Aladdín y el rey de los ladrones

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

Aladdín y el rey de los ladrones es una película animada de 1996 dirigida por Tad Stones y con el guion a cargo de Mark McCorkle y Robert Schooley. Es la secuela de El retorno de Jafar (1994), que a su vez era secuela de Aladdín (1992). Fue diseñada para ser lanzada directamente a VHS y no al cine.

Sinopsis[editar]

Cuando Aladdín y Jasmín están a punto de casarse, el evento queda interrumpido por los famosos cuarenta ladrones. A través del oráculo, el joven descubre que su padre está vivo y su prometida le aconseja que vaya en su búsqueda. Mientras tanto, los cuarenta ladrones van en la búsqueda de la mano de Midas, que convierte en oro todo lo que toca. La banda está liderada por Cassim, el padre de Aladdín.

Personajes[editar]

Personaje Estados Unidos España México
Aladdín Scott Weinger Ángel de Gracia Demián Bichir
Genio Robin Williams Pep Antón Muñoz Ruben Trujillo
Jasmine Linda Larkin Marta Barbará Maggie Vera
Sultán Val Bettin Manuel Lázaro Ricardo Lezama
Abú Frank Welker Frank Welker Frank Welker
Iago Gilbert Gottfried Javier Pontón Héctor Lee
Cassim John Rhys-Davies Salvador Vidal Arturo Casanova
Sa'luk Jerry Orbach Joan Crosas Octavio Rojas
Oráculo CCH Pounder María Luisa Solá Rebeca Martínez

Referencias culturales[editar]

A lo largo de la película, el genio se transforma en varios personajes de Disney: Campanilla, Pocahontas, el conejo blanco de Alicia en el país de las maravillas, Pumba, Mickey Mouse (manejando un barco de vapor, en referencia a Steamboat Willie), y en los hermanos Marx, Groucho, Harpo y Chico. Asimismo, en una escena convierte a Jasmine en Cenicienta y en Blancanieves y le prueba el vestido de La sirenita, el de Minnie Mouse y el de Jessica Rabbit.

Véase también[editar]