Asistente virtual

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

Un asistente virtual es un personaje conversacional, generado como programa informático capaz de reconocer, al menos de forma básica, un lenguaje natural que simula una conversación para dar información y ofrecer un servicio mediante la voz o texto para los usuarios a través de Internet, un quiosco o una interfaz móvil. Un asistente virtual incorpora comprensión de lenguaje natural (PLN), control de diálogo, conocimiento de dominio (por ejemplo, acerca de los productos o servicios de una compañía o institución en un sitio web) y un aspecto visual (como fotografías o animaciones en 3D) que en los más avanzados cambian o pueden simular estados de ánimo de acuerdo al contenido del diálogo. Los métodos de interacción son de texto a texto, texto a voz el habla de texto y de voz a voz.

El asistente virtual está formado por dos componentes independientes, pero estrechamente integrados, que rara vez se pueden separar: la interfaz de usuario (IU) (aspecto), y la base de conocimientos en el interior (inteligencia). La apariencia visual (IU) de los asistentes virtuales pasa por una foto hasta una imagen 3D con emociones. Pero esa interfaz de usuario requiere de un motor de diálogo inteligente además de una base de conocimientos bien estructurada y amplia para convertirse en una herramienta eficaz de autoservicio que aumente la productividad. Dependiendo de la combinación de la interfaz de usuario y la base de conocimientos subyacentes, el asistente virtual se encontrará en alguna de las diferentes generaciones con los que se pueden catalogar a los asistentes virtuales.

Procesamiento de lenguaje natural[editar]

El procesamiento de lenguaje natural no es lo mismo que el procesamiento de lenguajes de programación, ya que la sintaxis de un lenguaje natural es mucho más compleja además de otros factores como ambigüedades semánticas y pragmáticas.

Los asistentes virtuales de primera generación funcionan mediante unos patrones predefinidos de reconocimiento que permiten el reconocimiento de frases. Se crea un sistema carente de contexto en la conversación en el que se analizan conjuntos de aproximadamente 100.000 expresiones regulares y para cada subconjunto de estas expresiones se mostrará un conjunto de respuestas predefinidas.

Un ejemplo de asistente de primera generación: Si el asistente virtual presta servicio en una compañía ferroviaria, si la frase contiene la palabra horario y se citan nombres de estaciones, el asistente llegará a la conclusión que se le pregunta por el horario de trenes entre las estaciones citadas.

Hay otros asistentes más avanzados que realizan análisis semánticos y pragmáticos que permiten desambiguar frases mediante:

  • Homonimias.
  • Análisis contextual mediante árboles de diálogo.

Diferencia con los chats[editar]

Un asistente virtual no es en modo alguno un chat. En un chat participan personas reales, mientras que un asistente virtual es simplemente un automatismo cuyo fin es totalmente distinto al de un chat.

No obstante, un chat puede incorporar, bajo un nick, un asistente virtual destinado a prestar ayuda a los usuarios.

Diferencia con los buscadores[editar]

Los buscadores no reconocen lenguajes naturales, sino que buscan palabras o frases. Sin embargo, la función de un asistente virtual no es la de un buscador. No obstante, si un asistente virtual llega a la conclusión de que se le está utilizando como buscador, puede o bien buscar en su base de datos, o bien apoyarse en buscadores generales como Google