Elena Caffarena

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Elena Caffarena durante un acto de la campaña presidencial de Pedro Aguirre Cerda (1938).

Elena Caffarena Morice (Iquique, 23 de marzo de 1903 - 19 de julio de 2003) fue una abogada, jurista y política luchó por la emancipación femenina en Chile.

Primeros años de vida[editar]

Tercera de dos hermanos, fue hija del empresario textil italiano Blas Caffarena, inmigrante de ascendencia genovesa, y de Ana Morice. Realizó sus estudios hasta 5º Humanidades en el Liceo de Niñas de Iquique, terminando su enseñanza secundaria en el Liceo Nº 4 de Santiago.

Mientras estudiaba en la Escuela de Leyes de la Universidad de Chile, participó en trabajos de Educación a obreros y obreras y conoció a Luis Emilio Recabarren, fundador del Partido Comunista, quien la motivó a seguir trabajando por los derechos de los hombres y mujeres de la clase proletaria. Se vincula a la Federación de Estudiantes en 1922 y se hace voluntaria en la Oficina de Defensa Jurídica Gratuita.

Recibió el título de abogada en 1926, siendo una de las 15 primeras mujeres juristas chilenas. Su memoria se tituló El enriquecimiento sin causa a expensas de otro, en el Código Civil Chileno[1]

Tres años más tarde contrajo matrimonio con el abogado y posteriormente senador comunista Jorge Jiles Pizarro, con quien tuvo tres hijos: Jorge, Juan y Ana María.[2] Fue tía de Ricardo Izurieta Caffarenacomandante en jefe del Ejército, quien es hijo de su hermana menor, Victoria, y del general Pelayo Izurieta Molina, hermano, asu vez, de Óscar Izurieta Molina, también militar y comandante en jefe del Ejército bajo el gobierno de Jorge Alessandri— y abuela de la periodista Pamela Jiles.

Vida pública[editar]

Elena Caffarena en 1926 (sentada al medio), junto con compañeros de la Escuela de Derecho de la Universidad de Chile.

Atenta a los reclamos de las sufragistas ingwelesas, junto a Olga Poblete y otras adelantadas de la época, fundó el Movimiento Pro-Emancipación de las Mujeres de Chile, MEMCH, en 1935, que durante veinte años se abocó a la organización de mujeres en pro de su “emancipación económica, biológica y política”c. Fue la primera organización femenina política en pro de sus reivindicaciones.

Elena se dedicó principalmente a promover los derechos jurídicos de la mujer, ya que entonces las leyes –y hasta hace muy poco- consideraban a las chilenas como menores de edad, atadas a la voluntad del padre o del marido.

En Chile, diecisiete años después, en 1935, lograron uno limitado a las elecciones municipales, y no sería sino hasta 1949 que se obtendría para la mujer el derecho a voto para todas las elecciones.

Ella, que tanto hizo por conseguirlo, no fue invitada por el presidente Gabriel González Videla a la ceremonia en que se promulgó tal ley en el Teatro Municipal. Se le aplicó la Ley de Defensa Permanente de la Democracia, llamada “Ley Maldita”, que quitaba sus derechos y perseguía a las personas afiliadas al Partido Comunista. Elena nunca fue militante, pero sí su marido, el abogado Jorge Jiles, quien era dirigente de esa colectividad.

Como abogada, Caffarena realizó grandes aportes a la sociedad chilena. Entre ellos, destaca la publicación de su libro Capacidad de la mujer casada en relación a sus bienes, texto que incluía ideas revolucionarias para la época, como por ejemplo, que en el matrimonio es vital y obligatorio que exista el amor.

Últimos años de vida[editar]

Durante los años ochenta, Seminario 244, la casa de Elena, se transformó en un lugar de encuentro y debate para las feministas. Pasaron por ella amigas de los tiempos universitarios y de todos los que siguieron, feministas antiguas y nuevas, e investigadoras chilenas y extranjeras en busca de un pedazo de la historia. Se desarrollaron tertulias sabatinas que llegaron a ser famosas y se realizaron reuniones clandestinas durante la dictadura, lo cual la hizo víctima de un allanamiento.

Caffarena trabajó por la defensa de los derechos humanos que estaban siendo sistemáticamente quebrantados. En la década de 1980, se convirtió en una de las fundadoras del Comité de Defensa de los Derechos del Pueblo (CODEPU), que en la actualidad funciona como una corporación encargada de la defensa jurídica, social y médica de las víctimas de la dictadura y sus familias.

Artículos suyos en la revista Punto Final nos hablan de sus ámbitos de interés: Aborto en Chile, Divorcio con antifaz, El divorcio vincular y la familia, todos de 1994. También los textos que publicó en la Revista de Derecho, Jurisprudencia y Ciencias Sociales confirman lo que en su vida fue una constante: la defensa de los oprimidos, la visibilidad de los excluidos, su lucha por la democracia y la exigencia de derechos para las mujeres.

Obras[editar]

  • Capacidad de la mujer casada en relación a sus bienes.
  • Regímenes matrimoniales en Latinoamérica (1948).
  • Un capítulo en la Historia del Feminismo. Las sufragistas inglesas (1952).
  • El recurso de amparo frente a los regímenes de emergencia (1957).
  • Diccionario de Jurisprudencia Chilena (1959).

Referencias[editar]

Enlaces externos[editar]