Lonomia

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Commons-emblem-notice.svg
 
Taturana
Taturana.JPG
Ejemplar de Lonomia obliqua, en Brasil.
Clasificación científica
Reino: Animalia
Filo: Arthropoda
Clase: Insecta
Orden: Lepidoptera
Suborden: Glossata
Infraorden: Heteroneura
División: Ditrysia
Familia: Saturniidae
Género: Lonomia
Walker, 1855

Lonomia es un género de lepidóptero ditrisio de la familia Saturniidae cuyas orugas se conocen vulgarmente como taturanas, tataranas (del guaraní "tata": fuego y "rana": semejante), churruscos o marandovás.

Toxicidad[editar]

Estas orugas poseen pelos tóxicos altamente peligrosos. Hay algunas especies con poderosos venenos , como Lonomia obliqua, conocidas como "taturanas asesinas", que pueden provocar trastornos de la coagulación sanguínea, provocando hemorragias, moretones, dolores de cabeza, malestar general, insuficiencia renal y hasta llevar a la muerte.[1]

En los estados del sur de Brasil, se produjeron más de 1.000 casos de accidentes con orugas del género Lonomia, varios de estos resultando en la muerte. La provincia argentina de Misiones, también registró algunos casos producidos por estas orugas.

Investigaciones de la Escuela Superior de Agricultura Luiz de Queiroz (ESALQ), dependiente de la Universidad de São Paulo, indican que la proliferación de estas se debe al hecho de que varios predadores naturales hayan desaparecido con la devastación del ambiente natural. De esta forma, las taturanas, que antes se alimentaban de las hojas del pimentero brasileño o del cedro, pasaron a alimentarse de las hojas de otros árboles, disminuyendo así la distancia del hábitat humano y aumentando la incidencia de accidentes.

Antídoto[editar]

El único remedio eficiente para accidentes con la Lonomia es el suero antilonómico, hecho a partir de las cerdas por el Instituto Butantan, en Brasil.

Predadores naturales[editar]

El estudio de la Universidad de São Paulo descubrió que el principal predador de la Lonomia obliqua es una mosca de la familia Tachinidae, que deposita cinco o seis huevos en la taturana. Al nacer, las larvas se alimentan de su cuerpo.

Una avispa de la familia Ichneumonidae hace lo mismo, aunque deposite sólo un huevo. El virus de loobMNPV es nocivo sólo para la Lonomia obliqua, que se queda con movimientos lentos y apariencia amarillenta. Un gusano de la familia Mermitidae también fue identificado como predador, además de un heteróptero de la familia Pentatomidae que consigue succionar los fluidos de la oruga.

No fue identificado ningún ave o mamífero que actuara como enemigo natural, lo que justificaría la existencia de los pelos venenosos.

Especies[editar]

Referencias[editar]

Enlaces externos[editar]