Árabe marroquí

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Magrebí, Árabe marroquí, dariya
الدارجة ad-dāriŷa
لهجة مغربية / láhŷa maġribiya
Hablado en

Bandera de Marruecos Marruecos
Bandera de Argelia Argelia[1]
Bandera de España España
  Bandera de Ceuta Ceuta[2] [3] [4]

  Bandera de Melilla Melilla
Región Costa y centro de Marruecos.
Hablantes 32 000 000
Familia

Afro-asiática
  Semítica
    Sem. Occidental
      Árabe
        Magrebí

          Marroquí
Escritura Alfabeto árabe
Estatus oficial
Regulado por No está regulado
Códigos
ISO 639-1 no
ISO 639-2 no
ISO 639-3 ary


Árabe marroquí.png

[editar datos en Wikidata]

El árabe marroquí (لهجة مغربية láhŷa maghribiya), también llamado magrebí o dariya (دارجة), es la lengua procedente del conjunto de variedades del árabe dialectal habladas en Marruecos, y que presentan multitud de rasgos comunes con las modalidades habladas en Argelia, Túnez y algunas zonas de Libia. Se trata de una lengua oral con numerosos grupos de variedades dialectales mutuamente inteligibles procedentes de la lengua árabe, y que se extiende desde la zona más occidental de Libia hasta el Sahara Occidental.

El magrebí también es la lengua de una parte de la población de origen magrebí de la ciudad de Ceuta, cuyos hablantes emplean una variante denominada por el profesor titular del área de Estudios Árabes e Islámicos y Jefe del departamento de Árabe de la Universidad Autónoma de Madrid (UAM), Francisco Moscoso y la Coalición Caballas como "árabe ceutí".[5]

Aspectos históricos, sociales y culturales[editar]

Generalidades[editar]

El magrebí constituye la verdadera lengua nacional en todo el Magreb, lo que incluye a Marruecos, Argelia, Túnez y parte de Libia. Un idioma que posibilita el comercio, los viajes y la comunicación, aunque no es oficial en ningún país, raramente se escribe y no tiene ortografía estandarizada.

Dentro del magrebí cabe distinguir varios dialectos o variedades como: el marroquí, el argelino, el tunecino y el libio presentan características propias, pero comparten la mayoría de los rasgos y permiten una comunicación fluida. También el idioma maltés pertenece a la rama magrebí del árabe.

Aunque a primera vista, la mayor diferencia entre el magrebí y el árabe moderno estándar reside en la pronunciación y la escasez de vocales, también la gramática y la sintaxis son distintas.

El magrebí se conoce en Marruecos como dariya, palabra que significa “dialecto” en referencia al árabe clásico. No tiene rango oficial en ningún país, pero se emplea cotidianamente no sólo en la calle sino también, aunque sólo oralmente, en todos los niveles de la Administración y el gobierno, excepto en intervenciones públicas, actos formales o ocasiones solemnes.

Existe una amplia cultura popular en magrebí, sobre todo en forma de poesía, canciones y obras de teatro, pero es raramente recogida por escrito. Aunque algunos autores modernos introducen diálogos en magrebí en sus obras redactadas en fus'ha, no existe una literatura escrita magrebí propiamente dicha. Numerosos novelistas marroquíes y argelinos, al no poder recurrir a una versión estandarizada del magrebí y sentirse ajenos al árabe clásico, se decantan por el francés como lengua de expresión literaria y artística.

Aparte de Ajbar Bladi, un periódico quincenal de Tánger, sólo la revista marroquí Nichane utilizaba en la década 2000 el magrebí en parte de sus artículos, aunque primordialmente en titulares y textos breves. El cine magrebí, por otra parte, se rueda casi siempre en este idioma —cuando no emplea el tamazigh— y deben de existir numerosos guiones con diálogos escritos en este idioma.

Una estimación muy somera de los hablantes nativos del magrebí arroja unos 15 millones en Marruecos, unos 30 millones en Argelia, 10 millones en Túnez y quizás 2 millones en Libia, en total unas 60 millones de personas. A ellos se añaden otros 10 millones en Marruecos y 5 en Argelia cuya lengua materna es el tamazigh pero que emplean en magrebí con frecuencia en la vida diaria.

Las principales diferencias de pronunciación frente al árabe clásico consisten en la desaparición de muchas vocales y el cambio de lugar de otras. Así, bahr azraq (mar azul) se convertiría en bhar zerq. La falta de vocales es uno de los rasgos que dificultan la comprensión de este idioma a quienes sólo manejan el fus·ha.

En conjunto, la pronunciación de las consonantes no está tan alejada del fus·ha como en algunas otras lenguas árabes, ya que se mantiene la distinción entre sordas y sonoras. Sin embargo, varias letras se pronuncian igual o se confunden.

ت (t) y ث (th) siempre se pronuncian como una simple t – ت – (o siempre como un th, es decir ce, ث en la franja norte del país).

د  (d) y ذ  (dh) siempre se pronuncian  د

ض (d’) y ظ (z’) se pronuncian igual, como una d velarizada, pero no como en fus·ha. ج (y) y ز (z) se acercan en la pronunciación y se confunden en algunas palabras, tipo yuy (dos, un par), en lugar de zuy. ق (q) suena a menudo como g, pero en otros casos mantiene su valor gutural.

La gramática del magrebí es netamente distinta de la del árabe clásico. En la conjugación verbal no se usa el dual y se acortan todas las terminaciones del plural: tktebú en lugar de taktubuna (escribís) y se utiliza la forma del plural para la primera persona del singular: nkteb (yo escribo) en lugar de aktub. La negación se forma enmarcando el verbo negado entre el prefijo ma- y el sufijo -sh (kein: hay; makeinsh: no hay).

Otro rasgo importante es la asimilación de un amplio número de términos procedentes de otros idiomas. En Marruecos, estas palabras provienen sobre todo del español —semana, ruina, mákina, posta—, del francés —tamobil (automóvil), otel (hotel) y numerosos términos administrativos y técnicos— y del amazig —nutfía (aljibe), mush (gato)—. También hay palabras de formación propia: b'leti (espera), deba (ahora), etc, cuyo origen a veces es difícil de rastrear. Las palabras de origen extranjero se sujetan a las reglas de flexión árabes; así, el plural de kar (autobús) es kiran, el de mákina, mwakin. Este proceso de asimilación de palabras nuevas —últimamente también del inglés y del árabe clásico— es continuo.

El árabe marroquí como dialecto particular del idioma magrebí es el resultado de la evolución del árabe coloquial en Marruecos. Su núcleo original procede de la mezcla de dos variedades diacrónicas de la lengua árabe. Una primera variedad importada por los conquistadores musulmanes en el siglo VII, y una segunda variedad traída por las invasiones de la tribu beduina de los Banu Hilal en el siglo XI.

Aún hoy pueden establecerse diferencias entre los distintos dialectos marroquíes en función de que deban su origen en mayor o menor medida a una u otra oleada de arabización. Ambas se desarrollaron sobre un fuerte sustrato bereber, que ha dejado una impronta visible en el vocabulario, la fonética y la gramática. Es también palpable la influencia del árabe andalusí y, ya en época moderna, del francés y, en menor medida y sobre todo en las variedades norteñas, del español. A diferencia de otras lenguas árabes, el árabe marroquí no tiene apenas influencias del turco, ya que Marruecos no perteneció nunca al Imperio Otomano.

Según las teorías de especialistas en el tema como Elimam, el origen de este idioma se remontaría a más de 3.000 años de historia, tratándose en realidad de una evolución de la lengua púnica hablada por los cartagineses bajo influencia bereber, una lengua semítica que tras la invasión árabe se vería fuertemente arabizada hasta quedar prácticamente asimilada a la lengua de los conquistadores.

Sociolingüística[editar]

Existe una grave situación de diglosia entre la lengua marroquí que predomina en la comunicación oral, la publicidad, y en medios de comunicación informales como Internet, las redes sociales y la mensajería de móvil, y el árabe estándar moderno predominante en los medios escritos formales como la prensa, la administración o la literatura. Ambas lenguas son mutuamente ininteligibles, y poseen diferencias comparables a la que podrían existir entre las lenguas románicas y el latín.

El árabe moderno estándar constituye una creación artificial promovido por el panarabismo como vehículo de intercomprensión entre las naciones árabes, y que no es entendida por la población que no posea un gran nivel educativo. No obstante, el árabe moderno estándar continúa siendo la lengua de la educación y la cultura oficial.

Entre el año 2013 y 2015 se produjo un intenso debate en la sociedad, la política y los medios de comunicación marroquíes a raíz de la propuesta de una reforma educativa para luchar contra las graves tasas de fracaso escolar en la que entre otras medidas, se planteaba la necesidad de incluir el estudio del dariya o magrebí como lengua de enseñanza en las primeras etapas educativas en tanto que constituye la verdadera lengua materna de la mayoría de la población, medida que fue fuertemente contestada por parte de los sectores y partidos políticos más conservadores de la sociedad marroquí, y que finalmente fue rechazada.

Sin estatus ni protección oficial en ningún país del Magreb, es reconocida sin embargo, como una de las "lenguas minoritarias" de Francia bajo el apelativo de "arabe maghrébin" (árabe magrebí), y aparece recogido como tal en la Carta Europea de las lenguas regionales (Charte européenne des langues régionales et minoritaires” del Consejo Europeo; B. Cerquiglini).

En Ceuta (ciudad autónoma de España), la coalición Caballas propuso la creación de una "Academia del Árabe Ceutí", que lingüísticamente hablando sería idéntico al dariya o árabe magregí, así como su cooficialidad.[2] Sobre su oficialización existe un debate entre si es conveniente o no para superar el fracaso escolar, destacando como posición en contra el profesor e intérprete jurado de árabe A. Giménez Reíllo (Abu Ilyás).[3] Por el contrario el profesor Francisco Moscoso defiende la oficialidad del dariya en el sistema educativo ceutí.[4]

Descripción lingüística[editar]

El árabe marroquí es totalmente diferente de otras variedades coloquiales o lenguas procedentes del árabe y difícilmente inteligible con ellas, excepto con aquellas variedades más cercanas que no constituirían más que dialectos de una misma lengua magrebí con las que conforma un continuo geolectal, como es el caso del árabe argelino. Gramaticalmente presenta regularizaciones analógicas que han eliminado gran parte de la irregularidades del árabe clásico del que deriva. Igualmente ha integrado un gran número de palabras de las lenguas bereberes, el español y finalmente el francés.

Escritura[editar]

El árabe marroquí carece de un sistema de ortografía reglado o normalizado, no obstante en el ámbito de Internet, las redes sociales y la mensajería de los móviles suele emplear el alfabeto latino con el uso de algunos números o combinaciones de letras para transcribir algunos sonidos característicos como:

  • â - 3 = ﻉ "ʿayn" [ʔˤ]
  • gh = ﻍ "ġayn" [ɣ]
  • kh - 5 = ﺥ "ḫā" [x]
  • h - 7 = ﺡ "ḥā" [ħ]
  • q - 9 = ﻕ "qāf" [q]
  • sh - ch = ش "šīn" [ʃ]

A pesar de no contar con un sistema ortográfico reglado el dariya es ya una lengua literaria en la que se han escrito multitud de obras con autores de reconocido prestigio como Youssef Amine Elalamy autor de multitud de numerosas obras en esta lengua. También existen un buen número de traducciones al dariya entre las que destaca "El Principito" o "Amir saghir".

Fonología[editar]

El inventario consonántico del árabe marroquí está formado por los siguientes fonemas:[6]

  Labial Dental/Alveolar Post-alv./
Palatal
Velar Uvular Faríngea Glotal
simple enfática simple enfática
Nasal m n            
Oclusiva sorda     t̪ˁ   k q   ʔ
sonora b d̪ˁ   g      
Fricativa sorda f   s ʃ x~χ ħ h
sonora     z ʒ~dʒ ɣ~ʁ ʕ  
Aproximante     l j w    
Vibrante     r        

Los fonemas vocálicos son tres vocales largas /i, a, u/ y tres vocales breves /ĕ, ă, ŏ/. La vocal /i/ usualmente suena [i] pero en contacto con las consonantes /x, ɣ, q, ħ, ʕ/ se abre en [e]. Similarmente /u/ suena usualmente [u], en contacto con /q/ suena [o] y en contacto con /x, ɣ, q, ħ, ʕ/ suena [ʊ]. La vocal /a/ suena usualmente como [æ], junto a las uvulares o farignales como [a] y junto a las enfáticas como [ɑ]. El siguiente cuadro resume el inventario de fonemas vocálicos y sus alófonos:

anterior central posterior
cerradas /i/
[i], [e]
/u/
[u], [ʊ], [o]
medias /e/
[ɪ], [e], [ʌ]
/ă/
[ə], [ɐ~ä]
/o/
[o], [ʊ]
abiertas /a/
[æ], [ɐ~ä], [ɑ]

Existen diversos sistemas de transcripción/transliteración de estos fonemas:

Transcripción Harrell
a b d e f g ġ h i k l m n o q r s š t u w x y z ž ʔ ع
Valor fonético (AFI)
a b d e f ɡ ɣ h ħ i k l m n o q ɾ ɾˁ s ʃ t u w x j z ʤ ʔ ʕ
Otras transcripciones / alfabeto árabe
b
ب
d
د

ض
f
ف
g
ج
ġ
خ
h
ه
ĥ
ح
k
ك
l
ل

ل
m
م
n
ن
q
ق
r
ر
r
ر
s
س

ص
ċ
ش
t
ت

ط
w
و

خ
y
ي
z
ز

ظ
ĝ
ج
ʔ
ا
ʿ
ع

Históricamente muchas palabras del árabe clásico experimentaron síncopa o apócope de las vocales breve, y por esta razón muchas palabras presentan grupos consonánticos complicados en posición inicial y media formados por dos o tres consonantes:

nsedd '(yo) cierro'
tketbi '(tú) [f.] escribes'
qoṣṭḷi 'color castaño'
nnsa '(yo) olvido'
nṭḷeb '(yo) solicito'
tšri '(tú) compras'

Ciertos procesos de sufijación o prefijación requieren una vocal epéntica /e/ lo cual complica la regularidad de la morfología.

Morfología[editar]

El árabe marroquí es una lengua flexiva, sintética y esencialmente fusionante, que hace un uso extensivo de la prefijación, la sufijación y la infijación. La flexión se realiza mediante los tres procedimientos.

Verbos[editar]

La conjugación verbal se basa más en aspecto gramatical que el tiempo gramatical propiamente dicho. Así las formas verbales conjugadas según persona formas de imperativo, imperfecto (usadas para el presente y futuro) y perfecto (usualmente para el pasado):

(1a) r'rajul mashi kbir
ART-hombre NEG grande (imperfecto con sentido de presente)
'el hombre no es grande'
(1b) huwa mashi kbir
'Ellos no van a coger nada' (imperfecto con sentido de futuro)
(1c) qeddem-Ø-ni lil-ek
presentar-3ªPERF.3ªSG.M.-OB.1ªSG a-2ªSG) (perfecto)
'Me presentó a ti'
(1d) bġhi-t hadak
querer-PERF.1ªSG.) (perefecto con sentido de presente)
'Quiero este'
(1e) ddiw
'Tomad' (imperativo)

Las marcas de persona sujeto dependen de las tres clases de formas mencionadas anteriormente. En las formas de perfecto la marca de persona es un sufijo, en las de imperfecto es un prefijo (a veces con un sufijo complementario), mientras que las formas de imperativo sólo se refieren a la segunda persona y no llevan marca de persona explícita. El siguiente cuadro resume las marcas de persona, género y número que concuerdan con el sujeto:

Perfecto Imperfecto Imperativo
singular -t n-, ne- __
masc. -ti t-, te- Ø
fem. -ti t-, te-...-i, -y -i
masc. Ø i-, ye- __
fem. -et, -at, -t t-, te- __
plural -na n-, ne-...-u, -w __
-tiw/-tu t-, te-... -u, -w -u
-u/-w i-, ye-...-u, -w __
  • La forma básica para cietar un verbo es la tercera persona singular masculino del perfecto que se caracteriza por no poseer afijo alguno, por lo que se considera que representa el radical verbal. Los prefijos /t-/ pueden sufrir asimilación a la siguiente consonante (si es enfática o sonora).
  • El presente progresivo se forma anteponiendo el prefijo ka- o ta- a las formas de imperfecto. Sin este prefijo la forma de imperfecto se interpreta contextualmente como presente, futuro o pasado imperfecto.

El siguiente cuadro resume las formas finitas del verbo kteb 'escribir':

Perfecto Imperfecto Imperativo
singular ktebt
'escribí, he escrito'
nektob
'escribo, escribiré'
__
masc. ktebti
'escribiste'
tektob
'escribes'
ktob!
'¡escribe!'
fem. tektobi
'escribes'
kotbi!
'¡escribe!'
masc. kteb
escribió
yektob
'escribe'
__
fem. ketbet
'escribió'
tektob
'escribe'
__
plural ktebna
'escribimos'
nektobu
'escribimos'
__
ktebtu
'escribisteis'
tektobu
'escribís'
ktobu!
'¡escribid!'
ketbu
'escribieron'
yektobu
'escriben'
__
Nótense las transformaciones de la raíz en las formas de tercera persona del perfecto.

Pronombres[editar]

El pronombre personal tiene formas tónicas y átonas. Las formas tónicas o independientes se usan como pronombre sujeto enfático, mientras que las formas átonas o clíticas se usan para expresar posesivos, objeto directo u objeto indirecto, que aparecen como clíticos de otras palabras.

Formas
Independientes
(tónicas)
Formas
dependientres
(clíticos átonos)
Reflexivos Posesivos
singular ana -i, -ya, -ni ras-i dyal-i
masc. anta, (i)nta -k, -ek ras-ek dyal-ek
fem. anti, (i)nti -k, -ek ras-ek dyal-ek
masc. huwa -u, -h, -eh rasu dyal-u
fem. hiya -ha ras-a dyal-a
plural ḥna, iḥna -na ras-na dyal-na
antuma -kum ras-kum dyal-kum
huma -hum ras-(h)om dyal-om

Ejemplos:

rasi 'mi cabeza' (ras 'cabeza', -i 1ªp.sg.)
rasek 'tu cabeza'
šufia 'mírame'

Artículos y demostrativos[editar]

El artículo demostrativo en árabe marroquí fonológicamente es un clítico /l-/, aunque debe tenerse presente que se asimila fácilmente a la siguiente consontante, en concreto ante una de las consonantes coronales /t, d, s, z, l, r; n; š, ž; ḍ, ṭ, ṣ, ẓ, ḷ, ṛ/ su forma cambia a t-, d-, s-, z-, l-, r-; n-; š-, ž-; ḍ-, ṭ-, ṣ-, ẓ-, ḷ-, ṛ- volviéndose idéntico a la consonante inicial.

t-tub 'la ropa'
ṭ-ṭub 'el ladrillo'
d-drari 'los niños'
ḍ-ḍhur 'las espaldas'
s-sokkan 'los habitantes'
ṣ-ṣiniya 'el camino'
š-šemš 'el sol'
z-zwaq 'la decoración'
ẓ-ẓeṛwaṭa 'la vara'
ž-žmel 'el camello'
l-lḥem 'la carne'
ḷ-ḷeṛḍ 'la tierra'
r-rakeb 'el pasajero'
ṛ-ṛažel 'el hombre'
n-neṣṣ 'la mitad'

En árabe marroquí existen dos tipos de artículo indefinido. El artículo indefinido potencial tiene una única forma invariante para masculino y femenino: ši- equivale a 'algún/alguna/algunos/algunas' + el nombre en singular o plural:

ši kalb 'algún perro'
ši krasa 'algunas sillas'

El artículo indefinido de cantidad se usa el numeral waḥed 'uno/una' más el artículo definido:

waḥed l kalb 'un perro'
waḥed l kursi 'una silla'.

En cuanto a los demostrativos hay tres grados de deixis:

[+Hablante]
[-Oyente]
[-Hablante]
[+Oyente]
[-Hablante]
[-Oyente]
Singular masculino had-a
'este'
d-ak
'ese'
had-ak
'aquél'
femenino had-i
'esta'
d-ik
'esa'
had-ik
'aquella'
Plural had-o
'estos, estas'
d-ok
'esos, esas'
had-ok
'aquellos, aquellas'

Nombres y adjetivos[editar]

Nombres y adjetivos cambian su forma de acuerdo a la flexión de género y número. Los nombres y adjetivos pueden ser masculinos o femeninos, y singulares, duales o plurales (algunos autores consideran a parte las formas unitaria y colectiva como "números diferentes" aunque si bien son morfológicamente diferentes sintácticamente requieren concordancias de singular o plural).

Formación del femenino.

Generalmente y en esto coincide con el castellano, la mayor parte de los substantivos y adjetivos (incluidos los participios) forman el femenino sufijando -a a la forma de masculino. Ejemplos:

ḫeib, ḫeiba (/xeib-/) 'feo, fea':
tuil, tuila 'alto, alta'
amin, amina 'fiel (m.), fiel (f.)'

Sin embargo, al igual que sucede en español no todos las substantivos acabados en -a son palabras femeninas, también hay nombres masculinos acabados an -a, Ejemplos:

baba 'padre'; ḫa (hermano); ma(i) 'agua'; ḫra 'hez'
Formación del plural.

Hay dos tipos principales de formar el plural: a) por adición de sufijos; b) por transformación interna de la palabra (plurales fractos):

  • Sufijación. Los principales sufijos son: -in; -a; -(a)t. Ciertos nombres colectivos castellanos terminados en a (recogida de la 'oliva') tienen su origen en este plural árabe. Ejemplos:
ain > ainin (ojos); neyar > neyara (carpinteros); biro > biroat (oficinas)
  • Plurales fractos. El árabe marroquí contempla también tres formas de indicar el número de los substantivos: colectivo, unidad y dual. Los colectivos incluyen muchos nombres masculinos que no tienen ninguna marca de plural explícita pero se refieren a un número indeterminado de objetos. Ejemplos:
Hut (pescado)

Algunos ejemplos de formación de plurales masculinos son los siguientes:

Tipo Esquema
singular
Esquema
plural
Ejemplos
Sufijados 1 mo-__ mo-__+in mohandis 'ingeniero' / mohandisin 'ingenieros'
moḥami 'abogado' / moḥamiyin 'abogados'
momattil 'actor' / momattilin 'actores'
2 (hispanismo)
-o
(hispanismo)
-s
siyo 'sello' / siyos 'sellos'
bolso / bolsos
lado 'helado' / lados 'helados'
3 C1əC2C2aC3 C1əC2C2aC3a ṣəbbaġ 'tintorero' / ṣəbbaġa 'tintoreros'
ḍəbbaġ 'curtidor' / ḍəbbaġa 'curtidores'
šəffar 'ladrón' / šəffara 'ladrones'
Fractos 4 C1C2aC3 C1C2oC3a bġal 'mula' / bġola 'mulas'
ktab 'libro' / ktoba 'libros'
sṭal 'cubo' / sṭola 'cubos'
5 C1VC2C3 C1C2oC3 qalb 'corazón' / qlob 'corazones'
dars 'lección' / dros 'lecciones'
dərb 'callejón' / drob(a) 'callejones'
6a C1VC2C3VC4 C1C2aC3əC4 məftaḥ 'llave' / mfatəḥ 'llaves'
kabboṭ 'abrigo' / kbabəṭ 'abrigos'
məsmar 'clavo' / msamər 'clavos'
6b C1C2C3C4-a C1C2aC3əC4 madrasa 'escuela' / mdarəs 'escuelas'
mġorfa 'cucharón' / mġarəf 'cucharones'
karrusa 'carretilla' / krarəs 'carretillas'
7 C1C2C3-a C1C2aC3i yəbra 'inyección' / yəbari 'inyecciones'
taqba 'agujero' / tqabi 'agujeros'
zarbiya 'alfombra' / zrabi 'alfombras'
Mixtos 8 C1aC2 C1iC2+an kar 'autocar' / kiran 'autocares'
žar 'vecino' / žiran 'vecinos'
kas 'vaso' / kisan 'vasos'
Otros tipos wəld 'niño' / olad 'niños'
naḥla 'abeja' / nḥal 'abejas'
roḥ 'alma' / arwaḥ 'almas'

El plural de la mayor parte de nombres femeninos se forma por sufijación. Los femeninos acabados en -a forman el plural en -at aunque existen algunas formas adicionales si de hacer el plural para femninos no acabados en -a.

Tipo Esquema
singular
Esquema
plural
Ejemplos
Sufijados 1a ___-a ___-a+t kəlba 'perra' / kəlbat 'perras'
nibira 'nevera' / nibirat 'neveras'
1b ___ ___+at kamyun 'camión' / kamyunat 'camiones'
1c ___V ___+w-at radyo 'radio' / radyowat 'radios'
biro 'despacho' / birowat 'despachos'
Fractos ___C nafs 'alma' / nofos 'almas'
ḥarb 'guerra' / ḥorob 'guerras'
dar 'casa' / dyor 'casas
bənt 'hija' / bnat 'hijas'
kərš 'tripa / kroš 'tripas'
Mixtos ___C bab 'puerta' / biban 'puertas'
ṭriq 'camino' / ṭorqan 'caminos'


3.2.5 Estos nombres colectivos tienen un correspondiente nombre unitario acabado en "-a".

Ejemplos:
Huta (un pescado) en este caso a su vez un plural en "-at" Hutat (diversos/varios pescados)

3.2.5 Dual: el árabe marroquí ha conservado restos de dual del árabe clásico -(a)in, en diversos nombres de medidas y objetos que aparecen casi siempre en pares. Ejemplos:

Ain, ainin (ojo, ojos); mia, miatin (cien, dos cientos)

3.2.6 Caso especial para los adjetivos: Es frecuente utilizar para el femenino plural el plural masculino.

Ejemplos:
bnt seghera (niña pequeña), bnat segharat o más usual bnat sghar (niñas pequeñas).

3.3 Indeterminación / Determinación

3.3.2 La Determinación se expresa de las siguientes formas:

a) con ayuda del artículo "l" que equivale a el/+ el nombre en singular; El artículo se asimila a la consonante inicial del nombre cuando ésta es sh, d, n, r, s, t, y, z (las llamadas letras solares). Ejemplos:

L kalb (el perro); l kursi (l silla)
Sh shims (el sol).

b) con ayuda del un complemento del nombre. Ejemplos:

Dar l kalb (casa del perro).


Sintaxis[editar]

El árabe marroquí es una lengua de núcleo inicial, el determinante precede al nombre, el verbo usualmente precede al objeto, el verbo precede al objeto, la preposición precede al sintagma nominal, etc. Además tiene numerosas concordancias, de género y número dentro del sintagma nominal y el sintagma determinante. De número, persona y género entre el sujeto y el verbo.

Palabras de origen extranjero[editar]

Algunas palabras de origen bereber[editar]

  • Mouch o Mech: gato (de Amouch) [muʃ]
  • Khizzou: zanahoria [xizzu]
  • Yekh: onomatopeya expresando disgusto (de Ikhan) [jɛx]
  • Dcher o Tcher: zona [tʃɑr]
  • Yeh: sí [jɛh]
  • Neggafa: facilitador de boda (de taneggaft) [nɪggafa]
  • Sifet o sayfet: enviar [sˁaɪfɪtˁ]
  • Mezyan: bueno [mɪzjæn]

Algunas palabras de origen francés[editar]

  • forchita: (de fourchette) tenedor [forʃitˁɑ]
  • tomobile: (de automobile) coche [tˁomobil]
  • telfaza: (de télévision) televisión [tɪlfɑzɑ]
  • radio: radio [rɑdˁjo]
  • partma: (de appartement) apartamento [bɑrtˁmɑ]
  • tobis: (de autobus) autobús [tˁobis]
  • camera: (de caméra) cámara [kɑmerɑ]
  • portable: (de portable) teléfono móvil/celular [portˁɑbl]
  • tiliphune: (de téléphone) teléfono [tilifu:n]
  • brika: (de briquet) encendedor [bri’keɪ]

Algunas palabras de origen español[editar]

Estas palabras pueden haber venido por medio del árabe andalusí traído por los moriscos cuando fueron expulsados de España tras la Reconquista o pueden haberse incorporado en el tiempo del Protectorado (1912-1956).

  • roueda: rueda [rwedˁɑ]
  • cuzina: cocina [kuzinɑ]
  • simana: semana [simɑnɑ]
  • manta: manta [mɑltˁɑ]
  • rial: real (5 céntimos; este término ha sido también prestado a otros dialectos árabes) [rjɑl]
  • fundo: fondo (del mar o piscina) [fundˁo]
  • carrossa: carroza [kɑrrosɑ]
  • courda: cuerda [kordˁɑ]
  • cama (en el norte solamente): cama [kamˁɑ]
  • blassa: plaza [blasɑ]

Referencias[editar]

  1. «Journée d'études autour de l'arabe algérien: "La darja, une langue à part entière?"». huffpostmaghreb. 
  2. a b Rocío Abad (Martes, 21 de febrero de 2012). «Caballas propondrá al Pleno la creación de la Academia del Árabe Ceutí». El Faro de Ceuta. Consultado el 2 de marzo de 2013. 
  3. a b A. Giménez Reíllo. «La lengua materna no es un problema». 
  4. a b Rocío Abad. «Defienden la cooficialidad del árabe ceutí y su incorporación al sistema educativo para atajar el fracaso escolar». 
  5. «El árabe ceutí, una lengua minorizada de España». www.academia.edu. Consultado el 11 de febrero de 2016. 
  6. R. S. Harrell, 1962, p. 3

Bibliografía[editar]

  • Moscoso García, Francisco, Nouaouri Izrelli, Nadi Hamdi, Rodríguez García, Óscar, ''A1. B chuiya b chuiya. Árabe marroquí. Moroccan Arabic. Arabe Marocain'', Albujayra, Almeria, 2013.
  • Richard S. Harrell: A Short Reference Grammar of Moroccan Arabic, Georgetown University Press, Washington, D.C., 1962

Enlaces externos[editar]