Home (documental)

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

Home ("Hogar" en español) es un documental dirigido por Yann Arthus-Bertrand y estrenado en 2009. La película está enteramente compuesta por vistas aéreas de diversos lugares alrededor del mundo junto a la voz de un narrador. Muestra la diversidad de la vida en La Tierra y cómo las actividades humanas se han convertido en una amenaza para el equilibrio ecológico del planeta.

Resumen[editar]

El documental muestra la historia del planeta Tierra desde sus inicios hasta el presente. En la película se pueden ver secuencias de imágenes de todo el mundo, en las cuales se puede apreciar, comentado por el narrador (Salma Hayek en la versión en inglés), cómo el hombre ha maltratado y está afectando al planeta: el clima (cambio climático), los ecosistemas (deforestación, sobreexplotación de acuíferos, pérdida de biodiversidad, urbanización, etc.) debido a la voracidad de energía y materiales del sistema socioeconómico capitalista. El documental asimismo avisa que según los científicos, de no modificarse nuestra conducta, probablemente en 10 años la situación podría no ser reversible.

Así, la película transmite un profundo mensaje ecológico (su título "Home" es "Hogar" en castellano) sin caer en el pesimismo, repitiendo la frase: «es demasiado tarde para ser pesimistas».

Lanzamiento[editar]

La película fue lanzada el 5 de junio de 2009 simultáneamente en los cines de todo el mundo, en DVD, Blu-ray y en YouTube[1]​ (con una edición más corta). El hecho de publicarse simultáneamente en 50 países hizo que batiera un nuevo récord. Además, la película estuvo disponible de forma gratuita en internet.[2]

El INA bloquea el contenido del documental en castellano usando como pretexto una violación del Copyright.

En enero de 2017, y sin previo aviso, la INA (Insitut National de l'Audiovisuel) hizo que se retirase la versión libre y en castellano del vídeo en YouTube, por lo que solo se puede ver el documental en inglés.[1]

Críticas[editar]

La empresa multinacional francesa PPR, un conglomerado de marcas de lujo como Gucci, Fnac o Puma, subvencionó la película con 10 millones de euros.[3]​ Pero, debido a que se ve el logo de la empresa al principio y al final de la película, algunos críticos lo consideran como greenwashing (lavado de imagen verde).[4]

Véase también[editar]

Referencias[editar]

Enlaces externos[editar]