Wangari Maathai

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Wangari Muta Maathari Premio Nobel
Wangari Maathai.jpg
Wangari Maathai, fundadora del Movimiento Cinturón Verde.
Información personal
Nombre de nacimiento Wangari Muta Maathai
Nacimiento 1 de abril de 1940
Flag of British East Africa.svg Nyeri, Kenia británica
Fallecimiento 25 de septiembre de 2011 (71 años)
Flag of Kenya.svg Nairobi, Kenia
Causa de muerte Cáncer de ovario Ver y modificar los datos en Wikidata
Nacionalidad Keniana
Creencias religiosas Iglesia católica Ver y modificar los datos en Wikidata
Familia
Cónyuge Mwangi Maathai (hasta 1978)
Hijos Waweru, Wanjira, Muta
Educación
Educación doctorado Ver y modificar los datos en Wikidata
Alma máter Universidad de Pittsburgh
Información profesional
Ocupación anarquista, bióloga, veterinaria
Cargos ocupados
  • Member of the National Assembly (Kenya)
Ver y modificar los datos en Wikidata
Empleador Ver y modificar los datos en Wikidata
Distinciones Premio Nobel en 2004
Web
Sitio web
[editar datos en Wikidata]

Wangari Muta Maathai (Nyeri, Kenia británica, 1 de abril de 1940 - Nairobi, Kenia, 25 de septiembre de 2011) fue una activista política y ecologista keniana de la etnia kĩkũyũ, y la primera mujer africana en recibir el Premio Nobel de la Paz en 2004 por "su contribución al desarrollo sostenible, la democracia y la paz". En 1977 fundó el Movimiento Cinturón Verde (Green Belt Movement), por el que obtuvo en 1986 el Premio al Sustento Bien Ganado. Fue elegida miembro del Parlamento de Kenia (Cámara Baja de la Asamblea Nacional) donde ejercició como ayudante del ministro de Medio Ambiente y Recursos Naturales durante el gobierno del presidente Mwai Kibaki entre enero de 2003 y noviembre de 2005. También formó parte del Consejo de Honor del World Future Council. Falleció en 2011 de cáncer de ovario.

Infancia y educación[editar]

Maathai nació el 1 de abril de 1940 en el pueblo de Ihithe del distrito de Nyeri, en las tierras altas centrales Kenia, entonces colonia británica. Su familia era kĩkũyũ, el grupo étnico más numeroso de Kenia, y residía en la región desde hacía varias generaciones.[1] La familia de Maathai se mudó en 1943 a una granja de propietarios blancos en el Valle Rift cercana al pueblo de Nakuru, donde su padre encontró trabajo.[2] A finales de 1947 Maathai regresó a Ihithe con su madre, ya que dos de sus hermanos iban a la escuela primaria en el pueblo y en la granja no podían ser escolarizados. Su padre se quedó en la granja trabajando. [3] Poco después, con ocho años, comenzó a ir a la escuela primaria de Ihithe junto a sus hermanos.

Maathai se incorporó a los once años a la escuela primaria intermedia Santa Cecilia, un internado de la Misión Católica Mathari en Nyeri,[4] donde permaneció cuatro años. Durante este tiempo aprendió a hablar inglés con fluidez y se convirtió al Catolicismo. Se interesó por la Legión de María, cuyos miembros intentaban "servir a Dios, sirviendo a los seres humanos"[5] Al estudiar en Santa Cecilia, Maathai estuvo a salvo de la sublevación Mau Mau en curso que obligó a su madre a mudarse a un refugio de emergencia en el pueblo de Ihithe.[6] Terminó sus estudios en 1956 la primera de su clase y fue admitida en el Loreto High School de Limuru[7] , que entonces era la única escuela preparatoria católica de mujeres en Kenia.

No obstante, el fin del colonialismo en África Oriental estaba cerca, y políticos kenianos como Tom Mboya proponían formas de hacer accesible la educación de las naciones occidentales a los estudiantes promesa africanos. El entonces senador de los Estados Unidos John F. Kennedy acordó financiar el programa a través de la Fundación Joseph P. Kennedy Jr., iniciando lo que se conoció como Kennedy Airlift o Airlift Africa ("el puente aéreo de África"). Maathai fue una de los trescientos kenianos seleccionados en septiembre de 1960 para ir a estudiar a Estados Unidos.[8]

No hay nada más bello que cultivar la tierra al anochecer. En ese momento del día en las tierras altas, el aire y la tierra están frescas, el sol se está poniendo, la luz del sol es dorada sobre las cordilleras y las copas de los árboles, y suele haber brisa. Mientras retiras las hierbas y presionas la tierra alrededor de los cultivos te sientes feliz, y desearías que la luz perdurara para poder cultivar más. La tierra y el agua, el aire y el fuego menguante del sol se combinan para formar los elementos esenciales de la vida y me revelan mi parentesco con la tierra. Cuando era niña a veces me concentraba tanto trabajando en los campos con mi machete que no me daba cuenta del final del día, hasta que estaba tan oscuro que no podía diferenciar las malas hierbas de los cultivos. En ese momento sabía que era hora de regresar a casa, por las estrechas sendas que atravesaban los campos y ríos y arboledas.
—Wangari Muta Maathai – Unbowed, p. 47.

Obtuvo una beca para estudiar en el Mount St. Scholastica College (Benedictine College en la actualidad), en Atchison, Kansas, donde se graduó en Biología (major) con especialidades (minors) en Química y Alemán.[9] Tras obtener su Bachelor of Science en 1964, estudió la maestría en Biología en la Universidad de Pittsburgh financiada por el Instituto Africano-Americano [10] , y durante su estancia en Pittsburgh experimentó por vez primera una restauración medioambiental cuando ecologistas locales se propusieron limpiar el aire de la ciudad.[11] En enero de 1966 Maathai obtuvo su Maestría en Ciencias Biológicas,[12] y fue propuesta para ocupar un puesto como asistente investigador de un profesor de Zoología de la Escuela Universitaria de Nairobi.[13]

A su regreso a Kenia, Maathai dejó de usar su apellido ya que prefería que la llamaran por su nombre de pila, Wangari Muta.[14] Cuando llegó a la universidad para comenzar su nuevo trabajo, se le informó de que el puesto le había sido otorgado a otro. Maathai pensó que ello se debía a prejuicios de género y tribales.[15] Tras buscar trabajo durante dos meses, el Profesor Reinhold Hofmann, de la Universidad de Giessen en Alemania, le ofreció trabajo como ayudante de investigación en la sección de microanatomía del recién creado Departamento de Anatomía Veterinaria en la Escuela de Medicina Veterinaria de la Universidad de Nairobi.[16] En abril de 1966 conoció a Mwangi Mathai, otro keniano que había estudiado en América, quien posteriormente se convertiría en su esposo. [17] Alquiló un pequeño local en la ciudad y puso una tienda donde trabajaron sus hermanas. En 1967, animada por el Professor Hofmann, viajó a la Universidad de Giessen en Alemania para estudiar un doctorado, que realizó en esa universidad y en la Universidad de Múnich.

En la primavera de 1969, Maathai regresó a Nairobi para continuar sus estudios en la Universidad de Nairobi como profesora adjunta. [18] En mayo de ese año se casó con Mwangi Mathaiy y poco después se quedó embarazada de su primer hijo, al tiempo que su marido se presentaba al Parlamento, perdiendo por un pequeño margen. En el transcurso de las elecciones, Tom Mboya, que había sido crucial para la creación del programa que la envió al extranjero, fue asesinado. Esto llevó al presidente Jomo Kenyatta a terminar con la democracia multipartidista en Kenia. Poco después nació Waweru, su primer hijo.[19] En 1971 se convirtió en la primera mujer de África Oriental en obtener un doctorado, en su caso de anatomía veterinaria,[12] de la Escuela Universitaria de Nairobi, que se convertiría en la Universidad de Nairobi al año siguiente. Presentó su tesis sobre el desarrollo y diferenciación de las gónadas bovinas. [20] Su hija Wanjira nació en diciembre de ese mismo año.

Activismo y vida política 1972–1977[editar]

Maathai continuó enseñando en Nairobi, convirtiéndose en profesora adjunta de anatomía en 1975, jefa del Departamento de Anatomía Veterinaria en 1976 y profesora asociada en 1977. Fue la primera mujer en Nairobi en alcanzar estos puestos. [21] Durante este tiempo, Maathai promovió campañas a favor de la igualdad de beneficios para las mujeres que trabajaban en la Universidad, llegando al punto de intentar convertir la asociación del personal académico en un sindicato con el objeto de negociar las prestaciones. Las cortes negaron esta posibilidad, pero muchas de sus demandas de igualdad se lograron posteriormente. [22] Además de su trabajo en la Universidad de Nairobi, Maathai se involucró en diversas organizaciones cívicas a principios de los años 70. Fue miembro de la delegación en Nairobi de la Sociedad de la Cruz Roja de Kenia, convirtiéndose en su directora en 1973. También fue miembro de la Asociación Keniana de Mujeres Universitarias. Tras la fundación del Centro Ambiental Liason en 1974, se la invitó a formar parte de la junta local, llegando a convertirse en su presidenta. El Centro Ambiental Liason trabajó para promover la participación de organizaciones no gubernamentales en el Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente (UNEP), cuyas oficinas centrales se abrieron en Nairobi tras la Conferencia de las Naciones Unidas sobre el Medio Humano celebrada en Estocolmo en 1972. Maathai también formó parte del Consejo Nacional de Mujeres de Kenia (NCWK).[23] A través de su trabajo como voluntaria en las diversas asociaciones, le resultó evidente que la raíz de la mayoría de los problemas de Kenia era la degradación medioambiental. [24]

En 1974, la familia de Maathai creció con el nacimiento de su tercer hijo, Muta. Su esposo realizó nuevamente campaña política para lograr un puesto en el Parlamento, esperando representar al distrito electoral de Lang'ata, y ganó. Durante esa campaña prometió aumentar los empleos en Kenia. Estas promesas hicieron que Maathai conectara sus ideas de recuperacióm ambiental con la necesidad de dar empleo a los parados, lo que condujo a la fundación de Envirocare Ltd., una empresa dedicada a la reforestación, implicando a ciudadanos comunes en el proceso. Esto la llevó a crear su primer invernadero en el bosque Karura. Envirocare tuvo múltiples problemas, sobre todo relacionados con la financiación, y el proyecto fracasó. Sin embargo, gracias a las conversaciones mantenidas sobre Envirocare y a su trabajo en el Centro Ambiental Liaison, el UNEP consiguió que Maathai asistiera a la primera Conferencia de Naciones Unidas sobre asentamientos humanos, conocida como Habitat I, que tuvo lugar en Vancouver, Canadá, en junio de 1976.[25]

En 1977, Maathai habló ante el Consejo Nacional de mujeres de Kenia (NCWK) sobre su asistencia a Habitat I. Propuso impulsar la reforestación, a lo que el consejo accedió. El 5 de junio de 1977, el día Mundial del Medio Ambiente, el NCWK realizó una marcha desde el Centro Internacional de Conferencias en Nairobi hasta el parque Kamukunji en las afueras de la ciudad, donde plantaron siete árboles en honor a líderes históricos de la comunidad. Este fue el primer "Cinturón Verde", conocido inicialmente como "Salvar la Tierra Harambee" que posteriormente se convirtió en el Movimiento Cinturón Verde (Green Belt Movement). [26] Maathai alentó a las mujeres de Kenia a crear invernaderos por todo el país, buscando semillas en bosques cercanos para sembrar árboles oriundos de la zona. Maathai acordó pagar a las mujeres una pequeña remuneración por cada semillero que fuese plantado poetriormente en otors lugares. [27]

Problemas personales 1977–1979[editar]

Maathai y su esposo, Mwangi Maathai, dejaron de convivir en 1977. Tras una larga separación, Mwangi pidió el divorcio en 1979. Se dijo que Mwangi pensaba que Wangari "tenía una mentalidad demasiado fuerte para ser mujer" y que él era "incapaz de controlarla". Además de llamarla "cruel" durante el juicio, la acusó públicamente de adulterio con otro miembro del parlamento,[28] lo que habría provocado su alta presión sanguínea, y el juez falló a favor de Mwangi. Poco después del juicio, en una entrevista con la revista Viva, Maathai se refirió al juez como un incompetente o corrupto.[28] La entrevista hizo que el juez levantara cargos por desacato al tribunal. Fue declarada culpable y sentenciada a seis meses de cárcel. Tras pasar tres días en la prisión femenina de Lang'ata en Nairobi, su abogado hizo una declaración que el tribunal consideró suficiente para proceder a liberarla. Poco después del divorcio, su exesposo envió una carta por medio de su abogado donde exigía que Maathai dejara de usar su apellido. En vez de hacerlo, ella le agregó una "a". [29] [30]

El divorcio fue caro, y con las minutas de abogados y la pérdida de ingresos de su esposo, Maathai descubrió que con su salario universitario no podía asumir sus gastos y los de sus hijos. Le surgió la oportunidad de trabajar en la Comisión Económica para África a través del Programa de las Naciones Unidas para el Desasollo. Este trabajo requería viajar por África y la base estaba en Lusaka, Zambia, por lo que no podía llevar a sus hijos con ella y decidió enviarlos con su exmarido y aceptar el empleo, aunque los visitaba regularmente. Los niños vivieron con su padre hasta 1985.[31]

Problemas políticos 1979–1982[editar]

En 1979, poco después de su divorcio, Maathai se presentó para el puesto de presidenta del Consejo Nacional de Mujeres de Kenia (NCWK), una organización paraguas que consistía en la unión de muchas organizaciones de mujeres del país. El entonces recién electo Presidente de Kenia Daniel arap Moi trató de limitar la influencia de la etnia kĩkũyũ en el país, incluidas las organizaciones civiles como el NCWK. Maathai perdió las elecciones por tres votos, pero fue elegida vicepresidenta de la organización por mayoría. Al año siguiente Maathai se presentó de nuevo a la presidencia del NCWK y volvió a perder, según pensaba, por culpa del gobierno. En el momento fue evidente que Maathai iba a ganar las elecciones, Maendeleo Ya Wanawake, miembro de una organización que representaba a la mayoría de las mujeres del medio rural de Kenia y cuya líder era cercana a Daniel arap Moi, se retiró de la NCWK. Maathai fue elegida presidenta de la NCWK sin oposición. Sin embargo, fue Maendeleo Ya Wanawake quien recibió la mayoría del apoyo financiero para programas de ayuda a las mujeres en el país, y la NCWK fue prácticamente llevada a la bancarrota. Pese a que la recaudación de fondos se hizo más difícil, el NCWK sobrevivió haciendo énfasis en el medioambiente y haciendo visible su presencia y trabajo. Maathai continuó y fue reelecta como presidenta de la organización cada año hasta que se retiró en 1987.[32]

Pronto fue obvio que la política estaba en juego de nuevo. El partido en el poder no me quería en el parlamento y habían ingeniado un modo de evitar que llegara hasta ahí. De nuevo decidí luchar llevando a juicio a las autoridades y desafiando sus motivos para descalificarme, que sabía que eran completamente ilegales. El tribunal se reunió a las nueve en punto de la mañana un sábado, pero se me pidió que llevara los papeles de mi candidatura por la tarde de ese mismo día a Nyeri, que está a tres horas en coche desde Nairobi. Viendo que me sería imposible estar a tiempo para la hora límite si conducía, unos amigos contrataron un avión para llevarme a Nyeri tan pronto como el juzgado diera su veredicto. Cuando el juez dictó su sentencia final, incapacitándome para presenatarme al parlamento, ya era casi medio día. Incluso en avión y con un veredicto favorable, hubiera llegado a Nyeri demasiado tarde. Mi caso, como muchos otros, demostraba la falta de justicia que era frecuente en ese momento en Kenia, lo que me llevó a implicarme en el movimiento prodemocracia. Una vez más, había perdido en el juzgado. No iba a poder ser candidata.
—Wangari Muta Maathai – Unbowed, pp. 161.

En 1982, el puesto parlamentario en representación de su región de residencia, Nyeri, estaba vacante, y Maathai decidió hacer campaña para el puesto. Como dictaba la ley, renunció a su puesto en la Universidad de Nairobi para hacer su campaña. Los tribunales decidieron que no podía ser electa debido a que no se había vuelto a registrar en la última elección presidencial en 1979. Maathai creía que esto era falso e ilegal y llevó el asunto a juicio. El tribunal se reunió a las nueve de la mañana y si ella obtenía una resolución favorable, debía presentar los papeles para su candidatura en Nyeri a las tres de la tarde del mismo día. El juez descalifico su candidatura por un tecnicismo.[Aclaración requerida] Cuando pidió ser readmitida en su trabajo, se le denegó. Como vivía en la residencia universitaria y ya no era parte de su plantilla, fue desalojada. [33]

Movimiento Cinturón Verde[editar]

Maathai se mudó a una pequeña casa que había comprado años atrás y se centró en el NCWK mientras buscaba trabajo. Estando en el NCWK se puso en contacto con ella Wilhelm Elsrud, director ejecutivo de la Sociedad Noruega de Silvicultura, quien quería asociarse con el Movimiento Cinturón Verde y le ofreció el puesto de coordinadora. Empleada de nuevo, Maathai volcó sus esfuerzos en el Movimiento Cinturón Verde. Además de la Sociedad Noruega de Silvicultura, el movimiento también recibió "capital inicial" del Fondo Voluntario para Mujeres de Naciones Unidas. Estos fondos permitieron la expansión del movimiento, la contratación de empleados adicionales para llevar sus operaciones a otras partes del mundo y continuar pagando una pequeña contribución a las mujeres que plantaban árboles por todo el país. Esto le permitió redefinir las operaciones del movimiento, y pagar un pequeño estipendio a los esposos e hijos de las mujeres que estaban alfabetizados y eran capaces de mantener un registro preciso de las plántulas sembradas. [34]

A pesar de que fui una mujer muy educada, no me parece extraño trabajar con mis manos, usualmente con mis rodillas en el suelo, junto con campesinas. Algunos políticos y otros en los años ochenta y noventa me ridiculizaban por hacerlo, pero no tenía problema y las campesinas aceptaban y apreciaban que estuviese trabajando con ellas para mejorar sus vidas y su medioambiente. Después de todo yo era una niña del mismo suelo. Si la educación significa algo, no debería alejar a las personas de la tierra, si no brindarles más respeto por ella, porque las personas educadas están en posición de entender lo que se ha perdido. El futuro del planeta nos concierne a todos y debemos hacer lo que podamos para protegerlo. Como le dije a los silvicultores y a las mujeres, no necesitas un diploma para plantar un árbol.
—Wangari Muta Maathai – Unbowed, pp. 137–138.

Naciones Unidas celebró la tercera conferencia de mujeres en Nairobi. Maathai organizó durante la conferencia seminarios y presentaciones para explicar el trabajo del Cinturón Verde en Kenia. Acompañó a delegados para conocer los invernaderos. Conoció a Peggy Snyder, líder de la UNIFEM, y a Helvi Sipilä, la primera mujer nombrada secretario general adjunto de Naciones Unidas. La conferencia ayudó a expandir la recaudación de fondos para el Movimiento Cinturón Verde y a que se estableciese fuera de Kenia. En 1986, con financiación de la UNEP, el movimiento se expandió por toda África y condujo a la fundación de la Red Pan-Africana del Cinturón Verde. Cuarenta y cinco representantes de quince países africanos viajaron a Kenia durante los siguientes tres años para aprender a realizar programas similares en sus países para combatir la desertificación, la deforestación, la crisis de agua y la hambruna rural. La atención que el movimiento recibió en los medios hizo que Maathai fuera galardonada con diversos premios. El gobierno de Kenia, sin embargo, solicitó que el Movimiento Cinturón Verde se escindiera del NCWK, al pensar que la organización debería enfocarse solamente en los asuntos de las mujeres, no en temas ambientales. Por ello en 1987 Maathai cesó en la presidencia del NCWK y se centró en su nueva organización no gubernamental. [35]

Intervención gubernamental[editar]

En la segunda mitad de los años 80, el gobierno keniano se volvió contra Maathai y el Movimiento Cinturón Verde. El régimen unipartidista se opuso a muchas de las posturas del movimiento sobre derechos democráticos. El gobierno invocó una ley de la era colonial que prohibía a grupos de más de nueve personas juntarse sin primero obtener una licencia gubernamental. En 1988, el movimiento convocó actividades en favor de la democracia, como registrar votantes para la elección y presionar para una reforma constitucional y por la libertad de expresión. El gobierno realizó un fraude electoral en las elecciones para mantener el poder, según Maathai.[36]

En octubre de 1989, Maathai se opuso a un plan para construir el complejo de 60 plantas Kenya Times Media Trust en el Parque Uhuru. El complejo pretendía albergar las oficinas centrales de KANU, el periódico Kenia Times, un centro de negocios, oficinas, auditorio, galerías, centro comercial y aparcamiento para 2.000 vehículos. El plan también incluía una estatua del presidente Daniel arap Moi. Maathai escribió muchas cartas de protesta a Kenya Times, la Oficina del Presidente, la Comisión de la Ciudad de Nairobi, el Comisionado Provincial, el Ministro de Medio Ambiente y Recursos Naturales, los directores ejecutivos del UNEP y el Centro Ambiental Liaison, el Director Ejecutivo de la UNESCO, el Ministro de Obras Públicas y el Secretario Permanente en el departamento de Seguridad Internacional y Administración. Escribió a Sir John Johnson, el Alto Comisionado Británico en Nairobi, instándole a hablar con Robert Maxwell, el mayor accionista del proyecto, equiparando la construcción de una torre en el Parque Uhuru con una construcción similar en el Hyde Park o en Central Park y sosteniendo que eso sería intolerable.[37]

Cuando veo el Parque Uhuro y contemplo su significado, me siento obligada a pelear por él, así mis nietos tal vez compartirán el sueño y el gozo de la libertad mientras caminan por aquí.
—Wangari Muta Maathai – Unbowed, p. 192.

El gobierno rehusó contestar a sus protestas y solicitudes, y en su lugar respondió a los medios que Maathai era una "loca"; negando que el proyecto en el Parque Uhuru fuera a ocupar más que una pequeña parte del parque público y proclamando que el proyecto era un "magnífico trabajo de arquitectura" al que se oponía solo la "minoría ignorante". El 8 de noviembre de 1989, el parlamento expresó su indignación por las acciones de Maathai, quejándose de las cartas a organizaciones extranjeras y calificando al Movimiento Cinturón Verde de organización fraudulenta y a sus miembros de "un montón de divorciadas". Sugirieron que si Maathai estaba tan cómoda escribiendo a los europeos, quizás debería vivir en Europa.[38]

Pese a las objeciones de Maathai y a las crecientes protestas por toda la ciudad, la excavación en el Parque Uhuru para la construcción del complejo comenzó el 15 de noviembre de 1989. Maathai solicitó una orden judicial ante el Alto Tribunal de Kenia para detener las obras, pero el caso fue sobreseído el 11 de diciembre. En sus primeras declaraciones públicas sobre el proyecto, el presidente Daniel arap Moi señaló que quienes se oponían al mismo tenían "insectos en la cabeza". El 12 de diciembre en el Parque Uhuro, durante el discurso de celebración de la independencia británica, el Presidente Moi sugirió a Maathai que fuera una mujer acorde a las tradiciones africanas, que respetase a los hombres y que se estuviera callada. [39] El gobierno la obligó a desalojar su oficina y el movimiento Cinturón Verde se trasladó a su domicilio. El gobierno entonces auditó en un intento aparente de eliminarlo. A pesar de todo, sus protestas, la respuesta del gobierno – y la cobertura que obtuvo en los medios– llevó a los inversores extranjeros a cancelar el proyecto en enero de 1990.[40] [41]

En enero de 1992 Maathai y otros activistas pro democracia conocieron la existencia de una lista de personas señaladas para ser asesinadas y de que era posible que se tratase de un golpe promovido por el gobierno. El nombre de Maathai estaba en la lista. El grupo a favor de la democracia conocido como el Foro de Restauración Democrático (FORD), presentó esta información a los medios, reclamando elecciones generales. Ese mismo día Maathai recibió la alerta de que uno de sus miembros había sido arrestado, y decidió encerrarse en su domicilio. Poco después la policía llegó y rodeo la casa. El sitio duró tres días hasta que los policías cortaron los barrotes que había instalado en las ventanas, entraron y la arrestaron. A ella junto con los otros activistas pro democráticos arrestados se les acusó de difundir rumores malintencionados, de sedición y de traición. Tras día y medio en la cárcel fueron llamados a audiencia y puestos en libertad bajo fianza. Varias organizaciones internacionales y ocho senadores estadounidenses (entre ellos Al Gore y Edward M. Kennedy) presionaron al gobierno de Kenia para que o retiraba los cargos contra los actividas pro democracia o se arriesgaba a perjudicar las relaciones con los Estados Unidos. En noviembre de 1992, el gobierno retiró los cargos. [42]

El 28 de febrero de 1992, estando en libertad condicional, Maathai participó junto con otros en la huelga de hambre en un rincón del Parque Uhuru al que llamaron el Rincón de la Libertad, para presionar al gobierno y que liberase a los prisioneros políticos. Tras cuatro días de ayuno, el 3 de marzo de 1992 la policía desalojó por la fuerza a los manifestantes. Maathai y otras tres personas fueron golpeadas hasta caer inconscientes y tuvieron que ser hospitalizadas[43] El Presidente Daniel arap Moi la llamó "demente" y "una amenaza para el orden y la seguridad del país".[44] El ataque recibió críticas internacionales. El Departamento de Estado de los Estados Unidos declaró estar "profundamente preocupado" por la violencia y el desalojo forzoso de los manifestantes.[45] Al no ser liberados los presos políticos, los manifestantes – madres en su mayoría de los presos– trasladaron la protesta a la Catedral All Saints, sede del Arzobispado Anglicano en Kenia. La protesta continuó allí, siendo frecuentes las contribuciones de Maathai, hasta que los prisioneros fueron liberados a principios de 1993.[46]

Durante ese periodo Maathai fue reconocida con varios premios internacionales, pero el gobierno de Kenia no apreciaba su labor. En 1991 obtuvo el Premio Ambiental Goldman en San Francisco y en Londres el Premio al Liderazgo en África de The Hunger Project. La CNN emitió un fragmento de tres minutos relacionado con el premio Goldman, pero cuando fue emitido en Kenia, ese corte había sido borrado. En junio de 1992 mientras la protesta en el parque Uhurocontinuaba, Maathai y el presidente arap Moi viajaron a Río de Janeiro para asisitir a la Cumbre de la Tierra. El gobierno de Kenia acusó a Maathai de incitar y animar a las mujeres a pelear en el Rincón de la Libertad, instando a que no se le permitiera hablar en la conferencia. Pese a ello, Maathai fue elegida protavoz principal de la cumbre.[47]

Empuje por la democracia[editar]

Durante las primeras elecciones multi partido en Kenia en 1992, Maathai lucho por unificar la oposición y elecciones libres en Kenia. El Foro para la Restauración de la Democracia se había escindido en FORD-Kenya (liderado por Oginga Odinga) y FORD-Asili (liderado por Kenneth Matiba); Mwai Kibaki, la exvicepresidenta, había abandonado el partidoen el poder, Kenya African national Union (KANU), y había formado el Partido Democrático. Maathai y muchos otros creyeron que esa fractura conllevaría que KANU retuviera el control del país, por lo que formaron el Middle Ground Group, en un esfuerzo de reunir a la oposición. Maathai fue elegida su presidenta. También durante las elecciones Maathai junto con otros miembros de la oposición afines formaron el Moviento para las Elecciones Libres y Justas. A pesar de sus esfuerzos la oposición no se unió y el partido en el poder KANU uso la intimidación y los mediosde comunicación estatales para ganar las elecciones, conservando el control del parlamento. [48]

Usualmente es difícil para los que viven en una sociedad libre describir a quienes viven en un régimen autoritario. No sabes en quien confiar. Te preocupa que tú, tu familia o tus amigos sean arrestados y encarcelados sin el proceso correspondiente. El miedo de la violencia política ya sea por asesinatos directos o blancos "accidentales" es constante. Ese era el caso de Kenia, especialmente durante los años de 1990.
—Wangari Muta Maathai – Unbowed, p. 206.

Al año siguiente hubo enfrentamientos étnicos por toda Kenia. Maathai creyó que fueron incitados por el gobierno, quien había alertado de las consecuencias de una democracia multipartido. Maathai viajó con amigos a aras de prensa con tal de aportar a que sigan peleando. Junto con el Movimiento Cinturón Verde, plantó "árboles de paz", pero antes de que sus acciones se opusieron antes. El conflicto termina con "zonas de no acceso", y en febrero de 1993, el presidente dijo que debía de estar en una pesada de distribución de panfletos incitando a Kikuyus para atacar a Kalenjins. Después de que su amigo y apoyo Dr. Makanga fuera secuestrado. Maathai escogió esconderse. Mientras estaba escondida, Maathai fue invitada a una reunión en Tokio de Lla Cruz Verde Internacional, una organización ambiental recientemente formada por el ex líder soviético Mikhail Gorbachev. Cuando Maathai respondió que no podía asistir a la reunión, ya que no creía que el gobierno le iba a permitir salir del país y ella se estaba escondiendo. Gorbachev hizo presión en el gobierno de Kenia para que le permitieran viajar libremente. El presidente arap Moi denegó su viaje limitado, por lo que se le permitió dejar el país a pesar de que iba tarde para la reunión en Tokio. Maathai fue reconocida de nuevo cuando voló a Escocia para recibir la Medalla de Edinburgo en abril de 1993. En mayo fue a Chicago a recibir el Premio Internacional de Liderazgo Femenino Jane Addams y en junio asistió a una Conferencia sobre Derechos Himanos de las Naciones Unidas en Viena. [49]

Durante las elecciones de 1997, Maathai busco unir de nuevo a la oposición para derrotar al partido con poder. En noviembre, a menos de dos meses de la elección decidió que iba a contender para el parlamento y también para presidente por parte del Partido Liberal. Sus intenciones fueron ampliamente cuestionadas en la prensa; muchos crecían que era solo una forma en la que llevaría al Movimiento Cinturón Verde fuera de la política. El día de la elección, un rumor de que Maathai se había retirado de la elección fue divulgado. Maathai ganó poco votos y perdió la elección.[50]

El verano de 1998, Maathai supo de un plan del gobierno para privatizar grandes áreas de tierra pública y el Bosque Karura en las afueras de Nairobi. Maathai realizó protestas y se quejó a través de cartas al gobierno y a la prensa. Ella iba con el Cinturón a Karuna, a plantar árboles y a protestar en contra la destrucción del bosque. El 8 de enero de 1999, un grupo de protestantes, entre ellos incluida Maathai, seis MP, periodistas, observadores internacionales y miembros del Cinturón Verde regresaron al bosque plantando árboles en protesta. La entrada al bosque estaba cuidado por un gran grupo de hombres. Cuando ella intentó plantar un área que estaba especialmente designada para un campo de golf, muchos de los protestantes resultaron heridos, incluyendo a Maathai, cuatro MPs, algunos periodistas y ambientalistas alemanes. Cuando ella informó del ataque a la policía, ésta se negó a acudir al bosque para arrestar a sus atacantes. Sin embargo, el ataque había sido filmado por algunos seguidores de Maathai y el evento provocó indignación internacional.[40] [51] Protestas estudiantiles surgieron por Nairboi y algunos de esos grupos fueron desintegrados violentamente por la polícia. Las protestas continuaron hasta el 16 de agosto de 2000, cuando se anunció que estaba prohibido cualquier asentamiento en espacio público.[52] . En 2001, Maathai regresó a enseñar con Dorothy McChliskey vieja compañera de conservación en la Universidad de Yale mientras estudiaban Escuela de Forestación y estudios Ambientales. Permaneció en dicha Escuela hasta junio 2001 impartiendo un curso en desarrollo sustentable, que se enfocaba en el trabajo del Cinturón Verde. [53]

Elección al Parlamento[editar]

Después de su regreso a Kenia, Maathai realizó otra campaña para entrar al parlamento durante las elecciones de 2002, esta vez como candidata de la Coalición Nacional Arcoiris, la organización general que finalmente unifico a la oposición. El 27 de diciembre de 2002, la Coalición Arcoiris derrotó al partido en el poder (Unión Nacional Africana Keniana, y en Constitución Tetu Maathai ganó con un 98% de los votos.[54] En enero de 2003, fue nombrada Ministro Asistente del Ministerio de Medio Ambiente y Recursos Naturales sirviendo hasta noviembre 2005.[12] Fundó el Partido Mazingira Verde de Kenia, en 2003 se creó una plataforma de conservación encarnada por el Movimiento Cinturón Verde. Es miembro de la Federación de Partidos Verdes de África y de los Verdes Globales.[55]

Premio Nobel de la Paz[editar]

Wangari Maathai fue condecorada con el Premio Nobel de la Paz en el 2004 por su "contribución al desarrollo sustentable, democracia y paz".[56] Había recibido una llamada de Ole Danbolt Mjos, presidente del Comité Noruego Nobel el 8 de octubre informándole sobre las noticias. [57] [58] Se convirtió en la primera mujer africana y la primera ambientalista en ganar el premio.

No estaba preparada para aprender que había ganado el Premio Nobel; me pregunto si alguien alguna vez lo está. La noticia me golpeó como un rayo. ¿Cómo debía manejarlo? ¿Cómo había sucedido? ¿Cómo habían encontrado a una persona como yo? A penas podía creerlo. No era claro porqué el embajador noruego había llamado. "Estoy siendo informada de que he ganado el Premio Nobel de la Paz, me dije a mi misma y a los que estaban a mí al rededor en el auto con una sonrisa, mientras bajaba el celular y volvía a hablar con mis pasajeros. Sabían que no era una broma por la felicidad en mi cara. Pero al mismo tiempo, lágrimas cayeron de mis ojos a mis mejillas mientras me volteaba a verlos. Ellos también, ahora sonriendo, algunos felicitándome y abrazándome tanto para confortarme como para felicitarme, dejando mis lágrimas caer en sus hombros y escondiendo mi cara del personal, debido a que sentían que no me debían ver llorar. ¡Pero esas eran lágrimas de gran alegría y felicidad en un momento de extraordinaria emoción!

Maathai se opuso valientemente en contra del régimen opresor en Kenya. Sus formas de acción únicas han contribuido a llamar la atención de la opresión política —nacional e internacional. Ella ha servido de inspiración para muchos en la lucha por los derechos democráticos y ha alentado especialmente a las mujeres para mejorar sus situación.

Wangari Maathai

SIDA/VIH[editar]

Se levantó controversia cuando The Standard dijo que Maathai que decía que el VIH/SID había sido "deliberadamente creado por científicos para justificar la disminución de la población africana. [59] Maathai negó haber hecho los comentarios.[59]

En una entrevista en 2004 con la revista Time, en respuesta a las preguntas sobre este tema, Maathay respondió: "No tengo idea de quien creó el sida, y si es una enfermedad biológica o no. Pero sé que cosas como esa no vienen de la luna. Siempre he pensado que es importante decir la verdad a la gente, pero supongo que hay algunas verdades que no deben estar muy al descubierto". Cuando se le preguntó a que se refería con eso, continuó: "Me estoy refiriendo al SIDA. Estoy segura de que la gente sabe de dónde surgió. Y estoy bastante segura de que no surgió de los monos."[60] En respuesta lanzó la siguiente declaración:

He advertido a la gente sobre las falsas creencias y la desinformación, como atribuir la enfermedad a una maldición de Dios o creer que dormir con una virgen cura la infección. Estas creencias prevalecen en mi región y han llevado a un aumento de las violaciones y la violencia contra los niños. Es en este contexto, complicado por la perspectiva cultural y religiosa, en el que hablo usualmente. Me ha sorprendido el debate generado por lo que supuestamente dije. Es por tanto importante para mí decir que ni digo ni creo que el virus fuese desarrollado por personas blancas o poderes blancos para destruir al pueblo africano. Esos puntos de vista son engañosos y destructivos.[61]

Vida posterior 2005–2011[editar]

Maathai en Nairobi con el Canciller de Erario (y después Primer Ministro) Gordon Brown en 2005
Maathai y el entonces Senador Norteamericano Barack Obama en Nairobi en 2006

El 28 de marzo de 2005, Maathai fue elegida la primera presidenta de la Unión Económica Africana, el Consejo Social y cultural la nombró embajadora de buena voluntad por la iniciativa lanzada para proteger el Ecosistema del Congo Basin. [62] En 2006 se convirtió en una de los portadores de las Olimpiadas de Invierno en 2006. También el 21 de mayo de 2006, se le otorgó un doctorado honorario y se le notificó por medio de la Universidad de Conneticut. Apoyó el Año Internacional de los Desiertos. En noviembre de 2006, lideró la campaña Billones de Árboles por las Naciones Unidas. Maathai fue una de las fundadoras de la iniciativa Ganadoras Nobel, junto con Jody Williams, Shirin Ebadi, Rigoberta Menchu Tum, Betty Williams y Mairead Corrigan Maguire. Seis mujeres representando Norte y Sudamérica, Europa, Medio Oriente y África decidieron unir sus experiencias en un esfuerzo conjunto para la paz, justicia y equidad. La meta de la Iniciativa Mujeres Nobel es ayudar a fortalecer el trabajo sobre el apoyo a los derechos alrededor del mundo. [63]

En agosto de 2006, el entonces senador norteamericano Barack Obama viajó a Kenia. Su padre había sido educando en América en el mismo programa que Maathai. Ella y el senador tuvieron una reunión y plantaron un árbol juntos en el Parque Uhuru en Nairobi. Obama llamo a la libertad de expresión y prensa para que fuera respetada, diciendo "Libertad de prensa es como cuidar de un jardín; tiene que ser nutrido y cultivado continuamente. La ciudadanía tiene que valorarla porque es una de esas cosas que se pueden pasar si no son vigiladas". Habló también de perdidas económicas, señalando la negativa del Presidente George W. Bush a unirse a la Convención Marco de las Naciones Unidas Sobre el Cambio Climático (UNFCCC) y su subsidiaría el Protocolo Kyoto.[64]

Maathai fue derrotada en las elecciones primarias por un asiento en el parlamento en noviembre de 2007 y escogió hacer su candidatura en un partido más pequeño. [65] Fue derrotada en la elección parlamentaria de 2007. Llamó a un recuento de votos en la elección presidencial (ganada oficialmente por Mwai Kibaki, pero disputada por la oposición) en su constitución diciendo que ambos lados deberían considerar el resultado justo y que no había indicaciones de fraude.[66]

En junio de 2009, Maathai fue nombrada como una de los primeros héroes de PeaceByPeace.com[67] Hasta su muerte en 2011, Maathai sirvió en la Junta de Consejo Eminente[68] de la Asociación de Parlamentarios Europeos con África. (AWEPA).

Muerte[editar]

Wangari Maathai murió debido a complicaciones de cáncer de ovario mientras recibía tratamiento en un hospital de Nairobi el 25 de septiembre de 2011.[69]

Wangari Maathai Award[editar]

En junto con Asociación Colaborativa en Bosques CPF, un consorcio internacional de 14 organizaciones, secretariados e instituciones trabajando en problemas forestales internacionales lanzó el Premio Wangari Maathai para honrar y conmemorar una extraordinaria mujer que había defendido los problemas forestales alrededor del mundo. El premio de 20,000 dólares es otorgado a las contribuciones sobresalientes hechas por individuos para preservar, restaurar y administrar bosques así como de comunicar los roles forestales en áreas rurales y el ambiente en las generaciones

El 2012 ganador inaugural del premio fue [70] Narayan Kaji Shrestha. Shrestha es reconocido como uno de los arquitectos principales del movimiento de forestación en Nepal, el cual ha pasado tres décadas promoviendo y el cual ha contribuido significativamente a restaurar los recursos forestales del país. Guió intensamente para crear un acercamiento participar de la comunidad por medio de toma de decisiones, poner al alcance de mujeres del pueblo y pobladores de bajo costo , iniciar. la Comunidad de Usuarios de la Forestación de Nepal. Nepal continua siendo el mentor a muchos practicantes y líderes involucrados en la administración de recursos participativa. El jurado también premio a Kurshida Begum de Bangladesh con una Mención Honorífica por el trabajo al ayudar a las mujeres del pueblo de una comunidad junto con guardias de forestación parra proteger los bosques y la periodicidad del santuario Tenkaf Vida animal. Su trabajo ayudó a muchas mujeres a ganar coz en su comunidad otorgando una fuente confiable de interés y les ayudó a comunicar la importancia del bosque y los problemas de recursos naturales a visitantes del santuario [cita requerida]

Reconocimientos post-mortem[editar]

Jardin y árboles conmemorativos a Wangari Maathai en la Universidad de Pittsburgh

En el que hubiera sido su cumpleaños número 73, el 1ro de abril de 2013, Maathai fue póstumamente honorada con un Logo de Google .

El 25 de septiembre de 2013, árboles y jardines fueron dedicados a Wangari Maathai en un pequeño jardín de la Universidad de Pittsburgh en la Catedral de Aprendizaje.[71] El reconocimiento incluye dos maples rojos simbolizando el "compromiso al medio ambiente de Maathai, la fundación del Movimiento Cinturón Verde y sus raíces en Kenia y Pittsburgh" y una flor plantada en forma circular representando su "visión global y dedicación a las mujeres y niños del mundo" con un maple ornamental al medio significando "como una pequeña semilla puede cambiar al mundo".[72]

En el 2014, en lo que hubiera sido su reunión de 50 años, con sus compañeros de Mount St. Scholastica y la Universidad Benedictine, se reveló una estatua del Premio Nobel de la Paz en el campus Atchinson, Kan en su alma mater.[73]

Publicaciones seleccionadas[editar]

Honores[editar]

Véase también[editar]

  • Lista de Premios Nobel
  • Furoshiki
  • Lista de ganadoras del Premio Nobel
  • Lista de activistas pacíficos
  • Instituto Marion
  • Mottainai
  • Conferencia Internacional de Tokio para el Desarrollo Africano (TICAD-IV), 2008.
  • Organización para el Ambiente y Desarrollo de la Mujer

Notas[editar]

  1. Wangari Maathai, Unbowed: A Memoir, Knopf, 2006. ISBN 0-307-26348-7, p. 3.
  2. Unbowed, pp. 14–15.
  3. Unbowed, p. 29.
  4. Unbowed, p. 53.
  5. Unbowed, pp. 60–61.
  6. Unbowed, pp. 63–69.
  7. Unbowed, p. 69.
  8. Unbowed, pp. 73–74.
  9. Unbowed, p. 79.
  10. Unbowed, p. 92.
  11. Unbowed, pp. 93–94.
  12. a b c UNCCD profile of Wangari Maathai. Retrieved 2009-04-10
  13. Unbowed, pp. 94–95.
  14. Unbowed, p. 96.
  15. Unbowed, p. 101.
  16. Unbowed, p. 102.
  17. Unbowed, p. 105.
  18. Unbowed, pp. 106–109.
  19. Unbowed, pp. 109–11.
  20. Unbowed, p. 112.
  21. Wangari Maathai, the Nobel Peace Prize 2004 NobelPrize.org. Retrieved 2009-02-24.
  22. Unbowed, pp. 114–118.
  23. Unbowed, pp. 119–122.
  24. Unbowed, pp. 124–125.
  25. Unbowed, pp. 125–129.
  26. Unbowed, pp. 130–132.
  27. Unbowed, pp. 134–137.
  28. a b Perlez, Jane, "Nairobi Journal; Skyscraper's Enemy Draws a Daily Dose of Scorn", New York Times, 6 December 1989. Retrieved 16 April 2009.
  29. "Conservation and Feminism: Africa's Greenheart." The Economist, 21 September 2006.
  30. Unbowed, pp. 139–151.
  31. Unbowed, pp. 151–155.
  32. Unbowed, pp. 156–160.
  33. Unbowed, pp. 160–163.
  34. Unbowed, pp. 168–173.
  35. Unbowed, pp. 175–179.
  36. Unbowed, pp. 180–183.
  37. Unbowed, pp. 184–188.
  38. Unbowed, pp. 190–193.
  39. Unbowed, p. 196.
  40. a b The Ecologist (1 April 2001). "The Good, the Bad, and the Ugly". Retrieved 10 April 2009.
  41. Unbowed, pp. 193–203.
  42. Unbowed, pp. 208–215.
  43. Lacey, Marc, "Like a Tree, Unbowed", New York Times, 9 October 2004. Retrieved 16 April 2009.
  44. Motavelli, Jim. (2002). Africa's green belt: Wangari Maathai's movement is built on the power of trees. Earth Action Network. Retrieved 2009-04-10.
  45. Perlez, Jane, "Violence in Nairobi Draws a Warning by U.S.". New York Times, 5 March 1992. Retrieved 16 April 2009.
  46. Unbowed, pp. 217–225.
  47. Unbowed, pp. 226–228.
  48. Unbowed, pp. 230–235.
  49. Unbowed, pp. 235–252.
  50. Unbowed, pp. 254–259.
  51. Unbowed, pp. 261–270.
  52. Unbowed, pp. 270–271.
  53. Unbowed, pp. 284–285.
  54. Unbowed, pp. 286–289.
  55. Unbowed, p. 260.
  56. «The Nobel Peace Prize for 2004». Oslo: The Norwegian Nobel Committee. 8 de octubre de 2004. Consultado el 21 de octubre de 2010. 
  57. Unbowed, p. 291.
  58. The Nobel Peace Prize 2004:Press Release (8 October 2004). NobelPrize.org. Retrieved 3 May 2009.
  59. a b Sindelar, Daisy (10 de diciembre de 2004). «World: Africa's First Female Nobel Peace Laureate Accepts Award Amid Controversy Over AIDS Remarks». Rferl.org. Consultado el 28 de septiembre de 2011. 
  60. "10 Questions: Wangari Maathai". TIME Magazine. Retrieved 3 May 2009.
  61. Maathai, Wangari (12 de diciembre de 2004). «The Challenge of AIDS in Africa». Greenbeltmovement.org. Archivado desde el original el 23 de noviembre de 2015. Consultado el 28 de septiembre de 2011. 
  62. Unbowed, p. 295.
  63. Nobel Women's Initiative
  64. Mail & Guardian (South Africa), ed. (28 de agosto de 2006). «Obama: 'Press freedom is like tending a garden'». Consultado el 3 de mayo de 2009. 
  65. "Upset in Kenyan primaries", Sapa (News24.com), 18 de noviembre de 2007.
  66. "Opposition claims polls fraud discovered in 48 elective zones", Panapress (afriquenligne.fr), 30 December 2007. Uso incorrecto de la plantilla enlace roto (enlace roto disponible en Internet Archive; véase el historial y la última versión).
  67. «Peace Heroes: Wangari Maathai». PeaceByPeace. 26 de junio de 2009. 
  68. «Eminent Advisory Board». awepa.org. 
  69. «Kenya's Nobel laureate Wangari Maathai dies aged 71». BBC News. 26 de septiembre de 2011. Consultado el 26 de septiembre de 2011. 
  70. FAO Media Centre. «New international forestry award». Food and Agriculture Organization of the United Nations. Consultado el 22 de noviembre de 2012. 
  71. Wereschagin, Mike (25 de septiembre de 2013). «Pitt honors student, eventual Nobel Peace Prize winner, who influenced Kenyan culture». Pittsburgh Tribune-Review. Consultado el 26 de septiembre de 2013. 
  72. «Garden dedication». University Times 46 (3). 26 de septiembre de 2013. Consultado el 19 de octubre de 2014. 
  73. http://web.archive.org/web/http://www.benedictine.edu/press-room/news/benedictine-news/nobel-peace-laureate-immortalized-statue-benedictine-college
  74. Highlights of the 1991 Africa Prize. The Hunger Project. Retrieved 24 February 2009.
  75. a b Wangari Maathai: 'An alumna of whom we are most proud'. Retrieved 8 March 2010.
  76. Masset, Cara (23 de septiembre de 2013). «Pitt Dedicates Trees, Garden in Honor of Wangari Maathai». Pitt Chronicle (University of Pittsburgh). Consultado el 25 de septiembre de 2013. 
  77. NAACP sets a date for image awards: Nominees to be announced in January; ceremony to be held following month. Retrieved 24 February 2009.
  78. Mba, Ngozi (22 January 2009). Nominees for 40th NAACP Image Awards Unveiled. Jamati Online. Retrieved 24 February 2009.
  79. «Japan confers highest decoration on Professor Wangari Maathai». Nairobi, Republic of Kenya: Ministry of Foreign Affairs. Archivado desde el original el 29 de abril de 2009. Consultado el 24 de mayo de 2009. 
  80. «Professor Wangari Maathai was awarded "Grand Cordon of the Order of the Rising Sun"». Embassy of the Republic of Kenya in Japan. Archivado desde el original el 4 de mayo de 2009. Consultado el 13 de julio de 2009. 
  81. Jim Patterson (12 de mayo de 2011). «Nobel prize-winner tells seniors to be agents of change». news.vanderbilt.edu. 
  82. Syracuse University webpage

Referencias[editar]

  • Wangari Maathai, Unbowed: A Memoir, Knopf, 2006. ISBN 0-307-26348-7
  • Wangari Maathai, The Greenbelt Movement: Sharing the Approach and the Experience, Lantern Books, 2003. ISBN 1-59056-040-X
  • Wangari Maathai, The Canopy of Hope: My Life Campaigning for Africa, Women, and the Environment, Lantern Books, 2002. ISBN 1-59056-002-7
  • Wangari Maathai, Bottom is Heavy Too: Edinburgh Medal Lecture, Edinburgh UP, 1994. ISBN 0-7486-0518-5
  • Picture book (fr.), Franck Prévot (text) & Aurélia Fronty (illustrations), Wangari Maathai, la femme qui plante des millions d'arbres, Rue du monde, 2011 (ISBN 978-2-35504-158-7)

Enlaces externos[editar]

Multimedia externa
Audio
Wangari Maathai — Planting the Future, On Being, 29 September 2011
Videos
Maathai Nobel Prize lecture
Climate Change TV Video interview with Dr Wangari Muta Maathai. Filmed during the Conference of the Parties meeting in Poznan, Poland, December 2008
Wangari Maathai presents a talk as a part of the Architecture and Climate Change lecture series held by the Royal Institute of British Architects
Audio: Wangari Maathai in conversation on the BBC World Service discussion programme The Forum
Video: Wangari Maathai tells the story of the Hummingbird
Atención: estos archivos están alojados en un sitio externo, fuera del control de la Fundación Wikimedia.


Predecesora:
Shirin Ebadi
Nobel prize medal.svg
Premio Nobel de la Paz
2004
Sucesores:
Mohamed ElBaradei y Organismo Internacional de Energía Atómica