Tony Montana

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

</gallery> </gallery>

Personaje de Scarface
Antonio (Tony) Montana
Genero: Masculino
Sobrenombre: Scarface (Cara Cortada)
Ocupación: Capo mafioso, Narcotraficante
Estado: Muerto
Nacimiento: 7 De Enero De 1944
Muerte: 1 de Diciembre de 1983 (39 años)
Relaciones: Manny Rivera (Amigo, cuñado)
Elvira Hancock (Esposa) Ángel Fernández (Amigo) Gina Montana (Hermana) Alejandro Sosa (Socio) Frank López (Socio) Georgina Montana (Madre)
Causa de muerte: Disparo de escopeta en la espalda realizado por un hombre de Sosa (el Craneo)
Interpretado por: Al Pacino

Tony Montana es un personaje de ficción y el protagonista de Scarface, película de 1983 dirigida por Brian De Palma.

Llegada a Miami[editar]

Antonio "Tony" Montana era un inmigrante cubano con antecedentes penales, hijo de Georgina Montana. Salió de Cuba durante el éxodo de Mariel, después de haber pasado cinco años con su amigo "Portu" y "Manny" en una prisión de La Habana. Tony y Many llegan a Miami, Florida, y son enviados a Freedom Town, un campo de detención en los Estados Unidos. Tres meses más tarde, Manny consigue un trabajo con unos mafiosos, que le permitiría conseguir la residencia permanente en los Estados Unidos (Green Card) y su salida de Freedom Town, a cambio de eliminar a Emilio Rebenga, antiguo ayudante de Fidel Castro que también se encuentra recluido en el campo. Manny informa a Tony y éste acepta. Tony y Manny logran asesinar con éxito a Rebenga, y son liberados del campo.

Al salir se ponen a trabajar de lavaplatos en un puesto de comida cubana, trabajo que dejan cuando consiguen otro con Frank López, narcotraficante, por medio de Omar Suarez. El trabajo era descargar 25 toneladas de marihuana de un barco por 500 dolares para cada uno, Tony se niega y dice que es un pésimo trabajo y muy mal pagado, Omar le contesta con otro trabajo más peligroso pero mejor pagado: una compra-venta de cocaína en un motel de South Beach con unos colombianos. Ya en South Beach Tony, Manny, Chichi y Angel van al motel, Tony les informa que el dinero se queda en la cajuela hasta que el salga y si no sale en 15 minutos es que algo ha salido mal. Tony y Angel se dirigen al motel y Manny y Chichi se quedan en el carro, suben y entran en la habitación le preguntan por el dinero y Tony pregunta por la mercancía, de pronto llegan hombres armados que atrapan a Angel y a Tony. Angel es asesinado en el proceso con una motosierra, Tony logra escapar con el dinero y la droga, no sin antes asesinar al sujeto que mato a su amigo en medio de la calle. Después de volver con el dinero y las drogas llama a Omar y le dice que todo salió mal pero que se quedó con el dinero y la droga Omar le indica que se las mande pero Tony se niega y le dice que se las entregara a Lopez personalmente. Frank queda sorprendido, y viendo el potencial que tienen Tony y Manny, los contrata inmediatamente. Siguen haciendo trabajos para Frank y enriqueciéndose poco a poco, y una noche, Tony se queda prendado de la esposa de Frank, Elvira Hancock (Michelle Pfeiffer), y decide que irá a por ella y lo conseguirá.

En el transcurso de los meses, Tony cada vez maneja más dinero, y va a ver a su familia: su madre y su hermana Gina (Mary Elizabeth Mastrantonio); creyendo que con más dinero, tendrá otro estatus y será reconocido por ellos como un triunfador. Sin embargo, su madre le tacha inmediatamente de delincuente, y no acepta el dinero que Tony le regala. De hecho, no quiere que se acerque a Gina, quien está fascinada por su hermano, el dinero y la fiesta. Tony se vuelve excesivamente protector con ella, pues no soporta verla con ningún hombre si no está casada.

Mientras tanto, las cosas se vuelven inestables en la organización de Frank: Por una parte, Tony sigue intentando que Elvira salga con él; por otra, en una negociación con un traficante boliviano llamado Alejandro Sosa (Paul Shenar), Tony cierra un trato de compra de cocaína sin consultar con Frank. Omar, que se encuentra allí también, le recuerda que no tiene poder ni autorización para cerrar el trato, pero Tony le calla y decide actuar por su cuenta. Más tarde, Sosa invita a Tony a quedarse más tiempo, mientras que Omar vuela en el helicóptero. Es entonces cuando revela a Tony que Omar es un chivato asqueroso, ya que es un informante de la DEA que en un juicio condeno a cadena perpetua a unos narcos amigos de Sosa; y le presta unos binoculares para que observe cómo lo matan. Esto crea una confianza mutua entre Sosa y Tony, que empiezan a trabajar juntos, siendo Tony el encargado de todas las relaciones con Bolivia. Tony le dice a Elvira que se una a él porque Frank está ya muy pasado y no va a aguantar en el negocio.

Un día estando en el Babylon Club, Tony recibe la visita de un policía corrupto, Mel Bernstein (Harris Yulín) que le pide dinero por seguir cubriendo el asesinato de Rebenga. La conversación se acaba cuando Elvira entra en el local y se sienta, y Tony va directo a coquetear con ella. Frank llega y le ordena a Tony que se quite de en medio, y éste le desafía abiertamente, y Frank se acobarda. Entonces, habla con Manny, y le comenta su idea acerca de que Frank es el que le ha puesto al policía encima, pues no hay otra persona viva que conozca lo de Rebenga. De repente, Tony ve a Gina con un hombre pasando a mayores, y se vuelve medio loco, va al baño donde están a punto de tener relaciones y despacha de allí al muchacho, mientras le explica a Gina que no puede perder el tiempo con esos hombres, con ninguno. Y manda a Manny que se la lleve a casa, aunque contrariamente a su voluntad, Gina empieza a ligar con Manny y más tarde acaban saliendo a espaldas de Tony. Mientras Manny y Gina están rumbo a casa, dos asesinos a sueldo intentan asesinar a Tony cuando éste todavía está en el Babylon. Sin embargo fallan, y Tony los mata. No obstante, como se imagina que venían de parte de Frank, le dice a uno de sus hombres que llame más tarde a la oficina de Frank y le informe que el plan ha fallado.

Esto ocurre justo cuando Tony, Manny, y un par de hombres entran, con armas en mano, a visitar a Frank, que está con el policía corrupto en su oficina. Entonces llama el supuesto contacto y Frank hace creer a los demás que es otra persona, con lo que Tony tiene la prueba de que le ha vendido. Entonces Frank se arrodilla y le pide que no le mate, que le dará lo que quiera: su organización, a Elvira, lo que sea. Tony le promete que no le va a matar, justo antes de ordenar a Manny que le dispare, mientras Tony hace lo propio con el policía corrupto.

Tony y Elvira se casan, y al cabo de los meses, el imperio Montana se expande por todo Miami, con Tony tratando directamente con Sosa. Sin embargo, Tony cada vez está más metido en su consumo de cocaína, Elvira se ha vuelto distante y huraña, pues consume mucho también. Manny cada vez se ausenta más por motivos personales, y el punto clave llega cuando el banquero que trabaja para ellos le pide una comisión enorme por seguir blanqueando su dinero. Es entonces cuando Tony decide cambiar de blanqueador, uno pide mucho menos porcentaje, pero se encuentra rodeado de policía y caído en la trampa que le había tendido la policía. No importa cuánto dinero invierta, según su abogado nada le impedirá ir a la cárcel.

Angustiado y sin saber qué hacer, Sosa le llame y le pide que se vean en Bolivia. Varios compatriotas suyos, así como políticos y hombres de negocios, americanos y bolivianos, están siendo denunciados por un periodista como narcotraficantes, y son expuestos constantemente. Le piden entonces a Tony, que ayude a un asesino de confianza de Sosa, para liquidar al periodista en cuestión, y a cambio, con sus conexiones en la Casa Blanca y el Ministerio de Justicia, evitarán que Tony vaya a la cárcel, aunque le advierten de quedebrá pagar algunas multas.

Tony entonces viaja a New York junto con el asesino de Sosa, que no habla inglés. Después de haber seguido al periodista varios días, ya conocen sus movimientos, y han colocado una bomba activada por control remoto en su coche. Tony únicamente conducirá tras el coche del periodista hasta que el asesino active la bomba. Sin embargo, el día planeado, el periodista recoge a su mujer y a sus dos hijos, en cuanto tony ve a su familia le da lastima y a la vez cobardía por matar a gente inocente , y Tony le dice al asesino que lo hagan en otro momento. El asesino se niega, y cuando está a punto de activar la bomba, Tony le dispara, matándolo.

Regreso a Miami y muerte[editar]

De vuelta hacia a Miami, Sosa llama muy enfadado a Tony, y le promete venganza, pues no sólo se ha perdido la oportunidad y a uno de sus mejores hombres, sino que la bomba se ha encontrado en los bajos del coche, haciendo imposible repetir la misión. Sin embargo, Tony está completamente drogado y no lo entiende, y le grita. Su madre llama, porque Gina ha desaparecido. Y Tony pregunta a sus hombres, pero Manny tampoco aparece desde hace varios días. Tony se reúne con su madre, quien le da la dirección de la nueva mansión de Gina, donde se presenta éste, pero antes le pidio un consejo a Isaac Villanueva y Montana lo escucho.

Abre la puerta Manny, en bata, y Tony ve a Gina bajando por las escaleras también en ropa de cama, y en un ataque de rabia por ver a su hermana con su mejor amigo, dispara dos veces a Manny, cuando, demasiado tarde, Gina le cuenta que se habían casado el día anterior y que le darían la sorpresa. Tony se siente mal y va hacia el cadáver de Manny pero sus guardias le dicen que se vayan pronto de ahí y se los llevan a la Mansión Montana.

Tony y Gina vuelven a la mansión de Tony, Tony hunde su cabeza en cocaína cuando Gina aparece en la puerta y le pregunta por qué no le deja estar con hombres, que si es porque él la quiere para sí mismo. Mientras tanto, una horda de hombres de Sosa asaltan la mansión, y van eliminando a los guardias uno a uno, hasta que uno sube al balcón de Tony. Gina entonces saca una pistola y dispara a Tony, pero se encuentra confundida y dopada, por lo que su puntería es deficiente, y sólo logra lastimarle una pierna, con una bala que rebota, con lo que Tony se desploma. Uno de los disparos va a parar al balcón, y entra uno de los hombres de Sosa y dispara a Gina repetidas veces con una Uzi. Tony se levanta, rabioso, y tira al matón por el balcón, y le dispara. Entonces descubre que su casa está siendo asaltada, pero va donde yace Gina muerta, en el suelo, y empieza a hablar con ella, completamente destrozado y colocado.

Los matones de Sosa llegan hasta la puerta de la oficina de Tony, matando a Chi-Chi que, en vano, intenta que su patrón abra la puerta. Tony ve la muerte de Chi-Chi por las cámaras de seguridad, y coge un fusil M16 armado con un lanzagranadas. Mientras tanto, la mano derecha de Sosa (el Cráneo) sube por el balcón.

Tony, furioso, revienta la puerta de su oficina con el fusil, sale y empieza a matar hombres de Sosa. Aunque le pegan varios tiros, está completamente anestesiado por la cocaína. Sin embargo, la mano derecha de Sosa (El Craneo) llega por la espalda de Tony y le dispara con una escopeta Doble Cañón.

Tony cae en la piscina, bajo la estatua de "The World is Yours" (El mundo es tuyo) y muere.

Videojuego[editar]

En 2006, se comercializó la versión de videojuego (con un estilo similar a los juegos de GTA de Rockstar Games) de esta película. Su argumento daba una vuelta de tuerca a la parte final de la historia: En el momento de que la mano derecha de Sosa entra por detrás para intentar matarle, Tony se da la vuelta y acaba con el. Por tanto, el juego narra los supuestos hechos que ocurrirían si Montana hubiese sobrevivido al ataque de los sicarios de Sosa. El objetivo del juego es reconstruir el imperio de Tony y vengarse de Sosa.

Scarface: The World is Yours se lanzó inicialmente para PlayStation 2, Xbox, PC y posteriormente una versión para Wii. También salió una versión para PSP(con un estilo más estratégico), llamado Scarface: Money, Power, Respect.