Estefanía de Bélgica

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Estefanía de Bélgica
Princesa Heredera de Austria
Stefanie of Belgium.jpg
La princesa Estefanía de Bélgica.
Información personal
Cónyuge
Descendencia Isabel María de Austria
Nombre completo Estefanía Clotilde Luisa Herminia María Carlota de Bélgica
Casa real Casa de Sajonia-Coburgo-Gotha
Padre Leopoldo II de Bélgica
Madre Archiduquesa María Enriqueta de Austria
Nacimiento 21 de mayo de 1864
Castillo Real de Laeken,
Flag of Belgium.svg Bélgica
Fallecimiento 23 de agosto de 1945
(81 años)
Monasterio de Pannonhalma, Bandera de Hungría Hungría
Entierro Monasterio de Pannonhalma, Bandera de Hungría Hungría

Estefanía de Bélgica (Laeken, Bélgica, 21 de mayo de 1864 - Pannonhalma, Hungría, 23 de agosto de 1945), fue Princesa de Bélgica y de Sajonia-Coburgo-Gotha, y durante algún tiempo Kronprinzessin (esposa del Príncipe heredero) del Imperio austrohúngaro por estar casada con el Archiduque Rodolfo de Habsburgo.

Biografía[editar]

Familia[editar]

Estefanía era la hija del Rey Leopoldo II de los Belgas y de su esposa, la Archiduquesa María Enriqueta de Austria. Por línea paterna era la nieta de Leopoldo I de Bélgica y la esposa de éste, Luisa María de Orleáns, sobrina de la que fuera emperatriz de México y hermana de su padre Carlota de México, princesa de Bélgica. Por vía materna era nieta del Archiduque José de Austria, Palatino de Hungría, y su mujer, María Dorotea de Württemberg. Estefanía tenía un hermano, Leopoldo, que falleció joven, y dos hermanas llamadas Luisa María y Clementina, que contrajeron matrimonios con sendos miembros de las dinastías de Sajonia-Coburgo y Bonaparte respectivamente.

Vida matrimonial[editar]

Estefanía y Rodolfo a poco de su matrimonio.

Estefanía se casó el 10 de mayo de 1881 en Viena con su primo lejano, el archiduque Rodolfo de Habsburgo, hijo y heredero del Emperador Francisco José I de Austria y su mujer, Isabel de Baviera. A la boda asistieron, entre muchos otros, los futuros Eduardo VII del Reino Unido y Guillermo II de Alemania. La unión se encuadraba dentro de los planes del Rey Leopoldo II para lograr un mayor apoyo internacional para su país, su dinastía y sus ambiciones. La joven princesa no fue vista con mucho entusiasmo al principio por parte de su familia política, aunque su desempeño posterior en su papel regio le ganó la confianza del Emperador.

Mientras que Rodolfo era inteligente, impulsivo y sobre todo liberal en política, Estefanía tenía una postura mucho más reaccionaria, convencional y formalista. Todo esto, unido a las constantes aventuras amorosas de su marido, que incluso le contagió una enfermedad venérea, hicieron circular rumores de divorcio desde muy pronto. En 1887 Estefanía se involucró amorosamente con un conde polaco, aunque la relación no prosperó. Rodolfo y Estefanía sólo pudieron tener una hija, llamada Isabel, que no podría heredar el trono austro-húngaro por ser mujer.

Viudez[editar]

En 1889 Rodolfo fue hallado muerto junto a su amante, María Vetsera, en un pabellón de caza en Mayerling, tras un episodio nunca del todo aclarado. Las esperanzas imperiales de Estefanía se esfumaron con este hecho, y la joven viuda quedó aislada del resto de la corte imperial de Viena. Poco después, en 1900, Estefanía se casó con un noble húngaro, el conde Elémer Lónyay (1864-1946), por lo que el Emperador Francisco José I de Austria la desposeyó de sus títulos imperiales y además provocó la ira de su padre, quien la desheredó. De allí en adelante y por muchos años, Estefanía trataría de hacer valer sus derechos patrimoniales en Bélgica, a los bienes dejados por su padre sin éxito.

Vivió con su familia en el castillo de Oroszvar, en la zona occidental de Hungría, hasta que el avance del Ejército Rojo durante la Segunda Guerra Mundial obligó a la pareja a huir; encontraron refugio en la abadía benedictina de Pannonhalma, cerca de Györszentmarton, en Hungría. Estefanía murió allí el 23 de agosto de 1945. En 1935, Estefanía publicó sus memorias, que aparecieron fuera de Austria bajo el título de Ich Sollte Kaiserin Werden (Debí haber sido emperatriz).

Descendencia[editar]

Su única hija habida con el archiduque Rodolfo, Isabel María de Austria (1883-1963), contrajo matrimonio en 1902 con el príncipe Otto Weriand de Windisch-Grätz (1873–1952), con quien tuvo amplia descendencia que se prolonga hasta nuestros días. Isabel se divorció en 1948 y contrajo matrimonio con Leopold Petznek, con quien llevaba viviendo durante años. Petznek era un hombre de tendencia socialdemocrática, que le valió a su esposa el sobrenombre de "La Archiduquesa Roja". No tuvieron descendencia.

Distinciones honoríficas[editar]