Bohemia

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Bohemia
Región de la República Checa
Bandera de Bohemia
Bandera

Escudo de Bohemia
Escudo

Ubicación de Bohemia
Coordenadas: 50°N 14°E / 50, 14Coordenadas: 50°N 14°E / 50, 14
Capital Praga
Ciudad más poblada Praga
Entidad Región
 • País Bandera de la República Checa República Checa
Superficie  
 • Total 52 065 km²
Población  
 • Total 6 500 000 hab.
 • Densidad 124,84 hab/km²
[Editar datos en Wikidata]

Bohemia (en checo y eslovaco: Čechy; en alemán: Böhmen; en polaco: Czechy) es una de las tres regiones históricas que componen la República Checa, antes parte de Checoslovaquia. Las otras regiones son Moravia y Silesia. Bohemia tiene 52 768 km² y su capital es Praga. La religión predominante es el catolicismo. La lengua mayoritaria es el checo.

Situación geográfica[editar]

Limita al norte con Polonia; al este, con las regiones de Moravia y Silesia; al sur, con Austria, y con Alemania al oeste y noroeste.

Bohemia tiene un área de 52.750 km², y hoy en día alberga a 6,25 millones de los 10,3 millones de habitantes de la República Checa. Sus fronteras están delimitadas por cordilleras: las Montañas de los Gigantes, la Selva de Bohemia y los Montes Metalíferos, también conocidos como Erzgebirge o Krušné hory.

Geografía[editar]

Bohemia es una meseta rodeada de elevados sistemas montañosos, como la Selva de Bohemia, los montes Metálicos, las cumbres de Bohemia-Moravia y Krkonoše (Riesengebirge en Alemán). Los principales ríos son Elba (conocido localmente como Labe) y sus afluentes, el Vltava y el Ohře.

Economía[editar]

La industria, la agricultura, la minería son las principales actividades económicas de la región. Los cultivos más importantes son los de maíz, trigo, vid y lúpulo. Sus industrias producen automóviles, hierro y acero, productos químicos, maquinaria, textiles y comestibles.

Los centros industriales más relevantes son Mladá Boleslav, Vrchlabí, Praga, Pilsen y Liberec pero, como en toda Europa, la industria se concentra en zonas industriales fuera de los centros de la industria tradicional. Además, Bohemia posee importantes yacimientos de carbón, igualmente existen depósitos de grafito, y de menas de mineral de hierro, plata y uranio.

Historia[editar]

El nombre de Bohemia deriva de los boyos, un pueblo celta que habitaba aquella zona alrededor del siglo V a. C. Los boios fueron expulsados por la tribu germánica de los marcómanos hacia el siglo I d.C. Entre los siglos V y VIII, llega a Bohemia el pueblo actual, los eslavos.

Durante el siglo IX, el cristianismo fue introducido en la región, que por entonces formaba parte de la Gran Moravia. La primera dinastía bohemia, la familia de los Přemyslidas, se hizo con el poder en el siglo X.

En el año 950, Bohemia fue obligada a reconocer la supremacía alemana y se convirtió en parte del Sacro Imperio Romano. En 1212, por medio de la Bula de Oro de Sicilia el emperador Federico II crea el Reino de Bohemia. Desde el año 1310 hasta el 1437, el país fue gobernado por la casa de Luxemburgo.

Durante la última etapa de este periodo, los husitas, grupo religioso bohemio que se parecía en muchos aspectos a los protestantes del siglo XVI, se rebelaron contra la Iglesia católica. Esto trajo consigo la necesidad de una intervención internacional y un largo periodo de guerras, las Guerras Husitas. Los bohemios fueron a aceptar un acuerdo mutuo con la Iglesia en el año 1436.

La mayoría de las cuestiones políticas y religiosas implicadas en la lucha quedaron sin solucionar, pero el movimiento husita estimuló sentimientos nacionalistas entre los bohemios, lo que supuso un freno a la inicial tendencia hacia la germanización.

Joseph von Führich, Waldesruh, 1835.

Entre 1471 y 1526, Bohemia fue gobernada por un linaje de reyes húngaros. Durante este periodo, la situación religiosa fue tensa pero no estallaron conflictos significativos.

En 1526, Fernando I, de la Casa de Habsburgo, fue elegido Rey de Hungría y Bohemia. Bajo el mandato de esta dinastía, que se prolongó hasta 1918, la historia de Bohemia estuvo unida a la de Austria.

Durante la Reforma (1517-1648), los Habsburgo católicos reprimieron el creciente movimiento protestante en Bohemia. El episodio conocido como la Defenestración de Praga, en el que los checos, furiosos, arrojaron a dos representantes de los Habsburgo por la ventana, fue la causa inmediata de la revuelta bohemia, y por ende de la guerra de los Treinta Años (1618-1648). La batalla de la Montaña Blanca (1620) supuso la derrota de los rebeldes bohemios, que fue seguida de la implacable erradicación del protestantismo, la supresión de los privilegios nacionales y el uso obligado del alemán como lengua oficial.

Las reformas de José II, que reinó entre 1765 y 1790, trajeron consigo un renacimiento de sentimientos nacionalistas en Bohemia. Después de 1848, año en el que se sofocó una rebelión nacionalista, la lucha por la autonomía checa dentro del Imperio Austro-Húngaro continuó.

Con el derrumbamiento del Imperio tras la Primera Guerra Mundial y la creación de Checoslovaquia en 1918, Bohemia se convirtió en provincia.

En marzo de 1939, los nazis alemanes crearon el Protectorado de Bohemia y Moravia después de la ocupación militar de Checoslovaquia.

Con el final de la Segunda Guerra Mundial, volvió a integrarse en Checoslovaquia. El 1 de enero de 1993, Bohemia pasó a formar parte de la República Checa.

Véase también[editar]

Enlaces externos[editar]