P. T. Barnum

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Phineas Taylor Barnum
Phineas Taylor Barnum portrait.jpg
Phineas Taylor Barnum
fotografiado por Mathew B. Brady, c.1860.
Nombre Phineas Taylor Barnum
Nacimiento 5 de julio de 1810
Bandera de los Estados Unidos Bethel, Estados Unidos
Fallecimiento 7 de abril de 1891, (80 años)
Bridgeport
Causa de muerte accidente cerebrovascular
Nacionalidad estadounidense
Ocupación Empresario, artista, político
Firma
PT Barnum Signature.svg
[editar datos en Wikidata ]

Phineas Taylor Barnum (5 de julio de 1810 – 7 de abril de 1891) era un empresario y artista circense estadounidense recordado por sus célebres engaños en el mundo del entretenimiento y por fundar el "Ringling Brothers and Barnum & Bailey Circus". Sus éxitos quizá le convirtieron en la primera personalidad del "show business" millonario. Aunque Barnum era también un autor, editor, filántropo e incluso político, aunque afirmó, «Soy un showman por vocación... y el dinero no me convertirá en nada mejor»,[1] y su único objetivo personal fue «llenar sus bolsillos». Barnum es conocido por una frase que se le atribuyó erróneamente: «A cada minuto nace un idiota» ("There's a sucker born every minute").

Biografía[editar]

Nació en Bethel, Connecticut, Barnum se convirtió en propietario de un pequeña empresa cuando tenía tan solo 20 años y fundó un periódico semanal, The Herald of Freedom, en Danbury en 1829. Se trasladó a Nueva York en 1834 donde inició su carrera en el entretenimiento, primero con un show de variedades titulado "Barnum's Grand Scientific and Musical Theater" y poco después con la adquisición del Scudder's American Museum, que rebautizó con su propio nombre. Barnum usaba el museo como una plataforma para promover numerosos engaños y crípticos, como "Fiji mermaid" y "General Tom Thumb." A partir de 1846, el museo recibía unos 400.000 visitantes al año.[2] En 1850 financió la gira de la cantante sueca Jenny Lind, pagándole la friolera de 1.000$ por noche durante 150 noches

Después de varios reveses económicos debido a malas inversiones en la década de 1850, Barnum comenzó cuatro años de litigios y humillación pública. Se recuperó, comenzando una gira de conferencias –sobre todo a favor del temperance movement – y en 1860 consiguió salir de la deuda y se construyó una mansión, que denominó "Lindencroft". Añadió a su museo el primer acuario de los Estados Unidos y amplió el museo de cera ya existente.

Aunque dijo «la política siempre fue desagradable para mí», Barnum fue elegido para la legislatura de Connecticut en 1865 como Republicano para Fairfield y se mantuvo en dicho cargo dos mandatos. Fue elegido dos veces sin éxito para el Congreso de los Estados Unidos. Con la ratificación de la Decimotercera Enmienda a la Constitución de los Estados Unidos sobre la esclavitud y el sufragio afroamericano, Barnum se pronunció después de la legislatura diciendo «A human soul is not to be trifled with. It may inhabit the body of a Chinaman, a Turk, an Arab or a Hotentot - it is still an immortal spirit!» En 1875, Barnum fue alcalde de Bridgeport, Connecticut, durante un año y trabajó mejorando el abastecimiento de agua, acondicionando el alumbrado de las calles y endureciendo las leyes sobre el alcohol y la prostitución. Barnum inicio la construcción del Bridgeport Hospital, fundado en 1878, y fue su primer presidente.

Barnum se introdujo en el mundo del circo, negocio al que debe sus fama, con 61 años creando el "P.T. Barnum's Grand Traveling Museum, Menagerie, Caravan & Hippodrome", un circo ambulante, zoológico y freak show, que en 1872 fue conocido como: El mayor espectáculo del mundo ("The Greatest Show on Earth"). Barnum fue el primer dueño de un circo que transportaba su espectáculo en tren, además de ser el primero en comprar su propio tren. Dada la falta de carreteras pavimentadas en los Estados Unidos, esto resultó ser una acertada decisión que permitió ampliar los negocios a Barnum.

El 7 de abril de 1891, Barnum murió en su casa mientras dormía y fue enterrado en el Cementerio de Mountain Grove, Connecticut, camposanto que él mismo había diseñado.[3]

Referencias[editar]

  1. Philip B. Kunhardt, et al., P. T. Barnum: America's Greatest Showman,Alfred A. Knopf, New York, 1995, ISBN 0-679-43574-3, p. vi
  2. Philip B. Kunhardt, et al., p. 73
  3. Rogak, Lisa (2004), Stones and Bones of New England: A guide to unusual, historic, and otherwise notable cemeteries, Globe Pequat ISBN 0-7627-3000-5