Lagunillas (Mérida)

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda




Coordenadas: 8°30′10″N 71°23′30″O / 8.50278, -71.39167

Lagunillas
Bandera de Lagunillas
Bandera
Escudo de Lagunillas
Escudo
Lagunillas
Lagunillas
Lagunillas
Localización de Lagunillas en Venezuela
País Flag of Venezuela.svg Venezuela
• Estado Flag of Mérida.svg Mérida
Ubicación 8°30′05″N 71°23′32″O / 8.5014, -71.3921


Coordenadas: 8°30′05″N 71°23′32″O / 8.5014, -71.3921
{{#coordinates:}}: no puede tener más de una etiqueta principal por página
• Latitud 8°20'00"N a 8°17'36"N
• Longitud 71°24'20"O a 71°24'20"O
• Altitud 1070 msnm
Región Los Andes
Subregión Zona Metropolitana
Municipio Sucre
1 Parroquias Lagunillas
Población 42.717 hab.
Gentilicio Lagunillero
Huso horario UTC-4:30
Código postal 5111
Pref. telefónico 0274
Alcalde (2008-presente) Aron Varela (PSUV)
[editar datos en Wikidata]

Lagunillas, ciudad capital del municipio Sucre del estado Mérida, en Venezuela, situado a 30 kilómetros de la ciudad de Mérida.

Las calles de la ciudad son de gran ancho y sus casas son generalmente de espacio abierto. Algunas partes de la ciudad, como Pueblo Viejo, son de alto atractivo turístico por las casas antiguas hechas con materiales diversos. También hay algunos indígenas que vivieron por la zona, que también llenan de turismo y cultura a la población. Lagunillas se le conoce por ser "una región de artesanos" por la gran cantidad de artefactos que se hacen con los varios materiales de la zona y más allá.

Vías de comunicación[editar]

Para ir a Lagunillas desde Mérida, se toma la carretera Transandina hacia el suroeste en un recorrido de aproximadamente media hora. Desde Ejido (cercano a Mérida), aproximadamente entre 15 a 20 minutos al suroeste por la carretera Trasandina se ubica la población de Lagunillas. Desde Santa Cruz de Mora, otra población merideña, aproximadamente entre 40 minutos a 1 hora hacia el noreste por la carretera Trasandina se ubica la población de Lagunillas. Casi todas las poblaciones de Venezuela no tienen conexión directa con Los Andes, así que se deben tomar las diversas carreteras de occidente, que se conectan con la Transandina u otras carreteras andinas.

Geografía[editar]

Situada a 1070 msnm, la ciudad de Lagunillas con 22.370 habitantes, se extiende desde las estribaciones de la montaña, que culmina en el Páramo El Molino, hasta los pies de la meseta. Posee una temperatura media de 22.5° C y no llueve frecuentemente. El clima es de un fresco relativo, más fuerte entre agosto y julio.

Lagunillas es la capital del Municipio Sucre con 55.840 habitantes, el cual incluye las parroquias Chiguará, Estánques, Pueblo Nuevo, San Juan y La Trampa.

Historia[editar]

La historia de este pueblo, muy rica en cuanto a los acontecimientos que allí se dieron, se remonta en el pasado a una civilización indígena bastante organizada de hombres y mujeres que se asentaron en estas tierras en el siglo V a. C. Sus habitantes vivían de los frutos del maíz, yuca y otros cultivos. Eran hábiles agricultores y empleaban técnicas avanzadas como el uso de las terrazas de cultivo en las laderas empinadas y la construcción de depósitos de agua o Estanques, llamados kimpúes, para alimentar a los sistemas de riego. Hacia la parte sur del poblado, en Llano Seco, se han realizado excavaciones donde se encontrado los restos de la antigua civilización.

Vivían en paz y armonía con la naturaleza, respetando al medio ambiente. Eran la gran nación de los Jamuenes que incluía las tribus timoto cuicas de los Quinaroes, Orkases, Mucumbús y Mocollones.

Como en casi toda Latinoamérica, Lagunillas o la anterior población indígena fue transformada por los españoles, indígenas y personas de otras nacionalidades durante 500 años, hasta ser la población de hoy, aunque también sufrió daños en el tiempo en hechos como la Guerra Federal, deslaves y descuido de la gente en la ciudad, entre otros hechos.

Cultura[editar]

En Lagunillas la cultura es rica con variadas celebraciones, leyendas y otras manifestaciones folklóricas o culturales.

Celebraciones[editar]

En el mes de mayo, durante los días 14 y 15 se celebran en Lagunillas las ferias en honor de San Isidro Labrador. En estos días se organizan las danzas populares, conocidas con el nombre de Locos de San Isidro, basadas en una vieja tradición, que viene desde los indígenas, al celebrar con bailes y música de la llegada de las lluvias. El rito original, llamado la Bajada del Ches (El Ches era el Dios de las lluvias), consistía en una procesión en las cercanías de la laguna, donde danzaban los indios, con las caras pintadas de achiote y cubiertos de pieles. Danzaban al compás de las maracas, las chirimías y los tambores, recorriendo los pueblos, según nos cuenta Julio César Salas. En la actualidad el baile ha sufrido las transformaciones propias, el entrar en contacto con la cultura española, convirtiéndose así en la fiesta cristiana de San Isidro. Es una manifestación cultural muy pintoresca, de un sincretismo encantador y de alegre colorido, por la música, la danza y los trajes de los promeseros, quienes se disfrazan de caballeros de la época colonial y se cubren el rostro con máscaras.

Leyendas[editar]

En Lagunillas, hay variadas leyendas como la siguiente y otras.

El gran escritor merideño, Tulio Febres Cordero nos narra una de ellas, titulada La leyenda del Urao, la cual comienza así "...Cuando los hombres barbados de allende los mares vinieron a poblar las desnudas crestas de los Andes, las hijas de Chía, las vírgenes de Motatán, que sobrevivieron a los bravos Timotes en la defensa de su suelo, congregadas en las cumbres solitarias del Gran Páramo, se sentaron a llorar la ruina de su pueblo y la desventura de su raza...." " Y sus lágrimas corrieron día y noche hacia el occidente, deteniéndose al pie de la gran altura, en las cercanías de Barro Negro, y allí formaron una laguna salobre, la laguna misteriosa de Urao..." El relato continúa narrando las vicisitudes de los distintos pueblos indígenas de la Sierra Nevada de Mérida. En cada episodio de conquista por parte de los españoles, la laguna cambia de lugar. Finalmente, la laguna, después de mudarse a varias regiones de Mérida, volando por los aires, se establece para siempre en Lagunillas. "...

Véase también[editar]

Enlaces externos[editar]