Isaac Abravanel

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Isaac Abravanel.

Isaac Abravanel o Abarbanel (Isaac ben Yehuda de Abravanel / יצחק בן יהודה אברבנאל, Lisboa, 1437 - Venecia, 1508) fue un teólogo, comentarista bíblico y empresario judío que estuvo al servicio de los reyes de Portugal, Castilla y Nápoles, así como de la República de Venecia. Fue el padre del conocido filósofo León Hebreo.

Sus antecesores pertenecían a una destacada familia de judíos de Sevilla, que emigró a Portugal tras las persecuciones de 1391 (su abuelo, Samuel Abravanel, había sido tesorero de Enrique II y de Juan I, de Castilla).

Isaac fue tesorero del rey de Portugal, Alfonso V, pero en 1483, al relacionársele con un complot contra su sucesor, Juan II, huyó a Castilla, donde residió primero en Plasencia y posteriormente en Alcalá de Henares y Guadalajara. Fue agente probado, comercial y financiero, de Isabel la Católica, a la que prestó importantes sumas para financiar la guerra de Granada. En la hacienda castellana se relacionó con Abraham Senior, su protector, del que se hizo íntimo amigo.[1] asociándose a sus negocios y ocupando el cargo de factor mayor.[2] Ambos también realizaron gestiones, inicialmente infructuosas, a favor del proyecto de expedición transatlántica de Cristóbal Colón.[3]

Al contrario que Senior, se negó a convertirse cuando el edicto de Granada (31 de marzo de 1492) dispuso la expulsión de los judíos, que ambos habían intentado inútilmente evitar utilizando su influencia sobre la reina. Obligado a salir de España, aunque conservando su fortuna,[4] se instaló en el reino de Nápoles, donde estuvo al servicio del rey Ferrante y de su sucesor, Alfonso II. Cuando el reino fue invadido por Carlos VIII de Francia (1495), Abravanel debió exiliarse a Sicilia con el rey Alfonso II. Posteriormente residió en Corfú, en la ciudad de Monopoli, en el norte de África, y por último en Venecia, donde falleció en 1508.

Enlaces externos[editar]

Notas[editar]

  1. Jewish Encyclopedia
  2. mundohistoria.org
  3. Daniel Mesa Los judíos en el Descubrimiento de América.
  4. Fernando e Isabel se mostraron generosos: compensaron las deudas que aún tenía con el Fisco aceptando como pago las obligaciones de sus deudores cristianos; sumaban unas y otras más de un millón de maravedís. Además recibió la autorización especial para sacar hasta mil ducados en oro y joyas por el puerto de Valencia. (Luis Suárez Fernández, La expulsión de los judíos, reproducido en vallenajerilla.com).