Joachim Peiper

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Joachim Peiper
Bundesarchiv Bild 183-R65485, Joachim Peiper.jpg
Joachim Peiper en 1943
SS-Standartenführer Collar Rank.svg Standartenführer (Coronel)
Años de servicio 19351945
Apodo Jochen
Lealtad Bandera Alemana Nazi Tercer Reich
Condecoraciones Cruz de Caballero de la Cruz de Hierro con hojas de roble y espadas
Mandos Flag Schutzstaffel.svg 1.ª División SS Leibstandarte SS Adolf Hitler
Participó en

Nacimiento 30 de enero de 1915
Bandera de Alemania Berlín, Alemania
Fallecimiento 14 de julio de 1976 (61 años)
Bandera de Francia Traves, Francia
Ocupación Ejecutivo en Porsche y VW

Joachim Peiper (Berlín, 30 de enero de 1915Traves, Francia; 14 de julio de 1976), conocido también como "Jochen" (diminutivo coloquial para Joachim), fue un oficial de campo de las Waffen-SS durante la Segunda Guerra Mundial. Adjunto personal del Reichsführer-SS Heinrich Himmler entre abril de 1938 y agosto de 1941. En 1945, Peiper era el coronel jefe de regimiento (Standartenführer) más joven de las Waffen-SS. Fue juzgado por crímenes de guerra por el tribunal militar estadounidense establecido en Dachau en 1946, por hechos ocurridos en Italia y Bélgica. Se le declaró culpable y fue condenado a muerte, aunque la ejecución fue primero suspendida y posteriormente conmutada por pena de cárcel. Liberado en diciembre de 1956, fue a residir a Francia. Murió asesinado en el incendio de su casa de Traves, a consecuencia de un ataque con cócteles Molotov.

Primeros años[editar]

Peiper nació en Berlín el 30 de enero de 1915, en el seno de una familia de clase media procedente de la región de Silesia, en la zona de Polonia reclamada históricamente por Alemania. Su padre había sido oficial del Ejército Imperial Alemán; veterano de la campaña de 1904 en el África Oriental Alemana, donde fue condecorado y sufrió varias heridas en combate además de contraer la malaria, se reincorporó al servicio durante la Primera Guerra Mundial y fue enviado a Turquía, de donde fue relevado del servicio activo por problemas cardíacos ocasionados por dicha enfermedad. Tras la guerra, se unió a los Freikorps y tomó parte activa en los Alzamientos de Silesia.[1]

Joachim tuvo dos hermanos, Hans-Hasso y Horst. Hans-Hasso, el mayor, trató de suicidarse, pero quedó en estado vegetativo; finalmente moriría en un hospital de Berlín, de tuberculosis, en 1942.[1] Joachim cursó una educación académica normal. En 1926 siguió el ejemplo de su otro hermano, Horst, y se apuntó al movimiento Scout; durante dicho periodo empezó a desarrollar un interés por la vida militar.[1]

Formación militar[editar]

Peiper cumplió 18 años el mismo día en que Adolf Hitler era nombrado Canciller de Alemania. Ese mismo año, antes de que fuera declarado obligatorio, se afilió junto a su hermano Horst en las Juventudes Hitlerianas.[1]

Peiper deseaba alistarse en el Reiterregiment 4, una división de caballería del Reichswehr. Para conseguir la experiencia necesaria en la monta, y siguiendo el consejo del amigo de la familia Walter von Reichenau, se alistó en el 7 SS-Reiterstandarte el 12 de octubre de 1933. Promocionado a SS-Mann (equivalente a soldado) el 23 de enero de 1934, con número de las SS 132.496.[1] Ascendido a SS-Sturmmann (cabo segundo), el mismo año, durante el Congreso de Núremberg, llamó la atención de Heinrich Himmler, quien le convenció de que se uniera a las SS-Verfügungstruppe.[1]

En enero de 1935 se unió, con la ayuda del mismo Himmler y de Sepp Dietrich, a un curso iniciado en noviembre del año anterior en un campamento para miembros de las Juventudes Hitlerianas, las SS y las SA, cerca de Jüterbog, al lado de la mayor escuela de artillería y campamento del ejército. Al finalizar el mismo fue ascendido a SS-Unterscharführer (cabo segundo).[1]

Entrenamiento como oficial[editar]

El 24 de abril de 1935 ingresó como alumno de la recientemente creada Escuela de oficiales de las SS en Brunswick, bajo el mando de Paul Hausser.[1] Realizó el juramento de las SS en noviembre de 1935, y siguió en dicha escuela hasta enero de 1936. Durante febrero y marzo de dicho año prosiguió su entrenamiento en el Campo de concentración de Dachau, bajo responsabilidad de la SS-Totenkopfverbände. El 20 de abril fue ascendido a SS-Untersturmführer (subteniente), y trasladado a la 1.ª División SS Leibstandarte SS Adolf Hitler bajo el mando de Sepp Dietrich, unidad en la que permaneció hasta 1938.[1]

Adjunto de Himmler[editar]

De izquierda a derecha, Dietrich, Himmler y Peiper en Metz, septiembre de 1940

El 4 de julio de 1938 Peiper fue destinado a un puesto administrativo como adjunto de Heinrich Himmler, bajo el mando de Karl Wolff. Peiper trabajó en la oficina personal de Himmler en la SS-Hauptamt, en la Prinz-Albrecht-Straße.[1] Como miembro del personal adjunto a Reichsführer-SS, Peiper mantenía relaciones con muchos altos cargos de las SS. Se convirtió en uno de los adjuntos favoritos de Himmler, llegando a servir como adjunto personal y acompañándole en una visita de estado a Italia.

Matrimonio[editar]

Peiper fue ascendido a Obersturmführer (teniente), en su 24 cumpleaños, y en dicha época conoció a Sigurd "Sigi" Hinrichsen, una secretaria de la oficina personal de Himmler. Sigi era amiga de Hedwig Potthast, amante de Himmler con la que tendría dos hijos.[1] Ambos se casaron el 26 de junio de 1939 y vivieron en Berlín hasta los primeros bombardeos, momento en el que se trasladaron a Rottach-Egern (Alta Baviera), junto a la segunda residencia del propio Himmler, al igual que gran parte de su personal más cercano. Tuvieron tres hijos: Hinrich, Elke y Silke.[1]

En la misma época en que ambos contrajeron matrimonio, el hermano de Joachim, Horst, ingresó en las SS. Participó en la batalla de Francia con la 3.ª División SS Totenkopf y posteriormente fue trasladado a Polonia, donde murió en un accidente tras alcanzar el rango de Hauptsturmführer (capitán).[1]

Segunda Guerra Mundial[editar]

Campaña de Polonia[editar]

Tras la invasión de Polonia iniciada el 1 de septiembre de 1939, Peiper siguió sirviendo como adjunto de Himmler y parte de su séquito a bordo del tren especial con el que el Reichsführer-SS realizaba sus inspecciones. El 20 de septiembre asistió junto a Himmler a la ejecución de 20 polacos en Blomberg, escribiendo posteriormente que dicha experiencia había dejado sin palabras a Himmler durante días.[1] Peiper contó posteriormente a Ernst Schäfer que el propio Hitler había ordenado a Himmler eliminar a la clase intelectual polaca.[1]

Tras la derrota de Polonia, Peiper prosiguió colaborando con Himmler mientras este ponía en marcha planes para el control de la población civil polaca. El 9 de octubre del mismo año, acompañó a Himmler en las celebraciones en el Feldherrnhalle, en Múnich. El 21 de diciembre del mismo año, Himmler y Peiper asistieron a la ejecución mediante gas tóxico de un interno de un sanatorio de Poznań; en interrogatorios tras la guerra, Peiper describió el hecho de una forma fría y desapasionada.[1]

Campaña de Francia[editar]

El 17 de mayo de 1940, Peiper acompañó a Himmler en su seguimiento de las fuerzas de las Waffen-SS durante la batalla de Francia. En Hasselt solicitó su traslado a una unidad de combate, que le fue concedido, pasando a ser jefe de pelotón en la 11ª compañía de la 1.ª División SS Leibstandarte SS Adolf Hitler, unidad en la que recibió su bautismo de fuego. En las colinas de Wattenberg capturó una batería de artillería del Ejército Británico, hecho por el que recibió la Cruz de Hierro y un ascenso a Hauptsturmführer al mando de una compañía.

Menos de un mes más tarde, volvió a ser destinado como adjunto personal de Himmler, acompañándole el 10 de julio a una reunión con Hitler en el Berghof.

Junto a Himmler[editar]

En primera fila, de izquierda a derecha: Karl Wolff, Heinrich Himmler, Francisco Franco y Ramón Serrano Súñer; Peiper aparece en segunda fila, entre Wolff y Himmler. Recepción de Franco a Himmler en España, octubre de 1940.
Fritz Witt, Heinrich Himmler y Jochen Peiper con oficiales de la división de la Waffen-SS Leibstandarte Adolf Hitler, Grecia, 1941.

Tras reintegrarse entre el personal de Himmler, Peiper le acompañó a la visita a Madrid realizada en octubre de 1940, en la que la delegación alemana fue recibida por Francisco Franco. El 14 de noviembre del mismo año Peiper es nombrado primer asistente de Himmler. En enero de 1941, le acompañó en sus visitas de inspección a los campos de concentración de Ravensbrück y Dachau.[1] En marzo de 1941, visitó Auschwitz junto con Karl Wolff y Fritz Bracht.[1]

En febrero de 1941 Himmler puso al tanto a Peiper de los planes de invasión de la Unión Soviética.[1] Himmler realizó un viaje junto con su personal por Noruega, Austria, Polonia, los Balcanes y Grecia, que finalizó con una visita al gueto de Lodz, sobre la que Peiper escribió:

Era una imagen macabra: vimos como la policía judía del gueto, que llevaba gorras sin visera e iban armados con palos de madera, hacía espacio para nosotros de forma desconsiderada. Los ancianos judíos regalaron a Himmler un ramo de flores.[1]

La Operación Barbarroja se inició el 22 de junio de 1941. Los Einsatzgruppen bajo el mando de la SS-Reichssicherheitshauptamt (Oficina Principal de Seguridad del Reich) llevó a cabo una operación de exterminio de los llamados untermensch tras las líneas del frente, liquidando a comunistas, judíos, gitanos y partisanos.[1] Equipo Nizkor (ed.): «The Trial of German Major War Criminals, Sitting at Nuremberg, Germany. 7th January to 19th January, 1946. Twenty-Eighth Day (Part 6 of 10)» (en inglés).</ref>

Los deberes de Peiper como primer asistente incluían, entre otros, gestionar y presentar estadísticas a Himmler acerca de los asesinatos en masa producidos por los Einsatzgruppen en el Frente del Este, descritos en la época como "combate contra partisanos y comisarios comunistas".[1]

A finales de verano de 1941, Peiper trasladó sus deberes como primer asistente de Himmler a Werner Grothmann. Aparentemente Himmler instigó el traslado de Peiper a una unidad de combate, de acuerdo con especulaciones hechas por Jens Westemeier, al menos en parte para protegerle de los rumores acerca de la muerte de su hermano Horst, incluyendo el que era homosexual.[1] Peiper se mantuvo en contacto directo con Himmler, el cual en su correspondencia se refería a él como "mi querido Jochen".[1]

Batalla de Jarkov[editar]

El 12 de marzo será uno de los días clave para Peiper. En pleno apogeo por la batalla de Jarkov y desobedeciendo órdenes del mando, Peiper realizando uno de sus ataques característicos, rebasa varias poblaciones y tras una marcha colateral por el este de Jarkov se adueña de los pasos al norte de la capital en el río Lopan impidiendo la llegada de refuerzos soviéticos a la capital ucraniana. Este golpe será la llave de entrada de Peiper en Jarkov, lo que le repercutirá la cruz de hierro de los caballeros. En los sucesivos días precedentes también será el conquistador de la plaza roja de Harkov.

Kursk e Italia[editar]

Ulteriormente Peiper participó a la ofensiva de Kursk al final de la cual las unidades Leibstandarte se retiraron a Italia donde varios crímenes de guerra enturbian la hoja de servicios de este comandante.

El 20 de noviembre tras estar una vez más la división ya instalada en el frente ruso, Peiper está puesto al mando del regimiento panzer de la unidad. Más de 300 vehículos acorazados y carros de combate son puestos bajo sus órdenes.

La división, tras el terrible invierno ruso y teniendo muy poco tiempo para rearmarse tras el escalofriante número de pérdidas es una sombra de lo que había sido. A pesar de ello, es enviada a colaborar en la defensa de Normandía tras el desembarco aliado del 6 de junio de 1944. Peiper a mitad de la batalla es herido por lo que ha de dejar el teatro de operaciones.

Batalla de las Ardenas[editar]

Peiper estuvo, junto a su comando Kampfgruppe Peiper (asignado a la 1ª división SS Panzer) en la Batalla de las Ardenas, donde avanzó al pueblo de La Gleize en Bélgica, donde luego sería empujado vuelta atrás por las fuerzas estadounidenses.

Las mayores creencias de éxito del alto mando alemán, venían de las posibles explotaciones de éxito de varias puntas de lanza que habrían de lanzarse contra las desprevenidas formaciones aliadas. Una de ellas, era encabezada por el Kampfgruppe Peiper, una amalgama de vehículos semiacorazados y acorazados de la 1 SS división panzer. Del 17 al 21 de diciembre, el KG realiza penetraciones peligrosas y atrevidas en el campo de batalla, y su unidad fue hallada culpable de varios masacres de prisioneros estadounidenses, y quedo atascado en el valle del río Ambleve.

Finalmente y tras romper el cerco al que estaba sometido, regresa a las líneas alemanas donde le será entregada las cruz de caballero con hojas de roble y espadas por su pericia y valor en combate. En está retirada, Peiper se vio forzado a abandonar cerca de 100 vehículos, incluyendo 6 unidades Tigre II, para luego hacer su retorno a las divisiones Alemanas con 800 hombres a pie.

Masacre de Malmedy[editar]

Joachim Peiper con una intérprete durante el proceso de Malmedy en 1946

EL 17 diciembre de 1944, unidades del Kampfgruppe Peiper mataron 84 prisioneros de guerra estadounidense en el cruce de Baugnez, cerca de la ciudad de Malmedy. La masacre de Malmedy no fue un acto aislado. Antes de este, en Honsfeld, elementos de su grupo mataron otros prisioneros estadounidense. Otra matanza de prisioneros estadounidenses fue reportada en el pueblo de Bullange[2]

En total, el grupo de combate de Peiper en Ardenas es responsable de la muerte de 362 prisioneros de guerra y 111 civiles, incluyendo mujeres y niños.[3]

Finalizada la guerra[editar]

Días antes de la rendición alemana en la alta Austria, Peiper ante el río Elba ordena la destrucción de todas las armas de la división y cruzar el río donde la zona militar daba comienzo, para que sus hombres, no cayesen en manos de los soviéticos. Él será capturado por los estadounidenses en su casa un mes más adelante.

Al final de la Segunda Guerra Mundial, Peiper junto a otros miembros de las Waffen-SS son juzgados en Dachau por una corte militar estadounidense por la masacre de Malmedy. Peiper se ofreció a cargar con toda la culpa si la corte dejaba en libertad a sus hombres, lo cual fue negado.

Peiper, al igual que sus hombres, fueron hallados culpables y sentenciados a morir por ahorcamiento. Peiper apeló para que sus hombres fueran fusilados ya que morir la horca es humillante para un militar, pero dicha petición fue denegada. Sin embargo, la pena les fue conmutada a todos los acusados, entre ellos Peiper, quien tras cumplir una condena de 11 años y fue puesto en libertad de la cárcel en la fortaleza de Landsberg el 22 de diciembre de 1956.

En enero de 1957 empezó a trabajar para la industria Porsche en Fráncfort del Meno. Los sindicatos al tener conocimiento exigieron su despido. Más tarde trabajó para la industria Volkswagen en Stuttgart, pero allí fue despedido también por haber sido juzgado como criminal de guerra. Con esto se dio cuenta que no podría permanecer más tiempo en Alemania y se trasladó con su familia a Francia. Durante la ofensiva en 1940 ya se había familiarizado con la región alrededor de Langres Plateau y ya en ese tiempo le gustó como un bonito y tranquilo lugar. Entonces ayudó a un prisionero de guerra francés quien había trabajado en Reutlingen para algunos parientes de Peiper como un condenado a trabajos forzados en un garaje. Pero hubo un trato entre Francia y Alemania, permitiendo la liberación de un prisionero de guerra francés por cada trabajador voluntario que fuera a trabajar a Alemania. Por recomendación de Peiper, este hombre, Gauthier, le fue permitido regresar con su familia. Él no olvidó a Peiper y cuando éste abandonó Alemania en 1957, fue Gauthier quien le ayudó a él y le vendió el molino de Traves. Este edificio estaba en malas condiciones y Peiper no tenía los medios financieros necesarios para restaurar el molino. El ex SS Obersturmbannführer Erwin Ketelhut más tarde se instaló en el molino y en 1960 Peiper hizo construir una casa en Spannplate, en lo alto del banco del Saone, oculta por arbustos, para no ser vista desde las calles sino como una fortificación militar. Él vivió allí —a pesar de las amenazas y llamadas de teléfono anónimas— pacíficamente durante 16 años.

El 22 de junio de 1976 el periódico comunista francés L'Humanité escribió: «¿Qué hace un nazi en Francia?». Se exigió forzar a Peiper dejar este país. Octavillas mostrando a Peiper como criminal y nazi fueron distribuidas a las gentes de Traves. «¡Peiper, te daremos un 14 de julio!» fue pintarrajeado en las paredes. Desde luego el 14 de julio es la fiesta nacional francesa.

Referencias[editar]

  1. a b c d e f g h i j k l m n ñ o p q r s t u v w Westemeier, Jens (2007). Schiffer Publications. ed. Joachim Peiper: A Biography of Himmler's SS Commander. pp. 15-16. ISBN 9780764326592. http://books.google.com/books?id=V4kfAAAACAAJ. 
  2. United States Army in World War II, The European Theater of Operations, The Ardennes: Battle of, by Hugh M. Cole — Office of the Chief of Military History, Department of the Army, Washington D.C., 1965, p. 260 y ss. (en inglés).
  3. John Kent, Stavelot, Belgium, 17 to 22 December 1944, en el sitio web del CRIBA (en inglés).

Véase también[editar]

Enlaces externos[editar]