Felipe III de Francia

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Felipe III
Rey de Francia
Miniature Philippe III Courronement.jpg
Coronación de Felipe III en las Grandes Crónicas de Francia
Reinado
25 de agosto de 12705 de octubre de 1285
Predecesor Luis IX
Sucesor Felipe IV
Información personal
Coronación 30 de agosto de 1271, Reims
Nacimiento 30 de abril de 1245
Poissy
Fallecimiento 5 de octubre de 1285 (40 años)
Perpiñán, Rosellón, Reino de Mallorca
Sepultura Inicialmente en Narbona, luego en la basílica de Saint-Denis
Familia
Dinastía Capetos
Padre Luis IX
Madre Margarita de Provenza
Consorte Isabel de Aragón
María de Brabante
Hijos Felipe IV
Carlos de Valois
Luis de Évreux
Blanca de Francia
Margarita de Francia

Felipe III (1 de mayo de 1245 - 5 de octubre de 1285), llamado el Atrevido[n. 1][n. 2]​ (en francés: le Hardi), fue rey de Francia desde 1270 hasta su muerte en 1285. Su padre, Luis IX, murió en Túnez durante la octava cruzada. Felipe, quien le acompañaba, regresó a Francia y fue ungido rey en Reims en 1271.

Felipe heredó numerosas tierras durante su reinado, la más notable de estas fue el Condado de Tolosa, la que volvió al dominio real en 1271. Con el Tratado de Orleans, expandió la influencia francesa hacia el Reino de Navarra y tras la muerte de su hermano Pedro durante las Vísperas sicilianas, el Condado de Alenzón volvió a las tierras de la corona.

Tras las Vísperas sicilianas, Felipe comandó la Cruzada contra la Corona de Aragón en apoyo de su tío. Al principio, Felipe, con su ejército atormentado por las enfermedades, se vio obligado a retirarse y murió de disentería en Perpignan en 1285. En consecuencia, su hijo Felipe IV le sucedió.

Vida temprana[editar]

Felipe nació en Poissy el 1 de mayo de 1245,[3]​ el segundo hijo del rey Luis IX de Francia y Margarita de Provenza.[4]​ Al ser el hijo más joven, Felipe no tenía pensado gobernar Francia, sin embargo, con la muerte de Luis, su hermano mayor, en 1260, se convirtió en el heredero natural al trono.[5]

La madre de Felipe, Margarita, le hizo prometer que permanecería bajo su tutela hasta los 30 años, sin embargo el Papa Urbano IV lo liberó de este juramento el 6 de junio de 1263.[6]​ A partir de ese momento, Pierre de la Broce, un favorito real y funcionario doméstico de Luis IX, fue el mentor de Felipe.[7]​ Su padre, Luis, además le brindó consejos, escribiendo en particular losEnseignements, que inculcaban la noción de justicia como primer deber de un rey.[8]

Acorde a los términos del Tratado de Corbeil, concluido el 11 de marzo de 1258 entre Luis IX y Jaime I de Aragón,[9]​ Felipe contrajo matrimonio en 1262 con Isabel de Aragón en Clermont por el arzobispo de Ruan, Eudes Rigaud.[10]

Cruzada[editar]

Felipe (a caballo) hace que los restos de su padre sean devueltos a Francia. Manuscrito ilustrado de finales del siglo XV.

En 1270, como conde de Orleans, Felipe acompañó a su padre a Túnez para librar la octava cruzada. Poco antes de su partida, Luis IX había entregado la regencia del reino en manos de Mateo de Vendôme y Simón II, conde de Clermont, a quienes también había confiado el sello real.[11]​ Después de tomar Cartago, el ejército se vio afectado por una epidemia de disentería, que no perdonó ni a Felipe ni a su familia. El 3 de agosto, su hermano Juan Tristán, conde de Valois murió primero,[12]​ y el 25 de agosto murió el rey.[n. 3][13]​ Para evitar la putrefacción de sus restos, se decidió realizar mos Teutonicus, el proceso de extraer la carne de los huesos para hacer factible el transporte de estos.[14]

Felipe, con 25 años y enfermo de disentería, fue proclamado rey en Túnez.[15]​ Su tío, Carlos I de Nápoles, negoció con Muhammad I al-Mustansir, califa Hafsid de Túnez,[16]​ y en consecuencia, el 5 de noviembre de 1270 se firmó un tratado entre los reyes de Francia, Sicilia y Navarra y el califa de Túnez.[17]

Otras muertes siguieron con el debate. En diciembre, en Trapani, Sicilia, murió el cuñado de Felipe, el rey Teobaldo II de Navarra.[18]​ Seguidamente la esposa de Felipe, Isabela, quien se cayó de un caballo en Cozenza (Calabria) mientras estaba embarazada de su quinto hijo.[19]​ En abril, la viuda de Teobaldo y la hermana de Felipe, Isabela, también murió.[20]

Felipe III llegó a París el 21 de mayo de 1271 y rindió homenaje a los fallecidos.[21]​ Al día siguiente se llevó a cabo el funeral de su padre.[22]​ El 15 de agosto de 1271, el nuevo soberano fue coronado rey de Francia en Reims.[23]

Reinado[editar]

Felipe mantuvo la mayoría de las políticas domésticas de su padre.[24]​ Siguió los pasos de este último respecto a los judíos en Francia,[25]​ alegando la piedad como su motivación,[26]​ además, a su regreso en París el 23 de septiembre de 1271, repitió la orden de su antecesor de que estos llevaran distintivos.[27]​ Su estatuto en 1283 prohibió la construcción y reparación de sinagogas y cementerios judíos,[28]​ vetó a los judíos emplear cristianos y trató de restringir el strepiti judío (cántico demasiado fuerte).[29][30]

El 21 de agosto de 1271, el tío de Felipe, Alfonso, conde de Poitiers y Toulouse, murió sin hijos en Savona,[31]​ y en consecuencia, Felipe heredó las tierras del fallecido y las unió al dominio real. Esta herencia incluyó una parte de Auvernia, más tarde el Condado homónimo y Agenais. De acuerdo con los deseos de Alfonso, Felipe concedió el Condado Venaissin al Papa Gregorio X en 1274.[32]​ Varios años más tarde, debido al Tratado de Amiens de 1279 con el rey Eduardo I de Inglaterra, Agenais volvió al dominio inglés.[32]

El 19 de septiembre de 1271, Felipe ordenó al senescal de Toulouse que registrara los juramentos de lealtad de los nobles y los ayuntamientos.[31]​ Al año siguiente, Roger Bernardo III de Foix invadió el Condado de Toulouse, mató a varios oficiales reales y capturó la ciudad de Sombuy.[31][33]​ El senescal real de Felipe, Eustache de Beaumarchès, dirigió un contraataque en el Condado de Foix, hasta que Felipe le ordenó retirarse.[31]​ Este último y su ejército llegaron a Toulouse el 25 de mayo de 1272,[31]​ y el 1 de junio en Boulbonne se encontraron con Jaime I de Aragón, quien intentó mediar en el asunto, pero Roger Bernardo lo rechazó,[33]​ y en consecuencia, Felipe procedió entonces a una campaña para devastar y despoblar el Condado de Foix.[34]​ Finalmente, el 5 de junio, Roger Bernardo se rindió, por lo que fue encarcelado y encadenado en Carcasona durante un año,[33][34]​ pero luego Felipe lo liberó y restauró sus tierras.[35]

Tratado con Navarra[editar]

Tras la muerte del rey Enrique I de Navarra en 1274, Alfonso X de Castilla intentó ganar la corona de Navarra de manos de la heredera de Enrique, Juana.[36]​ Mientras que Fernando de la Cerda, el hijo de Alfonso X, llegaba a Viana con su ejército, su padre buscaba la aprobación papal para un matrimonio entre uno de sus nietos y Juana.[36]​ La viuda de Enrique, Blanca de Artois, también estaba recibiendo propuestas de matrimonio para Juana de Inglaterra y Aragón.[36]​ Ante un ejército invasor y propuestas extranjeras, Blanca buscó la ayuda de su primo, Felipe,[36]​ quien vio una ganancia territorial, mientras que Juana tendría la ayuda militar para proteger su reino.[37]​ En consecuencia, Blanca y Felipe firmaron el Tratado de Orleans de 1275, que dispuso el matrimonio entre un hijo del rey francés (Luis o Felipe) y Juana.[37]​ Dicho tratado indicaba que Navarra sería administrada desde París por gobernadores designados.[37]​ En mayo de 1276, los gobernadores franceses viajaron por Navarra con el objetivo de recoger juramentos de lealtad a la joven reina.[38]​ El pueblo navarro, descontento con el tratado profrancés y los gobernadores franceses, formó dos facciones rebeldes, una procastellano, la otra proaragonesa.[38]

Revuelta navarra[editar]

En septiembre de 1276, Felipe, ante la rebelión abierta, envió a Pamplona a Roberto II de Artois, con un ejército.[39]​ Felipe llegó a Bearne en noviembre de 1276 con otro ejército, momento en el que Roberto había pacificado la situación y obtenido juramentos de homenaje de los nobles y castellanos navarros.[40]​ A pesar de que la revuelta se apaciguó rápidamente, no fue hasta la primavera de 1277 cuando los reinos de Castilla y Aragón renunciaron a sus intenciones matrimoniales.[40]

Vísperas sicilianas[editar]

En 1282, el rey Pedro III de Aragón invadió Sicilia,[41]​ lo que provocó la rebelión de las Vísperas sicilianas contra el rey Carlos I de Nápoles,[42]​ el tío de Felipe. El éxito de la rebelión y la invasión llevó a la coronación de Pedro como rey de Sicilia el 4 de septiembre de 1282.[43]​ El Papa Martín IV excomulgó a este último y declaró a su reino como perdido, y en consecuencia, este concedió Aragón al hijo de Felipe, Carlos de Valois.[44]​ El hermano de Felipe, Pedro de Perche, quien se había unido a Carlos para reprimir la rebelión, fue asesinado en Regio de Calabria,[45]​ y en consecuencia, al morir sin descendencia, el Condado de Alenzón volvió al dominio real en 1286.[46]

Matrimonio de Felipe y María de Brabante.

Cruzada aragonesa y muerte[editar]

Felipe, a instancias de su esposa, María de Brabante, y su tío, Carlos de Nápoles, lanzó una guerra contra el Reino de Aragón.[47]​ El conflicto tomó el nombre de «Cruzada aragonesa» de su sanción papal; sin embargo, un historiador lo calificó como «quizás la iniciativa más injusta, innecesaria y calamitosa jamás emprendida por la monarquía de los Capetos».[48]​ Felipe, acompañado de sus hijos, entró en el Rosellón al frente de un gran ejército.[49]​ El 26 de junio de 1285, había atrincherado a su ejército ante Gerona y sitió la ciudad,[49]​ y finalmente, a pesar de la fuerte resistencia, la tomó el 7 de septiembre de 1285.[49]​ Sin embargo, Felipe experimentó rápidamente una reversión, ya que una epidemia de disentería golpeó el campo francés y afligió al rey personalmente.[49]​ El 1 de octubre, los franceses iniciaron una retirada cuando los aragoneses atacaron y derrotaron fácilmente a los primeros en la batalla del Col de Panissars.[50]​ Felipe murió de disentería en Perpiñán el 5 de octubre de 1285,[47]​ y en consecuencia, su hijo, Felipe el Hermoso, lo sucedió como rey de Francia. Siguiendo la costumbre mos Teutonicus, su cuerpo fue dividido en varias partes, cada una enterrada en diferentes lugares; la carne fue enviada a la Catedral de Narbona, las entrañas a la Abadía de La Noë en Normandía, su corazón a la ahora demolida Iglesia del Couvent des Jacobins en París y sus huesos a la basílica de Saint-Denis, en ese momento al norte de dicha ciudad.[51]

Matrimonio e hijos[editar]

El 28 de mayo de 1262, Felipe se casó con Isabel, hija del rey Jaime I de Aragón y su segunda esposa Violante de Hungría.[52]​ Tuvieron los siguientes hijos:

  1. Luis (1264 - mayo de 1276).[53]
  2. Felipe IV de Francia (1268 - 29 de noviembre de 1314), su sucesor, se casó con Juana I de Navarra.[54]
  3. Roberto (1269 - 1271).[55]
  4. Carlos, conde de Valois (12 de marzo de 1270 - 16 de diciembre de 1325),[56]​ conde de Valois desde 1284, casado primero con Margarita de Anjou en 1290, segundo con Catalina I de Courtenay en 1302 y por último con Mahaut de Châtillon en 1308.
  5. Hijo mortinato (1271)[57]

Después de la muerte de la reina Isabel, se casó el 21 de agosto de 1274 con María,[52]​ hija del difunto Enrique III, duque de Brabante, y de Adelaida de Borgoña, duquesa de Brabante.[58]​ Sus hijos fueron:

  1. Luis de Évreux (mayo de 1276 - 19 de mayo de 1319), conde de Évreux desde 1298,[56]​ se casó con Margarita de Artois.[59]
  2. Blanca de Francia, duquesa de Austria (1278 - 19 de marzo de 1305, Viena), se casó con el duque, futuro rey Rodolfo I de Bohemia y Polonia, el 25 de mayo de 1300.[59]
  3. Margarita de Francia, reina de Inglaterra (1282 - 14 de febrero de 1318), se casó con el rey Eduardo I de Inglaterra el 8 de septiembre de 1299.[60]

Legado[editar]

Durante el reinado de Felipe, el dominio real se expandió, adquiriendo el Condado de Guînes en 1281,[61]​ el Condado de Toulouse en 1271, el Condado de Alenzón en 1286, el ducado de Auvernia en 1271, y mediante el matrimonio de su hijo Felipe, el Reino de Navarra.[37]​ Continuó en gran medida las políticas de su padre y dejó a los administradores de este en su lugar. Su intento de conquistar Aragón casi llevó a la bancarrota a la monarquía francesa, lo que provocó desafíos financieros para su sucesor.[62]

Comentario de Dante[editar]

En la Divina comedia, Dante Alighieri imagina el espíritu de Felipe fuera de las puertas del Purgatorio con otros gobernantes europeos contemporáneos. Este no nombra a Felipe directamente, pero se refiere a él como «el de nariz pequeña»[63]​ y «el padre de la Plaga de Francia», una referencia al rey Felipe IV de Francia.[64]

Notas[editar]

  1. Hallam afirma que Felipe ganó su apodo en algún momento antes de 1300, debido a su destreza en Túnez o España.[1]
  2. Bradbury afirma que fueron las políticas distintas de Felipe y cómo las implementó lo que le valió su apodo.[2]
  3. La enfermedad en cuestión era disentería o tifus.[13]

Referencias[editar]

  1. Hallam, 1980, p. 275.
  2. Bradbury, 2007, p. 237.
  3. Richard, 1992, p. 65.
  4. Richard, 1992, p. xxiv.
  5. Field, 2019, p. 77.
  6. Hallam, 1980, p. 223.
  7. Gil, 2006, p. 88.
  8. Le Goff, 2009, p. 330.
  9. Sivery, 2003, p. 35.
  10. Ward, 2016, p. 132.
  11. Richard, 1992, p. 327.
  12. Richard, 1992, p. 325.
  13. a b Riley-Smith, 2005, pp. 210-211.
  14. Westerhof, 2008, p. 79.
  15. Giesey, 2004, p. 242.
  16. Tyerman, 2019, p. 368.
  17. Lower, 2018, pp. 134-135.
  18. Peter of Ickham, 2012, p. 296.
  19. Brown, 1978, p. 149.
  20. Evergates, 1999, p. 86.
  21. Bradbury, 2007, p. 235.
  22. Sivery, 2003, p. 74.
  23. Sivery, 2003, pp. 109-110.
  24. Fawtier, 1989, p. 34.
  25. Stow, 2006, p. 95.
  26. Chazan, 1980, p. 185.
  27. Chazan, 2019, p. 155.
  28. Chazan, 1980, p. 186.
  29. Chazan, 2019, p. 169.
  30. Stow, 2006, p. 94.
  31. a b c d e Biller, Bruschi y Sneddon, 2011, p. 42.
  32. a b Sivery, 2003, p. 106.
  33. a b c Sibley y Sibley, 2003, p. 123.
  34. a b Biller, Bruschi y Sneddon, 2011, pp. 42-43.
  35. Sibley y Sibley, 2003, p. 6.
  36. a b c d Woodacre, 2013, p. 28.
  37. a b c d Woodacre, 2013, p. 29.
  38. a b Woodacre, 2013, p. 30.
  39. Woodacre, 2013, pp. 30-31.
  40. a b Woodacre, 2013, p. 31.
  41. Sammartino y Roberts, 1992, p. 71.
  42. Runciman, 2000, pp. 205-209.
  43. Aurell, 2020, p. 246.
  44. Runciman, 2000, p. 243.
  45. Runciman, 2000, p. 232.
  46. Wood, 1966, p. 30.
  47. a b Fawtier, 1989, p. 35.
  48. Chaytor, 1933, p. 105.
  49. a b c d Hallam, 1980, p. 356.
  50. Sivery, 2003, p. 279.
  51. Jordan, 2009, p. 213.
  52. a b Earenfight, 2013, p. 158.
  53. Bradbury, 2007, p. 238.
  54. Woodacre, 2013, p. xviii.
  55. Field, 2019, p. 78.
  56. a b Henneman, 1971, p. xvii.
  57. Brown, 1978, p. 179.
  58. Dunbabin, 2011, p. xiv.
  59. a b Morrison y Hedeman, 2010, p. 4.
  60. Prestwich, 2007, p. 27.
  61. Hallam, 1980, p. 384.
  62. Sumption, 1990, p. 24.
  63. de Pontfarcy, 2010, p. 691.
  64. Alighieri, 1920, pp. 52-53.

Bibliografía[editar]

  • Alighieri, Dante (1920). The Divine Comedy (en inglés). Houghton Mifflin Company. 
  • Aurell, Jaume (2020). Medieval Self-Coronations: The History and Symbolism of a Ritual (en inglés). Cambridge University Press. ISBN 978-1108840248. 
  • Biller, Peter; Bruschi, C.; Sneddon, S., eds. (2011). Inquisitors and Heretics in Thirteenth-Century Languedoc:Edition and Translation of Toulouse Inquistion Depositions, 1273-1282 (en inglés). Brill. ISBN 978-90-04-18810-5. 
  • Bradbury, Jim (2007). The Capetians: Kings of France 987–1328 (en inglés). Continuum. ISBN 978-1-85285-528-4. 
  • Brown, Elizabeth A. R. (1978). The Monarchy of Capetian France and Royal Ceremonial (en inglés). Variorum Reprints. ISBN 978-0860782797. 
  • Chaytor, H.J. (1933). A History of Aragon and Catalonia (en inglés). Methuen Publishing Ltd. ISBN 9780598559678. 
  • Chazan, Robert, ed. (1980). Church, State, and Jew in the Middle Ages (en inglés). Behrman House, Inc. ISBN 0-87441-302-8. 
  • Chazan, Robert (2019). Medieval Jewry in Northern France: A Political and Social History (en inglés). The Johns Hopkins University Press. ISBN 978-1-4214-3065-2. 
  • Dunbabin, Jean (2011). The French in the Kingdom of Sicily, 1266–1305 (en inglés). Cambridge University Press. ISBN 978-0-521-19878-3. 
  • Earenfight, Theresa (2013). Queenship in Medieval Europe (en inglés). Palgrave Macmillan. ISBN 978-0-230-27645-1. 
  • Evergates, Theodore (1999). «Aristocratic Women in the County of Champagne». En Evergates, Theodore, ed. Aristocratic Women in Medieval France (en inglés). University of Pennsylvania Press. ISBN 0-8122-3503-7. 
  • Fawtier, Robert (1989). Capetian Kings of France: Monarchy and Nation, 987-1328 (en inglés) (17th edición). Macmillan. ISBN 978-0-333-08721-3. 
  • Field, Sean L. (2019). Courting Sanctity: Holy Women and the Capetians (en inglés). Cornell University Press. ISBN 978-1501736193. 
  • Giesey, Ralph E. (2004). Rulership in France, 15th-17th Centuries (en inglés). Ashgate. ISBN 9780860789208. 
  • Gil, Christiane (2006). Marguerite de Provence: épouse de Saint Louis (en francés). Pygmalion. ISBN 978-2756400006. 
  • Hallam, Elizabeth M. (1980). Capetian France: 987–1328 (en inglés). Longman. ISBN 9780582404281. 
  • Henneman, John Bell (1971). Royal Taxation in Fourteenth-Century France: The Development of War Financing, 1322–1359 (en inglés). Princeton University Press. ISBN 0-691-05188-7. 
  • Jordan, William Chester (2009). A Tale of Two Monasteries: Westminster and Saint-Denis in the Thirteenth Century (en inglés). Princeton University Press. ISBN 978-0-691-13901-2. 
  • Le Goff, Jacques (2009). Saint Louis (en inglés). University of Notre Dame Press. ISBN 978-0268033811. 
  • Lower, Michael (2018). The Tunis Crusade of 1270: A Mediterranean History (en inglés). Oxford University Press. ISBN 978-0198744320. 
  • Morrison, Elizabeth; Hedeman, Anne Dawson, eds. (2010). Imagining the Past in France: History in Manuscript Painting, 1250–1500 (en inglés). J. Paul Getty Museum. ISBN 978-1606060285. 
  • Peter of Ickham (2012). Glover, John, ed. Le Livere de Reis de Brittanie, E, Le Livere de Reis de Engleterre (en francés). Cambridge University Press. ISBN 978-1357851026. 
  • de Pontfarcy, Yolanda (2010). «Philip III». En Lansing, Richard, ed. The Dante Encyclopedia (en inglés). Routledge. ISBN 978-0415876117. 
  • Prestwich, Michael (2007). Plantagenet England 1225-1360 (en inglés). Oxford University Press. ISBN 978-0199226870. 
  • Richard, Jean (1992). Lloyd, Simon, ed. Saint Louis: Crusader King of France (en inglés). Cambridge University Press. ISBN 978-0521381567. 
  • Runciman, Steven (2000). The Sicilian Vespers: A History of the Mediterranean World in the Later Thirteenth Century (en inglés). Cambridge University Press. ISBN 9780521437745. 
  • Riley-Smith, Jonathan (2005). The Crusades: A History (en inglés). Continuum. ISBN 978-1472513519. 
  • Sammartino, Peter; Roberts, William (1992). Sicily: An Informal History (en inglés). Cornwall Books. ISBN 978-0845348772. 
  • Sibley, W.A.; Sibley, M.D. (2003). The Chronicle of William of Puylaurens: The Albigensian Crusade and Its Aftermath. The Boydell Press. ISBN 0-85115-925-7. 
  • Sivery, Gerard (2003). Philippe III Le Hardi (en inglés). Fayard. ISBN 2-213-61486-5. 
  • Stow, Kenneth (2006). Jewish Dogs: An Image and Its Interpreters (en inglés). Stanford University Press. ISBN 978-0804752817. 
  • Sumption, Jonathan (1990). The Hundred Years War:Trial by Battle (en inglés) I. Faber and Faber Limited. ISBN 978-0812216554. 
  • Tyerman, Christopher (2019). The World of the Crusades (en inglés). Yale University Press. ISBN 978-0300217391. 
  • Ward, Jennifer (2016). Women in Medieval Europe 1200-1500 (en inglés) (2nd edición). Routledge. ISBN 978-1138855687. 
  • Westerhof, Danielle (2008). Death and the Noble Body in Medieval England (en inglés). Boydell Press. ISBN 978-1843834168. 
  • Wood, Charles T. (1966). The French Apanages and the Capetian Monarchy, 1224-1328 (en inglés). Harvard University Press. ISBN 978-0674320017. 
  • Woodacre, Elena (2013). The Queens Regnant of Navarre (en inglés). Palgrave Macmillan. ISBN 978-1137339140. 

Enlaces externos[editar]


Predecesor:
Luis IX
Rey de Francia
Arms of the Kingdom of France (Ancien).svg

12701285
Sucesor:
Felipe IV