Cruzada noruega

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
La ruta tomada por Sigurd I hacia Jerusalén y Constantinopla (línea roja) y de regreso a Noruega (línea verde) según la Heimskringla.

La cruzada noruega fue una cruzada que abarcó desde 1107 hasta 1110, coincidentemente con la finalización de la Primera Cruzada, siendo liderada por el rey noruego Sigurd I. Sigurd fue el primer rey europeo que fue a una cruzada a Tierra Santa, y todas las batallas de esta cruzada fueron victoriosas. La cruzada noruega parece haber actuado de forma muy similar a las incursiones vikingas primitivas, aunque los objetivos de los noruegos fueron diferentes esta vez.[1]

El viaje a Jerusalén[editar]

De Noruega a Inglaterra (1107-1108)[editar]

Sigurd y sus hombres salieron de Noruega en el otoño de 1107 con sesenta naves, y alrededor de 5.000 hombres. Ese otoño llegaron a Inglaterra, donde reinaba Enrique I. Sigurd y sus hombres se quedaron allí a pasar el invierno, en la primavera de 1108 continuaron hacia el oeste.[2]

En la Península Ibérica (1108-1109)[editar]

Después de varios meses llegaron a la ciudad de Santiago de Compostela en el actual territorio español de Galicia (Galizuland) donde un señor local les permitió pasaran el invierno. Sin embargo, cuando llegó el invierno hubo escasez de alimentos, por lo que el señor se negó a venderles alimentos y productos a los noruegos. Sigurd entonces reunió a su ejército, atacó el castillo del señor y lo saquearon.

Durante el viaje, los noruegos se encontraron con una gran flota de galeras vikingas que estaban buscando barcos para robar. Sigurd puso rumbo directo a los piratas y asaltaron sus barcos. Después de un corto período de lucha todos los piratas habían sido asesinados, y Sigurd adquirió ocho barcos.

Después de esto, llegaron a un castillo musulmán en el Al-Andalus en la actual ciudad portuguesa de Sintra. Allí, tomaron el castillo, y mataron a todos los hombres, ya que se habían negado a ser bautizados. Luego navegaron hasta Lisboa, una ciudad "mitad cristiana mitad infiel", que se decía se encontraba en la frontera entre la zona cristianas y musulmana de Iberia. Allí ganaron su tercera batalla, y se hizo con grandes tesoros.

Su cuarta batalla fue ganada en la ciudad de Alkasse (posiblemente una referencia a Al Qasr).[3]

En el archipiélago balear (1109)[editar]

Después de otra batalla victoriosa contra los piratas cuando navegaba por el Estrecho de Gibraltar (Norfasund) se embarcaron hacia el Mediterráneo, y llegaron a las Islas Baleares. Los cristianos consideraban a las Baleares en aquella época un refugio de piratas y esclavos. Las redadas de los noruegos también son el primer registro de los ataques cristianos en los enclaves musulmanes de las islas Baleares (aunque ataques más pequeños se había producido antes).

El primer lugar llegaron a Formentera, donde se encontraron con un gran número de Blåmenn y Serkir (sarracenos). El curso de la lucha es el más detallado de toda la cruzada gracias a fuentes escritas y, posiblemente, podría ser el acontecimiento histórico más notable en la historia de la pequeña isla. Después de esta batalla, los noruegos supuestamente adquirieron los mayores tesoros. A continuación, atacaron Ibiza y Menorca y, en ambos lugares acabaron victoriosos. Los noruegos parecen haber evitado atacar a la mayor de las islas Baleares, Mallorca, muy probablemente porque en ese momento era el centro de un próspero y bien fortificado reino de taifas independientes. De su éxito se inspiró la conquista de las Baleares en 1113-1115.

En Sicilia (1109-1110)[editar]

En la primavera de 1109, llegaron a Sicilia (Sikileyjar), donde fueron recibidos por el conde Roger II que gobernaba allí y que sólo contaba 13 años de edad en el momento.

En Palestina (1110)[editar]

En el verano de 1110 finalmente llegaron al puerto de Acre (Akrsborg) (o tal vez en Jaffa), y se dirigieron a Jerusalén (Jorsala), donde se reunieron con el gobernante cruzado Balduino I. Les dieron una cálida bienvenida y Balduino montó junto con Sigurd al río Jordán, y así regresaron a Jerusalén.

Sitio de Sidón (1110)[editar]

El rey Sigurd y sus hombres viajando hacia Miklagard por Gerhard Munthe.

Más tarde regresó Sigurd a sus barcos en el Acre, y cuando el rey Balduino I, se levanta contra los "paganos" (es decir, musulmanes) en la ciudad de Sidón (Sætt) en Siria (Sýrland) Sigurd y sus hombres le acompañaron en el sitio. La ciudad fue tomada y posteriormente se estableció el Señorío de Sidón.

Viaje de regreso a Noruega[editar]

El rey y sus hombres viajaron por el interior del continente europeo hasta llegar a la costa sur de Noruega a través de la Península de Jutlandia. El viaje de regreso comenzó en el año 1110 y recién en el 1113 arribaron a Noruega.

Referencias[editar]

  1. Krag, Klaus. "Sigurd 1 Magnusson Jorsalfare". Norsk biografisk leksikon.
  2. Riley-Smith, 1986, p. 132
  3. Gary B. Doxey (1996), "Norwegian Crusaders and the Balearic Islands", Scandinavian Studies, 10–1