Acequia

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Acequia.

Una acequia (del árabe hispano assáqya, y este del árabe clásico «al-sāqiyah», irrigadora) es una zanja o canal a cielo abierto construido para el regadío, abastecimiento o similares fines.[1]​ Con especial desarrollo en la cultura árabe, estas construcciones, tienen afinidades de uso con los acueductos romanos, si bien su empleo principal es el riego de huertos, plantaciones o explotaciones agrarias, aprovechando la orografía del terreno para la distribución y conducción del agua, formando una red de ramales a partir de la acequia principal.

En la España de habla castellana, la acequia o parte de su infraestructura puede recibir otros nombres, como «caz o cacera», canalillo, acueducto, e implicar a construcciones relacionadas como el azud o las presas, las golas y compuertas de las acequias y las tornas o sobrantes, que sirven de retorno del agua excedente al río.

La alimentación del caudal de las acequias se realiza principalmente mediante azudes, pequeñas retenciones de agua, que derivan parte del cauce a estas. En ocasiones, el sistema de captación se realiza mediante las llamadas acequias de careo, como es el caso de La Alpujarra granadina, en España, donde estas acequias están protegidas como Sitio Histórico de la Alpujarra, y en muchos tramos se siguen utilizando.

En Argentina[editar]

Acequia urbana utilizada para regar el arbolado público en la ciudad argentina de San Juan.

En las provincias argentinas de Mendoza y San Juan es común observar este tipo de canales para regar el arbolado, las charcas, grandes plantaciones vitivinícolas, etc. En las ciudades, también se usan para drenar el agua proveniente de las ocasionales pero fuertes lluvias estivales.

Las «provincias oesteñas cuyanas» (tal como Mendoza y San Juan), se caracterizan, a pesar de encontrarse en una zona semi-desértica, por la gran cantidad de árboles con los que cuentan. La cultura de la forestación está fuertemente arraigada a los cuyanos, es habitual que en las casas cuyanas no falte un árbol y la acequia es su principal instrumento de riego. Los indios huarpes, pobladores autóctonos de la zona, desarrollaron este sistema de irrigación en épocas precolombinas.[cita requerida]

Referencias[editar]

Bibliografía[editar]

  • Canales de riego de Cataluña y Reino de Valencia, leyes y costumbres que los rigen, reglamentos y ordenanzas de sus principales acequias., François Jacques Jaubert de Passa, 1844.
  • Regadío y sociedad en la Valencia medieval. Valencia: Del Cenia al Segura, de Thomas Glick 1970.
  • Tratado de la distribución de las aguas del río Turia y del Tribunal de los acequieros de la Huerta de Valencia Francesc Xavier Borrull i Vilanova, 1831.

Enlaces externos[editar]