Reina Mercedes (1892)

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Reina Mercedes
Reina mercedes.jpg
El crucero Reina Mercedes
Banderas
Bandera de España Insignia Naval de EEUU
Historial
Astillero Cartagena
Clase Clase Reina Cristina
Botado 12 de septiembre de 1887
Asignado 1892
Destino Hundido en 1898
Reflotado por la US Navy
Desguazado en 1957
Características generales
Desplazamiento 3900 t
Eslora 84,00 m
Manga 13,00 m
Calado 6,70 m
Aparejo Armada Española:
•1725 m² de vela
US Navy:Ninguno
Armamento Armada Española:
• 6 cañones González-Hontoria de 160 mm
• 3 cañones de 57 mm
• 2 cañones Nordenfelt de 42 mm
• 6 cañones Hotchkiss de 37 mm
• 2 ametralladoras
• 5 tubos lanzatorpedos.
US Navy:Ninguno
Propulsión Armada Española:
• 1 máquina alternativa
• 1 hélice
US Navy:Ninguno
Potencia 4100 cv
Velocidad Armada Española:15 nudos
US Navy:N/A
Tripulación Armada Española:380 tripulantes
US Navy:buque alojamiento

El Crucero Reina Mercedes fue un crucero español que permaneció activo en la Armada Española desde 1892 hasta 1898, y posteriormente, en la US Navy como buque alojamiento hasta 1957. Recibía su nombre en honor a la primera consorte del rey Alfonso XII, la Reina María de las Mercedes de Orleans.

Historial[editar]

El Reina Mercedes fue construido en el Arsenal Naval de Cartagena y botado en septiembre de 1887. Con un armamento principal compuesto por seis cañones González-Hontoria de 160 mm, montados lateralmente, y cinco tubos lanzatorpedos fijos de 356 mm, este buque formaba parte de la clase de cruceros Clase Reina Cristina. Al igual que sus dos gemelos (Reina Cristina y Alfonso XII), sufrió grandes retrasos en su construcción, debido a la falta de materiales, además, los tres buques tuvieron constantes problemas en sus calderas.

En 1893 fue destinado de estación a Santiago de Cuba como integrante de la escuadra de instrucción, donde sirvió inicialmente, y en 1895, fue designado como buque insignia de las fuerzas navales españolas en Cuba.

Guerra Hispano-Norteamericana[editar]

En 1898, aunque estaba integrado en la flota española, el mal estado de sus calderas, debido a la falta de mantenimiento, le impedía navegar, por lo que fue destinado como defensa fija a la entrada de la bahía de Santiago de Cuba. Cuatro de sus cañones González-Hontoria de 160 mm fueron desembarcados para artillar la batería alta de Socapa, que estaba equipaba piezas de avancarga de más de 300 años de antigüedad.

Comenzadas las acciones bélicas contra la bahía de Santiago de Cuba los norteamericanos, trazaron planes para encerrar a los buques españoles a la espera de un desenlace favorable en los combates terrestres, que permitiese capturar intacta toda la escuadra española. Así, la noche del 2 al 3 de junio, intentaron bloquear la entrada a la bahía de Santiago hundiendo en ella el viejo buque carbonero Merrimack, que fue avistado por el Reina Mercedes y el Plutón, que lograron hundirlo antes de que bloquease el canal.

El 6 de junio, fue atacado con artillería, recibiendo 35 impactos directos.


Bloqueo del puerto[editar]

Reina Mercedes hundido por su propia tripulación en Santiago de Cuba.

El Crucero Reina Mercedes fue hundido por su tripulación en Santiago de Cuba el 4 de julio de 1898 para taponar el canal de acceso tras el hundimiento de la escuadra del almirante Cervera para impedir la entrada de la escuadra del almirante Sampson, hecho que consiguieron a pesar del bombardeo al que fue sometido por los cruceros Texas y Massachusetts.


Captura por la US Navy[editar]

El Reina Mercedes, fue capturado el 17 de julio cuando los defensores de Santiago de Cuba se rindieron, tras lo cual fue reflotado por la US Navy entre el 2 de enero y el 1 de marzo de 1899, y remolcado hasta el Astillero Naval de Norfolk (Virginia), y luego al Astillero Naval de Portsmouth, en Kittery (Maine) adonde llegó el 25 de agosto de 1900, para su reparación. Fue transformado en un pontón, sin propulsión, y en 1905 fue destinado a Newport (Rhode Island). En 1912 volvió a los Astilleros Navales de Norfolk, para su transformación en buque alojamiento estacionario, destinado a Annápolis, donde sirvió como buque de alojamiento de los cadetes con la designación IX-25.

Volvió a enarbolar la bandera española en 1920 en un gesto de amistad durante la visita del Acorazado Alfonso XIII a Annápolis.

Final[editar]

Las reparaciones necesarias en 1957 para hacer que siguiera siendo útil, eran tan elevadas, que se decidió finalmente su venta. Fue desguazado en Boston Metals Co., de Baltimore.

Enlaces externos[editar]