Nicotiana benthamiana

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Symbol question.svg
 
Nicotiana benthamiana
Nicotiana benthamiana flower.jpg
Flor de N. benthamiana
Taxonomía
Reino: Plantae
División: Magnoliophyta
Clase: Magnoliopsida
Orden: Solanales
Familia: Solanaceae
Subfamilia: Nicotianoideae
Tribu: Nicotianeae
Género: Nicotiana
Especie: N. benthamiana
Domin, 1929

Nicotiana benthamiana es una especie de planta perteneciente a la familia de las solanáceas. Es una especie nativa de Australia.[1]​ Tiene la capacidad de poder ser infectada por una gran variedad de patógenos —como virus, bacterias y hongos— por lo que se ha venido empleando como modelo en investigaciones sobre las relaciones planta-patógeno.[2]​ Es una planta utilizada en el sector farmacéutico para la elaboración de biofármacos a partir de la agricultura molecular.[3]

Descripción y hábitat[editar]

Es una hierba erguida, viscosa y aromática, de corta duración anual o perenne, con una altura de 0,2 a 1,5 m de altura. Las flores son blancas y aparecen de mayo a septiembre. Crece en suelos pobres, en colinas rocosas, acantilados y afloramientos rocosos.[4]

Taxonomía[editar]

Nicotiana benthamiana fue descrita y publicada como tal por primera vez por el botánico checo Karel Domin en Bibliotheca Botanica 89: 591 en 1929.[5]​ La especie pertenece a la sección Suaveolentes del género Nicotiana.[6]

Benjamin Bynoe recolectó muestras de la especie en 1837 en la costa noroeste de Australia, en ese entonces Nueva Holanda, en una expedición del HMS Beagle.[7]​ Los especímenes fueron donados al Herbarium Hookerianum de William Hooker en Inglaterra y luego transferidos al Real jardín botánico de Kew luego de 1865, año en que falleció Hooker. Ahí, el botánico inglés George Bentham describió a la especie bajo el nombre N. suaveolens var. cordifolia en la publicación Flora Australiensis de 1868.[8]​ Años después, en 1929, Domin la eleva al rango de especie otorgándole el epíteto benthamiana en honor a Bentham.[5]

Basiónimo
  • N. suaveolens var. cordifolia Benth., 1868

Importancia económica y cultural[editar]

Los grupos étnicos aborígenes australianos identifican a la planta bajo los nombres de tjuntiwari, tangungnu y muntju.[9]​ Los pueblos pintupi y alyawarre la utilizan como estimulante masticándola junto a Duboisia hopwoodii y cenizas en una mezcla que llaman pituri.[10][11]​ Junto a Nicotiana excelsior es una de las dos especies preferidas para la preparación de pituri.[12]​ Contiene nicotina, nornicotina, anatabina y anabasina.[13]​ El principal alcaloide es la nicotina aunque el proceso de curado de las hojas de la planta aumenta la proporción de nornicotina, convirtiéndose en el alcaloide más abundante.[11]

La especie es utilizada para la producción de tres anticuerpos monoclonales (13C6, el 13F6 y el 6D8) a través de la ingeniería génetica que constituyen los compuestos principales del suero ZMapp usado contra el virus del ébola.[14]

N. benthamiana es una planta de interés científico y farmacéutico en la elaboración de anticuerpos, vacunas y medicamentos contra el virus Sars-Cov2 que causa el COVID-19.[15][16][17]​ La empresa canadiense Medicago, asociada al laboratorio inglés GlaxoSmithKline (GSK), se encuentra actualmente en ensayos clínicos de fase III de la candidata a vacuna contra la COVID-19, denominada CoVLP, desarrollada en esta planta.[18][19][20]

Referencias[editar]

  1. Bally et al. (2018): 406.
  2. Verdú Navarro (2020): 2.
  3. «El genoma de la planta Nicotiana benthamiana puede ayudar a combatir el Covid-19». Revista Pharma Market. Consultado el 18 de agosto de 2021. 
  4. Western Australian Herbarium, Biodiversity and Conservation Science. «Florabase—the Western Australian Flora». florabase.dpaw.wa.gov.au (en inglés). Consultado el 18 de agosto de 2021. 
  5. a b «Tropicos | Name - Nicotiana benthamiana Domin». legacy.tropicos.org. Consultado el 18 de agosto de 2021. 
  6. Moghbel (2016): 29.
  7. Goodin et al. (2008): 1015.
  8. Goodin et al. (2008): 1016.
  9. Gately, Iain (2007). Tobacco : a cultural history of how an exotic plant seduced civilization (First Grove Press pbk. edition edición). p. 130. ISBN 978-0-8021-9848-8. OCLC 881688072. Consultado el 18 de agosto de 2021. 
  10. Moghbel (2016): 30.
  11. a b Moghbel, Nahid; Ryu, BoMi; Ratsch, Angela; Steadman, Kathryn J. (1 de diciembre de 2017). «Nicotine alkaloid levels, and nicotine to nornicotine conversion, in Australian Nicotiana species used as chewing tobacco». Heliyon 3 (11). ISSN 2405-8440. PMC 5727613. PMID 29264422. doi:10.1016/j.heliyon.2017.e00469. Consultado el 18 de agosto de 2021. 
  12. Moghbel (2016): 71.
  13. Moghbel (2016): 72.
  14. «Así es la posible cura para el ébola». abc. 7 de agosto de 2014. Consultado el 18 de agosto de 2021. 
  15. «Native Australian Plant Paves Way for Vaccine Development Against COVID-19». Crop Biotech Update (en inglés). Consultado el 18 de agosto de 2021. 
  16. Ruiz, Alfonso Simón (12 de diciembre de 2020). «La tabaquera que está detrás de una vacuna del Covid-19». Cinco Días. Consultado el 18 de agosto de 2021. 
  17. «Tobacco Plants Contribute Key Ingredient For COVID-19 Vaccine». NPR.org (en inglés). Consultado el 18 de agosto de 2021. 
  18. «Your next vaccine could be grown in a tobacco plant». Science (en inglés). 7 de julio de 2021. Consultado el 18 de agosto de 2021. 
  19. Tercera, Qué Pasa de La (28 de mayo de 2021). «“Chile debería estar mirando esta vacuna”: La inyección contra el Covid-19 producida con plantas que se está probando en Argentina». La Tercera. Consultado el 18 de agosto de 2021. 
  20. Ward, Brian J.; Gobeil, Philipe; Séguin, Annie; Atkins, Judith; Boulay, Iohann; Charbonneau, Pierre-Yves; Couture, Manon; D’Aoust, Marc-André et al. (6 de noviembre de 2020). «Phase 1 trial of a Candidate Recombinant Virus-Like Particle Vaccine for Covid-19 Disease Produced in Plants». medRxiv (en inglés): 2020.11.04.20226282. doi:10.1101/2020.11.04.20226282. Consultado el 18 de agosto de 2021. 

Bibliografía[editar]