Jorge Loring y Oyarzábal

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Jorge Loring
I marqués de Casa Loring
Jorge Loring y Oyarzábal.jpg
Jorge Loring y Oyarzábal
Información personal
Nombre secular Jorge Enrique Loring y Oyarzábal
Otros títulos Vizcondado de la Caridad y la Encomienda, otorgado por el Papa Pío IX
Nacimiento 9 de agosto de 1822
Málaga
Fallecimiento 11 de febrero de 1900
Málaga
Entierro Cementerio de San Miguel
Familia
Padre George Loring James
Madre María del Rosario Oyarzábal Herrera
Cónyuge Amalia Heredia Livermore
Descendencia Jorge Loring Heredia
Amalia Loring Heredia
Manuel Loring Heredia
Isabel Loring Heredia
Tomás Loring Heredia
Mª Rosario Loring Heredia
Eduardo Loring Heredia
Mª Concepción Loring Heredia
Mª Dolores Loring Heredia
Jorge Loring Martínez (nieto)
Jorge Loring Miró (bisnieto)

Jorge Enrique Loring y Oyarzábal (Málaga, 9 de agosto de 1822- Málaga, 11 de febrero de 1900) fue un ingeniero, empresario y político español. Llegó a ostentar el título nobiliario de primer marqués de Casa Loring.[1]​ Fue promotor de un gran número de negocios, desde la industria de los Altos hornos al sector de los ferrocarriles.

Biografía[editar]

Nació en Málaga el 9 de agosto de 1822,[2]​ en el seno de una familia de la burguesía.

Fue el tercero de los siete hijos de María del Rosario Oyarzábal Herrera y George Loring James, comerciante estadounidense originario de Boston que se había establecido en Málaga y socio de Manuel Agustín Heredia. Se licenció como ingeniero de Caminos, Canales y Puertos por la Universidad de Harvard, contrayendo matrimonio con Amalia Heredia Livermore en 1850,[3]​ con quien tuvo nueve hijos, y dio forma a la Hacienda La Concepción y al Museo Loringiano.

Durante 1854 y 1855 todo el litoral que baña las costas del mar Mediterráneo debió enfrentar una epidemia de cólera morbo-asiática. Málaga no fue la excepción, por lo que su Ayuntamiento formó una Junta de Sanidad para realizar una suscripción en favor de los afectados por la enfermedad que provocó miles de muertos. En reconocimiento a la labor humanitaria que Jorge Loring llevó a cabo durante la epidemia de cólera, recibió el título nobiliario de marqués de Casa Loring por Real Decreto de 11 de abril de 1856, siendo ministro de Gracia y Justicia José Arias, para él y sus herederos a partir del 27 de mayo de ese año.

Loring desarrollaría una prolífica actividad empresarial. En su ciudad natural figuró entre los fundadores del Banco de Málaga,[4][5]​ en 1856, siendo también uno de los fundadores del periódico El Correo de Andalucía,[6]​ en 1851. En el plano industrial, regentaría los altos hornos de Málaga, una fábrica en Marbella y una fundición de plomo.

También sería un actor destacado en el campo de los ferrocarriles, entonces un sector en pujanza. Fundador de la Compañía del Ferrocarril de Córdoba a Málaga,[7]​ en 1861, fue promotor de la construcción de la línea férrea que unía Córdoba con Málaga y, también, de la línea Campillos-Granada. Con posterioridad, en 1877, fue uno de los fundadores de la Compañía de los Ferrocarriles Andaluces,[8][9]​ que con el tiempo se convertiría en una las más importantes empresas ferroviarias de España. En el seno de la Compañía de los Ferrocarriles Andaluces llegó a ostentar el puesto de presidente.[10]​ Años después también formaría parte del consejo de administración de la Compañía de los Caminos de Hierro del Sur de España.[11]

En la provincia de Córdoba inició la explotación de la mina Esperanza de Belmez y adquirió la Fusión Carbonífera y Metalífera de Belmez y Espiel, así como numerosas minas de hulla en Montoro, Hornachuelos, Fuente Obejuna, Villanueva de Córdoba y Villanueva del Duque. También intervino en la construcción del ferrocarril minero de Córdoba a Belmez.[n. 1]

Jorge Loring también estuvo relacionado con el mundo de la política: perteneció a la masonería y fue amigo personal de Cánovas del Castillo. Residió en Madrid entre 1873 y 1890, donde fue diputado liberal y senador vitalicio.

Falleció en Málaga en febrero de 1900. Sus restos reposan en el Cementerio de San Miguel de Málaga.

Notas[editar]

  1. La Compañía del Ferrocarril de Córdoba a Belmez quebró en 1875, dejando varios acreedores (entre ellos Jorge Loring).[9]

Referencias[editar]

Bibliografía[editar]

  • Álvarez Rey, Leandro; Lemus López, Encarnación (1998). Historia de Andalucía Contemporánea. Universidad de Huelva. 
  • Alcobendas, Miguel (1985). Málaga, personajes en su historia. Málaga: Editorial Arguval. 
  • Caro Cancela, Diego (2005). El primer liberalismo en Andalucía, 1808-1868: política, economía y sociabilidad. Cádiz: Servicio de publicaciones de la Universidad de Cádiz. 
  • Comín, Francisco (1998). 150 años de historia de los ferrocarriles españoles I. Anaya. 
  • del Río Mapelli, Sergio; del Río Fernández, Pilar (2008). El comercio y la industria en Málaga a través de su publicidad (1860-1960). Cámara Oficial de Comercio, Industria y Navegación de la Provincia de Málaga. 
  • Fábregas, Pedro A. (2003). La globalización en el siglo XIX: Málaga y el gas. Universidad de Sevilla/Ateneo de Sevilla. 
  • López-Morell, Miguel Ángel (2005). La Casa Rothschild en España (1812-1941). Madrid: Marcial Pons. ISBN 84-95379-84-8. 
  • Rodríguez Oliva, Pedro (2005). «Traducciones y ediciones de la obra de Mommsen en España (1876-1905)». Jorge Martínez-Pinna, ed. Theodor Mommsen y la Real Academia de la Historia. Málaga/Madrid: Real Academia de la Historia. pp. 81-98. ISBN 84-9747-076-1. 
  • Serrano Ramos, Encarnación; Atencia Páez, Rafael (1981). Inscripciones latinas del Museo de Málaga. Ministerio de Cultura. 
  • Wais, Francisco (1974). Historia de los Ferrocarriles Españoles. Madrid: Editora Nacional. 

Enlaces externos[editar]