Juego sexual

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

[[Archivo:Martin van Maele - Francion 15.jpg|thumb|Pintura de Martin van Maele en la que una pareja realiza juegos sexuales.]] Se conoce como juego sexual a los preludios del acto sexual. Con estos juegos se desarrolla la excitación de la pareja y la lubricación de los órganos genitales, lo cual facilita el coito. Los juegos sexuales pueden realizarse desde breves minutos hasta varias horas antes de producirse el acto sexual.

Su variedad es infinita, desde la más leve insinuación por la palabra —ya sea en vivo como por otros medios (telefónico, radiado, televisivo)—, pasando por la más delicada mirada o gesto (con los ojos, los labios, las manos), incluyendo un tocamiento o roce por "equivocación" (con las caderas, los senos, los glúteos, las manos), hasta escenas muy específicas preparadas con anticipación.

Otra posibilidad es utilizar distintos tipos de ropa, por ejemplo lencería o uniformes de enfermera o policía. También se puede agregar algún tipo de juguete sexual. Estos se venden en tiendas especializadas llamadas sex-shops y van desde un par de dados que le indican a la pareja qué parte del cuerpo debe besar o acariciar, hasta un dildo o vibrador.

A veces, el llevar a cenar a la pareja de forma discreta a un restaurante con categoría puede servir también como previo a cualquier tipo de juego o fantasía sexual. No hay que descartar el sutil regalo de algo imprevisible pero confortador.

Con los juegos sexuales se puede conseguir más intimidad entre la pareja y es otra forma de conocerse íntimamente. Algunos sexólogos los recomiendan en parejas maduras que han perdido un poco la pasión en la cama.

Véase también[editar]