Conde Orlok

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

El Conde Orlok (Ale. "Graf Orlok") es un personaje ficticio interpretado por Max Schreck en la película muda Nosferatu, eine Symphonie des Grauens. Se basa en el personaje de Bram Stoker, el Conde Dracula. En el remake de Werner Herzog Nosferatu: Phantom der Nacht, el personaje de Dracula es prácticamente idéntico a Orlok y fue interpretado por Klaus Kinski.

Personaje[editar]

En Nosferatu, el Conde Orlok es un vampiro de Transilvania y parece ser el amo de muchas criaturas de pesadilla, incluyendo un hombre lobo (que en realidad fue interpretado por un hiena en la película). Orlok es llamado localmente como el sobrenombre de "Nosferatu", un cadáver viviente también conocido como "el pájaro de la muerte", que realiza festines con la sangre de seres humanos vivos.

El Conde Orlok habita solo en un vasto Castillo escondido entre las cumbres escarpadas en un rincón perdido de los Montes Cárpatos. El castillo está envuelto en sombras y se encuentra muy descuidado, lo que da una apariencia siniestra. Posteriormente contacta al agente de vivienda Knock y quiere comprar una casa en Estocolmo. Los campesinos locales viven aterrorizados por Orlok y no se aventuran nunca a salir al anochecer. Thomas Hutter desdeña sus temores como meras supersticiones y se aventura hacia el decrépito castillo, sin embargo, el cochero se niega a atravesar el puente. Una figura negra envuelta en un traje de conductor negro (Orlok disfrazado) lo lleva el resto del camino. Es recibido por Orlok, que afirma que al ser ya la medianoche todos sus siervos han ido a la cama, y los dos cenan juntos y deciden discutir sobre el deseo de Orlok de comprar una casa en la ciudad ficticia de Wisborg, Alemania. Hutter accidentalmente corta su mano cuando parte un pan y Orlok apenas puede controlarse a sí mismo de beber de la herida de Hutter. Después de que Hutter se desmayase en una silla, Orlok se alimenta de él, pero esto no se muestra en pantalla: Hutter descubre dos mordeduras en el cuello al día siguiente, pero no es consciente de que su anfitrión es un vampiro.

Hutter sólo da cuenta de la terrible verdad más tarde en su despacho después de leer más de "El libro de vampiros", y descubre que él está atrapado en el castillo con el Nosferatu. Orlok avanza a Hutter, y la amada esposa de Hutter, Ellen, detecta mediante telepatía que la vida de su marido está en peligro de muerte; ella grita por él y de alguna manera Orlok es impotente para tocarlo. A la mañana siguiente, Hutter busca en el castillo y descubre para su repulsión que Orlok "duerme" en el sótano en un ataúd lleno de tierra. Hutter entonces presencia un carro con varios ataúdes de carga llenos de tierra, en uno de los cuales se esconde. Los ataúdes son conducidos fuera para embarcarlos en un barco rumbo a Estocolmo. Este suelo se revela que es tierra sin consagrar de la tumba de Orlok; de acuerdo con "El libro de vampiros", los Nosferatu deben dormir por día en la tierra sin consagrar de sus tumbas para mantener su poder.

Ya a bordo del barco, Orlok mata a cada miembro de la tripulación hasta que sólo queda el capitán y su primer oficial. Más tarde, cuando el primer oficial va a la bodega para investigar, el Conde Orlok se levanta de su ataúd, aterrando al primer oficial, que salta por la borda debido al miedo. El capitán se ata a sí mismo al timón del buque cuando el Conde Orlok se arrastra hasta él y lo mata. Su viaje por mar disemina la peste por Europa.

A su llegada a Estocolmo, Orlok infesta la ciudad con ratas que dormían en sus ataúdes e innumerables personas son víctimas de la plaga, obligando a las autoridades locales a declarar una cuarentena y provocando la histeria entre los ciudadanos. En lugar de volver como vampiros, sus víctimas simplemente mueren. Ellen y Hutter conocen las causas de la plaga, pero temen ser impotentes para detener al vampiro. Ellen observa las caravanas de ataúdes que son llevadas por las calles vacías, y ella se da cuenta de que Orlok debe ser detenido. Ellen aprende de "El libro de vampiros"-que en lugar de una estaca en el corazón - el Nosferatu sólo puede ser derrotado si una mujer pura de corazón decide sacrificarse para que se alimente con ella y entretenerlo el tiempo suficiente para impedirle que busque refugio antes del amanecer. Ellen logra que Orlok vaya a su habitación y la encuentre en la cama mientras bebe de su cuello. El sol sale y Orlok arde en una nube de humo. Knock es capaz de sentir que Orlok está muerto. Ellen muere poco después.

Legado[editar]

Orlok es el modelo principal usado para definir el estilo de vampiro ficticio que a menudo es apodado nosferatu a raíz de la película, si bien comparado con el Conde Dracula, Orlok no posee ni el encanto aristocrático ni el atractivo de su predecesor. Totalmente repulsivo en apariencia, se asemeja a algo entre rata y araña y es mucho más similar a las imágenes del folclore histórico de vampiros, que fueron descritos como cadáveres andantes inbuidos por por una presencia demoníaca. Él duerme en "suelo sin consagra", infectados con la Muerte Negra y trae la peste y enfermedad con él. Él es seguido a todos lados por ratas, quienes tradicionalmente llevan la temida peste negra. Orlok es famoso por ser el primer vampiro en la historia en ser destruids por la luz solar. En el folclore anterior, los vampiros estaban incomodos por la luz solar, pero podrían sobrevivir a su exposición. También, a diferencia de los vampiros tradicionales, Orlok no es destruido por clavarle una estaca en el corazón, sino por una mujer pura de corazón que esté dispuesta ofrendarle su vida. En términos de estereotipos de películas de terror, otros vampiros basados en este personaje son criaturas que existen entre los límites de un vampiro y un mutante.

  • La película de 1979 Nosferatu el vampiro fue un remake del original. Algunos de los personajes vuelven a tener los nombres originales dados por Stoker, incluyendo a Dracula, pero claramente se basó en la versión de Orlok. Drácula fue interpretado por Klaus Kinski como una criatura patética y solitaria criatura nostálgica por el amor humano.
  • El conde Orlok ha aparecido en cómics, como en la novela gráfica de Viper Comics del 2010 titulada Nosferatu, que cuenta la historia de Orlok en un entorno moderno.[1]
  • También apareció en un episodio de Bob Esponja titulado "Graveyard Shift". Al final del episodio se revela que él es el responsable del parpadeo de las luces en la historia de terror de Calamardo Tentáculos. Cuando lo descubren, él sonríe y el episodio termina.
  • José Fors adaptó una ópera rock titulada "Orlok el vampiro".

Véase también[editar]

Referencias[editar]