Blancanieves (Disney)

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Blancanieves
Personaje de Blancanieves y los siete enanitos
SNOW WHITE DISNEY.jpg
Creador(es) Hermanos Grimm
Interpretado por Stephanie Bennett y Adriana Caselotti
Información
Sexo Femenino
Edad 14 años
Color de pelo moreno
Color de ojos marrón
Ocupación Princesa
Cónyuge El Príncipe Florian[1]
Hijos Ninguno
Familiares La Reina Grimhilde (madrastra, fallecida en el final de la película de Disney)
La Reina (madre anónima, fallecida)
El Rey(padre anónimo, fallecido)
Evie (hermanastra, en Descendientes)
Nacionalidad Alemana

Blancanieves es un personaje ficticio y la protagonista de la película animada de 21 de diciembre de 1937 Blancanieves y los siete enanitos de Disney. También realiza un cameo en la película ¿Quién engañó a Roger Rabbit?. Forma parte de la franquicia de las Princesas Disney.

Perfil[editar]

Personalidad[editar]

Blancanieves es una princesa de noble cuna que se ve forzada a la servidumbre por su malvada madrasta, la Reina Grimhilde. Ella es inocente y un poco ingenua, pero nunca pierde la fe en su anhelo de que el verdadero amor algún día llegará a buscarla. Ella sigue siendo alegre y amable, sin importar lo mal que su malvada madrastra, la Reina Grimhilde, la trate.

Ella es una optimista nata, que siempre va a ver la botella medio llena, no importa lo sombrías que las cosas parezcan. Una soñadora en silencio, le encanta ayudar a los menos afortunados que ella y nunca juzga a la gente. Con una naturaleza amable, gentil y femenina, que sigue su corazón y hace lo que ella siente que es correcto, aún si puede llevarla a problemas. Por ejemplo, cuando ayuda a una sospechosa, vieja fea al traerla a la casa después de que Gruñón le dijo que no le permitiera que nadie entrar.

Ella ve el lado bueno de todo y de todos, casi hasta la exageración, pero a través de todo es una buena persona con un gran corazón y un alma maternal que puede encantar a cualquiera, incluso Gruñón.

Explicación: Blancanieves siempre obtuvo su lugar como una niña...No fue nunca irrespetuosa,y a pesar de que su malvada madrastra, la Reina Grimhilde, fue mala con ella nunca le faltó al respeto y por eso esta le tuvo envidia por su pureza y su inocencia.

Vestuario[editar]

La joven niña es más identificada por usar el vestido de princesa que viste la primera vez que se pierde en el bosque: un vestido rojo, azul, blanco y amarillo, con un collar blanco alto y con una capa roja. Ella usa una cinta roja en el pelo con un arco situado en la parte superior de su cabeza. Durante el comienzo de la película viste harapos, un vestido remendado marrón y blanco, una cinta de pelo azul y zuecos cantando "Mi Príncipe Vendrá".

Apariciones[editar]

Blancanieves y los siete enanitos[editar]

Aunque nació con sangre azul, Blancanieves se ve obligada a trabajar como sirvienta a las órdenes de su malvada madrastra, la Malvada Reina Grimhilde, que para ocultar su belleza la viste con harapos para ser la más hermosa del reino, pero cuando la Reina Grimhilde, la malvada madrastra de Blancanieves, descubre que su hijastra Blancanieves es la más bella, manda a Humbert, el cazador, a que la mate. Humbert, al no tener corazón para matarla, le dice que huya. Blancanieves se pierde en el bosque, pero gracias a los animales del bosque, logra llegar a hasta la casa de los siete enanitos. Pero cuando la Reina Grimhilde, la malvada madrastra de Blancanieves, se entera que su hijastra Blancanieves todavía está viva decide transformarse en una horrible, vieja, anciana y fea bruja pordiosera y envenena una hermosa manzana roja que sumirá a Blancanieves en un sueño de muerte, del que únicamente se romperá si Blancanieves recibe el primer beso de amor verdadero de su amado príncipe. Cuando Blancanieves muerde la manzana, cae al suelo al instante, profundamente dormida. Los siete enanitos, para vengar su muerte, persiguen a la malvada madrastra de Blancanieves, la Reina Grimhilde, convertida en una horrible bruja anciana, por todo el bosque. La Reina Grimhilde, la malvada madrastra de Blancanieves, convertida en una horrible, fea, y vieja bruja anciana pordiosera, está a punto de lanzarles una roca a los siete enanitos, cuando tropieza y cae al vacío. Blancanieves era tan hermosa, aún muerta, que los siete enanitos no tuvieron corazón para enterrarla, y la metieron en un ataúd de cristal donde dejaban flores cada día, y la visitaban junto con los animales del bosque. Un día, apareció el príncipe, que estuvo siempre enamorado de ella, y al verla en el ataúd, la besó, rompiendo el encantamiento de la manzana envenenada. Blancanieves despertó y, después de despedirse de los siete enanitos y de los animales, el príncipe la llevó a su castillo, donde fueron felices para siempre.

Enlaces externos[editar]

Blancanieves y Los Siete Enanitos - Web oficial (en español)

Referencias[editar]