sesé, E Nakata. 2001. Diversity in landraces and cultivars of bottle gourd (Lagenaria siceraria; Cucurbitaceae) as assessed by random amplified polymorphic DNA. Genetic Resources and Crop Evolution 48-4:369-380
  9. a b c d e Deena Decker-Walters (editora, 1996) Vegetable Cultivar Descriptions for North America. Gourd - Lagenaria, Lists 1-26 Combined. http://cuke.hort.ncsu.edu/cucurbit/wehner/vegcult/grdlagenaria.html En: Cucurbit Breeding. Horticultural Science. http://cuke.hort.ncsu.edu/cucurbit/index.html
  10. Duke & Ayensu, 1985
  11. Moerman, 1998
  12. «Los argentinos tomamos cien litros de mate por año». Consultado el 15 de mayo de 2013. 
  13. Caro Bellido, 2008, p. 59.
  14. Lizcano, 2000, p. 264.
  15. «Lagenaria siceraria». Tropicos.org. Missouri Botanical Garden. Consultado el 22 de agosto de 2014. 
  16. Sinónimos en Tropicos

Bibliografía[editar]

  1. Caro Bellido, Antonio (2008). Diccionario de términos cerámicos y de alfarería. Cádiz: Agrija Ediciones. ISBN 84-96191-07-9. 
  2. Lizcano Tejado, Jesús María (2000). Diputación Provincial de Ciudad Real, ed. Los barreros: alfarería en la provincia de Ciudad Real. ISBN 978-84-7789-166-6. 
  3. Duke, J. A.; Ayensu, E. S.; (1985). Medicinal Plants of China. Reference Publications. ISBN 0-917256-20-4. 
  4. Dymock, W; Warden, C. J. H.; Hooper, D. (2005). Pharmacographia Indica. Nueva Delhi: Srishti. 
  5. Mörman, D (1998). Native American Ethnobotany. Oregon: Timber Press. ISBN 0-88192-453-9. 

Enlaces externos[editar]